Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Culturas: Chimú y Chincha (página 2)




Partes: 1, 2


El surgimiento de esta creencia se remonta  a una  leyenda mitológica hablada en algunos pueblos costeños. El origen de la disnatia Chimor se explica a través de un mito anónimo recogido por un trujillano (anónimo). Según esta crónica escrita entre los años 1604 y 1610, un personaje mitológico llamado Tacaynamo llego por el mar al valle  de Moche, conduciendo una balsa de palo pues había sido enviado a gobernar esta tierra. Al parecer Tacaynamo (nombre que recuerda el  fundador de Lambayeque, Naylamp) reunía poderes políticos y sacerdotales. Según el mismo cronista (el trujillano); los tres jefes de la dinastía Chimor fueron: Tacaynamo, Gucricaur; quien conquisto todo el valle de Moche, y Nancen-Pinco; quien se hizo soberano de los seis valles. Cabe recalcar que también Minchancaman; el cual era uno de los lideres de esa zona.

Minchancaman gobernaba a través de una serie de señores que poseían títulos hereditarios. Durante el periodo de este jefe los funcionarios de la corte tenían rango y ocupaciones puntuales como el de "preparador del baño", "trompetero de caracoles", "maestros de literas", "Encargado de derramar polvo de conchas marinas  en el tierra que había que pisar", etc.

Muchas de las provincias de reino Chimor durante el gobierno de Minchancaman eran gobernadas por un líder local; quien usufructuaba de los derechos de los tributos y de las cosechas y tierras de los comuneros. En aquel entonces se vivía una sociedad jerárquica sumamente organizada, con clases muy diferenciadas. Sin embargo las mujeres y los hombres de aquellos momentos tenían los mismos derechos aunque su ocupación fuese distinta.

Cuando los incas conquistaron el reino de Minchancaman, se llevaron a la ciudad del Cuzco a este gobernante y lo casaron con una hija del inca, al hijo de nació de esa unión se le llamo Chumun Cour; quien se convirtió en un rey títere controlado por los incas. Este personaje fue Huaman Chimu.

4.- ORGANIZACIÓN POLÍTICA Y SOCIAL

Los Chimú fueron un estado expansionista, centralizado y clasista es decir  con claras divisiones de clases, herencia de cargos y una burocracia muy compleja; es por eso que se dice que también fue Aristocrático. Las clases sociales estaban regidas por un estado imperial que había conquistado al reino Sican de Lambayeque. Justamente las leyendas de Naylamp en Sican y Tacayanamo en Chimú transmitían fantásticamente las guerras iniciales por esas tierras. El sistema político y social funcionaba por medio de una red de centros urbanos y rurales que se encargaban de recepcionar y enviar a la capital los tributos obtenidos. El estado se administró en la ciudad capital Chan-Chan, desde allí se manejo, organizó y monopolizó la producción, el almacenamiento, la redistribución y el consumo de bienes y productos. El culto principal estuvo dedicado a la luna debido a su influencia sobre el crecimiento de las plantas, las mareas y a su utilización como marcador del tiempo; sin embargo, cada pueblo debió poseer sus deidades y santuarios locales: Luna (Shi), Mar (Ni) y Sol (Jian). La arquitectura ha permitido definir que los gobernantes vivieron en los palacios y recintos monumentales, mientras el pueblo residió en viviendas de quincha con habitaciones pequeñas y fuera de la arquitectura monumental.

El poder en la civilización Chimú era manejado por el gran señor llamado Cie Quic y los Alaec, continuaba un grupo con cierto prestigio y poder económico llamado Fixlla y al final se encontraban los campesinos, los artesanos y los sirvientes. Cabe señalar que el pueblo Chimú pagaba tributo a los gobernantes (en productos o en trabajo) y que hablaron diversos idiomas pero el que predomino fue el Muchic.

 


5.- PRINCIPALES MANIFESTACIONES CULTURALES

Los Chimú destacaron en diversas técnicas, las cuales se pueden apreciar en la actualidad en base a las ruinas que se han encontrado, a las cerámicas, a los tejidos y a otros elementos más; que son propios de esta cultura milenaria.

5.1.- LA ARQUITECTURA

Una de las características de la sociedad Chimú es su rígida división en grupos sociales y a la vez una de las ideas más aceptadas es que las ciudadelas fueron verdaderos palacios en los que vivía la selecta nobleza, aislada casi por completo  del mundo exterior. Su acceso era restringido, estos palacios no solo servían como viviendas de elite sino que reunían en su interior a funcionarios encargados de recibir los productos que el pueblo entregaba a manera de tributo.

Se cree también que había artesanos al servicio de los nobles y que ciertos sectores del palacio albergaban a los sirvientes y se diferenciaban claramente de la zona habitada por los señores. Se supone que cada de uno de los palacios partencia a un gobernante y que cuando fallecía, era enterrado en el sector de las plataformas funerarias. El palacio le seguía perteneciendo y sus parientes continuaban viviendo en él encargándose de rendirle veneración. El siguiente gobernante tenia que construir su propio palacio en el que viviría y se enterraría al morir. Esto quiere decir que los palacios fueron construidos uno después del otro, según morían los sucesivos gobernantes. Los sucesores del mítico Tacaynamo habrían sido enterrados allí, cada uno en su palacio.

Lo característico de la arquitectura Chimu son sus frisos, los cuales eran elaborados en base a barro y que servían para decorar las paredes. Estos son figuras en plano relieve que cubren totalmente largas paredes. Uno de los lugares en donde se concentra mayor número de frisos es en la ciudad-capital de Chanchán con patios y pasadizos profusamente decorados con figuras geométricas de peces y aves. Se sabe que los frisos tenían vivos colores, lo que hacían que sus motivos resaltaran aun más.

5.1- A.- CHANCHÁN

La maravillosa cuidad de Chanchán, capital del reino Chimú, se ubica frente al mar , muy cerca de la desembocadura del río Moche, ocupando alrededor de 24 km se trata de una de las ciudades mas grandes de la América precolombina  y su grandeza asombra a visitantes del mundo entero a pesar de su tremendo deterioro.

En ella es posible distinguir tres sectores diferentes, el principal es un conjunto de grandes recintos rectangulares conocido como palacios o ciudadelas. En torno a esto se encuentra zonas de viviendas menores que conforman una especie de barrios marginales y otros grandes recintos.

Dentro de la ciudad-capital de Chanchán se desarrollaron palacios o ciudadelas; es decir se trata de diez grandes áreas rectangulares delimitadas por muros de barro que alcanzan altura de 10 m todas se orientan de norte a sur y comparten una misma estructura general. Al interior el espacio esta dividido en una serie de patios con rampas, pasadizos, habitaciones, estructura en forma de U, plataformas funerarias, depósitos, talleres, grandes posos rectangulares de agua. Generalmente existe una sola puerta de acceso, ubicada en el lado norte. Las ciudadelas son conocidas como: Gran Chimu, Velarde, Squier, Tello, Uhle, Laberinto, Caihuac, Tachuidi, Rivero y Bandelier.

5.2.- LA ALFARERÍA CHIMÚ

 La cerámica Chimú forma parte de una larga tradición desarrollada en la costa norte del Perú a través de varios siglos, que la influencia de Huari no logro romper. Se considera que es la continuación del estilo Moche, aunque adopta y mezcla elementos  procedentes de estilos de la costa y la sierra: Cajamarca, Pachacamac y Recuay.

Su calidad es inferior a la cerámica Moche, tanto en técnica como en lo artístico. Mientras los Moche utilizaron ampliamente el modelado, los Chimú utilizaron casi exclusivamente el molde.

Los ceramios Chimú cumplieron dos funciones, como recipientes para uso diario o doméstico y los ceramios de uso ceremonial o para ofrendas de los entierros; los primeros fueron elaborados sin mayor acabado mientras los funerarios muestran bastante dedicación.

Las principales características de las vasijas Chimú son las siguientes:

La cerámica tenia una superficie muy bruñida, una pequeña escultura en la unión del gollete con el arco, su fabricación moldeada para la cerámica ceremonial y modelada para uso diario, su coloración generalmente negro metálico con algunas variantes es decir en pequeñas cantidades también se elaboraron ceramios de colores claros, su brillo característico se obtenía humeando la vasija que previamente había sido pulida.

Entre sus formas mas comunes están las botellas de doble pico con asapuente, uno de ellos escultórico y el otro con pico cónico, y las botellas con cuerpo esférico y asa estribo, también se repite el uso de vasijas silbadoras típicas de la cultura Vicús.

En la cerámica se han plasmado muchas representaciones realistas como animales, frutos y personajes, así como, escenas míticas. Un rasgo característico en este aspecto  es la colocación de una pequeña figura de un monito u otro animal en la base de las asas estribo. La decoración suele ser en base a bajos relieves, punteados y representaciones decorativas.

Es importante tener en cuenta que cuando los incas llegaron a la costa norte y sometieron a los chimú se produce una serie de influencias, de manera que es posible encontrar un estilo denominado chimú-Inca, en el que se destacan las vasijas negras que intentan imitar la autentica forma del  arríbalo inca, en algunos casos los imitadores se animaron a utilizar diseños policromados.

5.3.-  LA METALURGIA CHIMÚ

Los artesanos Chimú fueron diestros en la confección de objetos de metal.  Los metales los trabajaron en talleres divididos en secciones para cada caso del tratamiento especializado de los metales; trabajaron el enchapado, el dorado, el estampado, el vaciado a la cera perdida, el perlado, la filigrana, el repujado sobre moldes de madera, etc. Con todas estas técnicas elaboraron gran cantidad de objetos como vasos, cuchillos, recipientes, figuras de animales sólidas o vacías, brazaletes, alfileres, coronas, etc.

Al igual que los artesanos de la cultura Lambayeque utilizaron el dorado y el plateado de superficies. Mediante estas técnicas elaboraron adornos como collares, orejeras, mascaras, y objetos diversos como pinzas para depilación, agujas, anzuelos, cucharitas, vasos, entre otros. Para realizar las aleaciones recurrieron a combinaciones de ácidos que se encontraban naturalmente. Los minerales debieron ser obtenidos de minas, de atajos abiertos de los ríos y de socavones. Los metales más usados fueron el cobre, la plata, el oro y el estaño. Este mineral extraído se molía en batanes para poder separarlos de otros minerales o impurezas en seguida se fundían en un horno que tenía como combustible carbón vegetal y mineral; constantemente debieron avivar las brasas soplándolas con tubos largos para así elevar la temperatura.

Las obras representativas en este arte son:

5.3-A.- El TÚMI

 Fue su obra más representativa, el cual representaba al dios Naylamp (divinidad ornitomorfa) a través de la forma de ave. Se trata de un tipo  de cuchillo ceremonial de Illimo. Estaba construido en oro con incrustaciones de soldadita (metal de baja ley) y utiliza como elementos ornamentales: Turquesas y Concha Perlas.

En su estructura el Tumi era: de dos planchas, anterior y posterior, dichas planchas eran delgadas hechas a golpes sobre superficie plana; además las planchas eran soldadas para formar una estructura vacía en el centro. En la aureola es decir en la parte superior de la cabeza se nota que estaba hecho por un semicírculo divido en 5 espacios concéntricos, así mismo se determino que la zona del borde es estrecha y perlada (sector compuesto por 12 elementos decorativos  en forma de S), zona perlada muy estrecha que sirve de división entre los espacios,  zona geométrica basándose en los triángulos tallados, zona constituida por 8 círculos concéntricos en cuyo interior incrustaban turquesas y por ultimo cerraba la decoración un semicírculo  en alto relieve.

Con respecto a su rostro; este representaba un rostro humano con características de aves (antropomorfo), los ojos circulares y profundos y de forma ornitorringe (forma de ave), nariz en forma de ave, boca pequeña y rectangular y de cada lado penden dos orejas pegadas al rostro. Además la cara es más pequeña que la aureola. Y por ultimo el cuerpo: este tenia la cabeza pequeña unida a un cuerpo también pequeño y rectangular, en donde los brazos eran  pequeños, rígidos y pegados al  cuerpo con las manos abiertas, de los hombros  salen dos alas estilizadas en forma rectangular, el  cuerpo termina en borde estilizado a manera de vestido, sus pies son muy pequeños de manera rígida y rectangular.

Por ultimo cabe recalcar que la segunda parte del Túmi esta constituida por un cuchillo ceremonial de dos sectores: una parte rectangular manera de empuñadura y una parte semicircular que concuerda con la aureola superior, formando  un conjunto  unitario.

Las técnicas de orfebrería para trabajar el Tumi era: tallado, repujado, filigrana y soldadura y que para trabajarlo adecuadamente se utilizo instrumentos como  martillos de madera o de metal.

5.3-B.- LAS  VESTIMENTAS

Dicha vestimenta estaba compuesta  de tres artículos principales: El Unku o camisa con mangas, un taparrabo y un llautu o turbante. También se encontraron binchas o bandas con extremidades bifurcadas que seguramente se usaban de adorno en la frente, recalcando que estas bandas eran hechas con la técnica del tapiz kelim y con figuras antropomórficas y zoomorfitas.

5.4.- TEXTILERÍA

La textileria chimú destaca por la versatilidad de técnicas, por su iconografía y por su belleza estética. El hilado consiste en la práctica manual y elemental de unir un conjunto de hilos pequeños para poder lograr un hilo largo y continuo, en esta labor inicial de la textileria se utilizaron diversos instrumentos como el huso.

El huso, es un instrumento manual confeccionado de una varita pequeña y delgada que generalmente se va adelgazando a ambos extremos; se lo emplea junto a un tortero o piruro que se inserta en la parte inferior para que haga contrapeso. Se empieza a hilar tomando de la rueca (donde se ha fijado la fibra que se va a hilar) algunas fibras que son fijadas en el huso que se lo hará girar rápidamente entre el pulgar, el cordial y el índice para lograr enrollar y torcer las fibras ininterrumpidas.

Cuando ya se había obtenido los hilos necesarios se empezaba el tejido ósea el entrecruzamiento o combinación de los hilos para hacer las telas.
Los Chimú confeccionaron telas, gasas, brocados, bordados, telas dobles, telas pintadas, etc. Algunas veces los textiles fueron adornados con plumas y placas de oro y plata, los colorantes se obtuvieron de ciertas plantas que contenían tanino, del molle y del nogal; de minerales como la arcilla ferruginosa y el mordiente de aluminio y de animales como la cochinilla. Las prendas se confeccionaron de la lana de cuatro animales; el guanaco, la llama, la alpaca, y la vicuña y de la planta de algodón nativo que crece en forma natural en siete colores diferentes. La vestimenta de los Chimú consistió en taparrabos, camisas sin mangas con o sin flecos, pequeños ponchos, túnicas, etc.

En la iconografía de los textiles Chimú aparece un personaje central que tiene la cabeza separada del cuerpo. Este ser antropomorfo suele ser simétrico, tiene los brazos extendidos, los pies y las manos dirigidas hacia los lados y casi siempre lleva aretes y un gran tocado en forma de media luna. Su identidad es una incógnita, aunque se dice que tal vez representa a la divinidad de la portada del sol de Tiahuanaco.

Otra imagen que aparece con frecuencia en la iconografía del arte textil Chimú es la de un animal aparentemente felinico que se muestra encorvado.

Su origen se remonta  a la iconografía Moche y Recuay. Generalmente se le  encuentra sentado, su piel de caimán, la lengua de lagarto y tiene cresta y cola que se asemejan a la de un animal prehistórico, a este personaje se le conoce como el animal de la luna.

Por ultimo se determina en base a diversas investigaciones, que la cultura Chimú tiene los tejidos mas grandes hasta ahora encontrados en el Perú prehistorico. Por su tamaño se ha podido determinar que estas enormes telas de algodón en estado natural se usaban para cubrir muros. En este género destaca el que ilustra a unos personajes principales con unos prisioneros sujetos por una cuerda, encontrados en los terrenos de la hacienda Mocupe, dentro de una cámara cubierta con una losa de piedra. Este textil media aproximadamente 35 metros de largo en sus estado original y se señala que esto podría ser un acontecimiento mítico o arquetipo de esencial trascendencia para la cultura Chimú.

5.5.- AGRICULTURA EN LA CIVILIZACIÓN CHIMÚ

Los Chimú desarrollaron principalmente la agricultura intensiva a través del trabajo y técnicas hidráulicas, uniendo valles y  formando complejos como:

  • Chicama-Moche: dos valles en La Libertad.
  • Lambayeque: unía los valles de La Leche, Lambayeque, Reque, Saña y Jequetepeque.
  • Fortaleza: unía los valles de Pativilca, Paramonga y Supe.

Desarrollaron excelentes técnicas agrícolas para ampliar la fortaleza de áreas cultivadas como:

  • Huachaques: chacras hundidas, terreno al que se le ha retirado la arena para trabajar la tierra húmeda. Ejemplo: Tschudi.
  • Puquios: pozos grandes para extraer agua. Ejemplo: Kiriwac, Larrea, Alto y Bajo, costa rica
  • Embalses: contención de agua de los ríos para aprovechar el líquido subterráneo.

Cultivaron el fríjol, camote, papaya, algodón.

5.6.- LA NAVEGACIÓN EN LA CIVILIZACIÓN CHIMÚ

Los Chimú fueron grandes y eminentes navegantes e hicieron grandes travesías, cuando los conquistadores españoles incursionaron en el mar frente a nuestras costas se encontraron con expertos navegantes en la zona de Tumbes. Ellos eran herederos de grandes conocimientos adquiridos a través de los siglos o de pueblos anteriores a los incas, los hombres de la cultura Chimú utilizaron esos conocimientos tanto para la pesca como para realizar largos viajes con el fin de intercambiar productos con otras regiones del continente.

En base a investigaciones posteriores se llego a determinar que la embarcaciones en la civilización Chimú, fueron de dos tipos:

  • El Caballito de Totora; el cual se utilizaba para la pesca, hecho de atados de junco, que soportaba a una persona sentada o arrodillada. Estos caballitos son comunes aun en la actualidad y se le puede encontrar en las caletas de pescadores de la costa norte.
  • La Balsa; esta era de una superficie plana formada por varios troncos y sobre lo que se levantaba uno o dos mástiles en lo que se colocaba una enorme pieza de tela. Esta vela, podía ser cuadrada o  triangular, era el principal medio de propulsión de la balsa y algunas veces se complementaba con los remos, la balsa podía ser bastante compleja, incluyendo una cabina donde dormía la tripulación  y se guardaban las mercaderías, como anclas utilizaban piedras. Las balsas de troncos estaban hechas con una tecnología apropiada para nuestro mar, especialmente acondicionado para llegar hasta la orilla de playas poco profundas. Un sistema particular era el de los Huauras; eran tablones que iban colocados entre los troncos en la proa y en la popa. Al subir y bajar estas huauras controlaba la dirección de las balsas. El sistema era tan eficiente que se podía navegar incluso en contra del viento.

II.- CHINCHA

1.- UBICACIÓN GEOGRÁFICA

La cultura Chincha, se desarrollo por los valles de Chincha, Pisco, Ica y Nazca, aunque su centro político estuvo en el valle de Chincha.

Chincha fue un señorío que mantuvo su importancia inclusive durante la época inca, se cuenta inclusive que el único señor que podía ir cargado tras la misma ceremonia que el sapa inca era el señor de chincha. Fue una importante cultura del Intermedio Tardío, habiéndose llegado a afirmar que, junto con el reino Chimú, fue la nación más civilizada del Pacífico austral americano.

 


2.- UBICACIÓN EN EL TIEMPO EN EL ESPACIO

Chincha fue una importante cultura del Intermedio Tardío, habiéndose llegado a afirmar que,  surgió cronológicamente entre los siglos IX y XV, concretamente en 1100 y 1450 d.C.

La cultura Chincha se desarrollo en un territorio donde actualmente, desembocan dos ríos: el Chico al norte y el Matagente al sur, sin embargo en siglos atrás era bañado solo por un rió, por el rió Viejo. La bifurcación de su cauce permitió el desarrollo productivo de una extensa porción de desierto, y por ende el establecimiento de los de las sociedades  más características del sur: Paracas en el Periodo Temprano y Chincha en los Periodos Tardíos.

La cultura Chincha fue refrenada con la conquista incaica, dicha cultura fue anexada al Tahuantinsuyo hacia fines del siglo XV, aunque el primer avance a la zona fue durante el reinado de Pachacutec Inca Yupanqui, entre 1438 y 1471. La región fue anexada definitivamente al imperio solo durante el gobierno de Túpac Inca Yupanqui entre 1471 y 1493. Desde entonces el Chinchaycápac, o rey de Chincha, pasó a ser monarca vasallo del emperador del Cuzco.

3.- ORGANIZACIÓN SOCIAL Y ECONÓMICA

No hay certeza sobre la estructura social de la cultura Chincha. Aparentemente no existía un gobierno central fuerte pero si autónomo, produciéndose un desarrollo relativamente independiente de los distintos valles donde se extendió esta cultura. Los comerciantes debieron jugar un papel muy importante dentro de esta sociedad, dada las intensas relaciones de intercambio que mantenían con las distintas zonas del mundo andino, hasta donde llegaban con grandes balsas de alta mar. Una vez bajo el dominio Inka, el mandatario del Reino Chincha gozó de gran prestigio y habría acompañado a Atahualpa en Cajamarca cuando éste fue hecho prisionero por los españoles.              

Esta cultura estableció su capital entre Pozuelo y Sunanpe (con treinta mil habitantes), siendo su divinidad máxima el solemne Chinchaycámac, estableciendo sus asentamientos principales en los complejos formados por los sitios de: La Centinela, Tambo de Mora, La Cumbre entre otros complejos secundarios desarrollados al  sur y centro del valle mismo, todos los conectados con importantes caminos que forman parte del Qapaqñano o red vial inca. Cabe recalcar que de este tiempo quedan aún en pie la Huaca de la Centinela y la Huaca de Tambo de Mora, la pirámide de Lurin Chincha y la fortaleza de Ungará.

Los Chincha, herederos de una economía múltiple (agricultura, pesca, intercambio y artesanías),  Los últimos hallazgos encontrados en base a diversas investigaciones demuestran que los Chincha eran ceramistas, tejedores y orfebres de alta tecnología y finos acabados. Asimismo reflejan el vínculo que mantuvo esta cultura con las vecinas regiones de Pachacamac e Ica, a pesar de establecerse como una sociedad autónoma.

 De otro lado, la población estuvo dividida en la nobleza encargada de los cargos administrativos, los sacerdotes y el pueblo, constituido por mercaderes, artesanos, pescadores y campesinos, de ahí que se señala que dentro de la sociedad Chincha se desarrollaba diversas actividades económicas las cuales fueron la agricultura, la pesca y principalmente el comercio. Los Chincha construyeron un sistema de caminos que atraviesa todo el valle de Chincha y llega hasta los valles aledaños. Más importantes que los caminos aún eran sus rutas de comercio marítimo, pues su tecnología en navegación (imitada más adelante por los incas) les permita llegar hasta los más extremos puntos del norte y sur que podían llegar.

Se sabe que llegaron inclusive hasta Centroamérica, pues una de sus exportaciones clave eran las conchas spondylus, propias de Ecuador y Perú, que fueron halladas en Centroamérica. Recalcando que en base a sus grandes habilidades comerciales llegaron a extender su influencia por todo el territorio inca antes de que éste se convierta en imperio, algunos historiadores sostienen que el idioma quechua fue originario de los Chinchas, quienes lo expandieron por todos los Andes y costas peruanas y ecuatorianas.

Además tuvieron el mérito de organizar un comercio triangular en el que ellos fueron el puente comercial entre la meseta de Collao, la costa central peruana y el norte del Ecuador. Por vía marítima, comercializaron entre el Cusco y el Altiplano. Los productos más codiciados de la sierra fueron: el charqui, la lana y algunos metales.

4.- PRINCIPALES MANIFESTACIONES ARTÍSTICAS

4.1.-  LA ARQUITECTURA

La cultura Chincha se caracterizó en la arquitectura en base a que no construyeron grandes ciudades, su arquitectura está expresada en los templos, palacios y fortalezas que edificaron teniendo como base de estas construcciones a los adobes y a los adobones.

En su arquitectura practicaron la técnica del estuco decorando los muros con cabeza de peces, alcatraces y otras aves marinas. Alrededor de estos edificios levantaron viviendas de esteras y de cañas en donde habito la mayoría de la población. Si bien es cierto que las ruinas, actualmente se encuentran muy deteriorados, sin embargo restos de ella la podemos apreciar en los conjuntos arquitectónicos de la Huaca de tambo de Mora, la Centinela de San Pedro, la de Lurin Chincha y la cumbre.

 


4.1-A.- LA CENTINELA

La Centinela fue el asentamiento principal de Chincha, próspero curacazgo de agricultores, pescadores, artesanos y mercaderes que se desarrolló en el amplio y fértil valle que lleva ese nombre en la costa del Perú, entre los años 900 y 1450 d.C.

El complejo de la Centinela esta ubicado en el valle bajo de Chincha, aproximadamente a 1.5 Km. del mar, esté, esta constituido por un conjunto montículos piramidales  que se extiende sobre un área de aproximadamente 1000 a 400 metros.

Todos los montículos son de tapia, salvo la  sección inca, donde todas las construcciones, incluyendo los muros de retención de la terraza, son de adobes rectangulares. Este complejo representa probablemente en la cumbre, de acuerdo a las investigaciones hechas por Max Uhle.

En la cima de la pirámide de La Centinela, está el "recinto del friso", que está en mal estado, derruido en gran parte, conservándose sólo la parte inferior del que fue un largo muro decorado con aves marinas, peces y olas. En la parte inferior de dicho friso se puede ver la representación de un ave marina en vuelo de picada en clara acción de pescar.

4.1-B.- TAMBO DE  MORA

El complejo de Tambo de Mora parece haber sido el centro administrativo principal durante el tiempo de gobierno local o ínter valles anteriores a la conquista Inka y cuando los conquistadores cusqueños llegaron a la costa sur lo adaptaron en la misma condición. Menzel, indica que la naturaleza de los edificios asociados y los caminos que de ellos salen en distintas direcciones, hablan de una administración centralizada anterior a la conquista Inka.

Además del grupo de Tambo de Mora existen otros complejos en el valle, tales como el de Lurin Chincha y el de San Pedro, que, en conjunto, tienen rasgos similares a los del indicado. En San Pedro, al sur del valle, existe un edificio, llamado también La Centinela, cuyas proporciones y aspectos hablan de una importancia quizá paralela a tambo de Mora. En el valle de Cañete, al norte, que parece haber estado íntimamente vinculado a Chincha, también sitios que siguen el patrón de complejos de pirámides asociados a plazas, caminos y cuartos como la llamada fortaleza de Ungara, que fue posteriormente utilizada por los conquistadores Inkas.

Las huacas de Tambo de Mora están organizadas alrededor de una gran plaza amurallada formada por dos terrazas a distinto nivel, este espacio dividido en dos conjuntos arquitectónicos, teniendo a ambos lados dos sólidas y altas estructuras de forma piramidal. Los muros están construidos con la técnica de       la tapia. Excavaciones arqueológicas realizadas en los campos cercanos a este sitio revelan que en el tiempo de los chinchas existió una densa población, formada por especialistas (artesanos), directamente dependientes de los señores dueños de los palacios. Los primeros cronistas españoles del siglo XVI dan cuenta que eran muy afamados los artesanos plateros que entre los chinchas habían.

4.2.- LA ALFARERÍA CHINCHA

Algunos historiadores señalan que la cerámica de esta cultura tuvo dos estilos: uno llamado Ica Tardio y el otro llamado Chincha, lo que si llego  a establecer con precisión es que la cerámica Chincha tiene un estilo muy característico, por más que se noten influencias del Horizonte Medio y de la tradición Ica. Las piezas son muy bien hechas, elaboradas y decoradas. Las formas son cántaros con cuello y con asas en la parte alta, formas de botellas, barriles, tazas, platos con paredes verticales y figurinas. Produjeron cántaros globulares de cuello corto y de cuello largo. A todos les dieron una decoración menuda y apiñada, verdaderas grecas hechas a pincel, así como figuras humanas, animales y vegetales. Excavaciones posteriores  realizadas en aquella zona dieron como resultados el hallazgo de más figurinas: peces, aves y perros. La forma y decoración es lo mejor de esta cerámica.

La cerámica que se encuentra, en general sigue un patrón uniforme, en el que las variaciones tienen importancia solo en tanto son índice de cierta independencia entre los valles en lo cultural o por lo menos en lo que a confección de cerámica se refiere. El régimen común es la base de un estilo policromo en el que los colores rojo, para la base, y blanco y negro son los más comunes, además se descubrió que utilizaron otros colores como gris y crema; los motivos decorativos siguen una norma geométrica con predominio de diseños deformados por un tratamiento textil, con un régimen que modifica los perfiles curvos u oblicuos con líneas escalonadas; son frecuentes las representaciones convencionales izadas de pájaros y peces que ha bases pierden su fondo dentro de perímetros que son combinaciones de ángulos.

Las formas frecuentan los cantaros de cuello ancho y gollete proyectante con reborde, forma globular y base normalmente redondeada; las ollas y tazas de lados con el Ecuador angular y reborde son también frecuentes. Los diseños, como en Nazca y Wari, se logran delineando los motivos con negro y rellenando áreas o bandas. Con las llegadas de las influencias Inka hay ligeras modificaciones en el estilo, pero estas no son importantes y solo aparecen algunas nuevas formas, tales como el barril con cuello aribaloyde, es decir de labio muy expandido, y asitas pequeñas a los lados de bollote                                                

En la cerámica Chincha destacan diversas figurinas; las cuales son piezas que representan generalmente a mujeres macizas con cabezas cuadradas y ojos en forma de gota  con la punta hacia afuera, a veces suele llevar una incisión horizontal en la frente y agujero en cada oreja.

 

 4.4.- TALLAS EN MADERA

Un grupo de objetos que llama la atención por su trabajo fino y detallista, es el de las tallas en madera adornadas con diversas figuras, algunas de las tallas pueden haber sido timones de embarcaciones movidas con velas de tela similares a las de la cultura Lambayeque. También se encontró otras formas de tallados en madera, pero que estos serian instrumentos agrícolas para cavar o arar en la tierra en los tiempos feraces, además también se hallaron unas que parecen ser  remos, aunque sorprenden que estén tan decoradas e incluso pintadas con azul, amarillo y rojo, que miden aproximadamente entre 1,2 y 2,3 m de largo. Están tallados en una sola pieza de madera, que suele tener tres partes: la pala, el mango o canalete y el remate: La pala es una hoja rectangular generalmente lisa aunque puede presentar relieves. El mango y el remate suelen presentar una decoración finamente tallada y calada: pequeñas figuras humanas esquemáticas; aves, peces y otros animales estilizados y motivos geométricos como el escalonamiento. Algunos también presentan incrustaciones de concha. Existen también figuras humanas de madera independientes, similares a las que aparecen en pequeño en los remos. Son personajes de rasgos esquemáticos, con tocado y orejeras circulares. La cabeza puede ser grande y desproporcionada en relación al cuerpo.

Tienen poco volumen, su talla es muy plana y pueden presentar un soporte largo para sujetar la figura. Sin soporte pueden medir aproximadamente 50 cm.

Por otro lado se destaca dos formas verdaderamente enigmáticas  de estos tallados en maderas las cuales son: las barras largas con varias perforaciones con un personaje antropomorfo en un extremo y los horcones de guarango decorados con un rostro humano bastante esquemático. Se presume que fueron postes ceremoniales.

                                     

 

CONCLUSIONES

ü       La cultura Chimú tenía como bases culturales a tres culturas muy desarrolladas en tiempos remotos: Lambayeque y Moche. Los Chimú comprendieron diversas técnicas y aspectos debido a que se valieron de diversos elementos que procedían de las culturas ya antes mencionadas, elementos por los cuales la cultura Chimú llego a ser una civilización poderosa, expandiste, tecnológica y guerrera. Prueba de ello son sus ágiles técnicas desarrolladas en la metalurgia, la textileria, etc, y hasta el ambiente geográfico, por que la cultura Chimú se desarrollo en territorios ya dominados anteriormente por Moche y  Lambayeque..

ü       En la cultura Chimú el culto principal estuvo dedicado a la Luna debido a que los Chimú creían que gracias a la luna se daba  el crecimiento de las plantas, las mareas y el tiempo (marcar el tiempo); pensaban de esa manera; por que la luna era fuente de riqueza para ellos, sin embargo cabe recalcar que cada pueblo debió poseer sus respectivas deidades y santuarios locales en aquel entonces. Además creían que el alma de los difuntos iba hasta la orilla del mar, desde donde era transportada por los lobos marinos hacia su última morada en  las islas.

ü       La cultura Chincha tuvo como rasgos influyentes muchos aportes de la cultura Chimú, en sus diversas manifestaciones o aspectos artísticos y culturales. Prueba de ello es su cerámica; en la cual se puede percibir que en su decoración utilizaban el color negro o ciertos colores oscuros, colores con los cuales se identifica la cerámica Chimú, así como también en su arte orfebrero; como se suele notar en sus diversos objetos metalúrgicos, los cuales fueron elaborados mediante la técnica de la  embutición, técnica que precisamente también fue utilizada por la cultura Chimú y otras.

ü       El poderío cultural  Chincha llego a su decadencia con la conquista de los incas, puesto que después de dicho acontecimiento que mermo su avance no se vio eliminada sino refrenada. La cultura Chincha a pesar de dicho episodio tan trágico todavía  mantenía su bagaje cultural: sus ideas, técnicas, metalurgia, cerámica, organización política, económica y social, etc. Pero lamentablemente llega a su exterminio, recién llega a su exterminio con la invasión y conquista de los españoles sobre el mundo andino: sobre el imperio de los incas, ya que después de ese acontecimiento su bagaje cultural no se vio mermado o disminuido, sino que se vio exterminado, eliminado o desaparecido.

ü       La cultura Chincha pudo haber creado una gran civilización en Pisco e Ica. Se han encontrado hallazgos de que los Chincha llegaron a Ica y prueba de ello son las tumbas  encontradas en Uchujalla - Ica. Este hecho sirve como punto de partida para señalar que si pudieron llegar hasta Ica, por que no a Pisco que se encuentra mas cerca, y sobre todo si se toma la ruta de tambo de mora, entonces se señala que  también han podido vivir en Pisco pero que no se desarrollaron adecuadamente en aquella zona debido a las condiciones ambientales o geográficas. Condiciones que también afectaron también  en tiempos muy remotos al hombre de la pampa de Santo Domingo; hombre que fue encontrado en el distrito de Paracas el cual pertenece a la provincia de Pisco.

ü       La cerámica Chincha tiene un estilo muy característico, por más que se noten influencias del Horizonte Medio y de la tradición Ica. Las piezas son muy bien hechas, elaboradas y decoradas. Las formas son cántaros con cuello y con asas en la parte alta, formas de botellas, barriles, tazas, platos con paredes verticales y figurinas. En cuanto a la metalurgia, tanto el oro como plata y una aleación de cobre con oro y plata fue extensamente utilizada, sobre todo para la elaboración de vasos retrato, que son una demostración de la avanzada técnica de los Chincha.

BIBLIOGRAFÍA

LIBRO: CULTURAS PREHISPANICAS

 

 

Autor:

PAGINAS: 145 - 167 Pgs.

LIBRO: HISTORIA DEL PERÚ ( Siglo XXI)

Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

  • Arqueología

    Identidad. La construcción del pasado. Interfase. Si nos atenemos estrictamente a la etimología, la arqueología (gr. ar...

  • Antropología

    El debate posmoderno, como modo de pensar. La mundialización-globalización, como contexto. Latinoamérica, como lugar de ...

  • El hotel de inmigrantes

    Monumento Histórico. Un proyecto valioso. Testimonios literarios. Periodismo y otras fuentes. En este trabajo me refier...

Ver mas trabajos de Antropologia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.