Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

La competencia cognitiva, comunicativa, sociocultural, un importante contenido transversal en el Curso Preparatorio de la EIEFD (Cuba) (página 2)




Partes: 1, 2


El enfoque cognitivo, comunicativo y sociocultural se crea en Cuba. Se adapta por primera vez en la enseñanza del ELE en la EIEFD, pues se diseñó para la enseñanza de la lengua materna. Su autora, Angelina Roméu, parte de la concepción dialéctico-materialista acerca del lenguaje, que lo define como medio esencial de cognición y comunicación social, lo que pone de manifiesto sus dos funciones esenciales, la noética o cognitiva y la semiótica o comunicativa (Roméu,2004: 1). El mismo presupone el manejo de la interacción comunicativa, de la actuación sociocultural en un ciclo bidireccional, dinámico, fluido y permanente con diferentes fines y propósitos.

El colectivo docente del CP ha tomado en cuenta los criterios teórico-metodológicos de la ciencia lingüística actual por el carácter comunicativo de este curso, donde cada uno de los docentes, independientemente de la asignatura que imparte, es un profesor de lengua que vincula su materia al desarrollo competente de la comunicación del español; dicho de otra manera, la competencia CCSC de la lengua española de los estudiantes no hispanos es el objeto de estudio de dicho curso y el objeto, por tanto, de todas las asignaturas, a través de los procesos biológicos, las leyes físicas y químicas y la resolución de problemas matemáticos vinculados a la Educación Física y el Deporte, de ahí el vínculo intermateria e interdisciplinario del CP de la EIEFD.

El Curso Preparatorio también es el encargado de adiestrar a estos estudiantes progresivamente en el ámbito universitario, extendiendo su presencia en situaciones comunicativas nuevas con las que tendrán que irse familiarizando para poder adaptarse a ellas, en un proceso de socialización y de adquisición de conocimientos y valores. Todas las asignaturas pretenden desarrollar una serie de habilidades cognitivas, comunicativas y socioculturales que faciliten la solución de los problemas de las especialidades del plan de estudio; y tienen como fin, no solo la apropiación de los conocimientos, sino también poder entenderlos y aplicarlos mejor en la Educación Física y el Deporte.

La situación problemática que ha enfrentado el Curso, está referida a que los estudiantes al enfrentarse a las interacciones sociales dentro o fuera del aula, no reajustan la interlengua y cometen errores que atentan contra la competencia de la comunicación del idioma español. Ante esta situación los profesionales del CP, desde sus diferentes asignaturas se han dado a la búsqueda de acciones que mejoren la calidad de la comunicación, por tanto, ¿cómo contribuir a la competencia cognitiva, comunicativa, sociocultural de los estudiantes del CP de la EIEFD?, constituye el problema en cuestión y para darle solución se propuso como objetivo diseñar un sistema de tareas que contribuyan a la competencia cognitiva, comunicativa y sociocultural de los estudiantes del CP de la EIEFD.

Los resultados obtenidos vienen a corroborar la necesidad de un modelo que integre lo cognitivo, lo comunicativo y lo sociocultural, e incluya, además un sistema de textos, cuidadosamente seleccionados y creados con determinadas características que enriquezcan y contribuyan a las representaciones cognitivas, a las prácticas de audición, a la formación de valores, unido a un sistema de ejercicios convenientemente estructurado, dirigido hacia estas tres dimensiones, que incluya además, ejercicios metacognitivos, y al aumento de las interacciones sociales para que se comprenda y se construya el significado, propiciando la competencia de la comunicación en el español de los estudiantes del CP de la EIEFD.

Se desea destacar que no solo la investigación realizada nos aportó para el sistema de tareas, sino también para la selección, adaptación y creación de sistemas de textos y para sus procedimientos de audición en la presentación contextualizada de los contenidos léxico-gramático-funcionales, lo cual no solo es para la asignatura de ELE, sino para todas, pues estas materias de ciencias, que conforman el CP, tributan al idioma, y por tanto, tienen que seguir los enfoques, técnicas y procedimientos didáctico-metodológicos de las lenguas extranjeras, lo que contribuye a la interdisciplinariedad y la relación intermateria del CP en aras de la competencia CCSC y también del desarrollo personológico integral del estudiante.

Uno de los diagnósticos aplicados nos permitió caracterizar el contexto sociocultural del CP:

  • la sociedad y la cultura cubana e hispana.
  • la educación física y el deporte
  • Lengua oficial: el español
  • curso docente-intercultural, cuyos actores representan un conglomerado multicultural de naciones. Esta diversidad de culturas, etnias, ideologías coexisten en las aulas del CP, y se involucran en un proceso común de interacción e intercambio sociocultural, donde comprenden y construyen significados.
  • el 98 % desconoce el idioma español.
  • el 90 % es bachiller en humanidades.
  • estudiantes no hispanos de Asia, África, América del Sur (no hispana) y El Caribe, herederos de un rico acervo cultural; cuya edad oscila entre los 18 y 25 años, pertenecientes en un 78% al género masculino, negros en un 90%, de extracción social pobre en su gran mayoría; nivel educativo por debajo de las exigencia del nivel superior; que responden a tendencias conductistas; hablantes de múltiples dialectos, lengua árabe, asiáticas, romances y germánicas; profesan diferentes creencias religiosas, entre las que sobresalen el musulmán, el catolicismo y el budismo; diversidad de conciencias sociales; pero todos dirigidos hacia un objetivo común: convertirse en profesionales.
  • Carencia de valores como la solidaridad, perseverancia, cortesía, y otros como la responsabilidad, identidad nacional, honestidad, que se necesitan desarrollar.
  • El subsistema de profesores de ELE, Física, Matemática, Biología y Química.

De acuerdo con la investigación realizada, el colectivo del CP ha seleccionado y particularizado los enfoques por tareas y el CCSC, teniendo en cuenta: el contexto multicultural del CP, y de la EIEFD, donde la cultura es un indicador de identidad nacional que conduce a la interculturalidad o interacción social entre personas de diversas culturas. Sus técnicas se han ajustado de acuerdo con nuestros propios objetivos, siendo más respetuosas de nuestros propios valores culturales, características ecológicas, en función de las necesidades cognitivas, comunicativas y socioculturales de los estudiantes en aras de una comunicación más eficiente.

DESARROLLO

Estos enfoques les permiten a todas las asignaturas contribuir a la competencia de las cuatro macrohabilidades de la lengua (comprender, hablar, escribir y leer); a la interacción social, a la forma de trabajo cooperativo en grupo, al desarrollo integral de la personalidad, a la cognición, a la metacognición, potenciando la zona de desarrollo próximo, los que constituyen principios fundamentales en los que se basa el trabajo didáctico-metodológico del CP. Se aplican en la presentación interactiva de los contenidos, en la ejercitación, dada en tareas, definidas estas como actividades desarrolladoras. Javier Zanón las define como "verdaderos contextos", mediante los cuales los alumnos se sirven de la lengua para obtener y procesar información. El modo de trabajar, individualmente y sobre todo en cooperación, es tan importante como el contenido mismo que se aprende (Zanón, 1999:30-31). Por consiguiente, esta forma de trabajo lleva implícita la autonomía del aprendizaje y lo individualiza al establecer el estudiante sus propias estrategias de aprendizaje, estimulando su creatividad y razonamiento, lo que le será útil para estudiar y valorar la lengua, como para enfrentarse a otras materias. A estas tareas, en nuestro trabajo didáctico, las hemos articulado armónicamente con las dimensiones de la competencia, con el objetivo de desarrollar gradualmente la competencia cognitiva, comunicativa y sociocultural.

"La competencia cognitivo-comunicativa es una configuración psicológica que comprende las capacidades cognitivas y metacognitivas para producir significados, los conocimientos acerca de las estructuras lingüísticas y discursivas y las capacidades para interactuar en diversos contextos socio-culturales, con diferentes fines y propósitos. Se articulan así los procesos cognitivos y metacognitivos, el dominio de las estructuras discursivas y la actuación sociocultural del individuo, lo que implica su desarrollo personológico integral (cognitivo, afectivo-emocional, motivacional, axiológico y creativo.)" (Roméu, 2004:2)

Tal definición apunta a un modelo de actuación cognitivo, lingüístico, interactivo, social y axiológico, donde aparece de hecho la personalidad como individual, pero colectivamente conformada. Al desarrollar su competencia el individuo interviene en la situación de comunicación como activo y creativo constructor de su propio aprendizaje, esto hace que se enriquezca su personalidad y favorezca la comunicación y viceversa. Por lo que en nuestra opinión, la competencia cognitivo-comunicativa-sociocultural adquiere un carácter de contenido transversal en todo el proceso de apropiación sociocultural por el sujeto, lo que facilita la competencia o la eficacia de la comunicación.

El término competencia es sinónimo de eficacia, de calidad, que significa el modo de hacer bien correctas las cosas, el mejoramiento en la productividad, en este caso, en la productividad lingüística, desde las dimensiones cognitivo-comunicativo-sociocultural, que capacitan al estudiante para expresarse con el mínimo de errores.

Error: "Es una trasgresión, desviación o uso incorrecto de una norma, que puede ser lingüística, pragmática, discursiva y de una gran variedad de tipos más."

(http://www.cesdonbosco.com/filología/calambur/philologica.htm/2003)

En la actualidad se le da prioridad a lo comunicativo, pero no debemos conformarnos con que el estudiante se comunique, porque se piense que los errores de lengua sean secundarios. "Los estudiantes deben darse cuenta de su error, deben conocer la forma correcta de corregirlo y deben disponer del tiempo para darse cuenta y corregirlo". (Gómez del Estal y Zanón, 1999:78). A nuestro modo de ver, el criterio de que lo que importa es que se comuniquen, aunque cometan errores, debe ser tomado con mucha reserva, pues la construcción lingüísticamente errónea implica también errores en la organización de las ideas y, por tanto, en la significación.

En su trabajo Calidad Educacional y Desarrollo Humano, Marta Martínez LLantada preconiza "…una educación de calidad es aquella en que los sujetos del proceso crean, recrean, producen y aportan de manera eficaz los conocimientos, valores y procesos que contribuyan a perfeccionar la sociedad en su conjunto en todas las dimensiones posibles" (Llantada, 1999:5). Por tanto, se debe procurar que los estudiantes aporten de manera eficaz sus conocimientos lingüísticos, comunicativos y socioculturales a sus construcciones orales y escritas; para lograrlos tendrán que ser perseverantes, responsables y solidarios. Sabemos que los estudiantes no hispanos del CP son aprendientes de una lengua extranjera, por lo tanto, no se pretende una comunicación perfecta, pero sí con suficiente corrección, con calidad, con el mínimo de errores.

Desarrollar la competencia implica el logro de habilidades, capacidades y convicciones en las dimensiones cognitiva, comunicativa y sociocultural. Lograr estas habilidades contribuye al fortalecimiento y desarrollo de contenidos transversales de solidaridad, perseverancia, responsabilidad y sentimientos de identidad nacional, todo lo cual implica el desarrollo personológico integral del futuro profesional.

Analicemos entonces, las tres dimensiones de la competencia CCSC y las tareas correspondientes a cada una:

La dimensión cognitiva revela la función noética, presente en la participación del lenguaje en la construcción del pensamiento en conceptos, como unidad dialéctica del pensamiento verbal y el lenguaje intelectual. Sus indicadores son los conocimientos, habilidades, capacidades y convicciones relacionados con el procesamiento de información, mediante los cuales las personas comprenden y producen significados y emplean estrategias para obtener, evaluar y aplicar la información.

La dimensión comunicativa revela la función semiótica del lenguaje que lo define como un sistema de signos que participan en la comunicación social, e implica saberes lingüísticos, sociolingüísticos, discursivos y estratégicos. Sus indicadores son el reconocimiento y uso del código lingüístico y otros códigos y las reglas que rigen las relaciones entre los signos (competencia lingüística); su utilización en diferentes situaciones y contextos de comunicación (competencia socio-lingüística); el discurso y su estructura, la tipología de los discursos, la construcción de discursos coherentes (competencia discursiva); y empleo de estrategias que permitan iniciar, desarrollar y concluir la comunicación (competencia estratégica).

La dimensión sociocultural comprende el conocimiento del contexto, los roles de los participantes, su jerarquía social, ideología, identidad, sentimientos y estados de ánimo, pertenencia a una clase o grupo social, su intención y finalidad comunicativa y la situación comunicativa en la que tiene lugar la comunicación. (Roméu,2004: 1-2)

Para cada una de estas dimensiones se diseñó un subsistema de tareas con el objetivo de desarrollar las habilidades de cada una de ellas.

  • Sistema de tareas: Conducen al análisis a la reflexión, al poner al alumno en situaciones problémicas que tiene que resolver. Además, permiten llenar los vacíos de información, mediante el intercambio cooperativo e interactivo entre los estudiantes. De modo que, los alumnos se plantean objetivos de búsqueda y análisis de información con sus compañeros, desarrollan las 4 destrezas lingüísticas básicas y, durante su realización, crean espacios de comunicación real, lo cual produce interacción social entre los estudiantes. Cada una de las tareas se separa para su estudio, pero están tan correlacionadas en la práctica docente, que resulta difícil aplicar una sin que no tenga implicación la otra; por consiguiente, constituyen un sistema y a la vez un subsistema dentro del proceso de comunicación. Dichas tareas se clasifican en cognitivas, metacognitivas, comunicativas y socioculturales.
  • Tareas cognitivas: Se corresponden con la dimensión cognitiva, y están vinculadas a los procesos cognitivos y a los mecanismos mentales. Actividades encaminadas al análisis, a la reflexión, a la comprensión, y construcción del conocimiento de forma cooperada en grupo y en las que se emplean estrategias para obtener, evaluar y aplicar la información. La resolución de estas tareas contribuye al desarrollo del valor solidaridad y el de perseverancia.

Entre los múltiples ejemplos de tareas en esta dimensión están las tareas de audición para la comunicación oral-auditiva en una L2 (esta tarea la realiza cualquier asignatura del curso) que incluye habilidades cognitivas específicas complejas a desarrollar: escuchar atentamente, seleccionar, asimilar, organizar, retener y responder para sí al estímulo auditivo, y además desarrolla procesos afectivos como: el propósito para escuchar, la motivación, el control emocional y la maduración lingüística, lo que fomenta valores de perseverancia y responsabilidad.

  • Tareas Metacognitivas: Pertenecientes a la dimensión cognitiva. Encaminadas al desarrollo de la capacidad de autonomía: capacidad de autodirigir el aprendizaje, según los distintos aspectos implicados en el saber aprender una lengua:
  • Saber darse objetivos de aprendizaje.
  • Saber dotarse de los medios para alcanzar dichos objetivos.
  • Saber evaluar los resultados.
  • Decidir sobre los modos de trabajo (individual, en grupo).
  • Decidir sobre el lugar y el tiempo de que se dispone. (http://www.minedu.gob.pe/gestion-pedagógica/dir-edu-secun-tecnologica/cambio-curricular/2000/area-idiomaext.)

Mediante este tipo de tareas el estudiante establece sus propias estrategias de aprendizaje en la comunicación oral, estimulando su creatividad y razonamiento, aprende a evaluar los resultados, lo que le será de gran utilidad para comprender y construir la L2. La resolución de estas tareas contribuye al desarrollo de los valores responsabilidad y honestidad.

A continuación se presenta un ejemplo de este tipo de tarea, que la puede realizar cualquier asignatura del CP, se introduce después de una unidad, tema, ejercicio o tarea:

  1. ¿Consiguió el objetivo de la tarea? ¿Por qué?
  2. ¿Le pareció interesante y útil la actividad? ¿Por qué?
  3. ¿Cree que aprende practicando de esta forma? Argumente.
  4. ¿De los ejercicios que hizo cuál fue el más difícil? ¿Por qué?
  5. Anote las dificultades que encontró aquí:

1 _______________

2 _______________

3 _______________

6. ¿Qué propone para resolverlas?

  • Tareas Comunicativas: Pertenecen a la dimensión comunicativa. Vinculadas a los procesos comunicativos propios de la interacción, del uso lingüístico y discursivo, mediante las cuales los estudiantes usan los saberes del idioma español de forma controlada o libre en situaciones de interacción.
  • Tareas Socioculturales: Pertenecen a la dimensión sociocultural. Vinculadas con los procesos socioculturales, durante su ejecución se asumen roles de acuerdo con el contexto de significación, se interpreta la situación de comunicación, se desarrollan y se manifiestan valores en relación con el contexto, las intenciones, finalidades y el estado cognitivo de sus participantes.

La aplicación de cada tarea propicia la ejecución de la tarea final, pues todas capacitan al estudiante para llegar a esta.

  • Tarea final: Aparece en la dimensión comunicativa y sociocultural, aunque es el resultado de un ciclo, más o menos largo, mediante la cual el estudiante pone a funcionar lo que aprendió en cada una de las tareas correspondientes a cada dimensión.

Estas tres últimas tareas contribuyen a fortalecer los valores de perseverancia, responsabilidad, amistad y honestidad en estudiantes de diversas culturas. Durante la ejecución de las tareas comunicativas y socioculturales se desarrollan habilidades para las relaciones empáticas, sus elementos esenciales son: el acercamiento afectivo y la participación del otro, los cuales están dados en actitudes de aceptación, de apoyo, de dar posibilidad al otro, de vivencias, sentimientos; en brindar estimulación, un comportamiento democrático, no interrupción del discurso del otro, fomentar la creatividad. Al promover estas habilidades, se fortalecen valores de solidaridad, amistad, responsabilidad e incluso de cortesía.

En la tarea final aflora muchas veces el contenido axiológico de identidad nacional, a través de los temas socioculturales que se proponen, por ejemplo, en la asignatura de ELE, se desarrollan temas como: mi música, mi baile tradicional, un músico destacado de mi país o de la región, el matrimonio en mi país, la comida típica de mi país, el deporte nacional: su historia, sus campeones mundiales, los récord implantados, las técnicas para jugarlo o desarrollarlo y de lo que se hace durante el entrenamiento para ser cada día mejor.

Se orienta un trabajo independiente, a manera de tarea capacitadora, por países, sobre la captación de talentos en sus naciones que expondrán en el aula como tarea final, el cual será evaluado, teniendo en cuenta los indicadores establecidos para el nivel intermedio, previamente a la orientación del trabajo, el profesor les explicará los indicadores a los estudiantes, los anotarán y los tendrán en cuenta durante la confección y evaluación de este. Para la evaluación de la tarea, se creará un tribunal con los estudiantes de alto aprovechamiento, los que evaluarán los trabajos de sus compañeros y a su vez, el profesor evaluará el trabajo del tribunal. Con esta tarea final el estudiante también relaciona los conocimientos adquiridos en todas las ciencias del curso, que a su vez, se vinculan con la Educación Física y el Deporte, pues en el tema de la selección de talentos, de acuerdo con las características de sus países, tienen que analizar si se hacen pruebas físicas generales y antropométricas especiales. Los profesores de estas ciencias tutoran a los estudiantes y participan conjuntamente con los de ELE en esta propuesta del colectivo de español. De esta misma forma se hace con las tareas finales de las ciencias, que a continuación se ejemplifican, donde los profesores de ELE tutoran los trabajos con el fin de que los estudiantes integren los conocimientos y habilidades del idioma alcanzados hasta ese momento, tanto en la comunicación oral como en la escrita.

Estos ejemplos de tareas finales de las asignaturas de ciencias para el nivel intermedio, son: Mesas redondas, paneles o diálogos que se trabajan a través de los siguientes temas: el funcionamiento de las palancas del cuerpo humano en la actividad física (Física); la importancia de las biomoléculas para el mantenimiento del organismo durante el ejercicio físico (tema que se ejemplifica mediante la comida típica) (Química); importancia de los procesos de obtención de energía durante el ejercicio físico y cómo se aprecian estos procesos en la preparación de los atletas en sus países (Química, Biología y Física)

Por ser la EIEFD un contexto docente multicultural, todas las asignaturas del CP tienen en cuenta esta característica y la explotan en aras de la competencia de la comunicación. La difusión de la diversidad de culturas, tradiciones, costumbres motiva sobre manera a los estudiantes para utilizar el nuevo código en adquisición, mediante el cual trasmiten sus sentimientos patrios y su orgullo nacional, por tanto, las asignaturas siguen esta línea, utilizando sus temas relacionados con la educación física y el deporte, focalizándolos en la cultura de los estudiantes, lo que promueve que el alumno para desarrollarlos tenga que investigar, componente que contribuye grandemente al desarrollo de la competencia CCSC del estudiante del nivel intermedio de lengua, y para ello, se diseñan tareas cognitivas y socioculturales. Una vez hecha la investigación, entonces, el estudiante procederá a crear la situación de comunicación, en la cual tendrá que usar e integrar todos los conocimientos, habilidades y capacidades adquiridos de la L2, ajustando los roles y el léxico a los contextos socioculturales de cada materia, por tanto, esto, además, contribuirá a reforzar o desarrollar valores como la perseverancia, la identidad nacional, la amistad, la honestidad y la valoración de asumir una actitud consciente y responsable ante su propio aprendizaje de comprensión, construcción y uso de la lengua de acuerdo con el contexto y ante el error.

Todo este quehacer docente demuestra el vínculo intermateria y el carácter interdisciplinario y trasdisciplinario del CP, donde el español constituye el eje transversal del currículo de dicho curso.

Las habilidades que se usan y son objeto específico del Curso Preparatorio de la EIEFD, si se trabajan sistemáticamente con eficacia, diversificando la tarea, promoviendo la investigación, estableciendo relaciones empáticas entre los estudiantes, entre estudiantes-profesor, permitirán el cumplimiento de los objetivos específicos de las asignaturas y del CP, y a la vez, posibilitarán que los estudiantes puedan seguir aprendiendo en otras disciplinas de la carrera. De ahí que la especificidad del objeto de estudio del CP puede ser tratado potencialmente como un contenido (conceptos, habilidades, valores).

Los contenidos transversales no son privativos de una sola asignatura, sino que deben ser tratados por todas con un enfoque sistémico, por ejemplo, Educación para la salud, Educación en valores, Educación del medio ambiente, si estos son contenidos transversales expresados por la teoría, entonces, por qué no afirmar que la competencia cognitiva, comunicativa, sociocultural puede funcionar también como un importante contenido, donde el desarrollo de sus habilidades contribuye a que los estudiantes sean solidarios, amistosos, perseverantes, responsables y honestos, que se traduce en sus propósitos lingüísticos de resolver sus tareas, de preparar su situación de comunicación; de reconocer y eliminar sus errores, de vencer sus dificultades ante las contradicciones que se producen en ellos, entre el nuevo código, que adquieren, y el que ya tienen adquirido; de dirigir sus esfuerzos para vencer estas contradicciones y lograr el desarrollo de la competencia CCSC.

Para lograr todo esto, es necesario el tratamiento sistémico de los diferentes tipos de contenidos: conceptos, habilidades, valores; de ahí la gran importancia que reviste el sistema de tareas propuesto por el CP para todas sus asignaturas y la preparación adecuada, selección y adaptación de los textos, que dotan a los estudiantes del instrumental lingüístico y discursivo; tanto textos como tareas deben reflejar sus necesidades, actividades prácticas, sus vivencias personales y escolares; además de ser fuente de transmisión de cultura, tradiciones y costumbres, los que deben llevar implícitos mensajes educativos. Todo esto mediante los enfoques, CCSC y por tareas, dirigidos al desarrollo de las habilidades de la competencia CCSC, y por tanto, al desarrollo personológico integral del estudiante. Y esto es precisamente el resultado del trabajo científico-metodológico del CP de la EIEFD.

Las tareas finales que son comunicativas y socioculturales requieren del estudiante un pensamiento activo y creador. Son el resultado de un trabajo docente sistemático, escalonado, correctamente orientado en búsqueda de soluciones cada vez más concretas e inteligentes que les permitan a los estudiantes llegar a un nivel de aplicación superior. Son una instancia integradora y desarrolladora que regulan un modo de actuación lingüístico, social y axiológico, donde aparece de hecho la personalidad como colectividad individual e implica el tránsito del conocimiento por un peldaño cualitativamente superior que irradien, a su vez, cambios cuantitativos.

Todo este enfoque sistémico, integrador, encaminado al desarrollo de la competencia CCSC, amplia la concepción lenguaje-sociedad, pensamiento-lenguaje, instrucción-educación, directa y favorablemente en el S-O de la educación: el estudiante, lo que asegura su desarrollo en la competencia de la comunicación y a la vez su desarrollo integral personológico o viceversa.

CONCLUSIONES

  1. El objeto lingüístico se enriquece sistemáticamente en un proceso en espiral, donde el tratamiento de los contenidos se realiza en una dialéctica relación práctica-teoría para llegar a una práctica enriquecida, a procesos competentes de comunicación que permiten que los estudiantes continúen aprendiendo en otras asignaturas, de modo que, se puede afirmar que la competencia CCSC adquiere un carácter de contenido transversal en todo el proceso de apropiación sociocultural del idioma español en el CP de la EIEFD, lo cual asegura la competencia de la comunicación, y a la vez, el desarrollo personológico integral del estudiante o viceversa.
  2. Un sistema de tareas cognitivas, metecognitivas, comunicativas y socioculturales para todas las asignaturas del CP de la EIEFD, el cual tiene en cuenta la diversidad cultural de sus estudiantes, encaminado al desarrollo de la competencia del idioma español, es una eficiente alternativa que contribuye al desarrollo de contenidos trasversales como: la solidaridad, la honestidad, la responsabilidad y la perseverancia, entre otros, lo que queda demostrado mediante los ejemplos presentados en este trabajo.

BIBLIOGRAFÍA

Autonomía en el aprendizaje de las lenguas". http://www.minedu.gob.pe/gestion-pedagógica/dir-edu-secun-tecnologica/cambio-curricular/2000/area-idiomaext.

Bernal Leongómez, Jaime. Antología de la Lingüística Textual. Publicaciones del Instituto Caro y Cuervo; Bogotá, 1986.

Breen, Michael P. "Paradigmas contemporáneos en el diseño de programas de lengua", en Revista Signo; Ciudad de La Habana, enero/marzo 1997.

Chávez Rodríguez, Justo. Filosofía de la Educación Superior para el docente; Ciudad de La Habana, 2003.

Cerezal, Julio y Fiallo, Jorge. Los métodos científicos en las investigaciones pedagógicas; Ciudad de La Habana, 2002.

Diccionario de Filosofía. Editorial Progreso; URSS, 1984.

El error en el proceso de aprendizaje de una lengua extranjera". http://www.cesdonbosco.com/filología/calambur/philologica.htm

Enríquez, Bernández. Lingüística del texto. Arcos/Libros, SA; Madrid, 1987.

"Estrategias Didácticas: El enfoque por tareas". http://www.difusion.com/ele/func/registrate.htm

Fernández González, Ana María. "Las habilidades para la comunicación y la competencia comunicativa. ISPEJV; Ciudad de La Habana, 1996. (Material Impreso))

García Gayó, Gaspar J. Leyes de la dialéctica. Editorial Gente Nueva; Ciudad de La Habana, 1985.

Llópiz Díaz, Adeiriz. Propuesta metodológica basada en el enfoque comunicativo y la lingüística del texto para el tratamiento de los aspectos socioculturales en la enseñanza de ELE. Tesis en opción al grado académico de Master en Didáctica del Español y la Literatura; Ciudad de La Habana, 2001. (Material impreso).

Martínez Llantada, Marta. "Calidad educacional y desarrollo humano"; La Habana, 1999. (Material Impreso).

Núnez, Jover. La Ciencia y la Tecnología como procesos sociales. Editorial Félix Varela; La Habana, 2003.

Rodríguez Beltrán, Rafael. "Criterios para la estructuración del sistema de ejercicios en la enseñanza de las lenguas extranjeras", en Boletín del ISPLE; Ciudad de La Habana, marzo/1987.

Roméu Escobar, Angelina. "Aplicación del enfoque comunicativo en la escuela media", en Taller de la palabra. Editorial Pueblo y Educación; Ciudad de La Habana, 1999.

Roméu Escobar, Angelina. El enfoque cognitivo, comunicativo y de orientación sociocultural. Dimensiones e indicadores de la competencia cognitiva, comunicativa y sociocultural; Ciudad de La Habana, 2004.

Van Dijk, Teun. Estructuras y funciones del discurso. Editorial Siglo XXI; México, 1980.

Van Dijk, Teun. "Discurso, cognición y sociedad", en Revista Signo; Ciudad de La Habana, octubre/diciembre 1997.

Van Dijk, Teun. (2000). El discurso como estructura y proceso. Editorial Gedisa; España, 2000.

Van Dijk, Teun. El discurso como interacción en la sociedad. Estudios sobre el discurso II. Editorial Gedisa; Barcelona, 2000.

Vygotsky, Lev. Pensamiento y lenguaje. Edición Revolucionaria; Ciudad Habana, 1966.

Zanón, Javier. La enseñanza del español mediante tareas. Editorial Edinumen; España, 1999.

 

 

 

Autor:

MSc. María del Carmen Medina Corominas

Lic. Maritza Rivero Hernádez

Lic. Raudis Fajardo Pérez

Lic. Roberto Gregorio Benítez

Lic. Isabel Portal Díaz

Lic. Amín Pérez Borges

Lic. Eloy Heriberto Alemán García

Breves datos del autor principal

MSc. María del Carmen Medina Corominas

Cubana, natural de ciudad de La Habana. Licenciada en Español como Lengua Extranjera del antiguo Instituto Superior Pedagógico de Lenguas Extranjeras (ISPLE). 24 años de experiencia en esta especialidad. Profesora asistente y Master en Ciencias (Investigación Educativa) de la Escuela Internacional de Educación Física y Deporte (EIEFD); profesora principal de ELE y jefa del Departamento del Curso Preparatorio a estudiantes no hispanos. Ha participado en varios eventos nacionales e internacionales como ponente de sus investigaciones. Jefa del proyecto Peña Amistad, una vía para la interculturalidad, con este trabajo participó como ponente en el Xll Congreso Internacional de Educación Comparada (2005), en le Taller Internacional de ELE, auspiciado por el CICE (2006) y en el Taller Nacional sobre la enseñanza del ELE en Cuba (abril/2007), entre otros.

Otros autores:

Lic. Maritza Rivero Hernádez,

Maritza

. Cubana, natural de Ciudad de La Habana. Reside en el Cotorro. Profesora instructora y principal de Química para estudiantes no hispanos.

Lic. Raudis Fajardo Pérez,

raudisfp

Cubana, natural de Santiago de Cuba, reside en el Cotorro. Profesora instructora de ELE.

Lic. Roberto Gregorio Benítez,

roberto

Cubano, natural de Ciudad de La Habana. Residente en el Cotorro. Profesor instructor de ELE.

Lic. Isabel Portal Díaz

isabel

Cubana, natural de Ciudad de La Habana. Reside en el municipio Plaza. Profesora instructora y principal de Física para estudiantes no hispanos.

Lic. Amín Pérez Borges,

aminpb[arroba]eiefd.co.cu

Cubano, natural de Ciudad de La Habana. Reside en San José. Profesor instructor de Biología para estudiantes no hispanos.

Lic. Eloy Heriberto Alemán García

eloyag[arroba]eiefd.co.cu

Cubano, natural de Ciudad de La Habana. Reside en el Cotorro. Profesor instructor de Química para estudiantes no hispanos.

Todos están cursando maestrías.

País: Cuba

Ciudad: La Habana, San José

Fecha: 5/5/2007


Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Educacion

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.