Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

La bolsa de Comercio

Enviado por vasquito



La bolsa es el órgano central que regula la circulación de capitales; a ella afluyen las empresas para convertir sus títulos en numerario que sale a fomentar las industrias y activar sus negocios.

La bolsa es la imagen del estado del país. Ella no crea la especulación, la facilita y la impulsa; o la detiene, según las impresiones de la situación general. La bolsa refleja ese espíritu de empresa y de especulación que anima al comercio y a la industria y, sin el cual, no se produciría ese poderoso crecimiento que día a día nos sorprende con sus innovaciones y iniciativas.

Las bolsas, como todos los mercados están sometidas a influencias exteriores, a leyes que la regulan, a perspectivas económicas que ensanchan (o reducen) los horizontes y alimentan (o enervan) el espíritu de la empresa.

Si el país crece, si la inmigración afluye en torrentes, si los capitales circulan, si los desiertos se pueblan, si los ferrocarriles se bifurcan, si la producción se multiplica, si el horizonte se aclara, son otros tantos agentes que concurren a dilatar el campo de transacciones e incitar la especulación, que toma vuelo en esos incentivos.

De esta forma, se debe encarar esa actividad extraordinaria que se nota en la bolsa, no como un fenómeno aislado y caprichoso, sino como la resultante de todo las fuerzas que forman al país y se convierten en títulos, y promueven las empresas que se lanzan a operar sobre lo que prometen los progresos que se realizan.

Antecedentes históricos en nuestro país

Mientras en Europa el ciclo se había completado y varias bolsas fuertes operaban a pleno, inclusive habiendo superado algunos crack, a inicios del siglo pasado la preocupación era logra la independencia y convertirla en una nación. El proceso resultó sumamente acelerado, si se considera que nacemos como país en 1810 y solo 44 después se pone la piedra fundamental de la bolsa de comercio en Bs.As.

No se toma en cuenta la experiencia de Europa sino que aquí se dieron una suerte de organizaciones previas que trataban de encauzar el empuje comercial de una nueva nación. En esta podemos citar:

· La sala comercial inglesa.

· El Camuati.

· La Bolsa Mercantil.

Estas dieron origen a la bolsa de comercio.

En 1811 se funda la primera asociación de comerciantes, ya que los ingleses habían establecido una Sala de Comercio, en la calle 25 de mayo. Años mas tardes, en 1829, un redactor del British Packet (primer diario ingles publicado en el país), estableció el Bs. As Comercial Room, este tenia bases más liberales donde podían acudir los hijos del país, esto no sucedía en la sala de comercio reservada solo para extranjeros.

El 14 de noviembre de 1821, por iniciativo de Bernardino Rivadavia, se sanciona el proyecto para la instalación de una bolsa mercantil. La actividad de los corredores de cambio, estaba reglada por el proyecto de ley antes mencionados:

a) La actividad de los integrantes quedaba a designación del gobierno.

b) La actividad que incluía además a los agentes de cambio, corredores de mercancías corredores de seguros, y transporte de agua y tierra.

Bernardino Rivadavia nombra los cuatro primeros corredores, que fueron elegidos entre una lista de 8 propuestos por el tribunal consular. El 4 de febrero devián dar comienzo las operaciones, el primer local que tubo la bolsa mercantil ya estaba ubicado en la calle catedral (que luego se llamo San Martín), numero 29. En el año 1829, ya se habría incrementado el numero de corredores a 18, quienes operaban cotizando onzas de oro, o comprando y vendiendo papeles o fondos públicos. Surge la caída de Bernardino Rivadavia. En ese momento, bajo el gobierno de Juan Manuel de Rosas, el banco central se encontraba en una angustiosa situación, con la moneda depreciada.

Los corredores fueron perseguidos desde un primer momento por el gobernador (Rosas). Estos siguen operando, pero no tienen un lugar fijo para establecerse; dichas reuniones las tienen que realizar a escondidas. Por este motivo reciben una extraña denominación, para que pudiera entenderse como una asociación comercial. La misma recibe el nombre de Camuati o Camoati, palabra indígena que significa enjambre de avispas que se reúnen en un árbol construyendo un panal, para luego deshacerlo y construir otro en distinto lugar.

En el año 1846 se construye la sociedad de corredores, cuyas primeras sesiones se realizan en la calle Florida 21, entre Ribadavia y La Piedad. En ese momento los socios eran 80 pudiendo incorporarse los corredores que quisiesen, luego se trasladan a Victoria entre Perú y Bolívar, allí el numero de personas ya había crecido y se penso en alquilar un nuevo local en la calle de La Piedad, entre Florida y Maipu, en este lugar se originan el primer reglamento impreso. Después de la caída de Rosas se reunían en la casa real de Azúa, en la plaza 25 de Mayo (enfrente de donde, luego, se instalo la bolsa).

La bolsa mercantil da origen a la actual bolsa de comercio. Un total de 118 personas, reunidas en el local del Tribunal de Comercio un 10 de julio de 1854, resuelven fundar una nueva sociedad que se llamara Bolsa de Comercio, designándose como presidente al señor Francisco Balbin.

Posteriormente se fundaron las bolsas de comercio de Rosario, Córdoba, Mendoza, Santa Fe, etc.

Funciones

La bolsa es un órgano de la economía donde concurren todas las energías y la sabia de la industria nacional a tomar impulso y dirección, a transformarse en esa propiedad múltiple y divisible del titulo que se convierte a su vez en bancos, vías férreas, colonias, puertos y tantas otras empresas que se inician en toda la república, y a las que la bolsa fomenta directa o indirectamente. Sus latidos son escrupulosamente recogidos diariamente, dentro y fuera de la nación, por todos los hombres de negocios que necesitan investigar el estado del país.

Organización

La bolsa de comercio de Bs. As. adopta a partir del 29 de enero de 1969 la forma de asociación civil con personería jurídica sin fines de lucro, con domicilio legal en la ciudad de Bs.As. constituida como tal, tiene como marco normativo funcional la ley 17811 autorizada por el ejecutivo nacional, a actuar por intermedio de la comisión nacional de valores. Tiene mas de 8500 asociados individuales en que en las asambleas anules eligen a sus representantes para integrar el consejo de dirección.

Los principales objetivos estatuarios de la bolsa son:

1. Facilitar a sus asociados toda clase de negocios lícitos y operaciones mercantiles, cuidando su realidad legalidad y seguridad.

2. Cumplir las funciones que le confiere la ley en todo lo referente a la cotización de títulos valores.

3. Promover la realización de transacciones en monedas, metales preciosos, giros, letras de cambio, etc.

4. Asegurar la variedad del registro de las operaciones realizadas en sus recintos y su publicación para informar el precio corriente de los bienes y servicios negociables.

5. Procurar mediante peticiones a las autoridades e instituciones que crea corresponder, una adecuada legislación relativa al comercio, producción, finanzas y economía en general.

6. Efectuar estudios e investigaciones referentes a las materias citadas.

7. Crear funciones con finalidad de bien públicos.

8. Fomentar el arbitraje como medio de solución rápida y amigable de las cuestiones o litigios de carácter comercial.

Requisitos para cotizar

En el régimen general vigente, las empresas deben presentar a la bolsa la resolución de la comisión nacional de valores autorizando la oferta publica, estatutos societarios, balances y otras informaciones que incluyen proyecciones financieras, concesiones, royalties y otros contratos vigentes.

Una vez que cotizan deben cumplir una serie de requisitos informativos en preservación de los derechos de los accionistas: divulgación de sus estados contables trimestrales aprobados por auditorias y de sus memorias y de sus balances generales, los que deben ser considerados en asambleas de accionistas. Deben informar sobre el comportamiento de la empresa y los proyectos futuros, así como cualquier cambio positivo o negativo que pudiera ocurrir para ser publicado por la bolsa. En 1991 se creo una sección especial de cotización para nuevos proyectos de inversión en actividades productivas de bienes y servicios, destinado a promover el acceso a al ahorro publico, a mediano y largo plazo.

PRODUCTOS

1. Títulos Privados

1.1 Acciones
Parte alícuota del capital de una sociedad anónima que se incorpora a un título valor transferible, que representa una aportación patrimonial, confiriendo a su titular legítimo la condición, derechos y obligaciones de socio.

1.2 Obligaciones Negociables
Títulos privados emitidos por sociedades, por un monto de capital determinado, por los que la empresa obtiene un empréstito a mediano o largo plazo para el desarrollo de sus proyectos de inversión.

1.3 Obligaciones Negociables convertibles
Son Obligaciones Negociables que pueden ser convertidas en acciones de la sociedad emisora a voluntad del titular y de acuerdo a las condiciones de emisión.

1.4 Fondos Comunes de Inversión Cerrados
Patrimonio integrado por títulos valores y dinero perteneciente a diversas personas a las que se le reconocen derechos de copropiedad. Estos fondos tienen un patrimonio, representado por una cantidad fija de cuotapartes (porciones en las que se divide y representa el patrimonio del fondo). Dichas cuotapartes poseen cotización bursátil.

1.5 Fideicomisos Financieros
Contrato por el cual una de las partes (fideicomitente) transmite la propiedad de un patrimonio a otra (fiduciaria) hasta su vencimiento, con la finalidad que este la administre. El patrimonio fideicomitido está constituido por una cartera de instrumentos financieros. La propiedad se divide y representa en "certificados de participación".

1.6 Otros

1.6.1 Indices
Coeficientes que miden las oscilaciones del valor de una variable. Se negocian índices bursátiles, sobre tasa de interés, etc.

1.6.2 Derivados
Instrumentos financieros derivados de otros (acciones, bonos, etc.) que se operan en contado. Actualmente se negocian los siguientes: Opciones (sobre acciones, bonos e índices) Futuros (sobre acciones, bonos e índices)

2. Títulos Públicos

Son títulos emitidos por el Estado Nacional o gobiernos provinciales a los efectos de captar fondos frescos sin acudir a la emisión para salvar situaciones de caja, cumplir con los proveedores y contratistas del Estado a los efectos de proyectos de inversión.

MERVAL. Mercado de Valores

Para operar dentro de las bolsas el régimen legal requiere la organización de mercado de valores que agrupan a los agentes y sociedades de bolsa.

Esta división funcional entre bolsas y mercados de valores es característica del sistema argentino y deriva del hecho que las bolsas pueden organizar respectivas jurisdicciones distintos mercados especializados en diversos productos.

En la bolsa de comercio de Bs.As. Funcionó hasta 1965 un mercado de cereales a termino. Actualmente opera en el mercado de valores mercado de futuros y opciones.

El mercado de valores de Bs.As. Es actualmente una sociedad anónima con su capital dividido en 250 acciones de $9000 valor nominal cada una, cuyos poseedores, personas físicas que reúnen las condiciones para ser agentes de bolsa o sociedades anónimas constituidas con el objeto exclusivo de desarrollar las actividades de bolsa, están facultados para actuar como operadores de mercado en nombre propio o de terceros.

Funciones del Mercado de Valores

Las funciones primarias se refieren al registro de agentes y sociedades de bolsas y a la reglamentación y garantía de liquidación de las operaciones que se negocian en el recinto. Regula, coordina, e instrumenta los diversos aspectos de las transacciones inherentes a mecanismo de mercado, condiciones, y plazos de pago.

En el año 1992 operaban en el Mercado de Valores de Bs.As. 180 agentes y sociedades de bolsa.

LIQUIDACION DE OPERACIONES

El Mercado de Valores de Buenos Aires utiliza un sistema de liquidación, así como también un sistema de concertación de transacciones bursátiles, que ha sido diseñado respetando las recomendaciones efectuadas por el Grupo de los 30 sobre Sistemas de Compensación y Liquidación en los Mercados de Títulos Valores mundiales y posteriores informes del Comité Técnico de la Organización Internacional de Comisiones de Títulos (IOSCO) y de la FIBV.

El sistema de liquidación tiene como objeto asegurar el cumplimiento del principio de entrega de títulos contra el pago correspondiente, dentro del plazo establecido en el acto de concertación de la transacción bursátil.

El sistema liquida las siguientes transacciones bursátiles:

  • Operaciones de contado
  • Operaciones de futuro
  • Préstamos de títulos valores

Características del sistema de Liquidación:

-Confirmación de las transacciones en T+1

Toda circunstancia que afecte la liquidación de una transacción bursátil debe informarse antes que finalice el día T+1.

-Liquidación en T+3

Al finalizar las sesiones de negociación del día T+3, el Merval verifica que todos los participantes hayan cumplido con sus obligaciones de entregar títulos y fondos, en las monedas y especies que correspondan.

-Delivery versus Payment

El Merval garantiza que los títulos vendidos serán entregados únicamente si la contraparte cumplió con el pago correspondiente y que el pago será efectuado únicamente si el vendedor entregó los títulos.

-Garantía de liquidación

El Merval garantiza a las partes la recepción de los valores y contravalores objeto de la negociación de las operaciones concertadas en el Sistema de Concurrencia de Ofertas y opcionalmente en la Rueda Continua.

-Compensación multilateral

La liquidación de las operaciones es realizada aplicando el método de compensación por balance multilateral, es decir que el Merval es la contraparte de todas las operaciones garantizadas y cada participante tiene una única obligación o un crédito por cada especie negociada.

-Derivación de obligaciones

El operador bursátil tiene la posibilidad de derivar obligaciones de pago o entrega de títulos valores a otro participante habilitado por el Merval.

De tal forma, Inversores Institucionales pueden utilizar el Sistema de Liquidación en calidad de Participantes Indirectos, recibiendo o entregando títulos a las contrapartes sin la intervención de Agentes y Sociedades de Bolsa.

-Entrega de títulos libre de pago

Opcionalmente, el vendedor podrá indicar al Merval la entrega de títulos al comprador sin la existencia del pago.

-Control de riesgos

A efectos de tomar las medidas de prevención adecuadas, el sistema permite controlar en tiempo real la posibilidad de riesgos generados por:

  • Oscilaciones de precios producidas en el período comprendido entre la concertación y la liquidación de la operación.
  • Concentración de obligaciones por operador.

-Préstamo de títulos

Como complemento del Sistema de Liquidación, el Merval cuenta con un sistema de préstamo de títulos valores que le permite disminuir el impacto de faltantes transitorios en el proceso de liquidación.

-Red privada de comunicaciones

El Merval dispone de una red de comunicaciones de alta seguridad, que les permite a los participantes:

  • Obtener información en tiempo real sobre el estado de sus cuentas de liquidación.
  • Dar instrucciones acerca del proceso de liquidación.
  • Transferir títulos valores para cumplir con sus obligaciones.

PROCESO DE LIQUIDACION

Para cumplimentar la liquidación, el Merval utiliza los servicios de:

  • La depositaria central de títulos: Caja de Valores S. A. con la finalidad de:
    • Asegurar la existencia de títulos afectados a la compensación y liquidación.
    • Certificar los movimientos de custodia entre los participantes.
  • Entidades bancarias liquidadoras de fondos para efectuar:
    • Cobros y pagos vía transferencias interbancarias.
    • Confirmación de saldos de los participantes.
    • Gestión de líneas de crédito.
Estas funciones son cumplidas en la actualidad por el sistema bancario argentino para la liquidación de operaciones en Buenos Aires, y por un Banco del Exterior, como entidad concentradora, de aquellas operaciones pactadas en moneda extranjera para ser liquidadas en New York. Formas de negociación El Mercado de Valores cuenta con un sistema de negociación, aplicable a títulos privados y públicos denominado: Mercado de Concurrencia, con concertación electrónica o a viva voz, bajo un sistema de interferencia de ofertas, en el cual todas las operaciones realizadas cuentan con garantía de liquidación del Merval. También se podrán concretar operaciones en títulos públicos y obligaciones negociables, en la Sesión Continua de Negociación (con o sin garantía de liquidación del Merval). sistema_Neg.JPG (5360 bytes) 1 – Mercado de Concurrencia La Operatoria de Contado (Vencimiento Standard) en el Mercado de Concurrencia de Ofertas, admite las siguientes formas operativas:
  • Concertación automática de Operaciones a partir de Ofertas ingresadas desde estaciones de Trabajo, o a través de Minutas desde el Recinto.
  • Concertación de Operaciones con la modalidad de voceo en el Recinto con ingreso posterior a través de Minutas.
Ambas formas de concertación producen el registro de Operaciones en una única estructura de precios y volúmenes, y alimentan una única estructura de Ofertas por Especie. La concertación de Operaciones con la modalidad de Voceo se realiza según las reglamentaciones actuales de la Rueda Tradicional (Piso). La concertación automática a partir de Ofertas se lleva a cabo según las reglas del Sistema Electrónico. Este Mercado de Valores tiene la facultad de limitar, para una especie o grupo de especies, las modalidades habilitadas para la concertación de Operaciones y el ingreso de Ofertas. Entre las principales características de la modalidad de Voceo que se lleva a cabo Recinto de Operaciones, se destaca que:
  • Las operaciones son concertadas a viva voz.
  • Se perfeccionan mediante la confección de minutas.
  • Rige la regla de la mejor oferta y al igual que en la negociación electrónica cuentan con la garantía de liquidación del Merval.
En cuanto a la modalidad de concertación en el Sistema Electrónico, sus principales características son:
  • Se opera a través de ofertas de compra y de venta, que son ingresadas en estaciones de trabajo o sea computadoras interconectados a la red informática del Sistema Bursátil.
  • Las operaciones son concertadas automáticamente.
  • Las ofertas se registran según el principio de prioridad precio-tiempo, que privilegia la mejor de ellas.
Las operaciones concertadas bajo esta modalidad gozan de la garantía de liquidación del Merval. 2 – Sesión Continua de Negociación Los Agentes y Sociedades de Bolsa podrán operar en esta Sesión, comprando o vendiendo títulos públicos y obligaciones negociables por cuenta propia, concertando las operaciones con otro Agente o Sociedad de Bolsa u otro intermediario, mediante tratativas directas. En este Sistema y a diferencia de la de voceo, no rige la regla de la mejor oferta y la retribución de los operadores y los Derechos de Bolsa y de Mercado están implícitos en el precio convenido. Las operaciones deben ser informadas en tiempo real para su divulgación, registro y publicación. Las operaciones entre contrapartes son liquidadas por el Mercado de Valores de Buenos Aires, y pueden ser cursadas por el segmento garantizado o no garantizado.

OPERACIONES DEL SISTEMA BURSATIL

En el Mercado de Valores de Buenos Aires, se pueden realizar operaciones sobre títulos valores, tanto de (1) Contado como a (2) Plazo, según el sistema de negociación que se elija. A continuación se brindan los conceptos de las Operaciones del Sistema Bursátil Argentino:

CONTADO

PLAZO

PLAZO FIRME
PASE
CAUCION
OPCIONES
INDICES
PRESTAMO DE VALORES
VENTAS EN CORTO

1. OPERACIONES DE CONTADO

Estas operaciones permiten a una persona disponer la compra o venta de una cantidad determinada de títulos valores a un precio convenido.

En la actualidad, los contados se concertan para ser liquidados en un plazo único de 72 horas ó (T+3).

En todos los casos, las operaciones se realizan en el horario establecido por el Directorio, operándose con los siguientes títulos valores:

  • Acciones
  • Títulos de Renta Fija
  • Obligaciones Negociables
  • Otros valores con cotización

Además se prevé la concertación de operaciones con liquidación en: pesos, dólares o dólares transferencia, entre cuentas radicadas en el exterior.


2. OPERACIONES A PLAZO

Las Operaciones a Plazo son aquellas que concertadas en una fecha dada, se liquidan en un período superior al de contado (más de 72 hs.).

Como su liquidación está extendida en el tiempo, por ende supone un riesgo para el Mercado de Valores de Buenos Aires cuya liquidación garantiza. Quienes participan en ellas, deben constituir garantías a satisfacción, las que son determinadas por el Directorio del Merval, de acuerdo con las circunstancias que atraviesa la plaza en cada momento.


*PLAZO FIRME

Las Operaciones a Plazo Firme son aquellas en las que el comprador y el vendedor concertan la operación en una fecha determinada y quedan definitivamente obligados, fijando un plazo para su liquidación.

* PASE BURSÁTIL

El Pase Bursátil como un solo contrato instrumentado en una o más liquidaciones, que consiste en la compra o venta de contado o para un plazo determinado de una especie y la simultánea operación inversa de venta o compra de la misma especie, para un mismo comitente y en un vencimiento posterior.

*CAUCIÓN BURSÁTIL

La caución bursátil es un pase en el cual el precio de venta al contado es inferior al de cotización y resulta de los aforos que fija periódicamente el Merval, siendo además el precio de la venta a plazo, superior al de la venta al contado.

*INDICES

• Indice Merval. Concepto

Este es un indicador de la rentabilidad de las acciones negociadas en el mercado de contado, que toma como base de comparación, una inversión inicial, formando a esa fecha una cartera teórica de acciones.

La participación de cada acción en la cartera teórica está en relación con su representatividad en el mercado contado, corregida al tamaño de la muestra.

Los criterios utilizados para la selección de las acciones que integran el índice son:

a) Orden decreciente de participación hasta computar el 80% del volumen negociado en el mercado de contado en los últimos seis meses. b) Operaciones en por lo menos el 80% de las Ruedas.

Cada tres meses la cartera teórica es actualizada, siempre en base a seis meses, de modo de acompañar la participación relativa de cada acción en el Mercado. Es un índice formado de precios con cantidades fijas en el trimestre.

Al final de cada período de tres meses, se considera que la cartera anterior es teórica y el producido se aplica a la formación de una nueva cartera, donde se tienen en cuenta las alternativas de participación del período.

Cuando una empresa que compone la cartera es suspendida por más de cinco días hábiles bursátiles, la cartera teórica se recompone utilizando el criterio explicitado en el sistema anterior. Desde el momento de la suspensión y hasta la recomposición, se calcula la participación de dicha especie al período de cierre del último día de cotización.

Establecida la cantidad de cada una de las acciones que componen la cartera, en el transcurso del trimestre, éstas sólo pueden ser alteradas en función del pago de dividendos en efectivo o en acciones y por suscripciones.

En todos los casos, estos efectos y sus posibles combinaciones determinan un aumento en la cantidad de acciones de las especies que componen la cartera.

-Como operativa, está prevista la compra y venta de unidades de índice a futuro y realizar Opciones sobre dicho activo referencial.

*OPCIONES

Las Opciones, es una operación por la cual una de las partes -el titular de la operación- adquiere el derecho a comprar o a vender una determinada cantidad de títulos valores autorizados, en un período de tiempo establecido, a un precio también fijado, pagando por ello una determinada suma de dinero o prima.

Lo que antecede sirve para establecer los siguientes aspectos distintivos de la operación.

En primer lugar se analiza el objeto del contrato. A través de ésta se acuerda la adquisición o venta de un derecho, para comprar o vender una determinada cantidad de acciones.

Las partes contratantes son dos. El titular o comprador del derecho, es el que paga el premio para obtener el derecho a comprar o vender acciones. En segundo término tenemos al lanzador o vendedor de la Opción que será quien otorgue el derecho a comprar o vender acciones y por ende será quien perciba la prima.

En función de lo que antecede, concluimos en que el derecho obtenido por el titular conduce a adquirir o vender acciones, y esta situación hace que podamos clasificar el derecho adquirido en dos tipos: de comprar o de vender acciones. O dicho de otra manera, las opciones pueden ser de compra o de venta, según el derecho que asignen.


*PRESTAMO DE VALORES

El Préstamo de Valores es un contrato por medio del cual un Agente u Operador de Bolsa que se denomina el "Colocador", se obliga a transferir temporalmente la propiedad de ciertos títulos valores a otro Operador u Agente de Bolsa que se denomina el "Tomador", quien a su vez se obliga al vencimiento del plazo establecido a restituir al primero, otros títulos de la misma emisora, clase y serie, y al pago de la contraprestación convenida y los derechos patrimoniales que hubieren generado los valores durante la vigencia del contrato.

Los títulos pueden ser de cartera propia de los Agentes o Sociedades de Bolsa, o de comitentes. En este último caso, "el Colocador" requiere una conformidad específica por escrito del comitente para la operatoria.

Los títulos objeto de la presente operatoria, sólo pueden ser utilizados por "el Tomador" para facilitar la liquidación de operaciones previamente concertadas en el Merval, y por un plazo máximo de 5 días hábiles bursátiles.


*VENTAS EN CORTO

La venta en corto es aquella operación de venta en descubierto concertada en el mercado de contado en Recinto con títulos valores obtenidos en préstamo, durante la misma sesión de negociación.

Las operaciones de venta en corto pueden mantenerse por un período de hasta 365 días corridos.

El Mercado de Valores de Buenos Aires puede en cualquier momento, suspender la operativa de nuevas ventas en corto.

Las operaciones de préstamo de títulos valores previstas, sólo se concertan para cubrir la liquidación de operaciones de venta en corto realizadas en la misma fecha. La operativa se llevará a cabo en Recinto, se concertan para ser liquidadas simultáneamente con las ventas en corto que cubran, y cuentan con garantía de liquidación por parte del Mercado de Valores de Buenos Aires.

FERIADOS QUE OBSERVARAN LAS ENTIDADES FINANCIERAS EN LA REPUBLICA ARGENTINA DURANTE EL AÑO 1999.

Las entidades financieras no funcionarán los días:

Feriados nacionales y días no laborables establecidos por las Leyes Nº 21.329, 23.555, 24.360 y 24.445 y por los decretos del Poder Ejecutivo Nacional Nº 24.879 del 22.12.53 y 901 del 23.03.84.


Feriados Inamovibles (*)

Fecha

Día

Conmemoración

1 de Enero

Viernes

Año Nuevo

2 de Abril

Viernes

Viernes Santo

25 de Mayo

Martes

1er. Gobierno Patrio

9 de Julio

Viernes

Día de la Independencia.

8 de Diciembre

Miércoles

Inmaculada Concepción de María

31 de Diciembre

Viernes

Feriado Bancario

(*) Los feriados inamovibles se rigen por la ley Nº 21.329

Feriados Trasladables

Fecha

Traslado al Día

Conmemoración

(*) 10 de Junio

Lunes 14 de Junio

Afirmación de los derechos argentinos sobre las Malvinas, Islas y Sector Antártico. (Decreto Nº901/84)

(**) 20 de Junio

Lunes 21 de Junio

Paso a la inmortalidad del General Manuel Belgrano.

(**) 17 de Agosto

Lunes 16 de Agosto

Paso a la inmortalidad del General José de San Martín.

(*) 12 de Octubre

Lunes 11 de Octubre

Día de la Raza

(*) Estos feriados se rigen por la ley Nº 23.555
(**) Estos feriados se rigen por la ley Nº 24.445

No laborales Inamovibles

Jueves Santo

1 de Abril

Jueves Santo

Caja de Valores

Es creada por la bolsa de comercio y el mercado de valores de Bs.As. La Caja de Valores provee en la Argentina el único servicio de depósitos colectivo y administración de títulos valores que permite las liquidaciones de las transferencias por clearing automatizado rápido y sin riesgo.

La Caja es una institución privada organizada como sociedad anónima, cuyos principales accionistas son la bolsa y Mercado de Valores de Bs.As. , Actuando otras bolsas y mercados del país como accionistas minoritarios. Su actividad se rige por la ley 20643.

La Caja presta los siguientes servicios:

1. Agiliza la conversión, transferencia, ejercicio y constitución de derechos reales sobre los títulos públicos y privados, y sus cupones depositados.

2. Asegura el ejercicio de los derechos conferidos por los títulos valores depositados en custodia a sus propietarios.

3. Comunica trimestralmente a los inversores el estado de sus tenencias y los movimientos registrados.

4. Efectúa la liquidación de dividendos, revaluos, rentas y amortizaciones que dispongan las sociedades emisoras de títulos valores.

5. Cumplen funciones de agentes de registro de accionistas y obligaciones de sociedades cotizantes.

Operatorias y servicios

En el recinto de la bolsa diariamente se realizan 2 ruedas de negocios por el sistema de subasta:

· El mercado de valores, entre las 11 y 15 horas.

· El mercado de futuras y opciones de 15 a 16 horas.

Además tiene otro sistema operativo y denominado sesión continua, que permite a los agentes y casa de bolsas negociar fuera del recinto titulo públicos y obligaciones negociables por volúmenes importantes, mediante terminales de computación. Las transacciones se realizan sobre la base referencial de la rueda bursatil, a precios distintos para comprador y vendedor. En la diferencia esta implicita la comision que una vez acordadas se declaran y registran en el recinto.

Los tipos de operaciones que se realizan:

Se realizan al contado y a plazos:

1. Titulos privado: acciones y obligaciones, en pesos o en dólares.

2. Titulos publicos: bonos externos del gobierno en pesos y en dólares, titulos publicos nacionales en pesos, titulos publicos provinciales en pesos y en dolares.

3. Pases: en acciones y en bonos externos.

4. Opciones y cauciones: sobre acciones y bonos externos.

5. Indice merval: a futuro; es representativo de un grupo de 14 acciones que concentra el 80% del volumen del mercado.

Liquidación de operaciones

Se realizan por cuenta del mercado de valores. La caja de valores recibe la información de las transacciones efectuadas por los agentes bursátiles, esta información es procesada por la caja, que elabora un listado para la aprobación por cada agente y que acredita o debita, según los casos, en las cuentas de los agentes y las subcuentas que los mismos especifican.

Bolsa de cereales (ver diagrama aparte)

La República Argentina es, sin lugar a dudas, un país privilegiado en materia de producción agroindustrial a nivel mundial. Sus cosechas de importantes tonelajes que permiten la exportación de elevados volúmenes de materias primas y derivados, hacen que este sector se ubique en la cúspide del comercio exterior argentino.
Esta realidad que hoy nos enorgullece se debe en parte a las excelentes condiciones naturales de nuestro suelo, pero fundamentalmente a la visión y esfuerzo de aquellos hombres que, desde los orígenes mismos de nuestra nacionalidad, supieron vislumbrar este futuro.

Así nació entre otras la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, la entidad empresaria más antigua del país. Fue apenas un año después de sancionada la Constitución Nacional, el 15 de mayo de 1854 en la Plaza de las Carretas, actual plaza Miserere, donde inicia sus actividades la Bolsa de Cereales. Su sede social pasa primero por los galpones de la estación 11 de Septiembre, posteriormente su domicilio se ubica en los alrededores de dicha plaza.

Debido al importante crecimiento de las transacciones que hacían sus asociados, arrendó en 1897 un local que aún existe y que fuera especialmente construido por el Ferrocarril del Oeste para la Bolsa de Cereales. Finalmente en 1939 inaugura su edificio propio con tres plantas, a las que se le fueron agregando otras, hasta llegar a su actual fisonomía.

La Bolsa de Cereales es una asociación civil sin fines de lucro, típica entidad intermedia prestataria de servicios. Sus principales objetivos son:

  • propender al desarrollo de la economía nacional
  • ofrecer un lugar de reuniones a sus asociados
  • Promover la formación de entidades representativas de todos los gremios vinculados a los que hacer agroindustrial.

El gobierno, dirección y representación de la Bolsa es ejercido por su Consejo Directivo, el cual está estructurado de tal forma que se mantiene permanentemente el equilibrio entre los representantes de la oferta y la

demanda, está integrado por los miembros electos por la Asamblea General de

Socios y por los presidentes de las Entidades adheridas a la Bolsa de Cereales.

La actividad de la Bolsa y la de las Entidades adheridas y adherentes, se realiza en un marco de amplia libertad de comercio y asociación.
En su seno nuclea a:
Productores, acopiadores, cooperativas, corredores, dos modalidades de mercado: futuro y de disponible, y finalmente compradores (exportadores, industriales, etc.) con sus sistemas de control y arbitraje.

Así la estructura agroindustrial y su representatividad en la Bolsa de Cereales comienza con la etapa de apoyo a la producción, primer eslabón del comercio agrario.
Los productores de cada zona remiten su mercadería a quien ejerce la función de acopio, generándose de esta forma una primera concentración zonal, ocupándose el acopiador o cooperativa además del depósito, el acondicionamiento y ulterior distribución de la producción.
Una posterior concentración de carácter operativo se genera en los principales centros comerciales donde están ubicados los mercados de compra-venta.
En esta etapa participa principalmente el corredor, quien tiene a su cargo la representación de las partes contratantes en dicho centro, realizándose por su intermedio la concentración de operaciones en condiciones de adecuada eficiencia y seguridad. Estas operaciones se realizan bajo dos modalidades principales: El mercado de futuros y el de disponible.

SERVICIOS

Fiel a sus objetivos de propender al desarrollo de la economía, la Bolsa de Cereales posee una Biblioteca Institucional de carácter público que brinda una nutrida y valiosa información específica, facilitando numerosos servicios a la comunidad agropecuaria. La evolución de los mercados y el que hacer institucional son difundidos a través de las publicaciones institucionales. En sus salones, como el San Martín, se realizan conferencias, cursos y se desarrollan actividades culturales vinculadas al que hacer agrícola.

Inversión

La materialización de la inversión depende del agente económico que la realice. Para un individuo o una familia, la inversión se puede reducir a la compra de activos financieros (acciones o bonos) así como la compra de bienes duraderos (una casa o un automóvil, por ejemplo), que, desde el punto de vista de la economía nacional (sin tener en cuenta las transacciones internacionales), no se consideran como inversión. En principio, la riqueza total de un Estado no aumenta cuando lo hace la cantidad de activos financieros que poseen los ciudadanos del mismo país, porque estos activos representan pasivos de otros ciudadanos. La compra y venta de estos activos refleja un cambio de propiedad de los activos existentes (o del producto que generan). Por lo mismo, la compra de bienes de capital de segunda mano tampoco constituye una nueva inversión en la economía nacional. Esto es así porque su compraventa no implica una creación neta de ingresos, puesto que también implican sólo un cambio de propiedad de activos existentes cuya producción ya había sido contabilizada el año que se fabricaron.

Además, según las normas de contabilidad nacional que aplican casi todos los países, las compras de las economías domésticas (familias e individuos particulares) en bienes de consumo duraderos, como automóviles y electrodomésticos, no deben incluirse en el apartado de inversión, sino en el de consumo privado. Esto se debe a las convenciones contables aceptadas y a motivos de conveniencia estadística, ya que se parte del supuesto de que estas transacciones no sirven para incrementar el producto nacional. De la misma forma, la compra de automóviles por parte de un gobierno no se incluye en la inversión del país.

Para la economía nacional, la inversión —o formación bruta de capital en términos de contabilidad nacional— supone un aumento del stock de capital real del país, sobre todo del productivo, como fábricas, maquinaria o medios de transporte, por ejemplo, así como el aumento del capital humano como mano de obra cualificada. Si excluimos de la contabilidad la variación de inventarios estamos hablando de formación bruta de capital fijo. Si tenemos en cuenta la depreciación (el consumo del capital), hablamos de formación neta de capital. Así pues, aunque la compra de un automóvil por un individuo particular no constituye inversión nacional, la compra de medios de transporte por una empresa sí será considerada como inversión porque se utilizará para aumentar el capital productivo de la comunidad. Existe una excepción importante: la compra de vivienda nueva sí es formación bruta de capital, aunque su utilización no aumenta el producto nacional.

En tanto en cuanto el capital nacional incluye el capital humano, se puede defender que la inversión en éste debiera contabilizarse como inversión. Esto implica que habría que incluir los gastos en educación como parte de la inversión y no como parte del consumo (ya sea privado o público).

La definición de cuáles son los factores determinantes del nivel de inversión es una de las cuestiones más polémicas de la economía. Hay diversos planteamientos. Por un lado, la 'teoría del acelerador' vincula el nivel de inversión anual a los cambios necesarios en la estructura del capital de una economía debidos a los cambios en la producción. Esta teoría, añadida a otros supuestos, tiene mucha importancia para ciertas teorías relativas a los ciclos económicos. Otro planteamiento, la 'teoría neoclásica de la inversión', se centra en el estudio de la fijación del equilibrio del stock de capitales en función de variables como el nivel de actividad, los precios de los bienes finales, los costes de los bienes de capital y el coste de oportunidad del capital (determinado por el tipo de interés que podría haberse obtenido invirtiendo el mismo dinero en activos financieros). El nivel de inversión estará determinado por el deseo de eliminar la diferencia entre el stock de capital disponible y el deseado para unos valores fijos de las variables que determinan este último. Se ha intentado a menudo descubrir las relaciones entre estas variables y la función de producción de la economía, pero las dificultades econométricas son enormes, entre otras cosas porque las estimaciones del stock de capital no son muy precisas y porque la inversión en un periodo concreto (por ejemplo, un año) reflejan el intento de alcanzar el nivel de capital deseado. En tanto en cuanto las variables que determinan este nivel de capital cambian de modo constante, y en tanto en cuanto la inversión puede realizarse a lo largo de varios años, la interpretación de las variaciones pasadas en el nivel de inversión y en las variables determinantes de ésta resulta una interpretación muy compleja. Otros planteamientos subrayan la importancia de las expectativas de la empresa y la de la incertidumbre asociada con cualquier inversión; otras teorías se centran en las necesidades de liquidez de la empresa. Todas estas teorías no se excluyen entre sí; puesto que las empresas varían sus ritmos de inversión, así como la cuantía de ésta, el análisis de los determinantes de la inversión depende de cuándo y en qué circunstancias se realice.

Inflación y deflación

Término utilizado para describir un aumento o una disminución del valor del dinero, en relación a la cantidad de bienes y servicios que se pueden comprar con ese dinero.

La inflación es la continua y persistente subida del nivel general de precios y se mide mediante un índice del coste de diversos bienes y servicios. Los aumentos reiterados de los precios erosionan el poder adquisitivo del dinero y de los demás activos financieros que tienen valores fijos, creando así serias distorsiones económicas e incertidumbre. La inflación es un fenómeno que se produce cuando las presiones económicas actuales y la anticipación de los acontecimientos futuros hacen que la demanda de bienes y servicios sea superior a la oferta disponible de dichos bienes y servicios a los precios actuales, o cuando la oferta disponible está limitada por una escasa productividad o por restricciones del mercado. Estos aumentos persistentes de los precios estaban, históricamente, vinculados a las guerras, hambrunas, inestabilidades políticas y a otros hechos concretos.

La deflación implica una caída continuada del nivel general de precios, como ocurrió durante la Gran Depresión de la década de 1930; suele venir acompañada por una prolongada disminución del nivel de actividad económica y elevadas tasas de desempleo. Sin embargo, las caídas generalizadas de los precios no son fenómenos corrientes, siendo la inflación la principal variable macroeconómica que afecta, actualmente, tanto a la planificación privada como a la planificación pública de la economía.

Tipos de inflación

Cuando la subida de los precios sigue una tendencia gradual y lenta, con una media anual de unos pocos puntos porcentuales, no se considera que esta inflación sea una seria amenaza para el progreso económico y social. Puede incluso llegar a estimular la actividad económica: la sensación de que la renta personal está creciendo por encima de la productividad puede estimular el consumo; la inversión en la compra de viviendas puede aumentar, al anticiparse la apreciación futura de los precios; la inversión de las empresas de negocios en fábricas y maquinaria puede crecer, puesto que los precios aumentan por encima de los costes, y los individuos, las empresas y los gobiernos que piden prestado descubren que pagarán los préstamos con dinero que tendrá un menor poder adquisitivo, por lo que tendrán un mayor incentivo para pedir dinero prestado.

Más preocupante resulta el crecimiento de la inflación que implica mayores subidas de precios, con medias anuales entre el 10 y el 30% en algunos países industrializados, e incluso del cien por cien en algunos países en vías de desarrollo. La inflación crónica tiende a perpetuarse, aumentando aún más a medida que las distorsiones económicas y las expectativas pesimistas se van acumulando. Para hacer frente a esta inflación crónica se frenan las actividades normales de la economía: los consumidores compran bienes y servicios para evitar los precios futuros; la especulación sobre la propiedad aumenta; las empresas se centran en inversiones a corto plazo; los incentivos para ahorrar, adquirir pólizas de seguros, planes de pensiones, o bonos a largo plazo son menores puesto que la inflación erosiona su rentabilidad futura; los gobiernos aumentan sus gastos corrientes anticipándose a menores ingresos en el futuro; los países que dependen de sus exportaciones pierden ventajas competitivas en el comercio internacional, lo que les obliga a emprender medidas proteccionistas y controles de la unidad monetaria arbitrarios.

Bajo su forma más extrema, los aumentos persistentes de los precios pueden convertirse en lo que se denomina hiperinflación, provocando la crisis de todo el sistema económico. La hiperinflación que se produjo en Alemania tras la I Guerra Mundial, por ejemplo, provocó que la cantidad de dinero en circulación aumentara más de siete mil millones de veces, y que los precios se multiplicaran por más de diez mil millones en 16 meses antes de noviembre de 1923. Otros ejemplos de hiperinflación son los fenómenos que se produjeron en Estados Unidos y en Francia a finales del siglo XVIII; en la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) y en Austria tras la I Guerra Mundial; en Hungría, China y Grecia tras la II Guerra Mundial; y en algunos países en vías de desarrollo en los últimos años. Esta situación fue particularmente intensa en algunos países de América Latina, como México, Argentina o Brasil, a partir de la década de 1960. Cuando se produce una hiperinflación, el crecimiento del dinero y de los créditos aumenta de forma explosiva, destruyendo los vínculos con los activos reales y obligando a volver a complejos acuerdos de trueque. A medida que los gobiernos intentan hacer frente a los pagos de los programas de gasto incrementados, expandiendo la demanda, la financiación inflacionista de los déficit presupuestarios distorsiona la estabilidad económica, social y política.

Una forma de inflación de importancia histórica fue la que se produjo en la época del bimetalismo y del patrón oro que consistía en la deflación monetaria cuando el gobernante reducía la cantidad de metal precioso que llevaban las monedas. Esta actuación permitía asegurar al Estado beneficios a corto plazo, puesto que éste podía utilizar la misma cantidad de metales preciosos para acuñar más monedas, pero, a largo plazo, esto aumentaba el nivel general de precios debido a la ley de Gresham según la cual "el dinero malo desplaza al bueno". Estas deflaciones monetarias solían deberse a los esfuerzos bélicos de los gobiernos, lo cual explica parcialmente la correlación de la inflación con la inestabilidad política. La entrada de plata en Europa proveniente del Nuevo Mundo en el siglo XVI también se asocia con los aumentos graduales de los precios que se produjeron en aquella época, cuando el valor de los metales preciosos tendía a disminuir, pero esta teoría no es aceptada de forma general. En la actualidad, los gobiernos hacen lo mismo cuando emiten más dinero del necesario, o cuando, de cualquier otra forma, modifican el valor del dinero.

Historia

Los ejemplos de inflación y deflación son numerosos a lo largo de la historia, pero no hay registros fiables para medir las oscilaciones de los niveles de precios antes de la edad media. Los historiadores económicos afirman que los siglos XVI y XVII fueron periodos con alta inflación a largo plazo en Europa, aunque las tasas medias anuales del 1 o 2% son tasas despreciables en relación con las actuales. Los principales cambios se produjeron durante la Guerra de Independencia de Estados Unidos, cuando los precios aumentaron a tasas medias del 8,5% mensual y durante la Revolución Francesa, cuando los precios aumentaron en Francia a tasas del 10% mensual. Estos breves periodos inflacionistas eran seguidos de largos periodos en los que se alternaban las inflaciones y deflaciones a nivel internacional, siempre vinculadas a hechos económicos o políticos concretos.

En relación con los patrones de inflación que se han dado a lo largo de la historia, el periodo posterior a la II Guerra Mundial se ha caracterizado por niveles de inflación relativamente altos en muchos países y, desde mediada la década de 1960, se ha mantenido, en casi todos los países industrializados, una tendencia hacia la inflación crónica. Por ejemplo, desde 1965 hasta 1978, el índice de precios al consumo en Estados Unidos se ha situado en una tasa media anual del 5,7%, con un máximo del 12,2% en 1974. En Gran Bretaña, la inflación también alcanzó un máximo en 1974, a raíz del alza de los precios del petróleo, que aumentaron a una tasa superior al 25%. Otros países industrializados padecieron alzas similares en sus niveles de precios, pero algunos países como Alemania Occidental (actualmente parte de la reunificada República Federal de Alemania) consiguieron impedir que se produjera una inflación crónica. Debido a la actual integración de las economías de la mayoría de los países, la disparidad de inflaciones refleja la relativa eficacia de las distintas políticas económicas nacionales.

Esta tendencia inflacionista desfavorable consiguió revertirse en casi todos los países industrializados a mediados de la década de 1980. Las políticas fiscales de austeridad y las restrictivas políticas monetarias emprendidas a principios de la década, se combinaron con las drásticas caídas de los precios del petróleo y de los precios de los bienes para lograr que las tasas medias de inflación descendieran hasta el 4%. Los países de América Latina, en su mayoría, experimentaron tasas de inflación crecientes a partir de la segunda mitad de la década de 1950. La variación anual del índice de precios al consumo sufrió violentos cambios en países como Argentina; desde el año 1975 hasta finales de 1980 pasó de un 43,5% a un 178,3%; México en el año 1982 llegó a tener una inflación del 58,9%; Perú, a partir de 1978, tuvo una inflación creciente alcanzando el 75,4% en 1981; Brasil llegó al 105,6% el año 1981.

Causas

La inflación de demanda es aquel fenómeno que ocurre cuando la demanda excede a la oferta, forzando el aumento de los precios y de los salarios, así como el coste de los materiales, los costes de funcionamiento y los financieros. La inflación de costes se produce cuando los precios aumentan para poder hacer frente a los costes totales manteniendo los márgenes de beneficios. Se puede generar una espiral inflacionista cuando las instituciones y los grupos de presión reaccionan ante cada nueva subida de precios. Se producirá una deflación cuando se consiga revertir la espiral inflacionista.

Para poder explicar por qué cambian los determinantes de la oferta y demanda los economistas han llegado a establecer hasta tres tipos de teorías: del lado de la demanda, la teoría cuantitativa del dinero y el nivel agregado de los ingresos; y las variables de productividad y costes del lado de la oferta. Los defensores del monetarismo piensan que los cambios en el nivel de precios reflejan las fluctuaciones de la cantidad de dinero disponible, cantidad que se suele definir como la cantidad de dinero en efectivo en circulación más los depósitos bancarios. Defienden que, para mantener el nivel de precios estable, la oferta de dinero tiene que aumentar a una tasa constante y coherente con la capacidad productiva real de la economía. Los detractores de esta teoría afirman que las variaciones en la oferta de dinero son una respuesta y no la causa de las variaciones en el nivel de precios.

La teoría basada en el nivel agregado de ingresos está fundamentada en la obra del economista británico John Maynard Keynes, publicada en la década de 1930. Según la teoría keynesiana, o keynesianismo, las variaciones de la renta nacional determinan las tasas de consumo e inversión; así pues, el gasto público llevado a cabo por el gobierno, así como sus políticas impositivas, deben estar encaminadas a mantener en su totalidad los niveles de empleo y el máximo nivel de producción posible. Por lo tanto, la oferta monetaria debe ajustarse para financiar el nivel deseado de crecimiento económico y para evitar las crisis financieras y los altos tipos de interés que frenan tanto el consumo como la inversión. El gasto público y las políticas impositivas pueden utilizarse, según esta teoría, para impedir tanto la inflación como la deflación, al ajustar la oferta a la demanda.

La tercera teoría se centra en las variables del lado de la oferta relacionadas con la disminución de la productividad. Estas variables incluyen la tasa de inversión de capital a largo plazo y el desarrollo tecnológico; las variaciones en la calidad y edad de los trabajadores; el cambio de actividades productivas; la rápida proliferación de regulaciones gubernamentales; la inversión en actividades no productivas en lugar de en actividades productivas; la creciente escasez de determinadas materias primas; los desarrollos políticos y sociales que reducen los incentivos para trabajar; y varias distorsiones económicas relacionadas con problemas monetarios y de comercio internacional, con aumentos elevados de los precios del petróleo y con desastres naturales que reducen las cosechas a escala mundial. Estos temas relacionados con la oferta son importantes a la hora de diseñar políticas monetarias y fiscales.

Efectos

Los efectos de la inflación y la deflación son varios y cambian a lo largo del tiempo. Normalmente, la deflación es debida a una caída en la producción y a un aumento del desempleo. Los menores precios debidos a la deflación pueden llegar a aumentar el consumo, la inversión y el comercio exterior, pero sólo si se corrigen las causas fundamentales que provocaron el inicio de la deflación.

Al principio, la inflación provoca un aumento de los beneficios, puesto que los salarios y los demás costes se modifican en función de las variaciones de precios, y por lo tanto se alteran después de que los precios hayan variado, lo que provoca aumentos en la inversión de capital y en los pagos de dividendos e intereses. Puede que el gasto de los individuos también aumente debido a la sensación de que más vale comprar ahora porque después será más caro; la apreciación potencial de los precios de los bienes duraderos puede atraer a los inversores. La inflación nacional puede, de forma temporal, mejorar la situación de la balanza comercial si se puede vender la misma cantidad de bienes a mayores precios. Los gastos del gobierno también aumentan porque suelen estar explícita, o implícitamente, relacionados con las tasas de inflación para mantener el valor real de las transferencias y servicios que proporciona el gobierno. Los funcionarios también pueden prever la inflación y por lo tanto establecer mayores necesidades presupuestarias previendo unos menores ingresos impositivos reales debido a la inflación.

Sin embargo, a pesar de estas ganancias temporales, la inflación distorsiona la actividad económica normal; cuanto menos regular sea la tasa de inflación, mayor serán estas distorsiones. Normalmente, los tipos de interés reflejan la tasa de inflación esperada; cuanto mayor sea ésta, más altos serán los tipos de interés y más aumentarán los costes de las empresas, además de disminuir los gastos de consumo y el valor real de los bonos y las acciones. Los mayores tipos de interés en las hipotecas y el aumento del precio de los alquileres disminuye la tasa de construcción de viviendas. La inflación disminuye el poder adquisitivo de los ingresos y de los activos financieros, por lo que reduce el consumo, sobre todo si los consumidores no pueden, o no quieren, acudir a sus ahorros o aumentar el volumen de sus deudas. La inversión de las empresas también disminuye a medida que la actividad económica se reduce, y los beneficios son menores porque los trabajadores demandan un aumento de sus salarios mediante cláusulas que obligan a los empresarios a defender a los trabajadores de la inflación crónica mediante subidas salariales automáticas en función del aumento del coste de la vida. Los precios de casi todas las materias primas responden rápidamente ante señales inflacionistas. Los mayores precios de los bienes que se exportan pueden disminuir las ventas en el exterior, creando déficit comerciales y problemas en los tipos de cambio. La inflación es uno de los principales determinantes de los ciclos económicos que provocan distorsiones en el nivel de precios y de empleo, así como una incertidumbre económica a nivel mundial.

Los efectos de la inflación sobre el bienestar individual dependen de muchas variables. Aquellas personas que tienen ingresos relativamente fijos, sobre todo cuando pertenecen a los grupos de menores ingresos, están muy afectadas por la creciente inflación, mientras que aquellas que tienen ingresos flexibles pueden mantener su nivel de bienestar e incluso mejorarlo. Aquellas personas cuyos ingresos provienen de activos con valores nominales fijos, como las cuentas de ahorro, las pensiones, las pólizas de seguros y los instrumentos financieros a largo plazo padecen una pérdida de riqueza real; sin embargo, aquellos activos cuyo valor es variable, como la propiedad inmobiliaria, las obras de arte, las materias primas y los bienes duraderos pueden experimentar subidas de precios iguales o superiores al alza del nivel general de precios. Los trabajadores del sector privado exigirán que sus contratos laborales lleven cláusulas de ajuste que permitan que sus salarios no padezcan la subida del coste de la vida. Los prestatarios suelen beneficiarse de los efectos de la inflación, mientras que los prestamistas pierden dinero, ya que los préstamos hipotecarios, personales, comerciales y públicos se pagarán con un dinero que tendrá menor poder adquisitivo y los tipos de interés aumentarán después de que los precios se hayan incrementado. La toma de decisiones económicas, tanto pública como privada, puede depender de un factor psicológico inflacionista.

Medidas de estabilización

Cualquier intento serio de atacar la inflación implicará dificultades y riesgos, siendo además un proceso largo porque las medidas restrictivas tienden a reducir la producción y el empleo antes de que se hagan patentes los beneficios. Por otra parte, las medidas fiscales y monetarias expansivas tienden a aumentar el nivel de actividad económica antes de que aumenten los precios. Estos riesgos económicos y políticos explican por qué predominan las políticas expansionistas.

Las medidas de estabilización anulan los efectos de la inflación y la deflación al restablecer el nivel normal de actividad económica. Para que sean efectivas, estas medidas tienen que ser permanentes y no solamente ajustes temporales que, a menudo, no consiguen más que agravar las variaciones cíclicas. El requisito indispensable para luchar contra la inflación implica que la cantidad de dinero y de créditos crezca a una tasa estable en función de las necesidades de crecimiento de la economía real y financiera. Los bancos centrales pueden determinar, a largo plazo, la disponibilidad de dinero y créditos controlando las reservas financieras necesarias, y con otro tipo de medidas. La restricción monetaria durante las recesiones cíclicas permite la recuperación financiera. Sin embargo, las autoridades monetarias no pueden imponer la estabilidad económica si la inversión y el consumo privados siguen creando presiones inflacionistas o deflacionistas, o si el resto de la política económica entra en contradicción con la política monetaria anti-inflacionista. El gasto público y la política impositiva tienen que ser coherentes con la actuación monetaria con el fin de lograr estabilidad y evitar excesivas oscilaciones en la política económica.

Concretamente, los gobiernos tienen que financiar sus enormes déficit presupuestarios o bien pidiendo prestado o bien emitiendo dinero. Si se adopta esta última medida, las presiones inflacionistas aparecen inevitablemente. La única forma de lograr que las medidas de estabilización sean efectivas es manteniendo una política monetaria y fiscal estable y coordinada.

También es necesario emprender medidas desde el lado de la oferta para luchar contra la inflación y evitar los efectos de estancamiento económico debidos a la deflación. Entre las posibles medidas a tomar desde el lado de la oferta se encuentran las medidas incentivadoras del ahorro y la inversión; mayor gasto para el desarrollo y la aplicación de nuevas tecnologías; la mejora de las técnicas de gestión y de la productividad del trabajo a través de la educación y las prácticas laborales; mayores esfuerzos para mantener estable el valor de las materias primas y para desarrollar nuevos recursos; y la reducción de la excesiva regulación gubernamental.

Algunos analistas recomiendan la aplicación de políticas de rentas para luchar contra la inflación. Estas políticas abarcan desde las imposiciones gubernamentales sobre niveles de precios, salarios, rentas y tipos de interés hasta los incentivos fiscales, o simplemente recomendaciones hechas por el gobierno. Algunos afirman que la intervención del gobierno podría complementar las principales medidas económicas monetarias y fiscales, pero los críticos de esta postura señalan las ineficiencias de los anteriores programas de control en los países desarrollados. Entra en lo posible que las futuras medidas de estabilización se basarán en coordinar las políticas monetarias y fiscales y en aumentar los esfuerzos desde el lado de la oferta para mantener la productividad y desarrollar nuevas tecnologías.

Todos los temas relacionados con la inflación, la deflación y las políticas asociadas con estas problemáticas están adquiriendo mayor importancia debido a la creciente movilidad de la inversión y a la especulación de los mercados internacionales que cada vez están más interrelacionados, sobre todo en las últimas décadas del siglo XX. Dado que las finanzas internacionales pueden cambiar el valor de una moneda en cuestión de minutos, o llevar a un país a la crisis económica, la gestión empresarial está adquiriendo un papel relevante a la hora de lograr la estabilidad económica.

El Rodrigazo

María Estela Martínez de Perón había ocupado hasta la muerte de su esposo el cargo de vicepresidente, al fallecer este accedió a la primera magistratura.

Durante su gobierno se desarrolló una feroz lucha entre los grupos que integraban el movimiento peronista para apropiarse del poder político. Entre ellos estaban los sectores de la Juventud conocidos como la " tendencia", los peronistas llamados "ortodoxos", los peronistas tradicionales y el lopezrreguismo. Estos últimos liderados por el Ministro de Bienestar Social y secretario privado de la presidente, José López Rega vieron crecer su espacio de poder desde la llegada al gobierno de la Presidente.

Los aspectos básicos del programa de gobierno fueron:

Acabar con la subversión contando con la intervención de grupos civiles paramilitares que fueron conocidos como la Triple A.

Eliminar el avance de la izquierda en el país. Una de las áreas donde consideraron había infiltración fue en la educación, por esto remplazaron al ministro de educación por el doctor Oscar Ivanissevich y se nombró como nuevo rector de la Universidad de Buenos Aires a Alberto Ottalagano, encargado de realizar una reforma que acabara con la infiltración denunciada. Por ello se la mantuvo un tiempo cerrada, se cesantearon docentes y se reformaron los programas. También se dispusieron intervenciones federales a las provincias de Salta, Santa Cruz y Mendoza.

En materia económica el lopezrreguismo se planteó someter al Ministro de Economía José Ber Gelbard, quién continuaba en su cargo. Para ello contó con el apoyo del sindicalismo ortodoxo, interesado en la renuncia del ministro con quién habían firmado el "Pacto Social" y que por lo tanto limitaba el pedido de aumentos salariales. Iniciaron un boicot a su proyecto de ley agraria asociados con entidades empresarias rurales; provocaron así su renuncia en octubre de 1974. Lo sucedido el economista Gómez Morales, quién no pudo detener el proceso inflacionario y la desinversión empresaria.

A comienzos de 1975 se produjo un agravamiento de la situación económica exterior causada por la suspensión en el Mercado Común Europeo de la compra de carnes argentinas, es acompañada por la devaluación del peso y aumento de los reclamos sindicales. Esto ocasionó la renuncia de Gómez Morales y la designación en un remplazo de Celestino Rodríguez. A este se le encargó instrumentar el cumplimiento del plan económico del lopezrreguismo. Las medidas incluyeron una devaluación superior al 100%, el aumento de los precios del combustible del 175%, de las tarifas eléctricas el 75% y de otros servicios públicos. Era necesario también someter a los dirigentes sindicales más constestatarios y designar una cúpula sindical obediente.

Las medidas económicas impulsadas disminuían los salarios reales de los trabajadores y apuntaban así al desprestigio de los sindicalistas. La consecuencia de esto fue el nombramiento en esos lugares de hombres afines del gobierno. Fueron desplazados dirigentes como Tosco del gremio metalúrgico, Salamanca de los mecánicos y Óngaro del gremio gráfico.

Las medidas tomadas por el nuevo ministro, conocidas como 'el rodrigazo' generaron muchas protestas obreras ya que el ministro se negaba a dar aumentos superiores al 38%, por lo que la CGT anunció un plan de lucha consistente en huelgas generales, movilizaciones y reclamos salariales exorbitantes para desestabilizar al gobierno. El plan resultó exitoso y precipitó la caída de López Rego, quién fue destituido en julio de 1975.

La presidente aceptó los aumentos salariales y ratificó las paritarias. La Cámara de Senadores nombró presidente del cuerpo a Italo A. Luder, con esta designación el titular de la Cámara de diputados, Raúl Lastri, lopezrreguista, perdía su puesto en la sucesión presidencialEl rodrigazo.

La hiperinflación en la época de Alfonsín

El gobierno de Alfonsín heredó una crítica situación económica: una abultada deuda externa y una inflación de más del 20% mensual.

El 24 de enero de 1984 el Ministro de Economía, Bernardo Grinspun, difundió un documento en el que se brindaban datos sobre los desajustes en el sistema financiero y del sector público.

El Ministro comenzó a renegociar la deuda externa de 43.000 millones de dólares y en setiembre se llegó a un principio de acuerdo con el Fondo Monetario Internacional por el pago de la misma.

En 1985 fue reemplazo eltitular de Economía por Juan Vital SOURRUILLE quien preparó un shock anti-inflacionario: EL PLAN AUSTRAL.Su anuncio se hizo el 14 de junio,se congelaron los precios, los salarios (después de aplicar el 22,6% correspondiente a junio), las tarifas y conbustibles; se aplicó el tipo de cambio fijo y controlado.

El valor de la nueva moneda, EL AUSTRAL, representaba 1.000 pesos argentinos.

En enero del año siguiente se logró contener la inflación a cifras de un dígito.La confianza de la población se reflejó en los comicios de ese año.

En 1987 el Plan dio signos de agotamiento, la inflación se aceleró y se agravaron los conflictos sociales.Los comicios de esa fecha mostraron la decepción.

Ante la dificultad de encontrar una solución, Raúl Alfonsín adelantó cinco meses la entrega del mando al nuevo Presidente electo,el Dr. Carlos S. Menem, quien asumió el 9 de julio de 1989.

 

 

Autor:

Diego Gonzalez

vasquito[arroba]sinectis.com.ar


Comentarios


Trabajos relacionados

  • The new route: dollarization - The Argentine case

    A brief history of Argentina monetary procedures. The cost of the Seinoriage lost. Interest rates. The consumers in a do...

  • Comercio internacional

    El financiamiento y la asistencia internacional. Inversión extranjera directa. Organismos internacionales. Acuerdos come...

  • Modelo Económico

    Definición. Problemática económica que se pretende resolver. Estimación del modelo a priori. Variables, definición y mag...

Ver mas trabajos de Economia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda