Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

El color: Influencia sobre el estado anímico de las personas en los espacios arquitectónicos (página 2)




Partes: 1, 2


A su vez colores como el blanco, el azul claro, marrones, verde eran considerados como colores tranquilizadores. El negro, el blanco y el rojo se utilizan fundamentalmente en los ritos ceremoniales, fundamentalmente para distinguir a los personajes principales en estas actividades.

Los chinos utilizaban cinco colores, el amarillo, rojo, negro, verde y blanco, estando estos relacionados con elementos naturales como tierra, bosques, fuego, agua y metal. En esta cultura oriental el color ejerce una influencia muy fuerte en los actos de la vida, el rojo significa autoridad, poder, salud, buena suerte y se utiliza para alejar la maldad, por esta razón para ellos el espíritu y el ambiente son más importantes que el aspecto real de las cosas y los colores asumen un significado emotivo, constituyendo la parte más importante de la expresión artística.

Por otra parte en occidente el rojo se utiliza para proteger a los niños, por lo que con frecuencia se elaboraban pulseras de este color para alejar las enfermedades, la maldad, la envidia. Sin embargo este mismo color unido al negro en la iconografía religiosa significaba el mal, el diablo y el infierno.

Los Egipcios utilizaron el ocre, el amarillo, e blanco, rojo, negro carbón, verde, así como el oro como elementos decorativos, con posterioridad descubrieron el azul (nombrado azul egipcio) que también fue utilizado por los Griegos y Romanos.

Los Egipcios asociaban el amarillo al sol, el verde a la naturaleza, la eternidad, el azul simbolizaba la justicia, la dignidad sagrada, el púrpura la tierra y el rojo al hombre.

Los Griegos y Romanos heredaron de los Egipcios y las culturas orientales muchos colores. A partir del análisis de pinturas encontradas en Pompeya, de los libros de Plinio y Vitrubio se conoce que estas civilizaciones utilizaban colores de tierra o arcilla, cuya coloración se debía en lo fundamental a la utilización de compuestos que presentaban hierro y manganeso. Además hicieron uso de verdes y azules minerales, rojo de plomo, cinabrio, oropimente (amarillo de sulfuro de arsénico natural), verde gris (producido por la acción del vinagre sobre el cobre), azul egipcio, índigo, blanco(a partir de yeso y plomo) y el negro.

Los estudios realizados por Plinio, naturalista romano posibilitaron determinar, como colores principales, el rojo del kermes, el violeta de la amatista y un tercer color que comprende una variedad de matices violáceos, así como el amarillo dorado que era reservado a los velos nupciales de la mujer no debían ser utilizados a la vez por hombres y mujeres.

Los Griegos utilizaron el blanco como símbolo de pureza, el rojo de sacrificio y amor, el azul de integridad, altruismo, el púrpura para simbolizar las empresas náuticas de Ulises y el escarlata para reforzar la expresión bélica del poema Épico la Ilíada, el púrpura fue el color imperial de los Cesares Romanos. Todos los elementos componentes de la arquitectura griega se pintaban de colores con preferencias al Azul y al rojo, aunque se incluían el uso del verde, el amarillo, y el negro; el castaño y el dorado se utilizaban en motivos de la cornisa

Tanto Griegos como Romanos rendían culto a la naturaleza, la belleza corporal, hasta el advenimiento de Cristo, donde fueron derribados los viejos dioses, se anula el culto al cuerpo humano y se impone un nuevo orden espiritual que vence al paganismo. En las representaciones del cristianismo se utiliza el blanco como símbolo de luz de creación, el negro como sinónimo de oscuridad, de tinieblas, el amarillo simboliza el oro, la gloria del sol y el rojo el infierno.

En la Roma antigua los interiores se coloreaban al fresco, con zócalos negruzcos, dominando mucho el color rojo, con posterioridad los sillares aparecen diferenciados de tonos, con la caída del imperio romano el exquisito esplendor de la terminaciones y decoraciones romanas en gran medida se perdieron.

En América las culturas Incas utilizaron el color fundamentalmente para el diseño de su vestuario, de forma tal que esto permitiera diferenciar jerarquía e identificar la pertenencia a uno u otro grupo étnico, el mundo de los colores era patrimonio casi exclusivo de la nobleza, por lo que es frecuente encontrar la utilización de múltiples colores en el diseño Cumbi que era un tipo de tejido fino reservado solo para la nobleza, en oposición de los colores naturales de la ropa utilizada por los pobres.

En atención a ello, Santillan (Citado por Siracusano, 2006), expresó:

" Que cada uno vista y adorne conforme a la cualidad que tiene, el plebeyo como plebeyo y el noble como noble(...)"

Esta tradición llega hasta la actualidad por lo que en algunos grupos AIMARA existe esta división entre colores naturales, como es el negro, blanco, café y gris utilizado en telas relacionadas con el pastoreo, ropas de niños y los colores derivados del arco iris, el azul, verde, rojo, amarillo, asociados a ceremonias sociales o como indicador de identidad social. El color estructuró formas de convivencia que implicaron prácticas de dominación, resistencia y negociación entre protagonistas del escenario social.

El cromatismo cosmogónico de la cultura maya de Teotihuacan tenia una orientación geográfica en virtud del cual, el levante era rojo, el norte blanco, el sur amarillo y el oeste negro. El verde se relaciona con la vida.

Al analizar la forma de utilización del color por parte de la civilizaciones antiguas en su arquitectura, vestimenta o momentos ceremoniales, se puede apreciar la gran influencia ejercida por las tradiciones culturales, el simbolismo, los mitos, creencias religiosas y la naturaleza, lo que ha hecho que la interpretación del significado de los mismos haya variado en dependencia de las individualidades de cada país, región y época.

Según se afirma por algunos autores el color en Hispanoamérica se caracterizaba por un " exuberante cromatismo ", citándose ejemplos de la arquitectura colonial de Puerto rico, San Juan, Quito y Guayaquil, Trinidad y La Habana.

De especialistas como Juan Pérez de la Riba citado por Alfonso (2006) nos llega la información del matiz político que adquirió el uso del color en la colonia, siendo de la preferencia del uso de las familias criollas el color azul para las fachadas, en contraste con el ocre utilizado en los edificios públicos.

Se tiene información de que comienzan a aparecer regulaciones del uso del color en la ciudad de Trinidad, el cabildo 9 de diciembre de 1757 donde se ordenaba que para mejor adorno se blanquearan las casa por fuera, luego el 28 de enero de 1799 es emitido un " Bando de Buen Gobierno " promovido por el Gobierno y La Capitanía General que entre los 54 puntos se prohibía el uso de la pintura en ventanas voladas y en las construcciones de madera que se encontrasen dentro de la ciudad en aras de ir reponiéndolas con mampostería según fuesen deteriorándose.

En el año 1817 es dictado un " Bando de Buen Gobierno " por el gobernador de Santiago de Cuba Eusebio Escudero que disponía que todas las casa deberían pintarse con colores para la hermosura de la ciudad y la reverberación de la calles. Existen evidencias de rechazo al color blanco en las paredes por la molestia visual que ocasionaba, no obstante en el año 1833 en la ciudad de Trinidad se acepta el uso del mismo en las fachadas por una cuestión higiénica a partir de la epidemia del cólera desatada en este año, en 1939 al pasar la epidemia se aconseja nuevamente que la lechada se mezclara con pigmentos dado lo perjudicial de este color.

Sin embargo investigaciones recientes arrojan la insuficiente información sobre el tema de los colores en los libros clásicos que describen o estudian la Arquitectura de la Habana y del país de forma general, varios arquitectos relacionados con las arquitecturas históricas reconocen la insuficiencia en el conocimiento de este campo, investigadores emblemáticos de la arquitectura colonial como son Joaquín Weiss y Pratt Puig no hicieron alusiones significativas al color en las construcciones de la colonia, y en años más recientes tampoco se le ha prestado suficiente atención.

Caracterización del color. Atributos y propiedades

El conocimiento del color para una respuesta acertada es elemental para el diseñador de espacios arquitectónicos. Si este sabe como se constituye y actúa y cómo puede ser utilizado es cuando tendrá las herramientas para lograr animar y embellecer sus obras y para que estas trasmitan las emociones previstas. El diseñador debe educar su sentido de lo cromático y aprender los fundamentos de los contrastes y armonías.

El color tiene un importante papel en la expresión y en el mundo visual y emotivo de una obra y únicamente cuando se le domina en todos los aspectos esenciales, conociendo sus propiedades, es cuando podrá ser utilizado sin riesgo de fracaso en la receptividad visual y emotiva ajena.

Por tanto es imprescindible conocer que la luz blanca proveniente del sol es la fuente original del color, donde hay luz hay también color, al hacer pasar un rayo de luz blanca por un prisma triangular de cristal, aquel se abre en abanico y descompone en una serie de franjas o bandas diferentes, lo cual se reconoce por espectro, conjunto formado por el rojo, naranja, amarillo, verde, azul y violeta, cada uno visto aisladamente produce la sensación de lo que llamamos color.

Estos colores a su vez han sido clasificados de la siguiente forma:

Colores básicos: son aquellos utilizados como base o de origen para sus mezclas, son característicos para cada modelo de color, que en el presente trabajo se definirá posteriormente.

Colores primarios: son los que no pueden ser descompuestos en otros, pueden ser de luz o pigmentarios y son definidos por el modelo del color ha utilizar.

Colores análogos: son aquellos que están en intervalos próximos, según cualquiera de los tres atributos cromáticos. Los más análogos serán aquellos que al unísono estén próximos a los tres atributos.

Colores contrastantes: son aquellos que están alejados en varios intervalos del círculo cromático.

Colores opuestos: serán los que se encuentren en puntos opuestos del círculo cromático. También son los llamados complementarios y constituyen el balance de equilibrio visual en el proceso de percepción.

Y basados fundamentalmente en la sensación y experiencia humana existen otras dos clasificaciones: cálidos y fríos.

Colores cálidos: amarillos y rojos, se asocian a la luz solar, al fuego, en matices claros sugieren delicadeza, amabilidad, hospitalidad, y en matices oscuros poder riqueza y estabilidad.

Colores fríos:, Verdes y azules, se asocian al agua, en matices claros expresan frescura, descanso, soledad y en matices oscuros melancolía, misterio, depresión.

La distinción entre los colores cálidos y fríos es bastante corriente. Los términos cálidos y fríos apenas se refieren a los tintes puros. Los dos términos adquieren su significado cuando se refieren a la desviación de un color en la dirección de otro.

Consideraciones sobre la psicología del color

La definición verbal de los colores es un término que se aplica a objetos o formas que se perciben por reflexión. El color es luz, Newton fue quien primeramente concibió la teoría ondulatoria o propagación de rayos lumínicos, que mas tarde fue ampliada por Laplace y otros físicos.

Los que se designa como luz blanca es la impresión creada por el conjunto de radiaciones que son visibles por nuestro ojo; la luz blanca cuando es descompuesta produce el fenómeno de arco iris, estos son los que llamamos colores, el conjunto de estos, o franja continua de longitudes de onda creada por la luz al descomponerse, constituye el espectro.

Utilizamos la palabra color para designar dos conceptos totalmente diferentes. Solo deberíamos hablar de colores cuando designemos las percepciones del ojo. La percepción del color cambia cuando se modifica la fuente luminosa porque en principio, el color no es más que una percepción en el órgano visual del observador.

La iluminación de cuerpos no transparentes es absorbida, un grupo de radiaciones espectrales en relación con las condiciones de la superficie, son absorbidas y otras reflejadas, el color por tanto es percibido de acuerdo a la fracción reflejada de la luz que aquel cuerpo no recibe.

Un cuerpo opaco, es decir no transparente absorbe gran parte de la luz que lo ilumina y refleja una parte más o menos pequeña. Cuando este cuerpo absorbe todos los colores contenidos en la luz blanca, el objeto parece negro.

Cuando refleja todos los colores del espectro, el objeto parece blanco. Los colores absorbidos desaparecen en el interior del objeto, los reflejados llegan al ojo humano. Los colores que visualizamos son, por tanto, aquellos que los propios objetos no absorben, sino que los propagan.

Absorción y reflexión

Monografias.com

figura 1

Todos los cuerpos están constituidos por sustancias que absorben y reflejan las ondas electromagnéticas, es decir, absorben y reflejan colores.

Cuando un cuerpo se ve blanco es porque recibe todos los colores básicos del espectro (rojo, verde y azul) los devuelve reflejados, generándose así la mezcla de los tres colores, el blanco.

Si el objeto se ve negro es porque absorbe todas las radiaciones electromagnéticas (todos los colores) y no refleja ninguno (ver figura 1).

Monografias.com

figura 2

El tomate parece ser de color rojo, porque el ojo sólo recibe la luz roja reflejada por la hortaliza, absorbe el verde y el azul y refleja solamente el rojo. Un plátano amarillo absorbe la banda o longitud de onda de color azul y refleja las de los colores rojo y verde, los cuales sumados permiten visualizar el color amarillo ( ver figura 2).

Estas bandas o longitudes de ondas emitidas por la luz son percibidas por los hombres a través del ojo humano, Órgano de la visión en los seres humanos y en los animales. Los cuales de una especie a otra varían, desde las estructuras más simples, capaces de diferenciar sólo entre la luz y la oscuridad, hasta los órganos complejos que presentan los seres humanos y otros mamíferos, que pueden distinguir variaciones muy pequeñas de forma, color, luminosidad y distancia. En realidad, el órgano que efectúa el proceso de la visión es el cerebro; la función del ojo es traducir las vibraciones electromagnéticas de la luz en un determinado tipo de impulsos nerviosos que se transmiten al cerebro.

El ojo en su conjunto, llamado globo ocular, es una estructura esférica de aproximadamente 2,5 cm de diámetro con un marcado abombamiento sobre su superficie delantera. La parte exterior, o la cubierta, se compone de tres capas de tejido: la capa más externa o esclerótica tiene una función protectora y se prolonga en la parte anterior con la córnea transparente; la capa media o úvea tiene a su vez tres partes diferenciadas: la coroides muy vascularizada, continúa con el cuerpo ciliar, formado por los procesos ciliares, y a continuación el iris, que se extiende por la parte frontal del ojo. La capa más interna es la retina, sensible a la luz, atravez del cual el hombre capta el color y posteriormente es procesado por su cerebro. (ver figura 3)

Monografias.com

figura 3

En general, los ojos de los animales funcionan como unas cámaras fotográficas sencillas. La lente del cristalino forma en la retina una imagen invertida de los objetos que enfoca y la retina se corresponde con la película sensible a la luz.

Debido a la estructura nerviosa de la retina, los ojos ven con una claridad mayor sólo en la región de la fóvea. Las células con forma de conos están conectadas de forma individual con otras fibras nerviosas, de modo que los estímulos que llegan a cada una de ellas se reproducen y permiten distinguir los pequeños detalles. Por otro lado, las células con forma de bastones se conectan en grupo y responden a los estímulos que alcanzan un área general (es decir, los estímulos luminosos), pero no tienen capacidad para separar los pequeños detalles de la imagen visual. La diferente localización y estructura de estas células conducen a la división del campo visual del ojo en una pequeña región central de gran agudeza y en las zonas que la rodean, de menor agudeza y con una gran sensibilidad a la luz.

La visión está relacionada en especial con la percepción del color, la forma, la distancia y las imágenes en tres dimensiones. En primer lugar, las ondas luminosas inciden sobre la retina del ojo, pero si estas ondas son superiores o inferiores a determinados límites no producen impresión visual. El color depende, en parte, de la longitud o longitudes de onda de las ondas luminosas incidentes, que pueden ser simples o compuestas, y en parte del estado del propio ojo, como ocurre en el daltonismo. La luminosidad aparente de un objeto depende de la amplitud de las ondas luminosas que pasan de él al ojo, y las pequeñas diferencias de luminosidad perceptibles siempre guardan una relación casi constante con la intensidad total del objeto iluminado.

La propiedad del ojo para la percepción del color se explica por el hecho de que en la retina hay tres tipos de conos: unos perciben el color rojo otros el verde y los terceros el azul. En dependencia del tipo de conos que se excitan surge la percepción correspondiente del color. Distintos conos pueden excitarse al mismo tiempo y en diferente grado, lo que produce la percepción del color y sus matices.

Sin embargo no solo el aspecto fisiológico define la forma de apreciación del color, según refiere Harten(1976) en su obra el color en las artes, ver bien no es mirar simplemente, el niño necesita el sentido del tacto para conocer y a través de sensaciones ilusorias e ideas preconcebidas. La capacidad de percepción es dependiente de la memoria o sea de las experiencias acumuladas, pasadas, de la cualidad y cantidad de imágenes almacenadas en el subconsciente.

A lo largo de la historia de la humanidad el uso de los colores estuvo vinculado a la influencia ejercida por los colores de la naturaleza, aspecto que demuestra la diferencia del uso del color por los hombres en las diferentes latitudes del planeta, donde el clima es más viso y exuberante más intensos serán los colores usados, mientras que en climas más invernales donde los días son grises y opacos, los colores utilizados serán tenues y de matices claros. El color de una montaña, una flor o un árbol, variará según la intensidad de la luz que lo afecte, el color aparente que se percibe, es afectado por la luz y puede ser alterado o cambiado en sus diversas cualidades distintivas por la acción de la luz potente o débil y modificado por cuanto tiene alrededor.

Las distintas regiones y ciudades del planeta han estado identificadas tradicionalmente con particulares rangos de color, resultantes de las gamas producidas por los materiales locales, la luz, las sombras y todos los agentes climáticos que modifican el color ambiental, aspectos que influyen en la percepción del color por parte del ser humano.

A pesar de que la percepción surge como resultado de la acción directa del excitante sobre los receptores, según A. Petrovski (1980), clásico de la Psicología, las imágenes perceptivas siempre tienen un valor semántico determinados. La percepción está en el individuo, estrechamente ligada al razonamiento, a la comprensión de la esencia del objeto. Percibir concientemente un objeto significa, a su vez, relacionar el objeto percibido a un grupo determinado, a una clase, generalizarlo en la palabra.

Cuando se ve un objeto desconocido, se trata de captar lo que pueda tener de semejante a un objeto conocido, se trata de ubicarlo en alguna categoría. La percepción no se determina solo por el simple conjunto de estímulos que actúan sobre nuestros órganos sentidos, sino que esta es una búsqueda dinámica de una mejor interpretación de los datos disponibles.

Ilustra muy bien el tema tratado las imágenes dobles, en las que alternativamente se percibe la figura o el fondo (Figura 4)

Monografias.com

Figura 4

La percepción es un proceso activo durante el cual la persona realiza una serie de acciones perceptivas para formarse la imagen adecuada del objeto. Percibe no solo el ojo aislado o el oído por cuenta propia, sino una persona concreta en su percepción en mayor o menor grado se dejan ver las particularidades de la personalidad del perceptor, su relación con lo percibido, sus necesidades, intereses, anhelos, deseos y sentimientos. Al percibir un objeto cualquiera se activan las huellas de las percepciones anteriores, los motivos objetivos de su actualidad, las condiciones específicas del objeto y el estado de emocional del sujeto( en este punto se pueden situar las convicciones, la ideología y los intereses del individuo.

Sechenov explicaba la percepción de un objeto del espacio como la asociación de las sensaciones visuales, cinética, táctiles y otras. Razón por la cual un mismo objeto puede ser percibido y representado de manera diferente por diversas personas.

A. Petrovski (1980), plantea que es el hemisferio derecho del cerebro humano el especializado en percibir las imágenes integrales, para la síntesis de complejos de acción dados directamente en el espacio y el tiempo, en este suceden los procesos de percepción estética y artística.

La selección de señales informativas, su análisis y observación, su comparación y elección, su abstracción y recordación atestigua que la percepción participa además en la realización de procesos psíquicos complejos, tales como la memorización y visualización , además de la actividad razonadora como tal.

La percepción visual de la forma de los objetos está determinada además por las condiciones de observación, el tamaño del objeto, la distancia a que se encuentra de los ojos del observador, la cantidad de luz, el contraste entre el color de la fuente y del fondo.

Es necesario referir que la percepción no da siempre imágenes adecuada de los objetos del mundo objetivo, pues existen descritos hechos y condiciones en que se manifiestan errores en la misma, especialmente ilusiones visuales, por ejemplo:

  • 1. " La ilusión de la flecha ". Se basa en el principio de líneas convergentes y divergentes: la flecha de extremos divergentes parece más larga, a pesar de que ambas tienen igual longitud.

Monografias.com

  • 2. " La ilusión de la línea ferroviaria ". La línea ubicada en la parte más estrecha del espacio comprendido entre dos líneas convergentes parece más larga, a pesar de que ambas tienen igual longitud.

  • Monografias.com

La percepción del color a través del ojo humano provoca reacciones de muy diverso carácter, aunque muchas personas no muestren una sensibilidad aparente o gusto por el color todas manifiestan una acción consciente ante determinados colores.

Cuando la energía del color penetra al cuerpo humano, estimula las glándulas pineal y pituitaria. Esto a su vez afecta la producción de ciertas hormonas que tienen efecto sobre una variedad de procesos fisiológicos. Esto explica por qué el color, según se ha descubierto, tiene una influencia tan directa sobre el pensamiento, estado de ánimo y patrones de comportamiento. En 1942 científicos Rusos demostraron que la luz roja estimula el sistema nervioso simpático, mientras que la luz blanca y azul estimulan el sistema nervioso parasimpático.

Desde épocas muy antiguas fue usado el color para aliviar dolencias, escritos describen templos de curación en forma circular con techos cóncavos construidos de cristales entrecruzados que refractaban la luz inundándolo de colores. Alrededor de la circunferencia central se construían cuartos de curación para dar tratamiento a enfermedades y problemas emocionales. El palacio del rey Jorge VI de Inglaterra fue decorado con colores y tonalidades destinadas a aliviar afecciones pulmonares del monarca. En el Tibet y la India se usan los colores desde siglos ancestrales para que los monjes efectúran con una mayor intensidad su meditación. En La actualidad en una clínica maternal de Mónaco se mantienen a niños nacidos prematuros en incubadoras iluminadas con color rojo- morado, el color prenatal, se ha observado que estos recién nacidos prosperan de manera más satisfactoria que el resto.

La cromoterapia o curación por los colores, es el uso terapéutico de varias formas de color y luz para el beneficio físico, emocional y espiritual del ser humano. La terapia del color en una diversidad de formas, la aplicación de rayos ultravioleta para eliminar gérmenes y bacterias, así como para calmar dolores o inflamación en los músculos. Los rayos infrarrojos, activan la circulación, alivian dolores reumáticos y producen una notable mejoría en los casos de artritis, ciática, reumatismo y estrés.

Es innegable que el entorno donde se vive, del que los colores forman parte elemental, actúa grandemente sobre la calidad de vida. La utilización de las reglas de la cromoterapia para contribuir también en el aspecto ambiental a la necesaria armonía es de gran importancia, de ahí que exista necesidad del uso del conocimiento de psicología en aras de proporcionar el más armónico ambiente en los diferentes locales.

El color es una potencia psíquica que afecta los sentidos, la mente y el cuerpo, Harten (1976), por el se pueden producir reacciones, crear influencias y tenciones o anularlas, determinar estados de ánimos positivos y negativos y trasmitir sugestiones; a su vez gran promotor de sensaciones estéticas, confortables y emotivas, de ideas y sus asociaciones de recuerdos y sentimientos, de atención, interés y deseo de simpatía o repulsión, de espacio, ambiente y peso, pudiendo actuar como energía vital o estimulante, o deprimir ejerciendo acción sobre impresiones y la imaginación.

Cada color posee una vibración espectral y así mismo otras emocionales que han sido plenamente comprobadas por científicos psiquiatras y fisiólogos, al margen de sus propias potencias tiene cada color una expresión simbólica, de tradiciones, naturaleza, identificación. Representa amor, odio, patriotismo, traición, alegría, desesperación, celos, paz, lucha y otros muchos sentimientos.

Cada color tiene un significado, nos transmite sensaciones distintas, algunos nos gustan más, otros menos e incluso varios los tachamos de horribles. Esto es normal ya que entre el color y la mente existe una relación estrecha y aquellos que nos agradan coinciden con los colores que inconscientemente necesitamos. Si se profundiza en sus significados se podrá llegar a utilizarlos con intencionalidad para crear el ambiente que se necesita en cada lugar, por lo que se creyó oportuno mencionar algunos significados de los colores basados en la experiencia popular, y aunque no con toda la validación científica necesaria pero si con contradicciones que pueden generar mucho desarrollo:

Rojo: Estimula física (sexo) y mentalmente (amor), es el color de la vitalidad, produce coraje. Podría utilizarse para combatir el frío  y para reanimar el sistema circulatorio. Un exceso alteraría los sentimientos de odio y de venganza o la temperatura corporal e incluso sobrecargarnos de energía. Proporciona energía "calor" y retira energía "frío".

Es el más cálido de los colores. Es estimulante y dinamiza a quien lo usa. Significa fortaleza, amor, sacrificio, audacia, optimismo y victoria. Pero también sangre, fuego, agresividad, pasiones provocativas. Las personas que visten de rojo, no pueden evitar darse siempre a notar. El rojo es un color que llama mucho la atención y demanda la acción. La gente cuya vestimenta es roja, darán la sensación de ser apasionados, que viven el momento y les gusta experimentar cualquier cosa nueva. Son directos y honestos, y aunque a la gente pueda no gustarles lo que dicen o piensan, por lo menos ya saben que pueden atenerse a ellos. Como color de la pasión y la energía vital produce la sensación de gran sensualidad, produce un gran apetito y eleva la presión sanguínea. Quienes visten de un color rojo predominante, aumentarán demasiado su proyección de imagen sensual, provocativa y prohibida, restando un poco de credibilidad a sus palabras. Tenga precaución en las circunstancias en que lo usa.

El rojo estimula el hígado, órgano del aparato digestivo y la mayor glándula de todo el organismo. Es el elemento más caliente de todo el cuerpo, recibe sangre procedente de dos fuentes, de la que sale oxigenada de la aorta por la arteria hepática y de la venosa cargada de nutrientes por la vena hepática. El hígado cumple, entre otras muchas, la función de desintoxicar nuestro organismo y producir la bilis que facilite la digestión de las grasas.

Lo anterior significa que el color rojo nos hará sentir hambre y sed. Nos hará comer, incluso, de la necesidad que tengamos.

Es un color que evidencia a los individuos que poseen una personalidad sumamente intensa personas que están siempre en control de sí mismas, decididas, leales y firmes en sus opiniones, de coraje a prueba de todo. El rojo se asocia con la sangre, la violencia, aunque también con la sensualidad, la vitalidad, los sentimientos intensos de amor (o de ira, cólera) y con la pasión sexual, porque se le considera un color fogoso, ardiente, impetuoso y provocativo.

En épocas victorianas, cuando el calor se limitaba a una habitación, la costumbre era usar camisón de franela roja, bajo la creencia de que este ayudaría a conservar el calor del cuerpo. Por ello, solo debería llevarse en cortos periodos de competiciones deportivas o de grandes esfuerzos. Y una mujer de tez brillante cuyos cabellos contrastan intensamente con el color de la piel, puede llevar un conjunto verde esmeralda o rojo bermellón.

El rayo rojo estimula y excita nervios y sangre, libera adrenalina, revitaliza el organismo. Es un color que parece salir al encuentro, adecuado para expresar la alegría entusiasta y comunicativa. Es el más excitante de los colores.

Amarillo: Es muy útil en casos de depresión ya que es el color optimista por excelencia. En el plano físico es beneficioso para los problemas digestivos. Y además beneficia el Sistema excretor. Aporta frío-sequedad y retira calor-humedad.

Es el primer color que registra nuestro cerebro, es decir, al mirar varios colores el amarillo será el primero en llegar a nuestro registro cerebral. Debido a esto, es que las señales de tránsito, los semáforos y otros similares son de este color. El amarillo estimula la energía, predispone al humor jovial, procura sensación de bienestar.

El amarillo simboliza la presteza, la agilidad, el cerebro izquierdo. Llamado el color de la mente, por ser el que más estimula las actividades cerebrales. Emana directamente del sol y en su aspecto mental penetra en la célula cerebral y activa sus funciones. La célula cerebral ya está capacitada para percibir vibraciones del color amarillo para su propio consumo. Su impregnación por este color la estimula dándole vigor para su trabajo y mayor resistencia a la fatiga, aclarando y agudizando por lo tanto el intelecto.

Tener alguna pared y techo pintados de amarillo en salas de estudio y en las oficinas o en las habitaciones de los intelectuales dará gran provecho a todos los que necesitan de mayor capacidad y resistencia mental, aunque no es adecuado abusar de este tono en los dormitorios.

El amarillo es el color mas allegado a la luz del día natural y resulta muy inspirador y estimulante. Muchas veces la gente que pasa mucho tiempo encerrada siente la atracción a este color.

Este color fortalece el sistema nervioso y estimula los nervios motores en el cuerpo físico, que luego produce energía en los músculos.

El rayo amarillo es antidepresivo, activa nervios motores, genera energía muscular, estimula el flujo de la bilis, favorece la piel.

Azul: Es antiséptico, refrescante y relajante. Beneficia al Sistema respiratorio y a la garganta. Despierta la intuición. Y en su combinación con un tono cálido como el rojo o el naranja estimula la creatividad. Aporta energía "humeda" y retira energía "seca".

Produce un sentimiento de serenidad y tranquilidad. Transmite, sin lugar a dudas, una personalidad que domina; una confianza en sí mismo y una gran seguridad. El más frío e inmaterial de los colores. Color del infinito, del cielo y del mar, significa fidelidad, justicia, verdad, caridad.

Es un color profundo y misterioso. Simboliza inspiración, paz, honor, tranquilidad, verdad, calma y serenidad. Este color evoca la tranquilidad del mar, el susurro de sus olas y la profundidad de su color. Enseñan los cromoterapeutas que cuando se rodeado por este color, se pierde la noción del espacio y del tiempo.

Es el color de lo artístico, lo místico y poético por excelencia. Representa al idealismo extraterreno en contraposición con el materialismo, simbolizado por el color rojo que halla en todo lo terrenal y en sus expresiones el material para sus actividades y ambiciones. Es un color reservado y que parece que se aleja.

El rayo azul: frío es astringente, antiséptico, hace bajar la fiebre, desinflama, es antídoto del rojo.

Naranja: Está relacionado con el Sistema muscular y con nuestra salud emocional. Además estimula nuestra sociabilidad (inteligencia emocional). Un exceso de naranja puede afectar a los nervios. Físicamente nos puede ayudar a sanar algunos órganos como puede ser: el páncreas, el estómago, los riñones, los intestinos y el bazo, influyendo a su vez en la asimilación de los nutrientes por nuestro organismo. Aporta energía "frío" y retira energía "calor".

Este color agita las emociones y los sentimientos. Este color está creado a partir de la mezcla del rojo y el amarillo, es el tono más apto para solucionar problemas que tengan que ver con la asimilación, el más benéfico para todas las personas ya sean fuertes o débiles, pues su naturaleza es esencialmente tónica, estimulante, suavizante y asimilativa. Es el color de las pasiones suaves, de las energías controladas y de la actividad prolongada. Es el productor de la alegría, de la acción inteligente y de la resistencia. También es un color energético. A pesar de que no es el color complementario del rojo, complementa sus energías.

El naranja es un color que abarca nuestros talentos creativos y genera alegría debido a su capacidad de cambiar la estructura bioquímica, que resulta en la dispersión de la depresión. Sus rasgos negativos son el orgullo y una inclinación hacia el exceso de ambición.

Mientras un exceso de amarillo puede fatigar el cerebro o mirar un rojo abundante puede excitarnos violentamente, el naranja sin embargo, nos estimulará siempre de forma moderada en todo momento, tonificando la célula cerebral y nutriendo la célula digestiva.

El rayo naranja es estimulante, caliente, fortalece pulmones, páncreas, y bazo, vivifica emociones, crea bienestar, alivia espasmos. Es el color del fuego flameante, ha sido escogido como señal de precaución. Puede significar: regocijo, fiesta, placer, aurora, presencia de sol.

Verde: Relaja, calma los nervios, produce equilibrio emocional, actúa como sedante, como antiséptico, y estimula la sensibilidad, la compasión y la esperanza.

También influye en el crecimiento por lo que no se debe utilizar en la meditación, en estados cancerigenos, o si se tiene algún tumor. Aporta energía "seca" y retira energía "humeda".

El color verde proyecta y transmite una imagen que recuerda la naturaleza, la vida, la esperanza, las promesas de felicidad. Es calmante de los nervios y tranquilizador. Este es el color de la naturaleza en primavera. Proyectará también confianza, credibilidad y poca agresividad.

El espacio personal es muy importante para la gente que gusta del color verde. Les gusta la compañía pero tienen que huir cuando se sienten atrapados; actuan primero y se fijan en las consecuencias hasta después. Creen en el orden y en darse tiempo para ordenar sus ideas.

Prefieren trabajar a su manera que en su compañía. Si son sus propios empleados, planean el futuro y no toman riesgos. Si algo rompe su estructura de trabajo o modus operandi, no dicen nada, pero la tensión se refleja en sus hombros y su espalda.

El verde es el color del equilibrio y funciona con nuestra dualidad. Se encuentra en el centro del espectro y es el color que se enfoca directamente sobre la retina del lente del ojo, brindandole relajacion, que posteriormente se transmite al resto del cuerpo. Por eso los verdes de la naturaleza pueden inducirnos un estado de relajacion.

Reservado y esplendoroso. Es el resultado del acorde armónico entre el cielo -azul- y el Sol -amarillo- . Es el color de la esperanza. Y puede expresar: naturaleza, juventud, deseo, descanso, equilibrio.

El rayo verde provoca armonía, equilibrio, tonifica corazón y sangre, reduce la presión sanguínea, estimula la pituitaria, favorece la construcción de musculos y tejidos.

Violeta: Trabaja a nivel espiritual. En el plano físico afecta a los huesos. Es antiséptico y es beneficioso en tratamientos contra el cáncer y la artritis. Este color es muy útil en la meditación. Aporta calor-humedad y retira frío-sequedad.

Abarca los matices conocidos como añil, índigo, violeta, lila y morado. Significa humildad, retiro, recogimiento, religiosidad, tolerancia, intuición, sabiduría, temperancia. Pero también nostalgia, melancolía, conformismo, soledad extrema. Color propio de los arrepentidos, penitentes, deprimidos, así como de personas de débil vitalidad y un poco viejas antes de tiempo. Por eso es que debe tenerse especial cuidado cuando lo utilice. Los resultados no serían nada beneficiosos si decide usarlo cuando vaya a una entrevista de trabajo o al querer solicitar un aumento de salario.

Es el color que indica ausencia de tensión. Puede significar: calma, autocontrol, dignidad, aristocracia y también violencia, agresión premeditada, engaño.

El rayo violeta es refrescante, astringente, eléctrico, actúa sobre paratiroides, la tiroides, reduce las hemorragias, afecta los niveles emocional y espiritual.

El rayo violeta oscuro: sutil, inhibe nervios motores y sistemas cardiaco y linfático, purifica la sangre, detiene el crecimiento de tumores, equilibra la cantidad de potasio y sodio.

Blanco: Está formado por todos los colores del espectro de la luz. Es un fortalecedor, y limpiador. Purifica todo sistema y estimula la creatividad. Este color aumenta los efectos de cualquier color junto al cual se utilice.

Este color es la síntesis de todos los colores. En sentido positivo significa perfección, pureza, verdad, inocencia, integridad, firmeza y obediencia. Un color muy utilizado en los hospitales y casas de salud. Produce la sensación de limpieza, claridad y pureza. No hay nada "sucio", todo es limpio y claro. Es un color preferido a la hora de la decoración, porque da luminosidad y favorece la integración de cosas muy diversas. Hace a quien lo usa, transparente a los ojos de los demás.

Evoca protección, paz, calma y modestia. El color blanco tiene connotaciones celestiales. Por lo general, la persona que prefiere este color tiene el ansia de desarrollar esas cualidades, o gusta mucho de la frescura, la franqueza y la nobleza de sentimientos. Se trata, casi siempre, de una persona sumamente exigente, que presta atención excesiva a los detalles más pequeños.

Es el color que prefieren los individuos que poseen un temperamento neutral, que son amantes de la justicia y del equilibrio en todas las actividades en que participan, así como en las situaciones en las que se ven involucrados.

Negro: Es un color de protección, fortalece las energías femeninas y magnéticas del cuerpo. Es muy útil trabajarlo junto con el color blanco, de este modo se equilibra la energía interior del cuerpo. Pero un exceso podría  ayudar a provocar síntomas de depresión.

El Negro: Se trata de un color que generalmente asociamos con la noche, lo que nos resulta desconocido y tenebroso... ¡la muerte misma, según la interpretación de algunos psiquiatras! El negro refleja emociones secretas, a veces la depresión o la imposibilidad de expresar las emociones, el encerrarse en sí mismo para aislarse de todos los estímulos que lo rodean. Sin embargo, esta negatividad es circunstancial y depende mucho del tipo de cultura del individuo, y hasta de su posición social. Los jóvenes utilizan el negro en sus ropas para sentirse más maduros, mayores, con un nivel de responsabilidad más elevado. Las mujeres lo prefieren porque lo consideran elegante. En general, el negro es un color de prestigio que confiere elegancia y casi siempre da un toque de refinamiento a quien lo usa. Es importante considerar que el empleo del negro en etapas prolongadas es peligroso; indica una marcada tendencia a la depresión y un deseo de anulación personal.

Utilizado en ocasiones bien elegidas, significa rigor, prudencia, seriedad y elegancia. El negro proyecta misterio y enigma. Hay que tomar en cuenta que el color negro hace palidecer el rostro y debe ser combinado adecuadamente.

Es lo opuesto a la luz, concentra todo en si mismo, es el colorido de la disolución, de la separación, de la tristeza. Puede determinar todo lo que está escondido y velado: muerte, asesinato, noche. También tiene sensaciones positivas como: seriedad, nobleza, pesar.

El Gris: Color neutro que debilita las reacciones psicológicas. Para llevar durante periodos de grandes trastornos emocionales. No debe usarse en periodos demasiado largos. Denota madurez, seriedad, sabiduría, edad. Mezclando blanco y negro se superan los malos momentos, se neutralizan los males, las enfermedades, la pobreza. El gris es el color del plomo, del tiempo lluvioso, de las rocas. Como el beige y el marrón, es un color neutro que evoca un poder suave y sutil, el recuerdo de la infancia. Su significado es mucho más favorable cuando aparece limpio y claro que cuando es sucio y oscuro. Significa sensatez, experiencia, sentido común, justa medida entre mentalidad y emotividad, entre actividad y pasividad. El uso excesivo de este color puede transmitir la sensación de depresión, indiferencia, astucia o engaño.

Es el color que iguala todas las cosas y que deja a cada color sus características propias sin influir en ellas, puede expresar: desconsuelo, aburrimiento, pasado, vejez, indeterminación, desanimo.

La cualidad psicológica del color es importante en la solución de asuntos diversos y para la expresión de su emotividad y sensación. El carácter de un conjunto solo podrá ser trasmitido si el esquema del color ha sido ajustado y está en relación con el símbolo, evocación o sugerencia de los colores. En las escenas carácter excitante, vigoroso y dramático son utilizados los colores cálidos en matices vivos, y los tonos fuertemente contrastados, y en los ambientes tranquilos, suaves y de calma se usan los colores fríos en tonos amplios y ligeramente contrastados. Para reforzar este efecto debe hacerse uso de aquellos colores que mejor evoquen y sugieran el sentimiento, la atmosfera y el carácter de los sujetos.

Estado del arte

Muchas han sido las investigaciones que se han desarrollado en relación con el tema de los colores, las cuales han realizado importantes aportes a la teoría existente sobre los mismos. En el Renacimiento, que da comienzo en Italia en el siglo XIV y se difunde por el resto de Europa en los siglos XV y XVI, pintores, escritores, filósofos y científicos han explotado las sensaciones experimentadas por los colores; entre ellos Miguel Ángel (1475-1564) arquitecto, escultor, pintor y poeta; Rafael (1483-1520), considerado uno de los más grandes e influyentes artistas de todos los tiempos, a ellos el Papa Julio II les otorgó una considerable libertad en su trabajo como artistas; Leonardo da Vinci (1452-1519) famoso como pintor, escultor, arquitecto, ingeniero y científico; en 1651 se publica su "Tratado de pintura".

Paracelso, seudónimo de Theophrastus Bombastus von Hohenheim (c.1493-1541), médico y químico alemán nacido en Einsiedeln (hoy Suiza), conocía ya la influencia de los colores sobre la salud; muchos de sus remedios se basaban en la creencia de que "lo similar cura lo similar" según lo expresa en su Teoría de las Signaturas.

Isaac Newton (1642-1727), físico y matemático británico que en 1704 publicó su obra "Óptica", donde explicaba sobre la forma en que aparecían los colores, según la cual la luz del sol es una mezcla heterogénea de rayos diferentes -representando cada uno de ellos un color distinto y que las reflexiones y refracciones que ocurren en el rayo de luz al atravesar un prisma lo dividen en colores independientes.

Johann Wolfgang von Goethe (1749-1832), poeta, novelista, dramaturgo y científico alemán, en su obra  "El tratado de los colores" (2 partes, 1791 y 1792), publicada en 1810, luchó para que las personas comprendieran los aspectos metafísicos de los colores, resumió su trabajo en un aforismo: "La luz gobierna lo Físico y el Espíritu lo Ético"; en contraposición al concepto de la naturaleza puramente física del color que era propuesta y defendida por Newton. Goethe dijo que algún día su teoría sobre los colores llegaría a ser más importante que su obra poética.

Rudolph Steiner (1865-1925), filósofo social, científico, educador, líder religioso y ocultista nacido en Austria, escribió la introducción y los comentarios de las obras de Goethe publicadas en 1880 y nuevamente en 1890 por Kurschner. Steiner dio un paso adelante con respecto a Goethe, intentando entender el color a través de las emociones. En su filosofía veía al hombre como un ser de luz, pensaba que el alma vive en el color, entre la luz y la oscuridad; opinaba que la vida irradia color, y que a partir de la enfermedad ha de surgir una nueva conciencia que restablece su equilibrio en la salud y la curación. Dividía los colores en dos categorías: colores con lustre (rojo, azul y amarillo) y colores con imagen (verde, blanco, negro y melocotón), los primeros tienen actividad y los segundos tienen forma.

A mediados del siglo XIX, Robert Bunsen y Gustav Kirchhoff en Alemania, tras los primeros experimentos de análisis del espectro, decidieron que para identificar una sustancia podía utilizarse el análisis del color. Este gran descubrimiento significó un enorme progreso para la humanidad (comparable al invento de la rueda).

Edwin D. Babitt, científico, físico, místico y artista, publicó en 1878 en Nueva York su libro concerniente a la aplicación de las vibraciones de los colores en la medicina: "Principio de la luz y de los colores"; cuando publicó en 1896 la versión actualizada de su libro se hizo famoso como impulsor del color en el marketing. Desarrolló el "termolume", una cabina con luces de colores donde la persona se sentaba para recibir tratamiento y también diseñó el disco de cromo, con forma similar a un embudo, que podía focalizar la luz y al que podían ponérsele filtros de colores.

Johann Jacob Balmer, matemático y físico en Basilea (Suiza), desarrolló en 1885 una fórmula basada en el espectro de colores del hidrógeno. Esta fórmula, que lleva su nombre, ayuda a los físicos a descifrar el significado de las vibraciones de los colores.

El siglo XX. Niels Bohr, científico danés y ganador del premio Nobel de 1922, reveló la arquitectura del átomo y el origen de la luz con su espectro curativo de colores.

Las bases de la cromoterapia contemporánea se deben al Dr. Dinshah Ghadiali. Este investigador, médico, químico, físico y metafísico, precisa que mediante los colores cura enfermedades como la tuberculosis, la esclerosis en placas, el cáncer, la sífilis, la diabetes, las cataratas, etc. En su obra de tres tomos publicada en 1933 "Spectro Chrome Metry Encyclopedia", indica los tratamientos de trescientas dieciséis enfermedades por combinaciones de luces de colores. Según él, el organismo humano se comporta como un prisma viviente que disociando la luz en sus componentes fundamentales y extrae de ellos las energías necesarias para su equilibrio; su terapia consiste en aplicar sobre todo el cuerpo -o sólo sobre la zona afectada- la luz coloreada de una lámpara, para eliminar así los desequilibrios.

Hector Melli, en 1940, se define como radiestesista cromólogo, edita la obra "Secret des Couleurs" en la que establece su diagnóstico por radiestesia y asocia los colores, las piedras preciosas, los perfumes y los signos astrológicos.

Max Luscher, en su libro "The Luscher Color Test" indica como puede descubrirse una tendencia en el comportamiento, por la forma en que una persona agrupa ocho colores específicos para formar una serie de secuencias.

Dr. Bhattacharyya, ex Director del Instituto Oriental, indica que el prisma es el medio más eficaz para diagnosticar con los colores. Para él, el color prominente en la cara es el color ofensor que ha causado la enfermedad y debe ser contrarrestado con el uso del color complementario.

El Dr. Jacob Liberman, destacado optometrista estadounidense, desde 1974 practica cromoterapia y fototerapia; ha escrito el libro "Light: Medicine of the Future". Sostiene que "La luz es la medicina del futuro, que impulsará a la humanidad a la era de una nueva iluminación". Al contrario de la opinión vertida por Alice Bailey, lamenta que la electricidad haya apartado a las personas de los ritmos naturales de luz y oscuridad, los que pueden ser compensados con el uso de la cromoterapia y la fototerapia.

John Nash Ott: gracias a los experimentos de este investigador de la luz, fotógrafo y autor, es que la cromoterapia ha entrado en la llamada Nueva Era. En sus obras, tituladas "Light", "Radiation & You: How to Stay Healthy" y "Health and Light",  advierte sobre los peligros del uso excesivo y la regulación insuficiente de la tecnología electromagnética moderna; recomendando el uso del color como mecanismo curativo.

El Departamento de Salud Radiológica de la Food and Drug Administration (FDA) de los Estados Unidos pidió a Ott, en 1983, que fuera su asesor. Publicó una serie de cuatro trabajos "Color and Light: Their Effects on Plants, Animals and People" en cuatro números especiales de la International Journal of Biosocial Research en 1985,1986,1987 y 1988. Ott ha diseñado lámparas de todo el espectro, naturales y saludables, que se comercializan bajo el nombre "Vita-Lite".

En 1978, William Tiller, jefe del Departamento de Ciencias Materiales de la Universidad de Stanford, estudió el trabajo de George de la Warr, investigador de Oxford (Inglaterra) que se especializó en radiónica. El doctor Tiller, en sus propias publicaciones, confirma que la investigación sobre la cromoterapia en la radiónica puede ser útil para la curación de los seres humanos y merece mayor investigación. "Administrada al aura multicolor del individuo, que es un campo electromagnético que se extiende hasta unos 91 cm. alrededor de todo el cuerpo, la cromoterapia restaura una armonía para la persona".

Douglas Pratt, de la Universidad de Minnesota, estableció en 1979 una base científica para la cromoterapia e investigó sobre el efecto de las luces de colores en las plantas.

Peña, I (2000), Este autor aborda el significado psicológico de los colores centrando su análisis solo en la influencia que ejerce el color en la elaboración de documentos, de manera tal que estos resulten atractivos al lector.

Reyes y Álvarez (2000), en Cuba, efectúan una propuesta en la utilizan el color como método terapéutico, con el objetivo de lograr a través de este la compensación del equilibrio del organismo, estudio que arrojó como conclusión fundamental que en la mayoría de los casos estudiados el color que los equilibró fue el opuesto al que les gustaba, logrando en estas personas estabilidad psíquica y emocional, resultando que el uso del color adecuado en el vestuario, la alimentación y en el ambiente que los rodea, constituye un sistema terapéutico eficaz para la salud.

Entrevista realizada a la doctora Idania Gélis (2004) Psicóloga del centro de desarrollo de Medicina Natural y Tradicional de La Habana Vieja evidencia como se utiliza la cromoterapia para el tratamiento a pacientes aquejados de diferentes dolencias, destacando la combinación de varios colores utilizados en el momento apropiado, teniendo en cuenta el efecto que causa cada uno.

García, A (2001) , en Cuba, Realiza un estudio histórico en relación al uso terapéutico del color desde sus orígenes en Grecia, hasta los últimos avances tecnológicos abordando a su vez el tipo particular de enfermedad que puede curarse cuando el sujeto es expuesto a luces de determinado color.

Manuel, C (2003) , en Cuba, Aborda como la investigación realizada por el cirujano Wilfredo Acosta Rivera, efectuada en Niquero posibilitó comprobar la influencia de los colores de la localidad en el estado de ánimo, asociándole a los mismos cualidades sedantes, antisépticas, estimulantes y rejuvenecedoras.

Quiñones y Mapolón (2004), en Cuba, realizan un estudio experimental en una muestra de 25 niños que reciben tratamiento en el centro provincial de retinosis pigmentaria de la provincia de Camaguey, a partir de la cromoterapia con el objetivo de lograr estados afectivos y placenteros en aras de elevar su capacidad perceptiva de los niños.

Dürstelar, J (2002) Aborda el significado de cada color desde el punto de vista psicológico, asumiendo que las emociones asociadas a cada color tiene un fuerte componente cultural, considerando que resulta significativo diferenciar emociones y significado, debido a que las emociones son inconcientes y los significados tienen un contexto cultural.

Schuler, J. (1976) En su obra Color y decoración en el hogar, efectúan una amplia recopilación de imágenes en las cuales se aprecia la combinación del color con el logro de gran armonía en las diferentes espacios del hogar, utilizando no solo pintura, sino una amplia gama de revestimientos, alfombras, vegetación, tejidos e iluminación, poniendo al descubierto la necesidad del uso apropiado del color en los espacios arquitectónicos para el logro de la estabilidad emocional que necesita.

Harten, P (1976), En su obra " El color en las artes ", logra con gran profundidad el estudio del color en las artes y la arquitectura, mostrando interioridades de la percepción, visualización y efectos psicológicos del color, aplicándolos a la vida diaria de las personas y a las artes..

De Corso, L( 2000), En su estudio " Color arquitectura y estados de ánimos ", hace referencia a Clínica de cirugía plástica y estética del Dr. Carlos Mira Blanco En esta obra se ha practicado una forma de tratar el color mediante una propuesta estética, cuya ideología se sustenta en la conjunción de variables y factores cromáticos orientados a obtener una atmósfera propia en cada una de las áreas y locales, atendiendo a su función específica. Para ello se manejan progresiones de tono, valor y pureza en pasajes sutiles que ponderan la variabilidad lumínica, decodificando la materialidad contundente de los muros y la estructura edilicia en su interior. En el ajuste cromático se han tenido en cuenta los valores de reflectancia, los desplazamientos y múltiples enfoques visuales, los factores de afectación físicos, psicológicos y fisiológicos. Dentro de las alternativas de opciones cromáticas se prioriza como objetivo básico las vivencias: una poética vital, merced a estados misteriosos, calmos, inesperados y equilibrados, y otros con una cuota de excitación conducente a una positiva actitud anímica. Se desestima el concepto de color local, supeditado a la rigurosa geometría espacial, para lograr una atmósfera integral que articula esencialmente los diferentes espacios. En suma, se propone un nuevo método de preparar y aplicar la pintura de obra, en donde el color ingresa con la plenitud de un protagonista esencial de la "escena arquitectónica".

Hoy día el uso del color y la luz, se presentan con gran intencionalidad en el campo cromoterapéutico, en gran variedad de iniciativas tales como la acupuntura cromática, los tratamientos con filtros, la gemoterapia, los elixires de colores, el uso del color desde los alimentos, la cosmética, el vestuario, la decoración y la iluminación, no obstante se debe tomar conciencia del rol del color en los espacios arquitectónicos, comprender el alcance del mismo y asumir el compromiso que le compete a todos los que intervienen en el proceso de inversión y construcción del ambiente arquitectónico. Se debe entender que el color en estos espacios implica mucho más que la simple aplicación del mismo en la fisonomía de la arquitectura y que al hacerlo se está contribuyendo en la definición del espacio vital. Los especialistas en el diseño de los espacios arquitectónicos no han incluido el color con toda su potencialidad como variable de diseño. Este no se percibe solo con los ojos, sino con todo el pasado, la historia y la concepción que se tenga del mundo. El color es un hecho cultural, y lo percibimos con toda la cultura. Por lo general, en el transcurso de la historia, se ha utilizado el color en la búsqueda de producir "un efecto colorista" en la obra de arquitectura. Estos "efectos" responden a distintas motivaciones y cumplen diversas funciones, fundamentalmente simbólicas, primitivas y abstractas, evidenciadas en los trabajos investigativos relacionados con el tema.

 

 

 

Autor:

Arq. Leonardo Flores Ávila.

País: Cuba


Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Arquitectura y Diseño

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.