Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Consecuencias de la Segunda Guerra Mundial: indagación sobre la inmigración alemana hacia la República Argentina durante la p

Enviado por jimelopez84



  1. El fin de la Segunda Guerra Mundial
  2. Las relaciones entre Argentina y Alemania
  3. Juan Domingo Perón y la alemanes
  4. Conclusión
  5. Bibliografía
  6. Notas

Introducción

En la historia del mundo siempre ha habido sucesos que por intereses de variados orígenes, sean económicos, sociales o políticos, no han sido mostrados veraz o completamente. De este problema, característico del hombre, la historia de nuestro país no estuvo ni está exenta. Podemos citar muchos ejemplos, pero mi trabajo apunta a investigar sólo uno de ellos.

Luego de la Segunda Guerra Mundial muchos ciudadanos europeos se vieron obligados a desplazarse de forma permanente al continente americano. Este exilio respondía a las razones clásicas que justifican una emigración: las malas condiciones de vida en el lugar de origen y la esperanza de encontrar mejores en el lugar de destino. Un ejemplo particular de esto es el caso del éxodo ilegal de ciudadanos alemanes hacia nuestro país. El régimen de Hitler había sido juzgado por el mundo por las atrocidades cometidas, en consecuencia, para evitar la expansión de las ideas nacionalistas de este hacia el continente americano se organizó la Conferencia Panamericana de Chapultepec1, México donde se decretó ilícita la llegada de alemanes a América.

A pesar de esta prohibición, y es comprobable en la actualidad, hubo una gran entrada de alemanes, en especial de ideología nazi, al Río de la Plata. A partir de esto nos podemos plantear una serie de preguntas que dan origen a mi investigación: ¿Por qué la Argentina luego de 1945 se convirtió en un destino predilecto para los inmigrantes alemanes?¿qué medios facilitaron su ingreso?¿había alguna política que beneficiara la entrada?

Este tema es de gran importancia internacional e histórica, pero sin embargo no es abordado por la bibliografía educativa. Las razones por las cuales no se les presta considerable atención probablemente se relacionan con el problema presentado en el comienzo. El hecho de que sea un tema del cual no hay mucha información oficial, lo transforma en un asunto interesante de tratar. Para abordar el tema abarcaré únicamente el periodo que comienza en 1943 y termina en 1949, debido a que en estos años hubo registros que verifican las inmigraciones y además en Argentina hubo hechos y situaciones que se relacionan con ellas.

Si nos situamos en esta época en el país, nos encontraremos con la presencia de poderes políticos y militares que tenían tendencias nacionalistas y estrechas relaciones con el Eje. Concretamente el caso del Presidente Juan Domingo Perón, quien en reiteradas ocasiones admitió su simpatía tanto por el fascismo como por el régimen aplicado por Hitler en el país germano. A partir de esto yo puedo plantear la siguiente hipótesis: las inmigraciones desde Alemania hacia el país fueron políticamente favorecidas de forma oculta a los ojos del mundo y estas no sólo favorecían a los inmigrantes sino que también a los políticos del momento.

Fin de la Segunda Guerra Mundial en Europa

El comienzo de la Segunda Guerra Mundial fue iniciativa alemana, el suceso clave fue la invasión germana en Polonia, por la cual comienza la intervención británica y francesa para ayudar al país invadido. Alemania había quedado perjudicada por los resultados de la Primera Guerra Mundial, entonces partió en busca de un ambicioso plan de hegemonía y poderío sobre la totalidad de Europa. Sin embargo, y contrariamente a lo que se pensaba en el principio de la contienda, las potencias que resultaron vencedoras, fueron las Aliadas. En este conflicto bélico las potencias fascistas del Eje Roma-Berlín-Tokio se enfrentaban a las aliadas. Estas últimas estaban integradas por Gran Bretaña y Francia, a la que luego se le sumó Rusia y Estados Unidos.

A pesar de que en el inicio de la guerra se pronosticaba el triunfo germano por su poderoso armamento y eficaz estrategia, este resultó perdedor, básicamente por la entrada de una potencia capaz de brindar abastecimiento a las potencias antifascistas en un momento crucial. Es importante tomar en cuenta la participación de Estados Unidos, su entrada en la guerra fue de gran importancia, ya que fue un elemento clave para la finalización de la misma. Tampoco hay que olvidar que hasta ese punto de la historia, el único estado capaz de enfrentarse y competir con el país americano nombrado anteriormente era Alemania. Este estaba capacitado para convertirse en una competencia política, científica, económica y sobre todo militar y por esto le convenía excluirla del escenario internacional. La razón por la cual Estados Unidos se incorporó al conflicto, hoy, sugiere no estar realmente relacionada con el ataque que recibió por parte de Japón, sino con la búsqueda de la permanencia de su protagonismo en el escenario mundial, económicamente sobre todo.

Además, hoy, luego de tantos años de acabado el conflicto bélico más horroroso de la historia, es posible pensar que hubo motivos económicos que fueron de gran importancia para la toma de decisiones del presidente Franklin Delano Roosevelt con respecto a la guerra. Las razones por las cuales el país americano comenzó su participación pueden haber sido la búsqueda de mercados para la venta de sus armas, para de esta forma reactivar y fomentar esta industria importante en el país. Asimismo se puede distinguir otro fundamento, Estados Unidos quería mantener el poder obtenido durante la Primera Guerra Mundial, por lo que su intervención en esta segunda guerra sugiere haber sido una forma de demostrar y mantener su hegemonía en América y el mundo.

Una vez que Estados Unidos entró en la guerra los países aliados se fortalecieron económicamente y también aumentaron su armamento. Rusia fue una de las potencias beneficiadas. Hasta logró detener el avance de las poderosas fuerzas alemanas en la batalla de Stalingrado entre 1942 y 1943, y no fue sólo eso lo que consiguieron. También invadieron el Tercer Reich de forma tal, que dejaron a los nazis sin otra opción más que rendirse.

Sobre el fin de la guerra, Alemania sufrió los efectos de un sistemático y devastador bombardeo aliado. Hubo un desmantelamiento total, medidas de desconcentración, exigencias de reparación, expropiaciones y el cierre de las fábricas. El país quedó destrozado les arrebataron a muchos toda esperanza de una pronta mejora de las condiciones de vida.

Ya concluida la disputa internacional se decidió la división de Alemania en cuatro zonas de ocupación designadas para los distintos países vencedores, una correspondiente a Estados Unidos, otra a Francia, otra a Gran Bretaña y la mayor parte restante a la Unión Soviética3. En esta decisión tuvo mucha influencia el presidente Franklin Delano Roosevelt, cuyo país había estado planeando acabar con la estructura de Alemania, desmilitarizándola, borrando cualquier huella del nacionalsocialismo y liquidando la industria para convertirla en un estado agrícola que no presentara en un futuro ninguna amenaza para la nación americana. El país quedó política y territorialmente fragmentado. Evidencia de los planes aliados encontramos en las tensas relaciones que en el desarrollo de la guerra mantenían estos países con el Eje. Un ejemplo importante de las relaciones es la exigencia de rendición incondicional planteada por el presidente del los Estados Unidos y el primer ministro inglés en enero de 1943 en la Conferencia de Casablanca, esfumando así cualquier posibilidad de negociación de paz.

No sólo territorialmente estaba destruido, el alguna vez pensado imperio alemán, sino también sus habitantes lo estaban. Cuando Alemania comenzó a perder fortaleza en la contienda, sus habitantes pensaban y planeaban una futura y desilusionante emigración, ellos se sentían condenados por la opinión pública del mundo, abrumados por las atrocidades que las medios de comunicación de los países aliados mostraban. Esta generalización les fue humillante, vergonzosa y dolorosa. Los verdaderos asesinos, los responsables por las masacres, es decir los agentes nazis, no lamentaron estas condenas sociales, pero sin embargo a ellos les preocupaba más que a la mayoría del pueblo alemán, su futuro exilio hacia otro país. En la Conferencia de Paz que se llevó a cabo en Postdam4, con la participación de los presidentes norteamericano, británico y soviético, se resolvió que los criminales de guerra nazis recibirían un castigo en una corte mundial. En este proceso, el Juicio de Nuremberg5, se acusó a los más importantes jerarcas del régimen de Hitler de genocidios o crímenes de lesa humanidad. A pesar de su condena muchos de ellos lograron evadir la justicia y huir. Así fue el caso de Ludwinig Freude, miembro de la Waffen SS de Francia6, condenado a muerte, pero luego inmigrante en la Argentina.

Las consecuencias que el conflicto tuvo para el país que la inició desde el punto de vista económico también fueron negativas, ya que muchas de sus industrias fueron destruidas durante bombardeos y el campo laboral como resultado se estancó, dificultando aún más el paso a una vida normal y estable.

La Segunda Guerra mundial es para los alemanes una parte de su pasado que se reprochan, en los momentos inmediatos a la guerra este sentimiento fue aun peor de lo que es para ellos hoy. La suma de este sentimiento más las condiciones políticas y económicas ocasionaron la expatriación de mucha gente hacia distintos destinos.

Las relaciones entre Argentina y Alemania

Para poder entender este tema es necesario situarnos en la historia de nuestro país. Durante la Segunda Guerra Mundial, Argentina estuvo presidida por políticos de distintas ideologías. Terminaba la presidencia de Agustín Pedro Justo (1932-1938) y comenzaba la de Roberto Mario Ortiz (1938-1942). Este último mostró durante la guerra una actitud favorable a Gran Bretaña, a la que concedió ventajas comerciales, sobre todo con respecto al tema de los ferrocarriles. Terminado su mandato debido a su muerte, asumió Ramón Castillo (1942-1943) quien fue depuesto en 1943 por un golpe de estado militar, en el que participó el entonces coronel Juan Domingo Perón. Como consecuencia de este golpe militar asume al poder el General Pedro Pablo Ramírez (1943-1944).

Mientras el mundo se dividía en dos tendencias frente al conflicto bélico, los aliados y los del Eje, Argentina, junto con unos escasos países de Latinoamérica, permanecía neutral. Se suponía que no se apoyaba a ninguno de los dos bandos enfrentados.

El nacionalismo en nuestro país tiene orígenes en los comienzos de nuestra historia. Por distintos motivos en determinadas épocas hubo resurgimientos de esta ideología. Nuestro país sufría problemas políticos graves cuyos comienzos se remontaban al siglo XIX. El poder estaba en manos de oligarquías, que eran conservadores en lo político y liberales en lo económico. No permitían el sufragio universal, es decir que determinadas personas que consideraban calificadas podían acceder al voto. Había fraude electoral y desconfianza hacia los representantes del poder. Aunque después se implementó el voto secreto y obligatorio con la presidencia de Hipólito Yrigoyen (1916-1922), hubo otro problema grave que afrontar. La crisis del capitalismo que influía en nuestra industria agravaba la situación social para con la política. Como resultado de estos inconvenientes sociales, hubo un resurgimiento del nacionalismo.

La suma de todas estas problemáticas y la sospecha de falsedad política se reflejaba en distintos elementos. Uno de ellos es el diario porteño llamado "La Fronda", que sostenía que la solución para este problema era una Argentina fuerte en la que todos los ciudadanos sean soldados en cumplimiento de la prescripción constitucional de armarse en defensa de la patria. Esto es una característica de los estados totalitarios fascistas, como el de Hitler, pero esta no es la única característica que podemos encontrar. El ejército argentino se ocupó entonces de evitar a cualquier a costo la entrada de la ideología comunista, la cual amenazaba distintas partes del mundo y también Latinoamérica. El comunismo es un sistema que se enfrenta al nacionalsocialismo por razones de principios de cada uno de ellos. Asimismo encontramos el caso del GOU, siglas de Grupo de Oficiales Unidos. Se volvieron en contra el gobierno oligarca de grandes terratenientes y estancieros y los acusaban de corrupción y absoluta incapacidad para representar al país. Este grupo era una logia secreta formada en los comienzos de la década del ’40, poseía orientaciones nacionalistas, influenciados por ideologías de derecha y con simpatía por los países del Eje. Ellos pensaban que estos países serían vencedores, por otro lado también buscaban políticas, como las del Eje, que le permitiera a su añorada patria militar ocupar un lugar en el mundo, económicamente hablando. Los miembros de esta logia tenían como objetivo llevar al poder a Pedro Pablo Ramírez. Es importante resaltar que este último había estado desde 1911 hasta 1913 incorporado al Ejército alemán con el grado de teniente primero, por lo que es muy probable que haya poseído simpatía y hasta amistades cercanas con sus ex-compañeros. Pedro Pablo Ramírez logró asumir la presidencia luego de una revolución con poca violencia, pero de gran importancia para la historia que derrocó, junto con Arturo Rawson, al presidente constitucional, Ramón Castillo. Durante el periodo que Pedro Pablo Ramírez gobernó, la mayoría de los ministerios estaban a cargo de participantes del GOU. Nuestras relaciones en ese entonces , cuando el golpe se venía venir, con Estado Unidos fueron problemáticas por tres motivos: el primero era la sospecha de las intenciones de Argentina de lograr la hegemonía de Latinoamérica, lo cual se enfrentaba a lo que este también pretendía. El segundo fue el descubrimiento de las negociaciones del país con Alemania para conseguir la venta de armas, y el tercero, el más perturbador para Estados Unidos, la tendencia favorable de Argentina para con el Eje.

Como los objetivos del gobierno vigente y los de la potencia líder del continente chocaban, esta última reaccionó rápidamente. Nuestro gobierno quería salvaguardar la neutralidad y a largo plazo, mediante la implementación de un rígido régimen , lograr una país poderoso. Esto ocasionó que Estados Unidos presionara de distintas formar para que Argentina dejara a un lado sus ambiciosos planes y también al Eje. Entre estas disposiciones con las que nos amenazaron encontramos las presiones económicas, desplazamiento de tropas estadounidenses hacia las costas del Rió de la Plata e incluso el bloqueo económico total y hasta la guerra. Ante tales amenazas e insistencias, el país latinoamericano se vio obligado a cortar cualquier tipo de relaciones con el Eje, tanto comerciales como diplomáticas. Finalmente, el 27 de marzo de 1945, bajo el gobierno de Edelmiro Julián Farrell, la Argentina como último país del mundo en entrar a la contienda, declaró la guerra a Alemania y a Japón. A pesar de todo estos conflictos las relaciones con Alemania continuaron pero encubiertas.

A lo que quiero llegar con esto es que en el Río de la Plata había una tendencia tanto ideológica como política, social y económica que apuntaba hacia Alemania, sus ideologías eran admiradas por los oficiales argentinos. Los oficiales veían al régimen del Tercer Reich como un ejemplo de sistema que sería muy beneficioso para ser aplicado en nuestro país debido la situación imperante, salíamos de una política problemática y poco representativa y una estructura firme, como la del régimen del Führer era necesaria según ellos.

Juan Domingo Perón y los alemanes

Juan Domingo Perón había sido influenciado por el pensamiento nacionalista argentino desde su niñez, como así también fue influenciado por el corporativismo, sistema en el cual la persona solo es representada a través de una actividad económica en la que participa. Esto último lo adquirió como agregado militar en Italia, donde Benito Mussolini aplicaba este sistema. Allí también pudo ser testigo del desempeño del ejército alemán . La influencia de las doctrinas fascistas en Perón es innegable, y él mismo lo afirmó alguna vez7, según una de sus biografías. Un ejemplo de esto es lo que una vez el presidente implementó: la comunidad organizada, este era un modelo de planificación social basado en el corporativismo, adaptado para una sociedad de un país en desarrollo. Utilizó como base al corporativismo fascista, el cual consistía en dividir a la sociedad en distintas corporaciones de acuerdo a su actividad económica, el individuo desaparece en sí mismo , sólo es importante como integrante de una actividad económica.

Durante su primera presidencia, según información revelada recientemente, Perón estuvo a cargo de una "comisión de allegados"8, aunque no estaba directamente a cargo de ésta, tenía bajo sus órdenes a personas de su confianza que la manejaban. Este departamento dependiente de la Dirección de Migraciones, que existió entre 1946 y 1949, probablemente se denominada de esta forma debido a que se encargaba de rescatar refugiados nazis que tenían una relación con el presidente. Juan Domingo Perón pudo haber comenzado estas amistades durante el viaje que realizó a Europa9, donde el ejército alemán lo asombró . Se afirma que él mismo admitió la efectividad de tal agencia cuando en España, pocos años antes de morir, le preguntaron10 respecto al tema y respondió positivamente sin siquiera ponerse incómodo, también lo indagaron sobre conexiones directas con personajes del régimen, y él admitió haber tenido encuentros con uno de los doctores más sarcásticos de los campos de concentración, esta información que fue volcada en un libro11 no fue publicada hasta este año, en la obra también se afirma que el número de nazis que escapó a Argentina oscila entre 40.000 y 50.000, entre ellos hubo varios jerarcas.

La existencia de esta oficina aunque puede ser negada, ha sido verificada mediante la investigación de 22.000 documentos recopilados por el Centro de Estudios de la DAIA, y fue ratificado por el gobierno. También se ha hecho un sumario referente a la corrupción de la Dirección General de Migraciones entre 1947 y 1949.

El método empleado para la entrada encubierta de estas personas fue utilizando pasaportes que a pesar de ser entregados por el gobierno no eran verdaderos. Estos eran facilitados por los diplomáticos de Perón a los exiliados luego de pasar por una osada odisea, de un país a otro, para no ser descubiertos en Europa. Sobre este punto también han sido encontrados indicios que permitirían asegurar que Perón creó un sistema especial para la fuga de nazis a través de España particularmente. El sistema controlado por la llamada División de Información Argentina , comenzó en Madrid en 1944 cuando un agente secreto nazi12 nacido en Argentina inició su colaboración con la embajada alemana en España.

A finales de la Segunda Guerra Mundial llegó a las costas de Mar del Plata un submarino alemán. Este hecho ocasionó un chisme, sobre acusaciones fraguadas que conectaban a Juan Domingo Perón y Eva Duarte con el Tercer Reich, esto también originó publicidad que corroboraba la filosofía supuestamente nacionalsocialista de Perón. Se acusaba a la pareja de ser agentes secretos nazis trabajando en nuestro país, sobre este rumor yo sólo puedo decir que lo encuentro un poco inverosímil, fundamentalmente un producto de la prensa amarillista del momento. Sin embargo este se basaba en los estrecho lazos que mantenía con la embajada alemana. El hecho de que el presidente ya nombrado haya facilitado la fuga de muchos cabecillas nazis vendiéndoles pasaportes, no es dato reciente. De esto se sabe hace bastante tiempo, por lo menos 18 años. Puedo afirmar esto ya que la biografía que lo afirma13 fue publicada en 1984, y hoy esta información ha sido ratificada por organismos oficiales, como la CEANA, un organismo gubernamental fundado en 1997, con el objetivo de esclarecer asuntos relacionados con la inmigración de criminales nazis.

La forma en la que estos viajes migratorios eran financiados parece haber sido el oro, que llegaba en submarinos alemanes a Argentina. Esto es sólo una versión que yo, y probablemente poca gente hoy, puede rectificar o confirmar. De igual forma Ludwing Freude, alemán encargado de realizar estas operaciones en Argentina, habría controlado transferencias de dinero que misteriosamente habrían llegado a cuentas bancarias a nombre de Eva Duarte.

Según estudiosos de Juan Domingo Perón, personaje político clave para las inmigraciones, el móvil de todos sus actos era la conveniencia, es decir que su ayuda hacia los germanos le debe haber retribuido algún beneficio, tanto para él como para el país. Él era una persona muy patriota y populista, que lograba mantener un mediano equilibrio entre sus ideales y sus metas.

A través de estos datos vemos que Juan Domingo Perón fue un personaje clave para la inmigración nazi, sin la ayuda del mandatario, sin su encubrimiento, probablemente no se hubiera llevado a cabo.

Conclusión

A través de mi investigación me he encontrado con información diversa, escasos datos oficiales, como fue el caso de mi intento de comunicarme con la CEANA, institución que a pesar de mi insistencia nunca me respondió como así también bastante subjetividad y amarillismo. Esto me lleva a pensar en distintas posibilidades con respecto a la conclusión de mi trabajo. La primera es que el tema que elegí no tiene veracidad histórica, es decir que no hubo tal apoyo para las inmigraciones, y que la información que la verificaba puede haber sido una simple maniobra y propaganda política para desprestigiar al peronismo, ya que en cualquier lugar la palabra nazismo, o nacionalsocialismo, es relacionada con las atrocidades ocurridas durante el Holocausto y posee connotaciones negativas. Hoy, viendo la situación de crisis moral y de honestidad, me deja pensar que puede haber mucha mentira en todo esto.

La segunda posibilidad es que esto haya surgido como una aparición cíclica con respecto al nazismo, cada un tiempo determinado los medios lanzan a la opinión pública algún hecho o algo relacionado con el fascismo alemán, como películas, relaciones encubiertas y como podría ser este caso de las inmigraciones nazis a nuestro país.

A pesar de haber analizado las opciones anteriores, yo particularmente me inclino más hacia la siguiente: tales inmigraciones fueron reales, los exiliados deben haber conseguido la ayuda de alguna persona de cargo importante en Argentina, muy probablemente Juan Domingo Perón, pero no considero verosímil que hayan sido tan numerosas. Sí fueron suficientes como para comenzar comunidades alemanas , no necesariamente nazi, en distintos puntos del país. En el caso de los criminales de guerra, no creo que hayan sido tan numerosos. Sostengo esto ya que el hecho nos hubiera causado problemas diplomáticos internacionales graves. Además la creación reciente de una comisión para el esclarecimiento de todo lo que tenga que ver con los inmigrantes alemanes (CEANA), me hace pensar que hubo inmigración real y que comprometía a varias personalidades y también perjudicaba gente.

Los alemanes decidieron emigrar por las malas condiciones en las que su país había quedado luego de la terrible guerra, eligieron Argentina porque desde hacía mucho tiempo que demostraba tendencias que favorecían a su país, la situación política interna coincidía en parte de la ideología de los expatriados. La presidencia de Juan Domingo Perón fue clave para ellos, ya que de si hubiera sido otro el mandatario no les hubiera resultado fácil entrar. La creación de la comisión de allegados les facilitó la entrada y aquí eran bien recibidos por la algunos sectores de la sociedad, la prueba es que se creó una política que los beneficiaba como he explicado anteriormente.

Este tema me resultó difícil de tratar y de encontrar información fidedigna, porque durante el periodo de la posguerra fue casi un tabú. Yo no puedo determinar las razones de una manera absoluta. De todas formas pude darme cuenta a través de mi investigación que es un tema importante que es necesario aclarar. Hoy, luego de más de medio siglo de que se produjera este éxodo la información disponible es contradictoria y confusa. Sin embargo, estoy en condiciones de afirmar que las razones por las que llegaron personas desde Alemania al país fue por que aquí la ideología política favorecía su entrada.

Bibliografía

Fuentes Primarias:

  • M. Mending, Holger; La ruta de los nazis en tiempos de Perón. Argentina Editorial Emecé, 1999
  • Page A., Joseph; Perón, una biografía. Buenos Aires, Editorial Javier Vergara, 1984.
  • Goñi, Uki (2001) Los allegados de Perón [ documento www] URL http://ukinet.com [ 19/05/02]
  • Senkma, Leonardo (1992), Entorno de un libro [ documento www] URL http://www.tua.ac.il [ 19/05/02]
  • (2002)Perón ayudó a la fuga de nazis a través de España, según libro [ documento www] URL http://www.espasa.com [ 19/05/02]

Fuentes Secundarias:

  • Di Tella, Torcuato S.; Historia social de la Argentina contemporánea. Brasil, Editorial Troquel, 1999.
  • Floria, Carlos A.; Historia de los Argentinos. Buenos Aires, Editorial Larousse, 1994.
  • Rins, E. Cristina; La Argentina, una historia para pensar (1776-1996). Buenos Aires, Editorial Kapelusz, 1996.
  • Holperin Donghi, Tulio; La democracia de masas. Buenos Aires. Editorial Paidós,1998.

Notas

1 Conferencia realizada en Chapultepec, México, con la participación de los presidentes latinoamericanos a favor de los aliados

2 Forman de llamar al grupo de países opositores a los aliados

3 Decidido en la Conferencia de Paz de Yalta en febrero de 1945, con la participación de el presidente Franklin Delano Roosvelt, el primer ministro inglés Sir Winston Churcill y el jefe de gobierno soviético Iósiv Stalin

4 Se llevó a cabo en julio de 1945.

5 Llevado a cabo entre 1945 y 1946. Aquí quedaron revestidos de autoridad por dos instrumentos: el Acuerdo de Londres, firmado el 8 de agosto de 1945 por los representantes de Estados Unidos, Reino Unido, Francia y Unión Soviética, y la llamada Ley número10, promulgada por el Consejo Aliado en Berlín, el 20 de diciembre de 1945.

6Goñi, Uki (2001)Los allegados de Perón documento wwwURL http://ukinet.com/peron/castellano/frende.htm 19/05/02

7 Page A.,Joseph; Perón una biografía. Buenos Aires, Editorial Javier Vergara,1984.

8 Goñi, Uki. Op. cit.

9 Esta visita la realizó entre 1923 y1926

10 Entrevista realizada a Juan Domingo Perón por Tomás Eloy Martínez. España, septiembre 1970. Publicada por prensa virtual española (Crítica en línea) en enero 2002

11 Goñi, Uki; Perón y los alemanes. Nueva York, 2002

12 Alberto Carlos Fuklner, alemán nacionalizado en Argentina, amigo de Juan Domingo Perón.

13 Page A., Joseph. Op. cit.

Por

Jimena López Pujol

Supervisora: Virginia Carrillo( Colegio San Pablo)


Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Historia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda