Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Matrimonio homosexual

Enviado por alarconflores



  1. Antecedentes de: homosexualismo, matrimonio y adopción
  2. Conceptos: homosexualismo, matrimonio y adopción
  3. La homosexualidad, en problemas con la sociedad
  4. Legalidad del matrimonio homosexual
  5. Adopción para una pareja homosexual
  6. Diferencias entre el desarrollo de un niño de proveniente de una pareja heterosexual a una pareja homosexual

CAPÍTULO I

ANTECEDENTES DE: HOMOSEXUALISMO, MATRIMONIO Y ADOPCIÓN

1.1.- ANTECEDENTES DEL HOMOSEXUALISMO

Hablar del homosexualismo es remontarnos a la historia aproximadamente desde que se inicio la civilización del hombre aunque suene un mito este tercer genero si le podría clasificar ha convivido con la sociedad pondríamos dar el de ejemplo a la civilización de Grecia que había una libertad y respeto de ello.

Podría citar a Aristofanes en el dialogo EL BANQUETE DE PLATON, que se refiere que en el principio de la vida humana que estaba constituida por seres muy superiores a los actuales,"los andróginos"1, los cuales tenían en sí el principio masculino y femenino a lo que me refiero es que eran mujer y varón a la vez.

Aunque para muchos sea un tabú todavía estos seres humanos reclaman igualdad de derecho ante la ley y la sociedad por eso cada vez están tomando mayor fuerza, para hacer prevalecer sus derechos puedo recalcar que ya en algunos países del mundo donde se ha aceptado el matrimonio del mismo sexo hasta inclusive la adopción aunque ese es un tema controversial y de mucha discusión ya que va en contra de muchas legislaciones y costumbres de los estados, también se podría decir que va contra lo natural me refiero a la religión que es uno de los factores de las creencias del ser humano, según la religión dios creo al varón y a la mujer entonces muchos se preguntan como así aparecieron los homosexuales bueno hemos tratado buscar esa incógnita y según varios autores no es que hayan aparecido sino que siempre han existido no por medios genéticos sino por la influencia y la desorientación que han tenido pues siempre el varón y la mujer homosexual serán genéticamente normales pero tendrán tendencias homosexuales por preferencia aprendida2. Esto es un efecto de la educación o de una visión sobre si mismo que no es innata, sino aprendida.

1.2.- ANTECEDENTES DEL MATRIMONIO

El matrimonio, una institución tan antigua como el hombre mismo; pues ya no hay etapa del desarrollo humano en el que no haya existido dicho acto. La enseñanza de la Iglesia sobre el matrimonio y la complementariedad de los sexos propone una verdad puesta en evidencia por la razón y reconocida como tal por todas las grandes culturas del mundo. El matrimonio no es una unión cualquiera entre personas humanas. Ha sido fundado por el Creador, que lo ha dotado de una naturaleza propia, propiedades esenciales y finalidades. Ninguna ideología puede cancelar del espíritu humano la certeza de que el matrimonio en realidad existe únicamente entre dos personas de sexo opuesto, que por medio de la recíproca donación personal, propia y exclusiva de ellos, tienden a la comunión de sus personas. Así se perfeccionan mutuamente para colaborar con Dios en la generación y educación de nuevas vidas.

La verdad natural sobre el matrimonio ha sido confirmada por la Revelación contenida en las narraciones bíblicas de la creación, expresión también de la sabiduría humana originaria, en la que se deja escuchar la voz de la naturaleza misma. Según el libro del Génesis, tres son los datos fundamentales del designo del Creador sobre el matrimonio.

En primer lugar, el hombre, imagen de Dios, ha sido creado « varón y hembra » El hombre y la mujer son iguales en cuanto personas y complementarios en cuanto varón y hembra. Por un lado, la sexualidad forma parte de la esfera biológica y, por el otro, ha sido elevada en la criatura humana a un nuevo nivel, personal, donde se unen cuerpo y espíritu.

Rematándonos a la época Hebrea, celebraban el acto matrimonial en un cierre de negocios en el que era objeto primero la constitución como marido y mujer y la entrega de los bienes que pertenecerán a la mujer convertida ya en su esposa; y ya después la celebración y festejos nupciales en un ambiente religioso. En la cultura griega fue distinto, el padre de la joven y el pretendiente se ponían de acuerdo sobre la dote por la entrega de la mujer, acto que otorgaba poder al padre sobre la familia. A diferencia del derecho Romano que tuvo carácter monogámico y era reservado; para los patricios, el matrimonio por compra y el usus, que era la adquisición de la mujer por suerte de prescripción durante un año. En la sociedad Romana, estaba permitida el concubinato como un acto en que se iniciaba la convivencia conyugal.

Ya en la Edad Media el matrimonio que paso a ser cargo y responsabilidad de la Iglesia, naciendo así el matrimonio canónico, fue considerado como un contrato y a la vez un sacramento. Surge un dilema del matrimonio siendo éste ya en la época Moderna un sacramento para la Iglesia y un contrato en el Código Civil y demás legislación; y que sigue vigente hasta la actualidad.

1.3 REQUISITOS PARA LA CRIANZA, ADOPCIÓN

Hay una serie de supuestos requeridos para la crianza del niño que la sociedad reparte en funciones de maternaje y paternaje, explicó el psicólogo. Para la primera función se reclama una persona capaz de sostener, cuidar, proteger y alimentar, mientras que para la segunda se pide alguien que anime al niño a interactuar con el mundo externo y que ponga límites.

Pero esos roles pueden ser cumplidos por una misma persona o repartirse entre dos del mismo sexo, dijo Raíces Montero.1

CAPÍTULO II

CONCEPTOS: HOMOSEXUALISMO, MATRIMONIO Y ADOPCIÓN

2.1 LA HOMOSEXUALIDAD INDUCIDA O CONGÉNITA:

Preguntarse porque las personas son homosexuales, no tiene una respuesta fácil. Muchas de las investigaciones van encaminadas a responder esta interrogante, presionada por lo esfuerzos para explicar el patrón menos común, la homosexualidad, por lo cual se han lanzado una serie de hipótesis que buscan razón de ella.

La más antigua de las teorías sostiene que la homosexualidad es una especie de enfermedad mental, una especie de desorden mental o una angustia demarcada y persistente por una orientación sexual. Otras teorías tienen en cuenta los factores biológicos, una familia con una madre dominante y un padre débil, y una situación aprendida (desarrollo de una preferencia por el mismo sexo después de haber sido seducido por un homosexual). Hasta los momentos no existe un respaldo científico para la hipótesis de la conformación familiar no del aprendizaje en una situación determinada.

Se puede citar al profesor Donati donde explica que los limites culturales hoy en día son cada vez mas imprecisos y susceptibles de las interpretaciones subjetivas, que admiten una gran variabilidad. Hay quienes afirman que hoy hasta seis géneros sexuales: masculino, femenino, gay, lesbiana, bisexual, transexual, esto trae consecuencias en la compresión de la variable normalidad3.

Existen varias teorías acerca de este tema, entre las siguientes podemos nombrar:

  • Teoría del Origen Hormonal:

En algunos estudios con animales se ha demostrado que la administración de hormonas o modificaciones de sus cifras pueden producir variaciones en la conducta sexual adulta, posibilitándose a una conducta homosexual. Hoy en día no hay elementos no hay elementos para establecer un origen genético de la expresividad homosexualidad más allá de la etiología genética de una capacidad de respuesta genital y sistemática ante estímulos sexuales diversos. En otras palabras el ser humano no hereda la posibilidad de responder en forma preferente a unos estímulos u otros. Dentro de este enfoque se afirma que la homosexualidad es biológica, congénita y natural. Según este punto de vista la homosexualidad es rasgo biológico que aparece en todas las sociedades y en todas las épocas; básicamente uno nace homosexual aunque las circunstancias de la vida puedan hacer que uno presente o no las conductas correspondientes. En consecuencia uno escoge ser homosexual, el individuo homosexual no es responsable de su orientación.

Otra variación sobre la idea de la homosexualidad biológica ha sido el factor hormonal; muchos investigadores han buscado combinaciones de hormonas masculinas y femeninas en los homosexuales tanto hombres como mujeres. Según esta teoría hormonal la homosexualidad se podría curar, bastaba con ajustar los niveles hormonales. Esta teoría nunca se ha comprobado de manera convincente; pero hay que aclarar que las hormonas no bastan para producir ni el deseo, ni la fantasía, ni la conducta, ni el placer sexual.

Otra variación dentro de la concepción biológica respecto a la homosexualidad es el campo de la genética. En los últimos treinta años se han estudiado posibles aspectos genéticos sobre este tema; se ha comprobado que los individuos homosexuales tienen más posibilidades de tener un hermano homosexual que los heterosexuales, aunque todavía nos e ha encontrado una correlación entre hermanos gay y sus hermanas lesbianas. El hecho de que dos hermanos compartan la misma orientación sexual no es prueba de un rasgo genético común.

  • Teorías Psicosociales y Psicoanalítica:

Freud en su teoría psicoanalítica consideraba una bisexualidad innata que explica las tendencias latentes hacia la homosexualidad que pueden activarse ante ciertas condiciones patológicas. Veía el impulso sexual como no específico en relación al sexo de objeto en donde se buscaba la satisfacción y aún como indiferente a la especie del objeto. Otras teorías del psicoanálisis rechazan la bisexualidad innata y señalan diversas experiencias de la infancia y de la adolescencia como causantes de la conducta homosexual.

Es importante destacar que casi todos los estudios que intentan demostrara el origen psicosocial de la homosexualidad, se han realizado en poblaciones de homosexuales, que eran pacientes de psicoanalistas, psiquiatras o instituciones, lo que inevitablemente sesga e invalida la muestra4.

En la actualidad existen otros enfoques que han sido más aceptados, como el caso de Marmor (1.978), el cual señala que la homosexualidad es "multideterminada" por factores psicodinámicos, socioculturales, biológicos y situacionales". El estudio de Bell (1.981), a través del análisis complejo y cuidadoso de una muestra de homosexuales, establece que no se encuentra ninguna casualidad socio familiar universal para explicar la experiencia homosexual.

  • Aspectos del Desarrollo del Niño Pre-homosexual:

El miedo excesivo al daño físico durante la niñez, está asociado con varias actitudes en la conducta de los padres. Surgen síntomas de trastorno sexual que se manifiestan en la culpa masturbatoria, aversión a los genitales femeninos y el deseo de poseer un pene grande. La ciencia psicoanalítica indica que la sintomatología sexual tiene sus raíces en la infancia; se supone que una interacción recíproca fue operante entre el miedo excesivo al daño y la psicodinamia de los síntomas sexuales.

  • El sistema triangular:

La unidad hijo (homosexual) madre/padre se analiza como un sistema, que engloba el proceso básico de interacción en las relaciones interpersonales que establecen el fundamento para el desarrollo de la personalidad. Creemos que la personalidad se forja dentro de este sistema triangular del núcleo familia, por consecuencia es ahí donde las mal adaptaciones de la personalidad tienen primariamente sus raíces.

La familia con más de un hijo tienen más de un sistema triangular, cada uno se interpreta con otros subsistemas del núcleo familiar. El ambiente psicológico del hijo homosexual difiere claramente del de sus hermanos. La cualidad y el estilo de las actitudes y al disciplina de los padres, la personalidad y la conducta de los distintos miembros de la familia, las señales y ciertas actitudes verbales y no verbales, conscientes o inconscientes, la basta y compleja mezcla de pautas interactuantes que operan en la familia, influyen en la dinámica del sistema triangular.

  • Homosexualidad por Situación o por Privación:

En algunos casos especiales, donde la privación de la figura femenina es por mucho tiempo (prisiones, escuelas para hombres, seminarios, monasterios, etc.) pueden ocurrir experiencias homosexuales, algunas de forma voluntaria y otras obligadas. En la mayoría de estos casos las conductas homosexuales son facultativas. , aunque igual ocurren conductas homosexuales voluntarias.

Algunas personas después de pasar esta etapa vuelven a su situación heterosexual normal.

  1. DEFINICIÓN DE LA HOMOSEXUALIDAD

a) ESTADÍSTICAS. CAUSAS:

La palabra homosexual proviene del griego HOMO que significa mismo, es decir, una persona que gusta de personas de su mismo sexo. Se puede decir que la homosexualidad es una fuerte atracción preferencial hacia personas del mismo sexo, se les llama homosexuales a las personas que gustan de compartir sus cuerpos en lo sexual y tal vez en lo sentimental con personas de su mismo sexo5.

Los estudios recientes han encontrado un rango entre el 1 y el 4 %, a continuación tenemos una muestra de esos estudios más recientes:

  • En un estudio de 5,514 estudiantes universitarios canadienses de edades de 25 años para abajo se encontró que el 1% era homosexual y un 1% era bisexual (King et al., 1988).
  • En un estudio de 8,337 hombres británicos se encontró que el 6.1% había tenido "alguna experiencia homosexual" y un 3.6% había tenido "1 ó más parejas homosexuales." (Johnson et al., 1992).
  • En un estudio francés de 20,055 se encontró que el 4.1% de los hombres y el 2.6% de las mujeres tuvieron al menos un acontecimiento de índole sexual con persona de su mismo sexo durante su vida. (ANRS, 1992).
  • En un estudio aleatorio Danés se encontró que un 2.7% de los 1,373 hombres que respondieron a sus cuestionarios tuvieron una experiencia homosexual (Melbye, 1992).
  • El National Health Interview Survey hace entrevistas en los hogares de la población civil no institucionalizada. Los resultados de tres investigaciones, hechas durante 1990-1991 y basándose en más de 9,000 respuestas cada vez, encontraron que entre el 2 al 3% de la gente respondiente dijo Sí a un paquete de declaraciones que incluían "Eres un hombre que ha tenido sexo con otro hombre en algún tiempo desde 1977, aunque sea una vez " (Dawson, Hardy, 1990-1992).
  • En un estudio aleatorio de 6,300 Noruegos, el 3.5% de los hombres y el 3% de las mujeres reportaron que habían tenido una experiencia homosexual alguna vez en su vida (Sundet et al., 1988).

Desde luego que aún los mejores estudios diseñados no proveen un porcentaje preciso y exacto. Los resultados de los estudios arriba mencionados, que consisten en estudios aleatorios de la población en general, están influidos por varios factores, como son la aceptación social de decir Sí y la fraseología de las preguntas. ¿Cuántas personas escondieron el hecho que eran homosexuales? ¿Cuánta gente dijo "Sí" a una pregunta fraseada ampliamente acerca del contacto homosexual, cuando en su caso sucedió en el contexto de abuso sexual cuando era un niño o adolescente? ¿Cuántos hombres dijeron Sí a haber tenido un contacto homosexual, cuando esto ocurrió en la prisión únicamente por la ausencia del sexo opuesto? ¿Y Cuántos hombres y mujeres que sienten atracción únicamente al mismo sexo dijeron "No" a la conducta homosexual porque ellos no han estado sexualmente activos, o porque no usan la etiqueta de "homosexual"?

Entre las causas más comunes para la homosexualidad, hay diferentes ideas acerca de por qué algunas personas experimentan atracción hacia su mismo sexo:

  • Muchas personas que son atraídas hacia su mismo sexo tienen un sentido de ser diferentes desde muy temprana edad y consecuentemente creen que nacieron homosexuales.
  • Otras personas creen que algunas personas son homosexuales porque así lo escogieron. Para la mayoría de las personas homosexuales esto no es verdad.
  • Muchas personas creen que algunas personas son homosexuales por lo que les sucedió durante su vida. Pueden haber sido lastimados emocionalmente y esto puede afectar la manera de cómo se siente con ellos mismos. Pueden que hallan sufrido un abuso sexual o hayan tenido una mala relación con los padres. En este punto cabe destacar los siguientes aspectos: los factores con los cuales se nació (temperamento, predisposición genética, etc.), experiencias negativas en la infancia, la situación familiar de la persona (buena o mala), la cantidad y el tipo de apoyo que estuvo disponible para ayudar al hijo al joven a enfrentar lo que estaba sucediendo, el tipo de entrenamiento moral que se le dio al niño, las decisiones que se tomaron en respuesta a los sentimientos y atracciones, cuán claros o confusos son los roles sexuales en una cultura, etc.

2.3 Concepto del Matrimonio

En el derecho Romano, podemos extraer el concepto de matrimonio dado por Modestino, que señala:

"Las nupcias son la unión del hombre y la mujer en un consorcio de toda la vida, comunicación del derecho divino y humano (nuptial sent conjuntio macris es faminal et consordium Manis vital, divini et humani iuris communicatio)".

Aquí observamos que los romanos se referían al matrimonio como nupcias", el cual "proviene de << nubere >>, es decir, velar o cubrir; aludiendo al velo que cubría a la novia durante la ceremonia de la confarreatio.

Sin embargo la palabra etimológicamente deriva de matris (madre) y de monium (cargo o gravamen) oficio o cargo de madre.

A pesar de lo referido, el matrimonio para la mujer no solo significa pasar de una casa a otra, sino el formar el su propio hogar con su esposo como principio inmutable para la persona. El matrimonio es el instituto que constituye la base de la familia moderna monogámica. Se constituye la familia con el matrimonio, es decir que existe familia desde el momento de la celebración del matrimonio. Para Rodríguez Iteri Róger, el matrimonio "es un consorcio natural, legítimo y perdurable de comunión de vidas entre un hombre y una mujer aptos para contraerlo legalmente, los mismos que se unen en un instituto de interés prioritario en la sociedad, mediante una alianza existencial sustentada en el amor y la solidaridad". Un concepto que llena todas las expectativas del matrimonio.

En su versión XXII, del 2001, el Diccionario de la RAE (DRAE) define al matrimonio con dos acepciones. Primero como la "unión de hombre y mujer concertada mediante determinados ritos o formalidades legales" y segundo como "sacramento por el cual el hombre y la mujer se ligan perpetuamente con arreglo a las prescripciones de la Iglesia".

Pero veamos el concepto de matrimonio para nuestro país. Según el Código Civil que actualmente nos rige, en el Art. 234, nos dice:

"El matrimonio es la unión voluntaria concertada por un varón y una mujer legalmente aptos para ella y formalizada con sujeción a los disposiciones de éste código, a fin de hacer vida común.

El marido y la mujer tienen en el hogar autoridad, consideraciones, derechos, deberes y responsabilidades."

De este concepto observamos, que el código al referirse "..por un varón y una mujer.." esta consintiendo el matrimonio heterosexual, excluyendo así la unión matrimonial del homosexual, que es objeto de éste proyecto; y a su vez exige la monogamia.

Es pues que el matrimonio civil es una institución formal y solemne, que para su conformidad debe cumplir las formalidades establecida en los artículos 248 al 268 del Código Civil.

2.4 ADOPCION EN LA SOCIEDAD

La reivindicación de lesbianas y gays de tener una familia legalmente reconocida, se sitúa en esta puesta en entredicho de unos valores en los que, hoy por hoy, no tienen cabida todos los miembros de la sociedad.

Al pedir que no solamente la madre o el padre biológico tengan derechos y obligaciones con los niños, sino también las parejas de éstos, no sólo se busca que los niños estén más protegidos, sino cubrir legalmente una realidad afectiva: no es padre/ madre sólo el biológico, sino también aquel que cría y da cariño. Ni siquiera en el tema de la maternidad, lo biológico lo "natural", marcan las pautas de comportamiento en nuestra sociedad

CAPÍTULO III

LA HOMOSEXUALIDAD, EN PROBLEMAS CON LA SOCIEDAD

3.1 EL PROBLEMA DE LA BISEXUALIDAD.

Bisexualidad es el potencial de estar erótica o románticamente atraído por personas de cualquier sexo. Así mismo, un bisexual es aquella persona que siente una atracción erótica por individuos de ambos sexos.

Sin embargo, definir la identidad sexual de cada individuo no es tarea fácil. Definirla es algo muy personal: muchos individuos que mantienen relaciones sexuales con miembros de ambos sexos pueden no considerarse o llamarse a sí mismos bisexuales. Quizás se consideren más como heterosexuales, o más como homosexuales. Para entender esto podemos ejemplificarlo de la siguiente manera: el hecho de que un hombre tenga contacto sexual con una mujer, no significa necesariamente que ella en particular le atraiga sexualmente. Puede ser que él únicamente quiera guardar apariencias o demostrarse a sí mismo algo. Ahora bien, en el caso de la bisexualidad, se aplica lo mismo: una persona que se sienta ya sea homosexual o heterosexual y tenga relaciones con ambos sexos no es necesariamente bisexual. Esta persona tendrá la identidad que internamente mejor le venga, con la que se sienta más a gusto.

Sucede algo similar en el caso contrario. Puede ser que una persona se considere a sí misma bisexual debido a sus sentimientos por ambos géneros, pero que mantenga relaciones con persona(s) de un mismo género. Aquí se aplica nuevamente lo de la identidad: esta persona se siente bisexual, y aunque tiene una predilección o interés por involucrarse con un solo sexo, su sentir es para con ambos sexos a fin de cuentas. Aquí podría entrar el caso de un bisexual monógamo, lo cual es perfectamente válido, siempre y cuando así lo quiera y decida la persona.

Ahora bien, un bisexual no se siente forzosamente atraído por hombres y por mujeres de igual manera. Una persona bisexual (hombre o mujer) puede preferir las relaciones con mujeres por encima de las relaciones con hombres, o preferir las relaciones con hombres por sobre las relaciones con mujeres, o bien, tener la misma preferencia por ambos sexos, concibiendo el amor erótico en este último caso, como un estado donde no importa el sexo de la pareja, sino su carácter.

3.2 LA VIDA SOCIAL DE UN HOMOSEXUAL.

En un principio los lugares homosexuales (baños públicos, saunas, bares, etc.), fueron una variaciones de los que se conoce como burdel; espacios donde se podía comer, beber, consumir drogas, mantener encuentros ilícitos, presenciar actos eróticos, obtener material pornográfico, etc. Al igual que en los burdeles el contacto sexual no implicaba compromisos morales ni sentimentales, en realidad se trataban de burdeles gratuitos.

Hoy en día se ha comercializado con la homosexualidad al crear lugares de encuentro "gay", donde no necesariamente se va a tener o buscar un encuentro sexual, más bien se va en busca de un espacio donde se pueda interactuar con personas del ambiente y poder moverse abiertamente como si fueran heterosexuales. Independientemente siguen existiendo los "burdeles gratuitos", donde se va en busca de sexo gratuito y sin compromisos.

3.3 DISCRIMINACIÓN DE LA SOCIEDAD.

Es importante en este aspecto destacar la HOMOFOBIA, que es el miedo o rechazo hacia la homosexualidad. En la sociedad actual es más aceptada la relación lésbica, de hecho si nos basamos en las películas pornográficas aparecen relaciones lésbicas, pero, con mujeres muy femeninas. En el cine, por ejemplo, el público tiende a ofenderse más cuando ve a dos hombres besarse, que cuando se trata de dos mujeres.

Los homosexuales han sido estereotipados como si fueran unas personas promiscuas, inestables, inmaduros y afeminados; siendo que hoy en día la mayoría de los homosexuales muestran una masculinidad algo exagerada, músculos, bigotes, pelo corto, ropa negra y algunos atributos que han ido adquiriendo gracias a la forma en que nos vendieron la imagen del cuerpo masculino.

Hay que tener en consideración también que los conceptos que habitualmente manejamos, y especialmente los relacionados con la sexualidad no responden a una realidad objetiva, varían en el tiempo y son específicos de cada cultura. Sin embargo, para cada individuo son fundamentales, le sirven para valorar las actuaciones de los demás y para guiar las propias. Desde pequeños hemos aprendido a distinguir lo que está bien de lo que está mal, lo normal de lo anormal. Posteriormente nuestra propia experiencia vital hará que revisemos este sistema normativo y aceptemos aquellas pautas que nos parezcan correctas o útiles y desechemos las que consideremos inútiles o ineficaces.

En los casos concretos de la sexualidad, todos, homosexuales y heterosexuales, hemos interiorizado los mismos conceptos y, por lo tanto, los mismos prejuicios contra la homosexualidad que existen en nuestra sociedad. Uno de los principales es la identificación entre homosexualidad y perversión, anormalidad o enfermedad. Otro prejuicio importante es la identificación de las personas homosexuales con el género contrario al que realmente poseen, a un hombre homosexual se le atribuyen comportamientos femeninos y a una mujer masculinos.

Esta impronta cultural se graba en lo más profundo de nosotros mismos impidiéndonos valorar con ecuanimidad los comportamientos que se salen fuera de la norma. Por otro lado esa misma sociedad tiene un segundo sistema de control de los individuos mediante el cual literalmente castiga a aquellas personas que se saltan las normas, imponiéndoles penas progresivamente más graves dependiendo del grado de importancia que la sociedad atribuye a las leyes transgredidas. La combinación de ambos elementos, control interno y control externo, limita la posibilidad de actuación sexual efectiva de los individuos, imponiéndoles el cumplimiento de la norma heterosexual-reproductiva, la adecuada y deseable según nuestro sistema cultura.

Cualquier comportamiento no heterosexual y, por lo tanto, toda persona con deseos homosexuales, transgrede diversas reglas y pone en cuestión importantes valores en los que se apoya nuestra sociedad. Fundamentalmente éstos:

  • Transgrede la norma reproductiva
  • Interfiere el contrato matrimonial clásico y el sistema de herencia consecuente
  • Se enfrenta a la normativa religiosa de nuestra cultura (es considerado "pecado".)
  • Confunde la norma sobre reparto de roles sexuales en que se basa nuestra organización social del trabajo.
  • No hay definido un rol en nuestra sociedad al que estas personas puedan acogerse. No hay normas sobre cómo actuar o cómo vivir, lo que implica la inexistencia de una forma "correcta" de comportarse
  • Confunde la idea de los sexos y sus caracteres activo / masculino pasivo / femenino, y especialmente cuestiona la norma patriarcal según la cual el hombre-heterosexual-padre-activo detenta el poder familiar y social.

La libre aceptación de la homosexualidad interfiere el complejo sistema de valores en el que se fundamenta nuestra sociedad, y por lo tanto la norma cultural lo ha rechazado.

Sin embargo, prácticamente todos estos valores están siendo puestos en cuestión en la actualidad. Muy probablemente esta sea la razón por la que la homosexualidad y en general las prácticas no reproductivas empiezan a valorarse menos negativamente. De alguna forma el movimiento feminista comparte muchos de los objetivos por los que luchan los movimientos de liberación homosexual ya que, en el fondo, ambos chocan contra el sistema normativo patriarcal que subyace a nuestro sistema social.

3.4 EL HOMOSEXUAL Y SU ENTORNO FAMILIAR. ¿ACEPTACIÓN O RECHAZO?

Durante la niñez y la adolescencia, por primera vez muchos individuos homosexuales se percatan de su homosexualidad o lesbianismo y pasan por la experiencia de tener pensamientos y sentimientos homosexuales. La homosexualidad ha existido a través de la historia y en diferentes culturas. Cambios recientes en la actitud de la sociedad hacia la homosexualidad han ayudado a algunos / algunas adolescentes homosexuales a sentirse más cómodos con su orientación sexual. En otros aspectos de su desarrollo estos jóvenes son similares a los jóvenes heterosexuales. Experimentan los mismos tipos de estrés, luchas y tareas durante la adolescencia.

Los padres necesitan entender claramente que la orientación homosexual no es un desorden mental. Las causas de la homosexualidad no se entienden claramente. Sin embargo, la orientación sexual no es un asunto de decisión propia. En otras palabras, los individuos no pueden escoger ser homosexuales o ser heterosexuales. No importa cuál sea su orientación sexual, todos los adolescentes tienen la alternativa de escoger la expresión de su comportamiento sexual y su estilo de vida.

Los adolescentes homosexuales pueden aislarse socialmente, separarse de las amistades y los amigos, tener problemas concentrándose y desarrollar una pobre autoestima. También pueden desarrollar una depresión. Los padres y otras personas necesitan estar alerta a estas señales de angustia, ya que estudios recientes demuestran que entre los jóvenes homosexuales y lesbianas existe un alto incidente de muertes por suicidio.

Es importante para los padres entender la orientación homosexual de sus adolescentes y proveerles apoyo emocional. Los padres frecuentemente tienen dificultad aceptando la homosexualidad de sus adolescentes por algunas de las mismas razones por las que el / la joven desea mantenerlo en secreto. A los adolescentes homosexuales y lesbianas se les debería permitir decidir cuándo y a quién revelarle su homosexualidad.

CAPÍTULO IV

LEGALIDAD DEL MATRIMONIO HOMOSEXUAL

4.1 MATRIMONIO HETEROSEXUAL, COMO MODELO EN LA SOCIEDAD

Si bien es cierto la pareja heterosexual ha sido y es modelo de matrimonio ya que si observamos el concepto de la Biblia en el libro de Mateo, capitulo 9, versículo 4 nos dice:

"Jesús respondió: ¿no han leído que el creador al principio lo hizo hombre y mujer y dijo: el hombre dejara a su padre y a su madre, y se unirá con su mujer y serán los dos una sola carne?"

Ante este dicho, concluimos que para la Iglesia, el matrimonio se concibe por una pareja heterosexual y este modelo se fue adoptando por la cultura Griega, Romana, Edad Media y hasta la actualidad. Claro que para cada cultura el concepto de matrimonio fue distinto en cada caso, sobre todo con respecto a su celebración, pues vemos que en Roma el pretendiente le otorgaba al padre el dote acordado para poder ser concebido el matrimonio.

Y es en la edad Media que el matrimonio muy a parte de ser un acto religioso, también tiene carácter jurídico, pues era un contrato, de acuerdo con el código civil que regia en esa época, como lo señalamos anteriormente.

En el Perú el matrimonio civil no era una obligación como lo es ahora, quien deseaba contraía matrimonio civil; pero por necesidad de distribución de bienes, y demás derechos y deberes matrimoniales; ahora lo es y ésta señalado en el actual Código Civil , con su respectiva normativa, para el acto matrimonial.

4.2 MATRIMONIO HOMOSEXUAL, GRAN POLÉMICA

Visto anteriormente el matrimonio es consentido por una pareja heterosexual, no considerada como una norma sino como un modelo que adoptado de generación en generación desde inicios de la concepción del hombre tal como lo señala la Biblia y la historia de diversas culturas que ya hemos señalado.

A pesar de ello desde la presencia del homosexual, ha luchado por sus derechos y deberes dentro de la sociedad; y aunque desde un principio fueron rechazados, discriminados y eran pocos los que asumían abiertamente su realidad podemos ver ahora el producto de su lucha. Los homosexuales sabían lo que se acontecían cuando argumentaban que lo que sucedía entre adultos libres de elegir no es asunto de nadie más. Sin embargo desearon convertirlo en asunto de todo el resto del mundo requiriendo a otros la aprobación de sus uniones y un tratamiento similar al que dispensan a cualquier otra unión, tanto legalmente como en la práctica social.

Los homosexuales han conseguido introducir "lobbies" en casi todos los centros de poder, cuentan con representación en casi todas las fuerzas políticas, se han convertido en grandes renovadores de los patrones estéticos de los últimos quince años y forman parte natural del paisaje urbano. En países europeos, algunos estados de Estados unidos, Canadá, entre otros países incluso Argentina como país latinoamericano; en ellos se les respeta sus derechos y son considerados al igual que el varón y la mujer dentro de la sociedad, que no pueden sufrir ningún tipo de rechazo ni discriminación pues seria penado según ley en estos mencionados países. Tan es así su lucha por la igualdad y consideraciones como cualquier ciudadano de la sociedad que hoy cuentan con sólidas organizaciones, en asociaciones, federaciones; contando con consejeros de variadas profesiones en búsqueda de la afirmación de sus demandas que no siempre son acogidas, sobre todo en países como que poseen nuestra religión.

Los reclamos familiar de lo homosexuales buscando la legalidad del matrimonio, que causo una gran polémica en la sociedad pero que dio resultado en los países como Dinamarca, en 1989 y Noruega en 1993 que legislaron la unión de los homosexuales creando un derecho para el régimen matrimonial y lo mismo sucedió en el Parlamento Europeo, el 8 de Febrero de 1994. Todo éste acontecimiento provoco la mortificación del Papa, que considero un desorden moral y señalo:

"La unión entre dos hombres o dos mujeres no puede constituir una verdadera familia. Menos aún se puede atribuir a tal unión el derecho de adopción de hijos privados de familia, pues a estos hijos se les aporta un grave y peligroso daño, ya que en esta "familia suplente" ellos no encuentran el padre y la madre; sino dos padres, dos madres"

A pesar de lo descrito por el Papa, hay países que siguieron legalizando el matrimonio de los homosexuales y seguirán sumándole países que aprobaran esta legislación. Tal es el caso de Suecia que el registro de las uniones homosexuales tomo vigencia el 1 de enero de 1995; sin embargo esta legislación excluyo la adopción y el uso de técnicas de inseminación artificial. A diferencia de Suecia, Islanda promulgo la ley intitulada Recognized Partnership, el 4 de junio de 1996, el cual admitió la adopción del hijo/a del conviviente. Al igual que Holanda cuya ley Registration of Partnership, también permitió la adopción de los hijos de su concubito o adopción por pareja y las técnicas de reproducción asistida. Como también algunos estados de Estados Unidos, que admiten el matrimonio y adopción de niños por parejas gays o lesbianas.

Conforme a este punto debe existir un límite al libre uso de las palabras y consiste en que no confundamos bajo el mismo término cosas esencialmente distintas. Uno puede llamar matrimonio y familia a lo que le parezca, pero entonces se arriesga a ser malentendido o a confundir o engañar. Conviene reservar esos términos para las relaciones humanas institucionales orientadas a la reproducción de la especie y a la transmisión de los valores a los hijos. Toda relación que no vaya orientada a la procreación no constituye una familia. Por ejemplo, un grupo de amigos, una iglesia, un club, o la relación de una persona con su animal doméstico. Pueden ser relaciones fantásticas, más sólidas que las familiares, pero no son una familia. Las relaciones entre homosexuales, al margen de su consideración moral, deben ser permitidas por las leyes.

Es por ello que el Derecho no debe interferir en las relaciones privadas. Pueden atribuir aspectos jurídicos a estas relaciones. Pero conferir naturaleza jurídica de matrimonio a lo que no puede constituir una familia, es injusto. Tratar de la misma manera lo que es esencialmente diferente, también lo es. Una comuna podría aspirar a la consideración de familia. Una pareja homosexual, no. Por la sencilla razón de que no puede tener hijos. La negativa al matrimonio homosexual no se sustenta en ningún dogma religioso sino en la evidencia de que sólo es un matrimonio aquella institución que puede transmitir la vida. Y una pareja del mismo sexo, por más que moleste a los igualitarios frenéticos, no puede hacerlo. Un matrimonio homosexual, como un matrimonio unipersonal, es una contradicción en los términos.

  • Es de donde nace la siguiente pregunta, ¿por qué es el matrimonio una preocupación del gobierno? Existen al menos tres razones:
    La primera de todas es que el matrimonio entre varón y mujer tiene el objeto de reproducirse, que no son ni adultos ni libres de elegir. El bienestar de los niños es importante tanto por su propio bien como por el bien de la sociedad en su conjunto, cuyo futuro está representado por ellos. Esta consideración obviamente no puede ser aplicada a las uniones homosexuales.
  • Segundo, varón y mujer se sitúan en muy diferentes situaciones dentro de un matrimonio. El hecho indudable de que sólo las mujeres se quedan embarazadas significa que el varón y la mujer nunca va a ser la misma, sin importar cuanto lenguaje "neutral" empleemos o cuanto hablemos, según la última moda, de como "vamos" a tener un hijo. Las leyes deben hacer a ambos igualmente responsables del niño que ella, en solitario, va a tener. De igual modo, esta consideración no se aplica a las uniones homosexuales.
  • Tercero, el tiempo tiene distintos efectos en varones y mujeres. Cuando los años transcurren y las mujeres pierden su atractivo físico, los hombres suelen estar ascendiendo en ingresos y estatus profesional. Es frecuentemente más fácil para un varón de mediana edad abandonar a su esposa y casarse por segunda vez con una "mujer trofeo" más joven, que para una mujer volver a casarse tan ventajosamente. Puesto que la mujer a menudo ha invertido años de su vida en crear un hogar y una familia, el contrato matrimonial es una manera de intentar asegurarle que su inversión no será en vano.

4.3 MATRIMONIO HOMOSEXUAL EN EL PERÚ, ¿SE LEGISLARA?

Los países subdesarrollados y las virtuales semicolonias ha causado gran impacto la aceptación de la homosexualidad que ha venido desde afuera. Ha sido su legitimación en el "mundo gringo" lo que ha hecho más persimiva nuestra opinión sobre el colectivo de gays, lesbianas y transexuales. El matrimonio homosexual en el Perú, una gran polémica que aun no se presenta ante el congreso, pero ya causa polémica; pues ya hemos visto que la comunidad gay se hizo presente reclamando igualdad de derechos en la sociedad, y aunque están en todo su derecho de reclamarlo, pero Tal vez en nuestros tiempos, esta legalización no cuente con la "aprobación" de un significativo volumen de nuestra población muy rica en prejuicios en relación a los casi 80 años de adelanto en que nos aventaja la sociedad europea; sin que ello signifique que debemos aceptar la idiosincrasia de esos lares como un "mandato" de carácter obligatorio, y es que sabríamos que si esto sucede daría hincapié a la legalización del matrimonio homosexual, abriendo una gran reforma constitucional y gran espanto a la sociedad conservadora del país.

Si bien es cierto, la constitución protege a la familia en general, como lo vemos en el articulo 4 de la actual Constitución con la promoción del matrimonio que tiene como mira el modelo de familia mas difundido, que es el de la pareja heterosexual, como lo podemos comprobar en el artículo 5 de la Constitución en la que menciona las uniones estables del varón con la mujer, libres de impedimento matrimonial.

Ahora no podemos afirmar que el matrimonio homosexual seria aceptado por toda la sociedad pues seria una gran falsedad; pues si vemos en el Código Civil, artículo 333, inciso 9, y el artículo 349, mencionan al homosexualismo como un causal de decaimiento y disolución del matrimonio. es por ellos que no podemos admitir el matrimonio.

Recordemos que todavía hay mucho oscurantismo en un Perú donde la violencia doméstica es el pan de cada día, la explotación del trabajo infantil casi es legal y donde leyes básicas y necesarias como la del aborto siguen siendo una utopía siquiera el formularlas. La tolerancia implica ciudadanía, y la ciudadanía solo es posible mediante la existencia de oportunidades y libertades para las personas.

Un entorno como el peruano, donde impera una insultante desigualdad económica y buena parte de la legislación es papel mojado que seguirá alimentando esa cultura de la jungla, donde el peruano es el otorongo para el peruano, y donde el puma grande se come al cuy chico. Y sin embargo, justamente por ese tremendo atraso cultural que padecemos, propuestas como una ley de matrimonios homosexuales o una ley que convierta la corrupción en el peor delito tipificable, han de ser presentadas y debatidas.

Ahora tengamos en cuenta que la aprobación del proyecto sobre el vínculo matrimonial homosexual no sólo producirá efectos jurídicos, sino también " una generalización del empleo de la palabra matrimonio y las restantes de su misma familia semántica para hacer referencia también a esa nueva realidad social de la unión de dos personas del mismo sexo reconocida legalmente".

Por ejemplo, en nuestra Constitución Política se precisa que todos tenemos derechos y deberes que cumplir como ciudadanos. Por ese motivo, argumentan: si cumplen con pagar sus impuestos y acatar la ley, ello los convierte en personas dignas que merecen respeto, igual que el resto del país; y esto es en lo que se basa la comunidad gay.

Por más controversial que parezca el asunto, la verdad es que existen muchas parejas homosexuales que en la práctica se comportan como si fueran matrimonios, pero legalmente no tienen ni los deberes ni las obligaciones de los cónyuges, porque nuestras leyes reconocen al matrimonio como la unión estable entre un hombre y una mujer, no generando derechos ni obligaciones la unión de personas del mismo sexo.

Los derechos y obligaciones de los cónyuges son principalmente los de cohabitación, fidelidad y asistencia, igualdad en el hogar, alimentación y educación de los hijos, entre otros. Asimismo, se generan derechos patrimoniales, donde podemos estar ante una sociedad de gananciales o separación de bienes en cada caso. Incluso la unión de hecho de dos personas en nuestra legislación se refiere siempre a dos personas de sexo distinto, siendo ésta la premisa para su existencia.

El vínculo matrimonial se crea y se puede extinguir, y todo ello está legislado ampliamente en el Perú. Están legislados también los derechos sucesorios de los cónyuges y las relaciones concernientes a los hijos en los casos de disolución del vínculo matrimonial.

De aceptarse el matrimonio entre personas de un mismo sexo, todo lo antes expuesto tendría que aplicársele por igual. ¿Qué ocurre ahora con parejas de un mismo sexo que pasan toda su vida viviendo como si fueran un matrimonio? Básicamente no se les puede aplicar las reglas que regulan los derechos y deberes que surgen de un matrimonio, porque no están reconocidos como tales.

CAPÍTULO V

ADOPCIÓN PARA UNA PAREJA HOMOSEXUAL

4.1 UN PEQUEÑO Y CURIOSO ANÉCDOTA PARA REFLEXIONAR

Durante la revolución mexicana ( 1911- 1921 ), hubo varios generales moralistas.

Usualmente el individuo moralista, se siente con el derecho y deber, de imponer su criterio en los demás. Y si tiene el poder, también se siente con el derecho de hacerlo por la fuerza.

Este militar, cada vez que tomaba una población, hacía una razia. Y encarcelaba a todos los afeminados que encontraba en el pueblo.

Los encerraba, y al día siguiente los reprendía por su debilidad. Los ponía a barrer las calles, y a hacer trabajos rudos. " Para que se hicieran hombres ".

Desde luego, que ninguno se " hizo hombre. "

En una ocasión, reunió cuarenta de estos personajes. Muy humildes todos ellos.

Durante su homilía moralizadora, se dirigió a uno, y le dijo:

¿ Cuantos son Ustedes. ?

Y el afeminado respondió: " Semos cuarenta."

El general le corrige: " SOMOS" ,---- ! Se dice !.

Y el afeminado responde: " Entonces somos cuarenta y uno. "

4.2 TEORIAS QUE APOYAN LA ADOPCIÓN PARA LA PAREJA HOMOSEXUAL

Verena Stolke nos muestra cómo estos procesos de naturalización de la identidad y de las relaciones sociales, presentes en las teorías como el darwinismo social, las doctrinas eugenésicas y el racismo, son elementos fundamentales en la reproducción de las relaciones de desigualdad social. Todas ellas se basan en el presupuesto de que el componente biológico determina el comportamiento y las relaciones de subordinación de los grupos humanos, en especial las mujeres y las minorías étnicas y sexuales.

4.3 ¿Debe permitirse la adopción para personas homosexuales?

JURISPRUDENCIA EXTRANJERA:

Precedentes que permiten la adopción. Esta el caso en Sudáfrica:

En el mes de noviembre de 1999 un homosexual pudo adoptar a una niña en Sudáfrica, luego de haber luchado durante cuatro años. La adopción marcó un antes y un después en Sudáfrica no sólo porque la adopción se dio entre personas de distinta raza, sino también porque un homosexual hombre pudo adoptar a una niña. Sudáfrica hasta el momento no ha permitido expresamente que parejas homosexuales adopten.

Dinamarca fue el primer país que reconoció el derecho al matrimonio y la adopción entre personas del mismo sexo en la década de los años 80 (las fuentes consultadas no concordaban en el año, en unas he encontrado 1985, en otras 1989) En torno al 20 de diciembre de 2000 Holanda legalizó matrimonio y adopción. Más países que permiten el matrimonio y la adopción para homosexuales son Suecia, Finlandia, e Inglaterra. Esta última además permite el casamiento a las personas transexuales. También Bélgica se ha sumado hace poco a la legalización del matrimonio, pero no de la adopción (a finales de 2002). En Alemania hay una ley de parejas de hecho que prácticamente equipara a gays y lesbianas con las parejas heterosexuales, aunque no se trata de un matrimonio propiamente dicho. La adopción también está permitida. En Francia existe un pacto de solidaridad, una especie de contrato matrimonial para las parejas homosexuales. 

En Canadá sucede algo muy curioso: el matrimonio civil no es legal, pero sí el matrimonio católico en gran parte del país, único lugar del mundo en que los homosexuales pueden establecer unión legal cristiana católica, la Iglesia canadiense defiende el derecho que el Gobierno niega. La adopción sí está permitida. Sólo algunos estados de EEUU permiten el matrimonio civil, y en Washington hay dos tipos de Iglesia que permiten los matrimonios homosexuales y en torno al 10 de diciembre la Iglesia Cristiana Nacional estadounidense también los acoge. En México también se han legalizado casi paralelamente a Bélgica e Inglaterra las uniones civiles entre personas del mismo sexo. 

El Papa Juan Pablo II dijo , a quienes rechazaban la homosexualidad…….

……Esta actitud es tachada de antievangélica y opuesta a la misericordia de Jesús; pero quienes lo dicen, olvidan que el Señor perdonaba a los pecadores arrepentidos, mientras que, de los que escandalizaban a los niños dijo:

" Sería preferible que les ataran al cuello una piedra de moler, y los hundieran en el fondo del mar ". Yo estoy seguro que a todos los seres que Dios creo el los acepta porque el ama a todos susus hijos por igual……

4.4 INSTITUCIONES INTERNACIONALES QUE RESPALDAN LA ADOPCION HOMOSEXUAL

No obstante, si esta mirada no basta para cerciorarse de la magnitud numérica del tema que nos preocupa, podemos consultar algunos estudios e investigaciones, de muy diversas procedencias que darán un poco de luz a la cuestión:

En Estados Unidos existe una asociación que se llama COLAGE (Children of Lesbian and Gays Everywhere) que estima que a lo largo de los EEUU la cifra de niños que están viviendo en hogares homosexuales oscila entre 3 y 14 millones.

En Estados Unidos hay cifras variadas: ninguna baja de 1’5 millones. Esto es lo que, al menos, concluía el artículo sobre el Baby boom lesbiano que la revista "Newsweek" sacaba en portada en 1996. Entonces la investigación se repartía entre los Estados Unidos y Holanda. Hoy parece ser común a la mayor parte de los países europeos.

En Francia, estudios similares llevados a cabo por la APGL (Association des Parents et Futurs Parents Gays et Lesbiens) hablan de cientos de miles de niños franceses en la misma situación. De hecho, un informe de 1997 habla de que un 7% de los gays y un 11% de las lesbianas son padres y madres.

El Senado de Berlín encargó un informe a este respecto en 1997. La cifra que dio dicho documento es espectacular: un millón de homosexuales padres y madres en Alemania.

Un artículo legal canadiense añade que aproximadamente un tercio de las lesbianas y un 10% de los gays son madres y padres.

En 1996 se calculaba en 20.000 el número de niños que estaban siendo criados en Holanda por familias homosexuales.

En Gran Bretaña, una asociación denominada GDUK (Gay Dads UK) tiene asociados en más de 40 ciudades del país.

4.5 ¿CÓMO AFECTA A LA SOCIEDAD LA ADOPCIÓN POR PAREJAS DEL MISMO SEXO?

La preocupación debería ser el bienestar de los niños adoptados por homosexuales, pero tambien afecta negativamente a nuestras familias

Una pregunta seria :¿Cómo afrontarán el problema los centros escolares, sobre todo los infantiles? La cuestión no es teórica. Las escuelas de Massachusetts y otras áreas de los Estados Unidos están ya enseñando a los niños de la escuela elemental a equiparar las relaciones homosexuales a las del matrimonio entre un hombre y una mujer.

Los padres Tienen el deber de educar a sus hijos en la verdad. Por otra parte, no desean entrar en particulares sobre la homosexualidad con un niño pequeño. Ni desean que se añada un dolor adicional a los niños obligados a crecer con una pareja del mismo sexo. La única respuesta para muchos padres es retirar a sus hijos de esas escuelas públicas. Cuando las escuelas públicas son usadas como instrumentos de adoctrinamiento contra la religión, los padres creyentes son discriminados.

CAPÍTULO VI

DIFERENCIAS ENTRE EL DESARROLLO DE UN NIÑO DE PROVENIENTE DE UNA PAREJA HETEROSEXUAL A UNA PAREJA HOMOSEXUAL

6.1 CONSIDERACIONES SOBRE LA ADOPCIÓN

El psicólogo Juan Carlos Hernández Meijueiro, especialista en salud pública e historia de la sexualidad en el mundo occidental, para quien el problema a enfrentar por las familias homo o lésbicas es similar al que enfrentaron las madres solteras hace medio siglo, a cuyos hijos llamaban "bastardos" y no los aceptaban en la escuela si tenían sólo el apellido de la mamá.

el sexólogo propone "empoderar" a hijos e hijas de homosexuales mediante talleres y programas educativos para padres, maestros y también para niños, "haciéndoles conscientes de que están siendo pioneros, de que están siendo protagonistas de un cambio social".

Por supuesto que no todo es color de rosa; pero la sociedad madura

6.2 ¿Cual es la experiencia en general de un niño adoptado por una pareja heterosexual?

El hecho de ser dado en adopción por los padres biológicos es de por si un experiencia dolorosa . pretender que no ay problema en realidad no ayuda a que los hijos a entender el por que sus padres los dieron por adopción es por eso que es necesario que los padres adoptivos le cuenten al niño la decisión que tomaron sus padres biológicos para entregarlo en adopción.

Sin embargo a pesar de todo esto el niño siempre va a estar preguntándose ¿Por qué? ¿Por qué mi madre me entregó? ¿Dónde estaba mi padre? Estas preguntas siempre persiste hasta en la vida adulta se debe de tener una estabilidad emocional y psicológica para que los padres respondan a estas interrogantes.

6.3 ¿Cuál es la diferencia entre un niño adoptado por una pareja del mismo sexo y por una heterosexual?

Las parejas del mismo sexo no son capaces de admitir el daño a los niños que aman en este caso el niño va tener la necesidad de una padre o una madre para lo cual se debe de hablar adecuadamente del caso de la señora O'Donnell, su hijo ya ha expresado este deseo. Cuando tenía seis años, dijo «quiero tener un papá». O'Donnell respondió: «Si hubieras tenido un papá, no me habrías tenido a mí como mamá porque soy el tipo de mamá que quiere a otra mamá. Tu mamá es así». El niño dijo: «Ok, me quedo contigo».

Aunque O'Donnell indudablemente ve esto como una afirmación positiva para la adopción homosexual, hay otra interpretación: hizo ver a su hijo que su deseo natural de tener un padre era rechazarla a ella. Este es un peso terrible para un niño pequeño. Y lo que es peor. En la misma entrevista, O'Donnell cuenta cómo explicó la adopción a su hijo: «...comprendió que hay diferentes tipos de personas; que él creció en el seno de otra mujer y que Dios miró dentro, vio que había habido una confusión y entonces me lo trajo a mí». En otras palabras, a la luz de la conversación entre O'Donnell y su hijo, es un error para él desear un padre porque Dios decidió que no lo debía tener.

6.4 ¿Qué otros peligros amenazan a los niños adoptados por parejas del mismo sexo?

Debido a que los niños entregados en adopción han sufrido ya una gran pérdida, es muy importante colocarlos en la situación más estable posible. Las parejas del mismo sexo son las menos estables. Las parejas de varones tienen muchas probabilidades de romperse; incluso si permanecen juntos, raramente tienen plena confianza sexual el uno en el otro. Las parejas lesbianas tienen más probabilidades de permanecer unidas pero no son tan estables como las parejas heterosexuales.

6.5 ENTREVISTA A MARIA DEL MAR GONZÁLEZ, PSICÓLOGA, PROFESORA DE LA UNIVERSIDAD DE SEVILLA

"El bienestar psicológico de los niños no parece estar relacionado con el tipo de familia, sino con la calidad de la vida familiar".

El catedrático de Psicología Evolutiva y de la Educación de la Universidad de Sevilla Jesús Palacios, en un artículo significativamente titulado "EL SUPREMO DERECHO DE LOS NIÑOS A UNA INFANCIA FELIZ", insiste en la idoneidad de las parejas homosexuales para la adopción, al afirmar:

"Son muchas las parejas y las personas que pueden responder a estas exigencias de la adopción. Lo esencial no radica en sus creencias religiosas, en sus preferencias sexuales ó en su forma de organización familiar, sino en sus actitudes educativas y en su capacidad para hacer frente adecuada y establemente a las necesidades de quienes son adoptados. Nadie se escandalizaría, por ejemplo, si una niña es dada en adopción a una mujer soltera que convive con su hermana viuda. Pero los prejuicios existentes a propósito de la homosexualidad (habitualmente no confirmados por los datos de investigación) convierten en un escándalo esa misma posibilidad".

1.-CODIGO CIVIL DE ESPAÑA

Capitulo II

ARTICULO 44

El hombre y la mujer tienen derecho a contraer matrimonio conforme a las disposiciones de este Código.

El matrimonio tendrá los mismos requisitos y efectos cuando ambos contrayentes sean del mismo o de diferente sexo.

[El segundo párrafo ha sido añadido por la , de 1 de julio, por la que se modifica el Código Civil en materia de derecho a contraer matrimonio (BOE núm. 157, de 02-07-2005, pp. 23632-23634).

2.-CODIGO CIVIL DE ARGENTINA

Titulo 1. Del matrimonio

Capítulo 1.- Régimen legal aplicable al matrimonio.

Artículo 159:

Las condiciones de validez intrínsecas y extrínsecas del matrimonio se rigen por el derecho del lugar de su celebración, aunque los contrayentes hubiesen dejado su domicilio para no sujetarse a las normas que en él rigen.

Artículo 160:

No se reconocerá ningún matrimonio celebrado en un país extranjero si mediaren algunos de los impedimentos de los incisos 1, 2, 3, 4, 6 ó 7 del Artículo 166.

Artículo 161:

La prueba del matrimonio celebrado en el extranjero se rige por el derecho del lugar de celebración.

3.-MATRIMONIO YA ALGO MAS

Fuente: Diario El Correo Columna De Aps Autora Cecilia

La legalización en España del matrimonio entre homosexuales está dando mucho que hablar en nuestro país. El tema es serio y debe ser tomado como tal. La Iglesia, según su lógica, se ha pronunciado en contra de ello, y probablemente la gran mayoría de peruanos esté en contra también. Pero ello no implica que no se deba discutir un tema tan importante y que se sea intolerante con quienes sí están de acuerdo con el matrimonio homosexual. Por más controversial que parezca el asunto, la verdad es que existen muchas parejas homosexuales que en la práctica se comportan como si fueran matrimonios, pero legalmente no tienen ni los deberes ni las obligaciones de los cónyuges, porque nuestras leyes reconocen al matrimonio como la unión estable entre un hombre y una mujer, no generando derechos ni obligaciones la unión de personas del mismo sexo.
Los derechos y obligaciones de los cónyuges son principalmente los de cohabitación, fidelidad y asistencia, igualdad en el hogar, alimentación y educación de los hijos, entre otros. Asimismo, se generan derechos patrimoniales, donde podemos estar ante una sociedad de gananciales o separación de bienes en cada caso. Incluso la unión de hecho de dos personas en nuestra legislación se refiere siempre a dos personas de sexo distinto, siendo ésta la premisa para su existencia. El vínculo matrimonial se crea y se puede extinguir, y todo ello está legislado ampliamente en el Perú. Están legislados también los derechos sucesorios de los cónyuges y las relaciones concernientes a los hijos en los casos de disolución del vínculo matrimonial.
De aceptarse el matrimonio entre personas de un mismo sexo, todo lo antes expuesto tendría que aplicársele por igual. ¿Qué ocurre ahora con parejas de un mismo sexo que pasan toda su vida viviendo como si fueran un matrimonio? Básicamente no se les puede aplicar las reglas que regulan los derechos y deberes que surgen de un matrimonio, porque no están reconocidos como tales.
Pienso que lo que buscan los países que han legalizado el matrimonio entre personas de un mismo sexo es que se reconozca un hecho real: que dos personas del mismo sexo pueden querer tener una unión estable que genere los derechos antes mencionados. ¿Por qué se produce esto? Por amor, y no creo que nadie pueda negar la existencia de amor entre personas de un mismo sexo. Así las cosas, el debate está planteado. Estoy segura de que habrá opiniones muy fuertes en uno y otro sentido. Todas deben ser respetadas y escuchadas. No creo que el Perú esté preparado para legalizar el matrimonio homosexual, pero ¿no debería estarlo al menos para discutirlo?.

4.-RELIGION:

MATRIMONIO HOMOSEXUAL: JERARCA DEL VATICANO PIDE "OBJECIÓN DE CONCIENCIA"

FUENTE : RADIO RPP

jueves, 30 de junio , 2005 - 01:08:17

(AFP) El cardenal colombiano Alfonso López Trujillo, prefecto para la Familia en El Vaticano, dijo que los españoles deben recurrir a "la objeción de conciencia", frente a la legalización del matrimonio entre homosexuales y el permiso para que adopten hijos.

"España es una nación que no quiere aceptar algo que rompe fundamentalmente la tradición de un pueblo cristiano", precisó el jerarca católico a la privada radio RCN de Bogotá, en el primer pronunciamiento de un alto jerarca del Vaticano frente a la decisión del Congreso español.

"El derecho a la objeción de conciencia es algo jurídicamente reconocido y eso se puede presentar como válido. No se puede obligar a una persona a ir contra sus principios más íntimos y totales", agregó.

El prelado fustigó la aprobación de la ley al cuestionar que "con ese tipo de legislación, ¿en qué se protege el amor de los esposos, en qué se protege la unidad, la indisolubilidad, la fidelidad?".

"¿Cuántas son las familias que entregarían a sus hijos a tales "matrimonios"?", continuó monseñor López, tras señalar que "entonces toda la humanidad estaba despistada, estaba en un error gigantesco, y solamente dos naciones pequeñísimas: Bélgica y Holanda, sumadas a una parte de España, descubren que prácticamente ellos representan la conciencia universal".

El cardenal colombiano anotó que si en España se hiciera un referéndum sobre el tema, -como ocurrió en Italia que votó en contra-, los españoles harían una observación mucho más sensata", y rechazarían la decisión.

5.- Dos mujeres protagonizan la primera boda homosexual

Las contrayentes estuvieron acompañadas por familiares y amigos que festejaron con ellas el nuevo enlace

Fuente: Diario de Cariz, España; Polígono El Trocadero. c/Francia s/n. 11519 A. De Antonio


cádiz. Pasadas las ocho de la tarde de ayer, por primera vez en la historia de esta ciudad, dos mujeres se unieron en matrimonio ante sus familiares y amigos, tras prometerse amor eterno. Casi medio centenar de personas acudieron a un enlace que inevitablemente pasará a la historia como la primera unión entre dos personas homosexuales en esta ciudad. Ambas jóvenes se llaman Inmaculada, aunque quisieron que su identidad permanezca en el anonimato.

Como manda la tradición, una de las contrayentes llegó antes al Ayuntamiento. Vestida de blanco se bajó de un Mercedes y entró en el Consistorio tan rápida como pudo, acosada por los nervios. En la puerta había algunos curiosos. Poco más tarde llegó la que sería su esposa. Un vestido color rosa salmón iluminaba a esta mujer que pronto vería su sueño cumplido.

Apenas media hora después, el nuevo matrimonio abandonaba el Ayuntamiento de Cádiz, ya convertido en la primera pareja de homosexuales que se unía, en teoría, para toda la vida. Es más, el hecho cobra más relevancia al tratarse de dos mujeres; según Colega (Colectivo de Lesbianas, Gays y Transexuales de Cádiz), "la mujer lesbiana está doblemente discriminada: por ser mujer y por ser lesbiana". Bajo una lluvia de pétalos de flores, las dos mujeres se marcharon sonrientes a celebrar su unión, junto a sus invitados.

6.- Espaldarazo científico a la adopción HOMOSEXUAL

La comunidad homosexual reclama una ley nacional que incluya la unión civil de parejas del mismo sexo, el reconocimiento a los derechos adopción

Fuente: IPS / Comunidad Homosexual Argentina

08/11/2004

Argentina
Latinoamérica
BUENOS AIRES, oct (IPS) - ¿Quién será la madre y quién el padre de niñas o niños adoptados por parejas del mismo sexo? ¿Qué efectos puede tener una crianza en estas condiciones para el desarrollo de la personalidad infantil?
Estas son algunas de las preguntas que intenta responder un libro de próxima aparición en Argentina, escrito por prestigiosos psicólogos, psiquiatras, pediatras, antropólogos y sexólogos. Sus conclusiones son favorables a la causa de las minorías sexuales.

En el territorio argentino, sólo la ciudad de Buenos Aires admite la unión civil de parejas del mismo sexo. Ahora, la comunidad homosexual se prepara para reclamar una ley nacional, que incluya además el reconocimiento a los derechos de herencia y adopción.
La propuesta sigue en cierto sentido el proyecto del actual gobierno socialista español de instituir el matrimonio de pleno derecho para gays y lesbianas, con todas las garantías para formar familias y administrar y heredar bienes.
La adopción para las minorías sexuales es legal en Holanda, Gran Bretaña, Finlandia, Dinamarca, Suecia, Noruega e Islandia, en varias provincias de Canadá y en algunos distritos de Estados Unidos. Pero no se admite en ningún país de América Latina, ni en Asia o Africa, donde aún algunos países consideran la homosexualidad un delito.

En una respuesta anticipada al seguro debate que desatará esta propuesta en Argentina, el coordinador de salud de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), psicólogo Jorge Raíces Montero, compiló en el libro "Adopción. Proyecto Nacional de Unión Civil", textos de 24 expertos en psicoanálisis, derecho de familia, infancia y cuestiones de género.

El temor más difundido es que los menores adoptados por estas parejas carezcan de la figura de madre y de padre que tendrían en una familia tradicional, afectando así negativamente su desarrollo. El estudio se ocupa de este aspecto clave y expone casos "exitosos" de niñas y niños que fueron criados por parejas no heterosexuales, explicó Raíces Montero a IPS.

En las consideraciones generales del libro, los autores exponen que niñas y niños criados por gays, lesbianas, travestís, transexuales, transgéneros, bisexuales e intersexuales (minorías sexuales conocidas bajo las siglas GLTTTBI) "no presentan particularidades psicopatológicas" en su desarrollo.

Las funciones de "paternaje-maternaje son independientes de la orientación sexual o la identidad de género", afirman.

Hay una serie de supuestos requeridos para la crianza del niño que la sociedad reparte en funciones de maternaje y paternaje, explicó el psicólogo. Para la primera función se reclama una persona capaz de sostener, cuidar, proteger y alimentar, mientras que para la segunda se pide alguien que anime al niño a interactuar con el mundo externo y que ponga límites.
Pero esos roles pueden ser cumplidos por una misma persona o repartirse entre dos del mismo sexo, dijo Raíces Montero.

Los autores coinciden en que los niños criados por parejas no heterosexuales "son normales", o "mejor dicho, están neuróticamente compensados como en cualquier familia clásica", entendiendo que la normalidad no implica ausencia de conflictos, afirmó el compilador.

La destacada psicoanalista Eva Giberti --autora de varios libros sobre adopción y fundadora de la Escuela para Padres que difundía en los años 70 consejos de educación familiar por televisión-- señala en su contribución que el niño "no necesita una mamá con vagina y un papá con pene" para su desarrollo, anticipó Raíces Montero.

Pero Giberti rescata y valora las funciones que cumplen madres y padres.
La CHA se propone presentar el libro este mes, poco antes de llevar al Congreso legislativo su anteproyecto de unión civil. La iniciativa implica un cambio profundo de las normas que regulan el matrimonio.

La ley de la ciudad de Buenos Aires fue sancionada a fines de 2002 por la legislatura bonaerense.

En virtud de esa ley, las parejas que hayan convivido por un plazo mínimo de dos años, con independencia de su sexo u orientación sexual, pueden inscribirse en un registro de unión civil, con tratamiento similar al de los cónyuges en el ejercicio de derechos, deberes y beneficios que emanen de la normativa dictada por la ciudad.
Pero esto no habilita a las parejas a adoptar hijos ni a heredar, y sólo rige en el distrito capitalino.

La CHA propone llevar la reforma al Código Civil de la Nación e incluir esos capítulos, los más polémicos para este país de 37 millones de habitantes, donde la Iglesia Católica ejerce una gran influencia.

En diálogo con IPS, el presidente de la CHA César Cigliutti admitió que "será una dura batalla cultural" con los sectores más conservadores de la Iglesia, que asimila el concepto de pareja heterosexual a "familia natural" y rechaza las uniones de otro tipo.

"La ley sólo permite adoptar a un matrimonio heterosexual o a una persona sola, pero no reconoce a parejas de hecho en general. De todos modos, sabemos que la imagen que más irrita a la Iglesia es la de una familia encabezada por una pareja homosexual", dijo Cigliutti.

Las normas vigentes, que permiten adoptar a personas solas, habilitan en los hechos a gays y lesbianas a hacer lo mismo, pero ocultando su condición ante la justicia, o formando una pareja con alguien del mismo sexo cuando ya obtuvieron un menor en adopción.

Existen otras situaciones de hecho. Hay parejas lesbianas que "procrean" mediante fertilización asistida --aunque no todos los centros médicos aceptan realizar esos tratamientos-- y parejas del mismo sexo que crían a los hijos biológicos de uno de sus integrantes, nacidos de relaciones heterosexuales.
"No estamos pidiendo permiso para adoptar, podemos hacerlo, pero queremos que se reconozca un derecho que tenemos como ciudadanos", explicita Raíces Montero.
Cigliutti, uno de los primeros en seguir el trámite de la de unión civil, no oculta su deseo de tener hijos y formar una familia.

"Queremos estar en una lista de adoptantes y esperar, y no ponemos requisitos como hacen algunas parejas heterosexuales, que piden un bebé recién nacido, blanco, o de un determinado sexo", dijo.

"Si nos dan cinco hermanitos, un niño más grande, o uno con VIH, los vamos a querer también", aseguró.

De hecho, en la comunidad gay hay "una necesidad tan grande" de adoptar que son muchos los que aceptan menores bajo cualquier condición, aseveró..
Pero Cigliutti y su compañero quieren primero una ley. "No queremos poner en riesgo a los chicos que seguramente ya vienen de alguna situación de abandono. En las actuales condiciones, si yo adopto solo y me muero, la justicia podría quitarle el niño a mi pareja", explicó.

Solo en algunos casos de muerte de un integrante de parejas del mismo sexo, "y con muchísima suerte", fallos judiciales reconocieron que lo mejor para el menor era permanecer con el miembro sobreviviente.

Pero inclusive mientras se arribaba a esa sentencia, los menores debían pasar un largo período viviendo en un hogar de tránsito o en un orfanato estatal.
Marcela Valente

7.- ENTREVISTA A DRA. TAIRI RULLIER PÉREZ, SOBRE LA LEGALIZACIÓN DEL MATRIMONIO HOMOSEXUAL

Fuente: http://www.upn.edu.pe/IUS/03/art04.htm

Esta abogada Jefe del Centro de Investigación Aplicada de la Universidad Privada del Norte, tuvo un contacto con un señor homosexual, el cual le formulo preguntas sobre algunas dudas que el poseía; el cual la llevo a deducir y exponer el caso y que mencionamos a continuación:

Ya era de noche y tomé un taxi para mi casa. Luis - el conductor- vio por el retrovisor que cargaba un código civil y luego de algunas cuadras me preguntó si era abogada, y le respondí que "sí", que enseñaba en la universidad. Como el viaje era largo se animó a preguntarme qué pensaba de los homosexuales y yo le señalé que lo mismo que pienso de los heterosexuales, es decir, "nada",y luego le expliqué que las generalidades dan pie a la intolerancia y a la discriminación.

Creo que eso lo animó a preguntarme qué podría hacer para que su "pareja" pudiera heredarlo en caso que él muriera. Este hombre, fornido, de cincuenta y pico años, me explicó que Adrián era un poco más joven que él y, que según la lógica, él moriría primero y, como no tenía otros herederos, quería saber qué documento podía firmar ante el Notario para que Adrián sea el único heredero,ya que luego de veintidós años, sentía que era lo justo.

Le expliqué que según los artículos 725°, 726° y 727° del Código Civil existen tres opciones: La primera, si él por ejemplo tuviese hijos, podría disponer mediante testamento del tercio de sus bienes; la segunda, si no los tuviera pero si ascendientes (por ejemplo padres), podría disponer mediante testamento de la mitad de sus bienes y, la tercera, si no tuviera ningún pariente como señalan los dos primeros artículos citados, podría disponer mediante testamento de la totalidad de sus bienes.

También le señalé que no existía impedimento legal alguno para que los bienes que adquieran sea propiedad de ambos en una proporción igual al cincuenta por ciento para cada uno.

Y, le expliqué que en el supuesto negado que Adrián lo abandonase, la legislación civil contempla la figura del enriquecimiento indebido que, según el artículo 1954° del Código Civil, se refiere a aquella acción que puede interponer una persona contra aquél que se enriquece indebidamente a expensas de ésta, solicitando el monto indemnizatorio respectivo.

Se hizo un gran silencio y me preguntó entonces si yo estaba a favor del matrimonio homosexual en el Perú; yo mirando la calle y tratando de no ser dura, como a veces solemos ser los abogados, le expliqué con paciencia cada uno de los argumentos por los cuales no estoy a favor que el Estado dicte una norma a este respecto.

Creo que el principal argumento fue que el matrimonio, desde sus orígenes, ha sido una institución destinada a consagrar (matrimonio religioso) o reconocer (matrimonio civil) la unión del varón y la mujer que buscan hacer vida en común y, que en el mayor número de casos busca formar una familia integrada claro está no sólo por los cónyuges, sino también, por los hijos de éstos. Así, le expliqué que esta concepción de matrimonio ha sido incorporado a nuestro inconsciente colectivo y se ha arraigado en nuestros preceptos morales y en nuestras costumbres. De modo tal que cuando en el Perú se habla del matrimonio homosexual, la resistencia a este tema es generalizada, por lo cual, hay que tener en cuenta que el derecho debe nacer no solo de la voluntad política del Estado y su Poder Legislativo, sino que debe nacer del conjunto de valores, principios y aspiraciones de un pueblo y, este pueblo peruano aún no está preparado para modificar los principios morales que hoy le impiden aceptar una medida legal como la propuesta.

Llegamos a la Avenida España y me cuestionó porqué la legislación lo trataba de modo desigual y lo discriminaba, a ello le expliqué que igualdad ante la ley, no significa que las personas seamos iguales, lo cual resulta totalmente irracional y obviamente incorrecto, significa que ante supuestos de hecho iguales, nos serán aplicadas las mismas consecuencias jurídicas; así a todo hijo por tener la calidad de éste (supuesto) le asiste el derecho de alimentos (consecuencia), las variaciones en la consecuencia respecto a quien será el obligado a proveer los alimentos, cual será el monto, etc., se darán en la medida que las situaciones de hechos que cumplen el supuesto de la norma son distintos como la capacidad económica del obligado a prestar alimentos, la condición del menor, etc.

Si utilizamos este razonamiento, le dije, el trato igualitario lo que busca es evitar los privilegios y las desigualdades, más no hacernos iguales salvando nuestras diferencias. Razón por la cual el principio constitucional de igualdad ante la ley no se aplicaba al reclamo de Luis que buscaba le sea reconocido el derecho a casarse por la vía civil y así, contar con los privilegios patrimoniales que otorga esta institución

Ante su total desilusión le señalé que creo que la lucha por obtener que la ley reconozca la igualdad entre los seres humanos, la cual se basa en el principio de la dignidad de la persona, debe iniciarse en tres flancos interdependientes, el primero es el flanco social, en el cual residen los principios morales y los preceptos de valor que dan eficacia y fondo a la norma jurídica; el segundo flanco es el de la ley, la cual debe respetar la libertad del ser humano y su derecho a la autodeterminación y debe reconocer que las uniones de hecho homosexuales existen y, que el derecho, está en la necesidad de regularlas y no de marginarlas a través del silencio normativo y; el tercer flanco es que las uniones de hecho homosexuales deben reconocer que el Estado tiene el privilegio de priorizar entre las uniones de hecho heterosexuales y las uniones de hecho homosexuales, con referencia a la institución del matrimonio por las consideraciones anteriormente planteadas.

A una cuadra de mi casa antes de preguntarle cuánto le debía por el servicio, Luis me dijo que el creía necesario se le reconocieran derechos patrimoniales como los de la sociedad de gananciales y la herencia, como ya estaba en la puerta de mi casa le dije que estaba de acuerdo, la legislación no puede dejar de regular un hecho social cada vez más común, pero hay fundamentos doctrinarios y principistas que se tendrán que abordar antes de estar en la capacidad de llegar a las conclusiones legales que él deseaba. Le pagué la carrera y le apunté en un papel la dirección de la notaría a la cual podía dirigirse para elaborar su testamento, esperando que este viaje nos haya servido de mucho.

Dr. Luis Alfredo Alarcón Flores

Abogado, Magíster y Doctor en Derecho


Comentarios


Trabajos relacionados

  • Acción

    Transmisión de la acción. Las partes. Facultades disciplinarias. Procesos de conocimiento. La acción es un derecho públ...

  • Derecho Tributario

    Reforma constitucional de 1994. Derecho tributario. Derecho comparado. Organo de control....

  • Derecho Civil

    Bienes y derechos reales. Concepto de bienes. Bienes corporales. Bienes en general. Derecho real de propiedad. Copropied...

Ver mas trabajos de Derecho

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda