Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

La psicología social (página 2)




Partes: 1, 2, 3


La psicología social se ha venido desarrollando a lo largo de muchas décadas y sus temas de investigación han captado el interés de gran cantidad de estudiosos del comportamiento. Así, es posible desarrollar un complejo temario como el que se presenta a continuación:

  • Dimensión social de la persona
  • Socialización
  • Actitudes
  • Valores
  • Prejuicios
  • Estereotipos
  • Percepción social
  • Expectativas
  • Obediencia
  • Conformismo
  • Grupos y trabajo en equipo
  • Comunicación
  • Liderazgo
  • Influencia social
  • Identidad
  • Procesos interpersonales
  • Atracción y relaciones interpersonales
  • Comportamiento prosocial y Habilidades sociales
  • Agresión
  • Violencia
  • Procesos de grupo y colectividad
  • Movimientos sociales y colectividad

Cada uno de estos temas tiene un amplio desarrollo, destacándose investigadores y hallándose métodos para cada uno de ellos, en muchos casos compartidos según similaridad.

  • TEORÍAS PSICOSOCIALES

La psicología social analiza y explica los fenómenos que son simultáneamente psicológicos y sociales. Este es el caso de las comunicaciones de masas, del lenguaje, de las influencias que ejercemos los uno sobre los otros de las imágenes y signos en general, de las representaciones sociales que compartimos y así sucesivamente.

El autor señala tres tipos de teorías que conviene distinguir:

  1. Las teorías paradigmáticas, cuyo papel esencial consiste en proponer una visión global de las relaciones y comportamientos humanos.
  2. Las teorías fenomenológicas generalmente intentan describir y explicar una familia de fenómenos conocidos y muy conocidos; cada teoría responde a dos preguntas: ¿Cómo? y ¿Por qué?. Y al hacerlo todas ellas abrigan la ambición de revelar la causa de un cierto número de efectos.
  3. Las teorías operatorias, tratan de llegar a un mecanismo elemental, desconocido hasta entonces y que explica un conjunto de hechos. También prevén hechos nuevos y sorprendentes.

Los tres tipos de teorías coexisten dentro de la psicología social.

Según Moscovisi existen dos métodos de verificación de las teorías y de observación de las realidades: el método de observación sistemática y el método experimental. El método de observación consiste en una investigación llevada a cabo sobre el terreno, es el mejor método para comprender la vida del individuo y del grupo simultáneamente en varios campos (religioso, político, cultural, etc.), y sus conexiones. Para evitar las el inconveniente de que las personas sometidas a investigaciones sepan que son observadas, el instrumento más apropiado son las encuestas. El análisis de los resultados es la parte más delicada, pues dependen en gran parte de la finura de la descripción y del don de la persona que la lleva a cabo.

El método experimental intenta de provocar una serie de reacciones en condiciones determinadas de ante mano, por una parte delimita las causas y por la otra prevé los efectos.

La investigación experimental requiere dos factores: el factor que el experimentador varía sistemáticamente recibe el nombre de variable independiente. El comportamiento resultante de la manipulación experimental es denominado variable dependiente. Para dominar la relación entre dos variables, el investigador se ve obligado a trabajar en un laboratorio.

En psicología social se utilizan cómplices, estos son individuos parecidos a los que participan en la experiencia y que deben hacer lo que hacen los otros, pero en realidad han recibido instrucciones con anterioridad. El primer método marco los inicios de nuestra ciencia el segundo predomina en su estado actual.

  • MÉTODOS DE INVESTIGACIÓN EN PSICOLOGÍA SOCIAL

Según Rubio, la psicología social es un estilo peculiar de acercarse a los fenómenos sociales y que en el transcurso de su historia se han vertido diversos modelos teóricos y aproximaciones metodológicas. Opina que esta disciplina es una forma de analizar la conducta humana y para determinar los aspectos claves de este modo de análisis es necesario examinar el proceso histórico que da lugar a la configuración de esta modalidad de conocimiento.

Al interés por el pasado en atención al presente lo denomina orientación presentista y que cumplirá las siguientes funciones:

  • Establecer la identidad de la disciplina.
  • Justificar nuestra investigación actual, y
  • Aprender del pasado lo que es útil y no merece atención.

La psicología social basa su entidad en un estilo de análisis, fundamentalmente el psicólogo social centra su interés en aquellos fenómenos basados en la existencia de una continúa y mutua influencia y relación entre individuo y sociedad, es decir, la lógica que guía los fenómenos de que se ocupa y la manera de encararlos teórica y metodológicamente es la interdependencia. Par dar cuenta de esta interdependencia es necesario tener en cuenta tres elementos fundamentales que el autor considera como sigue:

  1. La estructura social en la que tiene lugar la interacción.
  2. Los nexos que mediatizan la influencia de la estructura social sobre la interacción.
  3. Los procesos psicológicos por medio de los cuales, los determinantes sociales influyen en las personas individuales, que en definitiva son las que hacen posible la interacción.

Al ocuparse Parsons del estudio de la interacción, la describe como un proceso de lo que ocurre dentro de una unidad actuante (sea una persona o una colectividad) y lo que ocurre entre tales unidades. La psicología social puede ser definida como el estudio científico de los procesos psicosociales implicados en la génesis, desarrollo y consecuencia del comportamiento interpersonal.

  • EL PROCESO DE SOCIALIZACIÓN

Los psicólogos sociales que estudian el fenómeno de la socialización —proceso de adaptarse o formarse para un medio social específico— están interesados en cómo los individuos aprenden las reglas que regulan su comportamiento para con los demás en la sociedad, los grupos de los que son miembros y los individuos con los que entran en contacto. Las cuestiones sobre cómo los niños aprenden el lenguaje, los roles sexuales y los principios éticos y, en general, el comportamiento adaptado, han sido objeto de intensas investigaciones. También se han estudiado ampliamente los métodos por los cuales los adultos aprenden a adaptar sus pautas de comportamiento cuando se enfrentan a situaciones u organizaciones nuevas.

Berger y Luckman entienden a la sociedad en términos de un continúo proceso dialéctico compuesto de tres momentos: externalización, objetivación e internalización. Los tres caracterizan simultáneamente a la sociedad y a cada sector de ella. Estar en sociedad es participar de su dialéctica; sin embargo el individuo no nace miembro de una sociedad nace con predisposición hacia la sociedad y luego llegar a ser miembro de la misma; por lo tanto el individuo es inducido a participar en esta dialéctica. El punto de partida de este proceso lo constituye la internalización que constituye la base, primero para la comprensión de los propios semejantes y segundo, para la aprehensión del mundo en cuanto a realidad significativa y social. Esta aprehensión no resulta de las creaciones autónomas de significado por individuos aislados, sino que comienza cuando el individuo asume el mundo en el que ya viven otros. No sólo vivimos en el mismo mundo, sino que participamos cada uno en el ser del otro.

Solamente cuando el individuo ha llegado a este grado de internalización puede considerárselo miembro de la sociedad. El proceso – ontogenético por el cual ésta se realiza se denomina socialización, puede definirse como la inducción amplia y coherente de un individuo en el mundo objetivo de una sociedad o un sector de él.

La distribución institucionalizada de tareas entre la socialización primaria y la secundaria varía de acuerdo con la complejidad de la distribución social del conocimiento.

A modo de conclusión la socialización primaria internaliza una realidad aprehendida como inevitable esta internalización puede considerarse lograda si el sentido de inevitabilidad se haya presente casi todo el tiempo, al menos mientras el individuo está en actividad en el mundo de la vida cotidiana, mientras que en la socialización secundaria, siendo su carácter más artificial la realidad subjetiva es más vulnerable por hallarse menos arraigada en la conciencia. Se señalan dos tipos de mantenimiento de la realidad, mantenimiento de rutina y mantenimiento de crisis, el primero está destinado a mantener la realidad interiorizada en la vida cotidiana y el segundo en las situaciones de crisis. El vehículo más importante del mantenimiento de la realidad es el diálogo.

Los autores sostienen que cuando se produce una transformación casi total (individuo permuta mundos), la designan alternación, la cual requiere procesos de resocialización. También señalan que puede hablarse de un grado de éxito en la medida que se logra y se mantiene una simetría entre la realidad objetiva y la subjetiva. Inversamente la socialización deficiente debe entenderse en relación de la asimetría existente entre la realidad objetiva y subjetiva.

  • Socialización primaria

La socialización primaria es la primera por la que el individuo atraviesa en la niñez, por medio de ella se convierte en miembro de la sociedad. La socialización secundaria es cualquier proceso posterior que induce al individuo ya socializado a nuevos sectores del mundo objetivo de su sociedad. Se advierte que la socialización primaria suele ser la más importante para el individuo y que la estructura básica de toda socialización secundaria debe asemejarse a la primaria. Porque comporta algo más que un aprendizaje puramente cognoscitivo dado que, se efectúa en circunstancias de enorme carga emocional. El niño se identifica con los otros significantes en una variedad de formas emocionales pero sean estas cuales fueran la internalización se produce sólo cuando se produce la identificación. El niño, acepta los roles y actitudes de los otros significantes o sea que los internaliza y se apropia de ellos. Por esta identificación con los otros significantes el niño se vuelve se vuelve capaz de identificarse él mismo, de adquirir una identidad subjetivamente coherente y plausible. El individuo llegar a ser lo que los otros significantes lo consideran.

En la socialización primaria no existe ningún problema de identificación, ninguna elección de otros significantes; son los adultos los que disponen las reglas del juego, porque el niño no interviene en la elección de sus otros significante, se identifica con ellos casi automáticamente. Por esta razón el mundo internalizado en esta socialización se implanta en la conciencia con mucha más firmeza que en los mundos internalizados en socializaciones secundarias. Afirman que es por sobre todo el lenguaje lo que debe internalizarse, con él y por su intermedio, diversos esquemas motivacionales e interpretativos, se internalizan, como definidos institucionalmente. En la socialización primaria se construye el primer mundo del individuo.

La socialización primaria finaliza cuando el concepto del otro generalizado se ha establecido en la conciencia del individuo. A esta altura ya es miembro efectivo de la sociedad y está en posesión subjetiva de un yo y un mundo.

  • Socialización secundaria

La socialización secundaria afirman, los autores, es la internalización de submundos institucionales o basados sobre instituciones. Su alcance y su carácter se determinan por la complejidad de la división del trabajo y la distribución social concomitante del conocimiento. Además sostienen que ésta requiere la adquisición de vocabularios específicos de roles, lo que significa, la internalización de campos semánticos que estructuran interpretaciones y comportamientos de rutina dentro de un área institucional. Los submundos internalizados en la socialización secundaria son generalmente realidades parciales que contrastan con el mundo de base adquirido en la socialización primaria. Además los submundos también requieren, por lo menos los rudimentos de un aparato legitimador acompañados con frecuencia con símbolos rituales o materiales.

Mientras que la socialización no puede efectuarse sin una identificación con carga emocional del niño con sus otros significantes, la mayor parte de la socialización secundaria puede prescindir de esta clase de identificación y proceder electivamente con la sola dosis de identificación mutua que interviene en cualquier comunicación entre los seres humanos.

Los roles de la socialización secundaria comportan un alto grado de anonimato, vale decir se separan fácilmente de los individuos que los desempeñan; son intercambiables.

El conocimiento en esta socialización debe ser reforzado por técnicas pedagógicas específicas, debe hacérselo sentir al individuo como algo familiar.

II. PENSAMIENTO SOCIAL

El área de la cognición social es en la actualidad uno de los más activos en psicología, y uno de los más complejos pues en ella se estudian fenómenos muy diversos en los que es difícil encontrar un factor común.

Hace referencia al conocimiento que tenemos las personas sobre nosotros mismos y sobre los demás seres humanos, y los procesos mediante los cuales obtenemos esa información.

Conducta social à Cognición social à Situación social

La cognición social es un área con autonomía propia respecto a la de la conducta social. Es decir es diferente lo que pensamos de lo que hacemos.
Podemos decir que estudia las ideas, categorías y principios que estructuran nuestro conocimiento sobre el mundo social y los procesos implícitos en la elaboración del conocimiento.

La percepción de una misma situación varía en función de la representación mental que se ha activado en la mente de los diferentes perceptores.

Ejemplo: entra a un supermercado y se encuentra al encargado discutiendo con un cliente. La distancia le impide oír con nitidez el tema de la discusión, pero si puede apreciar que los ánimos están bastante alterados. Intente imaginar cual será la casa de la disputa. Imagine como será el cliente e intente describirlo.

Las razones provocadoras de la discusión que un grupo de sujetos dio fue con mayor probabilidad que el cliente había comprado un producto caro o deficiente. Al describir al cliente utilizaban calificativos como "una persona con fuerte carácter" y "defensor de sus intereses como consumidor"
A otro grupo con los mismos datos se le dijo en cambio que el cliente era drogadicto. Este segundo grupo pensó que el cliente había robado algo y lo habían pillado y los adjetivos eran "egoístas, agresivos, nerviosos o desesperados".

La teoría de la cognición social se ocupa, esencialmente, del modo como funciona el universo cognitivo del hombre de la calle, atribuyendo las diferencias que se plantean con el pensamiento científico a "errores" en el proceso lógico de pensar. El hombre vulgar pretende explicar el mundo que lo rodea, caracterizar la conducta de los demás, hacer inferencias de su vida psicológica interior y oculta. Para ello elabora "teorías implícitas" que se fundan en el conocimiento del sentido común originado en situaciones de interacción en la vida cotidiana, en la observación del comportamiento del otro, en los actos y situaciones más diversas. Luego, el sujeto se comporta con respecto a los demás y a su entorno atendiendo a los modelos explicativos que proponen estas "teorías implícitas".

Para la teoría de la cognición social, la realidad como fuente de conocimiento es neutra y la falta de objetividad de ese conocimiento al que se arriba y que opera como factor mediatizador de la conducta, depende de las formas "no lógicas" del pensar.

La investigación encarada por esta corriente es esencialmente de laboratorio y se interesa por analizar la lógica del proceso de pensamiento, privilegiando más los mecanismos de ese proceso que el contenido al que está referido.

El enfoque que se propone - aunque de psicología social - plantea una concepción esencialmente individual. La necesidad de poner "orden" en el entorno social, proviene de un modelo psicológico de adaptación del organismo a su medio, que permite preverlo y dominarlo. Atribuirle "errores" al modo como es procesada la información, proviene de compararlo con un modelo estrictamente cognitivo que describe un proceso intelectual muy general y supuestamente adaptado a la realidad. Lo social se reduce - en este modelo - a la existencia de relaciones interpersonales, que se explican por el funcionamiento psicológico de los individuos implicados en ellas. Tanto las relaciones sociales como toda la dinámica de la estructura social, son explicadas por las leyes de funcionamiento del universo cognitivo descubiertas por la psicología general (ID.).

  • PERCEPCIÓN SOCIAL Y ATRIBUCIÓN

El ACTO DE PERCIBIR

La percepción no es nunca una mera repetición del mundo exterior, no es como si fotografiasemos el mundo valiéndonos de nuestros órganos sensoriales y receptivos. Estamos tan acostumbrados a que las cosas nos parezcan tal y como las vemos que ni siquiera pensamos que pudiera ser de otro modo. El acto físico de percibir actitudes sensoriales lo llamamos percepción. Pero el proceso de la percepción se diferencia mucho de la sensación.

ANÁLISIS DE LA PERCEPCIÓN

Si la sensación era un mero proceso receptivo, la percepción es algo más que eso, es el conocimiento de las respuestas sensoriales a los estímulos que las excitan. Por la percepción distinguimos y diferenciamos unas cosas de otras, nuestro ser del mundo, nuestra realidad de las otras cosas. La percepción supone una serie de elementos en los que hay que distinguir:

· La existencia del objeto exterior.

· La combinación de un cierto número de sensaciones.

· La integración de nuevos estímulos percibidos en experiencias anteriores y acumuladas en la memoria.

· La selección de ciertos elementos de nuestras sensaciones y eliminación de otros.

En el acto perceptivo, el cerebro no sólo registra datos, sino que además interpreta las impresiones de los sentidos. La percepción no es, pues, como la respuesta automática de una máquina, las teclas de la máquina de escribir que al pulsarlas se disparan automáticamente y siempre en el mismo sentido. En la percepción la cosa ocurre de otro modo, la respuesta que se da al estímulo viene siempre reestructurada, de tal modo que un mismo fenómeno observado y percibido por distintas personas, reciben respuestas distintas, y es interpretado de modo muy distinto, por un poeta, un pianista, un organista.

Por otra parte como no percibimos sólo por un órgano sino que recibimos muchos estímulos al mismo tiempo y por distintos órganos ocurre que la más leve desviación en cualquiera de los órganos puede dar lugar a diferencias profundas en el resultado total de nuestras percepciones. En cierto modo, la percepción es una interpretación de lo desconocido, aunque por ser la única que el hombre puede dar, ésta le sirve para su desenvolvimiento en el mundo. Por el cual por otra parte se encuentra en íntima comunicación.

ELEMENTOS DE LA PERCEPCIÓN

En toda percepción concurren una serie de eventos y datos dispares que necesitan ser estructurados para poder obtener una información del mundo de fuera. Entre estos datos y elementos distinguiremos 3 principales:

  • RECEPCIÓN SENSORIAL: La base de la perfección es la recepción proveniente de los sentidos, sin sensación es imposible cualquier tipo de percepción. Las sensaciones no nos llegan nunca aisladas, ni siquiera con la misma intensidad y siempre se da un proceso de selección de las mismas, es decir, una percepción.
  • LA ESTRUCTURACIÓN SIMBÓLICA: La percepción va siempre ligada a una representación, a un concepto o a una significación; al escuchar un sonido de un avión, por ejemplo, representamos su configuración por las experiencias vividas anteriormente.
  • LOS ELEMENTOS EMOCIONALES: Es posible que muchos de nuestras percepciones nos dejen indiferentes pero la mayoría de ellas van íntimamente ligadas a procesos emocionales a los propios, dando lugar en nosotros a sentimientos o a emociones agradables o desagradables.

LA PSICOLOGÍA DE LA FORMA

Las diferentes maneras posibles de organizar el campo perceptivo impulsó a un grupo de psicólogos alemanes a buscar un elemento común que sirviese de fundamente a esas diferentes manifestaciones. Estudiaron e investigaron el modo cómo se asociaba la infinita variedad de sensaciones y llegaron a la conclusión de que éstas no se agrupaban de un modo anárquico, sino con arreglo a cierta estructura o forma.

Estos psicólogos fueron Wertaimer, Köhler y Coffka entre otros, y fueron conocidos como los "psicólogos de la forma o de la gestalt", que es como se dice forma en alemán. Las formas no son las sumas de los elementos aislados de la sensación, sino algo más complejo, pues cualquier cambio en la composición de la forma modifica de manera fundamental y trasfigura la forma en otra estructura o composición distinta.

La forma entendida de este modo es una estructura; por ejemplo, una sinfonía musical no puede descomponerse en elementos sin que al mismo tiempo de deje de ser una sinfonía musical. Además de los elementos existe la manera con dichos elementos han sido organizados y estructurados.

LEYES DE LA PERCEPCIÓN

Los psicólogos de la forma han estudiado aquellas variantes perceptivas que están en función de los aspectos estructurales de los estímulos. Según esto han establecido distintas maneras de organizar los estímulos y de reunirlos en grupos. Algunos de estos modos son:

· LA AGRUPACIÓN: Es frecuente que al recibir varios estímulos tendamos a agruparlos con arreglo a una estructura determinada. Por ejemplo: un rostro, un edificio, un paisaje, etc. las formas de agrupación más frecuentes son:

Por proximidad: Las diferentes distancias de unos estímulos con respecto a otros influyen en que se perciban como unidades aisladas o constituyendo. Por simetría: Existe una tendencia en nosotros a agrupar los estímulos construyendo con ellos figuras simétricas. Por semejanza: Por elementos iguales o similares, se estructuran generalmente formando una única estructura. Por continuidad: Los elementos que se agrupan por rectas o curvas de manera continua tiende a ser percibida formando una unidad.

· LA PERCEPCIÓN FIGURA/FONDO: íntimamente relacionado con las agrupaciones anteriores está la tendencia a organizar los estímulos estructurandolos en formas tales que se den ciertas figuras destacándose sobre un fondo. En estos casos la figura aparece bien delimitada, destacándose sobre n fondo, presentándose como un fondo informe e indefinido. Con este tipo de agrupaciones la figura tiene el valor de objeto, mientras que el fondo tiene valor de soporte o espacio más o menos indefinido, sobre el que descansa la figura.

· EL CIERRE: Cuando una serie de sensaciones nos afecta presentándonos figuras u objetos inacabados, líneas interrumpidas, elementos incompletos, etc. tendemos a estructurarlos construyendo figuras acabadas y perfectas.

· EL PRINCIPIO DE CONSTANCIA: Según este principio tendemos percibir las cosas por su color, figura o como estamos acostumbrados a verlas o como son. Por ejemplo, la nieve la vemos blanca aunque sea de noche.

· EL MOVIMIENTO APARENTE: Existe el movimiento aparente, no real. Por ejemplo, el constante apagarse y encenderse de bombillas con unos intervalos y unos ritmos. Nos da la impresión de movimiento real, pero recibimos influencias en el acto perceptivo.

INFLUENCIAS EN EL ACTO PERCEPTIVO

Nuestros órganos están constantemente bombardeados por una serie de constantes estímulos, pero no nos percatamos d métodos ellos, cosa que por otra parte sería imposible. En cierto modo estamos haciendo una selección de nuestros estímulos y sensaciones, selección en la que intervienen una serie de factores. Uno de los factores fundamentales es la percepción. Estos factores que intervienen y condicionan nuestras percepciones los podemos clasificar en externos e internos.

· FACTORES INTERNOS: Entendemos por factores internos de selección a todos los elementos internos. Podemos establecer:

Las motivaciones: Nuestras tendencias, intereses y gustos son un factor importante en la selección de estímulos perceptivos. Estamos en cierta manera predispuestos a percibir aquellas cosas que motivan nuestra atención. Las experiencias pasadas: toda nuestra vida pasada ha estado llena de experiencias y vivencias personales. No es de extrañar su gran influencia en el proceso de nuestras percepciones. Las necesidades: También las necesidades personales influyen de manera notable y perceptiva en percepciones si padecemos hambre o sed percibimos inmediatamente todos aquellos estímulos. El ambiente cultural: No cabe duda una de las cosas que más modifican nuestras percepciones es nuestro propio ambiente y el grupo social al que pertenecemos.

· FACTORES EXTERNOS DE SELECCIÓN: Los principales son:

La intensidad y tamaño del estímulo: Cuanto mayor es la intensidad y el tamaño más pronto la percibimos. El contraste: Cada vez que se producen un contraste entre nuestra situación presente y la habitual o una situación nueva, captamos la diferencia: Ejemplo: calor y frío. La repetición: la repetición es constante en las cosas. Van grabándose en la memoria. Todos los seres vivos son muy sensibles a la captación del movimiento y el hombre no es una excepción en este caso. Los animales se ponen en guardia en la percepción de cualquier movimiento.

PERCEPCIONES INCORRECTAS

No siempre nuestras percepciones son correctas; lo que visto de lejos parecía ser un hombre luego resulta ser un arbusto. Por lo general los estímulos que percibimos los conectamos entre sí con las ideas e impresiones que habíamos adquirido en nuestras experiencias anteriores. Son factores determinantes de las percepciones incorrectas entre otros los siguientes:

· LOS ESTÍMULOS CAMUFLADOS: Son aquellos que nos llegan confusos o con poca intensidad o de tal manera que es difícil distinguirlos de otros estímulos. Ciertos animales por ejemplo toman el color de su medio.

· LAS PERCEPCIONES CONFUSAS: Cuando los estímulos son muy débiles y se presentan poco diferenciados; cuando en un aparato de radio hay interferencias.

· LA BREVEDAD DEL ESTÍMULO

· LAS ILUSIONES: En realidad las ilusiones no son percepciones auténticas, sino falsas. Esto también tiene lugar cuando los estímulos presentan unas características especiales o cuando nuestro órgano sensorial se ven coartados por sus limitaciones.

LOS TRANSTORNOS DE LA PERCEPCIÓN

Existen trastornos perceptivos motivados por las deficiencias o lesiones de nuestros órganos receptores, o por anormalidades del cerebro; en estos casos nuestras percepciones son deficientes e incorrectas. Un caso típico son las alucinaciones, las cuales inducen al sujeto a comportarse como si tuviera una percepción, cuando en realidad no existe tal percepción

LAS PERCEPCIONES EXTRASENSORIALES

Se llaman así a aquellas percepciones que tienen lugar sin intervención de los canales sensoriales corrientes. El tema de las percepciones extrasensoriales es un tema de actualidad. Estas percepciones se refieren a fenómenos tales como la clarividencia; la precognición (conocer antes), la telepatía, etc. Todos estos fenómenos pertenecen hoy al campo de la llamada para-psicología encargada de estudiar estas percepciones.

Las definiciones de la personalidad siempre están en relación con las posturas científicas que las sustentan. Estas son algunas de las definiciones:

  • Son los factores internos más o menos estables que hacen que la conducta de una persona sea consistente en diferentes ocasiones y distinta de la conducta que otras personas mostrarían en ocasiones comparables.
  • Son las estructuras y procesos psicológicos subyacentes y relativamente estables que organizan la experiencia humana y moldean la relación de la persona con el medio.
  • Es la configuración única que toma, en el transcurso de la historia de un individuo, el conjunto de los sistemas responsables de su conducta.(Jean Filloux)
  • Es la organización dinámica de los sistemas psicofísicos que determinan los ajustes únicos del individuo al medio circundante. (G. Allport).

Todas las definiciones presentadas tienen elementos comunes, hacen referencia a un "adentro", que se organiza de una manera especifica para cada persona. Alguien con una personalidad fuerte (segura, con estabilidad emocional, con alta autoestima) reaccionara con rapidez frente a un accidente callejero, también cuando debe rendir un examen e insistirá para obtener algo que desea y le es negado.

La personalidad es la manera de ser de cada uno. De acuerdo con su personalidad, esa persona se conduce, actúa en el mundo externo a través de conductas que expresan dicha personalidad.

De las definiciones consignadas arriba nos detendremos en la elaborada por el psicólogo Norteamericano Allport entre cuyas importantes obras se encuentra la psicología de la Personalidad donde desarrolla algunos conceptos que ahora veremos.

  • ORGANIZACIÓN DINÁMICA: tengamos presente el concepto de estructura donde el todo es mas que la suma de las partes, ese todo actúa interrelacionando los distintos componentes de la personalidad, en forma activa acorde con los cambios que se van produciendo.
  • SISTEMA PSICOFISICO: en los seres humanos es imposible separa lo biológico de lo psicológico: si me duele la cabeza es posible que este malhumorada, cuando tomo sol en la playa y estoy bien acompañada, será difícil distinguir entre el placer físico y psicológico. Aunque no lo tengamos presente siempre nuestra conducta son una expresión psicofísica.
  • DETERMINAN LOS AJUSTES UNICOS DEL INDIVIDUO AL MEDIO CIRCUNDANTE: Cada uno se adaptara a sus circunstancias según una única y exclusiva manera de ser según su historia, sus objetivos, sus características físicas y psicológicas, sus costumbres, el momento del que se trate. Siempre la conducta humana es única e irrepetible, adecuada al aquí y ahora de cada momento en particular.

Jose Bleger, afirma que "la Personalidad se asienta sobre un trípode formado por la constitución, el temperamento y el carácter", sobre las cuales hay una creciente influencia de los factores culturales y una decreciente incidencia de los hereditarios.

CONFORMACIÓN DE LA PERSONALIDAD

-CONSTITUCIÓN.
-TEMPERAMENTO.
-CARÁCTER.

Constitución: Se llama así a las características somáticas, físicas, más básicas y permanentes; esta más relacionada con la herencia biológica, aunque también inciden factores ambientales. Resulta difícil determinar cual es la influencia de los mencionados elementos, cual es la proporción entre lo dado y lo adquirido en contacto con el medio ambiente. Suele hablarse de "pares opuestos y complementarios" como innato-adquirido; herencia-medio o bien natura-nurtura que provienen de la lengua anglosajona y toma Filloux por considerarlos mas adecuados, ya que cada término involucra en cierta manera al otro.

La Natura se refiere a los elementos constitucionales dados, lo que cada uno trae al nacer y uno de esos elementos es la herencia genética (la que surge de los genes aportados por la madre y el padre). Pero ¿Cómo juegan aquí aquellos factores particulares de la vida fetal? Esa vida se alimento con ciertas condiciones sanitarias, afectivas, psicológicas y otras que incidieron durante los meses de gestación. Eso es también dado antes de nacer pero no por herencia genética sino por las peculiares circunstancias del medio (nurtura). Es decir que la nurtura incidió en la natura. Esto muestra que lo constitucional es bastante más que lo heredado biológicamente, los límites entre natura y nurtura no son tajantes.

La "nurtura"se refiere a los estímulos proporcionados por el ambiente y que en forma permanente van moldeando a las personas. Es necesaria su presencia para que aparezcan algunos elementos dados requieren de un tiempo de maduración y acción de otros seres humanos para desarrollarse. Por ejemplo, la posibilidad de desarrollar un lenguaje depende de ciertas condiciones físicas (órganos de la audición y fonación) pero su aparición más temprana o tardía, correcta o incorrecta dependerá de la estimulación que el niño vaya recibiendo de los seres humanos que lo rodean, de su estado de salud, de su afectividad, entre otros factores. Es decir, el ambiente (nurtura) contribuye a desarrollar una potencialidad heredada (natura).

Es por lo visto muy difícil distinguir entre la herencia biológica y la herencia cultural. El sexo es un elemento constitucional y genético (se hace mujer o varón), el desarrollo del tórax podrá ser mayor o menor según la alimentación y los ejercicios físicos; es parte de lo constitucional pero si esta condicionado por el medio.

Temperamento: Son las características afectivas básicas y mas persistentes. Cuando observamos la conducta de alguien: por ejemplo: Sebastián invita a una chica a salir, lo hace de una manera particular, con un estilo especial que muestra su temperamento: será audaz o tímido, confiado, agresivo. Tomás lo hará de otro modo.

En cada persona hay características afectivas predominantes que constituyen su forma habitual de conducta, son el temperamento.

Se dice que el temperamento es el aspecto dinámico de la constitución, su puesta en funcionamiento. Por lo tanto, al igual que en aquella, inciden en el temperamento tanto factores biológicos como culturales.

Algunos rasgos de temperamento son: susceptibilidad, velocidad en las reacciones, irritabilidad, condescendencia, frialdad, ternura, expresividad, inexpresividad, estados de ánimos predominantemente en general.

Estas características siempre están relacionadas con aspectos biológicos (funcionamiento glandular, sistema nervioso) pero pueden ser modificados por la influencia del medio ambiente.

Carácter: Es la manera con la que mas habitualmente reacciona una persona. El carácter esta muy relacionado con los factores ambientales, son las formas de conducirse mas típicas en cada uno y que se van formando a través de las sucesivas experiencias de vida.
Este término suele tomarse como sinónimo de la personalidad, recordemos que es uno de su factor constitutivo, que la personalidad se halla además conformada por la constitución y el temperamento.
La palabra carácter proviene del griego marcar o acuñar, por eso suele decirse que es como la marca peculiar de cada uno.
Es la peculiaridad individual del ser humano en su sentir, en su obrar, en sus decisiones voluntarias, en sus juicios y orientaciones espirituales, o sea en todas las manifestaciones en que la existencia individual adquiere una fisonomía que la diferencia de las demás.

LA TIPOLOGÍA DE KRETSCHMER:

Kretschmer, fue un psicólogo norteamericano que estableció una tipologia morfopsicologica en la que tiene en cuenta tanto las características físicas como psicológicas, se baso en la observación de enfermos mentales extendiendo luego su clasificación a las personas normales.

Los Tipos: Pícnico-Asténico-Atlético-Displásico.

Pícnico:

  • Características Corporales: Predominio de medidas trasversales y circulares. Cara ancha. Extremidades cortas. Pícnico significa pesado.
  • Temperamento: Son personas sociables y bonachonas. Suelen pasar de la euforia a la depresión. Cálidos. Buen humor aunque variable.

Asténico:

  • Características Corporales: También llamados "leptosómico" que significa delgado. Hombros estrechos, tórax largo, miembros largos y escaso desarrollo muscular.
  • Temperamento: Menos sociable que las anteriores, reservadas, suelen ser mas frías y distantes.

Atlético:

  • Características Corporales: Gran desarrollo óseo y muscular, cabeza alargada y espalda ancha, miembros fuertes, manos y pies grandes.
  • Temperamento: Oscilan entre la explosividad y la dificultad de resolver situaciones. A veces son violentos.

Displásico:

  • Características corporales: Son atípicos, ya que reúnen características de los tres tipos anteriores, suelen poseer trastornos glandulares.
  • Temperamento: Variabilidad de temperamento, reacciones imprevisibles. Trastornos en la identidad sexual.

Partes: 1, 2, 3


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Estudio Social

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.