Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Principales enfermedades infecciosas que afectan al sistema digestivo del cerdo (página 2)




Partes: 1, 2


4.       Enteropatia proliferativa

5.       Salmonelosis

6.       Disentería

7.       Espiroquetosis intestinal

8.       Gastroenteritis Transmisible

9.       Diarrea por Rotavirus          

De ellas analizaremos las siguientes:

Colibacilosis

Este tipo de infecciones se deben a agentes de las cepas enterotoxigénicas y enteropatogénicas de E. Coli y casi siempre aparecen bruscamente durante la primera semana posterior al destete.

Aunque afecta el crecimiento de los animales, no tiene consecuencias tan graves como la enfermedad de los edemas. Sus causas están originadas en dos tipos de colibacilos:

- E. Coli enterotoxigénica

- E. Coli enteropatogénica.

Las cepas de E. Coli enterotoxigénica producen enterotoxinas que alteran el equilibrio hidroeléctrico y provocan diarrea secretora. Muy frecuentemente (en más del 50% de los casos) este tipo de cepas son asimismo aisladas en animales afectados con diarreas en el engorde.

En cambio, las cepas de E. Coli enteropatogénica provocan lesiones por adhesión y destrucción directamente sobre la célula y originan diarreas osmóticas por mala absorción. Aunque estas enteritis son menos graves que las producidas por las cepas de E. Coli enterotoxigénica, los animales afectados tardan más tiempo en recuperarse.

Salmonelosis

Es un conjunto de enfermedades producidas previamente por bacterias del grupo paratífico salmonella, que evoluciona por lo general con procesos septicémicos o de una gastroenteritis sub-aguda o crónica que afecta a todas las especies domésticas incluyendo al hombre. Los cerdos y las aves son los más afectados.

Fuentes de infección

Los animales enfermos y sanos clínicamente son capaces de ser portadores y eliminadores de bacterias al medio. El principal y más importante elemento infectante y contaminante son las heces fecales.

No podemos dejar de mencionar también el papel que juega el hombre como portador del germen.

Vías de transmisión

Estos gérmenes pueden existir en la flora intestinal de las más diversas especies de animales sanos, pero la frecuencia de estos portadores de bacterias varía mucho en dependencia de la especie animal y la zona.

El contagio entre enfermos y sanos es importante en esta enfermedad, además de los portadores de bacterias. Otras posibilidades son la acción directa o indirecta de las aguas residuales, que se contaminan con heces del hombre o de animales enfermos. Pueden estar contaminadas las harinas de pescado y carne.

Facilitan el contagio, la disminución de la resistencia natural del organismo debido a trastornos de la nutrición, la transportación fatigosa, parasitosis intensas, alojamientos húmedos y fríos, etc. Estas causas predisponentes tienen singular importancia para el desarrollo de la enfermedad.

Se considera que los animales que se curan quedan como portadores permanentes por lo que suponen un continuo peligro.

Sintomatología

Los fenómenos morbosos aparecen ya de 24-48 h en equinos, de varios días en terneros, etc., generalmente se estima un lapso de 18-24 h, para todas las especies, aunque puede extenderse algo más del tiempo señalado.

Se caracteriza por enteritis aguda más o menos grave, la que se traduce en diarreas y deshidratación. Otras veces causan una septicemia pues desde el intestino pueden pasar a la sangre multiplicándose en ella. La enteritis enteritis en muchos casos se hace crónica con la destrucción de folículos linfáticos. Pueden producirse úlceras intestinales y hemorragias transitorias.

Las vacas adultas pueden ser portadoras y si están preñadas, según la intensidad de la infección pueden producir aborto o el nacimiento de crías débiles que morirán posteriormente.

En los porcinos esta enfermedad se presenta como una enfermedad infecciosa muy frecuente en cerdos jóvenes. Su agente etiológico principal es la Salmonella Cholerae Suis y su periodo de incubación no suele ser inferior a los 3 o 4 días. En este momento se puede presentar fiebre y muchas veces, también vómitos y diarrea, y a los 2 o 4 días, intenso malestar, pueden morir los animales, después de haber producido en los no pigmentados una coloración cutánea rojiza que afecta a las orejas, vientre y cara de los muslos.

Diagnóstico

El sintomatológico no da una idea por lo vago de los síntomas morbosos. La necropsia permite un diagnóstico al menos probable al observar en casos agudos, junto a posibles hemorragias, tumefacción del bazo y a veces focos necróticos en especial en el hígado. En curso lento también úlceras intestinales.

La investigación bacteriológica nos dirá el diagnóstico de certeza  para lo cual deben enviarse al laboratorio porciones de bazo, hígado con vesícula biliar, pulmones con focos purulentos, riñón, porciones de intestino delgado. De los animales vivos: sangre y heces.

Medidas contraepizoóticas

El tratamiento que debe seguirse es el siguiente:

  1. Eliminación de las causas predisponentes
  2. Eliminación de los animales enfermos
  3. Desinfección de las instalaciones
  4. Puede utilizarse el cloranfenicol con fines curativos
  5. Pueden usarse también los polvos antidiarreicos, en bovinos, porcinos y caprinos
  6. También puede ser utilizada la sulfametacina oral

Medidas preventivas y recuperativas

Las medidas preventivas son:

1.       Evitar los stress de todo tipo que puedan disminuir la resistencia de los animales

2.       Limpiar diariamente las naves, casas de sombra, patios y corrales, eliminando todo el estiércol.

Enteritis hemorrágica o disentería porcina

Comienza a aparecer en el destete (aunque también puede afectar a las cerdas) y se manifiesta definitivamente en el engorde. Está causada por una espiroqueta anaerobia, la Serpulina hyodisenteriae, aunque no actúa sola. Algunas pruebas realizadas hacen suponer que existen otras espiroquetas hemolizantes y bacterias intestinales, como Campylobacter Coli y jejuni, Bacteroides vulgatus, Fusobacterium necrophorum, Clostridium perfringes y difficile, que favorecen la colonización de la Serpulina hyodisenteriae.

En cualquier caso, la responsabilidad patogénica de la bacteria Serpulina hyodisenteriae no está clara. Esta bacteria produce una betahemolisina citotóxica causante de un fenómeno de coagulación intravascular diseminada, de manera que se debe tener en cuenta además el poder endotóxico de su lipopolisacárido estructural. Cuando la enfermedad se reproduce, sus manifestaciones patológicas se circunscriben al aparato digestivo, concretamente a la zona del ciego y el colon.

Epizootiología

Agente.- El hecho de la pluralidad inmunológica de S. hyodysenteriae y la escasa protección cruzada existente entre los nueve tipos serológicos conocidos puede justificar la reaparición paradójica de la enfermedad -por introducción de cerdos portadores de nuevos serotipos- en explotaciones donde la DP esta bien controlada; también explicaría fallos vacunales de especificidad. Las variaciones en la virulencia influye en la severidad de los brotes clínicos de DP; las cepas poco virulentas inducen inmunidad frente a cepas homólogas virulentas, y constituyen el fundamento de la vacunas vivas atenuadas. Este microorganismo es relativamente poco resistente a las condiciones ambientales; sensible al calor, a la desecación y a la oxigenación, no sobrevive más de seis días en los efluentes líquidos(53) y 18 días en las heces sobre el suelo húmedo a 4ºC. Para los estudios epidemiológicos a gran escala pueden usarse diversos tipos epidemiológicos de S. hyodysenteriae; desde aquellos caracterizados por su alta variabilidad, como son los tipos electroforéticos (74), de los que en Australia se detectaron 50 tipos en 231 cepas, concurriendo varios dentro de una misma granja; hasta otros cuyo polimorfismo es mucho más restringido, como son los tipos genómicos (11 genotipos) (14).

Hospedadores (21, 27).- El cerdo es el hospedador natural de S. hyodysenteriae y única especie sensible, lo que no es óbice para que el agente haya sido aislado ocasionalmente en aves (Rhea americana) (31) perros (23) y ratones en granjas afectada por la DP. Estos hospedadores secundarios, salvo los ratones (180 días de excreción), excretan serpulinias por las heces durante pocos días o simplemente algunas horas. Las moscas actúan como vectores mecánicos (4 horas) de baja intensidad. Es poco probable que los hospedadores secundarios sean origen de la introducción de la infección a una granja exenta, pero sí contribuyen a difundirla entre naves, sobre todo los ratones (31). Todo estos justifica las medidas de desratización, desinsectación y de aislamiento de perros y de pájaros en los planes de control y erradicación.

S. hyodysenteriae infecta el intestino grueso del cerdo y se excreta únicamente por medio de las heces. Los cerdos jóvenes y en cebo, entre 15 y 70 kg de peso son más propensos a padecer DP. Pero adultos y lechones también pueden enfermar. Existe una correlación entre la actividad inductora de disfunción mitocondrial de las cepas de S. hyodysenteriae y la sensibilidad de los cerdos ligada a la edad(77). No resulta infrecuente que cerdos portadores de serpulinas aparentemente sanos resulten seronegativos. Los recuperados de la enfermedad pueden excretar el germen incluso durante tres meses, a pesar de la resistencia inmune que adquieren; cabe la posibilidad de que bajo circunstancias de intensa inmunodepresión y exposición a dosis infectivas muy elevadas la enfermedad reincida. Si superación de la enfermedad ha estado mediada por un tratamiento, se instaura una inmunidad de reducido valor protector; reapareciendo la enfermedad tras la supresión del quimioterápico o por efecto de un estrés. Las madres resultan a la par contaminantes fecales y protectoras lactegénicas, quedando los lechones desprotegidas tras el destete.

Aspectos ambientales (21, 27).- Las condiciones higiénicas de la explotación, el plan sanitario y, en general, el manejo deficientes influye decisivamente en la epidemiología de la DP. Suele basta la separación de 1 km para evitar en contagio entre explotaciones. La carencia de instalaciones para la cuarentena e la indiferencia respecto a la sanidad de origen de los cerdos adquiridos propician la introducción de la infección. No obstante los vehículos de transporte y los visitantes encierran un riesgo, relativo como introductores de Serbulinas. El destete tardío facilita en contagio epigénico(56). Los sistemas de ocupación continua de naves favorecen la persistencia la infección. La alimentación rica en glúcidos solubles fácilmente fermentables, y rica en almidón aumenta la receptividad, la sensibilidad y la intensidad excretora de los cerdos (58, 66). Los brotes clínicos suelen in precedidos de cambios bruscos de alimentación, supresión de la medicación en el pienso y, en general, de situaciones estresantes.

Síntomas Clínicos

Los síntomas característicos de la infección son hipertermia y dolores abdominales. Cuando se desarrolla en su forma subaguda o aguda provoca en el animal una diarrea abundante con gran cantidad de sangre y mucosas. Según la eficacia de la medicación utilizada, el proceso puede provocar una morbilidad del 90% y una mortalidad del 30%. Como consecuencia de la enfermedad, se producen retrasos en el crecimiento de los lechones.

Diagnóstico

El diagnóstico suele realizarse a partir del examen de las lesiones encontradas en la autopsia. Las dificultades que acarrea la realización de un cultivo de Serpulina, hace que la confirmación de la enfermedad sea muy delicada. Entre otras razones, porque un aislamiento no confirma la infección, pues antes es preciso diferenciar entre dos bacterias: la Serpulina hyodisenteriae y la Serpulina innocens, ya que esta última, muy similar a la primera, no es patógena.

Gastroenteritis Transmisible Porcina (GET)

Concepto

Es una enfermedad de etiología viral que se caracteriza por producir diarreas profusas y vómitos y deshidratación y ocasiona una gran morbiletalidad en cerditos lactantes.

Historia

La enfermedad se describe por primera vez en los EE.UU en 1946, Posteriormente se extendió a Europa y otros continentes. En Cuba se reportó por primera vez en el occidente del país el 16 de Abril de 2003, por el IMV Nacional constatándose una existencia de 43 focos en 6 provincias.

Importancia económica

El impacto económico es enorme con una alta mortalidad en  cerditos lactantes hasta el 100% y también afecta a los adultos aunque la mortalidad es baja.

Etiología

El virus pertenece a los coronavirus, se inactiva con formol al 3 % y con solventes orgánicos es sensible a la Sosa cáustica y a la luz ultravioleta.

Epizootiología

El virus es solamente patógeno para los cerdos de cualquier edad y raza, aunque a medida que aumenta la edad, disminuye la susceptibilidad. Los animales en la fase de incubación o ya recuperado constituyen la fuente primaria del virus que pueden diseminarlo varias semanas.

Otras fuentes de infección  son el calostro, procedente de cerdos infectados; así como alimentos y agua contaminada con secreciones y excreciones virulentas.

Sintomatología Clínica

El período de incubación va de 18 a 24 horas en animales lactantes  y de 2 a 4 días en animales de mayor edad.

La enfermedad comienza una implantación súbita, se presenta primeramente vómitos y posteriormente diarreas pertinaz, generalmente el apetito se mantiene, la deshidratación es marcada por la perdida de gran cantidad de electrolitos y agua, hay una sede muy intensa y la morbilidad alcanza el 100 % y la mortalidad en cerditos es muy alta y en adulto no rebasa el 5 %.

Lesiones

Se caracteriza por presentar dilatación del intestino delgado y algún proceso degenerativo en órganos parenquimatoso.

En le estomago puede aparecer petequias y gastritis que puede ir de catarral hasta fibrinosa grave.  En el intestino delgado se presente enteritis catarral con atrofia de las vellosidades, con congestión en algunos órganos (hígado, bazo y encéfalo).

Diagnóstico

Por la observación de los síntomas clínicos.

El incremento de tres logaritmos de títulos en sueros pareados, por prueba de neutralización, e inmunofluorescencia.

El aislamiento se realiza en cultivos de células primarias de riñón.

Diagnóstico diferencial

Con le cólera porcina auque aquí hay un cuadro febril alto, eritemas de la piel y síntomas nervioso.

Medidas contraepizoóticas preventivas

Vacunación la 100 % de la masa y principalmente en reproductoras. En Cuba lo más importante es evitar las violaciones de las normas establecidas en puntos fronterizos para proteger el país

Medidas contraepizoóticas recuperativas

Ante la presencia de a enfermedad se dictan las más estrictas medidas cuarentenales, se toman todas las medidas de saneamiento establecidas y se informan a todas las instancias por ser una enfermedad exótica.

Si se localiza el foco primario y la cantidad de animales es poca se procede a la erradicación por sacrificio de la masa afectada y también se puede aplicarse sacrificio paulatino o crear inmunidad poblacional adecuada de forma natural o artificial.

Antibióticos prohibidos y enfermedades entéricas

Las resoluciones adoptadas por la Comisión Europa que prohíben el uso de ciertos antibióticos en la nutrición animal han desatado una sostenida controversia entre los organismos competentes de la Unión Europea y las empresas, instituciones y productores, fundamentalmente porcinos y avícolas, afectados por las medidas.

El 1 de julio de l999 entró en vigor la prohibición de cuatro antibióticos utilizados en nutrición animal como promotores de crecimiento. La medida adoptada por la Comisión Europea afecta a la Bacitracina de zinc; la Espiramicina, la Virginiamicina y la Tilosina. Esa prohibición exige que ninguno de esos aditivos puedan encontrarse en fábricas, establecimientos, granjas o estar incorporados a los piensos como promotores. Los cuatro antibióticos prohibidos se utilizaban en la prevención de enfermedades y en la mejora del rendimiento en la cría intensiva de ganado, fundamentalmente cerdos y pollos.

En diciembre pasado, la CE expuso que el uso de esos antibióticos como promotores de crecimiento podría contribuir a aumentar las resistencias de las bacterias a esos productos y a otros similares de utilización terapéutica en seres humanos. Esas sospechas, aunque no respondían a conclusiones firmes de estudios realizados para probarlas, fueron avaladas por el SCAN (Scientif Comite of Animal Nutrition). El posterior envío del proyecto de prohibición al Comité de Alimentos para el Ganado de la Unión Europea, determinó que dos tercios de los países miembros se pronunciaran a favor del mismo para dar vía libre a la resolución.

Desde el punto de vista técnico, esta prohibición también tiene sus luces y sombras. En el sector porcino se argumenta que ahora sólo quedan disponibles cuatro antibióticos como promotores del crecimiento: la Monensina, la Salinomicina sódica, el Flavofoslipol y la Avilamicina; justamente los menos utilizados en el sector, ya que su actividad es menor ante patologías fundamentalmente digestivas, bastante comunes en la transición de los lechones.

En el sector porcino, los profesionales se manifestaron realizando algunas consideraciones clínicas como que la supresión de la Tilosina como promotor afectará a las espiroquetas entéricas especialmente a la Serpulina pilosicoli y aumentará la frecuencia clínica de la ileitis proliferativa. De esta manera, la prohibición de la Virginiamicina afectará a las espiroquetas entéricas, y probablemente a la enteropatía proliferativa permitiendo el crecimiento de los clostridios.

CONCLUSIONES

Las enfermedades digestivas en las especies porcinas constituyen el mayor riesgo sanitario de diseminación de enfermedades en los planteles porcinos y son las que más impacto económico negativo provocan con una alta morbilidad y mortalidad en las categorías jóvenes.

RECOMENDACIONES

Mantener activado en todas las granjas porcinas el plan de medidas contraepizoóticas preventivas y recuperativas contra las enfermedades infecciosas transmisibles del cerdo.

BIBLIOGRAFÍA

  1. Situación actual de la patología digestiva en cerdos. ftp/articles/articulo829.pdf.
  2. Riesgos en granjas porcinas. http://www.3tres3.com/riesgos_piensos/ficha.php?id=1415
  3. Enfermedades del jabalí. http://www.accazalava.es/Pdf/enfermedades_jabali.pdf
  4. Situación actual de la patología digestiva en cerdos. http://www.colvet.es/infovet/oct00/ciencias_v/articulo1.htm
  5. Lucha contra la salmonelosis porcina. http://www.agricultura.org/noticias/noticias.asp?IdNoticia=14922
  6. Enteropatías porcinas. http://www.engormix.com/las_enteropatias_porcinas_a_s_articulos_503_POR.htm
  7. Disentería hemorragica. http://www.colvet.es/infovet/jun00/ciencias_v/articulo1.htm
  8. Enf.entericas del cerdo. http://www.colvet.es/infovet/abr00/ciencias_v/articulo1.htm
  9. Fernández, L.H; Reinaldo, G.L; Alonso,S.R; Rodríguez,D.J. Manual de Salud del Cerdo Tomo II. Editorial "Félix Varela" Pág. 9-11. La Habana. Cuba.1999.

 

 

 

 

 

Autor:

Roberto Rosell Pardo1;

Armentina Ramírez Rubio2;

Morael Leonel Labrada Vázquez3

Dr. M.V. Prof. Auxiliar, Subdirector de Ciencia y Técnica1. Prof. Asistente, Ingeniera Agrónoma, Técnica integral, Responsable de Extensionismo de la UBPC "Marcial Jiménez", Investigadora del CEDEL2. Prof. Asistente, Epizootiológo Municipal3. SUM. Campechuela. Universidad de Granma. Central del Batey. Campechuela. Granma. Cuba.

Fecha de realización: 2007


Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Zoologia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.