Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

El verdadero motivo de la guerra de Irak

Enviado por chechualcolumbre



  1. El verdadero motivo de la guerra de Irak

  2. Conclusión

    El 20 de marzo de 2003, tropas mayoritariamente estadounidenses y británicas bombardearon Bagdad, capital de Iraq, dando comienzo a una guerra. En ésta, se enfrentaron las tropas antes mencionadas contra las débiles iraquíes, siendo vencedores los aliados desde el comienzo debido a su espectacular fuerza militar. El 9 de julio fue tomada Bagdad y seis días después se da por finalizado el conflicto.

    El presidente de los Estados Unidos, George W. Bush, junto con Inglaterra y España como principales aliados, inició una guerra cuyos motivos nunca estuvieron lo suficientemente claros. Será por esto o por no tener los argumentos del Presidente una causa lo suficientemente grave como para que mueran miles de personas, tanto civiles como soldados. La opinión pública siempre estuvo en contra de la invasión al país.

    ¿Fue el verdadero motivo de la guerra la posesión de armas de destrucción masiva por parte del gobierno liderado por Saddam Hussein o la violación de derechos humanos por parte del mismo?

    Esta investigación tiene el propósito de averiguar si esos motivos oficiales son los verdaderos o si detrás de ellos había otras intenciones, como por ejemplo, apoderarse de las riquezas petrolíferas del país.

  3. Introducción
  4. El verdadero motivo de la guerra de Iraq

Uno de los principales argumentos comunicados por el gobierno estadounidense para iniciar la guerra de Iraq fue la posesión de armas de destrucción masiva por parte del gobierno sadamita y la posibilidad de que estas sean vendidas a terroristas.

Ante estas acusaciones las Naciones Unidas enviaron inspectores para comprobar si aquellas armas existían. El gobierno Iraquí no se opuso a estas inspecciones, al contrario, les facilito su tarea haciendo llegar desde Sudáfrica a un grupo que había supervisado la destrucción de armas años atrás.

El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas en sus informes del año 1998 comunicaron la inexistencia de ellas y realizaron lo mismo con las inspecciones comenzadas en diciembre de 2002, las cuales concluyeron el 17 de marzo de 2003.

Más allá de los testimonios de los inspectores, el 20 de marzo del mismo año se inició la guerra.

Con soldados estadounidenses ya instalados en la región y con absoluto poder sobre ella, pudieron iniciar por si mismos la búsqueda de las armas, muy necesitadas por George W. Bush para justificar la guerra. El rastrillaje había comenzado, pero los soldados no encontraron huellas de las mismas.

El 9 de julio de 2004, casi a un año de finalizada la guerra, el senador Rockefeller, en representación del Senado de los Estados Unidos, comunicó a todo el mundo que la CIA había entregado a la Casa Blanca información "exagerada o falsa" sobre la presencia de armas de destrucción masiva en Iraq.

Los comunicados de los inspectores de las Naciones Unidas, la investigación realizada en el territorio Iraquí por parte de los soldados estadounidenses y el informe del Senado refutan al gobierno de los Estados Unidos sobre la presencia de armas.

Este motivo fue acompañado por otros como los posibles lazos de Saddam Hussein con Al Qaeda en la ejecución de los atentados a las Torres Gemelas, realizado el 11 de septiembre de 2001. La comisión bipartidaria que investiga los mismos informó que no había "evidencia creíble" sobre aquellos lazos, refutando nuevamente al presidente de los Estados Unidos.

El tercer justificativo para llevar a cabo dicha guerra fue la dictadura que estaba ejerciendo Saddam Hussein. Por lo tanto, las tropas ingresarían al territorio iraquí para destituir a su Presidente e instaurar un gobierno democrático.

La carta de las Naciones Unidas, en su artículo n° 2, dice: "Los Miembros de la Organización, en sus relaciones internacionales, se abstendrán de recurrir a la amenaza o al uso de la fuerza contra la integridad territorial o independencia política de cualquier estado […]."

Este motivo esta totalmente en contra de las Naciones Unidas, ya que en esta carta proclaman que cualquier controversia debe solucionarse, antes que nada, pacíficamente. Consecuentemente, según la misma, ningún estado puede iniciar una guerra para imponer otra forma de gobierno, más allá de que en el país invadido se este torturando gente y, por lo tanto, violando derechos humanos.

Además, si utilizamos la lógica, se provocaron muchos más muertos y heridos con la guerra, en total 10.000 civiles, que los que se podrían ocasionar con 10 años más de dictadura.

Ya finalizada hace un año la guerra e instalado el gobierno democrático, los representantes del Partido Comunista de los Trabajadores de Iraq opinan lo siguiente:

Las masas iraquíes no han visto realizarse las promesas de libertad y democracia hechas por EE.UU. Por el contrario, lo que han visto es un escenario sombrío, la transferencia de la administración de la sociedad a grupos religiosos, etnocéntricos y tribales que, social y políticamente, parecen salidos de las cavernas de la edad de piedra. En Iraq, nada ha ganado el pueblo. No ha visto un nuevo Iraq reconstruido, sólo ha visto hambre, paro, indigencia. No ha ganado la prometida libertad, sino que ha obtenido inseguridad, caos y el desinterés absoluto que hacia la vida, el derecho y la libertad tienen las tropas de bandidos ligados al Islam político.

Solo leyendo el artículo n°2 de la Carta de las Naciones Unidas refutamos este motivo de liberar al pueblo de una dictadura, usando como justificación la instauración de la democracia y la libertad que, como se ha dicho anteriormente, nada tiene de cierto.

Ahora solo queda por analizar el motivo más escuchado nombrar por la opinión pública: la posesión y completa dominación de las reservas petroleras iraquíes por parte de George Bush Jr.

Se sabe que Iraq posee, después de Arabia Saudita, las mayores reservas petrolíferas, esto debido a que está ubicado en un territorio donde se encuentran dos tercios de las reservas mundiales de oro negro.

Además, por encontrarse a poca profundidad, los costos de producción del petróleo en este territorio son muy bajos: se estima que a una petrolera solo le cuesta un dólar obtener un barril del preciado oro negro.

Las principales petroleras estadounidenses y británicas no ocultan su interés en el territorio y en los beneficios económicos que este les puede proporcionar. También declararon que para ellas la única manera de acceder al petróleo iraquí era mediante una intervención militar, es decir, mediante una guerra.

Asimismo, si leemos una biografía del Presidente de los Estados Unidos, como la que aparece en la página de Internet de la Casa Blanca, vamos a descubrir que trabajó durante once años en la industria energética, iniciando de esta manera sus conocimientos con relación al petróleo y las riquezas que este puede proveer.

Sin embargo, no hay información para comprobar si este fue el incentivo de George Bush Jr. y sus aliados para iniciar la guerra.

Conclusión

Después de realizada la investigación he llegado a la conclusión de que el verdadero motivo sigue oculto.

En lo que se refiere a la posesión de armas de destrucción masiva este motivo fue inventado para justificar la "guerra preventiva", como prevención de que esas armas puedan ser vendidas a terroristas.

Pero como se muestra más arriba esas armas nunca existieron. Inmediatamente después de los comentarios del Senador estadounidense sobre la manipulación de información por parte de la CIA sobre la presencia de las armas, el Presidente Bush cambió su discurso: reemplazó la palabra "posesión" por "capacidad para producir". De esta manera, al cambiar tan fácilmente de argumento, deja al descubierto la falta de sustento que había detrás de la primera.

El articulo n° 51 de la carta de las Naciones Unidas dice que los miembros de esta Organización tendrán derecho a la legitima defensa en caso de ataque armado.

Por eso, en mi opinión, el motivo de los lazos entre Saddam Hussein y Al Qaeda en los atentados a las Torres Gemelas fue utilizado para actuar legítimamente según este artículo, es decir, en defensa al atentado que primero realizó Saddam Hussein sobre EE.UU.

El otro motivo, la dictadura a la que estaba sometida el pueblo iraquí, también es una excusa. Cada país tiene libertad política, según la carta de las Naciones Unidas.

En todo el mundo hay diferentes formas de gobierno; que en los Estados Unidos funcione mejor que nada la forma democrática no quiere decir que en todos los países del mundo tenga que ser igual. Además, si el gobierno ejercido por Hussein estuviere violando los derechos humanos matando y torturando gente, no creo que la mejor forma de parar esa violación fuere con una guerra que, en este caso, trajo muchos más muertos que los que podría haber dejado el régimen sadamita si continuaba.

Estos motivos comunicados por el gobierno estadounidense son utilizados para ocultar el verdadero, que creo yo, es el petróleo iraquí. Obviamente, nunca nos vamos a enterar mediante el gobierno estadounidense si fue así.

Economistas, periodistas, abogados, hasta el propio pueblo iraquí reconoce que su único capital es el petróleo. Si analizamos una biografía de George W. Bush nos vamos a enterar que es de Texas, uno de los estados norteamericanos con más oro negro, donde su padre comenzó el negocio petrolífero y donde él también, aunque no con mucho éxito, comenzó a iniciarse en el tema.

Todo esto, más la opinión de las petrolíferas, me lleva a pensar que el verdadero motivo fue puramente económico, que las petrolíferas privadas encontraron en el gobierno del país más poderoso del mundo a alguien interesado en el tema, que llevó a cabo una guerra no para beneficio del pueblo, sino para el propio.

María Cecilia Alcolumbre

Estudios secundarios completos.

Diciembre, 2004.


Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Politica

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda