Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

El Aprendizaje profesionalizado:

Enviado por alex



  1. Desarrollo
  2. Conclusiones
  3. Bibliografía

Introducción:

En la actualidad existe una diversidad de enfoques acerca del aprendizaje, en este sentido se habla del aprendizaje activo, también se alude al aprendizaje productivo, se promueve un aprendizaje significativo, se promociona un aprendizaje creativo, se insiste en la necesidad de que el aprendizaje sea formativo, y ha proliferado últimamente el término "aprendizaje desarrollador".

En nuestro caso, se afirma que la formación técnica, tecnológica y profesional requiere de un tipo de aprendizaje diferente a los anteriores, este tipo específico de educación precisa de un aprendizaje profesionalizado.

¿Por qué es necesario un aprendizaje profesionalizado?

¿En qué se distingue este tipo de aprendizaje de otros enfoques del aprendizaje descritos por diversos autores, como son: aprendizaje activo, aprendizaje productivo, aprendizaje creativo, aprendizaje significativo, aprendizaje formativo y aprendizaje desarrollador?.

Todas las definiciones de aprendizaje descritas en la literatura, independientemente de la teoría psicológica y de la base filosófica que las sustentan, tienen un aspecto en común: conciben el aprendizaje como cambio y transformación que ocurre en quien aprende. Sin embargo, la diferencia entre los investigadores se enmarca en las vías metodológicas y mecanismos mediante los cuales se produce este cambio, las condiciones psicopedagógicas en que transcurre, el rol protagógico de quien aprende y de quien enseña, los resultados de esa transformación y las peculiaridades que adquiere este proceso de aprendizaje.

El propósito de este trabajo es discutir el enfoque del aprendizaje profesionalizado, plantear sus características fundamentales y esbozar la concepción metodológica del proceso de enseñanza – aprendizaje profesionalizado, que se basa en las principales relaciones que se dan en el proceso pedagógico profesional, las que se expresan, manifiestan y materializan en las siguientes tríadas:

Desarrollo:

El enfoque del aprendizaje profesionalizado parte de la concepción materialista dialéctica del mundo, del hombre y de su desarrollo, de la teoría histórico cultural como fundamento psicológico de la relación entre educación y desarrollo, como base del aprendizaje, como comprensión del proceso de aprendizaje y desarrollo humano y como soporte didáctico para su investigación y aplicación en la práctica escolar.

En este sentido se define el Aprendizaje Profesionalizado como un proceso cognitivo – afectivo del ser humano o de un colectivo, mediante el cual se produce la apropiación y sistematización de la experiencia profesional y de la cultura tecnológica, propiciando que el trabajador en formación transforme la realidad productiva de las empresas, mediante su accionar en el proceso pedagógico profesional, desarrollando sus competencias laborales, inmerso en los procesos de actividad y comunicación, facilitando el cambio en función del beneficio, el desarrollo humano y el progreso social.

¿Cuál es el resultado del aprendizaje profesionalizado?

¿Qué se aprende en este tipo específico de aprendizaje?

¿Cuál es el contenido de este aprendizaje?

El resultado del aprendizaje profesionalizado es la apropiación y sistematización de la experiencia profesional significativa para el trabajador en formación, así como la cultura tecnológica acumulada en los procesos profesionales de las entidades productivas en donde se desempeña profesionalmente.

En el aprendizaje profesionalizado el contenido del aprendizaje coincide con los resultados directos del mismo, o sea, el trabajador en formación aprende las competencias laborales y profesionales necesarias para desempeñarse con éxito en la actividad laboral, pero lo hace inmerso en ese contexto laboral significativo para él, asimilando, apropiándose y sistematizando la cultura organizacional de las empresas y las experiencias laborales acumuladas en éstas, pero no cualquier experiencia, sino solo aquella que resulta significativa para él, en dependencia de sus necesidades, motivaciones e intereses.

El aprendizaje profesionalizado posibilita al trabajador en formación la sistematización creadora de la cultura tecnológica y desarrolla sus competencias profesionales en íntima relación con los procesos de actividad y comunicación.

Estas competencias profesionales se van formando en el propio proceso pedagógico profesional, es decir, en el propio proceso de aprender la profesión, que en el aprendizaje profesionalizado, como su nombre lo indica, es un proceso profesionalizado.

El aprendizaje profesionalizado es un proceso por cuanto en él, el trabajador en formación se transforma y transita de un momento inicial a otro final cualitativamente superior, cumpliendo distintas etapas de formación y desarrollo de sus conocimientos, habilidades y valores: las competencias profesionales.

Este es un elemento importante que diferencia el aprendizaje profesionalizado de cualquier otro enfoque del aprendizaje, de los mencionados anteriormente.

No basta con que el trabajador en formación cambie y se transforme, es necesario que ese cambio implique un nuevo nivel de desarrollo de sus competencias profesionales que le permita una interacción más efectiva con la realidad productiva de las empresas y un desempeño profesional competente y con éxito, o sea, el aprendizaje profesionalizado favorece la formación de un trabajador altamente calificado, competente y competitivo, es decir, que tenga un alto desarrollo de sus competencias profesionales y de su capacidad de satisfacer demandas económico – productivas y ofrecer, por tanto, su aporte eficiente a la empresa y a la sociedad.

Características del aprendizaje profesionalizado:

  • Significativo.
  • Formativo.
  • Transformador.
  • Activo.
  • Productivo.
  • Desarrollador.

Significativo:

El aprendizaje profesionalizado es significativo porque lo que va a aprender el trabajador en formación adquiere para él un significado y un sentido personal, en función de su profesión, por lo que se convierte en algo importante y necesario para lograr sus metas y propósitos profesionales, o sea, el contenido del aprendizaje se hace imprescindible para avanzar en su preparación técnica, tecnológica y profesional.

El trabajador en formación se siente implicado no solo en relación con los contenidos técnicos que va a aprender, con la experiencia profesional que va a adquirir y con la cultura tecnológica, sino también en relación con los procesos de actividad y comunicación, los procesos profesionalizados del aprendizaje: el proceso pedagógico profesional.

Formativo:

Lo formativo en este sentido se refiere a que el trabajador en formación se apropie de los valores principales acumulados por la sociedad, en interacción con el grupo escolar de su institución educativa y con el colectivo laboral de la empresa donde se desempeña profesionalmente, se transforme a sí mismo, adquiera responsabilidad en este proceso de aprendizaje en función de su crecimiento profesional y personal.

Transformador:

En el aprendizaje profesionalizado, lo transformador se entiende como aquello que permite al trabajador en formación actuar sobre la realidad productiva de las empresas y transformarla, modificarla, para apropiarse así de la cultura tecnológica inmersa en ella y sistematizar sus conocimientos y habilidades profesionales. En este sentido, el futuro trabajador es competente para solucionar problemas profesionales, identificar conceptos técnicos, y descubrir el conocimiento profesional de una manera amena, interesante y motivadora.

Activo:

El aprendizaje profesionalizado es activo en el sentido de que una exigencia básica para la estructuración del proceso de enseñanza – aprendizaje profesionalizado es precisamente la búsqueda activa del conocimiento profesional por parte del trabajador en formación, teniendo en cuenta las acciones didácticas a realizar por éste para que tenga verdaderamente una posición activa y protagónica en las diferentes etapas del aprendizaje: desde la orientación, durante la ejecución y en el control de la actividad.

Productivo:

El aprendizaje profesionalizado es productivo porque el trabajador en formación se apropia de los conocimientos, habilidades profesionales y normas de comportamiento que le permiten la aplicación creadora a nuevas situaciones profesionales o de aprendizaje.

El aprendizaje productivo exige que el trabajador en formación sea capaz de aplicar los conocimientos profesionales en situaciones de aprendizaje nuevas para él, es decir, solucionar problemas profesionales cuya situación le es desconocida y, por consiguiente, debe concebir el modo de su solución y construir los procedimientos necesarios para lograrlo.

Desarrollador:

El carácter desarrollador del aprendizaje profesionalizado está dado en que se promueve el desarrollo integral de la personalidad del trabajador en formación, no solo se apropia de conocimientos y de habilidades profesionales, sino que se forman en él sentimientos, motivaciones, valores, convicciones e ideales, garantizando la unidad y equilibrio entre lo cognitivo, lo afectivo – motivacional y lo valorativo en el desarrollo y el crecimiento profesional y personal del futuro trabajador.

Además de lo anterior, se desarrolla la capacidad de aprender a aprender, a ser autodidacta, y en vez de transmitirle conocimientos, se dota al trabajador en formación de estrategias de aprendizaje continuo y perpetuo, para que aprenda a lo largo de toda su vida laboral, a partir del dominio de motivaciones para aprender a aprender y de la necesidad de una autoeducación permanente.

Concepción metodológica del proceso de enseñanza – aprendizaje profesionalizado:

Esta concepción metodológica se basa en las principales relaciones que se dan en el proceso pedagógico profesional, que se expresan, manifiestan y materializan en las siguientes tríadas:

  • Profesor – trabajador en formación – instructor.
  • Escuela politécnica – entidad productiva – familia y comunidad.
  • Docencia – producción – investigación.
  • Selección – formación – capacitación profesional.

Profesor – trabajador en formación – instructor:

En el proceso pedagógico profesional se evidencia una relación importante: profesor – trabajador en formación – instructor.

En este sentido es importante tomar como punto de referencia algunas premisas:

  • El aprendizaje profesionalizado es un proceso de carácter sistemático, intencional y flexible, que propicia la obtención de determinados resultados (conocimientos, habilidades intelectuales y psicomotoras, normas de conducta, valores, etc.).
  • El profesor o instructor debe preparar, organizar y dirigir el proceso pedagógico profesional, teniendo en cuenta estimular y suscitar actividades propias de los trabajadores en formación para el aprendizaje profesionalizado.
  • El trabajador en formación debe estudiar con el fin de obtener los resultados propuestos. El estudio es más efectivo cuando el trabajador en formación interpreta los objetivos del aprendizaje profesionalizado como objetivos personales, propios, cuando los subjetiviza, los hace suyos y se implica en su propio proceso de aprendizaje profesionalizado.

En este sentido, se puede determinar como objeto de la Pedagogía Profesional el sistema de objetivos, contenidos, métodos, procedimientos y técnicas de enseñanza y la sistemática evaluación del aprendizaje profesionalizado así como las formas de organización, planeamiento y valoración del proceso de trabajo docente profesional.

De esta forma el aprendizaje profesionalizado es efectiva si transita por un proceso de trabajo que ejecutan el profesor, el instructor y los trabajadores en formación de manera integrada, actuando acorde a un objetivo común. En síntesis, se puede afirmar que los componentes fundamentales del proceso de aprendizaje profesionalizado forman la base de los estudios de la Pedagogía Profesional a partir del contenido de la propia pedagogía.

Escuela politécnica – entidad productiva – familia y comunidad:

El desarrollo de un aprendizaje profesionalizado no es posible al margen de la unidad escuela politécnica – entidad productiva familia y comunidad, por ello, la empresa no puede ser sólo un centro de producción, sino simultáneamente una importante institución educativa encargada sobre todo de la superación profesional del trabajador y de la preparación del trabajador en formación, o sea, del estudiante; al igual que la familia y la comunidad, que deben convertirse en verdaderos agentes educativos, socializadores de la cultura acumulada.

Asimismo, la escuela politécnica no puede ser sólo un centro educacional sino a la vez una entidad productiva, con la misión de preparar un trabajador competente, competitivo y altamente calificado.

En la vinculación escuela politécnica – entidad productiva – familia y comunidad, se presentan algunas deficiencias:

  • El vínculo casi nulo de la actividad docente con la actividad práctica empresarial.
  • La actividad laboral casi nunca se organiza como parte intrínseca del proceso pedagógico de la escuela politécnica, para que forme una unidad en el proceso pedagógico profesional.
  • Algunos profesores y padres de familia no se sienten comprometidos con la situación económica, productiva y financiera de las empresas del territorio.
  • Los instructores, en muchos casos rechazan a los alumnos y no se sienten responsabilizados con la educación y el aprendizaje profesionalizado de los mismos.
  • Los profesores no conocen las diversas actividades laborales que pueden desempeñar los alumnos en la empresa una vez graduados, lo cual limita la preparación de éstos en la escuela politécnica.
  • La familia y la comunidad no se sienten responsables del aprendizaje profesionalizado de los trabajadores en formación.

Los aportes teóricos realizados en este trabajo deben contribuir a dar respuesta a la solución de estos problemas.

Docencia – producción – investigación:

El perfeccionamiento de los métodos de enseñanza contribuye al logro de un aprendizaje profesionalizado en los estudiantes, pero esto no resulta suficiente, sino que es necesario emplear los métodos de enseñanza en forma de sistema, con una concepción didáctica profesionalizada.

Los métodos profesionalizados de enseñanza deben emplearse tanto en la escuela politécnica como en la entidad productiva, tanto en actividades docentes como extradocentes, extraescolares, productivas y de investigación, sólo así contribuirán al aprendizaje profesionalizado de los estudiantes.

En el proceso de aprendizaje profesionalizado lo académico, lo laboral y lo investigativo no tienen existencia independiente. Deben organizarse de forma tal que las actividades docentes e investigativas que desarrolla el trabajador en formación estén coordinadas de manera sistémica y en función de las actividades laborales que deben ejercer en condiciones directas o simuladas.

Cada componente debe existir en relación con el otro y debe estar presente en los demás. Los tres deben constituir un sistema. Las situaciones de aprendizaje planteadas en las actividades docentes deben preparar a los futuros trabajadores para la realización de la actividad laboral y garantizar la discusión y el control de los resultados de las actividades laborales, las cuales deben constituir pequeñas investigaciones que se lleven a cabo con todo rigor científico y que permitan comprobar hipótesis previamente trazadas.

En el proceso de enseñanza – aprendizaje profesionalizado es necesario lograr la vinculación de la teoría con la práctica y la aplicación de lo que el trabajador en formación estudia a la vida sobre la base de la realización de actividades prácticas que contribuyan a solucionar problemas cercanos a él y a la comunidad en que vive, a partir del propio contenido de aprendizaje: la cultura tecnológica.

Debe manifestarse la vinculación del estudio con la actividad laboral en función de la formación de hábitos, una disciplina y amor por el trabajo, de modo tal que el futuro trabajador pueda llegar a sentirlo como una necesidad individual y social que permite su desarrollo pleno.

El trabajador en formación se desarrolla desde el punto de vista profesional y personal en la medida en que asimila, se apropia y sistematiza una serie de conocimientos socioculturales y profesionales, y cuando participa en actividades prácticas con otras personas (profesor, instructor, otros trabajadores, familia, comunidad) que saben más que él acerca de esos conocimientos profesionales.

Selección – formación – capacitación profesional:

La escuela politécnica tiene la alta responsabilidad de seleccionar al futuro trabajador en los niveles educativos precedentes, motivarlo, comprometerlo, darle una preparación básica para el aprendizaje profesionalizado, luego tiene que formarlo en el proceso pedagógico profesional, ofrecerle una preparación profesionalizada e integral que le permita integrarse de manera activa, creadora y transformadora a la actividad empresarial, a la comunidad y a la sociedad, y por último, debe continuar su proceso de educación, mediante el desarrollo de procesos de capacitación profesional que le permitan mantenerse actualizado en los cambios que se produzcan en la ciencia, en la técnica y en las tecnología más modernas.

Conclusiones:

El aprendizaje profesionalizado es el proceso cognitivo – afectivo del ser humano o de un colectivo, mediante el cual se produce la apropiación y sistematización de la experiencia profesional y de la cultura tecnológica, propiciando que el trabajador en formación transforme la realidad productiva de las empresas, mediante su accionar en el proceso pedagógico profesional, desarrollando sus competencias laborales, inmerso en los procesos de actividad y comunicación, facilitando el cambio en función del beneficio, el desarrollo humano y el progreso social.

Las características del aprendizaje profesionalizado son:

  • Significativo.
  • Formativo.
  • Transformador.
  • Activo.
  • Productivo.
  • Desarrollador.

La concepción metodológica del aprendizaje profesionalizado se basa en las principales relaciones que se dan en el proceso pedagógico profesional, que se expresan, manifiestan y materializan en las siguientes tríadas:

  • Profesor – trabajador en formación – instructor.
  • Escuela politécnica – entidad productiva – familia y comunidad.
  • Docencia – producción – investigación.
  • Selección – formación – capacitación profesional.

Bibliografía:

  1. Bermúdez Morris, Raquel y otros. Dinámica de grupo en Educación: su facilitación. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 2002.
  2. Castellanos Simons, Doris y otros. Aprender y enseñar en la escuela. Una concepción desarrolladora. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 2002.
  3. García Batista, Gilberto y otros. Compendio de Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 2002.
  4. González Soca, Ana María y Reinoso Cápiro, Carmen. Nociones de Sociología, Psicología y Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 2002.

    http:\www.monografias.com\. 2002.

  5. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. Condiciones psicopedagógicas para la utilización de los métodos problémicos en el proceso pedagógico profesional.

    http:\www.monografias.com\. 2002.

  6. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. Creatividad Profesional.
  7. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. Exigencias didácticas para la educación y el desarrollo de la creatividad profesional. http:\www.monografias.com\. 2002.
  8. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. La pedagogía profesional: principales relaciones en el proceso pedagógico. http:\www.monografias.com\. 2002.
  9. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. La activación del proceso pedagógico profesional: un imperativo de la pedagogía contemporánea en la Educación Técnica y Profesional. Tesis de Maestría. ISPETP "Héctor Alfredo Pineda Zaldívar". Ciudad de La Habana. 1997.

    http:\www.monografias.com\. 2002.

  10. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. La educación y el desarrollo de la creatividad profesional: un reto en la formación de profesionales técnicos.
  11. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. La Pedagogía Profesional: objeto de estudio, principios y relaciones. http:\www.monografias.com\. 2002.
  12. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. Metodología para la enseñanza problémica de la Contabilidad en la Educación Técnica y Profesional. Tesis de Doctorado. ISP "José de la Luz y Caballero". Holguín. 2002.
  13. Ortiz Ocaña, Alexander Luis. Profesionalización vs academicismo en la formación pedagógica profesional. http:\www.monografias.com\. 2002.
  14. Silvestre Oramas, Margarita y Zilberstein Toruncha, José. Enseñanza y aprendizaje desarrollador. Ediciones CEIDE. México. 2000.
  15. Zilberstein Toruncha, José y Silvestre Oramas, Margarita. Hacia una Didáctica desarrolladora. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 2002.
  16. Zilberstein Toruncha, José; Portela, R. y MacPherson, M. Didáctica integradora de las Ciencias. Experiencia cubana. Editorial Academia. La Habana. 1999.

 

 

  

Dr. Alexander Luis Ortiz Ocaña.

CUBA

 


Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Educacion

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda