Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Procesos de intercambio en la frontera física y semiótica

Enviado por claudia_colazo



Este trabajo pretende esbozar algunos de los elementos que intervienen en el proceso de intercambio que ocurre en la frontera tanto física como semiótica y explicar cómo se relacionan entre sí.

Teniendo en cuenta la necesidad de encuadrar y especificar los términos empleados y la brevedad del presente trabajo, considero conveniente no definir individualmente los conceptos utilizados en éste, sino remitirme a las definiciones originales que cada autor citado en la bibliografía utiliza para el caso.

El esquema realizado debe leerse de izquierda a derecha y viceversa, ya que la transmisión de información generadora de sentido ocurre fronteras adentro y fronteras afuera en un constante ir y venir. Se puede considerar el universo semiótico como un conjunto de distintos textos y lenguajes cerrados unos con respecto a los otros.

La semiósfera es el espacio semiótico fuera del cual es imposible la existencia misma de la semiosis. Las semiósferas no se encuentran aisladas, sino que tienen carácter grupal, "están vinculadas en una interacción y no pueden funcionar sin apoyarse unas en las otras" (Lotman; 1996) intercambiando información constantemente.

Entre dos semiósferas existe un espacio de constante intercambio, es la llamada "frontera", lugar no-físico, abstracto en el cual ocurren fenómenos muy particulares. Este "conjunto de formaciones semióticas" está formado por textos y lenguajes necesarios para el diálogo y para la generación de sentido, además "precede al lenguaje" ya que "sin semiósfera el lenguaje no sólo no funciona, sino que tampoco existe" (Lotman; 1996)

La frontera "une dos esferas de la semiosis", "se interseca con las fronteras de los espacios culturales particulares" (Lotman; 1996), es decir que delimita la semiósfera; pero este límite no es definido, espacialmente decimos que hay un interior y otro exterior, a veces contundentes, otras lábiles, presenta espacios intersticiales que permiten el flujo de información y este varía según la semiosis de que tratemos.

La frontera semiótica no es inexpugnable, es el lugar donde se puede traducir, donde se producirán los intercambios, es la "suma de ‘filtros’ bilingües pasando a través de los cuales un texto se traduce a otro lenguaje que se halla fuera de la semiósfera dada", es decir que existe una "traducibilidad mutua de los textos" (Lotman; 1996) La traducción puede ocurrir entre centro y periferia, entre dos o más semiósferas, entre géneros (hombre y mujer), entre oralidad y escritura, todo está codificado y entre todos ellos hay traducciones.

 

 

TRADUCCIÓN

(traductores)

(zona de negociación generadora de sentido)

(transmisión de información)

 

LENGUAJE

(textos)

(mensajes externos)

 

 

 

F

R

O

N

T

E

R

A

LENGUAJE

(no-textos)

(lenguajes internos)

SEMIÓSFERA.

(interior)

(adentro)

SEMIÓSFERA

(exterior)

(afuera)

CENTRO-PERIFERIA

PERIFERIA-CENTRO

CULTURA

(espacios semióticos)

CULTURA

(espacios no-semióticos )

(hechos alosemióticos)

SOCIEDAD

PODER

(relaciones móviles)

SOCIEDAD

Debido a que "el ‘carácter cerrado’ de la semiósfera se manifiesta en que ésta no puede estar en contacto con los textos alosemióticos o con los no-textos" es indispensable que esta frontera suponga y permita el pasaje de información, pero "para que éstos textos adquieran realidad para ella, le es indispensable traducirlos a uno de los lenguajes de su espacio interno o semiotizar los hechos no-semióticos" que permitan la comprensión de significados, es decir que pasen de un lenguaje a otro. "El texto transmitido debe contener elementos de transición a la lengua ajena, de lo contrario el diálogo es imposible." Sin embargo ese "espacio ‘no-semiótico’ puede resultar ser el espacio de otra semiósfera" (Lotman; 1996) dependiendo de la posición del observador, es decir, lo que para una cultura en particular es un "mundo no-semiótico externo" será la "periferia semiótica" para otra cultura

La "función de frontera de la semiósfera es desempeñada por las regiones con diversas mezclas culturales" (Lotman; 1996). Esta "zona de bilingüismo cultural, garantiza los contactos semióticos entre los dos mundos". El contacto de lenguas está considerado como un aspecto del contacto de las culturas y la interferencia lingüística como difusión de las culturas y aculturación.

Cuando en una región o país se ponen en contacto e interactúan dos comunidades diferentes que hablan diferentes lenguas, como resultado de este contacto pueden darse tres posibilidades: Que una de las lenguas prevalezca sobre la otra y la haga desaparecer; Que se produzca una mezcla de las dos lenguas formando una tercera; Que se use el cambio de código, alternando en el habla trozos de ambas lenguas. "Todas estas posibilidades, a su vez, contribuyen a ocasionar sutiles cambios en el lenguaje, en las formas de ver y pensar el mundo, en las prácticas rituales y hasta en la propia comprensión que la colectividad tiene de sí misma" (Appadurai; 2001)

Las interferencias, en cambio, son ocasionales y generalmente consisten en la introducción de palabras tal como se pronuncian en la lengua de origen. La mezcla de lenguas puede producir enriquecimiento, empobrecimiento y sustitución y en nuestra habla cotidiana se dan en forma profusa estos tres fenómenos.

Existe una traducción perpetua de un código a otro código por mecanismos homólogos, la semiosis es infinita, es decir que el proceso de significación alude a la dinámica de la significación en constante movimiento y cambio.

Esta traducción genera sentido y nueva información incorporando elementos de otra semiósfera donde "los significados de autoridad cultural y política son negociados" (Bhabha; 2000)

Al interior de la semiósfera están los códigos más estables, legítimos, modelos; "en los sectores periféricos, organizados de manera menos rígida y poseedores de construcciones flexibles, los procesos dinámicos encuentran menos resistencia y, por consiguiente, se desarrollan más rápidamente".

En la periferia los procesos semióticos son más acelerados y activos hay menos estabilidad de las significaciones y "tienden a dirigirse hacia el centro y luego desalojarlo" (Lotman; 1996) Como dice Bhabha (2000) "los márgenes de la nación desplazan el centro: los pueblos de la periferia regresan a rescribir la historia y la ficción de la metrópolis"

Estas semiósferas (vecindarios) que constituyen y requieren contextos, poseen no solo una "conciencia relacional" con sus vecinos sino también "un sentido autónomo de interpretación, de valoración y de práctica material" (Appadurai; 2001) En un mundo de globalización y comunicación, la pluralidad de culturas encontradas es algo más común y "quizá menos imaginaria", de "múltiples ‘dialectos’" (Vattimo; 1990) En este ambiente fronterizo ocurre la fusión de culturas, de sociedades, de lenguajes, es un "vecindario interpretativo múltiple" (Appadurai; 2001) en donde "la cultura crea no sólo su propia organización interna, sino también su propio tipo de desorganización externa". (Lotman; 1996)

Este constante intercambio y fusión de culturas presenta una situación compleja e imprevisible, es en la frontera donde existe la mayor tensión.. Es la sociedad quien debe controlarlas, "cada momento de la vida de la sociedad es de autoconstitución, de autorreproducción y de autorenovación" (Bauman; 2001). "Tiene que lidiar con dos dimensiones opuestas y establecer mecanismos de control de las zonas fronterizas entre una y otra. Poder es el nombre que se le da a la capacidad de administrar ese control, capacidad para producir efectos de determinación o de realidad socialmente reconocibles" (Sodré; 1998)

Este mecanismo de control es ejercido por el poder político o jurídico, es el ejercido por el Estado-nación al que pertenece cada cultura.

"El Estado-nación -que funciona como bisagra normativa-, basa su legitimidad en la intensidad de su presencia significativa en la masa de territorio continuo contenido dentro de determinadas fronteras. Funciona patrullando dichas fronteras, produciendo su gente, construyendo sus ciudadanos, definiendo sus ciudades, sus capitales, sus monumentos, sus aguas y sus suelos y construyendo también sus locales para la memoria y la conmemoración". (Appadurai; 2001)

"Cuando en la modernidad se habla de poder, las referencias están dirigidas a los aparatos del Estado, al ordenamiento jurídico y a las construcciones ideológicas" (Sodré; 1998) Existe una tensión constante entre lo ideológico y el poder.

Todo poder genera resistencia, por ello pone en práctica estrategias semióticas principalmente en el discurso. "El discurso transporta y produce poder; lo refuerza pero también lo mina, lo expone, lo torna frágil y permite detenerlo" "No es algo que se adquiera, arranque o comparta, el poder se ejerce a partir de innumerables puntos, y en el juego de relaciones móviles y no igualitarias" (Foucault; 1983), por eso el que hace irrita, porque el que hace ejerce su potencia y hace que se vuelva acto y el hecho de hacerlo genera poder. Esa actuación hace que lo posible se convierta en acto, que signifique.

"La frontera tiene rostro de Janus y el problema del adentro/afuera debe siempre ser en sí mismo un proceso de hibridación, incorporando nuevos ‘pueblos’ en relación con el cuerpo político, generando otros espacios de significado e, inevitablemente, en el proceso político, produciendo sitios desguarnecidos de antagonismo político y fuerzas impredecibles para la representación política" (Bhabha; 2000)

Existen diferentes grupos de poder cuyas relaciones están tramadas en todos los niveles sociales, en todos nuestros intercambios semióticos, allí se crean las jerarquías y las asimetrías productos del orden.

Sin embargo trasciende las fronteras físicas "tal como se encarna en la circulación mundial de capital e información, se hace extraterritorial, en tanto que las instituciones políticas existentes siguen siendo locales, igual que antes" (Bauman; 2003) O como dice Vattimo (1990) La historia está llena de nobles, monarcas o burgueses que llegaron al poder, sin embargo, aquellos aspectos de la vida que se consideran ‘bajos’ no ‘hacen historia’

Al exterior de la frontera hay una otredad que usualmente es considerada amenazante o peligrosa por el centro, "el objetivo de las presiones asimilatorias es privar a los ‘otros’ de su ‘otredad’; hacerlos indiscernibles del resto del cuerpo de la nación, digerirles completamente y disolver su idiosincrasia en el compuesto uniforme de la identidad nacional" (Bauman; 2003), sin embargo, para la periferia, el vecindario marca encuentros cotidianos repletos de significado porque "el poder es siempre el aspecto clave de las relaciones contextuales entre vecindades y hasta los primeros contactos siempre suponen diferentes relatos, producidos por las distintas partes involucradas" (Appadurai; 2001)

"En muchas sociedades, los límites son zonas de peligro que necesitan de un mantenimiento ritual especial. En otros tipos de sociedades, las relaciones sociales son inherentemente fisionables, dando lugar a una persistente tendencia a la disolución de algunos vecindarios" (Appadurai; 2001) El vecindario de la frontera, debe tomar decisiones que le garanticen un mejor estar, permite las interferencias, las mixturas y los intercambios de códigos enriqueciendo o empobreciendo sus culturas, multilingüe o multicultural.

"Vivimos permanentemente en una situación de precariedad; corremos riesgos en cualquier caso, hagamos lo que hagamos, y aunque en algunos aspectos nuestras decisiones pueden ser mejores o peores, nunca serán impecables o mejores en todos los aspectos importantes". (Bauman; 2001)

Bibliografía

APPADURAI A. – "La producción de lo local" en La modernidad desbordada – Montevideo – Buenos Aires – Trilce – F.C.E. – 2001 – pp. 187 a 207

BAUMAN Zygmunt – "De la igualdad al multiculturalismo" en Comunidad – Buenos Aires – Siglo XXI – 2003 – pp. 107 a 129

BAUMAN Zygmunt – Excurso 3: "Posmodernidad y crisis moral y cultural" en En busca de la política – Buenos aires – F.C.E. – 2001 – pp. 149 a 161

BHABHA Homi K. – "Narrando la nación" en La invención de la nación – FERNÁNDEZ BRAVO, A. (compilador) - Buenos Aires – Manantial – 2000 – pp. 211 a 219

FOUCAULT M. – "Método" en El discurso del poder – Buenos Aires – Folios Editores – 1983 – pp. 174 a 182

LOTMAN I. - "Acerca de la semiósfera" en La semiósfera. Semiótica de la cultura y del textoMadrid – Cátedra – 1996 – pp. 21 a 42

SODRÉ M. – "El poder" en Reinventando la cultura – Barcelona – Gedisa – 1998 – pp. 61 a 87

VATTIMO G. – "Posmoderno: ¿Una sociedad transparente? en La sociedad transparente – Barcelona – Piados – 1990 – pp. 73 a 87

Prof. Claudia Colazo Lloret

Profesora en Educación Preescolar (Instituto Superior del Profesorado "Antonio Ruiz de Montoya")

Profesora en Portugués (Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales – Universidad Nacional de Misiones)

Especialista en Alfabetización Intercultural (Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales – Universidad Nacional de Misiones)


Comentarios


Trabajos relacionados

  • Pitagoras y el pitagorismo

    Biografía de pitagoras. Armonía de los contrarios. La comunidad pitagorica. Nació hacia el año 578 ac. En samos (rival ...

  • Filósofos de la naturaleza

    Sócrates. La Política. Enseñanzas. El juicio. Tales de Mileto. Platón: Obra; Teoría de las ideas; Teoría del conocimien...

  • Eutanasia

    Definición del término eutanasia. Eutanasia: ¿Existe un derecho a morir?. Formas de aplicación de la eutanasia. La batal...

Ver mas trabajos de Filosofia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda