Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

El Fondo Monetario Internacional (FMI)




  1. Origen
  2. Las emisiones
  3. ¡ Venezuela debe salir de FMI, BM y OMC !
  4. ¡ Una ley de relaciones económicas internacionales !
  5. ¿ Venezuela ha solicitado algún tipo de financiamiento al fondo monetario internacional en los tres últimos periodos fiscales ?
  6. Bibliografía

El Fondo Monetario Internacional (FMI) es la institución central del sistema monetario internacional, que tiene como cometido específico la cooperación monetaria internacional y la estabilidad cambiaria que faciliten el buen funcionamiento de un sistema multilateral de pagos. Es el organismo central regulador de los sistemas de cambio internacionales y, además, el mecanismo por excelencia para proveer financiamientos a países con déficit o problemas temporales en sus balanzas de pago.

El poder del FMI, sin embargo, va mucho más allá del simple control del sistema de pagos. Tanto a través de la condicionalidad de los créditos del FMI a los países (el país receptor ha de aplicar un conjunto de políticas económicas para poder acceder a los créditos), como de las declaraciones e informes del FMI sobre la situación y/o las políticas económicas que se aplican a un país determinado, el Fondo ha estado imponiendo a lo largo de los años un determinado modelo económico por todo el mundo, que se deriva del denominado Consenso de Washington.

Conjuntamente con el banco Mundial, formaron las bases para el establecimiento del nuevo sistema monetario internacional. En su fundación, servía como el mecanismo para establecer condiciones relativas a la fijación de las paridades del cambio de las monedas de los países miembros entre sí.

ORIGEN

Los orígenes del fondo se remontan a la gran depresión que azotó a la economía mundial en la década de 1930. Esta decadencia no se limitó a la economía visible, sino que se extendió al mundo de las finanzas internacionales y de los mercados de cambio. La falta de confianza en el papel moneda suscitó tal demanda de oro que no fue posible cubrirla con los tesoros nacionales.

Varios países, tras la iniciativa del Reino Unido, se vieron obligados a abandonar el patrón oro que, al definir el valor de cada moneda en función de una cierta cantidad de oro, le había otorgado al dinero un valor conocido y estable durante años.

Con la incertidumbre reinante acerca de un valor de dinero que ya no guardaba relación fija con el oro, se volvió muy difícil el cambio de moneda entre los países que siguieron con el patrón oro, lo que contrajo aún más la cuantía y la frecuencia de las transacciones monetarias entre los países, eliminó empleos e hizo bajar los niveles de vida.

Se convocaron varias conferencias internacionales a principios de la década de los treinta para tratar los problemas monetarios mundiales, pero todas fracasaron. Era evidente que las soluciones parciales y provisionales resultaban inadecuadas. Lo que se necesitaba era la cooperación de todas las naciones a una escala sin precedente para establecer un nuevo sistema monetario internacional.

Por iniciativa de Harry White en EEUU y John Maynard Keynes en el Reino Unido que coincidieron en proponer a principio de los años cuarenta el plan de un sistema de esa índole que sería supervisado por una organización permanente de cooperación y no por reuniones internacionales ocasionales.

Este sistema, como reacción ante las necesidades de la época, hacía posible la conversión irrestricta de una moneda por otra, el establecimiento de un valor claro e inequívoco para cada moneda y la eliminación de restricciones y prácticas tales como las devaluaciones competitivas que habían paralizado la inversión y el comercio durante los años treinta. Tras prolongadas negociaciones la comunidad internacional aceptó el sistema y la organización encargada de supervisarlo.

Los delegados de 44 naciones, reunidos en Bretton Woods, Estados Unidos, celebraron las negociaciones finales que culminaron en el establecimiento del Fondo Monetario Internacional en julio de 1944. El Fondo inició sus actividades en mayo de 1946 en Washington, con 39 países miembros.

El Fondo admite a cualquier país que lleve las riendas de su propia política exterior y que esté dispuesto a observar la carta de derechos y obligaciones del Fondo. Los países miembros pueden retirarse de él en el momento en que lo deseen. Actualmente son miembros de la institución más de 160 países.

Las normas del FMI han sido modificadas dos veces, en 1968 cuando se adoptaron los derechos Especiales de Giro como un mecanismo para incrementar las reservas internacionales de los países miembros y así permitir un mayor desarrollo del comercio internacional mediante una expansión de la liquidez internacional, y en 1978, cuando se hizo efectiva una reforma de los estatutos que incluyó un cambio internacional, para adoptarlas a la nueva realidad a los sistemas de cambio Flotante

La membresía en el FMI es voluntaria y hoy en día forman parte de él 179 países. Únicamente países soberanos pueden ser miembros, compañías corporaciones u otros tipos de instituciones, aún públicas, no pueden serlo. Para pertenecer al FMI, no se requiere que el país sea a su vez miembro de las Naciones Unidas, aun cuando el FMI es una agencia de ese organismo.

El FMI opera con una junta de gobernadores que integran un miembro principal (gobernador) y un suplente por cada país miembro. A su vez, la junta de gobernadores delega su autoridad en la junta ejecutiva, para ejercer sus funciones. Para que se encuentre legalmente constituida una junta de gobernadores, es necesario que estén presentes por lo menos 2/3 partes del total de los derechos del voto.

PROPÓSITO

El FMI tiene como propósito el establecimiento de sistemas de cambio internacionales que sirvan para dar estabilidad a las tasas de cambio, el establecimiento de mecanismos que permitan controlar que los países miembros no adopten sistemas de cambio que presente ventajas comparativas injustas sobre otros países miembros, establecer un sistema de liquidez que permita resolver problemas temporales en las balanzas de pagos de los países miembros. Los propósitos están resumidos en el Artículo I del Convenio Constitutivo del FMI, el cual establece, entre otros:

  • Promover la cooperación monetaria internacional a través de una institución permanente que proporcionara un mecanismo de consulta y colaboración en materia de problemas monetarios.
  • Facilitar la expansión y el crecimiento equilibrado del comercio internacional y contribuir con ello a promover y mantener altos niveles de ocupación e ingresos reales y a desarrollar los recursos productivos de todos los países asociados como objetivos primordiales de política económica.
  • Promover la estabilidad de los cambios, asegurar que las relaciones cambiarias entre sus miembros sean ordenadas y evitar las depreciaciones con fines de competencia.
  • Ayudar a establecer un sistema multilateral de pagos para las operaciones en cuenta corriente efectuadas entre los países y a eliminar las restricciones cambiarias que pudieran estorbar el crecimiento del comercio mundial.
  • Infundir confianza a los países miembros al poner a su disposición los recursos del Fondo en condiciones que los protegieran, dándoles así la oportunidad de corregir los desajustes de sus balanzas de pagos sin recurrir a medidas que pudieran destruir la prosperidad nacional e internacional.

Como consecuencia de la función anterior, reducir, la duración y la intensidad del desequilibrio de las balanzas de pago internacionales.

En otros términos las funciones del Fondo Monetario Internacional (F.M.I.) serían:

  • Una función reguladora, de guardián ó vigilante del comportamiento monetario internacional.
  • Una función crediticia, orientada a proporcionar asistencia financiera a los países miembros para solucionar problemas de balanza de pagos.
  • Una función consultiva, de asesoramiento y de asistencia técnica, así como de foro permanente para la discusión de los problemas monetarios internacionales.

LAS EMISIONES

Las emisiones son las operaciones más comunes del Fondo. Pero esta expresión no se menciona en los estatutos, los cuales siempre hablan de compras. Estas operaciones tienen unas características particulares que combinan a la vez cambio y crédito.

  • Es una operación de cambio por la cual el país en dificultad cede al Fondo su propia moneda —que es una moneda débil— y recibe en contrapartida la moneda de otro país miembro excedentario y, por tanto, con una moneda fuerte. Las reservas del Fondo en divisas varían continuamente y cada vez posee menos divisas de los países excedentarios y más de las monedas que atraviesan déficit de balanza de pagos. No corre riesgo de cambio, pues el país debe garantizar el valor en oro de las reservas del Fondo en su moneda. Cada vez que se devalúa, o si se deprecia fuertemente en el mercado, el país debe abonar una cantidad suplementaria. En el caso contrario, el país se lo reembolsa reduciendo las reservas del Fondo en la cuenta de su banco central.
  • Se trata de una operación de crédito por dos razones. Por un lado, el país que compra la moneda de otro país al Fondo debe devolverla dentro de un cierto tiempo. El Fondo habla de rescatar su propia moneda, lo que debe ser realizado por un país al final de su ejercicio por una cantidad que tiene en cuenta la variación de sus reservas y que da lugar a cálculos muy complejos. Además, el país que efectúa una emisión debe pagar una comisión fija de un 0,5 % que se añade al precio de la moneda que compra. Deben, sobre todo, pagar cada trimestre una comisión —debemos hablar de interés— sobre la cantidad emitida que no ha sido todavía rescatada. Los tipos fijados inicialmente iban del 0,5 % al 4 %, según el volumen y la duración de la emisión en curso. Estas comisiones debían ser pagadas en oro o parcialmente en la moneda nacional cuando el país no tuviera suficiente oro. Estas disposiciones han sido modificadas en varias ocasiones.

Se puede observar la originalidad de estas emisiones, o, como dice el Fondo, de estas compras. Se trata de una operación de cambio, algo así como si a un turista que compra divisas antes de salir de viaje se le obligara a pagar un interés hasta que, en seis meses o en tres años, lo reembolse a su banco. Aquí el turista es un país que, cediendo su moneda al Fondo, no pierde nada, pues él crea su propia moneda. Las divisas que obtiene en contrapartida representan un aumento neto de sus reservas.

En este sentido obtiene ayuda del Fondo. ¿Pero en qué cantidad? De acuerdo con el artículo V, un país puede comprar al mercado hasta el 25 % de su cuota cada año y hasta que las reservas del Fondo en su moneda alcancen un 200 % de su cuota. Como cada país abonó en un principio el 75 % de su cuota en su moneda, sólo se podría emitir hasta un 125 %, en cinco tramos anuales de un 25 % cada uno. Pero hay que distinguir:

  • El primer tramo, llamado «tramo-oro», tiene una naturaleza especial, pues corresponde al 25 % de su cuota, que el país a su vez, abonó en oro. Se otorga un crédito sobre el Fondo, y en la emisión de este primer tramo moviliza su crédito. Mientras que las reservas del Fondo en su moneda son inferiores a su cuota, dispone de una posición de reserva: es acreedor del Fondo.
  • Los siguientes tramos son diferentes. El país obtiene divisas fuertes como contraprestación de un pago previo efectuado en oro: en este caso se trata auténticamente de un crédito que el Fondo le concede. Desde que el país empieza a utilizar «los tramos de crédito», se convierte en deudor del Fondo. Las reservas del Fondo en su moneda son superiores a su cuota, y la diferencia mide su «recurso al crédito del Fondo».

La situación acreedora o deudora de un país depende, en consecuencia, del nivel de reservas del Fondo en su moneda en relación con su cuota. Pero cada vez que un país efectúa una emisión, o una compra, las reservas del Fondo en su moneda varían lo mismo que las reservas en la moneda que él suministra o en la que recibe.

La posición de dos países se ve afectada cada vez en sentido inverso. Aunque hay una compensación global entre las posiciones deudoras y las crediticias.

Pero, según las emisiones, el Fondo mantiene cada vez más las monedas débiles y cada vez menos las fuertes. No corre ningún riesgo de cambio, como hemos visto, pero puede enfrentarse a un problema de liquidez. Por esta razón el capítulo VII, consagrado a las monedas escasas, le permite:

  • Recuperar el total de sus reservas en una moneda cediendo oro al país involucrado, el cual no puede negarse. Es lo que se llamó replenishment y que fue utilizado los primeros años.
  • Animar a un país a emitir en su moneda o la de otro país si éste lo consiente. Esta fórmula fue y es utilizada en la actualidad, especialmente para cantidades importantes.

¡ VENEZUELA DEBE SALIR DE FMI, BM Y OMC ¡

No solo se trata de la discusión del problema de la deuda externa, sino sobre todo, de nuestra dependencia de los organismos financieros internacionales como el Fondo Monetario Internacional o el BM, que son artífices de la trampa de la deuda y también de los demás organismos internacionales, como la OMC, la FAO, etc. que nos han obligado a regirnos por convenios impuestos desde afuera, heredados del imperio desde los tiempos de la 2da guerra mundial.

En tal sentido, el Comité por la Anulación de la Deuda Externa del Tercer Mundo (CADTM) considera que en este momento hay decisiones favorables para que los países del tercer mundo se liberen de una vez por todas de la trampa de la deuda externa y del sometimiento al FMI, al Banco Mundial y demás Organismos Multilaterales.

En este sentido, consideramos que no bastan los gestos de Lula y de Kirchner de pagar la deuda al FMI, sino que hay que ir más allá, por que en este momento está planteado el conflicto muy agudo de la OMC, por las decisiones de la Ronda de Doha, sobre todo la liberación arancelaria de la última asamblea ministerial de Hong Kong, que Venezuela de manera incoherente y sumisa también aceptó.

Además que se nos intenta imponer una suerte de ALCA mundial, para por un lado, disminuir los aranceles en nuestro mercado del sur, para los productos industriales manufacturados en el norte y además, una apertura incondicional prácticamente de los servicios financieros y de infraestructura, agua, etc. que nos conduzca a la privatización y a la mayor subordinación ante el capital financiero mundial.

¡ UNA LEY DE RELACIONES ECONOMICAS INTERNACIONALES ¡

Tenemos condiciones en el SELA y en otros organismos similares que se han instaurado como el FLADER, Fondo Latinoamericano de Reservas y como la CAF, pero hay que "despertar". Tenemos núcleos para crear nuestro propio Sistema Independiente Monetario Latinoamericano de Reservas, empezando por el suramericano y como la CAF., de modo que no tengamos que seguir depositando nuestras reservas en los bancos extranjeros, ni de USA ni de Europa, sino en nuestro propio sistema y además, que podamos tener nuestro propio Banco del Desarrollo, distinto al BID, manipulado por Washington que se ha convertido en un apéndice del FMI y del BM .

Venezuela no tiene nada que buscar en ninguno de esos organismos, por que nosotros vendemos nuestro petróleo a través de la OPEP que es nuestro organismo del sur que nos ampara. Además, tenemos suficientes reservas, de tal manera que al crecer el precio del petróleo, se nos permitirá pagar toda la deuda externa así como la interna y liberarnos de cualquier condicionalidad que se nos quiera imponer.

El primer requerimiento de Venezuela para dar ejemplo de autonomía en el marco de la Integración Financiera y Comercial de América del Sur, es que se dicte rápidamente su propia "Ley de Relaciones Económicas Internacionales" y decida en que organismos se puede militar y en cuales no y en que condiciones que no sean de subordinación.

Por otro lado, que aportemos rápidamente los esquemas de integración no sólo energética, pero sin excluirla y que además de Petroamerica, Petrocaribe, Petrosur, etc. incorporemos a OLADE que ésta diseñada para asegurar la energía latinoamericana para los latinoamericanos y especialmente para América del Sur.

¿ VENEZUELA HA SOLICITADO ALGUN TIPO DE FINANCIAMIENTO AL FONDO MONETARIO INTERNACIONAL EN LOS TRES ULTIMOS PERIODOS FISCALES ?

En los últimos tres periodos fiscales no ha sido solicitado ningún tipo de financiamiento o préstamo, ya que Venezuela por ser un país con más reservas probadas de petróleo en el mundo, y con esquemas de Integración como Petrocaribe, Petrosur y ahora OLADE, se ha percatado que no necesita al Fondo Monetario Internacional, Banco Mundial, OMC ni de la FAO.

Contrariamente a lo que se cree, el Fondo no tiene control alguno sobre las políticas económicas internas de sus países miembros. La autoridad que el Fondo ejerce se limita estrictamente a supervisar las políticas que afectan en forma directa la manera en que se compra y se vende la moneda de cada uno de los países miembros y a que precio.

Sin embargo, el FMI es cada vez más visto como un agente económico de las empresas y bancos (y hasta el propio gobierno) de los Estados Unidos, en busca de preservar su interés. Ya se sabe que unas de las recetas clásicas que aplica detalladamente el FMI es exigir la apertura económica financiera de los países que reciben financiamiento de dicho organismo, lo cual facilitaría la penetración de las corporaciones transnacionales en mercados y sectores que estaban cerrados a su accionar.

A ello se le suma la inflexibilidad de sus propuestas cualquiera sea la situación macro o micro de la nación que solicita su apoyo. Las recomendaciones son siempre las mismas ya se trate de un país africano agobiado por la hambruna, a un país recién independizado (ex república soviética) con políticas de privatización en su economía, a un país latinoamericano acosado por su deuda externa.

La gran critica que pesa sobre las espaldas del Fondo Monetario Internacional es su capacidad de intervenir sin generar cambios sino más bien para salvar e incentivar el mantenimiento del status quo.

Las medidas aplicadas por el FMI son un remedio momentáneo y los cambios que producen no son ningún antídoto, se dice que no se trata de dosis de una misma medicina, en muchos ambientes económicos de prestigio se habla de la necesidad de aplicar otra medicina que enfrente los reales problemas del sistema financiero internacional de hoy: "La falta de regulación de las actividades de las instituciones financieras y la debilidad de los Bancos Centrales de los países emergentes".

BIBLIOGRAFÍA

  • Cometido y la función del Fondo Monetario Internacional FMI [ Documento en Línea ] Disponible: http :www.gestiopolis.com
  • . Consulta 2006
  • El Sistema del FMI [ Documento en Línea ] Disponible: http :www.gestiopolis.com
  • . Consulta 2006
  • Disponible: http: www.bancomundial.org Consulta: 2006
  • Disponible: http: www.intermanagers.com Consulta: 2006
  • Disponible: http: www.monografias.com/trabajos/finanzas. Consulta: 2006
  • L. BITTEL y J. RAMSEY Enciclopedia del Management. Ediciones OCEANO / CENTRUM Publicada por Mcraw-Hill, Inc. Año 2005
  • Microsoft Corporation - Biblioteca de Consulta Microsoft Encarta 2005
  • Michel Lelart. El Sistema Monetario Internacional,. Ediciones La Decouverte, 1993 / Acento Editorial, 1996.

 

Trabajo presentado por

Héctor Léger Mariño

Marzo de 2006


Comentarios


Trabajos relacionados

  • The new route: dollarization - The Argentine case

    A brief history of Argentina monetary procedures. The cost of the Seinoriage lost. Interest rates. The consumers in a do...

  • Comercio internacional

    El financiamiento y la asistencia internacional. Inversión extranjera directa. Organismos internacionales. Acuerdos come...

  • Modelo Económico

    Definición. Problemática económica que se pretende resolver. Estimación del modelo a priori. Variables, definición y mag...

Ver mas trabajos de Economia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda