Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Estadística básica aplicada al mantenimiento - Unidad III (página 2)

Enviado por James Massiah



Partes: 1, 2


Período

Rata de fallas

Arranque (Debugging)

Descendente

Operación normal

Constante

Desgaste

Ascendente

Arranque

Rata de falla decreciente

Distribución Weibull

K < 1 (Generalización)

Operación normal

Rata de fallas constante

Probabilidades de falla es igual en cualquier punto de tiempo

Distribución Exponencial y Weibull

K = 1 (Generalizado)

Desgaste

Rata de falla creciente

Reparación General

Distribución normal

Distribución Weibull

K > 1 (Generalización)

Cada período requiere un programa de mantenimiento específico.

K

Mecanismo de Falla

0,5 - 0,95

Paradas administrativas

0,95 - 1,05

Esfuerzo

1,3

Fatiga

2,5

Corrosión

3,5

Desgaste

Obtención de los Parámetros Estadísticos de Mantenimiento

La naturaleza de los fenómenos de funcionamiento de instalaciones y equipos requieren del uso de la estadística como soporte básico para la cuantificación de los parámetros, una cantidad que está sujeta o condicionada a determinados valores que pueden ser, en caso especial, una serie histórica que describe las características o el comportamiento de una población.

El comportamiento histórico de los equipos se caracteriza en base a los tiempos de operación y los tiempos de falla que se han presentado desde el momento de la puesta en marcha del sistema. Las condiciones que caracterizan los datos de tiempo operacionales de un equipo son tan numerosas que no se puede decir con exactitud cuándo se produce la próxima falla; sin embargo, se puede expresar cuál será la probabilidad de que el equipo se encuentre en operación o fuera de servicio en un momento determinado, esto se debe a la incertidumbre asociada a una variable aleatoria.

La distribución de una variable aleatoria es una función de probabilidad que surge de la necesidad de considerar las variables aleatorias como una función numérica definida en un espacio muestral y su objetivo es el de explicar ciertos hechos o conductores de la vida real mediante métodos cuantitativos; por lo tanto, la probabilidad asociada con los valores de una variable aleatoria se obtiene a través de una función de probabilidades.

Cada distribución de probabilidad tiene asociada una función de distribución acumulada de la variable aleatoria, la cual se define como la sumatoria de las probabilidades de los valores posibles de dicha variable, que sean menores o iguales a un valor prefijado.

En el caso que se estudia, la variable aleatoria está constituida por los tiempos de operación y los tiempos fuera de servicio de un equipo o sistema en un período determinado.

Esquema del comportamiento de un equipo

 

Tiempo de operación:  

TO1 = t1 - t0

TO2 = t3 - t2

TO3 = t? - t4

Tiempo de duración de la falla:

TF1 = t2 - t1

TF2 = t4 - t3

Mediante el esquema anterior se visualiza el procedimiento para obtener los tiempos entre fallas y los tiempos entre operaciones del equipo. A través del método estadístico se pueden determinar algunos parámetros que están estrechamente vinculados con el sistema, caracterizándolos en cualquier intervalo de tiempo.

Los parámetros estadísticos de mantenimiento son: la confiabilidad, la mantenibilidad y la disponibilidad. Estos se relaciona con el comportamiento del equipo de la siguiente forma: la confiabilidad se obtiene en base a los equipos de operación, la mantenibilidad se calcula con los tiempos fuera de servicio del sistema y la disponibilidad es un parámetro que se estima a partir de los dos anteriores, tal como se muestra en el siguiente gráfico:

Confiabilidad

La confiabilidad tiene muchos significados técnicos diferentes, pero uno de los más amplios es el siguiente: la confiabilidad es la característica de un elemento expresada por la probabilidad de que cumpla sus funciones específicas durante un tiempo determinado, cuando se coloca en las condiciones del medio exterior. La definición también se puede expresar como la probabilidad de que un equipo no falle mientras esté en servicio durante un período dado.

La confiabilidad como parámetro adaptado al criterio de mantenimiento se define como la probabilidad de que un equipo no falle estando en servicio dentro de un período de tiempo determinado y su principal característica está definida por la rata de fallas, R (t), expresada en unidades de fallas por hora la cual se obtiene a partir del comportamiento histórico de la información generada del equipo.

La rata de fallas se define como la probabilidad de falla casi inmediata de un equipo de edad T, donde:

Donde,

P (T): es la probabilidad casi inmediata de fallar.

PS (T): es la probabilidad de supervivencia.

            La rata de fallas está dada usualmente en fallas por hora.

            Como la confiabilidad es un parámetro que depende de los tiempos de operación, podemos definir la media de estos valores como la sumatoria:

Donde,

N: es el número de datos o muestras.

TPS: es el tiempo promedio de operación o servicio.

En el siguiente gráfico apreciamos la función tiempo generada por un equipo y, normalizando la amplitud del pulso tomando como " uno" el valor que caracteriza el estado de operación y " cero" como la condición de falla, se define como " TO" el tiempo de operación o el tiempo entre dos fallas y " TF" como el tiempo de duración de la falla.

   

Algoritmo para calcular la confiabilidad de un equipo en cualquier etapa de su vida útil

1. Obtener los tiempos de operación o TAF

2. Ordenar los tiempos de menor a mayor

3. Enumerar los tiempos, donde cada número asignado corresponda al ordinal del TAF.

4. Determinar los valores correspondientes a los rangos de mediana para el número de datos correspondientes a los tiempos de operación o TAF.

5. Llevar los valores de TAF y rangos de mediana al papel Weibull, colocando el primero en el eje de las abscisas y el último en el de las ordenadas.

6. Ajustar la curva

7. Trazar una paralela a la recta obtenida, que pase por el punto base, prolongándola hasta la escala superior; para obtener el factor b. El valor obtenido de esta escala representa el factor de falla que especifica el estado de un equipo.

8. Luego se proyecta una línea paralela al eje de las abscisas que parta del punto base y corte la línea trazada inicialmente (unión de puntos) y la intersección de ambas se proyecta en forma perpendicular hasta el eje de las abscisas, encontrándose de esta forma el valor de h que es el parámetro de posición, siendo esta una magnitud de tiempo (horas, minutos)

9. Ecuación de confiabilidad

Confiabilidad en instalaciones:

·    En serie

·    En paralelo

·    En combinación serie - paralelo

Teoría de falla por el eslabón más débil (Weakest-link)

Cada componente es tratado como una cadena de muchos eslabones la cual falla cuando falla el eslabón más débil. Corresponde a la confiabilidad en serie.

El sistema será operable cuando todos sus componentes estén operando. 

Ley del producto de las confiabilidades en serie

La confiabilidad del sistema en serie R(S) de un sistema compuesto por varios equipos funcionalmente en serie y con confiabilidades expresadas en fracciones decimales, es el producto de las confiabilidades de correspondientes a cada uno de los equipos.

RS = R1 * R2 * R3 * … * Rn

La desconfiabilidad en serie U(S) es calculada restando la confiabilidad del sistema R(S) de la unidad.

U(S) = 1 - R(S)

Esquemáticamente se representa:

 

Teoría de falla por el hilo paralelo (parallel-strand)

Cada componente es tratado como un cable de muchos hilos el cual no falla hasta que todos sus hilos se rompan. Corresponde a la confiabilidad en paralelo.

Ley del producto de las desconfiabilidades en paralelo

La desconfiabilidad en paralelo, U(S), de un sistema  compuesto por varios equipos funcionalmente en paralelo y con confiabilidades expresadas en fracciones decimales, es el producto de las desconfiabilidades correspondientes a los equipos.

U(S) = U(1) * U(2) * U(3) * …. * U(N)

La confiabilidad en paralelo, R(S), se calcula restando la desconfiabilidad del sistema, U(S), de la unidad

R(S) = 1 - U(S) = 1 - [(1-R1) * (1-R2) * (1-R3) * … * (1-Rn)]

Esquemáticamente se representa:

 

Mantenibilidad

Un equipo en estado de operación debe, en algún momento, dejar de funcionar por un intervalo de tiempo, lo cual implica que ha cambiado a un estado de no-operación. En el caso de que las exigencias de un equipo sean de operación continua, toda condición fuera de ésta se considera como una falla. En la práctica, nos interesa que la duración de la falla sea lo más corta posible y, en ese sentido, mientras menos falle un equipo su confiabilidad es mayor.

Las causas de una falla son propias de un equipo y pueden originarse por problemas de diseño, de montaje, de calidad de los materiales y componentes, de la temperatura del equipo, del tiempo de uso o desuso, etc.; además, el medio ambiente puede causar fallas en el equipo debidas a: la humedad, el polvo, la forma como se maneja el equipo, una falla involuntaria del operador, etc. Todo esto influye para que el comportamiento de las fallas de un equipo sea de carácter aleatorio.

Una vez detectada la falla lo importante es corregirla y retornar el equipo o sistema al estado de operación normal; el intervalo de tiempo entre el inicio y el final de la falla se conoce como el tiempo de duración de la falla.

En este intervalo de tiempo se ejecutan las actividades de mantenimiento, la duración de esta actividad, cuantificada en tiempo, es a su vez una cantidad aleatoria que varía con: el tipo de falla, las características del equipo, la estandarización y simplificación del mismo, las técnicas y procedimientos para la localización de las fallas, los equipos de prueba y calibración necesarios y, depende del uso de manuales y planos del equipo, el entrenamiento y destreza del personal asignado a la actividad, de la actividad, de la política de mantenimiento, de las herramientas de trabajo, del orden y control de personal, del medio ambiente, de la gerencia, etc.

Estos factores intervienen de forma tal que el tiempo de duración de la fallan es mayor o menor bajo determinadas condiciones; sin embargo, se demuestra que a medida que se producen más fallas en un equipo,  la duración de las mismas tiende a disminuir en algunos casos o a aumentar en otros, dependiendo de la complejidad de la falla, tal como se representa en el siguiente gráfico. El parámetro estadístico " mantenibilidad" cuantifica este efecto.

Comportamiento cronológico de fallas

 

TF1= t2 - t1

TF2= t4 - t3

TF3= t6 - t5

TF4= t8 - t7

TF5= t10 - t9

La mantenibilidad se define como  " la probabilidad de que un equipo que ha fallado pueda ser reparado dentro de un período de tiempo dado" .

Existen equipos cuya operación es continua a lo largo del tiempo, por lo tanto, si el equipo está fuera de servicio es la falla, pero si el proceso de operación indica que el equipo está sujeto a un intervalo de tiempo prefijado que puede ser: de ocho horas, de seis horas, de doce horas, etc. en condiciones cuando el sistema está apagado se le puede efectuar el mantenimiento preventivo o programado y se considera que falla sólo cuando se requiere de su servicio y no funciona.

La mantenibilidad se interpreta etimológicamente como la acción de mantener y conservar los sistemas. Cuando se habla de sistemas continuos, una acción es el trabajo efectuado para corregir o reparar una falla.

Los tiempos de reparación de un equipo caracterizan la mantenibilidad y, el tiempo promedio para reparar (TPPR) se define como el total de horas inoperables dividido entre el número de acciones de mantenimiento.

Los tiempos para reparar dependen generalmente de la duración de las actividades de:

ü    El enfriamiento del equipo

ü    Administrativas (si las hay)

ü    Ubicación de la falla

ü    Espera de los materiales y repuestos

ü    Reemplazo de componentes dañados

ü    Calentamiento del equipo.

Los tiempos requeridos para el enfriamiento, el calentamiento y los trámites administrativos son, generalmente, constantes pero la sumatoria de los tiempos para la ubicación de la falla, espera de los repuestos y reemplazo de los componentes tienen un comportamiento aleatorio sujeto a toda estructura logística, al entrenamiento del personal, al tipo de falla, etc. Sin embargo, el tiempo de duración de la falla es la sumatoria de los tiempos parciales antes mencionados: En algunos sistemas hay un tiempo implícito en el intervalo de falla, el cual incrementa la duración de la misma y se define como " tiempo muerto" , en donde aun cuando se ha presentado la falla no hay conocimiento de ella por falta de reporte; por lo general, ocurre con equipos que se encuentran ubicados en lugares distantes o en zonas aisladas de los grupos de trabajo.

Debido a que los tiempos de localización de la falla, de búsqueda de los materiales y de reparación de los componentes se incrementarán dependiendo de la complejidad de la falla que se presente, existirá una proporción entre los tiempos de falla generados por un equipo. Este comportamiento se conoce como la " ley del efecto proporcionado" .

Algoritmo para calcular la mantenibilidad de un equipo

  1. Determinar los tiempos para reparar (TPR)
  2. Ordenar los tiempos de menor a mayor
  3. Enumerar los tiempos (colocar los ordinales)
  4. Calcule la probabilidad de falla:

2. Graficar en papel Gumbell la probabilidad de fallas en el eje de las abcisas y el TPR en el eje de las ordenadas

3.    Ajustar la curva

4.    Determinar la pendiente de la recta mediante la ecuación:

5.    Se obtiene el inverso de la pendiente por la ecuación:

6. Se proyecta una perpendicular a través de las abcisas por el percentil 37, hasta que corte la recta obtenida. Luego se corta el eje de las ordenadas obteniendo el valor de m

7.    Calcular el TPPR, mediante la siguiente fórmula:

8. Calcular TPPR aritmético y compararlo con el valor obtenido gráficamente:

Disponibilidad

La disponibilidad se define como " la probabilidad de que un equipo esté disponible para su uso durante un período de tiempo dado" . Se puede calcular a partir de los índices de " razón de servicio" y " factor de servicio" .

La razón de servicio también se puede calcular en base a la media obtenida por la distribución de Weibull y la media calculada en la distribución de Gumbell, las cuales definen a la confiabilidad y a la mantenibilidad respectivamente. La media en función de los parámetros de Weibull se define como:

donde:

La razón de servicio depende de los tiempos de operación que caracterizan a la confiabilidad y de los tiempos para reparar que definen a la mantenibilidad, de aquí se deduce que la disponibilidad es función de los otros dos parámetros estadísticos de mantenimiento analizados anteriormente.

La razón de servicio caracteriza a la disponibilidad en base a la siguiente ecuación:

TPEF es la media de los tiempos entre paradas el cual puede hacerse coincidir con el tiempo medio entre fallas TPEF, y en base a la distribución Gumbell Tipo I:

donde:

TPFS: es el tiempo promedio fuera de servicio, por tanto, la razón de servicio (RS) es:

El factor de servicio (FS) es un índice que relaciona el total de horas operables en un año para un equipo sobre el total de horas en un mes, es decir:

La disponibilidad (D) será alta cuando:

RS = 1

 

 

 

 

Autor:

James Massiah


Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Estadistica

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.