Monografias.com - Página no encontrada

Discúlpenos.

No hemos podido hallar la página que estaba buscando.
Sin embargo, quizás podamos ayudarlo. Pruebe lo siguiente:

Ir a la página de inicio de Monografias.com.
Ver nuevos trabajos agregados a Monografias.com recientemente.
Si es su primera visita a Monografias.com, consulte la ayuda.
Busque en todo Monografias.com:

Buscar: Avanzada

¿Por qué pudo haber ocurrido esto?

Es probable que Usted haya llegado a esta página a través de:

Un favorito (o bookmark) demasiado antiguo.
Un motor de búsqueda que tiene un listado desactualizado de nuestras páginas.
Una dirección posiblemente mal tecleada.
Un vínculo roto en nuestras páginas.

También es posible que el recurso que Ud. busca haya sido dado de baja por su autor.

¡Ayúdenos a mejorar! Si ha llegado a esta página a través de un vínculo roto
dentro de Monografias.com, por favor escríbanos a webmaster@monografias.com
detallando el problema, para que lo podamos solucionar a la brevedad.

El equipo de www.monografias.com



CAPÍTULO III

Tipos de inflación y sus causas

Sumario: 1.- Causantes de inflación, una a una. 2.- Inflación por exceso de demanda. 3.- Inflación de Costes. 4.- Inflación Estructural. 5.- Inflación inercial o tendencial. 6.- Curva de Phillips. 7.- Expectativas racionales y la inflación tendencial. 8.- Clasificación según el grado de inflación. 9.- Devaluación.

1.- Causantes de inflación, una a una

Como ya explicamos previamente, hay multitud de teorías explicativas que pueden agruparse en tres tipos: "las que consideran que el origen de la inflación se debe a un exceso de demanda (Inflación de Demanda); las que consideran que los problemas se originan por el lado de los costos (Inflación de Costes); y las que consideran que la causa de la inflación está en los desajustes sociales (Inflación Estructural), a continuación se explicaran cada una en detalle y se incluirán además otras teorías sobre los causantes de la inflación.

+ Demanda ----> Aumentan los Consumidores ------> Sube el precio

- Oferta --------------> Aumentan los Costos ----------> Sube el precio

"Los procesos inflacionarios pueden venir causados por la excesiva creación de dinero por parte de las autoridades monetarias del país. En estos casos el dinero crece mas deprisa que los bienes y servicios suministrados por la economía, causando subidas en todos los precios, esta creación excesiva de dinero suele estar motivada, a su vez, por la necesidad de los estados de financiar su déficit público.

Las expectativas de los agentes económicos sobre cómo pueden evolucionar los precios en el futuro es también un aspecto es muy importante, ya que si por ejemplo, los agentes económicos esperan que los precios puedan aumentar en el corto a medio plazo, intentarán incorporar rápidamente este hecho a los salarios y demás pagos fijados por contrato. Ello provocará importantes tensiones inflacionistas, que de llevarse a la práctica motivarían a un incremento de los precios mayor que lo previsto".

2.- Inflación por exceso de demanda

Existe inflación de demanda cuando hay demasiado dinero en busca de muy pocos bienes.

"Las variaciones de la inversión, del gasto público o de las exportaciones netas pueden alterar la demanda agregada y aumentar la producción por encima de su nivel potencial. También hemos visto que el banco central de un país puede influir en la actividad económica. Cualquiera sea la razón, se produce una inflación de demanda cuando la demanda agregada aumenta mas de prisa que la capacidad productiva de la economía, elevando los precios para equilibrar la oferta y la demanda agregadas. De hecho, el dinero de la demanda compite por la limitada oferta de mercancias y presiona al alza sobre sus precios", "forzando el aumento de los precios y de los salarios, así como el coste de los materiales, los costes de funcionamiento y los financieros. La inflación de costes se produce cuando los precios aumentan para poder hacer frente a los costes totales manteniendo los márgenes de beneficios".

"Es frecuente observar la inflación de demanda en funcionamiento cuando los países recurren al dinero para financiar su gasto. El rápido crecimiento de la oferta monetaria eleva la demanda agregada, lo cual eleva a su vez el nivel de precios. Va de la oferta monetaria a la demanda agregada y de la demanda agregada a la inflación".

"Estos aumentos persistentes de los precios estaban, históricamente, vinculados a las guerras, hambrunas, inestabilidades políticas y a otros hechos concretos".

Esta teoría se encuentra principalmente en bibliografía de corte Keynesiano.

3.- Inflación de Costes

"La inflación provocada por un aumento de los costes durante los períodos de elevado desempleo y subutilización de los recursos se denomina inflación de costes".

"Se distinguen varios tipos como condiciones climáticas, puja redistributiva entre asalariados, empresarios y sector público, aumento del precio de insumos (siendo el más importante el del petróleo) o por una devaluación para aquellos procesos productivos que utilizan insumos importados. El hecho de una puja por la distribución del ingreso gatilla un proceso de incremento en los precios generales, por ejemplo por existir sectores empresarios con poder monopólico u oligopólico que deciden obtener mayores ganancias o la fijación de precios del sector público por los servicios públicos.

Bajo tipo de cambio fijo, una devaluación (depreciación) de la moneda genera inflación por tres vías diferentes:

  1. Por precios de bienes finales importados,
  2. Por precios de bienes domésticos transables.
  3. Por precios de bienes intermedios que recaen sobre los costos de producción internos.

Estas condiciones son analizadas y concentradas en el concepto de "pass-through" que mide el porcentaje que se traspasa a precios motivado por una devaluación, teniendo como objetivo conocer la depreciación real generada por la devaluación nominal. Los determinantes del coeficiente de pass-through son:

  • Grado de apertura: un mayor grado generaría mayor incidencia en los precios
  • Inflación inicial: sobre la tendencia a aumentar precios por incremento de costos, si inicialmente el contexto es deflacionario o no.
  • Fase del ciclo: cuando el ciclo tiene tendencia a crecer es más fácil cargar a precios.
  • Estructura de precios: tiene en cuenta como se ajustan ciertos precios (donde influye el dólar) a la depreciación.
  • Grado de sobrevaluación total: tiene en cuenta en la devaluación nominal el efecto de la sobrevaluación real que tenía antes la moneda. Puede ocurrir que sea de tan alto grado que la devaluación nominal no altere los precios".

4.- Inflación Estructural

Es el "alza de precios provocada por la existencia de desequilibrios básicos en la estructura económica del país, entre otros: incapacidad para generar ahorro interno, limitaciones para exportar, rigideces de la estructura productiva y limitaciones para acceder al crédito e inversiones internacionales".

"La teoría estructuralista de la inflación fue desarrollada por un grupo de economistas latinoamericanos a partir de 1950, en base al análisis económico e institucional de sus propios países. Proponen que ciertamente cualquier explicación del tipo de "exceso de demanda" parece un sarcasmo en los países de renta per cápita muy baja por lo que las explicaciones monetaristas resultan muy insatisfactorias. 

Defienden que la inflación no está causada por un "exceso de crecimiento" sino precisamente por su insuficiencia. En algunos sectores económicos la demanda es muy inelástica, pero el insuficiente desarrollo y el pequeño tamaño de algunas economías impiden que esa demanda sea satisfecha internamente por lo que aparece una fuerte dependencia del exterior. Las subidas de precios en los mercados internacionales de estos productos no conducen al aumento de la producción interna o la disminución de la demanda sino que se traducen directamente en presiones inflacionistas".

5.- Inflación inercial o tendencial

"En las economías industriales modernas, la inflación es extraordinariamente tendencial, es decir, se mantiene en la misma tasa hasta que los acontecimientos económicos la alteran. Puede compararse con un perezoso perro viejo. Si este no es "perturbado" por una patada o por la tentación de seguir a un gato, permanecerá donde está. Cuando es perturbado, quizás cace al gato, pero acabará tumbándose en otro sitio hasta que sea perturbado de nuevo".

La inflación tendencial "es un tipo de inflación causada por la misma dinámica de la inflación, por las expectativas inflacionarias. Por ejemplo a medida que la inflación continúa, que adquiere intensidad y se convierte en fuerte y persistente. Los trabajadores pedirán una actuación cada vez más rápida para proteger sus ingresos contra la erosión producida por la inflación".

"En un año dado, la economía tiene una tasa de inflación a la que se han adaptado las expectativas de la gente. Esta tasa tendencial incorporada tiende a persistir hasta que se produce una perturbación, que la altera en sentido ascendente o descendente".

La teoría ha tratado de abordar este tema desde el análisis del economista A.W. Phillips sobre la evolución de salarios y desempleo en Inglaterra.

6.- Curva de Phillips

"El economista A. W. Phillips, que cuantificó los determinantes de la inflación de salarios, desarrolló un útil instrumento para representar el proceso de inflación. Tras estudiar minuciosamente los datos del Reino Unido sobre el desempleo y los salarios monetarios relativos a un periodo superior a los 100 años halló la existencia de una relación inversa entre el desempleo y las variaciones de los salarios monetarios".

"La curva de Phillips describe una relación empírica entre la inflación de los salarios y de los precios y el desempleo: cuanto mas alta es la tasa de desempleo, mas baja es la tasa de inflación".

En la figura anterior "se presenta una curva de Phillips representativa de pendiente negativa que muestra que cuando las tasas de desempleo son altas, las tasas de inflación son bajas y viceversa. La curva sugiere que siempre es posible conseguir una reducción del desempleo incurriendo en una inflación más alta y que la tasa de inflación siempre puede reducirse incurriendo en los costes de un aumento del desempleo. En otras palabras, la curva sugiere que existe una disyuntiva entre la inflación y el desempleo".

"La curva de Phillips en su versión moderna establece que la tasa de inflación depende de tres fuerzas:

      • La inflación esperada.
      • La desviación del paro con respecto a la tasa natural, llamada paro cíclico.
      • Las perturbaciones de la oferta".

"Esta curva de Phillips a corto plazo no permanece estable. Se desplaza cuando cambian las expectativas sobre la inflación".

Como la curva de Phillips a corto plazo depende de la inflación esperada, "si esta aumenta, la curva se desplaza en sentido ascendente y la disyuntiva a la que se enfrentan las autoridades económicas es mas desfavorable: la inflación es mas alta a cualquier nivel de paro".

"Para que la curva de Phillips sea útil para analizar las opciones que tienen las autoridades económicas, necesitamos saber qué determina la inflación esperada. Un supuesto, a menudo razonable, es que la gente forma sus expectativas sobre la inflación basándose en la inflación observada recientemente. Este supuesto se denomina expectativas adaptables".

Si la inflación depende de la inflación pasada, del paro cíclico y de una perturbación de la oferta, entonces significa que la inflación tiene inercia. "Esta inercia se debe a que la inflación se interpreta en forma de desplazamientos ascendentes y persistentes tanto de la curva de oferta agregada como de la curva de demanda agregada".

7.- Expectativas racionales y la inflación tendencial

"Se da el nombre de "expectativas" a las previsiones que los agentes realizan sobre la magnitud en el futuro de las variables económicas. El comportamiento de los agentes dependerá, lógicamente, de cuáles sean sus expectativas".

"La mayoría de los precios y de los salarios se fijan pensando en la futura situación económica. Cuando los precios y los salarios están subiendo rápidamente y se espera que se mantenga esa tendencia, las empresas y los trabajadores tienden a tener en cuenta la rápida tasa de inflación en sus decisiones sobre los precios y los salarios".

"Esta teoría fundamenta que los trabajadores y empresarios se comportan como si entendieran el modelo de la economía por lo tanto dejan de lado las expectativas adaptables y comienzan a basar sus pronósticos en el modelo que se supone conocen".

"La siguiente figura "ilustra el proceso de la inflación tendencial. Supongamos que la producción potencial se mantiene constante y que no hay ninguna perturbación de la oferta ni de la demanda. Cuando todo el mundo espera que los salarios y los precios medios suban un 3 por ciento al año, la curva de OA se desplaza hacia arriba un 3 por ciento al año. Si no hay perturbaciones de la demanda, la curva DA también se desplaza hacia arriba en esa tasa. Por lo tanto, la intersección de las curvas OA y DA es un 3 por ciento más alta cada año. En consecuencia, el equilibrio macroeconómico se desplaza de E a E’’ y a E’’’. Los precios suben un 3 por ciento al año: se ha puesto en marcha una inflación tendencial del 3 por ciento.

Existe inflación tendencial cuando las curvas OA y DA ascienden de forma continua al mismo ritmo".

8.- Clasificación según el grado de inflación

"Cuando la subida de los precios sigue una tendencia gradual y lenta, con una media anual de unos pocos puntos porcentuales, no se considera que esta inflación sea una seria amenaza para el progreso económico y social. Puede incluso llegar a estimular la actividad económica: la sensación de que la renta personal está creciendo por encima de la productividad puede estimular el consumo; la inversión en la compra de viviendas puede aumentar, al anticiparse la apreciación futura de los precios; la inversión de las empresas de negocios en fábricas y maquinaria puede crecer, puesto que los precios aumentan por encima de los costes, y los individuos, las empresas y los gobiernos que piden prestado descubren que pagarán los préstamos con dinero que tendrá un menor poder adquisitivo, por lo que tendrán un mayor incentivo para pedir dinero prestado".

Pero, "la inflación, al igual que las enfermedades, muestra diferentes niveles de gravedad. Resulta útil clasificarla en tres categorías: inflación baja, inflación galopante e hiperinflación.

  • Inflación baja: La inflación baja se caracteriza por una lenta y predecible subida de los precios. Podríamos considerar que una inflación es baja si las tasas anuales de inflación son de un dígito. Cuando los precios son relativamente estables, el público confía en el dinero. Esta dispuesto a mantenerlo en efectivo porque dentro de un mes o de un año tendrá casi el mismo valor que hoy. Esta dispuesto a firmar contratos a largo plazo expresados en términos monetarios, porque confía en que los precios relativos de los bienes que compra y vende no se alejaran demasiado. La inflación ha sido baja en la mayoría de los países industriales durante la última década.
  • Inflación galopante: la inflación de dos dígitos que oscila entre el 20, el 100 o el 200 por ciento al año se denomina "inflación galopante". De cuando en cuando, los países industriales avanzados como Italia o Japón sufren este síndrome. Muchos países iberoamericanos, como Argentina y Brasil, mostraron en los años setenta y ochenta tasas de inflación que oscilaron entre el 50 y el 700 por ciento.

Una vez que la inflación galopante arraiga, surgen graves distorsiones económicas. Generalmente, la mayoría de los contratos se ligan a un índice de precios o a una moneda extranjera, como el dólar. En estas circunstancias, el dinero pierde su valor muy deprisa, por lo que el público no tiene más que la cantidad de dinero mínima indispensable para realizar las transacciones diarias. Los mercados financieros desaparecen, ya que el capital vuela a otros países. La población acapara bienes, compra viviendas y nunca jamás presta dinero a unos tipos de interés nominales bajos. Lo sorprendente es que las economías que tienen una inflación galopante consiguen crecer a menudo rápidamente y algunas prosperar a pesar de funcionar tan mal el sistema de precios.

  • Hiperinflación: Aunque parezca que las economías sobreviven con una inflación galopante, cuando golpea el cáncer de la hiperinflación se afianza una tercera y mortífera tensión. No es posible decir nada bueno de una economía de mercado en la que los precios suben un millón o incluso un billón por ciento al año.

Las hiperinflaciones son especialmente interesantes para los estudiosos de la inflación porque resaltan sus desastrosas consecuencias".

"Para hacer frente a esta inflación crónica se frenan las actividades normales de la economía: los consumidores compran bienes y servicios para evitar los precios futuros; la especulación sobre la propiedad aumenta; las empresas se centran en inversiones a corto plazo; los incentivos para ahorrar, adquirir pólizas de seguros, planes de pensiones, o bonos a largo plazo son menores puesto que la inflación erosiona su rentabilidad futura; los gobiernos aumentan sus gastos corrientes anticipándose a menores ingresos en el futuro; los países que dependen de sus exportaciones pierden ventajas competitivas en el comercio internacional, lo que les obliga a emprender medidas proteccionistas y controles de la unidad monetaria arbitrarios.

Una forma de inflación de importancia histórica fue la que se produjo en la época del bimetalismo y del patrón oro que consistía en la deflación monetaria cuando el gobernante reducía la cantidad de metal precioso que llevaban las monedas. Esta actuación permitía asegurar al Estado beneficios a corto plazo, puesto que éste podía utilizar la misma cantidad de metales preciosos para acuñar más monedas, pero, a largo plazo, esto aumentaba el nivel general de precios debido a la ley de Gresham según la cual "el dinero malo desplaza al bueno". En la actualidad, los gobiernos hacen lo mismo cuando emiten más dinero del necesario, o cuando, de cualquier otra forma, modifican el valor del dinero.

  • Deflación: La deflación implica una caída continuada del nivel general de precios, suele venir acompañada por una prolongada disminución del nivel de actividad económica y elevadas tasas de desempleo. Sin embargo, las caídas generalizadas de los precios no son fenómenos corrientes, siendo la inflación la principal variable macroeconómica que afecta, actualmente, tanto a la planificación privada como a la planificación publica de la economía".

9.- Devaluación

"La devaluación consiste en reducir la paridad oro de la moneda, o lo que es lo mismo, conservar el "patrón oro" a una paridad menor. Devaluar es, por tanto, fijar un precio mas alto al oro en términos de la moneda del país que devalúa, ya sea que la misma este directamente ligada la oro o a través de una divisa oro. Es aplicable para nivelar déficit en la balanza de pagos, si se quiere permanece bajo el patrón oro y evitar la deflación.

La devaluación puede producirse en un solo país o en el conjunto de los que están sometidos al régimen del patrón oro. En este último caso y si el aumento se hiciere en la misma proporción o medida, las razones de cambio entre las distintas monedas no se alterarían y entre otros efectos se produciría el aumento de las reservas monetarias de los bancos centrales en términos de las monedas nacionales devaluadas".

"Actualmente, en Argentina nos encontramos ante una inflación causada por una flexibilización del tipo de cambio que hizo depreciar la moneda a prácticamente el doble que su valor en la época de la convertibilidad (inflación de costos)".

"Bajo su forma más extrema, los aumentos persistentes de los precios pueden convertirse en lo que se denomina hiperinflación, provocando la crisis de todo el sistema económico. La hiperinflación que se produjo en Alemania tras la I Guerra Mundial, por ejemplo, provocó que la cantidad de dinero en circulación aumentara más de siete mil millones de veces, y que los precios se multiplicaran por más de diez mil millones en 16 meses antes de noviembre de 1923.

A medida que los gobiernos intentan hacer frente a los pagos de los programas de gasto incrementados, expandiendo la demanda, la financiación inflacionista del déficit presupuestario distorsiona la estabilidad económica, social y política.

Una forma de inflación de importancia histórica fue la que se produjo en la época del bimetalismo y del patrón oro que consistía en la deflación monetaria cuando el gobernante reducía la cantidad de metal precioso que llevaban las monedas. Esta actuación permitía asegurar al Estado beneficios a corto plazo, puesto que éste podía utilizar la misma cantidad de metales preciosos para acuñar más monedas, pero, a largo plazo, esto aumentaba el nivel general de precios debido a la ley de Gresham según la cual "el dinero malo desplaza al bueno".

En la actualidad, los gobiernos hacen lo mismo cuando emiten más dinero del necesario, o cuando, de cualquier otra forma, modifican el valor del dinero".

CAPÍTULO IV

Inflación, producción y desempleo

Sumario: 1.-Oferta agregada a corto plazo. 2.- La oferta agregada en relación al nivel de producción y el desempleo. 3.- Oferta agregada a largo plazo. 4.- Demanda agregada. 5.- Inflación y desempleo. 6.- La necesidad de elegir, a corto plazo, entre la inflación y el paro. 7.- Inflación y producción. 8.- Estanflación. 9.- Ciclo Económico. 10.- La inflación y el ciclo económico. 11.- La menor tasa sostenible de desempleo. 12.- Los costes del desempleo. 13.- Desempleo cíclico.

1.- Oferta agregada a corto plazo

La figura siguiente "muestra unas curvas de oferta agregada a corto plazo con las expectativas. Hay una curva de oferta agregada que corresponde a cada tasa esperada de inflación. Por ejemplo en OAC la tasa esperada de inflación es del 5 por ciento".

Cualquier tasa de inflación esperada va acompañada de una curva de oferta agregada a corto plazo paralela a OAC. En el grafico OAC’ representaría a una tasa de inflación esperada del 10 por ciento.

2.- La oferta agregada en relación al nivel de producción y el desempleo

La curva de oferta agregada a corto plazo es el nivel de producción, si nos desplazamos por ella hacia un nivel mayor de producción nos llevaría a una inflación mas alta que en el punto anterior. Debido al crecimiento de la producción hay salarios más altos, y estos salarios mas altos influencian la subida de los precios.

"En cada curva de oferta agregada hay una disyuntiva entre la inflación y la producción. Para reducir la tasa de inflación, es necesario reducir el nivel de producción, provocando una recesión, obligando a la tasa de subida de los salarios a bajar por medio del desempleo y consiguiendo así una reducción de la tasa de inflación".

El análisis realizado entonces nos lleva a concluir que existe una relación directa entre la producción y la inflación y una relación inversa entre la inflación y el desempleo.

3.- Oferta agregada a largo plazo

La curva de oferta agregada a largo plazo se dibuja vertical porque las tasas efectiva y esperada de inflación son iguales, lo que "significa que a largo plazo el nivel de producción es independiente de la tasa de inflación. Obsérvese el importante contraste entre el corto plazo y el largo plazo: a corto plazo, con una determinada tasa esperada de inflación, las subidas de la tasa de inflación van acompañadas de un aumento de la producción; a largo plazo, cuando la tasa de inflación es igual a la efectiva, el nivel de producción es independiente de la tasa de inflación".

4.- Demanda agregada

La curva de demanda agregada "representa combinaciones del nivel de precios y el nivel de producción con las que los mercados de bienes y activos se encuentran simultáneamente en equilibrio".

"Un aumento del gasto público o una reducción de los impuestos significa una política fiscal expansiva y, por lo tanto, un aumento de la demanda con respecto al periodo anterior".

Una variación de la tasa de crecimiento del dinero desplaza verticalmente la curva en la misma cuantía en la que varía la tasa de crecimiento del dinero. El punto de equilibrio pasa del punto "D" al nuevo punto de equilibrio "Y".

"Por una vez, keynesianos y monetaristas están de acuerdo en considerar que la causa habitual de la inflación es el exceso de demanda. Los componentes de la demanda agregada son el consumo de las familias, la demanda de inversión de las empresas y los gastos del gobierno. Como ya hemos visto, la explicación keynesiana de la inflación se basa en que la suma de esos tres componentes puede ser superior a la capacidad productiva del país.

Por tanto, es posible que el exceso de demanda se deba a que una mejora en las expectativas empresariales provoque un crecimiento de la demanda de bienes de inversión; o a que el gobierno decida mejorar las infraestructuras del país y aumente sus gastos en hospitales y carreteras; o a que las familias decidan ahorrar menos. El aumento en la demanda por uno de los agentes económicos provocará inflación si no está compensado por disminuciones en la demanda de los otros dos.

Los monetaristas consideran también que la inflación está originada principalmente por un exceso de demanda, pero en vez de buscar entre los agentes un culpable determinado, consideran que es el crecimiento incontrolado de la cantidad de dinero en circulación lo que hará aumentar las disponibilidades líquidas de todos los agentes en general y por tanto de todos los componentes de la demanda. En primera instancia será sólo una errónea política monetaria del gobierno el origen de la inflación.

Conviene dejar claro que si la inflación tiene su origen en el encarecimiento de las retribuciones de un factor determinado, cualquiera que sea éste, se generará una reacción en cadena en la que todos los factores estarán implicados. Como el fenómeno observado, la inflación, se caracteriza precisamente por el alza sostenida del precio de todos los factores, resulta realmente difícil y en ocasiones estéril, discutir sobre si fue primero la gallina o el huevo".

5.- Inflación y desempleo

"Dos objetivos de los responsables de la política económica son una inflación baja y un paro bajo, pero estos objetivos suelen estar en conflicto".

"El aumento de la producción significa una reducción del paro, ya que las empresas necesitan más trabajadores cuando producen más. La subida del nivel de precios, dado el nivel de precios del año anterior, significa un aumento en la inflación. Por lo tanto, cuando los responsables de la política económica trasladan la economía en sentido ascendente a lo largo de la curva de oferta agregada a corto plazo, reducen la tasa de paro y elevan la tasa de inflación".

"La curva de Phillips es útil para expresar la oferta agregada porque la inflación y el paro son importantes indicadores de los resultados económicos".

"No es posible erradicar la inflación sin elevar el desempleo, al menos durante un tiempo, y no es posible reducir significativamente un desempleo moderado sin correr el riesgo de elevar la inflación. Esta es la disyuntiva y el problema fundamentales de la política de estabilización".

6.- La necesidad de elegir, a corto plazo, entre la inflación y el paro

"Consideremos las opciones que ofrece la curva de Phillips a las autoridades económicas que quieren influir en la demanda agregada con la política monetaria o la fiscal. En un momento cualquiera, la inflación esperada y las perturbaciones de la oferta están fuera del control inmediato de las autoridades económicas. Sin embargo, alterando la demanda agregada, las autoridades económicas pueden alterar la producción, el paro y la inflación. Pueden aumentar la demanda agregada para reducir el paro y elevar la inflación o pueden reducir la demanda agregada para elevar el paro y reducir la inflación".

7.- Inflación y producción

"La tasa actual de inflación y el nivel de producción dependen claramente de la posición de las curvas de oferta y demanda agregadas. Por lo tanto, las variaciones de cualquiera de las variables que desplazan las curvas de oferta y demanda agregadas afectarán los niveles actuales de inflación y de producción".

Un movimiento ascendente de la curva de demanda agregada causado por un aumento en la tasa de crecimiento del dinero o un aumento del gasto publico (por ejemplo), ocasiona un aumento en la producción y la inflación.

"Un desplazamiento ascendente de la curva de demanda agregada eleva tanto la producción como la inflación. Un desplazamiento ascendente de la curva de oferta agregada eleva la tasa de inflación y reduce al mismo tiempo el nivel de producción".

8.- Estanflación

Suele ocurrir en la práctica que hay una relación inversa entre la inflación y la producción. Pero antes dijimos que hay una relación directa entre la inflación y la producción, entonces, ¿Cómo puede ser este caso posible?. Esta relación inversa se produce por desplazamientos de la curva de oferta agregada causada por variaciones de la inflación esperada.

"En algunos países Europeos, en Estados Unidos y en la mayoría de los países sudamericanos durante la década de los setenta y particularmente durante la de los ochenta se presentaron fuertes tirones en la espiral alcista de precios, pero dicho incremento inflacionario no se vio acompañado de descensos en la tasa de paro, sinó, muy al contrario, de severos incrementos en este, provocando un fenómeno económico conocido como ESTANFLACIÓN el cual puede definirse como la coexistencia de altos niveles de desempleo e inflación".

En estos períodos de estanflación las leyes de la economía no funcionan como debieran porque la inflación es alta o está aumentando, a pesar de que la producción está disminuyendo.

"Pero, ¿Por qué se llega a esta situación?

Es evidente que si la inflación es demasiado alta el consumo real de las familias (cantidad de bienes que adquieren), empieza a contraerse, pero por su parte, el sector productivo pierde competitividad por la vía de los costos, mientras las tasas de interés y los salarios mantienen una presión al alza que distorsiona el entorno productivo y contrae de manera conjunta la oferta y demanda de bienes, provocando, como es lógico un descenso en los ritmos de crecimiento de la producción agregada (o incluso crecimientos negativos en esta), acompañados, por supuesto, de una menor utilización de los factores productivos (crecimiento de la capacidad ociosa instalada y desempleo de la mano de obra)".

9.- Ciclo Económico

El ciclo económico son los ascensos y descensos de la actividad económica; esta se aprecia o se observa en el precio interno de un producto (PIB).

AUGE:

  • La actividad de los negocios esta al máximo.
  • Total empleo.
  • Maximiza su producción.
  • Los precios aumentan.

CRISIS:

  • Hay una contracción en los negocios.
  • El ingreso, la productividad y el empleo se reducen.
  • Precios inflexibles o bajos.

DEPRESIÓN:

  • Producción y empleo al mínimo nivel.
  • Aumento del desempleo.
  • Punto mas bajo de la crisis.

RECUPERACIÓN:

  • Comienza a crecer el empleo y la productividad.
  • Los precios aumentan.

10.- La inflación y el ciclo económico

"La inflación y el ciclo económico están íntimamente relacionados, esto se debe que los aumentos de la inflación ocurren debido que están relacionados inversamente con la brecha de la producción; así mismo las medidas expansivas de demanda agregada tienden a generar inflación, a menos que la economía tenga elevados niveles de desempleo. Los períodos prolongados de baja demanda agregada tienden a reducir la tasa de inflación.

La inflación, al igual que el desempleo, es motivo de gran preocupación macroeconómica. Sin embargo, sus costes son mucho menos evidentes que los del desempleo. En este caso, la producción potencial se despilfarra y, por lo tanto, resulta evidente por qué es deseable que se reduzca el desempleo. Ya que en el caso de la inflación, no se registra una pérdida evidente de producción. Por lo cual se dice que la inflación perturba las relaciones familiares de precios y reduce la eficiencia del sistema de precios. Cualquiera que sea la razón, las personas responsables por la política económica se han visto en la disyuntiva de disminuir la inflación teniendo en cuenta que esto aumentaría el desempleo".

11.- La menor tasa sostenible de desempleo

Los economistas modificaron el enfoque inicial de Phillips y distinguieron entre la curva de Phillips a corto y largo plazo. "A largo plazo, hay una tasa mínima de desempleo compatible con una inflación estable. Esa tasa se denomina menor tasa sostenible de desempleo o LSUR. La mayoría de los macroeconomistas creen que la curva de Phillips a largo plazo es vertical".

"La menor tasa sostenible de desempleo (LSUR) es la tasa a la que las fuerzas ascendentes y descendentes que influyen en la inflación de precios y salarios se encuentran en equilibrio. En la LSUR, la inflación es estable y no tiende a acelerarse ni desacelerarse. La LSUR es el menor nivel de desempleo que puede mantenerse durante mucho tiempo sin que existan presiones al alza sobre la inflación".

"Según la teoría de la tasa sostenible de desempleo, el único nivel de desempleo compatible con una tasa de inflación estable es la menor tasa sostenible de desempleo. En esta teoría, la curva de Phillips a largo plazo debe ser vertical en el nivel correspondiente a la LSUR".

Curva de Phillips a CP

LSUR

12.- Los costes del desempleo

"Los desempleados como personas sufren tanto porque pierden renta mientras están desempleados como porque pierden autoestima cuando permanecen mucho tiempo desempleados. Además, la sociedad en su conjunto sale perdiendo como consecuencia del desempleo, ya que la producción total es inferior a la potencial".

13.- Desempleo cíclico

El desempleo cíclico esta relacionado con las desviaciones a corto plazo de la tasa de desempleo con respecto a la tasa natural. "Una primera medida del coste del desempleo cíclico es la producción perdida porque la economía no se encuentra en el nivel de pleno empleo".

CAPITULO V

Costos de la inflación y las tasas de interés

Sumario: 1-. Costos de la inflación. 2.- Inflación anticipada o esperada. 3.- Inflación no anticipada o no prevista. 4.- La inflación y las tasas de interés. 5.- Dos tasas de interés real: esperada (ex ante) y efectiva (ex post). 6.- La inflación y la indiciación. 7.- ¿Por qué no indiciar?.

1.- Costos de la inflación

"La inflación es ampliamente considerada un mal social". "El público en general está siempre muy preocupado de la inflación y sigue con atención las variaciones mensuales del índice de precios al consumidor, el indicador mas importante de la inflación. Y sin embargo, a pesar de todo este interés y la encendida retórica sobre las alzas de precios, es muy poco lo que se dice sobre sus costos reales".

2.- Inflación anticipada o esperada

"La inflación anticipada es aquella que está incorporada a las expectativas y al comportamiento del público antes que ocurra –en otras palabras, es inflación para la cual la gente está más o menos preparada".

Si las instituciones se han adaptado para compensar sus efectos obtenemos dos tipos principales de costos de la inflación esperada, "suela de zapatos" y "costos de menú". Por otro lado tendremos otros costos como el Costo de la variabilidad de los precios relativos, las distorsiones impositivas y la inconveniencia de los ajustes por inflación.

Cuando hay inflación las personas mantienen menor cantidad de dinero en efectivo, lo que hace que una persona en vez de sacar $150 una vez por semana del banco saque $75 dos veces a la semana, de esto surge metafóricamente "el costo suela de zapatos" de la inflación, ya que caminar dos veces en vez de una sola vez hasta el banco desgasta nuestros zapatos mas rápidamente.

El cambio de precio que hacen los supermercados y comercios en general de sus productos durante las épocas inflacionarias son mucho mas frecuentes que en una época de estabilidad, lo que tiene costos elevados para las empresas, puede ser necesario reetiquetar, imprimir nuevas listas de precios, etc. Estos costos se denominan "costo de menú" o costos de remarcación. El costo de menú es "un termino general que describe la incomodidad de tener que ajustar los precios para mantenerlos a la par con la inflación".

También se debe considerar que todos los precios absolutos no suben por igual, entonces hay distorsión en los precios relativos dificultando la información y dando cabida a la especulación con la excusa de inflación.

Se dificultará las comparaciones y mediciones en términos monetarios de un año a otro ya que se deberán realizar ajustes por inflación dado que se pierde la homogeneidad de valor de la moneda en términos reales entre un año y otro.

Las normas impositivas por lo general no toman en cuenta los efectos de la inflación. "Entonces, la inflación puede alterar la responsabilidad impositiva de los individuos, muchas veces en forma no deseada por los legisladores".

"Como resultado de los efectos de la inflación sobre el sistema tributario, la inflación anticipada puede conducir también a una deficiente asignación de recursos. Los efectos de la inflación sobre los tramos del impuesto al ingreso son un ejemplo. Supongamos que los tramos de impuesto se fijan en términos nominales. Con el paso del tiempo y los aumentos del ingreso nominal, la gente se desplaza a tramos tributarios más altos, con lo que sube su tasa tributaria marginal. Una persona cuyo ingreso real antes de impuestos es constante sufre de este modo un incremento gradual en sus obligaciones tributarias y la perdida consiguiente de ingreso disponible, debido simplemente a la inflación".

Entonces, "aunque la inflación esté totalmente anticipada, sus costos continúan existiendo. En primer lugar y lo mas obvio, la inflación es un impuesto y precisamente un impuesto que no ha sido aprobado en votación por el público". "De hecho la inflación puede haberse producido precisamente porque el gobierno no ha logrado obtener el apoyo político necesario para alzar los impuestos en forma directa".

3.- Inflación no anticipada o no prevista

La inflación no anticipada es la que toma por sorpresa al público y esto "provoca graves distorsiones en el funcionamiento del sistema económico debido a su imprevisibilidad. Si se pudiera predecir con absoluta exactitud la fecha y la cuantía de la subida de precios de cada uno de los productos, los únicos perjuicios provendrían del trabajo de corregir las etiquetas o los menús.

Los problemas provocados por la inflación se derivan precisamente de su imprevisibilidad ya que ni todos los productos ni todos los factores subirán sus precios al mismo tiempo ni en la misma proporción. Y cuanto mayor sea la tasa de inflación, más amplio será el margen de error en las expectativas de los agentes económicos y por tanto mayor la sensación de inseguridad".

"La inflación no prevista tiene un efecto que es quizás mas perjudicial que cualquiera de los costos de una inflación constante, anticipada: redistribuye arbitrariamente la riqueza entre los individuos". "Las sorpresas en las tasas de inflación conducen a desplazamientos del ingreso y la riqueza entre diferentes grupos de la población". Por ejemplo cuando una persona toma un préstamo y acuerda con el acreedor una tasa de interés nominal de acuerdo a la inflación que se espera durante la vigencia del préstamo y esta es menor a lo que previeron las partes, el acreedor se beneficia con un reintegro que tiene un mayor valor que el previsto por ambas partes; así también de suceder lo contrario, que la inflación sea mayor a la esperada, el deudor se beneficia, ya que paga al acreedor el préstamo con dinero que tiene un valor inferior. Entonces, "incrementos inesperados de la inflación redistribuyen la riqueza de los acreedores a los deudores, en tanto que reducciones inesperadas de la inflación redistribuyen la riqueza en el sentido opuesto.

Pero este principio no se aplica solo a las operaciones de crédito. En general, todos los poseedores de un activo financiero, cuyo rendimiento esté fijado en todo o en parte en términos nominales, tenderán a sufrir una pérdida cuando hay incrementos no anticipados del nivel de precios. Los activos de este tipo se llaman activos nominales e incluyen el dinero y los bonos de tasa de interés fija. Los activos reales, por el contrario, tienen valor ajustable de acuerdo a la inflación".

"Cuanto mas variable es la tasa de inflación, mayor es la incertidumbre que enfrentan tanto deudores como acreedores". Por esto algunos deudores y acreedores se protegen de esta incertidumbre redactando contratos en términos reales, es decir, que el dinero devuelto dependa de alguna forma del crecimiento del nivel de precios.

"La inflación no anticipada provoca también redistribuciones del ingreso entre los diferentes sectores de la población. Para las personas sujetas a contratos laborales, un incremento de la inflación que exceda las expectativas significa deterioro de sus salarios reales. Esto se aplica no solo a quienes poseen contratos sin cláusulas de ajuste por costo de la vida sino también aquellos con cláusulas de indexación que operan con rezago o que compensan solo una fracción de la inflación. Como los salarios se renegocian solo esporádicamente, una inflación mas alta conduce en el tiempo a mayor variabilidad de los salarios laborales. Inmediatamente después de un incremento de los salarios, el salario real tiende a ser alto. Luego, como la inflación continua en tanto que el salario permanece fijo, el salario real declina, hasta el momento de la siguiente alza de salarios. Si bien la inflación no afecta el salario medio real de los trabajadores, ciertamente afecta la variabilidad del salario real".

"Además de los efectos distributivos de la inflación no anticipada, los shocks de inflación pueden también llevar a las familias y a las empresas a tomar decisiones de oferta y demanda erróneas. Supongamos que una empresa espera que la inflación sea baja, pero en la práctica la inflación en la economía resulta ser alta. Los precios suben para el producto de esa empresa como suben para los productos del resto de las empresas de la economía. Cuando la empresa advierte que el precio de su propio producto está subiendo mas rápido que lo esperado, puede sospechar que ha habido un incremento particular de la demanda de su producto en vez de un alza de precios para todos los productos en la economía. En esencia, la empresa confunde una inflación general con un incremento particular de la demanda. Como resultado, la empresa podría decidir, erróneamente, aumentar la producción debido a su infundada creencia de que hay un auge en la demanda de su producto particular. Si este comportamiento se repite en muchas empresas, puede producirse un desplazamiento equivocado en la oferta agregada que lleva a una distorsión del nivel de producción en la economía".

4.- La inflación y las tasas de interés

Cuando una persona deposita su dinero en una cuenta bancaria donde se le paga un 10 % de interés anual y retira el dinero un año después, se tiene un 10% más de dinero que al momento de depositarlo en el banco pero esto no quiere decir que nuestra riqueza haya aumentado en ese porcentaje. Ciertamente se tiene un 10% más de pesos que los que se tenía antes, pero si los precios han aumentado, de manera que con cada peso se pueda comprar menos cosas que el año anterior, entonces su poder adquisitivo no ha aumentado un 10%. Si la tasa de inflación fue de un 6%, entonces la cantidad de mercaderías que se puede comprar ha aumentado solo en un 4%.

"Los economistas denominan a la tasa de interés pagada por el banco, tasa de interés nominal, y el aumento del poder adquisitivo lo llaman tasa de interés real".

"La tasa de interés real es la diferencia entre la tasa de interés nominal y la tasa de inflación".

% Real = % Nominal – %Inflación

Por lo tanto podemos decir que:

% Nominal = % Inflación + % Real

La tasa nominal esta afectada por dos variables: la inflación y el interés real. Esta ecuación se denomina ecuación de Fischer.

Según la ecuación de Fischer, hay una relación uno por uno entre la tasa de inflación y la tasa de interés. Un aumento del 1 % en la tasa de aumento de la cantidad de dinero provoca u aumento del 1% en la tasa de inflación y viceversa.

5.- Dos tasas de interés real: esperada (ex ante) y efectiva (ex post)

Cuando un deudor y acreedor pactan una tasa de interés nominal, ellos no saben exactamente cuál será la tasa de inflación durante el plazo de vigencia del préstamo. Entonces, debemos distinguir entre la tasa de interés real prevista por las partes del préstamo en el momento de concretar la operación, denominada tasa de interés real esperada (ex ante), y la tasa de interés realmente existente, denominada tasa de interés real efectiva (ex post). Estas dos tasas de interés real difieren cuando la tasa de inflación efectiva es distinta a la esperada.

A partir de esto podemos explicarnos por qué el nivel de precios no solo depende de la oferta de dinero actual sino también de la oferta de dinero esperada para el futuro. Si la gente piensa que habrá un aumento en la cantidad de dinero, llevará a tener una tasa de inflación esperada más alta, lo que aumentaría las tasas de interés nominal y esto conduce a un nivel de precios más alto.

6.- La inflación y la indiciación

"Dados los costes de la eliminación de la inflación y la dificultad de reducir la tasa sostenible de desempleo, la gente suele preguntarse si es realmente deseable eliminar la inflación por medio de una recesión y de un elevado desempleo. ¿No sería mejor aprender a vivir con la inflación como mal menor como han hecho muchos países?".

"Una de las técnicas de adaptación consiste en indiciar la economía. La indiciación es un mecanismo por el cual los salarios, los precios y los contratos se ajustan parcial o totalmente para tener en cuenta las variaciones del nivel general de precios. Existen ejemplos de indiciación parcial o total para tener en cuenta el coste de la vida. Un ejemplo representativo sería el siguiente: una empresa se compromete a conceder a un trabajador una subida salarial del 2 por ciento para el año que viene si no hay inflación. Pero si los precios suben un 10 por ciento en los 12 próximos meses, añadirá otro 4 por ciento para tener en cuenta el coste de la vida. Otros sectores que a veces se indician son el sistema impositivo, los alquileres y los contratos industriales de larga duración".

"En los países en que las tasas de inflación son altas e inciertas, resulta imposible pedir prestamos a largo plazo utilizando deuda nominal, debido simplemente a que los prestamistas no saben con certeza cuál será el valor real del dinero que les devuelvan. En estos países, el Estado suele emitir deuda indiciada. Un bono esta indiciado (con respecto al nivel de precios) cuando se ajusta el tipo de interés o el principal o ambos para tener en cuenta la inflación".

"Muchos economistas han afirmado que el Estado debe emitir deuda indiciada, a fin de que los ciudadanos puedan tener, al menos, un activo que genere un rendimiento real seguro. Sin embargo, solo emiten ese tipo de deuda los estados de los países que tienen una elevada inflación, como Brasil, Argentina e Israel, y lo hacen porque, de lo contrario, no podrían conseguir ningún préstamo".

7.- ¿Por qué no indiciar?

"Los economistas han afirmado a menudo que los gobiernos deberían extender la indiciación con carácter general, es decir, indiciar los bonos, el sistema impositivo y todo lo que controlan. De esa manera seria más fácil vivir con la inflación y desaparecería la mayoría de los costes de la inflación imprevista. En cambio, los gobiernos se han mostrado muy reacios a indiciar.

Existen tres buenas razones. En primer lugar, como vemos en el caso de la indexación salarial, esta aumenta las dificultades de la economía para adaptarse a las perturbaciones siempre que es necesario alterar los precios relativos. En segundo lugar, la indiciación es algo complicada en la práctica y obliga a realizar más cálculos en la mayoría de los contratos. En tercer lugar, los gobiernos temen que si resulta mas fácil vivir con la inflación, ésta merme la voluntad política de luchar contra ella y posiblemente empeore la situación de la economía, ya que la indiciación nunca puede hacer frente perfectamente a las consecuencias de la inflación".

Cuanto mayor sea la indiciación, mas se propagara una perturbación inflacionista por toda la economía como si fuera una epidemia. Una elevada tasa de indiciación es como un gran multiplicador: magnifica las perturbaciones de los precios procedentes del exterior. La indiciación total es una invitación a la inflación galopante. La adaptación a la inflación contiene, pues, una paradoja: cuanto mas aísle una sociedad a sus miembros de la inflación, mas inestable será probablemente esta".

CAPITULO VI

Costos sociales y medidas de estabilización,

el caso argentino

Sumario: 1.- Costos sociales de la inflación. 2.- Medidas de estabilización. 3.- Planes de estabilización en Argentina. 4.- Plan austral. 5.- Plan y ley de convertibilidad. 6.- Sistema dual. 7.- Políticas anti-inflacionistas. 8.- Inflación en Argentina. 9.- Economías emergentes. 10.- Posibilidades de implementación en Argentina.

1.- Costos sociales de la inflación

"Todos los países del mundo, en mayor o menor escala han experimentado en la segunda mitad del siglo anterior un proceso inflacionario. Esta patología produce costos sociales y económicos elevados, lo suficiente como para demostrar la importancia de este tema".

"Muchas personas consideran la inflación como un importante problema social" y "las encuestas demuestran que el público en general también considera la inflación como un hecho perjudicial".

"Los efectos de la inflación sobre la distribución de las rentas consisten esencialmente en el desplazamiento de riqueza de los acreedores hacia los deudores. El individuo que haya prestado dinero observará cuando lo recupere que lo que percibe tiene menos valor que lo que prestó. Los ahorradores son castigados con la pérdida de valor de sus fondos. Los que han gastado por encima de sus ingresos, en cambio, reciben un premio a la imprevisión y el derroche. En general, todos los perceptores de rentas fijas (jubilados, pensionistas, rentistas propietarios de títulos de renta fija, propietarios de viviendas en alquiler con contratos no indiciados) verán reducir la capacidad adquisitiva de sus ingresos. Los que deben abonar esas rentas (el Estado, las empresas emisoras, los inquilinos) percibirán un inmerecido beneficio.

"Los efectos de la inflación sobre el bienestar individual dependen de muchas variables. Aquellas personas que tienen ingresos relativamente fijos, sobre todo cuando pertenecen a los grupos de menores ingresos, están muy afectadas por la creciente inflación, mientras que aquellas que tienen ingresos flexibles pueden mantener su nivel de bienestar e incluso mejorarlo".

El Estado verá también aumentar sus ingresos fiscales: cuando los impuestos son proporcionales o progresivos, las tasas impositivas estarán gravando rentas de menor cuantía en términos reales; además, el número de familias perceptoras de rentas exentas se verá reducido. Por otra parte la inflación actúa como un impuesto encubierto: si, por ejemplo, el banco central pone en circulación billetes que, pasado un año, ven reducido su valor en un 25%, los que hayan estado en posesión de esos billetes durante un año habrán sufrido una recaudación forzada de la cuarta parte de sus fondos en efectivo; otros beneficiados por este impuesto, además del banco emisor, son todos los bancos que participan en el proceso de creación de dinero.

El aumento del riesgo provocará un aumento en el coste del dinero. Los tipos de interés a que se prestará el dinero deberán incrementar la retribución habitual por dos conceptos: la necesidad de cubrir la depreciación del principal y el riesgo por no poder prever con exactitud esa depreciación.

La inversión se verá desalentada por muchas razones. Además del aumento en los tipos de interés, el empresario encontrará dificultades adicionales para prever los beneficios de su actividad debido a la inseguridad en los precios futuros de los factores, los productos intermedios y los productos finales. Solo se iniciarán las empresas más prometedoras. En épocas de fuerte inflación, las inversiones más seguras y rentables suelen ser las de carácter especulativo: las joyas y obras de arte, los inmuebles, las divisas y los valores extranjeros, actúan como depósito incorruptible de valor; al coincidir una oferta muy rígida con un gran aumento de la demanda, sus precios pueden crecer de forma desorbitada, proporcionando así beneficios muy superiores a los de cualquier inversión productiva".

2.- Medidas de estabilización

"Detener una alta inflación requiere de una combinación especial de políticas económicas que afecten el tipo de cambio, el presupuesto fiscal, la oferta monetaria y, en algunos casos, medidas directas que apunten a los salarios y a los precios. Un elemento clave para el éxito de cualquier programa de estabilización es cuan positivamente responde a él el público. El papel critico de las expectativas destaca la importancia de las políticas que puedan infundir confianza en el programa".

"Cualquier intento serio de atacar la inflación implicará dificultades y riesgos, siendo además un proceso largo porque las medidas restrictivas tienden a reducir la producción y el empleo antes de que se hagan patentes los beneficios. Por otra parte, las medidas fiscales y monetarias expansivas tienden a aumentar el nivel de actividad económica antes de que aumenten los precios. Estos riesgos económicos y políticos explican por qué predominan las políticas expansionistas.

Las medidas de estabilización anulan los efectos de la inflación y la deflación al restablecer el nivel normal de actividad económica. Para que sean efectivas, estas medidas tienen que ser permanentes y no solamente ajustes temporales que, a menudo, no consiguen más que agravar las variaciones cíclicas. El requisito indispensable para luchar contra la inflación implica que la cantidad de dinero y de créditos crezca a una tasa estable en función de las necesidades de crecimiento de la economía real y financiera. Los bancos centrales pueden determinar, a largo plazo, la disponibilidad de dinero y créditos controlando las reservas financieras necesarias, y con otro tipo de medidas. La restricción monetaria durante las recesiones cíclicas permite la recuperación financiera. Sin embargo, las autoridades monetarias no pueden imponer la estabilidad económica si la inversión y el consumo privados siguen creando presiones inflacionistas o deflacionistas, o si el resto de la política económica entra en contradicción con la política monetaria anti-inflacionista. El gasto público y la política impositiva tienen que ser coherentes con la actuación monetaria con el fin de lograr estabilidad y evitar excesivas oscilaciones en la política económica.

Concretamente, los gobiernos tienen que financiar sus enormes déficit presupuestarios o bien pidiendo prestado o bien emitiendo dinero. Si se adopta esta última medida, las presiones inflacionistas aparecen inevitablemente. La única forma de lograr que las medidas de estabilización sean efectivas es manteniendo una política monetaria y fiscal estable y coordinada.

También es necesario emprender medidas desde el lado de la oferta para luchar contra la inflación y evitar los efectos de estancamiento económico debidos a la deflación. Entre las posibles medidas a tomar desde el lado de la oferta se encuentran las medidas incentivadoras del ahorro y la inversión; mayor gasto para el desarrollo y la aplicación de nuevas tecnologías; la mejora de las técnicas de gestión y de la productividad del trabajo a través de la educación y las prácticas laborales; mayores esfuerzos para mantener estable el valor de las materias primas y para desarrollar nuevos recursos; y la reducción de la excesiva regulación gubernamental.

Algunos analistas recomiendan la aplicación de políticas de rentas para luchar contra la inflación. Estas políticas abarcan desde las imposiciones gubernamentales sobre niveles de precios, salarios, rentas y tipos de interés hasta los incentivos fiscales, o simplemente recomendaciones hechas por el gobierno. Algunos afirman que la intervención del gobierno podría complementar las principales medidas económicas monetarias y fiscales, pero los críticos de esta postura señalan las ineficiencias de los anteriores programas de control en los países desarrollados. Entra en lo posible que las futuras medidas de estabilización se basarán en coordinar las políticas monetarias y fiscales y en aumentar los esfuerzos desde el lado de la oferta para mantener la productividad y desarrollar nuevas tecnologías.

Todos los temas relacionados con la inflación, la deflación y las políticas asociadas con estas problemáticas están adquiriendo mayor importancia debido a la creciente movilidad de la inversión y a la especulación de los mercados internacionales que cada vez están más interrelacionados, sobre todo en las últimas décadas del siglo XX. Dado que las finanzas internacionales pueden cambiar el valor de una moneda en cuestión de minutos, o llevar a un país a la crisis económica, la gestión empresarial está adquiriendo un papel relevante a la hora de lograr la estabilidad económica".

3.- Planes de estabilización en Argentina

"La historia nos cuenta que los procesos inflacionarios se inician con elevados niveles desde el gobierno de Perón. Los intentos por estabilizarlos han tenido poco éxito. La característica común de los planes de estabilización aplicados en Argentina es que han surgido de acuerdos con el FMI. Sabemos que esta entidad considera necesarios para reducir la inflación aspectos como reducir el déficit fiscal y "dejar ajustar" si hay desequilibrios en la balanza de pagos (mecanismo conocido como enfoque monetario de la balanza de pagos). En general no se llegaron a cumplir los acuerdos por incumplimiento en la reducción del déficit fiscal. A continuación analizamos los últimos planes de estabilización en Argentina.

4.- Plan austral

Al asumir Alfonsín en 1983, se trato de enfrentar la inflación existente mediante políticas gradualistas programadas por el FMI sin tener éxito. La inflación crecía gradualmente hasta que en junio de 1985 ante una inminente hiperinflación se puso en marcha el plan Austral. Este consistía en políticas heterodoxas concentrándose en:

  1. Aumento los precios del sector publico, devaluó el tipo de cambio, impuso gravámenes al exterior e incremento tasas impositivas para mejorar los ingresos.
  2. Congelo precios y salarios y fijo el tipo de cambio.
  3. Circulaba una nueva unidad monetaria (austral) junto con la anterior.
  4. Al ser aceptada por el FMI permitió el reajuste del servicio de la deuda con su nueva moneda.

Finalmente la inflación no fue erradicada totalmente, a pesar de las correcciones el déficit continuo aumentando. El tipo de cambio se mantuvo hasta abril de 1986 donde comenzaron las "mini devaluaciones" para no perder competitividad aunque el tipo de cambio real se mantuvo constante por la depreciación del dólar en los mercados mundiales.

5.- Plan y ley de convertibilidad

A partir del 6 de febrero de 1989 se suspendió la convertibilidad del austral, la inflación fue del 33% en abril, 78% en mayo y 114% en junio. El 9 de julio renuncio Alfonsín alcanzando una inflación del 197%. Luego de una corrida cambiaria en diciembre de ese mismo año ya con Menem en el gobierno, la inflación persistió. Se anuncio el "plan Bonex" con lo que dio cierto aire al gobierno aunque en febrero de 1991 se produce otra corrida contra la moneda, cuando finalmente ingresa como ministró de economía Cavallo quien anuncia en abril el Plan de Convertibilidad. Este es un plan heterodoxo cuyos principales puntos:

  1. Reforma monetaria: la nueva moneda (peso), la base monetaria respaldada en un 100% por reservas internacionales transformando al Banco Central en una caja de conversión, prohibición de indización en mercados de bienes y trabajo excepto en las operaciones de crédito.
  2. Reforma fiscal: mejora en la administración del sistema impositivo
  3. Reforma del Estado: Plan de privatizaciones y desregulaciones.
  4. Reforma del sistema previsional: mecanismo de capitalización operado por el sector privado.
  5. Reforma comercial: eliminación de aranceles a la exportación y a las restricciones de importación.

A esto se le debe agregar la credibilidad que se genero al traspasar el poder de devaluar al congreso, la independencia de los miembros del directorio del Banco Central cuya ratificación pasa a depender del congreso generando la reducción de la dependencia que existía entre ministerio de economía y las autoridades del Banco Central. Es muy notorio el éxito de este plan ya que durante los años subsiguientes la tasa de inflación tenía los niveles más bajos del planeta. Era muy difícil la lucha contra la compra del dólar durante la época 1989-1991, cualquier excedente iba directamente a cubrirse en esa moneda extranjera".

6.- Sistema dual

Desde el 1 de Enero del año 2002 y hasta la actualidad, "en Argentina, se abandonó el control del tipo de cambio implementado a través de la Ley 23.928 de Convertibilidad, para establecer un sistema dual, con una cotización oficial fija de 1.4 pesos por dólar, y un segundo valor de la moneda determinado por el mercado.

El gobierno esperaba que en pocos meses las dos cotizaciones convergieran a un valor "razonable", para de esta forma eliminar la tasa oficial y contar con un único tipo de cambio flotante. En este momento, Argentina se encuentra bajo un régimen de flotación sucia, sin un ancla nominal creíble".

7.- Políticas anti-inflacionistas

"Las aparentemente estériles matizaciones sobre las causas de la inflación esconden en realidad una actitud normativa: de dónde se encuentre la raíz del mal dependerá la receta del médico; hay que atacar las verdaderas raíces del mal y no limitarse a disimular los síntomas. 

Cualquier medicina contra esta enfermedad resultará muy amarga, pero algunas píldoras parecen ser más del gusto de unas personas que de otras. Las políticas antiinflacionistas suelen provocar disminución en las rentas... pero unas inciden más sobre las rentas del capital mientras que otras parecen cebarse especialmente en las rentas del trabajo

La política de controles directos parece inspirada en los edictos de los emperadores romanos "prohibiendo" que suban los precios. A corto plazo pueden tener un cierto efecto, pero si no se corrigen las causas o los desequilibrios subyacentes, en cuanto se levanten los controles la inflación resurgirá con más fuerza. En cualquier caso el control directo sólo puede ser una medida a corto plazo; si se prolongase en el tiempo aparecería el mercado negro y se provocarían distorsiones en la producción con lo que el remedio podría ser peor que la enfermedad.

La política de rentas consiste en establecer límites al crecimiento de sueldos, salarios y beneficios. Pero si los sueldos y salarios son muy fáciles de controlar, no se puede decir lo mismo de los beneficios por lo que esta política suele conducir a pérdidas de la capacidad adquisitiva exclusivamente para los trabajadores.

La política cambiaria puede ser utilizada también en la lucha contra la inflación. Si se permite la libre importación de ciertos productos de forma que sean vendidos en el mercado nacional a un precio aproximadamente igual a los producidos en el interior se estará aumentando la competitividad interior, impidiendo o ralentizando las subidas de precios. Pero las consecuencias de esa política sobre el comercio exterior puede ser grave: las subidas de precios interiores deteriorarán gravemente el equilibrio en la balanza de mercancías.

Los efectos de la política fiscal y la política monetaria han sido analizados detalladamente en varios temas anteriores y aún tendremos que volver sobre ellos en los que siguen. La política fiscal antiinflacionista exige recortes en los gastos públicos. La política monetaria requiere control de la oferta de dinero y altos tipos de interés. Sin embargo, la efectividad de estas políticas depende en gran medida de las previsiones de los agentes económicos".

8.- Inflación en Argentina

"En casi todos los países del mundo, especialmente en Argentina, cada vez que se menciona la palabra "inflación" surge en cada persona un aire de mal estar y en otros hasta pánico. Y no es casual que así suceda debido a la experiencia que han tenido años anteriores principalmente con la hiperinflación".

"La utilización del impuesto inflacionario como fuente de financiación del déficit fiscal es práctica común entre los gobiernos que disponen de esta herramienta. Sin embargo, países como la Argentina, donde se ha recurrido a él de forma excesiva e irresponsable, ha generado sobre los individuos ciertos mecanismos de protección que han hipotecado su aplicabilidad a futuro. Precisamente, lo que ha dado lugar es al surgimiento del fenómeno de sustitución de monedas, entendido este como el reemplazo de por la moneda doméstica la moneda extranjera para cumplir con todas las funciones del dinero, inclusive la de actuar como medio de cambio.

La evidencia indica que, aún superada la etapa de inflación alta y variable, los individuos no recomponen tan velozmente sus portafolios en favor de la moneda doméstica, otorgando cierta persistencia a la demanda de moneda extranjera. Esto es lo que la literatura ha denominado "efecto histéresis", y que representa un verdadero obstáculo para el ejercicio de la política monetaria.".

9.- Economías emergentes

"América Latina presenta una dicotomía entre dos regímenes de política monetaria extremos: fijación del tipo de cambio (implementada principalmente a través de Cajas de Conversión o Dolarización) y sistemas de metas inflacionarias.

Entre 11 países latinoamericanos, 8 contaban con un sistema de control del tipo de cambio en 1994, mientras que sólo 3 lo continuaban haciendo en el 2000 (Argentina, Uruguay y Venezuela). Argentina y Uruguay ya no lo implementan.

Existe una tendencia a abandonar el régimen monetario de control del tipo de cambio para considerar el control de la inflación. Entre los países latinoamericanos observamos: Chile, Brasil y México

Chile cuenta con la mayor experiencia entre los países de América Latina en la implementación de un régimen de control de la inflación. Brasil posee el sistema más sofisticado técnicamente, cuenta con un conjunto de modelos para apoyar el proceso de decisión de política monetaria. México luego de la crisis del tequila, comenzó a implementar un régimen de control de medios de pago, que gradualmente se convirtió en una meta intermedia del control de la inflación.

Hasta el momento, esta técnica ha demostrado ser exitosa para los países que la implementan. Brasil, Chile y México han presenciado un rico crecimiento económico y fortalecido la entrada de capitales. Utilizaron inflation targeting para aumentar la credibilidad, disminuir expectativas inflacionarias y lograr un camino de convergencia hacia una baja inflación. La mayoría de ellos lograron alcanzar bajas tasas de inflación a través de políticas gradualistas con las cuales acrecentaron la confianza en el régimen".

10.- Posibilidades de implementación en Argentina

"Desde principios del 2002, Argentina, ha seguido una política monetaria de flotación sucia, donde el Banco Central, a través de intervenciones en el mercado, intenta modificar el valor del tipo de cambio. Al ser un componente muy importante en la determinación del índice de precios y de las expectativas de la población, el manejo del tipo de cambio se vuelve necesario para lograr el control de la inflación. Experiencias de países como Chile, demuestran que la implementación de un objetivo dual de inflación y tipo de cambio crea la posibilidad de generar conductas especulativas que hacen fracasar el régimen elegido. El compromiso de actuar en el mercado cambiario hace a la política monetaria susceptible a ataques especulativos. La efectividad de la política monetaria se reduce de fijarse bandas para el tipo de cambio. Al aproximarse éste al límite superior de la banda, las expectativas inflacionarias no se relacionan con la tasa de interés ni con los cambios en la brecha del producto ya que no existe credibilidad en que se va a mantener la búsqueda de la inflación y de esta forma fracasa el régimen monetario. El Banco Central, al defender el tipo de cambio, vende divisas extranjeras y adquiere moneda local, contrayendo la oferta monetaria, se elevan la tasas de interés y existe la posibilidad de que se genere una inflación de costos que no puede combatirse a menos que se esté dispuesto a abandonar la meta de control del tipo de cambio.

El Banco Central de la República Argentina cuenta con independencia de jure, es decir, según la legislación vigente: El presidente es designado por el Poder Ejecutivo Nacional con acuerdo del Senado de la Nación. El período de duración del mismo en el cargo (6 años), es mayor que aquél que le corresponde al presidente de la nación (4 años). Según el artículo 1ro de la Carta Orgánica del Banco Central, se considera al mismo como una entidad autárquica del Estado Nacional, lo cual le otorga independencia económica. El artículo 3ro obliga a dar publicidad de sus actos, congruente con un régimen democrático y le proporciona independencia, ya que establece que "En la formulación y ejecución de la política monetaria y financiera el Banco no estará sujeto a órdenes, indicaciones o instrucciones del Poder Ejecutivo nacional".

En la práctica se observa que la independencia está muy limitada. Se advierten constantes influencias del Poder Ejecutivo en el funcionamiento del Banco Central, manifestadas a través de pedidos de inmunidad del banquero central, cierre y reapertura de la Secretaría de Prensa del Banco Central por el Ministro de Economía, declaraciones de los banqueros centrales que si los "obligan" a emitir más allá de un límite dejarían el cargo, y renuncias de diversos funcionarios encargados de la política económica.

Otro inconveniente que se presenta en Argentina relacionado con el Banco Central, es la falta de credibilidad que presenta el mismo como combatidor de la inflación. Durante los períodos de inflación e hiperinflación que se presentaron, el Banco Central no logró disminuir la tasa de crecimiento de los precios. Fue necesaria la implementación de un régimen de tipo de cambio fijo a través de una Caja de Conversión para lograr credibilidad, quitándole de esta manera la posibilidad al Banco Central de llevar a cabo política monetaria autónoma.

El crédito privado para financiamiento de deuda pública se encuentra muy limitado por el alto grado de desconfianza de la capacidad de pago, la tasa de riesgo país y la falta de apoyo de los organismos internacionales de crédito, lo que determina la inexistencia de mercados financieros suficientemente activos para financiamiento gubernamental.

La presencia de inflación actual dificulta predicciones futuras precisas. El establecimiento de metas en estas condiciones daña aún más la credibilidad del Banco Central. Sin embargo, países como Chile y México, quienes presentaban altas tasas anuales de inflación, implementaron el régimen exitosamente a través de políticas graduales. La inflación actual no es necesariamente un impedimento para llevarlo a cabo.

El programa a implementar estará orientado hacia el largo plazo, por lo cual deben minimizarse presiones políticas donde priman objetivos inmediatos, evitando así la inconsistencia temporal.

Las características actuales de la coyuntura argentina no cumplen la mayoría de los requisitos necesarios para la implementación de un sistema de control de la inflación. No obstante, por lo visto en experiencias realizadas en otros países, hay condiciones que no son estrictamente necesarias, o bien son solucionables, aunque no sin un gran esfuerzo.

La primera medida necesaria para poder adherirse a esta política, de la misma forma que fue realizada por Brasil, es disminuir el déficit fiscal, mediante lo cual se genera mayor confianza, demuestra el compromiso hacia el control de la inflación.

El Banco Central debe actuar con mayor independencia. Si bien, el mismo no posee aún credibilidad como combatidor de la inflación, por experiencias como las de Chile, Brasil y México se observa que ésta puede ganarse gradualmente, instituyendo en primera instancia objetivos inflacionarios poco exigentes, para luego, una vez obtenida cierta confianza, comenzar a establecer metas fijas para la evolución de los precios. También es necesario aumentar el nivel de comunicación entre la autoridad monetaria y el público.

Es fundamental establecer un compromiso claro y firme hacia la estabilidad de precios, con la menor intervención de otras variables de tipo nominal. Este es el mayor inconveniente en Argentina, al recurrir la población al dólar para proteger el valor real de sus ingresos, se obliga a la política monetaria a considerar el exceso de demanda en el mercado cambiario como una de las principales presiones inflacionarias de la economía. Si la política establecida resultara creíble, generará confianza, esta fuga de capitales disminuirá y permitirá alcanzar con mayor libertad un objetivo de inflación.

Resulta, por lo tanto, necesario realizar serias reestructuraciones políticas y en los organismos del gobierno, dando mayor independencia al Banco Central y reduciendo el déficit fiscal. Las mismas, acompañadas por otras medidas como el establecimiento de un sistema de justicia eficaz, mayor comunicación y transparencia, crean confianza y credibilidad en la política económica. De esta forma, se eliminan las expectativas inflacionarias, que en Argentina significa la disminución de la demanda de la divisa norteamericana, permitiendo la implementación de este régimen".

Conclusión

La inflación no tiene una única causa. Como las enfermedades, se produce por numerosas razones, algunas veces a la demanda, otras a la oferta, pero lo cierto en este punto es comprender que si no se controla a tiempo, una inflación pequeña puede transformarse en una enorme bola de nieve rodando hacia nosotros mismos, ya que la inercia propia que tiene esta es muy difícil de parar una vez que ha comenzado a avanzar.

El gobierno, como se mencionó en reiteradas oportunidades, es el único capaz de influenciar en ella teniendo grandes resultados a la vez, puede frenarla como también puede enriquecerse a través de ella, ya que viéndolo desde cualquier perspectiva, y, aunque sea una forma de ayudar a la economía la inflación no es mas que una falsificación legalizada de la moneda ya que es un impuesto oculto y deshonesto que golpea fuertemente a los que reciben ingresos fijos como los asalariados y pensionados.

Resulta imposible también hablar de inflación en la República Argentina y tratar de opinar objetivamente sobre el papel del gobierno en su implementación, control y políticas en general.

Efectivamente hay luz al final del túnel, se puede convivir con la inflación, tenemos muchos países que día a día nos lo demuestran pero toda política exitosa debe tener una mayoría dirigiéndose en un solo sentido para poder avanzar, situación que se aleja mucho de la realidad social argentina, actualmente fragmentada debido a diversas razones pero principalmente a la pobreza reinante entre sus miembros y un índice de indigencia que no deja de crecer.

Sobre todas las cosas para lograr un control inflacionario se necesita organización gubernamental y cohesión entre los objetivos, preguntarnos donde estamos y hacia donde queremos llegar. Para que esto suceda el gobierno deberá dejar de usar su poder sobre la inflación para enriquecer a unos pocos en detrimento de toda la sociedad, se deberá dejar de manipular la moneda y las políticas sociales en favor de campañas políticas y maniobras sucias dentro del propio gobierno.

Se debe acabar con la especulación del tipo de cambio y precios y fomentar la inversión en la industria nacional para poco a poco dejar de depender de las importaciones a las que la "falsa convertibilidad" nos acostumbró durante una década. Se necesitan políticas económicas claras y bien estudiadas por parte del gobierno para que aunque sea a muy largo plazo se note la diferencia y no solo avanzar un paso para retroceder dos mañana, pero por sobre todas las cosas se necesita "ganas", para "hacer", "confianza" para "creer", "unión" para "ser", y "fuerza" para "crecer", porque el cambio es posible, solo depende de nosotros.

ÍNDICE BIBLIOGRÁFICO

  1. General:
    • DORNBUSCH, Rudiger y FISCHER, Stanley, Macroeconomía, trad. por Esther Rabasco y Luis Toharia, 6ª Edición (España, s.f.).
    • MANKIW, N. Gregory, Macroeconomía, trad. por Esther Rabasco y Luis Toharía, 4ª Edición (s.d.).
    • MANKIW, N. Gregory, Macroeconomía, trad. por Graciela S. Souto y Mariana Fernández Cendoya (Buenos Aires, 1995).
    • SACHS, Jeffrey D. y LARRAIN, B. Felipe, Macroeconomía en la Economía Global, trad. por Roberto Muñoz Gomá (México, s.f.).
    • SAMUELSON, Paul A. y NORDHAUS, William D., Macroeconomía, trad. por Esther Rabasco y Luis Toharía, 16ª Edición (España, s.f.).

  1. Otras Publicaciones:

María Gabriela Roncedo

gabrielaroncedo[arroba]hotmail.com

Edad: 21 años

Fecha de realización: septiembre del 2004

Presentado como trabajo final de la materia de Preseminario de la Facultad de Ciencias económicas de la Universidad Nacional de Tucumán

Monografias.com - Página no encontrada

Discúlpenos.

No hemos podido hallar la página que estaba buscando.
Sin embargo, quizás podamos ayudarlo. Pruebe lo siguiente:

Ir a la página de inicio de Monografias.com.
Ver nuevos trabajos agregados a Monografias.com recientemente.
Si es su primera visita a Monografias.com, consulte la ayuda.
Busque en todo Monografias.com:

Buscar: Avanzada

¿Por qué pudo haber ocurrido esto?

Es probable que Usted haya llegado a esta página a través de:

Un favorito (o bookmark) demasiado antiguo.
Un motor de búsqueda que tiene un listado desactualizado de nuestras páginas.
Una dirección posiblemente mal tecleada.
Un vínculo roto en nuestras páginas.

También es posible que el recurso que Ud. busca haya sido dado de baja por su autor.

¡Ayúdenos a mejorar! Si ha llegado a esta página a través de un vínculo roto
dentro de Monografias.com, por favor escríbanos a webmaster@monografias.com
detallando el problema, para que lo podamos solucionar a la brevedad.

El equipo de www.monografias.com



 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda