Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Ética a Nicómaco (página 2)

Enviado por latiniando



Partes: 1, 2

2. Felicidad Y Virtud  
Para Aristóteles, aunque la opinión general coincide en que la felicidad constituye el "bien supremo", a la hora de definirla cada uno manifiesta su punto de vista. La felicidad del ser humano en la ciudad ("el animal político") es colectiva. Es lo "que basta al hombre para ser feliz". El bien es, pues, el fin último de nuestras acciones y consiste en "una actividad del alma en consonancia con la virtud".

Aristóteles exponía que lo propio del ser humano, su función natural, es "una cierta vida práctica de la parte racional del alma" a la que se refieren las virtudes intelectuales (como la prudencia y la sabiduría) adquiridas por el aprendizaje y la experiencia. La otra parte, la de los apetitos del alma, se somete a las razones de la primera: son las virtudes morales (valentía, moderación y justicia, por ejemplo) adquiridas por el hábito y vinculadas a ella. La virtud es el hábito de "decidir preferentemente [...] un justo medio, relativo a nosotros y determinado racionalmente como lo haría el hombre prudente". El deseo de lograr nuestros fines es lo que establece nuestro razonamiento.
Del mismo modo, "el dominio de sí mismo" frente a las pasiones (sensaciones y emociones) forma parte de la virtud para alcanzar el "justo medio" (por ejemplo, el valor es un "justo medio" entre la cobardía y la temeridad). De esta forma, Aristóteles evoca la justicia, que es "una cualidad moral que obliga a los seres humanos a practicar cosas justas". Los derechos, diferentes según el país, dependen de la voluntad de los seres humanos y de la forma de su gobierno, pero la equidad es superior a la justicia que corrige.

3. Virtud Y Placer  

Si la virtud depende de un acto voluntario, entonces la prudencia se convierte en un criterio. Es tan necesaria, en la búsqueda de la virtud, como la moderación y la educación de la parte del alma que alberga el deseo. Alguien es inmoderado por ignorancia o por falta de dominio de sí mismo, sobre todo frente al placer que todos buscamos, al tiempo que huimos del sufrimiento. El filósofo griego constata y afirma que el placer es actividad y fin, y puede ser considerado a su vez como el bien supremo.
Para Aristóteles, la amistad crea el vínculo social, y la más auténtica es la que se funda en la igualdad. Se considera al amigo como otro uno-mismo y es porque nos amamos a nosotros mismos por lo que podemos hacer el bien a nuestro alrededor identificándonos con el prójimo. Si la virtud lleva a la acción, el placer la consuma: Aristóteles consigue así conciliar en la acción las virtudes y el placer. Sin embargo, la felicidad de los sabios se halla en otro lugar: en el placer puro que ofrece la contemplación de lo divino y en la búsqueda de la inmortalidad. Los demás se limitarán a la política para vivir bien en la ciudad.

4. Conclusión

Para encarar una verdadera formación integral se impone como conocimiento previo, el conocimiento de sí mismo, tanto en lo temperamental que es heredado, como de la utilización que el alma con sus tres potencias: inteligencia, conciencia y voluntad racional, realiza para encausar dicho temperamento nocional, en un continuo perfeccionamiento que solo termina con la muerte. Todo esto para potencia al máximo la Formación integral, que debe abarcar lo intelectual, los tres planos del conocimiento humano: ciencia, razón y revelación.
Esta visión coordinada del conocimiento, logradas con las técnicas del SABER, donde predomina la concentración, debe volcarse en un SABER-HACER, en el cual predomina la ejercitación, hacia el SABER HACER-HACER, donde predomina el ejercicio del carácter para llegar al SABER SER: sentido ético moral de la vida, por el cual viéndonos tal cual somos, luchemos por ser mejores cada día, buscando gnoseológicamente el bien de la humanidad, el cual está sumergida en dificultades adversar, y que por lo expuesto anteriormente debemos aunar las fuerzas para ir construyendo una Patria Libre y Soberna, con valores fundados en la Familia y en la Sociedad toda.

5. Bibliografía

Brentano, Franz. Aristóteles. Barcelona: Editorial Labor, 1983. Gran trabajo introductorio sobre Aristóteles.
Heller, Agnes. Aristóteles y el mundo antiguo. Barcelona: Península, 1983. Análisis de Aristóteles en relación con el conjunto del mundo antiguo.
Jaeger, Werner. Aristóteles, bases para la historia de su desarrollo intelectual. México, D. F.: Fondo de Cultura Económica, 1946. Clásico trabajo sobre el pensamiento de Aristóteles.
Montoya, J. y Conill, J. Aristóteles: sabiduría y felicidad. Madrid: Editorial Cincel, 1985. Interesante estudio sobre los principales conceptos del sistema aristotélico.
Ross, W. D. Aristóteles. Buenos Aires: Editorial Sudamericana, 1957. Introducción a la vida, obra y pensamiento de Aristóteles.
Apuntes Pesonales de Filosofía.

Trabajo realizado:
Lic. José Luis Dell'Ordine
Buenos Aires - Argentina


http://fundaciontm.ecomundro.com.ar

Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

  • La necesidad de la ética

    La realización del siguiente trabajo está basado principalmente en la toma de consciencia por parte de los alumnos de la...

  • Etica

    ¿Qué es la ética empresarial?. Empresa. Misión. Visión. Comité de ética. Estructura axiológica. Mecanismos de capacitaci...

  • Etica profesional

    Formación profesional. Carácter profesional. Vocación. Orientación profesional. Costumbre. El profesional en su diario ...

Ver mas trabajos de Etica

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.