Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

¿Como incentivar a los estudiantes para que se apropien de sus conocimientos? (página 2)




Partes: 1, 2


El estudio es visto por muchos como algo desagradable, impuesto y fastidioso. Muchas veces aburrido y monótono. A las razones que determinaron esta imagen no las vamos a  analizar aquí, sin embargo existe otra forma de asumir el estudio, como una actividad placentera que te prepara intelectualmente y te permite adquirir conocimientos, habilidades, ser una persona útil e insertarte como un profesional competitivo en la sociedad actual. Visto de esta forma su incidencia en tu desarrollo personal es mucho más favorable. Es muy importante que hagas un análisis de tu situación real, esto te permitirá tener un comportamiento más consciente y reflexivo.

Ahora bien, resulta de vital importancia para ti que seas capaz de vincular el estudio con el resto de las actividades que realizas cotidianamente. Con seguridad tienes que distribuir las 24 horas del día entre actividades y responsabilidades tales como: clases, estudio, lectura, trabajo, actividades físicas o deportivas, actividades políticas, sociales, familiares, etc. Además necesitas asearte, divertirte, distraerte, descansar, dormir, etc.

El gran problema de la vida estudiantil es cómo organizar el día de manera que se distribuyan adecuadamente esas actividades en el tiempo disponible y lograr  el máximo de aprovechamiento posible de las horas. La solución de este problema está en la planificación del tiempo que se emplea en las actividades diarias, especialmente en el estudio. Hay que lograr que el estudio, aunque ocupe un lugar privilegiado, articule con el resto de tus responsabilidades.

Probablemente has confrontado o confrontarás alguno o algunos de los problemas siguientes, por falta de organización y planificación de tu tiempo para las actividades que tienes que realizar: [Torroella, 1988]

1.       Sientes que no estudias o avanzas en una materia o asignatura tanto como deberías o quisieras. Al contrario, notas que estás atrasándote o decayendo en determinada materia. A pesar de que quieras adelantar y trabajar más en cierto estudio, por distintos impedimentos los resultados no son los mejores.

2.       Observas con disgusto y preocupación cómo se van amontonando las tareas y trabajos por falta de un plan definido para estudiar.

3.       Gastas mucho tiempo estudiando y trabajando sin orden ni concierto, yendo de un lugar para otro, tratando de hacer varias cosas a la vez, dejando un estudio a medias para comenzar otro, etcétera.

4.       Le dedicas mucho tiempo a una actividad en perjuicio de otra. No logras concentrar o armonizar las distintas actividades que realizas a fin de lograr una distribución justa del tiempo y la atención necesarios.

5.       Finalmente, puede ocurrir que una vez que hayas decidido sentarte a estudiar, se te dificulte empezar o continuar en el estudio por diversos motivos como la necesidad de levantarte para buscar algo, personas que vienen a interrumpirte, ruidos que molestan, ideas y recuerdos que distraen, falta del suficiente interés y motivación en lo que haces,  etcétera.

El remedio fundamental para resolver estos problemas es administrar adecuadamente el tiempo y esto implica planear y organizar las actividades que tienes que hacer utilizando el tiempo lo más racionalmente posible. Es necesario establecer un horario para las actividades, en general, y un horario para el estudio, especialmente.

Pero: ¿Qué es planear y organizar? [Colectivo de autores, Folleto 4, 1988]

Planear significa que debes definir las actividades que tienes que realizar para lograr lo que te has propuesto, y prever o anticipar las consecuencias que ocasionaría no realizarlas. Para ello debes pensar:

·              ¿Cuáles son mis propósitos?

·              ¿Qué tengo que hacer para lograrlos?

·              ¿Qué consecuencias me traería no lograrlos?

Por otra parte organizar significa establecer la secuencia y el tiempo en que deben realizarse las actividades de acuerdo con tus posibilidades, circunstancias y experiencias. [Colectivo de autores, Folleto 4, 1988]

Un horario bien planeado y organizado: [Torroella, 1988]

·              Ahorra tiempo, multiplica las horas disponibles, nos permite hacer mejor uso del tiempo y acrecienta el rendimiento de nuestra labor diaria.

·              Evita la incertidumbre sobre lo que tenemos que  hacer en el momento próximo y nos permite realizar la actividad que corresponde a cada hora  sin conflictos y sin interferencia.

·              Posibilita estudiar con más orden, concentración y aprovechamiento.

·              Evita la pérdida de tiempo.

·              Nos permite realizar todas nuestras actividades con la mayor coordinación, armonía y rendimiento.

Pasos fundamentales que exigen los estudios superiores:

1.      Acciones para la organización y control de la actividad de estudio.

2.      Acciones de comprensión y lectura  (rápida y profunda) de textos.

3.      Acciones de resumen y fijación de la información.

Los resultados obtenidos en el estudio no solo pueden depender de la realización de acciones adecuadas, sino además de las condiciones en que se realiza el estudio. A continuación le dedicamos atención a los problemas de la higiene de la actividad de estudio ya que esta constituye uno de los aspectos fundamentales de dichas condiciones.

La salud y el estado de ánimo positivos son condiciones necesarias para la realización de un trabajo intelectual productivo, por tanto es indispensable prestarle atención a los problemas de la higiene de la actividad de estudio.

Conocer las mejores horas y días para trabajar o descansar y los momentos "débiles"; el tipo de actividad  o descanso que permiten recuperar fuerzas o que proporcionan satisfacción, es una habilidad que se debe desarrollar para garantizar parte de las exigencias de la higiene de la actividad intelectual.

La organización de un régimen diario para la vida en el que se alternan obligatoriamente los períodos de trabajo y descanso, es de importancia capital para el individuo y la segunda habilidad importante para conservar el equilibrio del organismo y la efectividad de su trabajo. No hay que esperar a tener deseos de trabajar o la inspiración para hacerlo, solo imponerse el inicio de la actividad. Tampoco se puede trabajar largo tiempo sin descansar  ya que esto produciría un gran agotamiento; igualmente un largo descanso que no obedezca a la necesidad de recuperarse de la fatiga o de la enfermedad puede demorar la disposición a trabajar.

Cuando los conocimientos se fijan de memoria, repitiendo lo que dice el texto o las notas dictadas en clase, pero el alumno no aprende a buscar lo esencial en el texto, el libro u otras fuentes de estudio, cuando no es él el que decide qué notas tomar, el que elabora sus resúmenes, llega a conclusiones, no es posible hablar de aprender a determinar lo esencial, de aprender a estudiar, de aprender a pensar.

Un primer paso para determinar lo esencial puede ser, analizar el texto o situación, localizar la idea central del párrafo seleccionado, por ejemplo descartando todo aquello que es secundario: que aclara, explica, precisa, enumera pero no aporta una información de valor.

Otro recurso importante  al estudiar los fenómenos y hechos, es  compararlos con otros similares, determinar sus semejanzas y diferencias y establecer la analogía. Se debe poner énfasis en la comparación de conceptos que los alumnos tiendan a confundir por la similitud de su terminología o por su contenido.

La confección de resúmenes, informes, esquemas, cuadro sinópticos son  vías para expresar lo esencial de la información consultada. La  organización de la información y su fijación en forma de notas y  resúmenes es una de las habilidades más importantes para la realización de un estudio exitoso. El crecimiento continuo del volumen de información que ocurre en la actualidad por una parte, y los límites de la memoria humana (aún la más entrenada) por otra, obliga al hombre a elaborar memorias suplementarias.

Elaborar resúmenes en particular, tiene gran importancia en la enseñanza universitaria, pues continuamente el estudiante debe estar resumiendo información que deberá utilizar después. El compendio te da la posibilidad de que te entrenes en la confección de resúmenes, pues en la mayoría de los aspectos se sugiere  como actividad a realizar.

Por último damos algunas sugerencias generales cuando estemos practicando la actividad de estudio.

·              Inicia la actividad de estudio con las asignaturas más difíciles o las que sean menos interesantes.

·              Respeta el tiempo que le has asignado a cada una de las actividades.

·              Prepara todas las cosas que vas a necesitar al estudiar.

·              Aprovecha las horas libres que tengas entre clases para revisar o repasar las notas.

·              Lo que no has cumplido por imprevistos presentados trata de recuperarlo reajustando el tiempo de otras actividades o utilizando las horas de reserva. Prevé que posiblemente tendrás más carga de tareas o trabajos al final del semestre, por lo que debes evitar tener tareas pendientes.

·              Revisa el plan semanal elaborado, determinando tus dificultades para tenerlas en cuenta en las planificaciones futuras.

CONCLUSIONES

·              Determinar lo esencial incide positivamente en el desarrollo intelectual de los alumnos, en la formación de habilidades para el estudio y en su crecimiento personal.

·              Preguntas como: ¿dónde radica lo esencial? o ¿cuál es la causa fundamental? Son ejercicios valiosos para aprender a determinar lo esencial de lo que esta estudiando.

·              Los resúmenes y notas son compendios de información que fijan las ideas centrales de un texto oral o escrito, en un corto número de oraciones, frases o párrafos.

BIBLIOGRAFÍA

1.   " Aprender a Aprender". Ana Robles.

2   .Becerra Alonso, M Julia. Habilidades para el Aprendizaje en la Educación Superior. Julio, 2002.

3.Colectivo de autores. "¿Cómo planificar y organizar tu tiempo?". Serie: Orientación al estudiante. Folleto 4. CEPES. Universidad de la Habana. 1988.

4.Colectivo de autores. "¿Qué es estudiar?". Serie: Orientación al estudiante. Folleto 1. CEPES. Universidad de la Habana. 1988.

5.Torroella González, G "¿Cómo estudiar con eficiencia?". Editorial Ciencias Sociales. Ciudad de La Habana. 1988.

6.Colectivo de Autores:" ¿Cómo leer con eficiencia?". Serie: Orientación al estudiante. Folleto 3. Escuela Superior "Hermanos Martínez Tamayo". 1991.

7.Rudnikas Katz, B. "¿Cómo interesar a los alumnos en la búsqueda de bibliografía?". Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de La Habana. 1988.

 

 

 

 

 

Autor:

Ing. Mileysis Benítez Odio

Ing. Kirenia Torres Ramos

SEDE UNIVERSITARIA MUNICIPAL

"HERMANOS SAÍZ MONTES DE OCA"

PINAR DEL RÍO.

Centro: SUM Pinar del Río.

SUM Mantua 

2008

"Año  50 de la Revolución"


Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Educacion

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.