Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

AGAM. Aprender geografía y algo más

Enviado por gomezcobelojr



  1. Geografía más estructuración de la ciencia
  2. Geografía más investigación
  3. Geografía más toponimia
  4. Geografía más geopoética
  5. Geografía más cosmovisión martiana
  6. Conclusiones
  7. Bibliografía

Prólogo

Es necesario en estos tiempos hacer una geografía que nos enseñe a conocernos a nosotros mismos, que enseñe el orden y la relación de los componentes naturales entre sí y de estos con el hombre, para que entendamos cuál es nuestra misión en la Tierra y para que nuestros niños aprendan a amar la naturaleza que les vio nacer, la disfruten y la protejan y no se empinen desde la cuna con la mirada hacia el Norte, porque no se puede amar mucho lo que no se conoce bien.

Es oportuno recordar, al conmemorar un siglo de su caída en combate, cómo quería José Martí que se enseñara la geografía: ¨…una clase de geografía que fuese más geografía física que de nombres, enseñando cómo está hecha la tierra, y lo que alrededor la ayuda a ser, y de la otra geografía, las grandes divisiones, y esas bien sin mucha menudencia, ni demasiados detalles yanquees"¨

Creo, sinceramente, que si los niños latinoamericanos pudieran aprender la geografía que Martí quería, habría menos codicia por la vida del Norte, menos migraciones descabelladas, y por qué no, más felicidad en este continente, pues un hombre conocedor de su tierra y enamorado de su entorno es siempre feliz.ª

CAPíTULO I GEOGRAFíA MáS ESTRUCTURACIóN DE LA CIENCIA

"...¿pero por qué no me enseñan mejor la historia que debe ser tan bella, con los hombres peleando por esta luz que siento en mí, y la historia natural, las costumbres de los animales, las costumbres de las plantas, las semejanzas que yo noto entre mi propio cuerpo y las plantas y los animales?"

1.1 - Acerca del problema.

Generalmente, para presentar el objeto de estudio de la Geografía escolar, se utiliza la figura I, que aunque está bien elaborada, se olvida pronto y lógicamente, se necesita para ser aplicada en las clases venideras por alumnos y maestros. Este esquema tiene capital importancia, pues cuando se olvida, se deja de hacer Geografía en las clases, y se sustituye por cierta información cultural sobre aspectos temáticos que poco tienen que ver con el objeto de estudio de la Geografía: la envoltura geográfica, que, dicho sea de paso, es un complejo sistema de relación, que se define como "un sistema material íntegro que se autodesarrolla y se halla en un móvil equilibrio relativo... incluye la litosfera, la hidrosfera, la atmósfera y la biosfera que penetran una dentro de la otra y están estrechamente relacionadas. Como resultado de la evolución o por influencia del hombre, en ella surgen relaciones críticas, mediante las cuales un pequeño cambio producido en un proceso provoca el impetuoso desarrollo de otros procesos, lo que produce un brusco cambio cualitativo del paisaje"

1.2 ¿Cómo memorizar el objeto de estudio de la Geografía?

La solución está en nuestro propio cuerpo. La antigua aspiración organicista de los filósofos y geógrafos de establecer las relaciones de los componentes naturales o sociales con el organismo vivo tiene, como se observa, gran aceptación por José Martí. Hoy día la literatura científica habla de su importancia y en la práctica puede comprobarse su utilidad. Se ha creado un modelo a partir de la figura humana, sobre el cual puede estructurarse la enseñanza de la Geografía. Figura II.

Buscar y encontrar relaciones analógicas entre los aspectos de la realidad física y social es una idea muy antigua, fue sustancialmente tratada por Aristóteles y en los siglos XVIII y XIX alcanzó su apogeo en el pensamiento occidental. Hoy, siguiendo un enfoque holístico y respondiendo al propio anhelo martiano de encontrar semejanzas entre la naturaleza y su propio cuerpo, se presenta el objeto de estudio de la Geografía en relación analógica con el organismo humano teniendo en cuenta su estructura y sus funciones, figura II. Llévese al cuerpo la estructura de las ciencias geográficas y su objeto de estudio, de modo que:

  • En la cabeza, se relacionan todos los subsistemas del cuerpo humano, está la envoltura geográfica, por analogía, se relacionan todos los componentes naturales y sociales. EG
  • Con el ojo derecho ve la geografía física. GF
  • Con los dedos de la mano derecha señala cada componente natural.
  • Con su pie derecho pisa los complejos naturales. CTN
  • Con el ojo izquierdo ve la geografía económica. GE
  • Con los dedos de la mano izquierda señala los componentes de la sociedad.
  • Con su pie izquierdo pisa los complejos de producción. CTP

Con este modelo se pone en duda la celebre crítica de Camille Vallaux a los individuos geográficos. Aquí la respuesta vital de los organismos vivos, que según este autor, falta a los individuos geográficos, al considerar los paisajes como tales, es perceptible no sólo a través de la palabra sino en la propia dinámica del esquema. Claro está, la dinámica vital de un paisaje difiere de la de un organismo vivo propiamente dicho por el espacio que ocupa y el tiempo en que evoluciona.

En tales variaciones radica precisamente su valor didáctico, permite alcanzar lo inalcanzable a los sentidos. Esta relación analógica hace comprensible y viable el objeto de estudio de la Geografía. Hace que nuestro yo se extienda al entorno. Si en la Geografía de Vidal de la Blache se veía la Tierra como un gran animal, en el modelo propuesto aquí se ve como una gran persona, lo cual aumenta la sensibilidad hacia el planeta, al hacer más humana la Geografía desde su objeto de estudio.

Esto trasciende el valor didáctico y en el aspecto científico está enfilado a resolver uno de los grandes problemas que afecta la geografía hoy día, el abismo cada vez más profundo entre los geógrafos físicos y económicos. En el modelo propuesto es evidente la relación orgánica entre ambas ramas de la ciencia y, por supuesto, revela la necesidad de hacer una Geografía que sea auténtica y responda siempre a su único objeto de estudio.

Desde el punto de vista didáctico este modelo se convierte en un original mapa conceptual que los estudiantes le dan vida a partir de sus vivencias y sus propias limitaciones mentales, de modo que dicho modelo puede adquirir diferentes formas y utilizarse en el establecimiento de infinitas relaciones dentro del contenido geográfico. En esta estructura se pueden insertar cuantos conceptos geográficos se desee, a la vez que permite establecer relaciones lógicas entre los mismos y acercarse así al aprendizaje significativo.

Se debe tener en cuenta que el problema principal de la Geografía es el de las relaciones; identificar y explicar las relaciones entre los componentes naturales entre sí y de estos con el hombre. Así que, si se hizo una buena clase inicial, hay condiciones para que fluya adecuadamente el resto del curso. Al estudiar cada temática los alumnos, bajo la dirección del docente, encontrarán en la estructura del organismo humano dónde insertarla y después de ubicada establecerán las relaciones con las temáticas ya estudiadas y se plantearán incógnitas sobre nuevas relaciones, de modo que así el sistema de conocimientos geográficos se va integrando en un sistema único representado en un esquema que nunca se podrá olvidar.

El carácter de sistema del proceso docente- educativo, el sistema que constituyen las ciencias geográficas y el carácter de sistema que tienen los programas escolares, justifican que el modelo seleccionado sea un organismo humano que nadie duda de su perfección como sistema y que por sí mismo hace pensar en elementos, subsistemas, estructuras, relaciones, propiedad emergente o resultado y, por supuesto, nuevas cualidades.

Así la Geografía se acerca consciente e inconscientemente al enfoque de sistema que debe tener. Se cumplen aquí las aspiraciones del Maestro de establecer relaciones analógicas entre su cuerpo y los componentes del paisaje.

Conforme a esta propuesta y a la demanda real de la enseñanza de la Geografía, las relaciones pasan a un primer plano en cada temática de la enseñanza de esta asignatura Piénsese que el organismo humano sostiene en sí mismo el plan para estudiar los paisajes, que cuelga en casi todas las aulas donde se enseña Geografía y su ordenamiento lineal lo hace abstracto y poco comprensible para los alumnos que, aunque lo repiten mecánicamente, no saben lo más importante; por qué tiene ese orden y mucho menos comprenden el resultado cuando lo aplican.

Durante el estudio de los paisajes, este organismo se convierte en un verdadero órgano cibernético que va guiando las acciones de maestros y alumnos, paso a paso, según la estructura del organismo, se va colocando el contenido de la asignatura.

1.3- Aplicaciones didácticas ¿Para qué y cómo usarlo?

Puede usarse para:

  1. Definir el objeto de estudio de la Geografía y explicar la estructura de la ciencia mediante la "creación" de un modelo propio llevando la estructura de la ciencia a la figura humana.
  2. Ubicar las temáticas en el sistema correspondiente, buscando las relaciones precedentes.
  3. Para integrar en un sistema único los conocimientos geográficos, buscando sus relaciones con lo conocido y planteando nuevas incógnitas.
  4. Estudiar los paisajes siguiendo el orden de sus dedos, la mano derecha y la mano izquierda.
  5. Aplicar el principio "estudio de la localidad" armando el mapa conceptual con contenido local, al final de curso cada cosa abstracta se sustituye por concreta. Ejemplo: "rocas", en el dedo índice, por "calizas miocénicas".
  6. Guiar las acciones, como órgano cibernético en repasos, encuentros de conocimientos y otros.
  7. Ordenar la materia, donde cada alumno posee su propio organismo y puede consultarlo acorde con sus propia necesidades.
  8. Para caracterizar un paisaje o comparar dos, siguiendo la estructura del organismo.
  9. Realizar aprendizaje recreativo realizando juegos didácticos, que pude ser armar el mapa conceptual teniendo en cuenta la figura humana.
  10. Realizar la autoevaluación, armando el organismo con contenidos de cada paisaje.

Esta relación analógica entre el cuerpo humano y el objeto de estudio de la Geografía acerca al estudiante más a la ciencia, si los alumnos se apropian de este concepto en analogía con un ser vivo podrán aplicarlo, desde ese punto de vista en las restantes clases del curso y mejorar el valor de la asignatura para la educación ecológica al comprender mejor el carácter de sistema de la envoltura geográfica y comprender las dimensiones de lo vivo y lo social. Concebir el planeta como un organismo vivo, es más que una propuesta metodológica, una necesidad histórica.

CAPíTULO II GEOGRAFIA MáS INVESTIGACIóN

"No se sabe bien sino lo que se descubre"

2.1- Por qué ciencia y docencia.

Una tendencia necesaria de la educación contemporánea es aplicar la lógica del trabajo científico al proceso docente, para potenciar la capacidad de descubrir el mundo en los educandos, pero, ¿cómo hacerlo en forma racional y productiva en la enseñanza de la Geografía?

El acercamiento a una estructura de la clase, que se asemeje en la forma a las fases de la investigación científica, favorece el aprendizaje de los alumnos y éstos son fuertemente motivados por la asignatura y, lo más importante en educación superior, aprenden a construir sus propios diseños de investigación y obtienen magníficos resultados en trabajos de cursos y de diplomas.©

2.2- La relación ciencia- docencia.

¿Cómo proceder para lograr esta relación entre ciencia y docencia?

Es recomendable desatarse de la estructura de la clase tradicional y de los pasos formales que en ella se siguen. Una estructura en la que pueden converger ciencia y docencia es lo que se propone en la figura III.

Es fácil comprender que el esquema contiene los elementos más sobresalientes de la estructura de la metodología de la investigación científica. Estos se han ordenado de modo que permitan el flujo de acciones docentes para garantizar que en todas las clases haya investigación a la vez que docencia. Para explicar cómo funciona dicha estructura se acompañará el análisis teórico de cada paso con un ejemplo en el que se trata de definir el concepto de envoltura geográfica, sus límites e identificar sus leyes. Se trata aquí de ser fiel a la sentencia del Maestro "No se sabe bien sino lo que se descubre"

2.2.1– Planteamiento del problema

Por ser este problema esencial en la Geografía, se parte de un diálogo de repaso con los alumnos sobre las Ciencias Naturales en el que se debe ejemplificar cómo se relacionan los diferentes componentes naturales estudiados, interacción entre procesos, flujo de energía, etc. Aprovechando el estado de sus conocimientos se puede arribar a una conclusión preliminar: la manifestación consecuente de la concatenación universal es evidente o, dicho de otro modo, todos los objetos y fenómenos naturales interactúan entre sí y a su vez con el hombre. Pero, ¿qué nombre recibe el resultado de dicha interacción? ¿cuáles son sus límites? ¿qué leyes ha descubierto el hombre sobre esa interacción? ¿cómo se manifiestan estas interacciones en la localidad? ¿por qué es necesario considerarlas en el desarrollo de la sociedad?

De este modo queda claramente planteado el problema docente, el cual posee dos núcleos orgánicamente articulados: el primero, ligado a lo conocido, en este caso la relación que se establece entre todos los componentes estudiados; y el segundo, en forma de interrogantes que sólo quedarán resueltas al cumplirse los objetivos propuestos.

Un problema bien planteado,

motiva al estudiante,

a la búsqueda constante

del contenido tratado.

2.2.2 – Formulación de hipótesis

Si el paso precedente resulta productivo, entonces generará en los estudiantes la necesidad de hacer conjeturas, suposiciones o simplemente comentarios acerca del problema planteado. Esta información tiene un valor metodológico incuestionable: primero, porque es un diagnóstico preliminar e indica al profesor cuál debe ser el punto de partida; y segundo, porque ya el alumno deja de ser objeto y asume el papel de sujeto en el proceso docente, al participar activamente en la solución de algo que ha despertado su interés: el problema docente. Resulta aconsejable que las hipótesis se registren en los cuadernos, o al menos en el pizarrón, para crear condiciones favorables que propicien el análisis posterior y fortalezcan el efecto de participación. El alumno se siente estimulado cuando sus conocimientos se toman en consideración, aunque, a fin de cuentas, no resulten auténticos. Es importante resaltar que las hipótesis pueden ser positivas o nulativas, siempre que se establezcan relaciones funcionales entre los elementos de la estructura objeto de estudio

Continuando el análisis de la clase relacionada con el estudio de la envoltura geográfica, después del diálogo de repaso integrador, en el que se recordaron los nexos fundamentales entre los objetos y fenómenos naturales entre sí y de éstos con el hombre, el profesor recibe suficiente información acerca del estado de los conocimientos de sus alumnos y éstos se encuentran en condiciones de formular hipótesis o conjeturas acerca del nombre que, en general, puede recibir el resultado de dichas interacciones, límites y leyes que las rigen.

"Hipótesis o conjetura,

como lo quieras llamar,

hace al alumno pensar

en funciones y estructura"

2.2.3- Información actualizada

Resuelta la etapa anterior, los alumnos se encuentran ansiosos por conocer, en algunos casos, sus propios resultados, y en otros, los aciertos y errores de sus compañeros; es decir, ellos necesitan encontrar la verdad, ocasión que el docente debe aprovechar para brindar el contenido previamente seleccionado para la actividad docente.

Esta información puede ser oral, escrita, gráfica o práctica, ya que deben emplearse todos los canales de comunicación posibles para lograr una mayor efectividad. Es necesario aclarar que la fuente de conocimientos depende en gran medida de la naturaleza de la actividad docente. Resulta conveniente que no se hagan conclusiones, sólo informar o propiciar que el alumno adquiera información.

"Si quieres bien informar

no digas cosas triviales,

usa diversos canales

y bien lo vas a lograr".

En el caso de esta clase acerca de la envoltura geográfica, el docente, aprovechando las necesidades de los alumnos, o sea, su adecuada orientación hacia los objetivos, inicia la base informativa. En este caso puede articular dialécticamente la inducción y la deducción planteando que el resultado más general de las interacciones planteadas por ellos entre los objetos y fenómenos naturales y de éstos con el hombre recibe el nombre de envoltura geográfica, momento idóneo para informar la temática de la clase y seguidamente plantear la definición de dicho concepto. En este caso se emplea una pancarta en la que se muestran las relaciones estructurales contenidas en el mismo y resaltan las relaciones entre las partes (esferas geográficas) y el todo (envoltura geográfica) para penetrar en la esencia del concepto: "Sistema material íntegro que se autodesarrolla en un móvil, equilibrio relativo".

El análisis debe ser basado en la relación concreto- espacial- temporal, de manera que se resalten los cambios cuantitativos y cualitativos que han ocurrido en dicho sistema, sus relaciones críticas, y la aparición de nuevas propiedades, como por ejemplo, el desarrollo diferenciado de los paisajes actuales.

Es importante referirse a la relación causa- efecto como una manifestación de la concatenación universal y el desarrollo, para lo que es fundamental citar ejemplos ordenados conforme a las formas de movimiento: físico, químico, biológico y social, que evidencien los cambios cuantitativos y cualitativos ocurridos en el substrato material de la envoltura geográfica y su evolución actual.

Resulta fundamental resaltar el papel del hombre para el mantenimiento del equilibrio armónico en este sistema, aplicando el principio de protección de la naturaleza. Es útil hacer comprender los alumnos cuanto ritmo existe en la envoltura geográfica, sobre lo cual profundizaremos en el capítulo V, en el que se muestra la relación entre el objeto de estudio de la Geografía y "Los zapaticos de rosa". Esa comparación entre ciencia y poesía favorece la fijación del concepto y ayuda a comprender la armonía del Universo.

Parar dar respuesta a la segunda interrogante el profesor puede llevar la información en forma gráfica, pues se trata de plantear los criterios de diferentes científicos sobre los límites actuales de la envoltura geográfica y, en este caso, la gráfica contribuye a la comprensión, pues propicia la comparación y la fundamentación al mostrar la esencia y el dinamismo en cada caso. Aunque pueden presentarse los criterios de diversos autores, son imprescindibles los de A. Riábchikov y A. Kalesnik. El profesor debe manejar respetuosamente los criterios de ambos sin tomar partido en ninguno.

Para solucionar la tercera incógnita, se sugiere una conversación heurística de modo que los alumnos, apoyándose en los fenómenos y ejemplos planteados, identifiquen las principales regularidades que rigen el desarrollo de la envoltura geográfica. Las situaciones para el diálogo pueden ser las siguientes:

Las leyes no son más que regularidades, que rigen el desarrollo de los fenómenos y las relaciones entre éstos; entonces, los alumnos plantearán cuantas regularidades sean capaces de encontrar. A partir de éstas se introducirán y fundamentarán las leyes geográficas. Para estimular el diálogo se pueden usar preguntas como las siguientes:

  • Integridad: ¿Cuál es la primera condición de un sistema? - ¿Por qué si se talan los bosques se erosiona el suelo?.
  • Ritmicidad: ¿Hay ritmos en la envoltura geográfica? ¿En qué mes se tienen las más bajas temperaturas en Cuba? ¿Por qué? ¿Siempre es así?
  • Zonalidad: ¿Cuándo se tendrán pingüinos en Cuba? - ¿Por qué no se autoabastece Cuba de trigo?
  • Azonalidad: ¿Por qué existen diferencias de temperatura entre Topes de Collantes y Trinidad?
  • Circulación de la sustancia y la energía: ¿Existe flujo de energía en los procesos naturales? - ¿Cómo puede el hombre consumir minerales?

Finalmente se compara el lenguaje literario con el científico, las leyes expresadas aquí con las leyes reflejadas en los Versos Sencillos para lo cual pude invitarse a los alumnos a descubrir cómo percibió el Maestro esas leyes y las reflejó en sus Versos Sencillos.

2.2.4. – Valoración de las hipótesis

Aquí la complejidad alcanza niveles elevados, pues se trata de demostrar, en cada caso, lo falso y lo verdadero. Para lograrlo, se debe comparar la información científica actualizada que brindó el profesor con la propuesta previamente de los estudiantes. En ocasiones sucede que algunos alumnos, al descubrir que sus hipótesis resultaron erradas, quieren retirarlas o modificarlas, lo que no resulta aconsejable, porque demostrando por qué algo es falso también se aprende; y esto hay que aprovecharlo, pues no se debe olvidar el valor del ensayo- error en el proceso de aprendizaje. Al recibir entrenamiento sistemático en el uso de este enfoque metodológico, los alumnos lo asimilan perfectamente y entonces están prestos a ser más activos en las etapas iniciales, pues desaparece el temor al ridículo, característico de los seudo- científicos. Las hipótesis deben actualizarse en el orden en que se plantearon. Otra forma racional puede ser en la que se demuestren las falsedades y luego los aciertos, buscando todos los argumentos en ambos casos.

"Si es útil lo verdadero,

lo falso dice que no,

que el camino que encontró,

no es bueno ni duradero".

En el caso de la clase acerca de la envoltura geográfica que se ha estado analizando, debe procederse a la comparación de la información recibida con las hipótesis propuestas previamente, lo que puede hacerse en el orden en que fueron planteadas o siguiendo la lógica del contenido. Lo importante es demostrar en cada caso la necesidad o falsedad de dichas afirmaciones con suficientes argumentos, de modo que quede bien claro por qué sí o por qué no. En este caso se compararon los siguientes elementos aumentando progresivamente el nivel de complejidad:

  • Definición de la envoltura geográfica (Riabchikov-alumnos).
  • Límites de la envoltura geográfica (Riábchikov-Kalesmik-alumnos).
  • Leyes que rigen la envoltura geográfica (Nekliukova-alumnos). (Nivel metateórico).

2.2. 5- Conclusiones y nuevas incógnitas

Resulta una buena base para que los alumnos describan regularidades y planteen nuevas incógnitas, generando así la búsqueda independiente. Evidentemente estas conclusiones resultan más útiles si se derivan de los propios estudiantes, porque si el profesor las impone con "gran sabiduría" pierden en gran medida su valor metodológico, pues lo que se trata es que los estudiantes expresen, de manera oral o escrita, qué han encontrado y qué es lo que falta y, por supuesto, las conclusiones del alumno A pueden ser diferentes a las del B.

Esto propicia un verdadero enfoque diferenciado de la enseñanza y proporciona a cada cual lo que necesita. El profesor debe evitar el planteamiento de conclusiones acabadas que, aparentemente, llevan toda la verdad, pues esto, amén de ser falso dado el carácter infinito del conocimiento, cierra las puertas a la búsqueda individual y al verdadero camino de la ciencia.

"Si quieres las conclusiones

firmes y más duraderas,

no les pongas andaderas,

camisas ni cinturones".

En la clase de la envoltura geográfica es importante permitir a los estudiantes que escriban sus conclusiones acerca de la veracidad de las hipótesis planteadas o su refutación, siempre con la correspondiente argumentación. Aquí, el profesor debe sugerir algunos indicadores, por tratarse del concepto de relación más complejo de nuestra disciplina. Estos indicadores pueden ser:

  • Definición del concepto: envoltura geográfica.
  • Límite de la envoltura geográfica.
  • Leyes de la envoltura geográfica.
  • Valor metodológico de este concepto.

Teniendo en cuenta el enfoque diferenciado de la enseñanza, se podrán admitir diferentes enfoques en las conclusiones, siempre que sean verdaderos y lleven implícitos los indicadores antes señalados.

Como preguntas para garantizar la vitalidad del tema, pudieran plantearse las siguientes:

-¿Cómo será mañana la envoltura geográfica?

-¿Serán definitivos los límites actuales?

-¿Es el hombre parte de la envoltura geográfica?

El resultado de este estilo de trabajo facilita el desarrollo de habilidades, tales: como la observación, descripción, explicación, valoración y modelación. La frecuencia de errores en este sentido disminuye sistemáticamente y esto puede atribuirse a que la estructura del trabajo docente propuesta demanda sistemáticamente la aplicación de dichas habilidades. Como resultado de este entrenamiento continuo, los estudiantes se apropian de conocimientos más sólidos y aprenden a interactuar con los mismos en nuevas situaciones.

Además, esto permite un enfoque productivo de la evaluación y eleva el nivel de complejidad por que permite el uso del libro de texto y otros materiales docentes en el acto del examen. En el nivel superior los estudiantes también demostraron un nivel aceptable en el desarrollo de habilidades profesionales tales como las cognoscitivas, organizativas y comunicativas.

Otros resultados significativos están dados por las capacidades que manifiestan los alumnos para la elaboración de diseños de investigación y su consecuente aplicación, demostradas en los buenos resultados alcanzados en sus trabajos de diplomas o de curso, así como en los grupos científico- estudiantiles.

2.3.- Ejemplos de aplicación.

Esta estructura puede ser usada en la enseñanza primaria, secundaria básica y preuniversitario teniendo en cuenta las exigencias de los programas actuales, que evidentemente responden al desarrollo de los estudiantes. Así tenemos que:

En sexto grado se introduce el concepto pero no se identifican las leyes de modo que hay que limitar las incógnitas a qué relaciones se producen entre las esferas geográficas, pero a diferencia del trabajo en los niveles superiores, es necesario el descubrimiento de esas relaciones mediante la observación directa en el entorno del propio alumno lo que propicia que el estudiante se relacione de modo consciente con su entono, lo entienda y descubra en él lo bueno y lo bello.

Conviene partir de la identificación de los componentes naturales que sean observables en el entorno, luego los alumnos pueden hacer sencillas conjeturas sobre las relaciones que existen entre los componentes identificados. Se puede proceder de igual modo con los componentes socioeconómicos y finalmente buscar los posibles nexos entre lo natural y lo social. Las etapas sucesivas se pueden hacer conforme el algoritmo planteado, adecuando el vocabulario al desarrollo de los escolares.

Al concluir la interpretación de su entorno como parte de la envoltura geográfica se debe invitar a los estudiantes a buscar puntos de contacto entre la huella de lo que fue el entorno martiano reflejado en sus Versos Sencillos y los hallazgos y relaciones encontradas por ellos en el entorno donde viven. Los alumnos disfrutan sobre manera estas analogías entre su entorno y el entorno martiano, les da una idea clara de cuánto disfrutaba Martí las maravillas de este hermoso país.

En séptimo grado no se habla, explícitamente, de la envoltura geográfica; pero está implícita en las relaciones de los conceptos planteados en el programa y desarrollados en el texto escolar. En este grado el planteamiento del problema se debe basar en observaciones de láminas, vídeo u otros medios que permitan la identificación de los componentes y posteriormente se pude proceder como en los casos anteriores. Vale la pena en este grado el acercamiento a textos martianos como "Viajes", para comparar las consideraciones finales.

En octavo grado se puede mantener el problema: todos los objetos y fenómenos naturales interactúan entre sí y a su vez con el hombre, pero, ¿qué nombre recibe el resultado de dicha interacción? ¿Cuáles son sus límites? ¿Qué leyes ha descubierto el hombre sobre esa interacción? Aquí lo fundamental identificar las interacciones y las leyes así como los límites mediante la observación del esquema planteado en el texto u otro similar pero no se explican ni aplican las leyes identificadas.

En décimo grado puede utilizarse el propio algoritmo; todos los objetos y fenómenos naturales interactúan entre sí y a su vez con el hombre, pero, ¿qué nombre recibe el resultado de dicha interacción? ¿Cuáles son sus límites? ¿Qué leyes ha descubierto el hombre sobre esa interacción? ¿Cómo se manifiestan esas leyes en los distintos objetos geográficos estudiados? En este grado debe llegar a observarse en la realidad las manifestaciones de cada una de esas leyes y la valoración integral de cada regularidad, pero se excluye el desarrollo de habilidades profesionales que solo son inherentes a la educación superior.

CAPíTULO III GEOGRAFíA MáS TOPONIMIA

"Yo quiero entender cada palabra que leo, para así ver clara ante mí la idea que representa, porque las palabras no valen sino en cuanto representan una idea. Ea, pues: me han hecho un imbécil. No hay orden ni verdad en lo que me han enseñado. Tengo que empezar a enseñarme a mí mismo".

3.1- Paisaje y toponimia

Los nombres que los aborígenes dieron a los diferentes topónimos tienen significados que resulta interesante conocer para comprender la Geografía de nuestro archipiélago. Siguiendo las ideas del Maestro sobre el significado de las palabras haremos una breve incursión en la toponimia cubana. Los nombres de los lugares expresan, generalmente, alguna característica importante del paisaje geográfico, y en algunos casos la característica que los tipifica, que los hace diferentes entre sí. Esto sucede cuando el nombre no es sobreimpuesto sino una expresión cualitativa del paisaje. El estudio del origen y significado de estos topónimos favorece, en gran medida el aprendizaje geográfico.

Citaremos algunos topónimos y los correspondientes elementos del paisaje relacionados con sus respectivos nombres, lo cual evidencia la influencia de los componentes del paisaje en la toponimia en los tiempos actuales, veamos:

  • Consolación del Sur (situación geográfica).
  • Loma de Piedra (el relieve- las rocas).
  • Loma del Pico (el relieve).
  • Cuatro vientos (el clima).
  • Río Chiquito (las aguas).
  • Babiney (rocas- suelo).
  • El Mango (los frutos).
  • Cafetal (los cultivos).
  • Jobero (los árboles).
  • Gavilán (la fauna).
  • Rosal (las flores).

3.2- La toponimia aborigen

Si buscamos mapas antiguos, más ricos en topónimos aborígenes, veremos que los nombres de los lugares, están muy bien determinados como si la geografía empírica de los taínos (arahuacos) hubiera sido más racional que la que hacemos hoy. Compárese Cubanakán "en medio de Cuba", "en medio de la tierra" de los taínos; sabe a paisaje ¿verdad?, con El Sopapo; este huele a pelea.

Le recuerdo que el lenguaje de la ciencia es el lenguaje de los términos, así que el topónimo será mejor si está relacionado con el paisaje que lo contiene, más aún si expresa una cualidad representativa que lo identifique, lo caracterice, o sea, que lo diferencie de los demás. Entonces sería bueno conservar los topónimos aborígenes no sólo por su significado histórico, sino, más bien, por el valor cognoscitivo que poseen.

3.3- La aplicación en clases

En la preparación de mis clases uso, indistintamente, la bibliografía que se señala al final del presente texto; pero en la práctica me ha sido sumamente útil consultar la obra referenciada del doctor Antonio Núñez Jiménez, en la que encontré los factores claves para la comprensión de los términos taínos (arahuacos). Allí, al tratar la toponimia aborigen en singular y plural, el referido autor nos da las más elementales pero importantes herramientas para que discentes y docentes, además de repetir lo que dicen los investigadores, hagan sus propias hipótesis, sus propias indagaciones y ¿por qué no? sus propias conclusiones sobre los topónimos que bajo las ideas cosmovisivas de los taínos, afortunadamente se conservan en nuestra Geografía.

Honrando la memoria del doctor Zayas, en particular me ocupo, del afijo "ari", pues me gustaría demostrar la veracidad del significado de río o agua que el le atribuyó y que al pronunciar el nombre ARIGUANABO entendamos río o laguna del palmar porque:

ari = río , guan = palma y abo = colectivo/plural

¿Ha visitado la laguna o el río Ariguanabo en los últimos años?

Tal vez si los nombres de los paisajes revelaran siempre su esencia, y esta se tuviera en cuenta por el hombre, entonces las transformaciones en la naturaleza fueran mucho más racionales y constructivas.

CAPíTULO IV GEOGRAFíA MáS GEOPOéTICA

"Leo pocos versos porque casi todos son artificiales o exagerados, y dicen en lengua forzada falsos sentimientos, o sentimientos sin fuerza ni honradez, mal copiados de los que los sintieron de verdad. Donde yo encuentro poesía mayor es en los libros de ciencia, en la vida del mundo, en el orden del mundo, en el fondo del mar, en la verdad y música del árbol, y su fuerza y amores, en lo alto del cielo, con su familia de estrellas, - y en la unidad del universo, que encierra tantas cosas diferentes y es todo uno..."

4.1- La relación de la Geografía con la geopoética

El Maestro deja dejó claro en esa confesión que la poesía está en el objeto de estudio de la Geografía y entonces podemos preguntarnos. ¿Por qué no aprovechar estas relaciones en función de la enseñanza?

Si la ciencia está ligada a la razón y la poesía al corazón, la educación necesita tanto de una como de la otra. Es necesario tocar al niño el corazón antes que el cerebro. De modo que el principio de la unidad de lo cognitivo y lo afectivo planteado para nuestra educación encontrará en esta relación ciencia- poesía un sistema de conceptos geográficos llenos de afectos que contribuirán a la buena educación de los niños y jóvenes.

La enseñanza de la Geografía puede ser más agradable si la vinculamos con la geopoética, y, seguramente, más productiva, si aceptamos, claro está, que la poesía es punto culminante en la ciencia. Es, por lo antes expuesto, que pretendemos resolver el siguiente problema:

El desarrollo de la geopoética en Cuba ha alcanzado niveles elevadísimos; pero, ¿cuál es su valor metodológico para la enseñanza de la Geografía?. Para conocerlo partimos de la siguiente hipótesis:

La relación de la Geopoética con la enseñanza de la Geografía estimula el aprendizaje y favorece el desarrollo cultural de los alumnos.

4.2- Ejemplos para su aplicación.

Así, en este capítulo ejemplificaremos cómo hacer esta vinculación, además de interesar a los docentes para que buscar , compilar y hasta hacer poesía para sus clases de Geografía. Entonces, mostraremos resultados constatados en la práctica por nuestros propios estudiantes:

- Al tratar acerca de la población cubana y valorar la importancia del componente aborigen y su vitalidad en nuestra cultura, les sugerimos la siguiente composición de Mirta Aguirre.

"Guagua"

Agua, agüe, agüi, agua.

Guagüí de Guanabacoa,

Aguacate de Managua,

Guanábana de Jagüey,

Guanahacabibes y Jagua.

Guarina, Turiguanó,

Guámpara, guagüero, yagua,

Guane, Güines, Güiro, guayo

guataca, Manicaragua

guao, guajiro, guateque,

guaguancó, Cumanayagua,

guano, Guamá, Pijirigua:

bibijagua.

Y, ¿qué les parecen, las siguientes décimas del Cucalambé cuando al estudiar la regionalización de Cuba quieren resaltar su unidad y diversidad físico-geográficas:

Cuba, mi suelo querido

que desde niño adoré,

siempre por ti suspiré

de dulce afecto rendido.

Por ti en el alma he sentido

gratísima inspiración,

disfruta mi corazón

por ti, dulcísimo encanto,

y hoy te bendigo y te canto

de mi ruda lira al son.

Cuba, delicioso edén,

perfumado por tus flores

"quien no ha visto tus primores,

ni vio luz, ni gozó bien."

Con dulcísimo vaivén

besan tus playas los mares,

se columpian tus palmares,

gime el viento dulcemente,

y adornan tu regia frente

blancos lirios y azahares.

Dichoso el que admira en ti

tus praderas florecientes,

tus ceibas y tus torrentes

y tu cielo azul turquí.

Tú eres siempre la que a mí

me inspira cantos cubanos,

la patria de mis hermanos,

del nuevo mundo una estrella,

y en fin "la tierra más bella

que vieron ojos humanos."

Para tratar el ecónimo "Cienfuegos" sugerimos la composición de Benny Moré, que nos muestra una excelente relación entre componentes del paisaje cienfueguero:

Me gusta ver como baja

del monte el Hanabanilla

y como choca en la orilla

de la roca que lo ataja.

Me gusta ver cómo encaja

el Escambray en el llano,

me gusta el rancho de guano

donde guajiro nací

pero más me gusta a mí,

Cienfuegos por ser cubano.

Conviene escuchar la grabación y que los alumnos localicen y observen la relación que descubrió el Benny entre notables componentes del paisaje cienfueguero.

Para definir el concepto de ciénaga viene bien "Ciénaga de Zapata" (Francisco Riverón Hernández):

Para ver el poema seleccione la opción "Descargar" del menú superior

 Y cuando explique el hidrónimo "Cauto" puede utilizar este soneto hecho por el Padre de la Patria.

"Al Cauto"

Para ver el poema seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Y, ¿qué les parecen estas composiciones del poeta cumanayagüense Juan Ferrán Suárez, fallecido en 1995, para estudiar el litónimo "Playitas de Cajobabo"

"Playitas"

Para ver el poema seleccione la opción "Descargar" del menú superior

4.3- ¿Cómo usar la geopoética para enseñar?

Sugerimos que se use teniendo presente las funciones didácticas. Ilustraremos cómo utilizarla en cada una de ellas.

4.3.1- Preparación para la nueva materia

Aquí los alumnos se preparan memorizando poesías previamente seleccionadas por el maestro, que estén relacionadas con el contenido que se va a tratar en la nueva clase. Las poesías se expondrán en el momento conveniente.

Es posible, además, que los alumnos se apoyen en poesías relacionadas con contenidos ya tratados para buscar diferencias con el nuevo contenido. Por ejemplo, al tratar la Sierra Maestra pueden recordarse poesías relativas al grupo de Guamuhaya.

4.3.2- Orientación hacia los objetivos

Como esta función tiene carácter permanente, podrá ligarse a la Geopoética durante todo el desarrollo de la clase, así tenemos que los alumnos podrán expresar, en lenguaje poético, cualesquiera de los contenidos geográficos que el maestro esté tratando.

Otra variante puede ser que el maestro cite versos o poesías que enriquezcan el lenguaje científico.

4.3.3- Tratamiento de la nueva materia

Los alumnos pueden decir las poesías aprendidas relacionadas con el contenido en tratamiento. Esto permite la comparación del lenguaje poético con el contenido geográfico.

4.3.4- Consolidación

Presentar resúmenes de contenidos geográficos y poesías relativas a ellos, para que los alumnos puedan encontrar los aspectos comunes en ambos, lo cual puede hacer más activo el proceso de la memoria.

Una variante muy activa resulta la unión de la poesía, la música y el contenido geográfico, de manera que los alumnos, al escuchar la poesía musicalizada, puedan expresar cartográficamente el contenido.

4.3.5- Control

Aquí se alcanza el nivel más alto de los órdenes didácticos y pedagógicos, pues corresponde a la búsqueda individual (el autodidactismo), que se traduce en la creación poética de los estudiantes y en la selección de poesías útiles para la interpretación de contenidos concretos. También se sugieren los encuentros de conocimientos, los paneles y las mesas redondas, donde los niños expresen lo aprendido con un bello lenguaje.

La utilización de la Geopoética no constituye un formato rígido, sino que cada docente, atendiendo a sus propias características, las del grupo, las de la localidad, le puede hacer las adecuaciones necesarias.

La Geopoética está al alcance de todos, pues su utilización no requiere de actuaciones especiales por parte de maestros y alumnos. Con su manejo correcto, el maestro puede disponer de un medio más para lograr una clase de Geografía de Cuba en correspondencia con las exigencias de nuestro tiempo.

CAPíTULO V Geografía más cosmovisión martiana

"Porque el paradigma ecológico va a constituir un centro de valores, de visiones, también de espiritualidades, una nueva civilización que atienda más a las necesidades colectivas. En la ecología descansa el alma secreta de los pueblos".

La huella de la cosmovisión martiana, profundamente marcada en los Versos Sencillos, debe ser utilizada a favor de la buena educación. Las regularidades que el autor ha identificado en la obra poética de José Martí y que se han elevado a la categoría de principios para poderlos instrumentar en la enseñanza son; amor a la naturaleza y pasión por la vida, relación analógica del mundo, observación como base de la descripción, conexión de todas las cosas, valoración integral e identidad. Éstos constituyen un sistema en sí mismo cuya propiedad emergente es el sistema de conocimientos geográficos más cercano al modo de relacionarse José Martí con el mundo y la consecuente contribución a la formación de una cultura ecológica, basada en la racionalidad, la sustentabilidad, la identidad y lo ético.

5.1- Hacia la educación ecológica

La enseñanza de la Geografía basada en principios martianos contribuye, sin dudas, al mejoramiento de la cultura ecológica del individuo, a fomentar sentimientos de apego al entorno y fundamentalmente a desarrollar el amor a nuestros paisajes, más aún el amor a la patria. La ecoeducación parece un término apropiado para definir la actividad docente- educativa encaminada a desarrollar en el individuo las capacidades y actitudes necesarias para relacionarse con la naturaleza y las demás personas, es decir con su auténtico entorno. En Cuba como en todas partes del mundo la eco- formación es una necesidad de toda la sociedad, pues han de prepararse los nacidos aquí para vivir en esta tierra, por ello la relación del hombre con el entorno, debe ser una prioridad de la Educación Cubana. La sabiduría contenida en los Versos Sencillos puede ayudarnos mucho en tal sentido porque en ellos se encuentran:

  • El reconocimiento del verde como lo maravilloso en el paisaje cubano.
  • Relación de componentes naturales entre sí y de estos con el hombre.
  • Identificación de lo cubano en el entorno, la palma y su grandeza.
  • Relaciones entre el mal y el bien, lo feo y lo bello, etcétera.
  • Sistema de símbolos identificables en la naturaleza cubana.
  • Relaciones analógicas entre procesos naturales y sociales.
  • Reconocimiento y respeto al orden natural del Universo.
  • Reconocimiento de las leyes geográficas fundamentales.
  • Relación con el entorno a través de todos los sentidos.
  • El planteamiento del yo extendido al entorno.

Como toda buena enseñanza, la ecológica debe ser agradable y productiva. La relación de la Geografía con la obra poética de José Martí produce ambos efectos. Se debe tratar de cultivar la necesidad de cuidar la naturaleza en cada individuo, de encontrar lo bueno y lo bello en los diferentes paisajes y los Versos Sencillos nos ayudan a entender, entre otras cosas ya mencionadas, el ritmo del Universo. Éstos Versos son portadores una filosofía que puede ser útil para enseñar a vivir en este gran ecosistema: planeta Tierra, específicamente, paisaje cubano.

La perspectiva ecológica de la ciencia requiere la especialización en problemas y no en disciplinas especificas. La Geografía por su carácter integrador, dado su objeto de estudio, si se le adiciona el elevado humanismo que reflejan los textos poéticos de José Martí hará que el hombre se sienta parte de la naturaleza, que la necesite, que la quiera y que, además de entenderla, le tenga afecto suficiente como para protegerla, entonces se estará logrando la educación que se necesita para salvar el planeta del deterioro ambiental a que está sometido.

Acercarse al Yo que encabeza estos versos, es andar por el camino martiano para relacionarse con el entorno y actuar en consecuencia. "YO soy el responsable, no tengo que esperar que alguien me lo diga". Obsérvese el tratamiento del Yo en los referidos versos:

YO soy un hombre sincero..., Yo vengo de todas partes..., Yo sé de los nombres extraños..., Yo he visto en la noche oscura..., Yo he visto el águila herida..., Yo sé bien que cuando duermo..., Yo he puesto la mano osada...., Yo sé que el necio se entierra...., Yo sé de Egipto y Negricia..., Yo sé de las historias viejas..., Yo sé del canto del viento ..., Yo sé de un gamo enterrado..., Yo he visto el oro hecho tierra..., Yo visitaré anhelante..., Yo quise, diestro y galán..., Yo tengo un amigo muerto..., Yo tengo un paje muy fiel..., Yo tengo un paje ejemplar..., Yo no puedo olvidar nunca..., Yo quiero salir del mundo..., Yo sé de un pintor gigante. , Yo sé de un pobre pintor..., Yo pienso cuando me alegro..., Yo quiero cuando me muera...., Yo que vivo aunque me he muerto..., Yo sé de un pesar profundo..., Yo quiero verso amigo....

Se sugiere la lectura completa de estos versos para comprender como ese Yo martiano se acompaña de sabiduría, de obligaciones, de responsabilidades, de normas de conducta que pueden indicar al educando el modo de actuar ante diferentes situaciones, comprender el porqué de muchas interrogantes que hoy día se presentan. En estos Versos palpita el amor a la naturaleza, la pasión por la vida. Se hacen descripciones maravillosas de componentes de nuestro entorno, se establecen frecuentemente relaciones analógicas con la naturaleza de disímiles procesos psíquicos y otros hechos humanos, se hacen justas valoraciones en las que se establecen adecuadas relaciones entre el bien y el mal, y lo más importante, se revela siempre la identidad de hombre del trópico. Aquí no se destacan los grandores naturales exóticos, sino los del patio.

¿Cómo puede el maestro acercarse al entorno martiano? ¿Cómo reconstruir la interacción entre Martí, la naturaleza y las demás personas?.

5.2- Entorno martiano

Una simple ojeada a los Versos Sencillos escritos por José Martí permite percibir con suficiente nitidez cómo se relacionó este genial hombre con el mundo en que vivió, adentrarse en el funcionamiento armónico de sus sentidos y apropiarse de una lógica sui-géneris para la contemplación viva, para disfrutar el entorno, para encontrar lo bello, lo bueno y lo hermoso en todo lo que rodea al individuo, de ello son un ejemplo los siguientes versos:

Yo sé del canto del viento

En las ramas vocingleras:

Nadie me diga que miento

Que lo prefiero de veras. ©

Su sentido del oído le permitió escuchar "la verdad y música del árbol, su fuerza y amores". Entorno martiano en una noche de abril, justamente, un mes antes de morir en combate:

"La noche bella no deja dormir. Silba el grillo; el lagartijo quiquiquea, y su coro le responde: aún se ve, entre la sombra, que el monte es de cupey y de paguá, la palma corta y espinada; vuelan despacio en torno las animitas; entre los ruidos estridentes, oigo la música de la selva, compuesta y suave, como de finísimos violines; la música ondea, se enlaza y desata, abre el ala y se posa, titila y se eleva, siempre sutil y mínima- es la miríada del son fluido: ¿qué alas rozan las hojas? ¿qué violín diminuto, y oleada de violines, sacan son, y alma a las hojas? ¿qué danza de almas de hojas? Se nos olvidó la comida; comimos salchichón y chocolate y una lonja de chopo asado.- La ropa se secó a la fogata".

¿Cuántos en el agitado mundo de hoy han tenido ese placer?. Entender ese rico mundo natural que nos rodea. Se sabe, sí, del efecto que produce el viento al agitar las ramas de los árboles, pero: ¿cuándo fue, cuál era su ritmo, qué bien hizo?. Sinceramente, no se ha tenido tiempo para disfrutar del canto del viento en las ramas vocingleras y entonces, ¿Se trabaja tanto como lo hizo el Maestro? ¿Hay hoy más enemigos que los que tenía Martí? ¿Qué se hace de más, realmente?

En todos los casos las respuestas son negativas, así que vale la pena mirar, escuchar, olfatear, tocar y saborear el entorno donde se vive, es posible tener entonces más tiempo, pues habrá que ir menos a la farmacia, visitar menos el psicólogo y no se tendrán que hacer sesiones controladas para evitar el estrés y quién sabe si se podrá encontrar alguna poesía mejor que la que se tiene ahora para homenajear a quien hace cien años halló el más bello entorno para vivir siempre;

Bañan el suelo cubano

Aguas bravas en Dos Ríos

Y llevan hoy nuevos bríos

Por ser entorno martiano.©

Si se acepta que el entorno está dotado de estructura y que refleja las relaciones y los intercambios entre las personas y los elementos físicos del mundo, entonces, analizando la obra poética de José Martí se pueden encontrar ejemplos de esas relaciones.

Algunos Versos Sencillos que son una muestra elocuente del entorno martiano, muestran la relación de Martí con las personas y su entorno físico, pero más aún, se identifica la vía o el sentido por donde llegó a él la poesía, así se sabe si llegó por la vista, el oído, el olfato, el tacto, el gusto o diferentes combinaciones, algunos ejemplos son:

Para ver el poema seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Nótese que la interacción de Martí con los elementos físicos de su entorno se hacía a través de todos sus sentidos, como si quisiera arrancar toda la poesía que hay en el mundo, pero si se hace un estudio minucioso de los Versos Sencillos puede identificarse el sentido que lo enlazó con el mundo en cada caso, es evidente cierto ordenamiento jerárquico, y según las observaciones realizadas es: vista, oído, tacto, olfato y gusto. Se aprecian, además, diferentes combinaciones en esa dirección. Parece un buen orden para reducir el número de errores en la relación con las demás personas y todos los elementos físicos del mundo.

¿Qué significado tiene reconstruir el entorno martiano?

Tiene mucho valor desentrañar el modelo de entorno hecho poesía por José Martí, ayuda a entender el mundo, constatando sensaciones y percepciones que fueron reales en él, lo cual puede resultar un buen entrenamiento para la adecuada interacción hombre- medio y esto favorece, sin dudas, la cultura ecológica basada en lo racional, lo ético y lo estético, que tanto se necesita.

En este sentido la obra poética de José Martí, especialmente Los Versos Sencillos, son un recurso didáctico apropiado para aprender a establecer buenas relaciones con el entorno. Si se tiene en cuenta la filosofía encerrada en ellos se tendrá más información de la fusión de José Martí y su mundo, estará más cerca su grandeza, y por supuesto, su filosofía contada así, poéticamente, ayudará a andar por el mundo. En estos Versos se hace referencia a objetos y procesos geográficos que ocurren en el entorno de los educandos, a sus relaciones y sobre todo, al significado que estos tienen para el hombre que necesita encontrar lo bueno y lo bello en el entorno cubano.

Los alumnos, al realizar estos entrenamientos, experimentan importantes transformaciones en lo afectivo y lo cognitivo. Se hacen más bellos y agradecen haciéndose grandes por el bien que les hace el Hombre de La Edad de Oro.

Bueno resulta para encontrar regularidades en la relación de Martí con la naturaleza y las demás personas, constatar siempre que sea posible, estas relaciones en escenarios naturales lo que estimula el corazón y engrandece la vocación martiana de amar la vida.

5.3- Identificación y caracterización de principios martianos

¿Qué principios se encuentran en la poesía martiana, que reflejan su entorno y pueden ser utilizados en la enseñanza de la Geografía? A continuación se identifican, describen, caracterizan, y se precisan las acciones para el cumplimiento de cada principio.

5.3.1- Amor a la naturaleza y pasión por la vida

Para ver el poema seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Nótese la preferencia de José Martí por la naturaleza ante las discordias humanas, él mismo gustaba compararse con objetos naturales, todo lo bello y lo bueno está relacionado con la naturaleza. A veces, al desarrollar el amor a la patria, se piensa solamente en los logros sociales que se han tenido y se olvida que esos logros han tenido lugar en un espacio geográfico concreto que es el archipiélago cubano, sobre sus hermosas montañas, en sus sui-géneris valles, su carso esplendoroso con las cuevas magníficas y los ríos subterráneos. Sus playas y palmares viven ya en el corazón de muchas personas tal y como se refleja esto en la poesía martiana. Entonces, cumplir este principio martiano, significa acercar el hombre a su entorno, entender la naturaleza y cuidarla, y sobre todo, buscar las relaciones de los componentes naturales entre sí y de estos con el propio hombre. Los debates sobre la protección forestal ocurridos en el parlamento cubano en julio de 1998, son un buen ejemplo del clamor popular y la gestión estatal encaminada a proteger nuestra naturaleza.

Acciones para este principio:

- Utilizar el entorno como medio de enseñanza fundamental.

- Tener en cuenta el tratamiento de la naturaleza en la obra martiana.

Utilizar el entorno como medio de enseñanza fundamental teniendo en cuenta el tratamiento de la naturaleza en la obra martiana implica:

  • Identificar el objeto o fenómeno geográfico, y en su defecto su equivalente funcional, en la naturaleza que rodea al individuo.
  • Descubrir en el propio objeto, las relaciones entre los componentes naturales y de estos con el hombre.
  • Establecer las relaciones analógicas hombre- naturaleza con objetos o fenómenos que puedan observarse en el propio entorno.
  • Usar todos los sentidos en el aprendizaje geográfico, el alumno debe mirar, palpar, oler, escuchar, y saborear siempre que sea posible cada objeto o fenómeno geográfico estudiado. Así, gradualmente se percibirá el verdor de nuestros campos, el olor de nuestro jazmín, la sinfonía de la brisa en el bosque xeromórfo, el dulce de nuestra miel, etcétera.
  • Hacer evidente el objeto de estudio de la Geografía en cada tema, esto es fundamental, para mantenerse dentro del contenido geográfico.
  • Encontrar las bondades del fenómeno u objeto de estudio para el hombre. Los aspectos socio- económicos deben relacionarse con esas bondades naturales.

5.3.2 - Observación como base de la descripción

Hay sol bueno y mar de espuma,

y arena fina, y Pilar

Quiere salir a estrenar

su sombrerito de pluma.©

Martí no inventaba la poesía, más bien la descubría en la propia naturaleza, observando detenidamente su desarrollo, ver gráficos de la figura V. En estos versos describe la interrelación de las cuatro esferas geográficas; la atmósfera, la hidrosfera, la litosfera y la biosfera, culminando con la aspiración humana de aprovechar esas relaciones en sentido positivo, es decir, la naturaleza motiva a Pilar a disfrutar de un tiempo agradable en un oxigenado mar limitado por una playa de arena fina. ¿Quién no ha visto los elementos naturales que él menciona en estos versos? Martí enseña a observar la naturaleza en su propio orden y ahí está la poesía mayor, pero también la ciencia responsable.

¿Dónde encontró el Maestro el verso que encabeza uno de sus más bellos cuentos hecho poesía?

En la naturaleza, en el orden del mundo como él mismo confesara. Allí está la poesía mayor. Se da usted cuenta que este verso, que vive en la memoria de todos los cubanos, contiene exponentes de las cuatro esferas geográficas que forman la envoltura geográfica, que a propósito, es el objeto de estudio de la Geografía y un concepto concluyente en las Ciencias Naturales en general.

Si al plantear el objeto de la asignatura se relaciona con estos versos, resultará mucho más fácil recordarlo y reflejarlo consecuentemente en todo el contenido. Serán estos versos la estructura que soporte la organización de la memoria, es decir, actuarán como símbolos mediadores del conocimiento geográfico, al fijar su objeto de estudio sobre estructuras ya conocidas, y claro está, si está bien definido el objeto de estudio de la asignatura, evidentemente las restantes operaciones del pensamiento que intervienen en el aprendizaje geográfico también se verán beneficiadas; así el análisis, la síntesis, la comparación, la abstracción y la generalización, tendrán lugar con más fluidez y sin grandes equívocos. En la memoria está la indicación permanente de cuándo se está en sintonía con el pensamiento geográfico o fuera de él, es decir, se tendrá a mano siempre el objeto de estudio de la Geografía para ser reflejado permanentemente en el contenido de la asignatura.

Esto también se aprovecha, vinculando orgánicamente el contenido de los programas, cuando se estudian estos fenómenos y objetos naturales y luego se invita a los alumnos a que describan, en orden, componentes naturales o paisajes observados directa o indirectamente, tratando de respetar la armonía natural y luego sus resultados se comparan con otros objetos similares que hayan sido descritos por Martí.

Se ha creado un grupo científico - estudiantil, un verdadero "Club de Geógrafos" que demuestran gran interés y han obtenido resultados concretos en sus expediciones al paisaje campestre de la provincia y, lo más importante, están aprendiendo a amar la naturaleza.

La observación es para Martí fuente fundamental de conocimiento. ¿ A quién preguntaremos, pues? A la naturaleza... No se puede ver una cosa sin mirarla. No se puede entender una cosa sin examinarla. El examen es el ojo de la razón.

Acciones para este principio.

- Utilizar preferentemente la observación directa: muchos contenidos geográficos pueden estudiarse sobre el terreno, rocas, animales, plantas, ciudades, industrias, etcétera. Así se llega a la lógica martiana de observar primero, describir después, y relacionar finalmente. En el proceso de observación hay que buscar la riqueza mayor para que haya ricas imágenes sobre las cuales desarrollar el pensamiento verbal.

  • Observar el todo, describir las partes y establecer relaciones causales: aquí se debe:
  • Enumerar todo lo natural y todo lo social en el contenido seleccionado.
  • Describir con palabras precisas lo natural y lo social.
  • Establecer relaciones causales entre los componentes estudiados.

5.3.3- Conexión de todas las cosas

Todo es hermoso y constante,

Todo es música y razón,

Y todo, como el diamante,

Antes que luz es carbón.

Aquí se reconoce la existencia permanente de la materia, la ritmicidad y la circulación de la energía y la sustancia como leyes geográficas fundamentales. La comprensión de estas leyes abre las puertas a la compleja evolución del Universo e indica cómo se relacionan hoy día las diferentes formas de movimiento de la materia. Es bueno recordar que donde Martí encontró poesía mayor fue en los libros de ciencia. Aquí presenta la cognoscibilidad del mundo basada en una relación analógica con el poliformismo del carbono. Un análisis de estos versos, puede ser útil en las clases de mineralogía, geología y hasta filosofía.

Afirmó el Maestro "Filosofía es el conocimiento de las causas de los seres, de sus distinciones, de sus analogías y de sus relaciones"

Acciones para este principio:

- Reconocer como un sistema el objeto de estudio de la asignatura: se trata de entender y aplicar consecuentemente el carácter de sistema de la envoltura geográfica. Este objeto debe reflejarse en cada actividad docente. Por tanto se hace necesario un enfoque de sistema, de modo que se cumplan las exigencias planteadas en el capítulo anterior para dicho enfoque, así se tendrán en cuenta;

  • Leyes que rigen el fenómeno, manifestación de las leyes que rigen el desarrollo de la envoltura geográfica en el fenómeno concreto que se estudia.
  • Estructura del sistema, red de relaciones entre los componentes del sistema a que pertenece el fenómeno estudiado.
  • Propiedades nuevas o emergentes, transformaciones y tendencias del movimiento del objeto en estudio.
  • Reflejar en todo el contenido las leyes de la circulación de la energía y la sustancia, así como la ritmicidad. Para ello hay que responder siempre las siguientes preguntas sobre el hecho estudiado:
  • ¿Qué es?
  • ¿De dónde y cuándo viene?
  • ¿Hacia dónde va?

5.3.4-Relaciones analógicas

Yo no puedo olvidar nunca

La mañanita de otoño

En que le salió un retoño

A la pobre rama trunca.

La mañanita en que, en vano,

junto a la estufa apagada,

Una niña enamorada

Le tendió al viejo la mano.

El viento, fiero, quebraba

Los almácigos copudos;

Andaba la hilera, andaba

De los esclavos desnudos.

Martí reflejó en su obra la continuidad e interacción en el desarrollo del mundo, pues al enseñar cada aspecto del hombre, frecuentemente lo relacionó con un sencillo proceso natural, y entonces, lo primero resulta más sencillo. Véase cómo concatena lo natural y lo social en los primeros versos en los que se relaciona el amor de una niña por un viejo con un retoño fuera de época. Este hermoso paralelo sigue el orden ascendente del desarrollo del mundo, teniendo en cuenta las formas del movimiento y su nivel de complejidad: físico, químico, biológico y social: En ocasiones, incluye y sistematiza todas las formas, tal como aparece en los últimos versos. Aquí relacionó a los hombres menos dichosos, pero más valiosos en la producción, con los más bellos árboles de nuestros bosques movidos por la fuerza eólica, visión que integra al hombre en su paisaje, tendencia necesaria a la Geografía de hoy, fehaciente actualidad de la cosmovisión martiana.

Acciones para este principio:

  • Seguir en las comparaciones la línea de desarrollo del mundo y sus formas de movimiento: física, química, biológica y social:
  • Guiar las acciones de modo que se vaya desde lo físico a lo social en cada contenido estudiado, si abarca una sola forma de movimiento, las relaciones se establecen con otras posteriores y anteriores.
  • Precisar siempre el significado que el objeto estudiado tiene para el hombre
  • Establecer relaciones analógicas entre procesos naturales y sociales. Aquí se debe:
  • Buscar analogías en los fenómenos naturales, para fijar y entender mejor el fenómeno social.
  • Buscar equidad en las comparaciones, lo más bello con lo más bello, lo más grande con lo más grande.

5.3.5- Valoración integral

Para ver el poema seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Existen bellos ejemplos en los Versos Sencillos que demuestran que Martí gustaba de hacer valoraciones integrales, justas y que incluyen las cosas buenas y malas. Es decir, no veía una sola cara de la moneda. Por ejemplo en la abeja, ese diminuto animal, él pudo encontrar el daño, la bondad y el amor.

En los últimos queda claro que el bien y el mal pueden tener un origen común y que además coexisten, entonces deben tenerse en cuenta al emitir juicios o criterios. En otras palabras, el mundo no es blanco y negro, hay que ver todos los matices.

Acciones para este principio.

- Determinar en el objeto o proceso estudiado, lo malo, lo bueno, lo bello, lo feo, lo grande lo pequeño, etcétera: es importante determinar su valor desde diferentes ángulos o puntos de vista del hombre, desde acciones puramente humanas como son el amor, el daño, la bondad y otros.

- Emitir juicios de valor después de observar, describir y caracterizar bien. Debe seguirse este orden para evitar equívocos innecesarios, valoraciones sin fundamento. De acuerdo con la lógica martiana manifiesta en los Versos Sencillos, coexisten el bien y el mal, lo feo y lo bello, de modo que el juicio puede variar según la perspectiva del observador. Finalmente se debe cuidar, al estudiar los procesos y objetos geográficos, el sistema de valores históricamente creado en la nación cubana, que por supuesto, alcanzan su más alta expresión en la obra de José Martí

5.3.6- Identidad

Mi verso es de un verde claro

y de un carmín encendido:

Mi verso es un ciervo herido

Que busca en el monte amparo.

Yo quiero salir del mundo

Por la puerta natural:

En un carro de hojas verdes

A morir me han de llevar.

Yo soy un hombre sincero

De donde crece la palma,

Y antes de morirme quiero

Echar mis versos del alma

La combinación de las distintas tonalidades del color verde es lo esencial en el paisaje cubano, son tan pequeñas las flores de nuestros árboles, que apenas se ven, pero esto no es malo. Esto da la posibilidad de tener tanto verdor en nuestros paisajes. Martí reconoce su verso como de un verde claro, y sentencia que un carro de hojas verdes a morir lo han de llevar, y más aún, él es de donde crece la palma, hay palmas en otros países, pero está claro que se refiere a Cuba. Son suficientes estos ejemplos para entender la interdependencia de José Martí y su entorno. Su YO se extiende al entorno, a lo esencial del paisaje cubano.

Acciones para aplicar este principio.

- Buscar la identidad con la naturaleza cubana: es necesario buscar la identidad con la naturaleza cubana, hundir las raíces en el paisaje cubano, hay que ligar el crecimiento del hombre a lo físico, lo biológico y por supuesto a nuestro sistema social, pero siempre teniendo presente nuestra geografía, lo auténticamente cubano. Martí no se identifica como un hombre sincero de la calle Paula, sino de "Donde crece la palma". La identidad en la naturaleza garantiza la pertenencia al país. Si el hombre no aprende a valorar lo bueno y lo bello en el paisaje donde vive ¿qué lo ata a él?. La Geografía puede dar al educando esa identidad con el paisaje.

- Comparar el lenguaje científico con el lenguaje literario: aquí resulta necesario, al estudiar los fenómenos geográficos, comparar los lenguajes científicos y poéticos para que la percepción de los valores cubanos alcance un nivel elevado, ejemplo: al estudiar las particularidades de la hidrografía en las zonas montañosas de cualesquiera de las regiones del territorio nacional, se puede utilizar "...el arroyo de la sierra, me complace más que el mar" deben los alumnos encontrar qué satisfacciones puede el hombre hallar en el arroyo de la montaña. Buenas serán la excursión y la propia observación directa.

El tratamiento de la vegetación se puede comparar con el tratamiento que Martí da en los Versos Sencillos a los "robledales, las campanillas", etcétera. Especial atención debe prestarse al tratamiento de lo verde por ser lo "esencial y maravilloso en el paisaje cubano". Esto se encuentra originalmente tratado en los referidos versos.

5.4.- El cumplimiento de principios martianos a través del concepto envoltura geográfica

En el tratamiento a la envoltura geográfica y sus leyes. El principio amor a la naturaleza y pasión por la vida El cumplimiento de este principio debe reflejar siempre que la envoltura geográfica es nuestra envoltura, que nada de lo que se hace está fuera de ella y que por supuesto, el hombre es su expresión de mayor grandeza. Ha de comprenderse que tanta armonía en la naturaleza fue lo que le permitió al Maestro encontrar tan bella poesía. Pero, fundamentalmente, debe entenderse el amor como interacción gravitatoria de todo cuanto existe, y claro está comprender esa armonía permite al sujeto insertarse en la misma, vivir plena y apasionadamente. Aquí resulta necesario buscar la ligazón entre poesía y ciencia. No se puede amar lo que no se conoce. Será el amor a la naturaleza una consecuencia directa de la calidad del aprendizaje. El alumno comprenderá que el origen de la vida, el amor y la muerte coexisten en la envoltura geográfica.

Observación como base de la descripción, cumple aquí la doble función, gnoseológica y metodológica al ser el primer caso el sistema semiótico que soporta el concepto, es decir, la memoria se organiza sobre el contenido de "Los zapaticos de rosa" y el segundo hace pensar de dónde venimos, de la naturaleza como fuente primaria, no amar la naturaleza es negarse a sí mismo, la vida aparece mucho después de existir la atmósfera, la litosfera y la hidrosfera. La vida es una consecuencia de la relación entre dichas capas, consecuencia de la evolución natural. De hecho el hombre como exponente mayor de los seres vivos debe ser consecuente con la propia naturaleza, amar la naturaleza es amarse a sí mismo, es interactuar razonablemente con el mundo en que vivimos. Alrededor y en los seres vivos radican las más complejas formas de movimiento, lo biológico y lo social perfectamente reflejado en los Versos Sencillos, es un principio que permite balancear adecuadamente la relación dialéctica entre el pensamiento por imágenes y el pensamiento verbal en la formación de tan importante concepto, así como la comprensión de sus leyes. Primero, qué puode verse directamente de la envoltura geográfica en observaciones a nuestro alrededor, observar procesos, luego los medios disponibles para mostrar las interacciones entre las esferas geográficas y finalmente buscar la palabra más bella y exacta para describir dichas relaciones. Así se está cerca del estilo martiano. Luego el sistema de conceptos quedará enganchado en la memoria sobre las estructuras de los Versos.

Relaciones analógicas, en este caso, teniendo en cuenta la evolución de la envoltura geográfica, debe razonarse el modo en se han ido desarrollando las diferentes formas de movimiento, evidentemente las teorías científicas que explican el desarrollo de este sistema tienen en cuenta lo físico, químico, biológico y social. El esquema de su desarrollo, que generalmente se muestra, acerca al estudiante a las referidas formas de movimiento, pero el estilo martiano exige establecer relaciones analógicas entre estas, lo cual facilita la comprensión de los nexos y regularidades que se manifiestan en la envoltura geográfica

Si se cumple este principio al tratar el concepto con seguridad, se podrán establecer más nexos entre las distintas esferas. En esto radica la comprensión de la tendencia del desarrollo en este macro- objeto geográfico. Aquí la evolución de la sustancia y la energía será, como ley geográfica, la expresión mayor que refleje el cumplimiento del referido principio.

Conexión de todas las cosas, al cumplir este principio en el tratamiento del concepto, es preciso buscar múltiples relaciones entre los componentes de la envoltura geográfica. En el proceso de formación del concepto se tendrá en cuenta el carácter de sistema de la propia envoltura, así se tratarán relaciones atendiendo a las diferentes formas de movimiento. Este principio reafirmará la ley de la circulación de la sustancia y la energía y evoca la ley de la integridad, ley fundamental en la envoltura geográfica. Si el principio se cumple, los alumnos serán capaces de encontrar nexos entre los diferentes objetos y procesos.

Valoración integral, los alumnos deben comprender que el bien y el mal coexisten en la misma envoltura, deberán entender, que un mismo proceso puede ser beneficioso y dañino a la vez, deben entender por ejemplo, que el mar dio la vida, y también la puede quitar, la energía solar es la fuente primaria de todo cuanto vive, pero también puede ser dañino al hombre, de modo que quede reflejado en el pensamiento del alumno que no se trata de decir que esto es bueno y esto es malo sino, más bien, de encontrar las cosas buenas y las cosas malas en el mismo objeto o proceso De modo que se comprenda que en nuestra envoltura coexisten el bien y el mal. Deberá comprenderse que la aparición de los procesos donde predomina el bien o el mal tienen cierto ritmo y se acerca así el contenido del la ley de la ritmicidad. Esto puede ejemplificarse con las relaciones críticas entre las distintas esferas geográficas en los diferentes períodos histórico- geológicos o con fenómenos atmosféricos, geológicos o marítimos que formen parte de las vivencias de los alumnos.

Identidad como principio en la envoltura geográfica debe reflejar el tratamiento a la envoltura geográfica que el alumno percibe directamente a través de sus sentidos. Se reflejará bien el cumplimiento del principio si el alumno es capaz de encontrar los componentes, teóricamente estudiados, en el pedazo de envoltura que tiene a su alrededor. Se prestará atención desde la formación de este concepto básico a la zonalidad como ley geográfica que sirve para entender las particularidades de los procesos geográficos en las diferentes latitudes, pero especialmente aquí en el trópico.

Cumplir este sistema de principios implica producir transformaciones cualitativas en el proceso de enseñanza – aprendizaje de la Geografía, en el capítulo anterior estas propiedades emergentes, del nuevo sistema, se vieron en un modelo abstracto relacionándolas con las categorías del proceso docente educativo, aquí se ven en la formación del concepto envoltura geográfica, que como se sabe es el objeto de estudio de la Geografía por lo tanto debe verse reflejado en todo el contenido. Al hacer martiana la formación de este concepto existen grandes posibilidades para el necesario y permanente acercamiento a la obra del Maestro. Si se hace martiano el objeto de estudio de la Geografía, se hará martiano todo el contenido de la asignatura por la relación dialéctica que existe entre objeto y contenido, lo que no este comprendido en el objeto de estudio de la Geografía no es geográfico. Si se ha logrado hacer martiano el objeto de estudio todo el contenido puede ser geográfico en virtud de sus relaciones dialécticas.

El cumplimiento del sistema de principios propuestos favorece la educación del individuo para relacionarse con la naturaleza, y con las demás personas a esto debe llamarse ecoeducación. Pero en particular cada principio produce un efecto transformador con relativa independencia que es útil conocer para poder identificar cuando se cumple en una clase u otra actividad docente. En los tópicos anteriores se precisan algunos rasgos característicos que se manifiestan en las clases de Geografía al aplicar cada uno de estos principios y finalmente se valora el efecto sistémico del todo. Se ha seleccionado la envoltura geográfica porque, además de ser el objeto de estudio de la Geografía, es necesario tenerlo en cuenta en todos los niveles y grados donde se imparte la Geografía escolar.

Es indiscutible la contribución de estos principios a la educación, cómo puede el hombre:

  • Amar la naturaleza si no sabe qué es la naturaleza, si entiende ésta, cómo algo ajeno.
  • Ser apasionado por la vida si no sabe de dónde viene ni qué es la propia vida.
  • Comprender las complicadas manifestaciones del movimiento social sin antes entender lo físico, lo químico y lo biológico.
  • Relacionarse con la naturaleza sin comprender la conexión de todas las cosas.
  • Valorar justamente la relación entre el bien y el mal, y su coexistencia.
  • Identificarse con su entorno si no lo conoce. Si permanece ajeno a su esencia.

Las propiedades emergentes al cumplir este sistema de principios en el tratamiento de la envoltura geográfica son el amor a esta etapa desarrollo de la envoltura misma que nos tocó vivir, el poder encontrar, alrededor, trozos de la envoltura y poder describirlos según su propia estructura, ser capaz de establecer relaciones entre distintos componentes de la envoltura por aislados que parezcan, establecer relaciones analógicas entre las distintas formas de movimiento, hacer justas valoraciones y lo principal, identificarse con el archipiélago cubano y sus hermosos paisajes.

CONCLUSIONES

Se reconoce como un sistema el objeto de estudio de la asignatura en analogía con la figura humana. Se trata de entender y aplicar consecuentemente el carácter de sistema de la envoltura geográfica. Este objeto debe reflejarse en cada actividad docente, así se tendrá en cuenta la relación dialéctica entre objeto y contenido. Además, tiene un gran valor didáctico, pues permite relacionar permanente lo nuevo con lo ya aprendido.

La adecuación de la estructura de la clase a las fases del método de investigación científica favorece la independencia cognoscitiva de los estudiantes. La Geografía ofrece magníficas posibilidades para entrenar los alumnos en tal sentido, porque los ayuda a descubrir su propio mundo.

La relación de la Geografía con la toponimia, en el proceso docente, hace más científica y productiva la enseñanza porque se profundiza el significado de las palabras. Los nombres de los lugares tienen su propia historia y significado, que al conocerlos nos acercan a su esencia. Especial atención debemos prestar a la toponimia aborigen pues está más ligada a nuestros paisajes que la importada de Europa y áfrica.

Introducir la Geopoética en la enseñanza de la Geografía significa relacionar el lenguaje literario con el lenguaje científico, profundizar en la relación ciencia- poesía y estimular el desarrollo de capacidades para apreciar lo bueno y lo bello, que tanto abunda en este mundo.

Es posible el acercamiento al entorno martiano a través de su poesía. Concibiendo el hombre y el entorno como sistemas interdependientes, se comprende cómo los grandores naturales de Cuba, la palma real y la combinación de las distintas tonalidades del verde así como el fondo sonoro del paisaje, impactaron sus sentidos y propiciaron en él la formación de ricas representaciones de lo auténtico del paisaje cubano lo que está perfectamente reflejado en los Versos Sencillos. Esa naturaleza que hace cien años fue su entorno se puede disfrutar hoy hecha poesía y en la mayor parte de los casos constatarla en la realidad, lo que ayudará a valorar mejor la "tierra más hermosa que ojos humanos han visto"

Nuevas relaciones de la Geografía escolar con la obra martiana deben establecerse desde los fundamentos, lo que resulta más cómodo, agradable y productivo. Los principios se cumplen en todas las clases por lo que siempre la clase de Geografía estará cerca de las ideas cosmovisivas de José Martí sin necesidad de buscar cada día una cita apropiada para el tema geográfico que se vaya a tratar.

Resulta agradable ver el mundo de hoy con los ojos que Martí vio el mundo de ayer, encontrar el ritmo y la poesía que regala la naturaleza y más importante aún, disfrutarlo. Esto es fundamental para la educación ambiental de los escolares. El cumplimiento de los principios martianos planteados aquí ofrecen buenas posibilidades para mejorar el valor educativo de la Geografía escolar. Se dirigen fundamentalmente a lo afectivo. Favorecen la eco- formación del individuo. La preparación del individuo para relacionarse con su entorno.

Las relaciones aquí propuestas de la Geografía escolar con la obra martiana rebasan el qué y alcanzan el cómo y el porqué. No solo se presta atención a qué dijo el Maestro, sino cómo las revelaciones de sus textos poéticos indican la forma en que deben ser las relaciones entre los hombres y de estos con la naturaleza, cómo debe verse y amarse la naturaleza.

La estrategia metodológica sustentada en principios basados en esas revelaciones alcanza un gran valor porque se hace martiano el proceso docente educativo, se acerca a la forma de relacionarse Martí con el mundo, a la forma en que aprendió y enseñó el Maestro. El porqué de esta educación martiana está dado por la demanda social de lograr una educación que prepare al individuo para la vida digna en este país, para que las personas se enamoren de esta tierra, reconozcan sus riquezas y sepan defenderla siempre, como lo hizo el más grande de los cubanos.

La selección de la envoltura geográfica como tema modelo para ilustrar el cumplimento del sistema de principios y demostrar en el plano teórico las ventajas que este ofrece. Propicia la aplicación del sistema a cualesquiera de los contenidos.

La relación dialéctica entre el objeto de estudio de la asignatura y el contenido de la misma, permite deducir que si se hace martiano el objeto es factible reflejar esta nueva cualidad en todo el contenido, lo que debe suceder teniendo en cuenta la creatividad individual del maestro y las iniciativas de los propios estudiantes.

La enseñanza de la Geografía basada en principios martianos ofrece grandes posibilidades en la preparación del individuo para la vida y especialmente para desarrollar sus capacidades y relacionarse con su entorno lo que está dado por las siguientes características:

  • Es un paradigma ecológico que responde a las características de este paisaje tropical.
  • Se basa en la filosofía de la relación de José Martí, la visión de campo de Einsten, la teoría sistémica y las tradiciones culturales de la nación cubana.
  • Prioriza el método para descubrir y la formación de valores en el proceso de enseñanza aprendizaje de la Geografía.
  • Prevé el futuro, se refiere al valor de los principios martianos para resolver problemas actuales y futuros.
  • Abarca todos los componentes del proceso docente educativo. Es decir, no se limita al contenido, sino que incluye objetivos, métodos, medios de enseñanza, evaluación, etcétera.
  • Se usan todos los sentidos. Se aprovechan las bondades del ojo, la nariz, el oído, etcétera para relacionarse con el medio.
  • La observación y la excursión realzan su nivel en el aprendizaje geográfico lo que está dado por la necesidad de usar la naturaleza como fuente principal del conocimiento.
  • Descubre información siguiendo el estilo martiano de respetar el orden del mundo primero lo físico, luego lo biológico, después lo social.
  • Es sistemática, ya que se puede hacer en todas las clases.
  • Relaciona la escuela con la vida, con el entorno, con el medio social donde vive el alumno hoy día.

El desarrollo de la Pedagogía cubana debe hundir sus raíces en los valores histórico- culturales de la nación y en tal sentido la obra de José Martí alcanza la cúspide. El proyecto propuesto aquí beneficia solo a la enseñanza de la Geografía, sin embargo, al tratarse de un sistema de principios puede valorarse su aplicación universal. De esto se deduce que una revisión y estudio más exhaustivos de esta obra puede poner en nuestras manos un sistema de principios tal vez más generales que garanticen el enfoque martiano de la educación cubana, lo que está en correspondencia con la tendencia contemporánea de priorizar los sistemas de principios y las estrategias metodológicas para favorecer la actividad creadora de los educadores.

Figura I- Esquemas de relación que se usan actualmente en la Geografía escolar. Son pocas las posibilidades de memorizarlos y de establecer relaciones entre los componentes representados.

Para ver el gráfico seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Figura II- Esquema de relación, en analogía con la figura humana, que posibilita establecer múltiples relaciones en un solo sistema. Es fácil de memorizar y permite concebir la Tierra como un organismo vivo.

Para ver el gráfico seleccione la opción "Descargar" del menú superior

Figura II- La clase de Geografía en analogía con las fases del método de investigación científica. Una estructura que favorece el cumplimiento de los principios martianos.

"No se sabe bien si no lo que se descubre"

 Principios y postulados martianos

Amor a la naturaleza y pasión por la vida

Observación como base de la descripción

Conexión de todas las cosas

Relaciones analógicas

Valoración integral

Identidad


BIBLIOGRAFIA

Aguirre, Mirta. Juegos y otros poemas/. Mirta Aguirre.- La Habana. Ed. Gente Nueva, 1988.- 113 p.

Altshuyler, José José Martí y la cultura científica/. José Altshuler.- p. 10-15.- En Juventud Técnica (La Habana) N. 765, dic. 1989.

Alvarez Conde, José. Historia de la Geografía/José Alvarez Conde.-- La Habana: Editorial Cex Amargura.-- 19-61.-- 5 t 4 p.

Arrom, José Juan: Estudios de Lexicología Antillana/ Juan José Arrom.-- La Habana: Casa de las Américas, 1980.

Atlas Escolar de sexto grado (separata).-- 1. ed.-- Ciudad de La Habana: Empresa de Cartografía.-- 17 p.

Atlas Nacional de Cuba. Instituto de Geografía de la Academia de Ciencias de Cuba y la URSS.-- La Habana. 1970.-- 132 p.

Bachiller y Morales, A. El Idioma Primitivo EN: Antología de la Lingüística Cubana.-- La Habana: 1917.

Barraqué Nicolau, Graciela. Metodología de la Enseñanza de la Geografía/Graciela Barraqué Nicolau .--Ciudad de La Habana.--Editorial de libros para la Educación, 1978.-- 151 p.

Bustamante, Luís J. Enciclopedia Popular Cubana/Luís J. Bustamante.-- La Habana. 1942. --3 t.

Camps Iglesias, Alina N. Aproximación al estudio de la toponimia cubana/ Alina N. Camps Iglesias y María Teresa Noroña Vila.-- La Habana: Academia de Ciencias de Cuba, Instituto de Literatura y Lingüística.-- 80 p.

Carrasco Espinach, Silvia. Libro de texto de Geografía de Cuba, sexto grado/Silvia Carrasco Espinach, Ramón Pérez Alvarez y Josefina Galiano Izquierdo.-- Ciuidad de La Habana: Editorial Pueblo y Educación, 1987.-- 130 p.

Carrasco Espinach, Silvia. Orientaciones Metodológicas de Geografía de Cuba, sexto grado/Silvia Carrasco Espinach, Ramón Alvarez Pérez y Josefina Galiano Izquierdo.-- Ciudad de La Habana: Editorial Pueblo y Educación, 1987.-- 68 p.

Cuétara López, Ramón. Aplicación del principio de estudio de la localidad: Evolución histórica/ Ramón Cuétara López.- p. 94-105.- En Educación (La Habana).- Año 18, N. 68 en nov 1988.

Gómez Cobelo, José Ramón. ¿Dónde están los martianos? . Correo Pedagógico (Colombia) 4; (14) : 14-15, septiembre 1995.

Gómez Cobelo, José Ramón. Enseñar Geografía Martiana. Correo Pedagógico (Colombia) 4; (13): 15, mayo 1995.

Marrero y Amado, Pablo. Décimas /Pablo Marrero y Amado.- Raúl García Gómez.- La Habana: Ed.Arte y Literatura. 1977. 89 p.

Martí, José. Obras Completas. Editorial Ciencias Sociales. La Habana. 1975.

Martí, José. La Edad de Oro / José Martí.-- Editorial Gente Nueva, 1989. -- 235 p.

Martí, José. Obras completas / José Martí. -- La Habana: Editorial Nacional de Cuba, 1963.

Martí, José. Revolución en la Enseñanza. Anuario del Centro de Estudios Martianos (La Habana) (8): 16, 1985.

Núñez Jiménez, Antonio. Cuba:La naturaleza y el hombre: Geopoética /Antonio Núñez Jiménez.- La Habana: Ed. Letras Cubanas, 1983.- 508 p.

Núñez Jiménez, Antonio. El archipiélago / Antonio Núñez Jiménez.-- Ciudad de La Habana: Editorial Letras Cubanas, 1982. —T-I

Núñez Jiménez, Antonio. Geopoética / Antonio Núñez Jiménez.-- Ciudad de La Habana: Editorial Letras Cubanas, 1983.—T-III.

Pérez Beato, Manuel. La Falacia del Idioma Indígena/Manuel Pérez Beato.--La Habana: Edición del Archivo Histórico MCMXI.-- 140 p.

Pichardo Tapia, Esteban. Diccionario Provincial casi razonado de voces y frases cubanas/Esteban Pichardo Tapia.-- La Habana: Editorial Selecta: 1953.-- 716p.

Potts, Ricardo. En el siglo del progreso/ Ricardo Potts.- p. 16-19.-En Pueblo y Educación, 1986 -234 p.

Programa de Geografía de Cuba, sexto grado.-- Ciudad de La Habana: Pueblo y Educación, 1988.-- 24 p.

Riábchikov, A. M. Estructura y dinámica de la esfera geográfica / A. M. Riábchikov. -- Moscú : Editorial MIR, 1976. -- 237 p.

Sánchez Roca. Mariano: Espíritu de Martí/Mariano Sánchez Roca.- La Habana: Ed. Lex, 1959.-205 p.

Valdés Bernal, Sergio. La Evolución de los Indoamericanismos en el español hablado enCuba/Sergio Valdés Bernal.-- Ciudad de La Habana. Editorial Ciencias Sociales, 1986. -185 p

Warbel, Leo. La toponimia en el paisaje cubano/ Leo Warbel y Ricardo Herrera.-- La Habana: Editorial Ciencias Sociales, 1984.-- 97 p.

Zayas, A. Una terminal para ciertos nombres indígenas cubanos Revista Cubana (La Habana) (15) 34-44.-1982.

 REFERENCIAS

Para ver las referencias seleccione la opción ¨Descargar trabajo¨ del menú superior

Dr. José Ramón Gómez Cobelo

José Ramón Gómez Cobelo, Cumanayagua 1952. Es Dr. en Ciencias Pedagógicas. Profesor de los Instituto Pedagógico de Cienfuegos y del Instituto Pedagógico Latinoamericano y Caribeño en La Habana Cuba. Ha publicado Aprender Geografía y Algo más, La enseñanza de las Ciencias Naturales basada en principios martianos, Enseñar Geografía Martiana, Dónde están los martianos y Entorno al Entorno Martiano. Es coautor del Diccionario Geográfico de Cuba, la Habana, 2000

Edificio 15 Apartamento 15

Pastorita Cienfuegos

CP 55400


Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Geografia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda