Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Escuelas eficaces y liderazgo




Partes: 1, 2, 3

  1. Perfil de la dirección eficaz
  2. Factores de eficacia en los establecimientos educacionales
  3. Toma de decisiones
  4. La toma de decisiones individual y en grupo
  5. El seguimiento y control de las decisiones adoptadas
  6. Los roles directivos en relación con la escuela/liceo como totalidad
  7. Mediación y arbitraje, tanto externa como interna
  8. El proceso administrativo y el administrador y su aplicación en la institucion educacional

La conceptualización de escuelas eficaces se basa en el principio de que existe en las escuelas/liceos un gran potencial para el mejoramiento y el desarrollo profesional y que su aprovechamiento depende en gran medida del tipo de Dirección ejercida, otorgándose así al director/a un papel decisivo en la organización de escuelas/liceos de calidad.

La Dirección "eficaz", factor esencial en el funcionamiento de las escuelas/liceos de calidad, presta un decidido apoyo a la actividad docente, manifiesta altas expectativas sobre sus profesores, centra su preocupación en el rendimiento escolar, ejerce un liderazgo pedagógico centrado en la calidad de la enseñanza, consciente de que su meta es la mejora del aprendizaje de los/as alumnos/as.

En una organización donde la educación constituye el fin primordial, este liderazgo, llamado instruccional o pedagógico, debe ocupar un lugar importante. Quienes desempeñan cargos Directivos deberían ser no sólo gestores o administradores sino también buenos profesionales de la enseñanza.

No se puede olvidar que el director/a es ante todo un docente; su interés profesional es la enseñanza, antes, durante y después de desempeñar funciones directivas. Con frecuencia, buenas/os profesionales de la enseñanza muestran sus recelos a la hora de asumir puestos directivos al ver poco claras sus posibilidades de contribuir desde ellos al mejoramiento pedagógico de la escuela/liceo.

Aunque ha recibido importantes criticas, en su conjunto, los planteamientos acerca de escuelas "eficaces" ofrece un marco de referencia para guiar los planes de reforma escolar y, sobre todo, nos permite pensar en la eficacia como un proceso de la organización en su conjunto más que individual.

La Dirección de un establecimiento educacional debe tener como objetivo central el mejoramiento de las condiciones en las que se imparte la enseñanza y procurar que las decisiones que se tomen en relación con la distribución de recursos, la carga horaria de los profesores, la confección de horarios, la formación de equipos, etc., tengan en cuenta los fines educativos, Las escuelas/liceos de calidad tienen una estructura pedagógica fuerte, a cuyo servicio se encuentra la estructura de gestión.

PERFIL DE LA DIRECCIÓN EFICAZ

Una vez que se han estudiado los diversos tipos de liderazgo y hemos descrito las características de las escuelas eficaces, se hace necesario determinar un perfil del directivo para esta escuela/liceo, así es necesario buscar una mayor coherencia entre la función directiva -proyectos, estilos, actuaciones- y los fines educativos de la Escuela/liceo.

En la concepción de la reforma educacional actual, la Dirección de escuela/liceo va más allá del ejercicio de la autoridad formal., pues supone el ejercicio de la dirección Pedagógica, es decir, se interesa por el rendimiento de los alumnos/as, por orientar la gestión de los recursos de la organización al mejoramiento de la enseñanza, se plantea cómo mejorar y facilitar el trabajo docente.

La Dirección pedagógica se caracteriza por potenciar todas aquellas funciones, actividades y estructuras organizacionales directamente relacionadas con el mejoramiento del trabajo docente. Desde esta óptica, la Dirección debe tomar parte activa en los asuntos que se refieren a:

  • La creación de equipos de trabajo.
  • Las relaciones que se establecen entre los equipos, especialmente entre el Equipo de Gestión directiva y los equipos docentes.
  • La introducción de innovaciones curriculares.
  • La evaluación del progreso de los alumnos.
  • La observación y el asesoramiento didáctico,
  • La facilitación, en general, del desarrollo profesional y la formación permanente en las Escuelas/liceos

Se pueden resumir las ideas que apoda los planteamientos acerca de las escuelas eficaces en relación con el liderazgo de los Directivos de establecimientos educacionales, estructuradas en seis grandes dimensiones:

1.- La dirección tiene una idea clara o informada de las necesidades de la escuela/liceo, siempre centrada en las necesidades de los alumnos/as:

  • Establece metas y prioridades claras, relacionadas con las necesidades de todos los alumnos/as.
  • Pone el énfasis en el rendimiento escolar y, en general, en aquellas áreas en las que la escuela/liceo debe centrar su atención.
  • Busca activamente apoyo y recursos del entorno.
  • Procura que los recursos sean adquiridos y distribuidos en función de los fines y necesidades educativas del establecimiento.
  • Es eficaz en las tareas rutinarias.

En las escuelas/liceos poco eficaces, la Dirección realiza una política de mantenimiento de la situación, conformándose con que las cosas marchen lo más pacíficamente posible. En una escuela/liceo eficaz, quien dirige tiene una visión, un proyecto educativo, un proyecto de mejoramiento para su Establecimiento y los comparte. Tener un proyecto no es tanto elaborar un documento escrito como lograr un consenso en los fines y un acuerdo en las prioridades de actuación de la escuela/liceo. Al respecto, un proyecto coherente, con objetivos claros, puede ser más útil que un programa con muchas propuestas y pocas concreciones.

2. La Dirección es capaz de transmitir los finos y prioridades educativas a toda la comunidad escolar:

  • Muestra satisfacción ante el progreso de los alumnos/as.
  • Valora lo que se está haciendo de positivo en la escuela/liceo.
  • Centra la comunicación sobre las metas y prioridades de la escuela/liceo.
  • Tiene y expresa altas expectativas sobre el profesorado, los/as alumnos/as y hacia sí misma.
  • Establece consensos, tiene presente y recuerda los fines educativos a los profesores, padres y apoderados y a los alumnos/as de la escuela/liceo.
  • Mantiene informada a la comunidad escolar no sólo sobre asuntos o requerimientos administrativos o sobre sucesos acaecidos, sino sobre el desarrollo de los proyectos y programas educativos.

Ante el desplazamiento de fines al que son propensas las organizaciones escolares, la función esencial de la Dirección consiste en recordar permanentemente las metas de la organización.

3. La Dirección apoya a los profesores en el Ámbito curricular:

  • Establece y coordina metas y objetivos con los profesores/as.
  • Fomenta un currículo orientado por fines y prioridades educativas.
  • Sugiere recursos y estrategias para la consecución de los objetivos.
  • Distribuye el tiempo según las prioridades establecidas en la escuela/liceo.
  • Establece sistemas de apoyo a los procesos didácticos.
  • Coordina el trabajo de los equipos docentes.
  • Habla regularmente con los profesores sobre sus cursos y clases.
  • Trabaja con los profesores para resolver problemas relacionados con el bajo rendimiento en algunos cursos y asignaturas.
  • Habla con los alumnos/as sobre la Escuela/liceo y la enseñanza que esta está entregándoles.
  • Da facilidades para que los profesores discutan, adapten y elaboren actividades curriculares en base a los Planes y programas de Estudio.
  • Visita las aulas a petición de los profesores.
  • Coordina vertical y horizontalmente los diferentes programas a fin de obtener un aprovechamiento eficaz de los recursos.

4. La Dirección crea un ambiente ordenado y un clima escolar que facilita la enseñanza y el aprendizaje:

  • Colabora con toda la comunidad educativa en el establecimiento de valores, reglas y expectativas respecto a la conducta social en la escuela/liceo.
  • Procura favorecer el aprovechamiento del horario lectivo y que las clases no sean interrumpidas, salvo en ocasiones muy excepcionales.
  • Trabaja con las instituciones exteriores para mantener un entorno seguro y ordenado.
  • Trabaja con la comunidad para establecer procedimientos de apoyo al alumnado con problemas de conducta.
  • Manifiesta una actitud de confianza y de cooperación exigente.
  • Solicita colaboración y apoyo en forma permanente al Consejo de Profesores
  • Toma decisiones en forma compartida con el equipo de gestión.
  • Se implica directamente en las reformas e innovaciones educativas, especialmente en sus primeras fases.
  • Pone al profesorado en contacto con otros profesionales y expertos.

La Dirección debe crear un ambiente de trabajo adecuado, esto es, un ambiente que permita a los profesores centrar su atención en los procesos de enseñanza. La existencia de tensiones personales, problemas administrativos o laborales, casos frecuentes de indisciplina, etc., pueden llegar a preocupar a los docentes, disminuyendo sensiblemente su dedicación a la enseñanza.

Considera la disciplina como condición de la enseñanza, que debe ser procurada activamente mediante medidas positivas y un enfoque educativo.

Las normas se han de dirigir a crear buenas condiciones de trabajo para profesorado y alumnado, un ambiente agradable, de tolerancia, que invite a la colaboración, respetando a su vez la singularidad de las personas. La disciplina no es algo que queda ya resuelto con la implantación de un sistema sancionador, sino que debe ser considerada como un objetivo a lograr mediante estrategias educativas apropiadas. Las normas deben ser:

5. La Dirección conoce la enseñanza de calidad y trabaja activamente con el profesorado para mejorar su capacidad profesional:

  • Ayuda al personal del Establecimiento a hacer explícitos los fines de¡ Proyecto Educativo y comprueba que los métodos de enseñanza y la organización de la escuela/liceo se dirigen hacia ellos.
  • Facilita el crecimiento profesional de los docentes, descubriendo necesidades y creando oportunidades de perfeccionamiento.
  • Fomenta sistemas de agrupamiento de los alumnos y de adscripción de los profesores que favorecen la calidad de la enseñanza. Da facilidades para que los profesores experimenten e intercambien sus conocimientos y prácticas docentes.
  • Sugiere actividades que permitan aprovechar las especialidades de los profesores y el desarrollo de sus habilidades en diferentes campos.
  • Selecciona cuidadosamente las personas que han de asumir responsabilidades de coordinación de los programas y proyectos en ejecución en la escuela/liceo.
  • Procura que las responsabilidades de coordinación vengan demandadas por los propios proyectos.
  • Ofrece posibilidades para elegir y asumir tareas voluntariamente.
  • Establece un clima de participación y crea equipos para resolver problemas curriculares que presenta la aplicación de los nuevos planes y programas de estudios.
  • Concede a los profesores tiempo para planificar y trabajar en equipo, adaptando contenidos, diseñando materiales curriculares, aplicando nuevas estrategias docentes, etc.
  • Muestra una actitud de colaboración y está disponible para escuchar y ayudar cuando los profesores le plantean sus problemas.
  • Hace que el docente se identifique a sí mismo como un experto en la enseñanza.
  • Asegura a todos los profesores los recursos adecuados para desarrollar su enseñanza eficazmente.
  • Hace el trabajo docente algo más compartido e interdependiente, dirigiendo propuestas de trabajo a grupos y equipos y no sólo a individuos.

Toda Escuela/liceo debería contar con algún programa de desarrollo docente dirigido a cambiar actitudes, elevar expectativas, formar en técnicas docentes. Esta función, para ser efectiva, debería vincularse al desarrollo de proyectos de mejoramiento educativo de la escuela/liceo,

Más aún, la Dirección debería procurar que los programas de perfeccionamiento en los que participan los profesores tengan alguna continuidad dentro del propio establecimiento, entregando el tiempo necesario para que los docentes puedan compartir sus nuevos conocimientos con los demás docentes de la escuela/liceo.

6. La Dirección supervisa y evalúa el rendimiento de la escuela/liceo:

  • Recoge y analiza una gran variedad de información sobre su funcionamiento.
  • Utiliza los datos para establecer prioridades en la elaboración de proyectos de mejoramiento.
  • Implanta modelos sistemáticos de evaluación interna de programas y profesores.
  • Fomenta procesos de evaluación formativa de los procesos docentes y organizativos.
  • Establece procedimientos para obtener información objetiva sobre la actividad docente.
  • Implanta sistemas de observación de la práctica docente entre los profesores, todo ello dirigido a mejorar sus destrezas y metodologías de enseñanza.
  • Aplica procedimientos de evaluación para conocer necesidades de perfeccionamiento de la Dirección, de los profesores y de la escuela/liceo en su conjunto.
  • Impulsa sistemas de revisión continua del currículo, creando grupos de asesoramiento y supervisión docente.
  • Interviene mediante acciones de apoyo y corrección cuando sea necesario.
  • Da posibilidades para que los docentes realicen análisis y elaboren informes sobre su práctica profesional.
  • Controla la calidad del proceso, estableciendo mecanismos de información sobre la marcha de los diferentes programas.
  • Implanta mecanismos que permitan el seguimiento del progreso de los alumnos.
  • Da información a los profesores individualmente y en grupo sobre el rendimiento del Establecimiento.
  • Reconoce y recompensa el rendimiento individual y grupal, expresando apoyo público a las iniciativas de innovación y mejora.

La anterior no pretende ser una lista prescriptiva de tareas que hay que realizar, sino una guía para revisar la eficacia de la propia práctica directiva. Obedece a un perfil ideal cuyas dimensiones deberán incorporar gradualmente los Docentes Directivos si queremos mejorar la calidad educativa en los Establecimientos Educacionales.

Para algunas personas, dado el modelo de Dirección que existe en el muchas escuelas/liceos, la propuesta puede parecer utópica. En cualquier caso, debe aclararse que no se trata de añadir más funciones a las que ya tiene asignadas el Directivo, sino, que se trata de reforzar aquellas que, desde nuestro punto de vista y desde el punto de vista de numerosos autores que han investigado el tema, son consideradas fundamentales.

Según Fernández Pérez (1988: 155), el papel M Director de un establecimiento educacional sería similar al de un "animador pedagógico profesionalizado", alguien que además de ofrecer algo innovador fuese un experto en facilitar el perfeccionamiento permanente del profesorado y los proyectos de innovación o investigación en el aula. Efectivamente, este perfil pedagógico del director aumenta decisivamente su responsabilidad en la evaluación formativa y en el asesoramiento y apoyo profesional a los docentes.

Éstos han de ver en él una persona que respeta su autonomía profesional, no despreocupándose de lo que ocurre en la enseñanza, sino interesándose por los procesos que acontecen en las salas de clases. Lo mismo que hace el docente para crear unas condiciones adecuadas de trabajo en su aula, debe hacer la Dirección, a otro nivel, para crear unas condiciones adecuadas de trabajo en la escuela/liceo. Ello implica un elevado nivel de formación, autoexigencia y sensibilidad.

Por esas exigencias que tiene hoy la Reforma Educacional sobre los directivos, es importante señalar que el liderazgo pedagógico requiere aplicar diversos tipos de conocimiento:

a) Conocimiento de las Personas: Aunque las habilidades de percepción interpersonal son muy complejas y adquiridas de forma poco consciente en la relación cotidiana con los demás, los directores deben someter a reflexión todos aquellos esquemas y juicios que de forma intuitiva construyen acerca de los demás para evitar estereotipos o simplificaciones excesivas. A fin de que sus juicios sean más imparciales puede ser conveniente:

  • Observar a las personas en diferentes situaciones.
  • Ofrecer variadas oportunidades a todos los miembros para que desarrollen sus facultades.
  • Favorecer encuentros y actividades que permitan a las personas y a los grupos conocerse mejor.
  • Contrastar su idea de los demás con la que tienen otros participantes, haciéndose consciente de las limitaciones y parcialidad de su percepción, etc.

b) Conocimiento de la Práctica Docente: Los directores deben poseer una probada experiencia docente. Han de ser conocedores de la realidad del propio establecimiento e incluso tener conocimiento de otras escuelas, a nivel organizativo, curricular, económico, de relaciones externas, etc.

c) Conocimiento de las Teorías Educativas: Dirigir requiere el empleo de esquemas y teorías para analizar, sistematizar, sugerir posibilidades, actuar críticamente.

Conocimientos procedentes de la sociología de la educación, de las teorías currículares, de aprendizaje o de modelos de evaluación pueden ser de gran utilidad a los Directivos. El conocimiento de las teorías educativas permitirla hacer una mejor interpretación de todo lo que acontece en los Establecimientos Educacionales. Este conocimiento puede obtenerse no sólo de medios académicos, cursos o fuentes escritas, sino también de sistemas informales, conversaciones, reuniones, debates, etc.

d) Conocimiento de Modelos y Técnicas de Organización: El Directivo se ve implicado en numerosos procesos de toma de decisiones, liderazgo, innovación, creación de equipos de planificación, asesoramiento, supervisión pedagógica, delegación, etc., que requieren conocer y aplicar diversas técnicas y destrezas de comunicación, de investigación, de coordinación, de formación, de evaluación de equipos, programas y Establecimientos, etcétera.

A partir de las características ideales que debe reunir un líder en una organización profesional, podemos derivar el perfil básico de la Dirección Escolar y sus requerimientos organizativos.

FACTORES DE EFICACIA EN LOS ESTABLECIMIENTOS EDUCACIONALES

Se pueden identificar al menos las siguientes características de las escuelas "eficaces":

a) Existencia de un Proyecto Educativo: En la escuela/liceo existe un Proyecto Educativo articulado, ampliamente conocido y asumido. Hay una idea clara sobre la función del Establecimiento compartida por todos y que se refleja en unas reglas y una forma de hacer las cosas. Es práctica habitual formular objetivos comunes de mejoramiento en ámbitos específicos de la escuela/liceo, comunicándose dichas expectativas de mejoramiento. El proyecto constituye la base para diseñar estrategias de actuación, coordinación y evaluación.

b) Formulación de metas académicas claras: Se pone énfasis en el rendimiento académico.

c) Existencia de expectativas altas hacia los alumnos: Las conductas docentes reflejan altas expectativas de rendimiento para todos los alumnos, Se fomenta la participación y asignación de responsabilidades a los alumnos, responsabilizándolos en su aprendizaje.

d) Seguimiento del progreso de los alumnos: Hay frecuentes controles de su rendimiento. Estas medidas de rendimiento se emplean como base para la evaluación de los programas desarrollados en la escuela/liceo.

e) Ejercicio de un liderazgo pedagógico: Un eficaz liderazgo directivo se conjuga con una toma de decisiones compartida. Ese liderazgo se centra en la calidad de la enseñanza. La Dirección muestra altas expectativas sobre los profesores y tiene recursos para influir en el mejoramiento de las condiciones de trabajo en escuela/liceo.

f) Fomento de la participación y el sentido de eficacia de los profesores: Las normas de interacción entre los profesores configuran un "clima normativo" de colaboración y experimentación. Se establecen sistemas de "supervisión" entre pares que ayudan a conocer mejor los procesos pedagógicos y cómo mejorarlos.

g) Protección del tiempo dedicado a la enseñanza: Se evita que existan interrupciones de las clases, se descarga a los profesores de tareas rutinarias y se protege el horario de clase de usos ajenos a la enseñanza.

h) Establecimiento de un clima de enseñanza-aprendizaje seguro y ordenado: En la escuela/liceo existen y se aplican de manera consistente unas normas de comportamiento que son conocidas por todos los miembros. Hay un clima escolar positivo caracterizado por la inexistencia de castigos y relaciones de tolerancia entre los profesores y los alumnos.

i) Existencia de un fuerte apoyo e implicación de las familias: se le concede una gran atención al trabajo de apoyo escolar que realizan los padres y apoderados hacia sus hijos, fomentando su incorporación permanente en el proceso de enseñanza-aprendizaje.

j) Organización centrada en la escuela: Son escuelas/liceos que poseen un alto grado de autonomía interna para tomar decisiones y adaptar su organización a las necesidades de sus alumnos.

También las escuelas afectan positivamente al rendimiento de los alumnos cuando reúnen características como las siguientes:

  • Liderazgo efectivo de la Dirección, centrado en la calidad de la enseñanza que imparte el establecimiento.
  • Organización y articulación curricular, existencia de un proyecto educativo, clima de enseñanza aprendizaje seguro y ordenado.
  • Conductas docentes que reflejen altas expectativas de rendimiento para todos los alumnos.
  • Relaciones de colaboración dirigidas a la solución de problemas y a la reflexión; sistemas permanentes de desarrollo profesional.
  • Sentido de cohesión, compromiso de los padres y de la comunidad.
  • Adecuados recursos.
  • Empleo de medidas de rendimiento como base para la evaluación de los programas.

TOMA DE DECISIONES

La toma de decisiones es una de las tareas más importantes que tienen los directivos de un Establecimiento Educacional, pues la organización, el funcionamiento y la gestión de las instituciones educativas van a depender de capacidad decisoria y de la calidad de las decisiones tomadas.

Si probáramos a enumerar las decisiones que toma un Directivo, grandes y pequeñas, nos quedaríamos asombrados. Y es que las decisiones continuas, día a día, están marcando en gran parte el estilo de una Dirección y del Establecimiento.

La toma de decisiones resulta ser, así, una tarea difícil, en la que puede constatarse con más claridad la inseguridad y debilidad de los Directivos en un Establecimiento.

Las razones o motivos de esta dificultad pueden ser tres:

Primera: La toma de decisiones exige la elección entre varias opciones o alternativas y, por lo tanto, lleva consigo la posibilidad de equivocarse.

Segunda: La toma de decisiones está muy unida en todas las organizaciones humanas al principio de autoridad, Las decisiones que tome la Dirección de una escuela/liceo pueden y deben afectar a personas, docentes o estructuras organizativas.

Si en los establecimientos educacionales la Dirección, no asume la autoridad o ésta no es aceptada por los demás miembros de la comunidad educativa, la toma de decisiones consensuadas se hace inviable. Al respecto, podríamos plantearnos: ¿Cuántas decisiones se toman en el seno de los Consejos de Profesores; las reuniones de Equipos de Gestión, de Centros de Padres y Apoderados, de Centros de Alumnos... que luego no se llevan a efecto?

Tercera: La toma de decisiones lleva consigo muchas veces consecuencias en personas y docentes que, al sentirse afectados, dan lugar a conflictos. Pensemos, por ejemplo, en la toma de decisiones relacionada con el horario de un curso o de profesores en los Liceos, o la asignación de las horas de colaboración en la Enseñanza Básica.

La no adopción de decisiones puede originar en muchos casos más problemas y conflictos que una decisión tomada, aunque ésta no haya sido acertada. Recuerdo una frase muy utilizada por un amigo, en su rol de Alcalde de la comuna de Curicó de que es preferible ponerse rojo una vez para no aceptar una petición, que rosado muchas veces y decir siempre que sí.

Otro aspecto muy importante en la toma de decisiones afecta a que los directivos pueden quedar sin autoridad para tomar posteriores decisiones si no hacen el seguimiento a las decisiones tomadas previamente.

Las dificultades señaladas pueden mostrar la incapacidad personal o profesional para que un profesor asuma la función directiva, Como posteriormente se explicitará, sería inconsecuente que la Dirección recayera en un profesor o profesora que no sepa, no pueda o no quiera tomar decisiones.

Análisis de las variables que inciden en la toma de decisiones

Ante la necesidad o conveniencia de tomar una decisión, un Directivo tiene que analizar los diversos elementos o variables más importantes que suelen intervenir y que se exponen a continuación:

  1. La decisión no siempre es responsabilidad de la Dirección. La toma de decisiones es responsabilidad o implica a veces a otros profesionales, a otras estructuras o a los docentes.

    Una decisión puede ser responsabilidad de una Jefe de Departamento, de un Coordinador de Ciclo o de programa, etc., no siempre debe o tiene que ser responsabilidad de la Dirección o del Equipo de Gestión.

    Lo primero que debe hacer la Dirección ante la toma de una decisión es analizar quién o quiénes son los responsables de cada actuación y qué estructura organizativa o equipos docentes están implicados. Grandes motivos de generación de conflictos en los establecimientos educacionales son el ámbito de la toma de decisiones, la no clarificación de las distintas funciones, tareas y responsabilidades, el procedimiento en la toma de las decisiones y la comunicación a las personas implicadas.

    En este aspecto, resulta totalmente necesaria y conveniente la elaboración del Reglamento Interno, donde quede reflejada y explícita la delimitación de funciones, tareas y responsabilidades de cada miembro de la comunidad educativa, así como de las diferentes estructuras o equipos docentes que en la escuela/liceo funcionen.

    La toma de decisiones y la división de funciones serán, en todo caso, una de las formas más adecuadas para implicar a todos los miembros de la comunidad escuela/liceo en la organización y funcionamiento del establecimiento.

  2. Responsabilidad de la Toma de Decisión. ¿Quién Decide?

    Antes de tomar una decisión, debe analizarse el tipo, ámbito, objetivo y finalidad de la misma, a qué temas o problemas se quiere dar respuesta, qué personas están implicadas y todas las variables posibles para lograr la mayor efectividad,

  3. Tipo de Decisión. ¿Qué se Decide?
  4. Técnica o Estrategia para la Toma de Decisión. ¿Cómo se Decide?

Es importante y necesario seleccionar y analizar la técnica más adecuada para su utilización por la persona o equipo de personas responsables, sobre todo si se van a realizar una o varias reuniones para decidir.

d) Tiempo. ¿Cuándo se Tiene que Decidir?

La eficacia de una decisión tomada viene determinada no sólo por la calidad de la misma, sino también por su oportunidad y adecuación al tiempo en que se aplica. Es de gran importancia saber tanto el momento apropiado de tomar una decisión como el de que ésta se lleve a efecto y se ponga en práctica.

e) Personas Afectadas e Implicadas en la Toma de Decisión.

A la hora de tomar una decisión, conviene tener en cuenta las personas o grupos que están afectados e implicados en la decisión tomada. La información, la consulta o participación en la propia toma de decisiones son factores que no hay que olvidar.

f) Consecuencias y Repercusiones.

De la misma manera que se analizan las causas, los procedimientos o los responsables en la toma de decisión, es necesario que se analicen y prevean las consecuencias y repercusiones que puede traer consigo.

Partes: 1, 2, 3

Página siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Educacion

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda