Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Alcohol y Corazón

Enviado por mvirgi



  1. Efectos del consumo ligero a moderado del alcohol sobre el corazón:
  2. Precisar la acción del consumo excesivo y prolongado del alcohol sobre el corazón:
  3. Investigar la presencia de anormalidades cardíacas preclínicas en pacientes alcohólicos crónicos asintomáticos:
  4. Conclusiones:
  5. Bibliografía:

 

Introducción:

El alcoholismo en general es uno de los problemas de salud mayores en el mundo. El consumo de alcohol tiene su impacto en todos los sistemas del organismo humano, pero sobre todo a nivel del sistema nervioso central, el tracto gastrointestinal, los órganos hematopoyéticos y el sistema cardiovascular. El alcohol interfiere con la administración y mecanismo de acción de muchos medicamentos, además puede exacerbar una gran variedad de enfermedades clínicas (1).

Cuando los árabes introdujeron en Europa la técnica de destilación, se creyó que el alcohol era el elixir de la vida y se anunció como remedio de casi todas la s enfermedades (2) desgraciadamente la experiencia no lo ha confirmado para algunos autores (3) el consumo excesivo de alcohol, definido como más de 5 bebidas al día., puede jugar un papel importante en el desarrollo de HTA, aterosclerosis, angina, isquemia miocárdica, enfermedad cerebro vascular, ictus y cefalea vascular, también hay propensión a arritmias cardiacos y muerte súbita en consumidores crónicos . Sin embargo hay evidencias de que el alcohol en cantidades moderadas puede jugar un papel cardioprotector en relación a enfermedad de arterias coronarias (4, 5) .

Todo indica que la respuesta depende de las dosis de alcohol y del componente del sistema cardiovascular estudiado (el miocardio, las arterias coronarias ó el sistema arterial periférico). Estudios in vitro han demostrado vasoconstricción coronaria en presencia de bajos niveles de etanol (6).

Objetivos:

  1. Valorar los efectos del consumo ligero y moderado de alcohol sobre el corazón.
  2. Precisar la acción del consumo excesivo y prolongado del alcohol sobre el corazón.
  3. Investigar la presencia de anormalidades cardiacas preclínicas en pacientes alcohólicos crónicos asintomáticos.

1-Efectos del consumo ligero a moderado del alcohol sobre el corazón:

Diversos estudios realizados en el mundo evidencian los mecanismos proteccionistas del alcohol sobre el sistema cardiovascular (7), por ejemplo Schlienger JL en Paris (8,9), plantea que el consumo moderado y regular de alcohol reduce la frecuencia de muertes por enfermedad aterosclerótica coronaria, principalmente debido al etanol, además señalan también como efecto proteccionista el aumento de los niveles de colesterol HDL y disminución de los triglicéridos (8, 9, 10,11).

No obstante aunque el alcohol es un protector cardiaco se plantea por Buns J et cols (12), que el vino rojo parece ofrecer una protección por encima de la atribuible al alcohol. El vino rojo contiene uva, levadura y componentes fenólicos derivados de la madera, el cual se ha reconocido como un antioxidante potente (12). El alcohol actúa favorablemente en la disminución de la agregación plaquetaria y otros parámetros de la coagulación (8).

Otros estudios realizados por Wals y cols en Massachussets (13), demostraron que en la comunidad el consumo con moderación no estaba asociado con un aumento del riesgo de insuficiencia cardíaca congestiva, al contrario parece protegerla de esta (14).

En los EUA, Valmadrid (15), realizó investigaciones en consumidores moderados de alcohol y a su vez diabéticos de largo tiempo de evolución obteniendo como resultado un efecto beneficioso global y disminuyendo el riesgo de muerte en la enfermedad aterosclerótica coronaria (16).

Los estudios hechos por Murriay RP (17), demostraron desde el punto de vista epidemiológico un efecto proteccionista del etanol en los bebedores moderados del sexo masculino y no así en el femenino, además señala un modelo básico de beber 8 ó más bebidas por ocasión pero menos de una vez por mes se asociaba con menos hospitalizaciones y muertes por causas cardiacas.

Brennes H et cols en Alemania (13), hizo un estudio epidemiológico sobre las diferencias entre los mecanismos subyacentes por los cuales los distintos tipos de bebidas alcohólicas consumidas de forma moderada protegen contra la enfermedad coronaria, donde se demostró por estudios angiográficos que la reducción del riesgo era más fuerte entre los bebedores de cervezas, sin embargo a los bebedores de alcohol de variadas fuentes se les asoció con un perfil más favorable de lípidos y factores de la coagulación (18).

2-Precisar la acción del consumo excesivo y prolongado del alcohol sobre el corazón:

El consumo excesivo y crónico del etanol ejerce un efecto deletéreo sobre la función sistólica del corazón que está bien conocido, sin embrago, Fernández-Salas de la universidad de Barcelona (19), determinó la presencia de deterioro de la función diastólica del ventrículo izquierdo relacionada con la función sistólica y el consumo del etanol concluyéndose que ya la disfunción diastólica está presente en la tercera parte de los alcohólicos con función sistólica normal y más frecuente aun cuando el trastorno sistólico coexiste ( 19, 20).

El consumo excesivo y diario de alcohol durante un tiempo prolongado sea asociado a un aumento de los diámetros y volúmenes tele diastólicos y tele sistólicos del ventrículo izquierdo al ser estudiado por eco cardiografía según reportan Kim et cols en los EUA (21) y Schoppet (12,22); esta situación por supuesto se asocia con una disminución de la contractilidad miocárdica y en la biopsias endomiocárdicas en estos pacientes se ha demostrado la presencia de miocarditis e infiltración linfocítica.

Todos sabemos que existen evidencias que el consumo ligero a moderado de alcohol protege contra la enfermedad isquémica coronaria, sin embargo el nivel de consumo de alcohol diario en la población por debajo de 60g/d para el efecto cardioprotector generalmente está ausente y el daño del etanol es evidente si el consumo se excede de 90-100g/d de alcohol aumentando el riesgo de muerte súbita y de arritmia (23,24).

El etanol empieza su efecto tóxico en la mitocondria y en el retículo sarco plasmático (23,25), y según Teragaki et cols (26), hay mutaciones en el ADN mitocondrial en múltiples puntos detectados a partir de muestras de biopsias de corazones de alcohólicos crónicos severos, demostrándose en estos hallazgos que estas anormalidades en el (ADN Mitocondrial) está relacionado con la patogenia de la miocardiopatía dilatada (26)

El consumo excesivo del etanol exacerba la injuria de repercusión aumentando la isquemia miocárdica e incrementando la disfunción diastólica y la reducción del trabajo cardíaco (27).

3-Investigar la presencia de anormalidades cardíacas preclínicas en pacientes alcohólicos crónicos asintomáticos:

La enfermedad del corazón de causa alcohólica puede estar relacionada con un estilo de vida caracterizado por el consumo continuado y en cantidades excesivas de alcohol en un período largo de tiempo. En estudios clínicos realizados en Japón, por Takehana (28,30), se nombraron 6 formas frecuentes de miocardiopatía alcohólica como (27):

  1. Taquiarrítmias.
  2. Hipercinecia del ventrículo izquierdo.
  3. Intervalo QT prolongado.
  4. Disquinecia de la pared del ventrículo izquierdo.
  5. Dilatación del ventrículo izquierdo con fallo de bomba.
  6. Muerte súbita.

Al principio de la cardiopatía alcohólica, el paciente no se queja normalmente de ningún síntoma y los signos positivos al examen físico, son bastante pobres , uno de los primeros signos en el diagnóstico de su aparición, es la Fibrilación Auricular Aguda e intermitente y la hipertrofia del ventrículo izquierdo que se documenta fácilmente por ECG y ecocardiograma bidimensional y doppler y sin estás investigaciones un diagnóstico precoz es imposible, pues el tratamiento de la abstinencia alcohólica total en estudios continuados con Ecocardiograma y ECG han demostrado una mejoría por lo que es necesario la educación del paciente porque aproximadamente el 70 % de los pacientes con cardiopatía alcohólica no continúan la abstinencia en los dos años siguientes (23, 25) . La abstinencia alcohólica puede detener la progresión ó incluso en algunos casos invertir los síntomas (23,31) y la relajación diastólica prolongada (19, 32,33).

El abuso simultáneo de cocaína y etanol afecta doce millones de americanos anualmente. El cocaetilene es un metabolito de la cocaína solo formado en la presencia de etanol siendo este más tóxico que cualquier otra sustancia sobre el corazón, producción depresión miocárdica severa y arritmogenia (34).

Lazarevices et cols, (23) de Japón, evaluó con ecocardiograma doppler la presencia de anormalidades cardiacas preclínicas en alcohólicos crónicos asintomáticos demostrándose que las características más frecuentes fueron la dilatación del tracto de salida del ventrículo izquierdo y la relajación diástólica prolongada y la progresión a la severidad de la función diastólica que estaba más relacionada con la duración del alcoholismo (23).

Conclusiones:

  1. El consumo ligero y moderado de alcohol ejerce un efecto proteccionista sobre el corazón aumentando la HDL-colesterol, por el efecto antioxidante de los compuestos polifenólicos, y al favorecer los parámetros de la coagulación y la antiagregación plaquetaria.
  2. El consumo excesivo y prolongado del etanol más de 90-100g/d , produce toxicidad sobre el ADN mitocondrial y del retículo sarcoplásmatico, provocando aumento de diámetros y volúmenes cardíacos con disfunción sistodiástólica, provocando arritmias y muerte.
  3. Las anormalidades cardiacas preclínicas encontrada en alcohólicos crónicos asintomáticos más frecuentes son: la fibrilación auricular aguda intermitente, el intervalo QT prolongado, la hipertrofia de ventrículo izquierdo, la disfunción sistólica y la disquinecia de la pared del ventrículo izquierdo.

Sugerencias:

Elaborar una estrategia de diagnóstico precoz en alcohólicos asintomáticos de anormalidades cardíacas preclínicas que podrían con la instauración de la abstinencia alcohólica hacer reversible la lesión cardiaca insipiente y evitar la muerte por miocardiopatía alcohólica, unida a la estrategia de educación para la salud.

Bibliografía:

1)-Schoppet M, Maisch B. Alcohol and the heart. Herz 2001 Aug;26(5):345-52.
2)- Good Man LS, Gilman AG: The Tharmacologic Basis of Therapeutics, Ede 7. New YorK, Macmillan Publishing. 1985, pp 372-382.

3)- Altura BM: Alcohol, stroke, hypertension and heart: Introduction and overview. Alcoholism ( NY) 1( 4: 321-323, 1984).

4) Gordon T, Cannel WB: Drinking habits and cardiovascular desease: The Framingan Study. AM Heart J 105: 667-673, 1983.

5)- Gruchow HW, Hoffman RG, Anderson AJ, et als: Efects of drinking patterns on the relation ship between alcohol and coronary oclusittion . Atherosclerosis 43: 393-404, 1982.

6)- Alturas BM, Alturas BT, Carella A: Ethanol produces coronary vasospasm : Evidents for a direst action of ethanol on vascular muscle. Brit J Pharmacol 78 ( 2) :260-262, 1983 7)- Flesch M, Rosenkranz S, Erdmann E, Bohm M. Alcohol and the risk of myocardial infarction. Basic Res Cardiol 2001 Apr;96(2):128-35.

8)-SCHLIENGER JL. Alcohol and cardiovascular system: mechanisms of the protective effects. Pathol Biol (Paris) 2001 Nov;49(9):764-8

9)-Seiler C. Alcohol, the heart and cardiovascular system. Umsch 2000 Apr;57 (4):200-4.

10)- Ruidavets JB, Ducimetiere P, Arveiler D, Amouyel P, Bingham A, Wagner A, Cottel D, Perret B, Ferrieres J. Types of alcoholic beverages and blood lipids in a French population.J Epidemiol Community Health 2002 Jan;56(1):24-8.

11)- Hata Y.Alcohol and serum lipids and lipoproteins. Nippon Rinsho 2001 Mar;59 Suppl 3:207-13.

12)- Burns J, Gardner PT, Matthews D, Duthie GG, Lean ME, Crozier Extraction of phenolics and changes in antioxidant activity of red wines during vinification. A.J Agric Food Chem 2001 Dec;49(12):5797-808.

13)- Walsh CR, Larson MG, Evans JC, Djousse L, Ellison RC, Vasan RS, Levy D .Alcohol consumption and risk for congestive heart failure in the Framingham Heart Study. Ann Interno Med 2002 Feb 5;136(3):181-91 .
14 )- Rimm E. Alcohol and coronary heart disease: can we learn more? Epidemiology 2001 Jul;12(4):380-2.

15)- Valmadrid CT, Klein R, Moss SE, Klein BE, Cruickshanks KJ. Alcohol intake and the risk of coronary heart disease mortality in persons with older-onset diabetes mellitus. JAMA 1999 Jul 21;282(3):239-46.
16)- Miyamae M, Camacho SA, Zhou HZ, Diamond I, Figueredo VM. Alcohol consumption reduces ischemia-reperfusion injury by species-specific signaling in guinea pigs and rats. Am J Physiol 1998 Jul;275(1 Pt 2):H50-6.

17)- Murray RP, Istvan JA, Daniels K, Beaudoin CM. Alcohol and morbidity in the Lung Health Study. J Stud Alcohol 1998 May;59(3):250-7.
18)- Brenner H, Rothenbacher D, Bode G, Marz W, Hoffmeister A, Koenig W. Coronary heart disease risk reduction in a predominantly beer-drinking population. La epidemiología 2001 Jul;12(4):390-5.

19)- Fernandez-Sola J, Nicolas JM, Pare JC, Sacanella E, Fatjo F, Cofan M, Estruch R.

Diastolic function impairment in alcoholics. El alcohol Clin Exp Res 2000 Dec; 24(12):1830-5
20)- Barretto AC. Reversibility of ventricular dysfunction. Clinical experience in a medical office. Arq Bras Cardiol 2001 Dec;77(6):541-8.

21) - Kim SD, Beck J, Bieniarz T, Schumacher A, Piano MR. A rodent model of alcoholic heart muscle disease and its evaluation by echocardiography. El alcohol Clin Exp Res 2001 Mar;25(3):457-63 .
22)- Pitala A, Banach T, Szmigiel K, Krygowska-Wajs A, Kolasinska-Kloch W, Laskiewicz J, Thor PJ. The effect of chronic alcohol use on heart rate variability. Folia Med Cracov 2000;41(3-4):131-9.

23)- Lazarevic AM, Nakatani S, Neskovic AN, Marinkovic J, Yasumura Y, Stojicic D, Miyatake K, Bojic M, Popovic AD. Early changes in left ventricular function in chronic asymptomatic alcoholics: relation to the duration of heavy drinking. J Es Coll Cardiol 2000 May;35(6):1599-606.

24)- Britton A, McPherson K. Mortality in England and Wales attributable to current alcohol consumption. J Epidemiol Community Health 2001 Jun;55(6):383

25)- Bakeeva LE, Skulachev VP, Sudarikova YV, Tsyplenkova VG.Mitochondria enter the nucleus (one further problem in chronic alcoholism). Biochemistry (Mosc) 2001 Dec;66(12):1335-41
26)- Teragaki M, Takeuchi K, Toda I, Yoshiyama M, Akioka K, Tanaka M, Yoshikawa J. Point mutations in mitochondrial DNA of patients with alcoholic cardiomyopathy. Heart Vessels 2000;15(4):172-5.

27)- Gibson BT, Ong JH, Starnes JW, Farrar RP. Effects of chronic moderate and heavy ethanol consumption on myocardial recovery from ischemia. Alcohol Clin Exp Res 1998 Dec;22(9):2086-92.

28)- Takehana H, Izumi T . Alcoholic heart disease. Nippon Rinsho 2000 Jan;58(1):151-6 .
29)- Estruch Riba R. Alcoholic myocardiopathy. Rev Clin Esp 2001 Mar;201(3):137-9.
30)- Wurtzbacher JD, Gourley GA, Cushman WC, Fine D, Miller J, Shane R, Schultz K.Alcoholic cardiomyopathy; hypertension. Am J Manag Care 2000 Feb;6(3 Suppl):S147-9.

31)- Tsuda N, Hirose M, Ashida H, Tojo H, Mizobe T, Tanaka Y Anesthesia for a patient with alcoholic heart disease and transient complete heart block. Masui 2001 Oct;50(10):1126-8

32)- Nicolas JM, Fernandez-Sola J, Estruch R, Pare JC, Sacanella E, Urbano-Marquez A, RubinE The effect of controlled drinking in alcoholic cardiomyopathy. Ann Intern Med 2002 Feb 5;136(3):192-200.

33)- Spies CD, Sander M, Stangl K, Fernandez-Sola J, Preedy VR, Rubin E, Andreasson S, Hanna EZ, Kox WJ Effects of alcohol on the heart. Curr el Opin Crit Cuidado 2001 Oct;7(5):337-43
34)- Wilson LD, Jeromin J, Garvey L, Dorbandt A. Cocaine, ethanol, and cocaethylene cardiotoxity in an animal model of cocaine and ethanol abuse. Acad Emerg Med 2001 Mar;8(3):211-22.

Dra. María Virginia Gómez Padrón.

Especialista de I Grado en Cardiología y Medicina General Integral. Profesor Instructor.

Dr. Carlos Alberto Sosa Rosales. Especialista de I Grado en Psiquiatría.

Dr. Antonio Jesús Caballero Moreno. Especialista de II Grado en Psiquiatría y Dr. en Ciencias Médicas.

Dr. Gerardo Senra Piedra. Especialista de I Grado en Cardiología.


Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Enfermedades

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda