Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Lecturas para mejorar el proceso de la lectura (página 2)




Partes: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7


Con el mayor de los empeños, el autor ha realizado la investigación profunda del tema. Aquí se ofrecen las oportunidades fáciles, sencillas, de comprender y aplicar en diversos contextos, a fin de solventar varios de esos problemas.

Prof. Roselys González Valderrama

El Pilar, julio de 2006

Presentación

La presente selección de lecturas ha sido realizada con la finalidad de contribuir con los colegas docentes y estudiantes en la orientación y búsqueda de alternativas que faciliten la interpretación y visión del proceso de Lectura como acción efectiva, dinámica y transformadora del pensamiento. Es posible que estas mismas lecturas estimulen para el diseño y aplicación de estrategias que coadyuden en la realización de las actividades educativas y la efectividad del área de Lengua como Eje Transversal en los diseños curriculares, en función del desarrollo lingüístico, cultural y social de los entes involucrados en estos procesos.

Creemos también que las lecturas seleccionadas, provenientes de estudiantes, investigadores, lingüistas, instituciones y docentes, pueden ayudarnos a responder algunas preguntas, tales como:

-¿Qué es en realidad leer?

-¿Es lo mismo leer que realizar una lectura?

-¿Para qué sirve la lectura?

-¿Qué tipo de lectura debe estudiarse?

-¿Cómo estimular a la lectura?

-¿Utilizamos estrategias adecuadas a los intereses y necesidades de los estudiantes en concordancia con los grandes objetivos educativos de desarrollo integral?

-¿Por qué no nos gusta leer?

-¿Cuál debe ser la actitud de los docentes y los padres para estimular a los estudiantes?

-En líneas generales, ¿qué podemos hacer?

Esperamos que este pequeño aporte resulte útil para encontrar respuestas a las interrogantes anteriores, tanto a los colegas docentes como a los estudiantes, y pueda ayudarnos a elaborar y aplicar estrategias estimulantes, realistas y agradables durante el tratamiento, estudio, valoración, uso y utilidad de la lengua como vehículo fundamental para el desarrollo pleno de la inteligencia y del pensamiento positivo, crítico, reflexivo y creativo.

El Autor

Lecturas para mejorar el proceso de la lectura

1. Lengua y Literatura en el Nuevo Diseño Curricular

Ministerio de Educación, Cultura y Deportes

La enseñanza de la lengua es la base indispensable para la adquisición de los conocimientos de todas las áreas académicas y de los valores éticos, estéticos, personales y sociales. Es evidente la importancia funcional de la lengua como instrumento a través del cual se asegura la interacción humana, fundamento de los cambios personales, sociales y culturales a los que obliga la dinámica del mundo actual. Por esta razón, la misión que la sociedad asigna a la escuela tiene como uno de sus principios básicos el desarrollo de las potencialidades comunicativas del ser humano, esenciales para su formación integral. El enfoque funcional comunicativo del Área de Lengua y Literatura atiende al desarrollo de la competencia comunicativa del alumno, entendida como el conocimiento del sistema lingüístico y los códigos no verbales y la adecuación de su actuación lingüística a los diferentes contextos socio-culturales y situacionales. Este enfoque difiere de los esquemas tradicionales, centrados en la teoría gramatical, el historicismo y el formalismo literario.

Las implicaciones pedagógicas de las ideas anteriores reafirman el principio de que la enseñanza de la lengua obliga al conocimiento de variantes realmente funcionales dentro de una comunidad lingüística específica. Estas ideas, reforzadas además por planteamientos ideológicos (valoración de la identidad como venezolano) y psicológicos (respeto a los conocimientos que trae el niño), validan el uso del Español de Venezuela en sus múltiples variedades. Por estas mismas razones, en las comunidades indígenas se impone el respeto, uso y estudio de las variedades de lengua de las diferentes etnias.

El Área de Lengua y Literatura estimula el acceso a la escritura y a la lectura como acciones placenteras que proporcionan un enriquecimiento personal. Al atender a los procesos de comprensión y producción tanto de la lengua oral como de la escrita, se considera esencial la participación del alumno en actividades que le permitan analizar, sintetizar, opinar, parafrasear, inferir, anticipar, investigar... para construir así, a partir de sus conocimientos previos, su propio proceso de aprendizaje. Además de afianzar las destrezas adquiridas en cuanto al desarrollo de las capacidades comunicativas tanto en la lengua oral como en la escrita (Primera Etapa), se promueve el desarrollo de una actitud de valoración hacia la investigación y la búsqueda de información, así como ofrecer experiencias de aprendizaje que faciliten la comprensión de los diversos tipos de información que se reciben a través de los medios de comunicación.

2. Saber Leer

Kennedy Aliendres y Jhoanna Carmona

La Lectura

Constituye sin duda, la más importante adquisición de saberes. A la comprensión de mensaje codificado en signos visuales (generalmente letras y cifras), se le denomina lectura. La enseñanza y estimulación de la lectura supone, por tanto, un objetivo básico de todo sistema educativo. La eficacia de la lectura depende de que estos dos aspectos estén suficientemente desarrollados; es conveniente aclarar que: "La lectura es el proceso de captación, comprensión e interpretación de cualquier material escrito".

La lectura es ante todo un proceso mental y para mejorarlo debemos tener una buena disposición y una actitud mental correcta, pero leer es entrar en comunicación y compartir con otras formas de pensar, es tomar contacto con las preocupaciones del hombre.

El papel de la lectura

Leer es entrar en comunicación con los grandes pensadores de todos los tiempos. Leer es antes que nada, establecer un diálogo con el autor, comprender sus pensamientos, descubrir sus propósitos, hacerle preguntas y tratar de hallar las respuestas en el texto.

Leer es también relacionar, criticar o superar las ideas expresadas; no implica, aceptar tácitamente cualquier proposición, pero exige del que va a criticar u ofrecer otra alternativa, una comprensión cabal de lo que está valorando o cuestionando. La lectura es uno de los procesos más importantes a seguir para llevar a cabo con éxito cualquier tipo de estudio.

Historia del libro

La palabra "libro", procede del latín líber, referida también al material vegetal del que se confeccionaban los libros y que se utiliza como término aislado o bien para formar otras palabras, como por ejemplo, librería. La palabra libro se aplica, por extensión, a los rollos utilizados en la antigüedad y con ello se denominan también a ciertos conjuntos de obras.

Los libros, como objetivos portátiles y relativamente duraderos, han ayudado a preservar y difundir el conocimiento y los sentimientos de sus autores a través de vastas extensiones de espacio y tiempo, hasta el punto que se puede decir con toda razón que la civilización actual no habría sido posible sin su existencia.

Libro a mano

Los primeros libros consistían en planchas de barro con un punzón. Las primeras civilizaciones que los utilizaron fueron los antiquísimos pueblos de Mesopotamia. Mucho más próximos a los libros actuales, eran los rollos de los egipcios, griegos y romanos, compuestos por largas de tiras de papiro. Los escribas (escribientes) profesionales se dedicaban a copiarlos o escribirlos al dictado, y los rollos solían protegerlos con telas y llevar una etiqueta con el nombre del autor. Atenas, Alejandría y Roma eran grandes centros de producción de libros, y los exportaban a todo el mundo conocido en la antigüedad.

Libros medievales europeos

En la Europa de comienzos de la edad media, eran los monjes quienes escribían los libros, ya fuera para otros religiosos o para los gobernantes del momento. La mayor parte de ellos contenían fragmentos de la Biblia, aunque muchos eran copias de textos de la antigüedad clásica. Al principio utilizaron gran variedad de estilos locales que tenían en común el hecho de escribir los textos en letras mayúsculas, costumbre heredada de los tiempos de los rollos. Más tarde, como consecuencia del resurgimiento del saber impulsado por Carlomagno en el siglo VIII, los escribas comenzaron a utilizar también las minúsculas, cursivas, y a escribir sus textos con una letra fina y redondeada que se basaba en modelos clásicos, y que inspiraría, varios siglos después, a muchos tipógrafos del renacimiento. Los libros medievales tenían portada de madera, reforzadas a menudo con piezas de metal, y poseían cierres en forma de botones o candados. Muchas de las portadas iban cubiertas de piel y, a veces, estaban ricamente adornadas con trabajos de orfebrería en oro, plata, esmaltes y piedras preciosas.

Los libros, por aquella época, eran escasos y muy costosos, y se realizaban, por lo general, por encargo de la pequeñísima porción de la población que sabía leer y que podía sufragar sus gastos de producción.

El libro en Oriente

Probablemente, los primeros libros del Lejano Oriente estaban escritos sobre tablillas de bambú o madera, que luego se unían entre sí. Otro tipo de libros eran los constituidos por largas tiras de una especie de cáñamo y corteza inventada por los chinos en el siglo II d.C.. Al principio, estas tiras se incidían con plumas o pinceles de junco y se envolvían alrededor de cilindros de madera para formar un rollo. Más adelante, se comenzaron a plegar en forma de acordeón, a pegarse en uno de los lados y a colocarles portadas hechas de papel fino o tela.

Libros impresos

En el siglo VI a.C., en China ya se imprimían textos utilizando pequeños bloques de madera con caracteres incisos, aunque el más antiguo de los libros impresos de este modo de que se tenga noticia, el Sutra del diamante, data del año 868. En el siglo XI, los chinos inventaron también la impresión a partir de bloques móviles, que podían ensamblarse y desensamblarse entre sí para componer distintas obras. Sin embargo, hicieron muy poco uso de este invento, debido a que el enorme número de caracteres (kanji o ideogramas) del chino (unos 7.000), hacía prácticamente inabordable la utilización de este sistema. En Europa, se comenzó a imprimir trabajos a partir de bloques de madera en la edad media, idea que debió llegar como consecuencia de los contactos que por entonces ya se tenían con Oriente. Los libros impresos con bloques de madera solían ser obras religiosas, con grandes ilustraciones y escaso texto.

Libros del renacimiento

En el siglo XV se dieron dos innovaciones tecnológicas que revolucionaron la producción de libros en Europa. Una fue el papel, cuya confección aprendieron los europeos de los pueblos musulmanes (que, a su vez, lo habían aprendido de China). La otra fue de los tipos de imprenta móviles de metal, que habían inventado ellos mismos. Aunque varios países, como Francia, Italia y Holanda, se atribuyen este descubrimiento, por lo general se coincide en que fue el alemán Johann Gutenberg quien inventó la imprenta basada en los tipos móviles de metal, y publicó en 1456 el primer libro importante realizado con este sistema, la Biblia de Gutenberg. Estos avances tecnológicos simplificaron la producción de libros, convirtiéndolos en objetos relativamente fáciles de confeccionar y, por tanto, accesibles a una parte considerable de la población.

Libros contemporáneos

A partir de la Revolución Industrial, la producción de libros se fue convirtiendo en un proceso relativamente bajo gracias a la aplicación al campo editorial de numerosos e importantes avances tecnológicos. En América Latina se han desarrollado varios grandes centros productores de libros, a través de sus editoriales más conocidas, en Argentina, Chile, Colombia, México y Cuba. A pesar de que los modernos medios de comunicación, como la radio, el cine y la televisión, han restado protagonismo cultural al libro, continúa constituyendo el principal medio de transmisión de conocimientos, enseñanzas y experiencias tanto reales como imaginadas.

Libros de artista

Una característica unida al libro desde sus comienzos, fue la de la inclusión en él de imágenes, que servían, en algunos casos, como apoyo o explicación del texto, pero que, en otros, tenían una finalidad puramente estética. En efecto, en muchas ocasiones, el escriba que copiaba a mano los libros incluía adornos o ilustraciones que servían para separar distintas partes, secciones o capítulos texto para embellecer o amenizar su lectura.

Fases de la lectura

Al analizar la forma de proceder de un lector inteligente cuando lee una oración, un párrafo o un artículo, fácilmente se puede comprender en qué consiste la lectura y cuál es el proceso de esta actividad. El lector independiente, reflexivo, frente a una lectura corta, hace lo siguiente:

a. Mira los símbolos gráficos, los percibe, los reconoce, valiéndose de cualquiera de las técnicas o claves más adecuadas para hacerlo (configuración, análisis estructural, contexto) y pronuncia oral y mentalmente: Los venezolanos.

b. De inmediato traduce los símbolos gráficos a ideas. Para ello recuerda sus experiencias pasadas, forma la imagen mental de lo que entraña la palabra, la oración o el párrafo; es decir, comprende el significado de dichos símbolos escritos, asociándolos con experiencias previas. Esta fase del proceso de la lectura es la "Comprensión".

c. Posteriormente, se da cuenta de lo que expresa el autor, su pensamiento o su sentimiento, que puede crear en sí una actitud de esperanza, de aversión, de expectativa o simplemente de información. Esta fase se llama "Interpretación". En esta fase establece relaciones comparativas, generalizaciones inductivas, etc., Asocia y dice según esto, "ahora las cosas son más baratas, hay más salud, y mayor seguridad social".

d. Luego, manifiesta una actitud de aceptación o inconformidad con la idea o el sentimiento expresado por el autor. Coteja lo expresado con lo que ha visto, ha oído o se ha informado. Pero la veracidad de la aseveración, la juzga a través de su criterio y después de un análisis íntimo, se halla conforme o discrepa con las ideas del autor. Esta fase del proceso, por la actividad que en ella predomina, toma el nombre de "Reacción", es decir, revela la actitud mental del lector ante las ideas expresadas por el autor.

e. Por último, establece relaciones de valor de las ideas expresadas; interesantes, de gran contenido. Se produce una integración de lo expresado con sus vivencias personales; aún más, con dichos elementos puede crear otras ideas relacionadas, como: "lo que dice aquí es falso". En cualquiera de los casos ha habido integración, creación y originalidad. Esta última fase de la lectura crítica y reflexiva se llama "Integración".

Percepción

Los animales superiores son capaces de captar y retener las imágenes de la realidad, a partir de las sensaciones; el hombre, además, tiene la facultad de la percepción, es decir, es capaz de interpretar esos datos sensoriales e integrarlos en la conciencia.

La percepción se relaciona con los objetos externos y se efectúa en el nivel mental. En esa forma o búsqueda de conducta adaptativa, la manera como el individuo adquiere conocimientos acerca de su medio, tiene gran importancia. La adquisición de tal conocimiento requiere extraer información del vasto conjunto de energías físicas que estimulan los sentidos del organismo.

Únicamente a los estímulos que tengan trascendencias informativas, es decir, que dan origen a algún tipo de acción reactiva o adaptativa del individuo, para nuestros propósitos definiremos la percepción diciendo que es el proceso de extracción de información.

Factores que favorecen la percepción

Para una buena percepción existen algunos factores circunstanciales materiales o psicológicos que son condiciones necesarias para una buena percepción. Condiciones materiales: Se refieren a la adecuada iluminación, buen estado de los ojos y ausencia de fatiga en los mismos. La iluminación es algo muy importante, si no es adecuada los ojos caen rápidamente en la fatiga y el rendimiento decrece inmediatamente. Obviamente, la lectura no es una actividad que pueda llevarse a cabo satisfactoriamente en la oscuridad.

Didáctica de la Lengua

José Arteaga

Conocimiento/Uso.

Hasta los años 60 la concepción de lengua era considerarla como materia de conocimientos, como un conjunto cerrado de contenidos que había que analizar, memorizar, aprender... se sabía pues más lengua en cuanto más gramática (fonética, morfología, sintaxis...) se sabía.

A partir de los años 60 y por diversas razones (filosofía del lenguaje, sociolingüística y otros) el concepto de lengua cambió. Se considera la lengua con una visión funcionalista y comunicativa, o sea, lo importante es poner el énfasis en el uso de la lengua. Ya no es un sistema de contenidos sino un medio de comunicación, el medio más importante para comunicarnos. Hay una funcionalidad, la legua "sirve para..." (medio de transmisión).

Ninguno de los dos planteamientos se puede descartar. Por ejemplo, para la educación infantil seria más adecuado hacer un planteamiento de uso.

Monografias.comConsecuencia el mejor planteamiento en educación infantil y primaria será el de uso, lo que no excluye que el niño vaya adquiriendo y aprendiendo conocimientos de la lengua.

Conocimientos: planteamiento intelectual; Uso? enfoque o planteamiento lúdico.

  • Educación Infantil/Educación Primaria.

La Educación Infantil y la Educación Primaria son dos tramos de la enseñanza que están divididos en ciclos.

La Educación Infantil está dividida en dos ciclos (0-3, 3-6). Se divide en dos ciclos por varias razones de tipo:

  • Social y estructural? estas razones ayudan a estructurar y ajustar la oferta educativa del sistema.

  • Metodológicas o de organización ? de los centros. En los centros hay gran variedad de recursos que hay que organizar.

  • Psicológicas ? refiriéndose a la evolución del niño, a las etapas psicoevolutivas.

La Educación Primaria se divide en tres ciclos (6-8, 8-10, 10-12). Las razones para estructurar la educación Primaria en ciclos de dos años son las siguientes:

  • Procesos de aprendizaje ? en 1 año no se puede hacer lo mismo que en dos respecto a la adquisición de conocimientos.

  • Si son tres años se volvería a hablar de cursos y no de ciclos como se pretende.

  • La permanencia de un profesor durante más de dos años puede generar una posterior dependencia de los alumnos respecto a este.

1.3 Elementos básicos del currículo.

Ahora nos vamos a referir sobre todo al 2º ciclo de Educación Infantil y al 1º de Educación Primaria.

Elementos básicos del currículo:

  • Características psicológicas del niño ? se refiere a las características evolutivas, físicas e intelectuales que en esta etapa los hace peculiares. A estas edades están abiertos a todo nuevo conocimiento (están vírgenes).

  • El juego ? a ser posible la transmisión de los contenidos ha de realizarse a través del juego.

  • Globalización ? la enseñanza de estos niños debe ser organizada en torno a centros de interés.

  • Planificación y programación ? muy importante a estas edades.

  • Utilización del material adecuado ? el material de estas etapas es muy variado y abundante y es preciso utilizarlo adecuadamente.

  • Deben distinguirse las dos etapas (infantil y primaria)

Las más importantes en estas edades son las características psicológicas del niño, el juego y la globalización.

 2- Globalización.

  • ¿Qué es? ? Es un método o manera de adecuar los procesos de enseñanza a la manera natural de aprender el niño, o sea, a sus intereses fundamentales. Por tanto, todos los contenidos didácticos deben girar en torno a los centros de interés que le interesan al alumno.

  • ¿De donde sacamos los centros de interés? ? Para trabajar los centros de interés hay que acudir al Currículo Básico Nacional (C.B.N) que es donde se citan y concretamente en los bloques de contenidos dentro de cada área.

En el 2º ciclo de Educación Infantil hay tres ámbitos de experiencias o áreas: comunicación y representación (lengua oral, lengua escrita...); descubrimiento del medio físico y social (objetos, animales y plantas, paisaje...); identidad y autonomía (conocimiento del cuerpo humano...).

En Primaria hay seis áreas: el más oportuno es ir al área del conocimiento del medio para buscar los centros de interés y globalizarlas con las otras áreas: (cuerpo humano, seres vivos, paisaje, organización social...).

-¿Cómo organizar en una globalización todos los materiales? ¿Qué pasos hay que seguir a la hora de globalizar? Podemos establecer unos pasos:

  • Buscar el centro de interés. (Eje o núcleo central de trabajo).

  • Habría que tomar un medio un medio lingüístico que haga referencia a la lengua escrita (por medio sobre todo de la lengua oral) ej. El cuento está creado sobre todo para ser contado (por medio del habla).

  • Habrá que hacer otros juegos y actividades que tengan que ver fundamentalmente con el bloque de lengua oral y por tanto con el área de lengua y literatura en primaria y con el de comunicación y representación en infantil.

Para que haya globalización los tres puntos anteriormente expuestos han de estar ínter conexionados, deben estar relacionados, deben tratar el mismo tema.

3.- El juego.

¿Qué entendemos por juego?

No es más que un tipo de actividad, a veces de naturaleza muy compleja y que es básico para trabajar en los primeros años de la enseñanza (sea en el segundo ciclo de infantil o primero de primaria). Alguien definió al niño como "puer ludens" (el ser que juega).

El juego no es solo una actividad espontánea (por ejemplo, que un niño coja un coche y juegue), sino que es algo que se pone a disposición del niño para que se cumplan unos objetivos y desarrollen todas sus posibilidades.

Justificación del juego desde distintas materias:

  • El juego es importante o formativo desde el punto de vista pedagógico porque por medio del juego intentamos conseguir los objetivos propuestos que directa o indirectamente llevarán a conseguir alcanzar los contenidos. El juego es un medio.

  • Punto de vista psicológico (pensar en la edad del niño y amoldarse) ? permite descargar los impulsos y la actividad o hiperactividad, desarrollar la fantasía, relacionarse con los compañeros, manifestarse con espontaneidad, protagonizar a veces los roles de los adultos...

  • Punto e vista lingüístico o intelectual ? a estas edades es el de menor importancia.

  • Punto de vista social ? sobre todo en juegos de tipo colectivo.

Clases de juegos:

Puede haber tantas clases de juegos como bloques haya dentro del área correspondiente en Juegos de lenguaje:

Nos centraremos en nuestro bloque, que es el primero:

  • Propuesta de lengua oral: las dos habilidades básicas son escuchar (para comprender) y hablar.

  • Juegos de observación ? el niño expresa algo tras una observación.

  • Juegos de conversación.

  • Juegos de vocabulario.

  • Juegos de elocución (vocalizar, pronunciar).

  • Juegos de invención.

  • Juegos de poesía lúdica

  • Juegos dramáticos.

  • Juegos narrativos.

Planteamiento general de la propuesta.

Las dos habilidades lingüísticas (hablar y escuchar) conviene trabajarlas en dos espacios muy determinados, en clase, y fuera de clase, en casa. Pero sin olvidar que al estar en el bloque de lengua oral, la lengua oral no es más que un medio de comunicación. Hablar de comunicación es decir que el niño en esos dos espacios ha de conseguir las funciones de la comunicación (lúdica, expresiva, estética, lingüística...).

¿Cómo conseguir hablar y escuchar?

Es una comunicación por palabras. Responder a esta pregunta es responder al cómo, o sea, a los contenidos procedimentales.

Esto se ha de hacer mediante la escucha (comprensión) y mediante la expresión oral (habla).

Para concretar más escuchar y hablar...

MATERIALES

SUSTANTIVO

VERBO

De observación.

Observación

Observar.

Descriptivos.

Descripción.

Describir.

Relatos (cuentos).

Narración.

Narrar, contar, explicar.

Conversaciones.

Conversación.

Conversar.

Diálogos.

Diálogo.

Dialogar.

Trabalenguas.

Sonidos onomatopéyicos.

Vocalización, articulación, elocución, pronunciación.

Vocalizar, articular, pronunciar

Cuentos incompletos.

Adivinanzas.

Preguntas imaginarias.

Imaginación.

Invención.

Imaginar.

Inventar.

Historias gráficas (sistema no verbal).

Verbalización.

Verbalizar.

Textos de tradición oral.

Poesía de autor. Canciones.

Recitación, canto, dramatización.

Recitar, cantar, dramatizar.

Poemas y canciones.

Memorización.

Memorizar.

Rimas y trabalenguas.

Juego.

Jugar.

Todos estos procedimientos se deben realizar cuidando básicamente:

  • La correcta articulación de los sonidos porque el sonido es la unidad mínima de todas las manifestaciones del habla y por tanto del lenguaje oral.

Segmento ? casa [K][A][S][A] (segmentos mínimos).

Suprasegmentos ? no hay suprasegmentos mínimos (entonación, pausas, acentos, ritmo...).

  • Cuidando el enriquecimiento y ampliación del vocabulario tanto activo como pasivo.

  • Cuidando el manejo de las reglas interactivas básicas de la comunicación ej.: no interrumpir, pedir la palabra, respetar turnos, oír preguntas...

Por tanto si redujéramos todo lo dicho a contenidos básicos, teniendo en cuenta el DCB y en este caso el bloque de lengua oral, dentro del área de lengua y literatura en primaria y dentro del ámbito de comunicación y representación en infantil, podríamos tener básicamente esto:

  • Contenidos conceptuales:

  • Necesidades y situación de la comunicación en el medio habitual del alumno (clase o casa).

  • Intenciones comunicativas y formas adecuadas (el niño ha de saber desarrollar todas las formas comunicativas a través de la lengua oral).

  • Tener en cuenta la diversidad de textos orales.

  • Elementos lingüísticos y no lingüísticos de la comunicación oral (gestos...).

  • Contenidos procedimentales (cómo llevar a cabo los conceptos).

  • Utilizar las habilidades lingüísticas propias del intercambio comunicativo. (expresión).

  • Comprender textos orales con diferentes intenciones (comprensión).

  • Adecuar la propia expresión a la situación comunicativa en que me hallo.

  • Producir textos orales.

  • Contenidos actitudinales.

  • Valorar el lenguaje oral como instrumento de comunicación como un medio, como el medio más importante para comunicarse.

  • Respeto por las normas interactivas de la comunicación.

  • Sensibilidad ante las aportaciones de otras personas.

  • Valorar los elementos culturales o folclóricos que se reflejan en los textos orales.

Explicación de juegos.

1. Juegos de observación:

¿Qué? ? Proceso complejo que permite al niño desarrollar capacidades de observación, atención, discriminación, identificación... y que se realiza fundamentalmente a través de los sentidos.

Objetivos:

  • Generales (han de estar recogidos en el currículo):

  • Desarrollar la comprensión y expresión oral.

  • Suscitar el interés del niño para que éste valore el lenguaje oral.

  • Tomar conciencia del ambiente que le rodea.

  • Específicos:

  • Conseguir que el niño realice percepciones exactas y se exprese de manera adecuada.

  • Establecer relaciones entre las imágenes y lo que representan.

  • Desarrollar capacidades de observación, atención, discriminación, identificación...

Posibilidades ? hay 2 posibilidades para llevar a cabo la observación:

  • Observar directamente la realidad que me indique el centro de interés.

  • Observar a partir de la representación de la realidad (materiales, textos...).

Mínimo proceso didáctico:

  • Motivación inicial (cuento, videos, diapositivas...).

  • Mostrar los materiales que vas a utilizar, o sea mostrar la realidad, el material observable.

  • Hacerle preguntas sobre lo que ha observado.

  • Aprovechar la observación para trabajar otros juegos lingüísticos.

  • En estructura globalizada no debemos solo englobar los juegos lingüísticos sino englobar otros juegos de otros bloques del ámbito de comunicación y representación.

2. Juegos de conversación:

¿Qué? ? La conversación es un género oral que me permite el intercambio de comunicación entre dos personas. Es uno de los géneros orales que puede trabajar el niño pequeño.

Objetivos:

Los objetivos pueden ir referidos al núcleo central de trabajo, al cuento, referido al juego mismo de conversación...

Ahora nombraremos unos cuantos objetivos tanto generales como específicos (según la estrecha relación que tengan con el juego).

  • Habituar al niño a expresar ideas.

  • Lograr que el niño hable con soltura.

  • Desarrollo y enriquecimiento del vocabulario.

  • Corregir, erradicar defectos de elocución (pronunciación).

  • Conseguir la utilización de frases sencillas de distinto tipo (enunciación, exclamación, interrogación...).

  • Capacidad para relatar hechos, incidentes, acontecimientos...

  • Utilización de formas socialmente establecidas (saludos, pedir algo, dar las gracias, despedirse...).

  • Habituar al niño a expresar mediante una buena entonación, gesticulación, expresión facial...

  • Conseguir que los niños dialoguen entre sí y con el profesor.

Posibilidades básicas para desarrollar el juego:

Teniendo en cuenta, como dice el diseño de Educación Infantil que la conversación puede darse en una variedad de situaciones, proponemos cinco posibilidades de trabajar la conversación:

  • Trabajar la conversación a partir del centro de interés.

  • Conversar partiendo de la observación.

  • Conversar sobre un tema propuesto por el profesor que haga referencia fundamentalmente al centro de interés.

  • Es muy conveniente realizar conversaciones ocasionales sobre hechos o sucesos que hayan acaecido, acontecido, en el entorno del niño (tengan o no que ver con el centro de interés, aunque si la tiene mejor).

  • Conversación libre por parte de los niños.

Mínimo proceso didáctico:

  • Motivación inicial a partir fundamentalmente de material lingüístico a poder ser oral sin descartar otras maneras de motivar.

  • Establecer el diálogo entre el profesor y los niños en todas sus posibilidades (niño-profesor, profesor-clase, niño-niño, niño-clase...). Una vez establecido el diálogo hay que tener en cuenta que el profesor no se ha de erigir como el protagonista de la conversación sino que su función será básicamente motivar, dirigir, moderar... procurando que los protagonistas de la conversación sean los niños. Para ello hay que evitar hacer preguntas de tipo general que normalmente solo tienen dos posibles respuestas: sí o no. Han de ser preguntas especificas procurando que los niños respeten las normas interactivas de la comunicación (pedir turno...).

  • Una vez hecho esto, aprovechamos la conversación para trabajar otros juegos lingüísticos (de vocabulario (si se encuentran nuevas palabras y se explican), de elocución (si se ayuda a pronunciar, a vocalizar bien)...).

  • Siempre que sea posible se deben englobar otros juegos que pertenezcan a otros bloques del ámbito de comunicación y representación.

3. Juego de invención o imaginación:

¿Qué es?: es un juego en el que se implica al niño para que resuelva situaciones nuevas mediante la imaginación.

Posibilidades:

  • Cuentos incompletos.

  • Preguntas imaginarias.

  • Adivinanzas.

  • Cuentos incompletos ? es un cuento normal al que en un momento determinado se corta la secuencia (con niños pequeños se cortará al final).

Objetivos:

  • Específico común a las tres posibilidades: que el niño cultive la imaginación o invención.

  • Habituar al niño a comentar distintas situaciones.

  • Fomentar la creatividad y libre expresión.

Proceso didáctico:

  • Motivación inicial.

  • Narrar el cuento hasta donde se quiere parar.

  • ¿Qué sucedió a partir de aquí? (Debe procurarse que intervengan todos los niños. El profesor tiene que actuar de moderador. Ha de intentar que sean cuentos que el niño no conozca).

  • Conversar, analizar las respuestas dadas.

  • Preguntas imaginarias ? preguntas que se proponen a los niños para que estos las contesten.

Tipos de preguntas

  • Realistas: ¿qué sucedería si te perdieras en una excursión?

  • Fantásticas o irreales: ¿qué pasaría si no hubiera agua en los mares? ¿Y si los hombres tuvieran alas?

Objetivos:

  • Desarrollar la imaginación.

  • Buscar la originalidad en las respuestas.

  • Facilitar la comprensión al comentar las respuestas.

Proceso:

  • Motivación.

  • Formular las preguntas.

  • Comentar respuestas.

  • Adivinanzas ? recurso semántico. Estructura poética en que dando unos datos tu tienes que verificar los datos y buscar una respuesta a lo que se plantea.

Clasificación de las adivinanzas:

  • Adivinanzas populares: de tipo sencillo, recopilados por temas.

  • Adivinanzas descriptivas: no presentan la estructura propia de la propia adivinanza (no es verso ni rima), pero también vale para jugar. Está basada en una pregunta a partir de la cual vas dando pistas hasta que se acierta.

Objetivos:

  • Desarrollar la invención o imaginación.

  • Verificar lo expresado por el texto de la adivinanza.

  • Conversar sobre las distintas soluciones dadas.

Proceso:

  • Motivación inicial.

  • Propuesta oral de la adivinanza. También es aconsejable acompañarlo con la expresión plástica.

  • Buscar que el niño dé las posibles soluciones.

  • Englobar las otras posibilidades de los otros bloques de comunicación y representación.

4. Juegos de elocución:

¿Que es? ? Son los juegos que se programan específicamente para que le niño venza, sobre todo, problemas o dificultades de articulación.

Posibilidades:

Aunque cualquier juego lingüístico de éstos se puede aprovechar para trabajar la elocución aquí proponemos dos posibilidades específicas: (trabalenguas y sonidos onomatopéyicos).

a. Trabalenguas:

posibilidades/objetivos/min.proc.didc

Trabalenguas ? cuando se trabaja con algunas de las estructuras poéticas para hacer juegos lingüísticos hay que tener en cuenta el niño para el que se trabaja. Primero hay que hacer una división o clasificación de la estructura con sentido pedagógico o didáctico.

Clasificación de trabalenguas:

  • Trabalenguas frase ? se repite un sonido determinado a través de una frase. (Pablo clavó un clavito. Pepe pinta puentes: p: sonido bilabial sonoro).

  • Trabalenguas poesía ? tiene una estructura poética que rima (3 o 4 versos máximo).

  • Trabalenguas canción ? cualquier trabalenguas con estructura de éste y con música.

Proceso didáctico a partir de posibilidad trabalenguas:

  • Motivación inicial ? la motivación se puede hacer desde el propio trabalenguas.

  • El profesor ofrece al niño oralmente un trabalenguas. Se ha de repetir todas las veces necesarias.

  • El profesor intentará explicar el trabalenguas, incluso empleando otros sistemas de comunicación (imágenes, música...).

  • Se intenta que el niño repita por si solo el trabalenguas y si todavía no es suficiente se le vuelve a repetir.

  • (No sería para niños pequeños). Que se acostumbren a la estructura del trabalenguas.

  • Incorporar otros bloques del ámbito de representación y comunicación (ex. plástica, psicomotricidad...).

Objetivos específicos del juego de articulación/trabalenguas.

  • Que el niño mejore la articulación de la lengua.

  • Conseguir una buena entonación y acentuación.

  • Descubrir los aspectos lúdicos y rítmicos del lenguaje.

b. imitación de sonidos onomatopéyicos:

La elocución se puede trabajar a través de sonidos, voces, ruidos... que imitan a las personas, a los animales e incluso se puede decir a las cosas.

Clasificación de los principales sonidos onomatopéyicos.

  • Imitación de voces de animales.

  • Imitación de sonidos, ruidos o acciones producidos por personas o animales (a través de otro objeto, no es directamente el que hace el ruido). Ej. Disparo de una pistola (el que produce el sonido es el hombre).

  • Imitación de sonidos/ruidos de la naturaleza (lluvia, viento...)

  • Es interesante trabajar un poco la imitación de sonidos que producen los instrumentos musicales.

  • Y......... (todos los que se nos puedan ocurrir).

Mínimo proceso didáctico.

  • Motivación inicial.

  • El profesor presenta oralmente el sonido onomatopéyico (se puede hacer una variante y proponer a un niño que haga el sonido).

  • Intentar que todos los niños repitan el sonido onomatopéyico.

  • Se debe incorporar otros bloques del ámbito de comunicación y representación o el área de lengua y literatura.

Objetivos específicos:

  • Conseguir una correcta articulación.

  • Lograr que los niños identifiquen los sonidos o voces con la persona, objeto o acción representada que los produce.

  • Juegos dramáticos.

  • ¿Qué es? ? El juego dramático es un juego en el que se combinan básicamente dos sistemas de comunicación: el lingüístico y la expresión corporal. Este juego puede estar en dos bloques. El juego dramático es uno de los juegos más completos de éstos que estamos describiendo. Esto no quiere decir, sin embargo, que sea el más importante.

  • Objetivos:

  • Ejecutar la expresión lúdica.

  • Desarrollar la facultad de imitación.

  • Experimentar las posibilidades básicas del propio juego (movimiento, sonido, ruido, mueca, ademán...).

  • Afianzar el dominio personal.

  • Desarrollar la memoria.

  • Posibilidades: (proponemos cuatro básicas).

  • Juego dramático espontáneo o libre.

  • Juego dramático organizado informalmente.

  • Juego dramático organizado formalmente (no valido para niños pequeños).

  • Teatro de guiñol.

  • Juego dramático espontáneo o libre ? es el que realiza un niño individualmente o un conjunto de niños sin ninguna dirección. Son juegos de improvisación (imaginamos que volamos como aviones, que vendemos y compramos...).

  • Juego dramático organizado informalmente ? aquí el profesor debe cumplir una función que es la de coordinar o dirigir la representación. Se pueden establecer dos posibilidades:

2. a. Dramatización de cuentos o cualquier estructura dramática.

2. b. Juegos de expresión corporal: que se deben hacer por medio de unas posibilidades:

2. b.1. A partir de cuentos psicomotrices (parte de una estructura sencilla lingüística y a partir de ella se hace psicomotricidad).

2. b.2. Juegos de imitación o creación de acciones ? este juego permite realizar movimientos para desarrollar la fuerza, la habilidad sobre la base de la imitación o creación de acciones.

2. b.3. Juegos de animación ? son juegos dentro de la expresión corporal en que lo importante es el juego por el juego y no competir. Generalmente se fundamentan en un pequeño argumento lingüístico que sirve de motivación.

2. b.4. Juegos de relajación ? en todo proceso corporal siempre hay una especie de cansancio. Independientemente de esto es importante hacer juegos de relajación ? serian juegos sencillos y hechos en posiciones estáticas y realizadas después de haber hecho otra actividad. Se debe utilizar el lenguaje para facilitar la relajación.

  • Juego dramático organizado formalmente (este no es válido para niños pequeños). ? Es el menos indicado para los niños pequeños que son los receptores de esta propuesta (4-7 años) porque la preparación de este juego supone varios requisitos que el niño sería incapaz de conseguir: habría que disponer de un espacio amplio que posibilite el movimiento (cosa que no hay en clase); habría que tener una obra de teatro; conocer su argumento; repartir los personajes; conseguir asimilar el papel; se necesitaría una decoración; se necesitarían ensayos para poder después representar la obra (todo esto es demasiado difícil para el niño).

  • Teatro de guiñol:

Elementos fundamentales del teatro de guiñol:

  • Origen ? tradición, historia.

  • Armazón ? es necesario tener un armazón básico donde se va a representar el teatro de guiñol. Habría diversas posibilidades:

  • Poseer un armazón de madera u otro material con cortinas, iluminación, con otros elementos para luces y sonido; es decir, tener el escenario hecho.

  • Colocando una tela entre dos esquinas de la clase y acierta altura sería suficiente.

  • En vez de una tela, colocar una plancha.

  • Construir un biombo plegable.

  • Aprovechar embalajes de cartón (sobre todo si son grandes: frigoríficos...).

  • Decorados ? sería uno de los elementos que no son absolutamente necesarios, pero suelen ambientar mejor los teatros de guiñol. Hay dos posibilidades:

  • El profesor o alguien entendido pintara o hiciera el decorado.

  • Recortar dibujos, láminas o carteles apropiados a la obra que se quiere representar.

  • muñecos o títeres ? posibilidades:

  • Muñecos viejos de los niños retocados y pintados podrían valer.

  • A veces para hacer ciertos personajes se pueden aprovechar los juguetes de los niños (se sujetan con un palo).

  • Muñecos hechos con pequeñas bolsas de papel (se dibujan las caras).

  • Muñecos realizados con calcetines largos que se rellenan.

  • Se pueden cortar siluetas de personas, animales, sujetos... y pegarlos sobre una cartulina, ponerle un palo para moverlos y es suficiente.

  • Muñecos hechos a partir de pastas especiales (posibilidad más lejana).

  • Comprar los muñecos.

  • Luces y sonido ? esto tampoco es imprescindible sin embargo ayudan a la buena representación del teatro de guiñol. En cuanto a las luces con tener una luz que iluminara todo el armazón y disponer de dos o más luces específicas para momentos concretos de la representación basta. En cuanto al sonido con un simple magnetófono podríamos disponer de música de fondo y música para ambientar las distintas escenas. No obstante existen colecciones de discos y cintas magnetofónicas sobre todo de efectos especiales.

  • Funcionamiento ? a la hora de representar el teatro de guiñol no hay normas especificas y solo se podrían dar normas de tipo general:

  • En cuanto al manejo de los muñecos: el muñeco deberá ser manejado por una persona que esté acostumbrado mínimamente. Es conveniente que los niños puedan manipular los muñecos. Los muñecos no deben estar ni muy altos ni alejados de los niños sobre todo para que distingan las peculiaridades de los personajes. Las voces y el diálogo en general deben ser adecuados a la personalidad de los muñecos.

  • En cuanto a los espectadores no deben ver al manipulador del muñeco pues le quita un poco de vida a todo esto.

  • En cuanto al texto: es aconsejable que cuando haya diálogo solo se mueva el muñeco que habla.

  • Obras a representar ? como norma general, las obras han de ser muy sencillas, con pocos personajes y mucha acción. Aquí hay dos posibilidades:

  • Seleccionar la obra. La obra esta hecha y la busco en editoriales.

  • Crear un dialogo mínimo para hacer el teatro de guiñol.

  • Mínimo proceso didáctico:

Hay que distinguir el proceso didáctico del teatro de guiñol del de los otros juegos.

  • proceso didáctico de los otros juegos:

a.1. Motivación inicial.

a.2. Explicación del juego.

a.3. Realizar la actividad que se presenta en el 2º paso.

a.4. Englobar todas las posibilidades lingüísticas.

a.5. Englobar las otras posibilidades que no sean lingüísticas.

  • Proceso didáctico del teatro de guiñol ? al ser un juego que fundamentalmente utiliza dos sistemas de comunicación (lingüístico y no lingüístico/ex.corporal) permite englobar en el proceso didáctico todas las posibilidades lingüísticas y las no lingüísticas. Por tanto, el proceso didáctico ha de englobar todas estas posibilidades. ¿Cómo englobar esas posibilidades?

1º Empezando por las lingüísticas que son:

  • El juego narrativo ? el muñeco contando la historia (poniendo en boca del muñeco un cuento).

  • Juego de poesía lúdica ? recitando (el muñeco).

  • Haciendo ejercicios de elocución (el muñeco)

  • Juegos de conversación, observación y vocabulario.

2º Los no lingüísticos haciendo otras actividades como las siguientes:

  • Juegos de psicomotricidad

  • Juegos rítmicos-musicales ? el muñeco enseña canciones, narra cuentos rítmicos...

  • Juegos de expresión plástica ? dibujo, recortado, pegado... jugar con plastilina y modelarla...

  • Juegos lógico-matemáticos ? porque los muñecos pueden dirigir actividades relacionadas con las formas, tamaños, colores, iniciación al cálculo...

6. Juego narrativo.

El material fundamental es el cuento. Podemos hablar de dos clases de cuentos:

  • Cuento tradicional y/o popular (oral).

  • Cuento literario (escrito).

Nosotros vamos a tratar el cuento tradicional y/o popular descartando el literario por sus características:

  • Una sola versión escrita.

  • Narra un suceso único más importante que los personajes.

  • Estilo propio del autor.

  • No hay frecuentes descripciones.

  • Suele no empezar por el principio

Por todo esto no nos sirve para los niños pequeños.

Un cuento puede ser: contado, leído y transmitido por otros medios; por un emisor, para que le llegue al receptor. También hay que hablar del mensaje.

Lo que nosotros hemos de tener más en cuenta es el receptor, porque hemos de hacer la propuesta para un determinado niño. Así pues, podemos clasificar los cuentos según el receptor en cuentos para niños y cuentos de niños:

  • Cuentos para niños ? es el que se nos da en la tradición y nosotros podemos seleccionar. Es el cuento que ha servido a centenares de generaciones para disfrutar de una infancia más o menos feliz, a veces para aprender a leer o escribir e incluso, para hacer otras actividades no lingüísticas (exp. plástica, exp. dramática, exp. poética, e incluso modernamente expresión cinematográfica).

Cuento de niños ? es el que nace en la escuela en la necesidad de proyectarse a niños en creaciones de verdadera identidad infantil. Son cuentos creados con sus propias ideas, con su manera de expresarse y que hacen referencia a su entorno (escuela y casa). Cuentos, sobre todo, que nacen en un contexto coloquial (hablado) escolar y se realizan en su primera manifestación de forma oral. Entonces crear un cuento en la escuela supone una actividad y una actitud del maestro hacia la creatividad a través de unos instrumentos didácticos preconcebidos (en bloque de lengua oral de las áreas y currículos correspondientes). En la programación del profesor, hacer cuentos ha de ser una actividad escolar que consiga los objetivos previstos (hablar, escuchar, crear, gozar, transmitir...). por tanto, los juegos de niños deben ser un documento más entre los que dispone el maestro, en la escuela o aula, como material de apoyo y de consulta a la hora de realizar las clases de lengua y literatura.

 Didáctica de la Lectura y de la Escritura

Carlos A. Castro Alonso

La Enseñanza del Lenguaje no es una disciplina como otra cualquiera que está encuadrada en el horario, y una vez que se ha dado la correspondiente lección del día, ya no hay que preocuparse más de ella. Al contrario, la vigilante atención hacia las formas de expresión hablada y escrita de los alumnos por parte del maestro debe ser constante, hasta tal punto que la lengua puede ser y es el centro de todas las enseñanzas escolares, y todas las demás asignaturas y actividades dan ocasión para el enriquecimiento lingüístico, así como la lengua debe ser como el alma y la savia que dé vida a toda la enseñanza.

Se puede definir la lectura como interpretación del pensamiento ajeno consignado por escrito, y la escritura como expresión mediante signos gráficos del pensamiento propio. Gracias a esta doble función, el individuo se integra en los cuadros culturales de la sociedad en que vive. Pero, dentro del mismo lenguaje, la lectura inicia, además, al individuo en el conocimiento analítico de la lengua y facilita los análisis profundos.

La lectura satisface múltiples necesidades humanas y su utilización se puede reducir, según Silveira, a las siguientes situaciones: 1) Aprender y adquirir significados; 2) Buscar información; 3) Guiar o dirigir las diferentes etapas de un trabajo; 4) Influenciar o divertir a un auditorio; 5) Criticar o apreciar el material leído en término de valores estéticos, sociales, políticos, etc.; en términos de realidad y fantasía; en términos de autenticidad y de inverosimilitud; 6) Organizar las ideas captadas en la lectura; 7) Resolver problemas; 8) Resumir para recordar, oportunamente, los elementos sustanciales de un rozo; 9) Buscar placer u ocupación agradable en las horas de ocio.

Principios que deben orientar la enseñanza de la Lectura

1º. La Lectura exige un largo y complejo aprendizaje. Esta actividad requiere, además de movimientos precisos y coordinados del globo ocular, integridad de los aparatos de la visión, audición y fonación para reconocimiento rápido de las palabras impresas y la emisión de las voces correspondientes en la lectura oral. La lectura puramente mecánica comprende la afluencia, fraseo y expresión. Pero esta clase de lectura no tiene ningún valor enriquecedor del alma del lector; por eso, ya desde los primeros pasos del aprendizaje, se ha de procurar la lectura comprensiva, la cual exige la intervención de todas las aptitudes del hombre. Teniendo en cuenta la intención lectora, Betts distingue tres tipos de lectura comprensiva: a) Deslizante: se utiliza para encontrar información sobre un problema específico; no requiere leer todo; b) Rápida: pretende captar las ideas básicas de una obra como simple interpretación general; exige leer todo; c) de Estudio: busca interpretar específicamente los detalles e integrarlos con las ideas básicas o con nuestro fondo instructivo; exige lectura concentrada y reflexiva.

2º. El interés dirige la lectura. El Maestro no se debe limitar a enseñar a leer, sino más bien a facilitar experiencias de lectura que estimulen los intereses, creando en el alumno la actitud de desear leer lo que es bello, útil y constructivo.

3º. La lectura es un proceso analítico-sintético. El reconocimiento global de una palabra y el reconocimiento aislado de las letras que las forma reclaman poner a prueba únicamente una percepción todavía no articulada de formas, sino en simple trabazón mnemónica de aquellas formas que determinan sonidos o palabras. El tercer momento, o capacidad de sintetizar las letras para leer o escribir palabras, requiere una actividad operatoria de la inteligencia mucho más compleja, pues unir las letras entre sí para leer o para escribir una palabra supone realizar operaciones espacio-temporales, para las cuales la inteligencia del niño apenas empieza a ser capaz hacia los seis años y medio, a causa de las diferencias analíticas de la inteligencia apreciables en los varios estadios de su desarrollo.

4o. La lectura es un aspecto del lenguaje. Las palabras, estímulos físicos, visuales o sonoros, deben evocar las ideas, conceptos y juicios que les son correspondientes. El dominio de los significados es la base del lenguaje y, por lo tanto, de la lectura. Este principio conduce al Maestro a pensar en los siguientes problemas: a) enriquecimiento del campo de experiencias; b) desenvolvimiento del lenguaje oral; c) selección de libros de lectura, teniendo a la vista la capacidad del lector; d) variadas situaciones de lectura.

5º. La lectura es un proceso de pensamiento bajo los estímulos de la letra impresa. Es preciso que el material leído, además de significar, puede también sugerir. De este modo –comprensión, asociación, interpretación, selección, evaluación, relaciones, organización generalización y creación- son palabras que expresan las diferentes operaciones mentales que se verifican en el espíritu del que está realmente leyendo. Por las situaciones de lectura, el niño puede llegar a realizar todos estos actos del pensamiento, que implican actitudes, hábitos y habilidades específicas.

6º. En la lectura los ojos acompañan al pensamiento. El aumento del campo de percepción visual no depende exclusivamente del entrenamiento, sino también de la amplitud mental para interpretar el sentido, relacionando lo que está siendo leído co lo que ya fue y con lo que viene después.

7º. La eficiencia de la lectura depende de las áreas de experiencia del lector. El éxito de la enseñanza estriba en la ampliación de lasa diferentes áreas de las experiencias infantiles para que las operaciones mentales referidas anteriormente puedan ser desarrolladas.

8º. La lectura es una actividad intencional. Los ejercicios de lectura que no van más allá del simple entrenamiento son fastidiosos, poco significativos y producen la mayor parte de las veces una actitud negativa en relación al aprendizaje. Es necesario que la lectura sea ya desde el comienzo de su aprendizaje un medio para informarnos de alguna cosa, o un motivote placer.

9º. La velocidad de la lectura depende tanto de la técnica adquirida como del propósito que la dirige. No es posible leer correctamente con rapidez si no se ha dominado la mecánica del reconocimiento de las palabras o del grupo de palabras. Pero, según sea el propósito que se persiga en la situación determinada de la lectura, ésta será más o menos rápida, como se señaló en lecturas deslizante, rápida y de estudio.

10º. El uso de la lectura determina su valor. La lectura es el primero y más útil instrumento de cultura, y las oportunidades para ejercitarla son múltiples en la escuela. La habilidad del Maestro estará en conseguir de modo paulatino y gradual las finalidades de la lectura en la escuela.

Finalidades de la Lectura en la Escuela

W. Gray

Las finalidades de la lectura en las escuelas se pueden clasificar en dos apartados generales:

1º. Lectura en la sala de clase. Esta implica:

-Buscar argumentos para responder a preguntas específicas.

-Interpretar el punto de vista o los objetivos del autor en el trozo leído.

-Destacar el pensamiento central de un párrafo.

-Seguir las diversas frases de un acontecimiento.

-Distinguir los puntos o acontecimientos esenciales de los secundarios o circunstanciales.

-Seleccionar los datos relativos a un asunto o a un problema.

-Juzgar la validez de los datos obtenidos.

-Buscar los elementos que confirman o contradicen n punto de vista o una opinión.

-Sacar conclusiones.

-Descubrir nuevos problemas o nuevos aspectos que demanden una lectura adicional.

-Retener lo que es esencial.

-Determinar los aspectos fundamentales de un problema.

-Seguir instrucciones y atender a explicaciones con rapidez y exactitud.

2º. Lecturas recreativas: Las mismas permiten:

-Revivir experiencias comunes de la vida.

-Buscar ocupaciones agradables para las horas de ocio.

-Huir o alejarse de situaciones aborrecibles y penosas.

-Reaccionar frente a la trama emocional, adredemente preparada.

-Satisfacer la natural y necesaria curiosidad sobre la vida humana.

-Proporcionar placer a otros.

-Leer en voz alta poesías, diálogos, explicaciones importantes en el desenvolvimiento de un juego o de un trabajo.

-Satisfacer la curiosidad sobre regiones y seres desconocidos, sobre épocas remotas, sobre acontecimientos actuales en la vida de la comunidad, del país o del universo.

Se pueden resumir los resultados de las investigaciones en tres amplias áreas de lectura:

1º. Leer para informarse.

2º. Leer para estudiar.

3º. Leer para recrearse.

Cada modalidad de lectura incluye, además de los hábitos, habilidades y actitudes fundamentales, comunes a todos, otros que le son inherentes, específicos. Éstos se especifican a continuación:

-Adquirir informaciones implica las siguientes técnicas o habilidades específicas: a) deslizar rápidamente los ojos en el acto de leer para localizar una información deseada; b) consultar listas y catálogos; c) saber utilizar la relación del contenido de un índice; d) consultar un diccionario; e) consultar ficheros de bibliotecas, museos, etc.; f) saber buscar e interponer una referencia en mapas, cuadros, gráficos, etc.

-La lectura para fines de estudios exige: a) lectura con buen ritmo y con seguridad en el dominio de los significados; b) comprensión integral del asunto; c) crítica sobre la validez de los conocimientos obtenidos, discriminando los hechos objetivos de los subjetivos, los verosímiles de los inverosímiles; d) investigaciones de otras fuentes, para recoger datos y argumentos que refuercen o anulen una información o un punto de vista; e) retener lo que fuera esencial en un trozo, capítulo o libro; f) organización de los resultados de la lectura para responder a un cuestionario, resolver problemas, elaborar un trabajo escrito.

-La lectura recreativa requiere: a) leer fluidamente; b) leer en voz alta con expresión y buena pronunciación; c) seguir los varios episodios de un cuento o de un romance; d) apreciar los valores humanos, los sociales; e) reconocer con actitud crítica los hechos reales y los de pura ficción, los posibles y los absurdos; f) ser sensible al espíritu de humor.

Comprensión Lectora

Rosanna Silva

Introducción

El interés por la comprensión lectora no es nuevo. Desde principios de siglo, muchos educadores y psicólogos entre ellos (Huey -1908- 1968; Smith, 1965) han considerado su importancia para la lectura y se han ocupado de determinar lo que sucede cuando un lector cualquiera comprende un texto. Con el paso de los años el proceso de comprensión lectora se ha intensificado, especialistas en la materia han tratado de desarrollar mejores estrategias de enseñanza.

En el proceso de la comprensión lectora influyen varios factores como son : leer, determinar el tipo de lectura seleccionada y determinar si es explorativa o comprensiva para dar paso luego a la comprensión del texto seleccionado esto se puede dar a través de las siguientes condicionantes; el tipo de texto, el lenguaje oral y el vocabulario oral sobre los cuales se va edificando el vocabulario lector, las actitudes que posee un alumno hacia la comprensión, el propósito de la lectura lo cual influye directamente en la comprensión de lo leído, el estado físico y afectivo general que condiciona la mas importante motivación para la lectura y la comprensión de esta.

Por tanto, la compresión tal y como se concibe actualmente es un proceso a través del cual el lector elabora un significado en su interacción con el texto, el lector relaciona la información que el autor le presenta con la información almacenada en su mente este proceso de relacionar la información nueva con la antigua es el proceso de la comprensión.

En definitiva leer mas que un simple acto de descifrado de signos o palabras, es por encima de todo un acto de razonamiento ya que trata es de saber guiar una serie de razonamientos hacia la construcción de una interpretación del mensaje escrito a partir de la información que proporcione el texto y los conocimientos del lector y a la vez iniciar otra serie de razonamientos para controlar el progreso de esa interpretación de tal forma que se puedan detectar las posibles incomprensiones producidas por la lectura. Este tema nos dará más conocimientos a través del desarrollo del mismo para ampliar nuestros conocimientos en cuanto a la comprensión lectora por medio de la investigación.

Una Aproximación al Concepto de Comprensión Lectora

Para acercarnos al concepto de la comprensión lectora debemos saber cuales son los componentes necesarios y los pasos a seguir para poder llegar a esta por tanto debemos saber primero: Qué es leer

"Se entiende por lectura la capacidad de entender un texto escrito" (Adam y Starr, 1982).

Leer es un proceso de interacción entre el lector y el texto, proceso mediante el cual el primero intenta satisfacer los objetivos que guían su lectura.

Leer es entrar en comunicación con los grandes pensadores de todos los tiempos. Leer es antes que nada, establecer un diálogo con el autor, comprender sus pensamientos, descubrir sus propósitos, hacerle preguntas y tratar de hallar las respuestas en el texto.

Leer es también relacionar, criticar o superar las ideas expresadas; no implica, aceptar tácitamente cualquier proposición, pero exige del que va a criticar u ofrecer otra alternativa, una comprensión cabal de lo que está valorando o cuestionando.

La eficacia de la lectura depende de que estos dos aspectos estén suficientemente desarrollados. Esto tiene unas consecuencias:

- El lector activo es el que procesa y examina el texto.

- Objetivos que guíen la lectura: evadirse, informarse, trabajo...

- Interpretación de lo que se lee (el significado del texto se construye por parte del lector)

Cuando hemos pasado por el proceso de lectura y ya hemos entendido o por lo menos sabemos lo que es leer pasamos luego a la comprensión del tema leído dando paso entonces a:

La comprensión lectora

La comprensión, tal y como se concibe actualmente, es un proceso a través del cual el lector elabora un significado en su interacción con el texto (Anderson y Pearson, 1984).

La comprensión a la que el lector llega durante la lectura se deriva de sus experiencias acumuladas, experiencias que entran en juego a medida que decodifica las palabras, frases, párrafos e ideas del autor. La interacción entre el lector y el texto es el fundamento de la comprensión. En este proceso de comprender, el lector relaciona la información que el autor le presenta con la información almacenada en su mente; este proceso de relacionar la información nueva con la antigua es, el proceso de la comprensión.

"Decir que uno ha comprendido un texto, equivale a afirmar que ha encontrado un cobijo mental, un hogar, para la información contenida en el texto, o bien que ha transformado un hogar mental previamente configurado para acomodarlo a la nueva información.

La comprensión es el proceso de elaborar el significado por la vía de aprender las ideas relevantes del texto y relacionarlas con las ideas que ya se tienen: es el proceso a través del cual el lector interactúa con el texto. Sin importar la longitud o brevedad del párrafo, el proceso se da siempre de la misma forma.

En definitiva, leer, más que un simple acto mecánico de descifrado de signos gráficos, es por encima de todo un acto de razonamiento, ya que de lo que se trata es de saber guiar una serie de razonamientos hacia la construcción de una interpretación del mensaje escrito a partir de la información que proporcionen el texto y los conocimientos del lector, y, a la vez, iniciar otra serie de razonamientos para controlar el progreso de esa interpretación de tal forma que se puedan detectar las posibles incomprensiones producidas durante la lectura.

Se llevaron a cabo múltiples investigaciones referentes a este tema, y puede destacarse la del autor Hall (1989), el cual sintetiza en cuatro puntos lo fundamental de éste área:

-La lectura eficiente es una tarea compleja que depende de procesos perceptivos, cognitivos y lingüísticos.

-La lectura es un proceso interactivo que no avanza en una secuencia estricta desde las unidades perceptivas básicas hasta la interpretación global de un texto, sino que el lector experto deduce información de manera simultánea de varios niveles distintos, integrando a la vez información grafofónica, morfémica, semántica, sintáctica, pragmática, esquemática e interpretativa.

-El sistema humano de procesamiento de la información es una fuerza poderosa, aunque limitada, que determina nuestra capacidad de procesamiento textual.

-La lectura es estratégica. El lector eficiente actúa deliberadamente y supervisa constantemente su propia comprensión. Está alerta a las interrupciones de la comprensión, es selectivo en dirigir su atención a los distintos aspectos del texto y precisa progresivamente su Interpretación textual.

Leer para aprender (desde una explicación constructivista)

El aprendizaje significativo es formarse una representación, un modelo propio, de aquello que se presenta como objeto de aprendizaje; implica poder atribuirle significado al contenido en cuestión, en un proceso que condice a una construcción personal, subjetiva, de algo que existe objetivamente. Este proceso remite a la posibilidad de relacionar de una forma no arbitraria y sustantiva lo que ya se sabe y lo que se pretende saber.

Cuando un lector comprende lo que lee, está aprendiendo, en la medida en que su lectura le informa, le permite acercarse al mundo de significados de un autor y le ofrece nuevas perspectivas u opiniones sobre determinados aspectos. La lectura nos acerca a la cultura, siempre es una contribución esencial a la cultura propia del lector. En la lectura se da un proceso de aprendizaje no intencionado incluso cuando se lee por placer.

En una gran variedad de contextos y situaciones, leemos con la finalidad clara de aprender. No sólo cambian los objetivos que presiden la lectura, sino generalmente los textos que sirven a dicha finalidad presentan unas características específicas (estructura expositiva) y la tarea, unos requerimientos claros, entre ellos controlar y frecuentemente demostrar que se ha aprendido. Debemos observar si enseñamos a un alumno a leer comprensivamente y a aprender, es decir, que pueda aprender de forma autónoma en una multiplicidad de situaciones (éste es el objetivo fundamental de la escuela).

Lectura Explorativa frente a Lectura Comprensiva.

Para dominar un contenido, para comprenderlo, en resumen, para estudiar, se debe hacer una doble lectura:

-Lectura Explorativa

Es una lectura rápida. Su finalidad puede ser triple:

- Lograr la visión global de un texto: de qué trata, qué contiene.

- Preparar la Lectura Comprensiva de un texto

- Buscar en un texto algún dato aislado que interesa.

Procedimiento:

- Fijarse en los títulos y epígrafes

- Buscar nombres propios o fechas que puedan orientar

- Tener en cuenta que la idea más importante suele expresarse al principio del párrafo en el que luego se desarrolla, o al final del párrafo como conclusión de la argumentación.

- Tener en cuenta que un mapa, una grafía, un cuadro cronológico etc., pueden proporcionar tanta información como la lectura de varias páginas: hay que observarlos.

-Lectura Comprensiva

Es una lectura reposada. Su finalidad es entenderlo todo.

Procedimiento:

- Buscar en el diccionario todas las palabras cuyo significado no se posee por completo.

- Aclarar dudas con ayuda de otro libro: atlas, enciclopedia, libro de texto; preguntar a otra persona (profesor, etc.) si no se puede hacer enseguida se ponen interrogantes al margen para recordar lo que se quería preguntar.

- Reconocer los párrafos de unidad de pensamiento

- Observar con atención las palabras señal.

- Distinguir las ideas principales de las secundarias.


Partes: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Lengua y Literatura

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.