Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Virus y Antivirus (página 2)

Enviado por henrymen0711



Partes: 1, 2

EFECTOS DE LOS VIRUS EN LAS COMPUTADORAS

Cualquier virus es perjudicial para un sistema. Como mínimo produce una reducción de la velocidad de proceso al ocupar parte de la memoria principal. Estos efectos se pueden diferenciar en destructivos y no destructivos.

Efectos no destructivos

  • Emisión de mensajes en pantalla: Es uno de los efectos más habituales de los virus. Simplemente causan la aparición de pequeños mensajes en la pantalla del sistema, en ocasiones se trata de mensajes humorísticos, de Copyright, etc.
  • Borrado a cambio de la pantalla: También es muy frecuente la visualización en pantalla de algún efecto generalmente para llamar la atención del usuario. Los efectos usualmente se producen en modo texto. En ocasiones la imagen se acompaña de efectos de sonido. Ejemplo:
    • Ambulance: Aparece una ambulancia moviéndose por la parte inferior de la pantalla al tiempo que suena una sirena.
    • Walker: Aparece un muñeco caminando de un lado a otro de la pantalla.

Efectos destructivos

  • Desaparición de ficheros: Ciertos virus borran generalmente ficheros con extensión .exe y .com, por ejemplo una variante del Jerusalem-B se dedica a borrar todos los ficheros que se ejecutan.
  • Modificación de programas para que dejen de funcionar: Algunos virus alteran el contenido de los programas o los borran totalmente del sistema logrando así que dejen de funcionar y cuando el usuario los ejecuta el virus envía algún tipo de mensaje de error.
  • Acabar con el espacio libre en el disco rígido: Existen virus que cuyo propósito único es multiplicarse hasta agotar el espacio libre en disco, trayendo como consecuencia que el ordenador quede inservible por falta de espacio en el disco.
  • Hacer que el sistema funcione mas lentamente: Hay virus que ocupan un alto espacio en memoria o también se ejecutan antes que el programa que el usuario desea iniciar trayendo como consecuencia que la apertura del programa y el procesamiento de información sea más lento.
  • Robo de información confidencial: Existen virus cuyo propósito único es el de robar contraseñas e información confidencial y enviarla a usuarios remotos.
  • Borrado del BIOS: Sabemos que el BIOS es un conjunto de rutinas que trabajan estrechamente con el hardware de un ordenador o computadora para soportar la transferencia de información entre los elementos del sistema, como la memoria, los discos, el monitor, el reloj del sistema y las tarjetas de expansión y si un virus borra la BIOS entonces no se podrá llevar a cabo ninguna de las rutinas anteriormente mencionados.
  • Quemado del procesador por falsa información del censor de temperatura: Los virus pueden alterar la información y por ello pueden modificar la información del censor y la consecuencia de esto sería que el procesador se queme, pues, puede hacerlo pensar que la temperatura está muy baja cuando en realidad está muy alta.
  • Modificación de programas para que funcionen erróneamente: Los virus pueden modificar el programa para que tenga fallas trayendo grandes inconvenientes para el usuario.
  • Formateo de discos duros: El efecto más destructivo de todos es el formateo del disco duro. Generalmente el formateo se realiza sobre los primeros sectores del disco duro que es donde se encuentra la información relativa a todo el resto del disco.

HISTORIA

En 1949, el matemático estadounidense de origen húngaro John von Neumann, en el Instituto de Estudios Avanzados de Princeton (Nueva Jersey), planteó la posibilidad teórica de que un programa informático se reprodujera. Esta teoría se comprobó experimentalmente en la década de 1950 en los Bell Laboratories, donde se desarrolló un juego llamado Core Wars en el que los jugadores creaban minúsculos programas informáticos que atacaban y borraban el sistema del oponente e intentaban propagarse a través de él. En 1983, el ingeniero eléctrico estadounidense Fred Cohen, que entonces era estudiante universitario, acuñó el término "virus" para describir un programa informático que se reproduce a sí mismo. En 1985 aparecieron los primeros caballos de Troya, disfrazados como un programa de mejora de gráficos llamado EGABTR y un juego llamado NUKE-LA. Pronto les siguió un sinnúmero de virus cada vez más complejos. El virus llamado Brain apareció en 1986, y en 1987 se había extendido por todo el mundo. En 1988 aparecieron dos nuevos virus: Stone, el primer virus de sector de arranque inicial, y el gusano de Internet, que cruzó Estados Unidos de un día para otro a través de una red informática. El virus Dark Avenger, el primer infector rápido, apareció en 1989, seguido por el primer virus polimórfico en 1990. En 1995 se creó el primer virus de lenguaje de macros, WinWord Concept.

Actualmente el medio de propagación de virus más extendido es Internet, en concreto mediante archivos adjuntos al correo electrónico, que se activan una vez que se abre el mensaje o se ejecutan aplicaciones o se cargan documentos que lo acompañan. Hoy por hoy los virus son creados en cantidades extraordinarias por distintas personas alrededor del mundo. Muchos son creados por diversión, otros para probar sus habilidades de programación o para entrar en competencia con otras personas.

CRONOLOGÍA:

1949: Se da el primer indicio de definición de virus. John Von Neumann (considerado el Julio Verne de la informática), expone su "Teoría y organización de un autómata complicado". Nadie podía sospechar de la repercusión de dicho artículo.

1959:En los laboratorios AT&T Bell, se inventa el juego "Guerra Nuclear" (Core Wars) o guerra de núcleos. Consistía en una batalla entre los códigos de dos programadores, en la que cada jugador desarrollaba un programa cuya misión era la de acaparar la máxima memoria posible mediante la reproducción de sí mismo.

1970: Nace "Creeper" que es difundido por la red ARPANET. El virus mostraba el mensaje "SOY CREEPER... ¡ATRÁPAME SI PUEDES!". Ese mismo año es creado su antídoto: El antivirus Reaper cuya misión era buscar y destruir a "Creeper".

1974: El virus Rabbit hacía una copia de sí mismo y lo situaba  dos veces en la cola de ejecución del ASP de IBM lo que causaba un bloqueo del sistema.

1980:La red ARPANET es infectada por un "gusano" y queda 72 horas fuera de servicio. La infección fue originada por Robert Tappan Morris, un joven estudiante de informática de 23 años que según él, todo se produjo por un accidente.

1983:El juego Core Wars, con adeptos en el MIT, salió a la luz pública en un discurso de Ken Thompson Dewdney que explica los términos de este juego. Ese  mismo año aparece el concepto virus tal como lo entendemos hoy.

1985:Dewdney intenta enmendar su error publicando otro artículo "Juegos de Computadora virus, gusanos y otras plagas de la Guerra Nuclear atentan contra la memoria de los ordenadores".

1987:Se da el primer caso de contagio masivo de computadoras a través del "MacMag" también llamado "Peace Virus" sobre computadoras Macintosh. Este virus fue creado por Richard Brandow y Drew Davison y lo incluyeron en un disco de juegos que repartieron en una reunión de un club de usuarios. Uno de los asistentes, Marc Canter, consultor de Aldus Corporation, se llevó el disco a Chicago y contaminó la computadora en la que realizaba pruebas con el nuevo software Aldus Freehand. El virus contaminó el disco maestro que fue enviado a la empresa fabricante que comercializó su producto infectado por el virus.

Se descubre la primera versión del virus "Viernes 13" en los ordenadores de la Universidad Hebrea de Jerusalén.

1988: El virus "Brain" creado por los hermanos Basit y Alvi Amjad de Pakistán aparece en Estados Unidos.

¿QUÉ NO SE CONSIDERA UN VIRUS?

Hay muchos programas que sin llegar a ser virus informáticos le pueden ocasionar efectos devastadores a los usuarios de computadoras. No se consideran virus porque no cuentan con las características comunes de los virus como por ejemplo ser dañinos o auto reproductores. Un ejemplo de esto ocurrió hace varios años cuando un correo electrónico al ser enviado y ejecutado por un usuario se auto enviaba a las personas que estaban guardados en la lista de contactos de esa persona creando una gran cantidad de trafico acaparando la banda ancha de la RED IBM hasta que ocasionó la caída de esta.
Es importante tener claro que no todo lo que hace que funcione mal un sistema de información no necesariamente es un virus informático. Hay que mencionar que un sistema de información puede estar funcionando inestablemente por varios factores entre los que se puede destacar: fallas en el sistema eléctrico, deterioro por depreciación, incompatibilidad de programas, errores de programación o "bugs", entre otros.

Síntomas que indican la presencia de Virus:

  • Cambios en la longitud de los programas
  • Cambios en la fecha y/u hora de los archivos
  • Retardos al cargar un programa
  • Operación más lenta del sistema
  • Reducción de la capacidad en memoria y/o disco rígido
  • Sectores defectuosos en los disquetes
  • Mensajes de error inusuales
  • Actividad extraña en la pantalla
  • Fallas en la ejecución de los programas
  • Fallas al bootear el equipo
  • Escrituras fuera de tiempo en el disco

VIRUS MÁS AMENAZADOR EN AMÉRICA LATINA

W32.Beagle.AV@mm

Según datos del 12 de noviembre de 2004 es el Virus más amenazador en América Latina. Fue descubierto el viernes 29 de octubre de 2004.

W32.Beagle.AV@mm es un gusano de envío masivo de correos electrónicos que también se dispersa a través de los recursos compartidos de la red. El gusano también tiene una funcionalidad de abrir un backdoor en el puerto TCP 81.

Symantec Security Response ha elevado a nivel 3 la categoría de esta amenaza viral porque hubo un gran número de envíos del mencionado gusano.

Principio del formulario

Final del formulario

 También conocido como:

Win32.Bagle.AQ [Computer Associates]

Bagle.BC [Panda]

WORM_BAGLE.AT [Trend Micro]

Bagle.AT [F-Secure]

W32/Bagle.AQ@mm [Norman]

W32/Bagle.bb@mm [McAfee]

Tipo:

Worm

Longitud de la infección:

Varios

Sistemas afectados:

Windows Server 2003

Windows XP

Windows 2000

Windows Me

Windows 98

Windows 95

Windows NT

Daño

Distribución

  • Línea de asunto del mensaje de correo electrónico: Varios
  • Nombre del archivo adjunto: Varios
  • Puertos: Puerto TCP 81

Cuando Beagle.AV@mm se ejecuta, lleva a cabo las siguientes acciones

1. Crea uno de los siguientes archivos:

  • %System%\wingo.exe
  • %System%\wingo.exeopen
  • %System%\wingo.exeopenopen

También se puede copiar a sí mismo como:

  • %System%\wingo.exeopenopenopen
  • %System%\wingo.exeopenopenopenopen

2. Agrega el valor

"wingo" = "%System%\wingo.exe"

A la clave de registro:

HKEY_CURRENT_USER\Software\Microsoft\Windows\CurrentVersion\Run
Con lo que el gusano se ejecutará cada vez que inicie Windows.

3. Agrega el valor:

"Timekey" = "[Random variables]"

A la siguiente clave de registro:

HKEY_CURRENT_USER\Software\Microsoft\Params

4. Finaliza los siguientes procesos, que normalmente están relacionados con otros gusanos o con productos de seguridad:

  • mcagent.exe
  • mcvsshld.exe
  • mcshield.exe
  • mcvsescn.exe
  • mcvsrte.exe
  • DefWatch.exe
  • Rtvscan.exe
  • ccEvtMgr.exe
  • NISUM.EXE
  • ccPxySvc.exe
  • navapsvc.exe
  • NPROTECT.EXE
  • nopdb.exe
  • ccApp.exe
  • Avsynmgr.exe
  • VsStat.exe

Para ver la lista completa seleccione la opción "Descargar" del menú superior

6. Busca en el disco duro por carpetas que contienen el valor "shar" y se copia así mismo dentro de ellas con uno de los siguientes nombres:

  • Microsoft Office 2003 Crack, Working!.exe
  • Microsoft Windows XP, WinXP Crack, working Keygen.exe

Para ver la lista completa seleccione la opción "Descargar" del menú superior

7. Trata de detener y deshabilitar los siguientes servicios:

  • "SharedAccess" - Conexión compartida de Internet
  • "wscsvc" - MS security center

8. Abre un backdoor en el puerto TCP 81.

9. Elimina cualquier elemento que contenga los siguientes valores:

My AV

Zone Labs Client Ex

9XHtProtect

Antivirus

Para ver la lista completa seleccione la opción "Descargar" del menú superior

10. Busca por direcciones de correo electrónico dentro de los archivos con las siguientes extensiones:

  • .wab
  • .txt
  • .msg

Para ver la lista completa seleccione la opción "Descargar" del menú superior

11. Utiliza su propio motor SMTP para enviar mensajes de correo electrónicos a cualquiera de las direcciones electrónicas encontradas.

El correo electrónico puede tener las siguientes características:

De: <falsificado>

Asunto: (Uno de los siguientes)

  • Re:
  • Re: Hello
  • Re: Hi
  • Re: Thank you!
  • Re: Thanks :)

    Cuerpo del mensaje:
    :))
    Archivo adjunto: (Uno de los siguientes)
  • Price
  • price
  • Joke
    con una extensión de archivo .com, .cpl, .exe o .scr.

El gusano evitará enviar copias a las direcciones que contengan los siguientes valores:

  • @hotmail
  • @msn
  • @microsoft

Para ver la lista completa seleccione la opción "Descargar" del menú superior

RECOMENDACIONES

Symantec Security Response invita a todos los usuarios y administradores a adherirse a las siguientes "mejores prácticas" básicas para su seguridad:

  • Desconecte y elimine todos los servicios que no sean necesarios. De forma predeterminada, muchos sistemas operativos instalan servicios auxiliares que no son imprescindibles, como clientes de FTP, telnet y servidores de Web. A través de estos servicios penetran buena parte de los ataques. Por lo tanto, si se eliminan, las amenazas combinadas dispondrán de menos entradas para realizar ataques y tendrá que mantener menos servicios actualizados con parches.
  • Si una amenaza combinada explota uno o varios servicios de red, deshabilite o bloquee el acceso a estos servicios hasta que aplique el parche correspondiente.
  • Mantenga siempre el parche actualizado, sobre todo en equipos que ofrezcan servicios públicos, a los que se puede acceder a través de algún firewall como, por ejemplo, servicios HTTP, FTP, de correo y DNS.
  • Implemente una política de contraseñas. Con contraseñas complejas, resulta más difícil descifrar archivos de contraseñas en equipos infectados. De este modo, ayuda a evitar que se produzcan daños cuando un equipo es atacado o, al menos, limita esta posibilidad.
  • Configure su servidor de correo electrónico para que bloquee o elimine los mensajes que contengan archivos adjuntos que se utilizan comúnmente para extender virus, como archivos .vbs, .bat, .exe, .pif y .scr.
  • Aísle rápidamente los equipos que resulten infectados para evitar que pongan en peligro otros equipos de su organización. Realice un análisis posterior y restaure los equipos con medios que sean de su confianza.
  • Instruya a sus empleados para que no abran archivos adjuntos a menos que los esperen. El software descargado desde Internet no debe ejecutarse, a menos que haya sido analizado previamente en busca de virus. Basta únicamente con visitar un sitio Web infectado para que pueda infectarse si las vulnerabilidades del explorador de Web no han sido correctamente corregidas con parches.

Eliminación manual

Como una alternativa a la herramienta de eliminación, usted puede eliminar de forma manual esta amenaza.

  • Desactive Restaurar el sistema (Windows Me o XP).
  • Actualice las definiciones de virus.
  • Reinicie la computadora en modo a prueba de fallas o modo VGA
  • Ejecute un análisis completo del sistema y elimine todos los archivos que se detecten como W32.Beagle.AV@mm.
  • Elimine el valor que se haya agregado al registro.

NOTA: Estos datos fueron proporcionados por Symantec el día 12 de noviembre de 2004.

LISTA DE VIRUS RECIENTES

En la siguiente lista aparecen los virus mas recientes descubiertos por Symantec Security Response. Esta lista incluye el nivel de riesgo que Security Response le ha otorgado a cada virus.

Para ver la tabla seleccione la opción "Descargar" del menú superior

LOS ANTIVIRUS

¿Que es un antivirus?

Un antivirus es un programa de computadora cuyo propósito es combatir y erradicar los virus informáticos. Para que el antivirus sea productivo y efectivo hay que configurarlo cuidadosamente de tal forma que aprovechemos todas las cualidades que ellos poseen. Hay que saber cuales son sus fortalezas y debilidades y tenerlas en cuenta a la hora de enfrentar a los virus.

Debemos tener claro que según en la vida humana hay virus que no tienen cura, esto también sucede en el mundo digital y hay que andar con mucha precaución. Un antivirus es una solución para minimizar los riesgos y nunca será una solución definitiva, lo principal es mantenerlo actualizado. Para mantener el sistema estable y seguro el antivirus debe estar siempre actualizado, tomando siempre medidas preventivas y correctivas y estar constantemente leyendo sobre los virus y nuevas tecnologías. Escanear

El antivirus normalmente escanea cada archivo en la computadora y lo compara con las tablas de virus que guarda en disco. Esto significa que la mayoría de los virus son eliminados del sistema después que atacan a éste. Por esto el antivirus siempre debe estar actualizado, es recomendable que se actualice una vez por semana para que sea capaz de combatir los virus que son creados cada día. También, los antivirus utilizan la técnica heurística que permite detectar virus que aun no están en la base de datos del antivirus. Es sumamente útil para las infecciones que todavía no han sido actualizadas en las tablas porque trata de localizar los virus de acuerdo a ciertos comportamientos ya preestablecidos.
El aspecto más importante de un antivirus es detectar virus en la computadora y tratar de alguna manera de sacarlo y eliminarlo de nuestro sistema. Los antivirus, no del todo facilitan las cosas, porque ellos al estar todo el tiempo activos y tratando de encontrar un virus, al instante esto hace que consuman memoria de la computadora y tal vez la vuelvan un poco lentas o de menos desempeño.

Un buen antivirus es uno que se ajuste a nuestras necesidades. No debemos dejarnos seducir por tanta propaganda de los antivirus que dicen que detectan y eliminan 56,432 virus o algo por el estilo porque la mayoría de esos virus o son familias derivadas o nunca van a llegar al país donde nosotros estamos. Muchos virus son solamente de alguna región o de algún país en particular.

A la hora de comprar un buen antivirus debemos saber con que frecuencia esa empresa saca actualizaciones de las tablas de virus ya que estos son creados diariamente para infectar los sistemas. El antivirus debe constar de un programa detector de virus que siempre este activo en la memoria y un programa que verifique la integridad de los sectores críticos del disco duro y sus archivos ejecutables. Hay antivirus que cubren esos dos procesos, pero si no se puede obtener uno con esas características hay que buscar dos programas por separado que hagan esa función teniendo muy en cuenta que no se produzca ningún tipo de conflictos entre ellos.

Un antivirus además de protegernos el sistema contra virus, debe permitirle al usuario hacer alguna copia del archivo infectado por si acaso se corrompe en el proceso de limpieza, también la copia es beneficiosa para intentar una segunda limpieza con otro antivirus si la primera falla en lograr su objetivo.

En la actualidad no es difícil suponer que cada vez hay más gente que está consciente de la necesidad de hacer uso de algún antivirus como medida de protección básica. No obstante, en principio lo deseable sería poder tener un panorama de los distintos productos que existen y poder tener una guía inicial para proceder a evaluarlos.

Algunos antivirus:

  • Antivirus Expert (AVX)

  • AVG Anti-Virus System

http://www.grisoft.com/html/us_downl.cfm

  • Command Antivirus:

http://www.commandcom.com/try/download.cfm http://web.itasa.com.mx/

Para ver la lista completa seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Los riesgos que infunden los virus hoy en día obligaron a que empresas enteras se dediquen a buscar la forma de crear programas con fines comerciales que logren combatir con cierta eficacia los virus que ataquen los sistemas informáticos. Este software es conocido con el nombre de programas antivirus y posee algunas características interesantes para poder cumplir su trabajo.

Como ya dijimos una de las características fundamentales de un virus es propagarse infectando determinados objetos según fue programado. En el caso de los que parasitan archivos, el virus debe poseer algún método para no infectar los archivos con su propio código para evitar autodestruirse, en otras palabras, así es que dejan una marca o firma que los identifica de los demás programas o virus.

Para la mayoría de los virus esta marca representa una cadena de caracteres que "inyectan" en el archivo infectado. Los virus más complejos como los polimorfos poseen una firma algorítmica que modificará el cuerpo del mismo con cada infección. Cada vez que estos virus infecten un archivo, mutará su forma y dificultará bastante más las cosas para el Software de detección de virus.

El software antivirus es un programa más de computadora y como tal debe ser adecuado para nuestro sistema y debe estar correctamente configurado según los dispositivos de hardware que tengamos. Si trabajamos en un lugar que posee conexión a redes es necesario tener un programa antivirus que tenga la capacidad de detectar virus de redes. Los antivirus reducen sensiblemente los riesgos de infección pero cabe reconocer que no serán eficaces el cien por ciento de las veces y su utilización debería estar acompañada con otras formas de prevención.

La función primordial de un programa de estos es detectar la presencia de un posible virus para luego poder tomar las medidas necesarias. El hecho de poder erradicarlo podría considerarse como una tarea secundaria ya que con el primer paso habremos logrado frenar el avance del virus, cometido suficiente para evitar mayores daños.

Antes de meternos un poco más adentro de lo que es el software antivirus es importante que sepamos la diferencia entre detectar un virus e identificar un virus. El detectar un virus es reconocer la presencia de un accionar viral en el sistema de acuerdo a las características de los tipos de virus. Identificar un virus es poder reconocer qué virus es de entre un montón de otros virus cargados en nuestra base de datos. Al identificarlo sabremos exactamente qué es lo que hace, haciendo inminente su eliminación.

De estos dos métodos es importante que un antivirus sea más fuerte en el tema de la detección, ya que con este método podremos encontrar virus todavía no conocidos (de reciente aparición) y que seguramente no estarán registrados en nuestra base de datos debido a que su tiempo de dispersión no es suficiente como para que hayan sido analizados por un grupo de expertos de la empresa del antivirus.

Hoy en día la producción de virus se ve masificada en Internet colabora enormemente en la dispersión de virus de muchos tipos, incluyendo los "virus caseros". Muchos de estos virus son creados por usuarios inexpertos con pocos conocimientos de programación y, en muchos casos, por simples usuarios que bajan de Internet programas que crean virus genéricos. Ante tantos "desarrolladores" al servicio de la producción de virus la técnica de scanning se ve altamente superada. Las empresas antivirus están constantemente trabajando en la búsqueda y documentación de cada nuevo virus que aparece. Muchas de estas empresas actualizan sus bases de datos todos los meses, otras lo hacen quincenalmente, y algunas pocas llegan a hacerlo todas las semanas (cosa más que importante para empresas que necesitan una alta protección en este campo o para usuarios fanáticos de obtener lo último en seguridad y protección).

La debilidad de la técnica de scanning es inherente al modelo. Esto es debido a que un virus debería alcanzar una dispersión adecuada para que algún usuario lo capture y lo envíe a un grupo de especialistas en virus que luego se encargarán de determinar que parte del código será representativa para ese virus y finalmente lo incluirán en la base de datos del antivirus. Todo este proceso puede llevar varias semanas, tiempo suficiente para que un virus eficaz haga de las suyas. En la actualidad, Internet proporciona el canal de bajada de las definiciones antivirus que nos permitirán identificar decenas de miles de virus que andan acechando. Estas decenas de miles de virus, como dijimos, también influirán en el tamaño de la base de datos. Como ejemplo concreto podemos mencionar que la base de datos de Norton Antivirus de Symantec Corp. pesa alrededor de 2Mb y es actualizada cada quince o veinte días.

La técnica de scanning no resulta ser la solución definitiva, ni tampoco la más eficiente, pero continúa siendo la más utilizada debido a que permite identificar con cierta rapidez los virus más conocidos, que en definitiva son los que lograron adquirir mayor dispersión.

TÉCNICAS DE DETECCIÓN

Teniendo en cuenta los puntos débiles de la técnica de scanning surgió la necesidad de incorporar otros métodos que complementaran al primero. Como ya se mencionó la detección consiste en reconocer el accionar de un virus por los conocimientos sobre el comportamiento que se tiene sobre ellos, sin importar demasiado su identificación exacta. Este otro método buscará código que intente modificar la información de áreas sensibles del sistema sobre las cuales el usuario convencional no tiene control –y a veces ni siquiera tiene conocimiento-, como el master boot record, el boot sector, la FAT, entre las más conocidas.

Otra forma de detección que podemos mencionar adopta, más bien, una posición de vigilancia constante y pasiva. Esta, monitorea cada una de las actividades que se realizan intentando determinar cuándo una de éstas intenta modificar sectores críticos de las unidades de almacenamiento, entre otros. A esta técnica se la conoce como chequear la integridad.

ANÁLISIS HEURÍSTICO

La técnica de detección más común es la de análisis heurístico. Consiste en buscar en el código de cada uno de los archivos cualquier instrucción que sea potencialmente dañina, acción típica de los virus informáticos. Es una solución interesante tanto para virus conocidos como para los que no los son. El inconveniente es que muchas veces se nos presentarán falsas alarmas, cosas que el scanner heurístico considera peligrosas y que en realidad no lo son tanto. Por ejemplo: tal vez el programa revise el código del comando DEL (usado para borrar archivos) de MS-DOS y determine que puede ser un virus, cosa que en la realidad resulta bastante improbable. Este tipo de cosas hace que el usuario deba tener algunos conocimientos precisos sobre su sistema, con el fin de poder distinguir entre una falsa alarma y una detección real.

ELIMINACIÓN

La eliminación de un virus implica extraer el código del archivo infectado y reparar de la mejor manera el daño causado en este. A pesar de que los programas antivirus pueden detectar miles de virus, no siempre pueden erradicar la misma cantidad, por lo general pueden quitar los virus conocidos y más difundidos de los cuales pudo realizarse un análisis profundo de su código y de su comportamiento. Resulta lógico entonces que muchos antivirus tengan problemas en la detección y erradicación de virus de comportamiento complejo, como el caso de los polimorfos, que utilizan métodos de encriptación para mantenerse indetectables. En muchos casos el procedimiento de eliminación puede resultar peligroso para la integridad de los archivos infectados, ya que si el virus no está debidamente identificado las técnicas de erradicación no serán las adecuadas para el tipo de virus.

Hoy día los antivirus más populares están muy avanzados pero cabe la posibilidad de que este tipo de errores se de en programas más viejos. Para muchos el procedimiento correcto sería eliminar completamente el archivo y restaurarlo de la copia de respaldo. Si en vez de archivos la infección se realizó en algún sector crítico de la unidad de disco rígido la solución es simple, aunque no menos riesgosa. Hay muchas personas que recomiendan reparticionar la unidad y reformatearla para asegurarse de la desaparición total del virus, cosa que resultaría poco operativa y fatal para la información del sistema. Como alternativa a esto existe para el sistema operativo MS-DOS / Windows una opción no documentada del comando FDISK que resuelve todo en cuestión de segundos. El parámetro /MBR se encarga de restaurar el registro maestro de booteo (lugar donde suelen situarse los virus) impidiendo así que este vuelva a cargarse en el inicio del sistema. Vale aclarar que cualquier dato que haya en ese sector será sobrescrito y puede afectar mucho a sistemas que tengan la opción de bootear con diferentes sistemas operativos. Muchos de estos programas que permiten hacer la elección del sistema operativo se sitúan en esta área y por consiguiente su código será eliminado cuando se usa el parámetro mencionado.

Para el caso de la eliminación de un virus es muy importante que el antivirus cuente con soporte técnico local, que sus definiciones sean actualizadas periódicamente y que el servicio técnico sea apto para poder responder a cualquier contingencia que nos surja en el camino.

COMPROBACIÓN DE INTEGRIDAD

Como ya habíamos anticipado los comprobadores de integridad verifican que algunos sectores sensibles del sistema no sean alterados sin el consentimiento del usuario. Estas comprobaciones pueden aplicarse tanto a archivos como al sector de arranque de las unidades de almacenamiento.

Para poder realizar las comprobaciones el antivirus, primero, debe tener una imagen del contenido de la unidad de almacenamiento desinfectada con la cual poder hacer después las comparaciones. Se crea entonces un registro con las características de los archivos, como puede ser su nombre, tamaño, fecha de creación o modificación y, lo más importante para el caso, el checksum, que es aplicar un algoritmo al código del archivo para obtener un valor que será único según su contenido (algo muy similar a lo que hace la función hash en los mensajes). Si un virus inyectara parte de su código en el archivo la nueva comprobación del checksum sería distinta a la que se guardó en el registro y el antivirus alertaría de la modificación. En el caso del sector de booteo el registro puede ser algo diferente. Como existe un MBR por unidad física y un BR por cada unidad lógica, algunos antivirus pueden guardarse directamente una copia de cada uno de ellos en un archivo y luego compararlos contra los que se encuentran en las posiciones originales.

Una vez que el antivirus conforma un registro de cada uno de los archivos en la unidad podrá realizar las comprobaciones de integridad. Cuando el comprobador es puesto en funcionamiento cada uno de los archivos serán escaneados. Nuevamente se aplica la función checksum y se obtiene un valor que es comparado contra el que se guardó en el registro. Si ambos valores son iguales, el archivo no sufrió modificaciones durante el período comprendido entre el registro de cheksum antiguo y la comprobación reciente. Por el otro lado, si los valores checksum no concuerdan significa que el archivo fue alterado y en ciertos casos el antivirus pregunta al usuario si quiere restaurar las modificaciones. Lo más indicado en estos casos sería que un usuario con conocimientos sobre su sistema avale que se trata realmente de una modificación no autorizada –y por lo tanto atribuible a un virus-, elimine el archivo y lo restaure desde la copia de respaldo.

La comprobación de integridad en los sectores de booteo no es muy diferente. El comprobador verificará que la copia que está en uso sea igual a la que fue guardada con anterioridad. Si se detectara una modificación en cualquiera de estos sectores, le preguntará al usuario por la posibilidad de reconstruirlos utilizando las copias guardadas. Teniendo en cuenta que este sector en especial es un punto muy vulnerable a la entrada de los virus multipartitos, los antivirus verifican constantemente que no se hagan modificaciones. Cuando se detecta una operación de escritura en uno de los sectores de arranque, el programa toma cartas en el asunto mostrando en pantalla un mensaje para el usuario indicándole sobre qué es lo que está por suceder. Por lo general el programa antivirus ofrece algunas opciones sobre como proceder, evitar la modificación, dejarla continuar, congelar el sistema o no tomar ninguna medida (cancelar).

Para que esta técnica sea efectiva cada uno de los archivos deberá poseer su entrada correspondiente en el registro de comprobaciones. Si nuevos programas se están instalando o estamos bajando algunos archivos desde Internet, o algún otro archivo ingresado por cualquier otro dispositivo de entrada, después sería razonable que registremos el checksum con el comprobador del antivirus. Incluso, algunos de estos programas atienden con mucha atención a lo que el comprobador de integridad determine y no dejarán que ningún archivo que no esté registrado corra en el sistema.

PROTEGER ÁREAS SENSIBLES

Muchos virus tienen la capacidad de "parasitar" archivos ejecutables. Con esto se afirma que el virus localizará los puntos de entrada de cualquier archivo que sea ejecutable (los archivos de datos no se ejecutan por lo tanto son inutilizables para los virus) y los desviará a su propio código de ejecución. Así, el flujo de ejecución correrá primero el código del virus y luego el del programa y, como todos los virus poseen un tamaño muy reducido para no llamar la atención, el usuario seguramente no notará la diferencia. Este vistazo general de cómo logra ejecutarse un virus le permitirá situarse en memoria y empezar a ejecutar sus instrucciones dañinas. A esta forma de comportamiento de los virus se lo conoce como técnica subrepticia, en la cual prima el arte de permanecer indetectado.

Una vez que el virus se encuentra en memoria puede replicarse a sí mismo en cualquier otro archivo ejecutable. El archivo ejecutable por excelencia que atacan los virus es el COMMAND.COM, uno de los archivos fundamentales para el arranque en el sistema operativo MS-DOS. Este archivo es el intérprete de comandos del sistema, por lo tanto, se cargará cada vez que se necesite la shell. La primera vez será en el inicio del sistema y, durante el funcionamiento, se llamará al COMMAND.COM cada vez que se salga de un programa y vuelva a necesitarse la intervención de la shell. Con un usuario desatento, el virus logrará replicarse varias veces antes de que empiecen a notarse síntomas extraños en la computadora.

El otro "ente" ejecutable capaz de ser infectado es el sector de arranque de los discos magnéticos. Aunque este sector no es un archivo en sí, contiene rutinas que el sistema operativo ejecuta cada vez que arranca el sistema desde esa unidad, resultando este un excelente medio para que el virus se propague de una computadora a la otra. Como dijimos antes una de las claves de un virus es lograr permanecer oculto dejando que la entidad ejecutable que fue solicitada por el usuario corra libremente después de que él mismo se halla ejecutado. Cuando un virus intenta replicarse a un disquete, primero deberá copiar el sector de arranque a otra porción del disco y recién entonces copiar su código en el lugar donde debería estar el sector de arranque.

Durante el arranque de la computadora con el disquete insertado en la disquetera, el sistema operativo MS-DOS intentará ejecutar el código contenido en el sector de booteo del disquete. El problema es que en esa posición se encontrará el código del virus, que se ejecuta primero y luego apuntará el hacia la ejecución a la nueva posición en donde se encuentran los archivos para el arranque. El virus no levanta sospechas de su existencia más allá de que existan o no archivos de arranque en el sector de booteo.

Nuestro virus se encuentra ahora en memoria y no tendrá problemas en replicarse a la unidad de disco rígido cuando se intente bootear desde esta. Hasta que su módulo de ataque se ejecute según fue programado, el virus intentará permanecer indetectado y continuará replicándose en archivos y sectores de booteo de otros disquetes que se vayan utilizando, aumentando potencialmente la dispersión del virus cuando los disquetes sean llevados a otras máquinas.

LOS TSR

Estos programas residentes en memoria son módulos del antivirus que se encargan de impedir la entrada del cualquier virus y verifican constantemente operaciones que intenten realizar modificaciones por métodos poco frecuentes. Estos, se activan al arrancar el ordenador y por lo general es importante que se carguen al comienzo y antes que cualquier otro programa para darle poco tiempo de ejecución a los virus y detectarlos antes que alteren algún dato. Según como esté configurado el antivirus, el demonio (como se los conoce en el ambiente Unix) o TSR (en la jerga MS-DOS / Windows), estará pendiente de cada operación de copiado, pegado o cuando se abran archivos, verificará cada archivo nuevo que es creado y todas las descargas de Internet, también hará lo mismo con las operaciones que intenten realizar un formateo de bajo nivel en la unidad de disco rígido y, por supuesto, protegerá los sectores de arranque de modificaciones.

Las nuevas computadoras que aparecieron con formato ATX poseen un tipo de memoria llamada Flash-ROM con una tecnología capaz de permitir la actualización del BIOS de la computadora por medio de software sin la necesidad de conocimientos técnicos por parte del usuario y sin tener que tocar en ningún momento cualquiera de los dispositivos de hardware. Esta nueva tecnología añade otro punto a favor de los virus ya que ahora estos podrán copiarse a esta zona de memoria dejando completamente indefensos a muchos antivirus antiguos. Un virus programado con técnicas avanzadas y que haga uso de esta nueva ventaja es muy probable que sea inmune al reparticionado o reformateo de las unidades de discos magnéticos.

APLICAR CUARENTENA

Para ver el gráfico seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Es muy posible que un programa antivirus muchas veces quede descolocado frente al ataque de virus nuevos. Para esto incluye esta opción que no consiste en ningún método de avanzada sino simplemente en aislar el archivo infectado. Antes que esto el antivirus reconoce el accionar de un posible virus y presenta un cuadro de diálogo informándonos. Además de las opciones clásicas de eliminar el virus, aparece ahora la opción de ponerlo en cuarentena. Este procedimiento encripta el archivo y lo almacena en un directorio hijo del directorio donde se encuentra el antivirus.

De esta manera se está impidiendo que ese archivo pueda volver a ser utilizado y que continúe la dispersión del virus. Como acciones adicionales el antivirus nos permitirá restaurar este archivo a su posición original como si nada hubiese pasado o nos permitirá enviarlo a un centro de investigación donde especialistas en el tema podrán analizarlo y determinar si se trata de un virus nuevo, en cuyo caso su código distintivo será incluido en las definiciones de virus. En la figura vemos el programa de cuarentena de Norton AntiVirus 2004 incluido en NortonSystemWorks Professional 2004 y que nos permite enviar los archivos infectados a Symantec Security Response para su posterior análisis.

DEFINICIONES ANTIVIRUS

Los archivos de definiciones antivirus son fundamentales para que el método de identificación sea efectivo. Los virus que alcanzaron una considerable dispersión pueden llegar a ser analizados por los ingenieros especialistas en virus de algunas de las compañías antivirus, que mantendrán actualizadas las definiciones permitiendo así que las medidas de protección avancen casi al mismo paso en que lo hacen los virus.

Un antivirus que no esté actualizado puede resultar poco útil en sistemas que corren el riesgo de recibir ataques de virus nuevos (como organismos gubernamentales o empresas de tecnología de punta), y están reduciendo en un porcentaje bastante alto la posibilidad de protección. La actualización también puede venir por dos lados: actualizar el programa completo o actualizar las definiciones antivirus. Si contamos con un antivirus que posea técnicas de detección avanzadas, posibilidad de análisis heurístico, protección residente en memoria de cualquiera de las partes sensibles de una unidad de almacenamiento, verificador de integridad, etc., estaremos bien protegidos para empezar. Una actualización del programa sería realmente justificable en caso de que incorpore algún nuevo método que realmente influye en la erradicación contra los virus. Sería importante también analizar el impacto económico que conllevará para nuestra empresa, ya que sería totalmente inútil tener el mejor antivirus y preocuparse por actualizar sus definiciones diarias por medio de Internet si nuestra red ni siquiera tiene acceso a la Web, tampoco acceso remoto de usuarios y el único intercambio de información es entre empleados que trabajan con un paquete de aplicaciones de oficina sin ningún contenido de macros o programación que de lugar a posibles infecciones.

ESTRATEGIA DE SEGURIDAD CONTRA LOS VIRUS

En la problemática que nos ocupa, poseer un antivirus y saber cómo utilizarlo es la primera medida que debería tomarse. Pero no será totalmente efectiva si no va acompañada por conductas que el usuario debe respetar. La educación y la información son el mejor método para protegerse.

El usuario debe saber que un virus informático es un programa de computadora que posee ciertas características que lo diferencian de un programa común, y se infiltra en las computadoras de forma furtiva y sin ninguna autorización. Como cualquier otro programa necesitará un medio físico para transmitirse, de ninguna manera puede volar por el aire como un virus biológico, por lo tanto lo que nosotros hagamos para el transporte de nuestra información debemos saber que resulta un excelente medio aprovechable por los virus. Cualquier puerta que nosotros utilicemos para comunicarnos es una posible vía de ingreso de virus, ya sea una disquetera, una lectora de CD-ROM, un módem con conexión a Internet, la placa que nos conecta a la red de la empresa, los nuevos puertos ultrarrápidos (USB y FireWire) que nos permiten conectar dispositivos de almacenamiento externos como unidades Zip, Jazz, HDDs, etc.

Viendo que un virus puede atacar nuestro sistema desde cualquier ángulo, no podríamos dejar de utilizar estos dispositivos solo porque sean una vía de entrada viral (ya que deberíamos dejar de utilizarlos a todos), cualquiera de las soluciones que planteemos no será cien por ciento efectiva pero contribuirá enormemente en la protección y estando bien informados evitaremos crear pánico en una situación de infección.

Una forma bastante buena de comprobar la infección en un archivo ejecutable es mediante la verificación de integridad. Con esta técnica estaremos seguros que cualquier intento de modificación del código de un archivo será evitado o, en última instancia, sabremos que fue modificado y podremos tomar alguna medida al respecto (como eliminar el archivo y restaurarlo desde la copia de respaldo). Es importante la frecuencia con la que se revise la integridad de los archivos. Para un sistema grande con acceso a redes externas sería conveniente una verificación semanal o tal vez menor por parte de cada uno de los usuarios en sus computadoras. Un ruteador no tiene manera de determinar si un virus está ingresando a la red de la empresa porque los paquetes individuales no son suficiente cómo para detectar a un virus. En el caso de un archivo que se baja de Internet, éste debería almacenarse en algún directorio de un servidor y verificarse con la técnica de scanning, recién entonces habría que determinar si es un archivo apto para enviar a una estación de trabajo.

La mayoría de los firewall que se venden en el mercado incorporan sistemas antivirus. También incluyen sistemas de monitorización de integridad que le permiten visualizar los cambios de los archivos y sistema todo en tiempo real. La información en tiempo real le puede ayudar a detener un virus que está intentando infectar el sistema.

En cuanto a los virus multipartitos estaremos cubiertos si tomamos especial cuidado del uso de los disquetes. Estos no deben dejarse jamás en la disquetera cuando no se los está usando y menos aún durante el arranque de la máquina. Una medida acertada es modificar la secuencia de booteo modificando el BIOS desde el programa Setup para que se intente arrancar primero desde la unidad de disco rígido y en su defecto desde la disquetera. Los discos de arranque del sistema deben crearse en máquinas en las que sabemos que están libres de virus y deben estar protegidos por la muesca de sólo lectura.

El sistema antivirus debe ser adecuado para el sistema. Debe poder escanear unidades de red si es que contamos con una, proveer análisis heurístico y debe tener la capacidad de chequear la integridad de sus propios archivos como método de defensa contra los retro-virus. Es muy importante cómo el antivirus guarda el archivo de definiciones de virus. Debe estar protegido contra sobreescrituras, encriptado para que no se conozca su contenido y oculto en el directorio (o en su defecto estar fragmentado y cambiar periódicamente su nombre). Esto es para que los virus no reconozcan con certeza cuál es el archivo de definiciones y dejen imposibilitado al programa antivirus de identificar con quien está tratando.

Regularmente deberemos iniciar la máquina con nuestro disquete limpio de arranque del sistema operativo y escanear las unidades de disco rígido con unos disquetes que contengan el programa antivirus. Si este programa es demasiado extenso podemos correrlo desde la lectora de CD-ROM, siempre y cuando la hayamos configurado previamente. Este último método puede complicar a más de una de las antiguas computadoras. Las nuevas máquinas de factor ATX incluso nos permiten bootear desde una lectora de CD-ROM, que no tendrán problemas en reconocer ya que la mayoría trae sus drivers en firmware. Si no se cuenta con alguna de estas nuevas tecnologías simplemente podemos utilizar un disco de inicio de Windows 98 (sistema bastante popular hoy en día) que nos da la posibilidad de habilitar la utilización de la lectora para luego poder utilizarla con una letra de unidad convencional.

El módulo residente en memoria del antivirus es fundamental para la protección de virus que están intentando entrar en nuestro sistema. Debe ser apto para nuestro tipo de sistema operativo y también debe estar correctamente configurado. Los antivirus actuales poseen muchas opciones configurables en las que deberá fijarse el residente. Cabe recordar que mientras más de estas seleccionemos la performance del sistema se verá mayormente afectada. Adoptar una política de seguridad no implica velocidad en los trabajos que realicemos.

El usuario hogareño debe acostumbrarse a realizar copias de respaldo de su sistema. Existen aplicaciones que nos permitirán con mucha facilidad realizar copias de seguridad de nuestros datos (también podemos optar por hacer sencillos archivos zipeados de nuestros datos y copiarlos en un disquete). Otras, como las utilidades para Windows 9x de Norton permiten crear disquetes de emergencia para arranque de MS-DOS y restauración de todos los archivos del sistema (totalmente seleccionables). Si contamos con una unidad de discos Zip podemos extender las posibilidades y lograr que todo el sistema Windows se restaure después de algún problema.

Estos discos Zip son igualmente útiles para las empresas, aunque quizás estas prefieran optar por una regrabadora de CD-R’s, que ofrece mayor capacidad de almacenamiento, velocidad de grabación, confiabilidad y los discos podrán ser leídos en cualquier lectora de CD-ROM actual.

Una persona responsable de la seguridad informática de la empresa debería documentar un plan de contingencia en el que se explique en pasos perfectamente entendibles para el usuario cómo debería actuar ante un problema de estos. Las normas que allí figuren pueden apuntar a mantener la operatividad del sistema y, en caso de que el problema pase a mayores, debería privilegiarse la recuperación de la información por un experto en el tema.

No se deberían instalar programas que no sean originales o que no cuenten con su correspondiente licencia de uso.

En el sistema de red de la empresa podría resultar adecuado quitar las disqueteras de las computadoras de los usuarios. Así se estaría removiendo una importante fuente de ingreso de virus. Los archivos con los que trabajen los empleados podrían entrar, por ejemplo, vía correo electrónico, indicándole a nuestro proveedor de correo electrónico que verifique todos los archivos en busca de virus mientras aún se encuentran en su servidor y los elimine si fuera necesario.

Los programas freeware, shareware, trial, o de cualquier otro tipo de distribución que sean bajados de Internet deberán ser escaneados antes de su ejecución. La descarga deberá ser sólo de sitios en los que se confía. La autorización de instalación de programas deberá determinarse por el administrador siempre y cuando este quiera mantener un sistema libre de "entes extraños" sobre los que no tiene control. Es una medida adecuada para sistemas grandes en donde los administradores ni siquiera conocen la cara de los usuarios.

Cualquier programa de fuente desconocida que el usuario quiera instalar debe ser correctamente revisado. Si un grupo de usuarios trabaja con una utilidad que no está instalada en la oficina, el administrador deberá determinar si instala esa aplicación en el servidor y les da acceso a ese grupo de usuarios, siempre y cuando el programa no signifique un riesgo para la seguridad del sistema. Nunca debería priorizarse lo que el usuario quiere frente a lo que el sistema necesita para mantenerse seguro.

Ningún usuario no autorizado debería acercarse a las estaciones de trabajo. Esto puede significar que el intruso porte un disquete infectado que deje en cualquiera de las disqueteras de un usuario descuidado. Todas las computadoras deben tener el par ID de usuario y contraseña.

Nunca dejar disquetes en la disquetera durante el encendido de la computadora. Tampoco utilizar disquetes de fuentes no confiables o los que no haya creado uno mismo. Cada disquete que se vaya a utilizar debe pasar primero por un detector de virus.

Si el disquete no lo usaremos para grabar información, sino más que para leer, deberíamos protegerlo contra escritura activando la muesca de protección. La protección de escritura estará activada cuando al intentar ver el disco a tras luz veamos dos pequeños orificios cuadrados en la parte inferior.

TÁCTICAS ANTIVÍRICAS

Preparación y prevención

Los usuarios pueden prepararse frente a una infección viral creando regularmente copias de seguridad del software original legítimo y de los ficheros de datos, para poder recuperar el sistema informático en caso necesario. Puede copiarse en un disco flexible el software del sistema operativo y proteger el disco contra escritura, para que ningún virus pueda sobrescribir el disco. Las infecciones virales se pueden prevenir obteniendo los programas de fuentes legítimas, empleando una computadora en cuarentena para probar los nuevos programas y protegiendo contra escritura los discos flexibles siempre que sea posible.

Detección de virus

Para detectar la presencia de un virus se pueden emplear varios tipos de programas antivíricos. Los programas de rastreo pueden reconocer las características del código informático de un virus y buscar estas características en los ficheros del ordenador. Como los nuevos virus tienen que ser analizados cuando aparecen, los programas de rastreo deben ser actualizados periódicamente para resultar eficaces. Algunos programas de rastreo buscan características habituales de los programas virales; suelen ser menos fiables.

Los únicos programas que detectan todos los virus son los de comprobación de suma, que emplean cálculos matemáticos para comparar el estado de los programas ejecutables antes y después de ejecutarse. Si la suma de comprobación no cambia, el sistema no está infectado. Los programas de comprobación de suma, sin embargo, sólo pueden detectar una infección después de que se produzca.

Los programas de vigilancia detectan actividades potencialmente nocivas, como la sobre escritura de ficheros informáticos o el formateo del disco duro de la computadora. Los programas caparazones de integridad establecen capas por las que debe pasar cualquier orden de ejecución de un programa. Dentro del caparazón de integridad se efectúa automáticamente una comprobación de suma, y si se detectan programas infectados no se permite que se ejecuten.

Contención y recuperación

Una vez detectada una infección viral, ésta puede contenerse aislando inmediatamente los ordenadores de la red, deteniendo el intercambio de ficheros y empleando sólo discos protegidos contra escritura. Para que un sistema informático se recupere de una infección viral, primero hay que eliminar el virus. Algunos programas antivirus intentan eliminar los virus detectados, pero a veces los resultados no son satisfactorios. Se obtienen resultados más fiables desconectando la computadora infectada, arrancándola de nuevo desde un disco flexible protegido contra escritura, borrando los ficheros infectados y sustituyéndolos por copias de seguridad de ficheros legítimos y borrando los virus que pueda haber en el sector de arranque inicial.

MEDIDAS ANTIVIRUS

Nadie que usa computadoras es inmune a los virus de computación. Un programa antivirus por muy bueno que sea se vuelve obsoleto muy rápidamente ante los nuevos virus que aparecen día a día.

Algunas medidas antivirus son:

  • Desactivar arranque desde disquete en el CETUR para que no se ejecuten virus de boot.
  • Desactivar compartir archivos e impresoras.
  • Analizar con el antivirus todo archivo recibido por e-mail antes de abrirlo.
  • Actualizar el antivirus.
  • Activar la protección contra macro virus del Word y el Excel.
  • Ser cuidadoso al bajar archivos de Internet (Analice si vale el riesgo y si el sitio es seguro)
  • No envíe su información personal ni financiera a menos que sepa quien se la solicita y que sea necesaria para la transacción.
  • No comparta discos con otros usuarios.
  • No entregue a nadie sus claves, incluso si lo llaman del servicio de Internet u otros.
  • Enseñe a sus niños las prácticas de seguridad, sobre todo la entrega de información.
  • Cuando realice una transacción asegúrese de utilizar una conexión bajo SSL
  • Proteja contra escritura el archivo Normal.dot
  • Distribuya archivos RTF en vez de documentos.
  • Realice backups

¿CÓMO PUEDO ELABORAR UN PROTOCOLO DE SEGURIDAD ANTIVIRUS?

La forma más segura, eficiente y efectiva de evitar virus, consiste en elaborar un protocolo de seguridad para sus computadoras. Un protocolo de seguridad consiste en una serie de pasos que el usuario debe seguir con el fin de crear un hábito al operar normalmente con programas y archivos en sus computadoras. Un buen protocolo es aquel que le inculca buenos hábitos de conducta y le permite operar con seguridad su computadora aún cuando momentáneamente esté desactivado o desactualizado su antivirus.

Un protocolo de seguridad antivirus debe cumplir ciertos requisitos para que pueda ser cumplido por el operador en primer término, y efectivo en segundo lugar. Demás está decir que el protocolo puede ser muy efectivo pero sí es complicado, no será puesto en funcionamiento nunca por el operador. Este es un protocolo sencillo, que ayuda a mantener nuestra computadora libre de virus. No se incluyen medidas de protección en caso de un sistema de red, ya que se deberían cumplir otros requisitos que no son contemplados aquí:

  • Instalar el antivirus y asegurar cada 15 días su actualización.
  • Chequear los CD’s ingresados en nuestra computadora sólo una vez, al comprarlos o adquirirlos y diferenciarlos de los no analizados con un marcador para certificar el chequeo. Esto sólo es válido en el caso de que nuestros CD’s no sean procesados en otras computadora (préstamos a los amigos) y sean regrabables. En caso de que sean regrabables y los prestemos, deberemos revisarlos cada vez que regresen a nosotros.
  • Formatear todo disquete virgen que compremos, sin importar si son formateados de fábrica, ya que pueden "colarse" virus aún desde el proceso del fabricante. El formateo debe ser del tipo Formateo del DOS, no formateo rápido.
  • Chequear todo disquete que provenga del exterior, es decir que no haya estado bajo nuestro control, o que haya sido ingresado en la disquetera de otra computadora. Si ingresamos nuestros disquetes en otras computadoras, asegurarnos de que estén protegidos contra escritura.
  • Si nos entregan un disquete y nos dicen que está revisado, no confiar nunca en los procedimientos de otras personas que no seamos nosotros mismos. Nunca sabemos si esa persona sabe operar correctamente su antivirus. Puede haber chequeado sólo un tipo de virus y dejar otros sin controlar durante su escaneo, o puede tener un módulo residente que es menos efectivo que nuestro antivirus, o puede tener un antivirus viejo.
  • Para bajar páginas de Internet, archivos, ejecutables, etc., definir siempre en nuestra computadora una carpeta o directorio para recibir el material. De este modo sabemos que todo lo que bajemos de Internet siempre estará en una sola carpeta.
  • Nunca ejecutar o abrir antes del escaneo ningún fichero o programa que esté en esa carpeta.
  • Nunca abrir un atachado a un e-mail sin antes chequearlo con nuestro antivirus. Si el atachado es de un desconocido que no nos avisó previamente del envío del material, directamente borrarlo sin abrir.
  • Al actualizar el antivirus, chequear nuestra computadora completamente. En caso de detectar un virus, proceder a chequear todos nuestros soportes (disquetes, CD’s, ZIP’s, etc.)
  • Si por nuestras actividades generamos grandes bibliotecas de disquetes conteniendo información, al guardar los disquetes en la biblioteca, chequearlos por última vez, protegerlos contra escritura y fecharlos para saber cuándo fue el último escaneo.
  • Haga el backup periódico de sus archivos. Una vez cada 15 días es lo mínimo recomendable para un usuario doméstico. Si usa con fines profesionales su computadora, debe hacer backup parcial de archivos cada 48 horas como mínimo.
  • Llamamos backup parcial de archivos a la copia en disquete de los documentos que graba, un documento de Word, por ejemplo. Al terminarlo, grábelo en su carpeta de archivos y cópielo a un disquete. Esa es una manera natural de hacer backup constantes. Si no hace eso, tendrá que hacer backups totales del disco rígido cada semana o cada 15 días, y eso sí realmente es un fastidio.

Este es el punto más conflictivo y que se debe mencionar a consecuencia de la proliferación de virus de e-mails. A pesar de las dificultades que puede significar aprender a usar nuevos programas, lo aconsejable es evitar el uso de programas de correo electrónico que operen con lenguajes de macros o programados con Visual Basic For Applications. Del mismo modo, considere el uso de navegadores alternativos, aunque esta apreciación no es tan contundente como con los programas de correo electrónico.

Si bien puede parecer algo complicado al principio, un protocolo de este tipo se hace natural cuando el usuario se acostumbra. El primer problema grave de los virus es el desconocimiento de su acción y alcances. Si el protocolo le parece complicado e impracticable, comprenda que al igual que una herramienta, la computadora puede manejarse sin el manual de instrucciones y sin protocolos, pero la mejor manera de aprovechar una herramienta es leer el manual (protocolo) y aprovechar todas las características que ella le ofrece. Si usted no sigue un protocolo de seguridad siempre estará a merced de los virus.

CONCLUSIONES

Un virus es un programa pensado para poder reproducirse y replicarse por sí mismo, introduciéndose en otros programas ejecutables o en zonas reservadas del disco o la memoria. Sus efectos pueden no ser nocivos, pero en muchos casos hacen un daño importante en el ordenador donde actúan. Pueden permanecer inactivos sin causar daños tales como el formateo de los discos, la destrucción de ficheros, etc. Como vimos a lo largo del trabajo los virus informáticos no son un simple riesgo de seguridad. Existen miles de programadores en el mundo que se dedican a esta actividad con motivaciones propias y diversas e infunden millones de dólares al año en gastos de seguridad para las empresas. El verdadero peligro de los virus es su forma de ataque indiscriminado contra cualquier sistema informático, cosa que resulta realmente crítica en entornos dónde máquinas y humanos interactúan directamente.

Es muy difícil prever la propagación de los virus y que máquina intentarán infectar, de ahí la importancia de saber cómo funcionan típicamente y tener en cuenta los métodos de protección adecuados para evitarlos.

A medida que las tecnologías evolucionan van apareciendo nuevos estándares y acuerdos entre compañías que pretenden compatibilizar los distintos productos en el mercado. Como ejemplo podemos nombrar la incorporación de Visual Basic para Aplicaciones en el paquete Office y en muchos otros nuevos programas de empresas como AutoCAD, Corel, Adobe. Con el tiempo esto permitirá que con algunas modificaciones de código un virus pueda servir para cualquiera de los demás programas, incrementando aún más los potenciales focos de infección.

La mejor forma de controlar una infección es mediante la educación previa de los usuarios del sistema. Es importante saber qué hacer en el momento justo para frenar un avance que podría extenderse a mayores. Como toda otra instancia de educación será necesario mantenerse actualizado e informado de los últimos avances en el tema, leyendo noticias, suscribiéndose a foros de discusión, leyendo páginas Web especializadas, etc.

BIBLIOGRAFÍA

Biblioteca de Consulta Microsoft Encarta 2004

http://www.ciudad.com.ar/ar/portales/tecnologia/nota/0,1357,5644,00.asp

http://www.monografias.com/trabajos11/ breverres/breverres.shtml - 69k -

http://www.monografias.com/trabajos12/virus/virus.shtml

http://www.monografias.com/trabajos7/virin/virin.shtml

http://www.monografias.com/trabajos12/virudos/virudos.shtml

http://www.monografias.com/trabajos13/virin/virin.shtml

http://www.monografias.com/trabajos10/viri/viri.shtml

http://www.monografias.com/trabajos5/virusinf/virusinf2.shtml

http://www.symantec.com

http://www.monografias.com/trabajos11/tecom/tecom.shtml#anti

http://www.monografias.com/trabajos13/imcom/imcom.shtml#an

http://www.vsantivirus.com/am-conozcaav.htm

Alfredo Mendoza

Para sugerencias o comentarios envíeme un e-mail a

Elaborado en Noviembre del 2004

Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Software

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.