Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

El virreinato del Perú (página 2)

Enviado por Carlos Cherre Antón



Partes: 1, 2, 3


  • j)  Despojar de sus encomiendas a los obispos, monasterios, hospitales, gobernadores, presidentes, corregidores y oficiales reales.

La protesta de los colonos no se dejó esperar porque calificaron a estas leyes como un despojo del rey para con sus "vasallos" quienes se esforzaron para conquistar estas tierras, sin embargo, la decisión había sido tomada.

De la revisión somera de las ordenanzas que hemos mencionado se desprende que el gobernador Francisco Pizarro y otros similares, hicieron mal uso de sus derechos; al interior de la gobernación se sucedían disputas y enfrentamientos cotidianos; descuidaron sus obligaciones para con los indígenas; y la explotación y crueldad contra esta población repercutió para que la corona asuma su responsabilidad de control y gobierno en sus dominios, de allí que haya dispuesto organizar un aparato político-administrativo acorde con sus intereses y para mejorar la explotación de las riquezas del Perú, esto no fue una novedad, porque ya lo había hecho en México, y desde ese momento el virrey quedó como el representante directo del rey, que ejerce la máxima autoridad en asuntos políticos, militares y judiciales en la colonia.

El primer virrey que eligió Carlos V para el Perú fue Blasco Núñez Vela en 1543, en realidad fue un personaje inapropiado para ejercer tan delicada misión por su carácter violento e irascible, que dificultó el buen éxito de su gestión. Cuando llegó al Perú en 1544 para hacerse cargo de la función, encontró que los colonos cerraron filas contra él, a quien consideraron como un instrumento de la corona para despojarlos de lo que consideraban suyo, el reflejo de esta actitud hostil se encuentra en la insurrección de los conquistadores, que se oponen a la aplicación de las leyes y a la autoridad del virrey que, trajo consigo su trágica muerte en Añaquito (1546).

Este hecho significó la continuación de los problemas internos, ahora en el seno del "virreinato", los encomenderos designaron como su representante a Gonzalo Pizarro, para enfrentar la ejecución de las leyes de 1542, por su parte el estado metropolitano encargó a un hombre probo y sagaz para pacificar y organizar la administración de estas tierras que se hallaban convulsionadas, le cupo el honor al clérigo Pedro de la Gasca que llegó al Perú en 1547. Inmediatamente organizó el ejército real y se enfrentó a los encomenderos que tenían como líder a Gonzalo Pizarro[4]y por fin el 8 de abril de 1548, en Jaquijahuana, obtuvo la victoria definitiva.

El paso siguiente, fue la ejecución de las disposiciones reales, con el propósito de organizar la administración colonial y para ello dispuso las siguientes medidas:

  • a) Suprimió las ordenanzas que provocaron el conflicto de los encomenderos contra el rey.

  • b) Funda la ciudad de La Paz el 20 de octubre de 1548, lo propio se hizo con Jaén de Bracamoros y Moyobamba.

  • c) Efectuó el reparto de premios en Huaynarima (Apurímac) en agosto de 1548; consistió en otorgar 215 encomiendas, pensiones por valor de 135,000 pesos procedente de las rentas de los encomenderos y la distribución de yanaconas para explotar las minas de Potosí.

Si analizamos objetivamente esta medida, podemos descubrir que el trasfondo es fortalecer a los encomenderos y hacer que alrededor de este grupo gire la situación de los demás colonos, mientras que en la base, se encuentra el indígena que paga su tributo y asegura la disponibilidad de la mano de obra barata (mita).

  • d) Restablece la vigencia de la Real Audiencia el 29 de abril de 1549.

  • e) El ordenamiento del sistema fiscal: se preocupó por introducir nuevos cuños o marcas en las casas de fundición[5]verificar el comportamiento de los oficiales reales en las Cajas Reales que funcionan en cada ciudad, mando recaudar metales preciosos para el fisco que alcanzó a más de un millón de pesos.

  • f)  Implantó el sistema de corregimiento para agilizar la administración de justicia en primera instancia, con sede en las diferentes ciudades españolas y se conoce con el nombre de "Corregimiento de españoles".

  • g) Dispuso la ejecución de la primera visita del reino para confeccionar la tasa tributaria o medida de la cantidad de tributo que deben entregar los indígenas. Su propósito era evitar los excesos en su recaudación, sin existir medida ni límites. Fueron 72 vecinos los designados para efectuar la visita en 1549 y tres frailes dominicos los responsables de la confección de la tasa. Sin embargo, no se pudo efectivizar tal y como se dispuso, en vista que la información recuperada era incompleta y apenas si se tenía datos de Lima, Huánuco, Trujillo y Arequipa. Diríamos que el espíritu fue bueno, pero faltó una mejor organización de los visitadores y un tiempo prudencial para efectuar la tarea, todo fue muy rápido.

  • h) En el aspecto económico dispuso medidas para una adecuada explotación de las minas, la captura de esclavos cimarrones, la visita y despacho de los navíos que ingresan y salen del Callao.

En síntesis, la labor del pacificador fue fructífera para los intereses de la corona, acabó con el poderío de los conquistadores y asentó las bases del dominio colonial. Partió del Perú con destino a España en 1550, desde su salida se sucedieron en el virreinato peruano virreyes y un gobernador (1564 – 1569) que casi nada hicieron por acrecentar los ingresos de la metrópoli y lo propio se puede decir con respecto a la protección de la población indígena, por eso Felipe II (el sucesor de Carlos V) dispuso una reorganización total del aparato administrativo del Perú.

Monografias.com

La reorganización del aparato administrativo colonial

Se ha indicado las razones que tuvo el monarca español para implementar el virreinato como un instrumento para ordenar al aparato administrativo de un dominio tan extenso y muy rico, sin embargo fue una tarea difícil, primero se tuvo que reprimir los levantamientos de protesta de los conquistadores y luego ejecutar las medidas pertinentes para estructurar la administración colonial. Sin embargo, todo quedó en intentos y buenas intenciones, por eso se tuvo que esperar hasta 1569, cuando Francisco de Toledo[6] arriba al Perú en calidad de virrey, y encargado de adoptar las medidas conducentes a sustentar el dominio de la corona a través de la reformulación del aparato administrativo, de la organización social y mental.

Antes que un virrey más, Toledo fue el reorganizador del aparato colonial, apenas se hizo cargo del gobierno, comenzó a tomar conocimiento de los problemas que afectaban al virreinato e inmediatamente puso en marcha las medidas correctivas.

Las reformas que introdujo Toledo fueron las siguientes:

  • a) Visita general del reino[7](1570-1575). Con la intención de conocer la realidad económica, social, política y eclesiástica del virreinato. Se pudo rescatar información sobre el gobierno de los incas, el sistema de propiedad de la tierra, la forma de sucesión de los caciques. Se ejecutó con apoyo de visitadores y asesores jurídicos, científicos y espirituales.

  • b) División del Perú en cincuenta corregimientos o provincias, bajo la autoridad de un corregidor, en este caso se hizo extensivo el control español a los indígenas, ya que años atrás La Gasca dispuso la implementación de los corregimientos de españoles.

  • c) Nombramiento de caciques, los elegidos quedaron exentos de contribuciones, se les reconoció muchos privilegios y fue un instrumento de control y gobierno de los indios que iban a reemplazar a los antiguos caciques o curacas. En este caso el cargo era hereditario y de preferencia se eligió a nobles descendientes de los incas, que tenían sus propias fuentes de riqueza.

  • d) Reglamentación del tributo, hasta ese tiempo no estaba establecido la cantidad de tributo que debía entregar el indígena, por eso los beneficiarios (encomenderos) cobran a su libre albedrío, el intento del pacificador Pedro La Gasca, de elaborar una tasa tributaria, no trajo los resultados esperados, por eso Francisco Toledo tomando como base los resultados de la visita general, mandó confeccionar una tasa tributaria[8]donde se especifica la composición, la forma de pago y la valuación monetaria del tributo.

Composición: 2/3 en productos, podía ser en especies de la tierra (maíz, quinua, papa, ají, algodón, charqui, coca, pescado, chuño) o especies europeas (trigo, cebada, gallinas, huevos, ovejas), y 1/3 en dinero, esto se efectuaba en barras de plata ensayada y marcada.

Forma de pago: en vez de la contribución individual como era costumbre hacerlo, se dispuso el pago por comunidades o pueblos, según sus posibilidades y recursos naturales.

Previendo futuros inconvenientes que podrían presentarse para el cumplimiento de su disposición, se dejó abierta la posibilidad de efectuar una revisita[9]y elaborar la retasa, acorde con la disponibilidad de recursos del pueblo afectado, hay que incidir que esta medida es temporal y no definitiva.

Valuación monetaria del tributo: algunos encomenderos y autoridades coloniales comenzaron a exigir el pago integro del tributo en dinero, obligando a la población aborigen a conseguir a como dé lugar el dinero para cumplir con su obligación. En otros casos, el indígena había quedado al margen de la política monetaria recientemente establecida por la corona; por eso, el virrey Toledo dispuso incluir en la tasa tributaria, la valuación monetaria de la tercera parte del tributo, en este último caso para obligar al indígena a trabajar en las diferentes unidades productivas a fin de reunir el dinero necesario para el tributo.

Cobro del tributo: los responsables de su recaudación directa fueron los caciques.

  • e) Distribución del trabajo indígena, bajo el sistema de la mita. Su objetivo era poner en marcha la economía colonial e impulsar la explotación de las minas y tierras, para lo que se demanda mano de obra, por eso el estado dispone el reclutamiento de trabajadores en forma compulsiva, reutilizando la mita andina, un sistema de trabajo prehispánico que sirvió para aliviar este problema.

  • f)  Constitución de las reducciones de indios[10]sistema que consiste en reunir o concentrar a los indígenas que estaban dispersos o aislados en núcleos o pueblos nuevos para facilitar la evangelización, disponer de la fuerza de trabajo y favorecer la recolección del tributo. El diseño de los pueblos se hizo siguiendo el trazo cuadrangular o ajedrezado de las ciudades españolas, con autoridades propias (cabildos de indios) y con no menos de 400 tributarios en cada pueblo. Además se estipuló que la zona urbana donde se encontraban las instituciones y viviendas debería estar circundada por tierras agrícolas para uso personal y común de los indios. Por consiguiente le da un sentido político, económico y religioso.

  • g) Establecimiento de la Santa Inquisición[11]para asegurar el orden espiritual, sin que esto pueda significar que haya tenido injerencia sobre los indios, pues el tribunal se encarga de la disciplina eclesiástica y de sancionar las malas costumbres de los blancos, de la persecución a las creencias ajenas al dogma católico.

  • h) La educación, no quedó al margen de sus reformas y por eso impulsa la creación de colegios para españoles y caciques, la revitalización de la universidad de San Marcos, para lo cual se asignó un local propio, se le dotó de rentas y se normó su funcionamiento. Con respecto a la población autóctona se dispuso la obligación de enseñar a leer y rezar a todos los niños en las doctrinas de los pueblos.

  • i)  Extirpación del poder inca y de la resistencia en Vilcabamba, por eso buscó una concertación con los descendientes del incario y como la respuesta no fue positiva, decidió ajusticiar a Túpac Amaru I, se confiscó los bienes de los incas, la idea era someterlos a juicios para justificar su deportación.

  • j)  Reparto de tierras e indios, para facilitar su explotación y de alguna manera, recompensar a los españoles distinguidos por su apoyo a la corona.

  • k) Reglamentación de la recaudación de los impuestos para incrementar el ingreso fiscal.

  • l)  En materia de salud se preocupó por fundar hospitales para españoles e indios.

  • m) Simplificación de la administración de justicia, agilizando los procesos que estaban paralizados, para esto se implementó la sala del crimen en la Real Audiencia.

Toledo llegó en compañía del cronista Pedro Sarmiento de Gamboa[12] hombre que vino a recabar "pruebas" para justificar la conquista, resaltar la actitud tirana de los incas y utilizaron este comportamiento como instrumento de sometimiento a los grupos étnicos y luego la imposición de nuevos jefes locales.

La acción toledana fue el fruto de la ejecución de normas establecidas por la metrópoli para una mejor organización de su colonia, la aplicación de las medidas no fue fácil, hubo resistencia de los españoles y también de los indígenas.

Base territorial del perú colonial

En este punto interesa rescatar la base territorial del Perú durante el tiempo que duró el dominio colonial y las modificaciones que se fueron introduciendo a través del tiempo, lo que obedece indudablemente a medidas de carácter político y económico de la metrópoli.

El dominio territorial de España se sustenta en la concesión papal de 1493, en base a las burlas que le concedió Alejandro VI, desde ese momento el monarca reúne en sus manos el poder temporal y espiritual sobre sus colonias, y como tal, hizo entrega de enormes extensiones de tierras a particulares para que iniciaran su conquista y además representasen los derechos de rey. En el caso de Perú, esta disposición se consignó con la Capitulación de Toledo de 1529, que se le entregó a Francisco Pizarro en calidad de gobernador de Nueva Castilla.

Se dispuso que la extensión de la gobernación comprendiera a partir del pueblo de Santiago o Tempula (Ecuador), 200 leguas a lo largo de la costa en dirección sur, que en este caso llegaba hasta Chincha. Aquí se nota claramente que a partir de esta disposición real se está entregando tierras a un capitán y gobernador como Francisco Pizarro respetando el poder de monarca y sin tener en consideración el derecho de las autoridades autóctonas y a su población. El Tahuantinsuyo queda en manos de europeos advenedizos que rompen el ordenamiento establecido por los incas y que de paso contribuyen a su desintegración territorial.

A medida que se sucedía la conquista y población de Nueva Castilla, el gobernador se entera de las riquezas que guarda la ciudad principal de los incas y se apresura a solicitar una ampliación que el 4 de mayo de 1534, Carlos V mandó ampliar en 70 leguas, en ese mismo año (21 de mayo), se nombró a Diego de Almagro como gobernador y capitán general de Nueva Toledo, con una extensión de 200 leguas contados a partir de la "frontera" de los dominios de Pizarro. Sin embargo, esta medida provocó los primeros enfrentamientos entre los conquistadores, porque no se sabía a ciencia cierta el límite o demarcación de ambas gobernaciones, esto se hizo recién el 19 de setiembre de 1543, cuando un grupo de expertos nombrados por el licenciado Vaca de Castro, establecieron que los linderos se ubicaban "20 leguas al sur del Cusco".

En 1542 se introducen cambios internos, porque en las "Leyes Nuevas" se dispuso la creación del Virreinato del Perú, con sede gubernamental en la ciudad de Lima, reunió las dos gobernaciones, aquí se puede afirmar que con estas medidas el territorio del Tahuantinsuyo en su integridad pasa a formar parte del virreinato.

Monografias.com

Sus límites comprendían las gobernaciones de Nueva Castilla y Nueva Toledo, añadiendo las provincias de Quito, Popayán y el río San Juan por el norte y toda la parte meridional hasta el estrecho de Magallanes. Esta medida significó en la práctica que el nuevo virreinato ejerce dominio sobre una enorme extensión de Sudamérica, exceptuando por supuesto el Brasil, que era dominio portugués, cuyo límite quedó establecido por el Tratado de Tordesillas (1494).

En el orden interno de esta organización se crearon las Audiencias y Corregimientos. La Audiencia como una dependencia de carácter judicial con sede en Lima y luego en 1563 se creó las audiencias de Charcas y Quito.

En cuanto a los corregimientos obedecía sobre todo a la necesidad de contar con una división política, primero se hizo en base a las ciudades españolas (La Plata, La Paz, Cusco, Arequipa, Huamanga, Lima, Huánuco, Trujillo, Piura, Quito), posteriormente en 1565, sabiendo que el marco territorial era muy extenso, se optó por establecer los "Corregimientos de indios" con sede en los pueblos más importantes, por consiguiente fue una unidad jurídica que se sustenta sobre una base territorial a cargo de un corregidor.

En el siglo XVIII, con el advenimiento al trono de monarcas borbones, imbuidos muy a su pesar de las nuevas ideas de la ilustración, ordenaron la ejecución de reformas que responden a su espíritu despótico y por la necesidad de captar una mayor cantidad de recursos en sus dominios.

Tomando como sustento lo vasto del territorio virreinal y su ineficacia para ejercer un adecuado control económico, político y militar, crea dos virreinatos a expensas del Perú. En el norte se crea Nueva Granada en 1717, lo que se hizo en base a territorios jurisdiccionales del Perú; tuvo poca duración por las protestas de las autoridades subalternas se suprimió en 1723, volviéndose a restaurar definitivamente en 1739 y entró en funcionamiento un año después.

En el sur se creó el virreinato del Río de La Plata en 1776, sobre la base de una parte del Perú (Charcas, San Gabán, Carabaya, meseta del Collao, serranía altoperuano, Mojos, Santa Cruz de la Sierra, Paraguay, Tucumán), en 1796 se reincorporó Puno al Perú.

En 1780 se suprimieron los corregimientos y en su reemplazo se implementa el sistema de Intendencias con sede en Trujillo, Lima, Arequipa, Cusco, Huancavelica, Huamanga y Tarma. En 1796 con el retorno de Puno se crea la intendencia puneña. Para ejercer una mejor administración, las intendencias se subdividen en partidos o subdelegaciones a cargo de un subdelegado.

Los límites externos no estaban definidos y esto creó problemas limítrofes entre los estados americanos después de proclamar su independencia, los que en gran parte nacieron de los límites del virreinato peruano en el siglo XVIII.

La economía colonial

El sistema económico que implementa España tuvo caracteres peculiares, se organizó en base a los interese y necesidades de la metrópoli, sumiendo en el atraso a sus dominios coloniales al impedir que se tomen iniciativas particulares para sacar adelante la producción.

En síntesis se puede señalar que las características de la economía impuesta por los europeos son:

  • Mercantilismo. Según esta ideología, la economía se sustenta en la extracción de riquezas como oro y plata.

  • Intervencionismo. El estado interviene directamente en la actividad económica y comercial.

  • Exclusivismo. España se reserva el derecho único de comerciar con sus colonias, quedando prohibido el intercambio internacional con otros países europeos. Esta política se denominó monopolio y trajo consecuencias negativas a los dominios hispanos, donde se nota dos espacios diferentes: la costa que tiene la posibilidad de ligarse con occidente a través del comercio representado por el gremio de comerciantes y la sierra que quedó al margen de este intercambio y se tuvo que contentar con aprovisionar alimentos y materias primas a las minas y obrajes.

En la configuración del sistema económico se notó la escasez de moneda, por eso tuvieron que recurrir al trueque, sobre todo en el área rural.

La Explotación Minera

La explotación minera, obedece como ya se ha adelantado a la política económica española, sustentado en el mercantilismo, por eso se interesó en la extracción minera. En los primeros tiempos de la conquista adquieren oro y plata a través del saqueo o trueque con los aborígenes, luego se pasó a la explotación minera buscando aprovechar al máximo una veta y seguir renovando a través de socavones.

Centros mineros en el Siglo XVI – XVII

- Potosí 1545

- Huancavelica 1564

- Cailloma 1590

- Cusco 1590

- Castrovirreyna 1591

- Oruro 1608

- Lucanas 1630

  • Pasco 1630

  • Laycacota 1657

De estos centros mineros, fue Potosí el más importante, descubierto en abril de 1545 por un indio yanacona de nombre Diego Gualpa el mismo que avisó a Diego Villarroel para asentar la denuncia. La corona le concedió el título de Villa Imperial que albergó a más de 160, 000 habitantes, a su vez se convirtió en el principal consumidor de productos textiles y agropecuarios del virreinato.

Fases en la Producción de Plata.

Teniendo en cuenta el tratamiento al que se somete la plata para su refinación se distingue dos fases:

  • 1. Ciclo de Guayra. El mineral que se extrae y se refina en hornos de barro o piedra, construido en la cima de una montaña, provisto de agujeros por donde penetra el viento y atiza el fuego, cabe rescatar que en esta fase el control de la explotación y refinación estaba a cargo de los indígenas y donde se emplea tecnología andina. El trabajo lo efectuaban yanaconas e indios ladinos (libres).

El proceso de explotación y tratamiento es como sigue:

Se desprende el mineral de la galería

Se saca a la superficie,

Clasifica,

Se somete a la molienda,

Proceso de refinación

  • 2. Ciclo de la Amalgama. En 1556, en el centro minero Pachuca (México) se aplicó la refinación de la plata amalgamándolo con mercurio o azogue, con lo que se pudo ahorrar tiempo y dinero. En el Perú se introdujo por orden del virrey Francisco Toledo en 1572, al comienzo ocasionó la oposición de los mineros, pero a medida que descubrieron su significación económica y notaron un mayor rendimiento en la producción de plata lo aceptaron. Con esta innovación técnica se podía extraer la plata del mineral combinándola con mercurio[13]y se la separaba de la amalgama[14]por destilación del mercurio.

Este procedimiento desplazó a los indígenas del control de la refinación y quedaron sólo como mano de obra.

La explotación minera requiere de inversiones en el ámbito de la extracción, la molienda y la preparación final. Al respecto, Heraclio Bonilla plantea el siguiente esquema:

  • a) La extracción requiere de trabajo libre o forzado (mita minera), además se debe gastar en madera, herramientas, iluminación (velas de sebo), recipientes para el acarreo, obras de desagüe y otros. En esta fase se nota la división y diferenciación del trabajo, porque los barreteros eran trabajadores con cierto grado de especialización y su salario es mayor; sin embargo, los cargadores fueron mitayos, es decir mano de obra subsidiada por el estado.

  • b) La molienda y la preparación final, en términos de esfuerzo físico requiere menos trabajo, pero es mayor la inversión en represas, ingenios de molienda, casa de beneficio, compra de mercurio, hierro, sal, cobre, plomo, combustible y fuerza motriz animal.

Lo que se representa, constituye el ciclo de la circulación del capital minero, que de una u otra manera conecta diversos sectores de la economía (agraria, pecuaria y manufacturera) en el espacio colonial andino. Por eso se dice que el sector minero contribuye a crear la articulación de un gran espacio económico, de un conjunto de regiones que se integran por el trabajo y la circulación mercantil, así desde Quito llegaban tejidos, Paraguay proporciona yerba mate, de Tucumán y Buenos Aires proceden tejidos y ganado, de Chile afluyen a Potosí productos pecuarios y vitivinícola.

La mano de obra estuvo constituida por la mita en forma obligatoria y de acuerdo al reparto que hicieron las autoridades, fue un subsidio de la economía campesina a la producción minera (debemos recordar que existía mita minera, obrajera, de plaza o albañil, de tambos o caminos, puentes); la minga, forma de trabajo voluntario a cambio de un salario (mingados); yanaconas, indios aislados definitivamente de sus pueblos de origen y que dependen de un señor. En el siglo XVII, los indios comenzaron a pagar para ser exonerados de la mita, a éstos se les denomina "indios de faltriquera", con el dinero que entregan, los mineros pueden contratar a sus reemplazantes o simplemente atesorarlo. En el siglo XVIII aparecen los trabajadores eventuales en Cerro de Pasco atraidos por el salario y la posibilidad de quedarse con una parte del mineral extraido. Además encontramos los pongos, que era un servicio domestico para españoles; Huarache, trabajo en doble turno; Miches o aguatires, que eran niños que hacían servicio de criados.

El apogeo de la minera peruana (1570 – 1630) se debió a la abundancia de metales y a la disponibilidad de trabajadores (mita), pero a mediados del siglo XVII se nota un resentimiento en el volumen de producción que durará casi un siglo, tuvo que ver con el agotamiento de las minas, la falta de capitales y mano de obra.

Asimismo encontramos el huarache (trabajo en doble turno), miches o aguatires (niños que hacían servicio de criados)

La Minería en el Siglo XVIII

En este periodo el estado metropolitano buscaba racionalizar la explotación de sus colonias americanas, la forma más sencilla fue retomar la explotación minera, por eso dispuso el mejoramiento en la distribución del mercurio[15]se creó el Tribunal de minería en 1783, se buscó establecer centros de preparación minera para elevar la productividad y se financiaron misiones científicas[16]que no pudieron lograr resultados positivos por la oposición de los mineros.

La creación del virreinato del Río de la Plata (1776) significó para el Perú la pérdida de los centros mineros del Alto Perú, en especial Potosí, sin embargo, pronto se encontraron centros alternativos.

Minas que se explotan en el siglo XVIII

  • Hualgayoc (Cajamarca)

  • Chonta (Cajamarca)

  • Huallanca (Tarma)

  • Huantajaya (Tarapacá)

  • Pasco (Pasco)

  • Huarochirí (Lima)

Por la ubicación de las principales minas del Perú en esa época, se nota la dispersión de centros mineros que favorece la apertura de yacimientos alternativos. El incremento de la producción minera estimula el crecimiento en la demanda de productos textiles y agropecuarios.

En 1790 se crearon los Bancos de Rescate para liberar a los mineros de la dependencia de los comerciantes[17]quienes prestaban dinero a cambio de elevadas tasas de interés o en su defecto proveían de productos como el azogue, la pólvora, la sal y las velas que se necesitaba en las minas, a cambio de este préstamo los mineros entregaban mineral a bajos precios, sin embargo, con los bancos tuvieron la posibilidad de vender plata a mejores precios. No duró mucho este sistema de crédito por que en 1794 quedó disuelto por la presión de los comerciantes limeños y nuevamente los mineros pasaron a depender del capital comercial.

  • LA PRODUCCIÓN AGROPECUARIA

En este caso España destruye las bases de la producción agropecuaria andina, introdujeron productos y animales europeos que fueron exigidos al momento de pagar el tributo, constituyéndose en un mecanismo compulsivo que utilizaron los colonos para obligar al indígena a adoptar el cultivo de especies ajenas a su costumbre y a la crianza de ganado desconocido por ellos. En el trabajo de la tierra los cambios no se dejaron esperar, prontamente se introducen herramientas y sistemas de cultivo diferentes.

En cuanto a la propiedad, surgen propietarios particulares que tienen a cargo las tierras decimales, el estado con sus tierras realengas, de la iglesia o tierras abadengas y de la comunidad. La producción agropecuaria necesita disponer de tierras y esto se logró en base a diferentes mecanismos de acceso a la propiedad, a saber:

  • Mercedes, que efectuaron los cabildos y gobernadores, beneficiando a los conquistadores, a sus descendientes y en general a todos aquellos que habían prestado servicios distinguidos a la corona.

  • Ocupaciones de hecho, se refiere a las personas que tomaron posesión efectiva de las tierras baldías o por despojar a los indígenas de su propiedad.

  • Compra - venta, de tierras que se adquiere en el mercado de tierras pertenecientes a personas particulares o del estado.

  • Arrendamiento de tierras particulares, comunitarias y eclesiásticas.

  • Herencia y donaciones de tierra.

  • Fusión de los pueblos indígenas, cuando se puso en marcha las reducciones de indios, las tierras ocupadas por ellos quedaron disponibles.

  • Pago de deudas y remates por incumplimiento en el pago del censo.

  • Matrimonio y dote.

A fines del siglo XVI, Felipe II dispuso que todas las personas que poseían tierra obtenidas en forma irregular retornen a la propiedad de la corona, como en la práctica no se cumplió, entonces se optó por la medida de poner en marcha las composiciones de tierra, que constituye una "figura jurídica por la cual en determinadas circunstancias, una situación de hecho podía convertirse en una situación de derecho, mediante el pago al fisco de una cierta cantidad de dinero". Por consiguiente, esto se convirtió en una fuente de ingreso para el estado, pues al momento de su ejecución se cobra el derecho por la medición, por la venta de tierras que resultara excedentes y por otorgar el título real de propiedad.

Las composiciones se inician en el Perú en 1592 y se prolonga hasta el siglo XVIII, cabe destacar que durante todo el virreinato se otorgaron títulos a españoles, mestizos e indios y con esto se legalizó las posesiones obtenidas por el despojo y el engaño.

Piura no se quedó al margen de este dispositivo y en tres oportunidades (1595, 1645, 1714) los propietarios de tierra tuvieron la oportunidad de obtener sus títulos de propiedad.

En la organización de la producción agropecuaria se distinguen las siguientes unidades:

  • Estancias ganaderas, es una unidad que se dedica esencialmente a la ganadería y combina esta actividad principal con cultivos de pan llevar, poseen pastos para la alimentación del ganado. Los que iniciaron esta actividad fueron encomenderos cuya renta era baja o bien españoles sin encomienda que encontraron la oportunidad de ligarse a la producción y asegurar un ingreso fijo para mantener su status social.

Implementar una estancia fue relativamente fácil, porque demanda poca inversión; uso restringido de mano de obra; dependencia con respecto al mercado por existir la demanda de carne, sebo, cuero, lana, para el transporte, abono y como animales de tiro en las haciendas, centros mineros, obrajes y las ciudades; la existencia de zonas despobladas, favoreció la disponibilidad de pastos.

  • Hacienda, es la propiedad rural de un español o criollo con aspiraciones de poder, explotada con trabajo subordinado y destinado a un mercado reducido y a cubrir la subsistencia al interior de la hacienda. Se dedicaron al policultivo de productos como trigo, caña de azúcar, vid, arroz, maíz y alimentos.

La hacienda es una propiedad que prestigia a su propietario, por eso la mentalidad de la época conlleva a conseguir tierra valiéndose de cualquier mecanismo y explotarla, sin que esto signifique efectuar fuertes inversiones productivas para consolidar unidades más rentables.

Los hacendados se convierten en un grupo de poder local y regional, que acceden a desempeñar funciones públicas y desde donde pudieron relacionarse con el poder central. Asimismo, son reconocidos y respetados como señores por parte de sus trabajadores (mitayos, yanaconas, peones) ejerciendo una función paternalista.

En lo que respecta al nivel tecnológico de las haciendas, era bastante bajo y la renta se consumía esencialmente en gastos improductivos, surge así una economía señorial que se preocupa en cubrir sus necesidades esenciales como alimentación, casa, vestido, equipos domésticos y herramientas. Muchas haciendas comparten un sector ganadero complementario que alivia los gastos en transporte, para disponer de animales de tiro y productos cárnicos.

Al interior de la hacienda no hay circulación monetaria por su carácter autárquico y por el trabajo servil que emplean.

En las haciendas laboraban indígenas en calidad de mitayos, yanaconas o peones y los negros esclavos. La demanda de mano de obra se incrementa cuando la producción hacendaria crece y rebasa el consumo local, pudiendo vender su producción a otros espacios coloniales.

  • Plantación, Comprende una gran extensión de tierras, un latifundio que se dedica al monocultivo o cultivo especializado de productos que tienen demanda en el mercado y que incluso necesita de un procesamiento previo. Por eso sus propietarios deben efectuar una mayor inversión de capital para adquirir tierras, comprar bienes de capital, para construir viviendas e instalaciones especiales para el procesamiento, comprar esclavos y ganado. Se trabaja generalmente negros esclavos y trabajadores asalariados. Las plantaciones en el Perú se ubicaron en la costa norte, las costa central y en los valles interandinos. Las plantaciones azucareras de la colonia se encontraban en Trujillo, Lambayeque, Lima, Abancay y Curahuasi que cubren la demanda de los mercados de Chile, Guayaquil, Santa Fe, Panamá, Alto Perú. Lo que se vende es el azúcar y por este motivo el propietario tuvo que invertir en maquinaria y mano de obra calificada.

Las plantaciones vitivinícolas se situaron en Ica, Moquegua, Arequipa y Arica, donde además de tierra se invirtió en instalaciones especiales, equipo para el prensado de la uva, salario de los artesanos y trabajadores especializados. El mercado de vino peruano fue Buenos Aires, Guatemala, Santa Fe y Guayaquil.

Otros productos fueron el algodón que se cultivaba en Piura, Ica, Arequipa, Arica; cuya producción en rama, tocuyos, lienzos o pabilos se vendieron en Guayaquil, Cuenca, Loja y Panamá; el arroz esencialmente se cultivó en Lambayeque y desde aquí se enviaban a Lima, Chota, Hualgayoc y Chile; la coca fue un producto propio de las regiones montañosas de Huamanga, Cusco, Huánuco y La Paz.

  • LA PRODUCCIÓN MANUFACTURERA

El surgimiento de las manufacturas y artesanías en la colonia no se ajusta a la política económica que impuso España, ni tampoco llegaron colonos ávidos de iniciarse en la producción industrial.

Taller Artesanal

Era normal encontrar en la ciudad a consumidores integrados por funcionarios y empleados públicos que viven de su sueldo, vecinos que se dedican a la agricultura y ganadería, todos éstos que por su ocupación demandan productos manufacturados, por eso surgieron los talleres artesanales para proporcionar a los habitantes de la zona urbana de los productos necesarios. Eran de propiedad de los españoles y donde laboran indios, negros y mestizos. Prontamente los artesanos se organizaron en gremios[18]y solicitan al cabildo la promulgación de las ordenanzas gremiales. En las ordenanzas se establece la relación entre la importancia política, económica y social de un oficio, consta además las condiciones de admisión, de prueba y conducción del gremio.

El taller se organiza en torno a un maestro que es a su vez el propietario y laboran en estos centros los oficiales y aprendices. De acuerdo a la importancia económica y social que adquiría el taller dependía la mano de obra, es por eso que en algunos talleres no se admitía a los negros, indios, mestizos y mulatos a examinarse para acceder al rango de oficial o maestro; a los mestizos se les reservó el derecho de aprendizaje y a lo sumo trabajar como oficiales. Los oficios menores que requerían de un gran esfuerzo físico como la carpintería y albañilería fueron dejados a cargo de indios, negros y mestizos.

Gremios artesanales:

  • Plateros

  • Sastres

  • Zapateros

  • Sombrereros

  • Tintoreros

  • Pasamaneros

  • Panaderos

Gorreros

Camaleros

Bordadores

Cereros

Chocolateros

Petateros

Botoneros

Zurradores

Espaderos

Herreros

Silleros

Coheteros

Veleros

Los talleres se ubicaron en todas las ciudades del virreinato peruano y con su producción abastecieron la demanda del mercado urbano y de la zona rural. Asimismo tuvieron competidores en los mestizos e indios que ilegalmente se dedicaron a estas actividades, por eso se organizaron en gremios para proteger su oficio, cuidar la calidad de sus productos, el control del abastecimiento de materias primas y regular los precios. Hasta aquí llegaron los jóvenes "asentados" por sus padres para aprender un oficio que les pueda servir en su vida, por eso se dice que los talleres funcionaron como centros de entrenamiento o capacitación para gente sin recursos que llegaron a laborar en calidad de aprendices y si eran parientes de los maestros podían acceder a oficiales e incluso a ser maestros. Los oficiales podían ser estables o contratados según las necesidades.

Los Obrajes

El obraje es una unidad que se dedica básicamente a la producción textil y que se podía complementar con la elaboración de sombreros, objetos de adorno, armas, etc.

Como resultado del monopolio comercial, hubo escasez de textiles para cubrir la demanda de la población indígena, porque la metrópoli no podía abastecer en forma adecuada y regular el consumo de las colonias y menos podía hacerlo con los indígenas.

En tales circunstancias, las autoridades toleraron el surgimiento de manufacturas coloniales, en este caso el obraje, siempre y cuando no pueda originar una competencia con los productos europeos.

La producción textil no fue una novedad en el virreinato, porque desde antes de la conquista se venía practicando, por lo antes mencionado se fortalece la instalación de obrajes en la decada del 70" del siglo XVI y fue gracias a la promoción de autoridades coloniales que introdujeron los telares, los batanes y molinos, incluso se llegó a retomar la tecnología andina.

Los propietarios de obrajes fueron encomenderos, funcionarios, las órdenes religiosas, caciques y comunidades indígenas cuya producción se destinaba al consumo de los esclavos, mestizos e indígenas. La lana y el algodón se obtenían en la misma comunidad, era parte del tributo que percibían los encomenderos o se obtenía mediante la compra en las unidades agropecuarias.

La instalación de los obrajes requerían de la disponibilidad de agua para mover el molino, el batán, el lavado de la lana y paños, el teñido[19]y enfurtido, de clima templado y mercado, por eso se fundaron en espacios rurales.

Obrajes en el siglo XVIII

Sierra Norte y

Centro

  • Tarma

  • Jauja

  • Cajamarca

  • Cajatambo

Conchucos

Huamalíes

Huamachuco

Huaylas

Sur Andino

  • Vilcashuamán

  • Chisques

  • Canas

  • Abancay

  • Masques

  • Canchis

  • Cacamarca

  • Quispicanchis

  • Chumbivilcas

Los obrajes contaron con la participación de 150 a 500 trabajadores, estuvieron instalados en lugares con fuerte caída de agua, cuentan con molino y batán, constantemente sufrieron la competencia de los obrajillos o chorrillos que son unidades pequeñas con un reducido número de trabajadores, generalmente los propietarios se hacen ayudar por sus familiares, la producción es manual, por eso los precios fueron menores. A parte de estas unidades se encontraba la tejeduría doméstica situada en los hogares campesinos.

La producción textil estuvo sometida a periodos de auge y crisis como lo fue en la primera mitad del siglo XVII, cuyas causas fueron de carácter social y político: obedece a la desestabilización de la sociedad, a la falta de mano de obra, a la reducción de inversiones, a la política represiva de la corona y a la despoblación. En la segunda parte de ese siglo se recupera la producción textil en base al incremento de las inversiones, al hecho que muchos indígenas optaron por ser yanaconas para evitar el pago del tributo y la mita, por la recuperación de los centros mineros que eran los principales consumidores y al incremento de la población. A fines del siglo XVIII comienza la decadencia de esta labor por el irregular suministro de materias primas, por alteraciones en el mercado debido a que se suprimen los repartos forzosos de los corregidores y porque decrece la demanda en las minas; otras causas lo constituyen la proliferación de chorrillos y el libre comercio que trajo consigo la llegada de textiles europeos de buena calidad y a bajos precios.

  • EL COMERCIO Y EL SISTEMA FISCAL

El Comercio

El comercio implantado por España fue de carácter monopólico, pues sólo la metrópoli podía comerciar con las colonias, esta política económica tuvo que ver con la Casa de Contratación de Sevilla que se fundó en 1503 y la autorización para que sólo algunos puertos en América puedan realizar el comercio.

La actividad giraba alrededor de los navíos autorizados que efectuaban el viaje resguardados por barcos de guerra, debido al asedio de piratas y corsarios. Las embarcaciones llegaban a América cada cuatro años (siempre y cuando no exista algún inconveniente) y ya en estas tierras se dividían en dos grupos: los galeones con rumbo al Perú y la flota con rumbo a México.

Los galeones entraban al puerto de Cartagena y desde aquí se dirigían a Pórtobelo (Panamá) lugar este último donde se realizaba la feria comercial y a la que acudían los comerciantes limeños cargados de oro y plata procedente de los tributos, impuestos, el dinero de particulares para comprar mercancías importadas, desde Panamá regresan al Callao para luego proceder a distribuir los productos al interior del virreinato a través de las diversas rutas comerciales.

El descontento de los demás países europeos hizo que se introdujera y acrecentara el contrabando y la piratería que causó mucho daño a España y a los productores nativos. En 1778 cuando la situación era álgida, el rey Carlos III dispuso la libertad de comercio, aperturando puertos y liberalizando la economía, este decreto llegó muy tarde por que Inglaterra hasta ese entonces tenía una creciente participación en el comercio ilegal, este dispositivo viene a legalizar lo que en la práctica era un hecho y debido a que se volvió una actividad incontrolable para las autoridades españolas.

Durante la colonia se puso en práctica las siguientes modalidades comerciales:

  • a) El comercio de importación de mercaderías europeas por el sistema de flotas de galeones que enlaza Sevilla-Cádiz (España) y Portobelo (Panamá). En este puerto americano se celebraba la feria comercial al cual llegaban los comerciantes limeños inscritos en el Tribunal del Consulado[20]el sistema de flotas desapareció a mediados del siglo XVIII y fue reemplazado por los barcos de registro que arriban directamente al puerto del Callao siguiendo la ruta del Cabo de Hornos, en esta época se comenzó a exportar materias primas.

  • b) El comercio inter-regional que aprovecha los circuitos comerciales aperturados a partir de la relación de la capital con las provincias del interior, en base a las recuas de mulas que conectan importantes centros productivos.

Entre las rutas más importantes se cuenta: Lima – Huancayo - Huancavelica[21]Lima – Ayacucho – Cusco – La Paz - Potosí[22]y los caminos de valles que conecta Lima - Piura y Lima – Arequipa. En el siglo XVIII se apertura Potosí – Buenos Aires; Piura – Quito – Panamá – Cartagena; y Arica – Santiago de Chile – Buenos Aires. Este tráfico estuvo a cargo de los comerciantes a consignación o representantes de las casas limeñas que vendían al crédito.

  • c) El comercio de corregidores[23]y de hacendados que se efectuaba en forma compulsiva, imponiendo sus productos a los indígenas este tipo de actividad se convirtió en un mecanismo para generar ingresos a las autoridades y de paso asegurar la mano de obra en las haciendas porque la entrega de productos genera endeudamiento que se debe pagar con trabajo.

  • d) El comercio de trueque que alcanzó a los intercambios señoriales y campesinos por falta de dinero o circulante, fenómeno que se había generalizado en el interior del virreinato, en vista que el dinero afluía a Europa por intermedio del comercio de importación. El comercio a crédito también fue muy difundido por las razones que se ha mencionado.

Para facilitar el comercio, los españoles introdujeron la moneda como instrumento de cambio; este elemento sirvió para incorporar al Perú a la economía mercantilista mundial.

La Moneda Colonial

En los primeros años de la conquista aparece un orden monetario peculiar que se caracteriza por la disposición de ingentes tesoros y elevados precios de los productos que motiva al colono a emplear en forma real o imaginaria las monedas de oro españolas como:

Castellano 450 maravedíes

Ducado 375 maravedíes

Escudo 350 maravedíes

La falta de moneda[24]de una casa de amonedación y la existencia de una economía tributaria, hizo que se difunda el uso del oro y plata en barras, barretones, tejos y pedacillos en peso (expresados en marcos y onzas) y sin ensayar lo que permitió a los indígenas intervenir para manipular la ley de los metales e inundaron el territorio con pesos de baja ley amalgamados con plomo, zinc y estaño, a estas monedas se le denomina Peso Corriente, mas adelante las barras y pedazos circularon previa certificación de su ley y en este caso se le llama Peso Ensayado o Peso de minas con el valor de 450 maravedíes.

P.E. = 8 tomines

P.E. = 450 maravedíes

Para dar solución a la falta de circulante y dotar a la población de monedas fáciles de emplear en sus transacciones comerciales, la corona dispuso a través de un Real Cédula del 21 de agosto de 1565, la fundación de una Casa de Amonedación en Lima y que entró en funcionamiento a fines de 1568, se acuñaron las siguientes monedas:

Real = 34 maravedíes

Doses = 2 reales ó 68 maravedíes

Pesetas = 4 reales ó 136 maravedíes

Peso = 8 reales ó 272 maravedíes

½ real

¼ real

En el Perú colonial circularon dos tipos de moneda acuñada teniendo en cuenta su fabricación:

  • Macuquina: Moneda fabricada con la técnica del yunque y el martillo de forma ligeramente ovoide, con bordes imperfectos y figuras desalineadas.

  • Cordoncillo: Es una moneda fabricada con cuños de molino y volante, de forma circular y rodeado de un cordón.

A parte de la Casa de Lima, se aperturaron casas de amonedación en Potosí, La Plata y Cusco, en los dos últimos casos tuvo una corta duración.

Lima fue la capital del virreinato y sede del comercio colonial, por consiguiente la base del tráfico monetario. Fue constante la falta de dinero en efectivo, este fenómeno se presentó en todo el Perú colonial –acentuándose en las provincias-, pues la moneda se acuñada se convierte en materia de "exportación" en desmedro de la economía local.

El Sistema Fiscal

El estado metropolitano necesitaba disponer de ingresos para sostener su gran aparato político – administrativo colonial y disponer en España del dinero suficiente para solventar los gastos internos y las deudas contraídas con otros países de Europa.

A esto se le conoce con el nombre de renta pública o fiscal, que el estado lo obtiene básicamente de sus impuestos a la producción, al comercio y al trabajo. El rey se reservó para sí la percepción del quinto real, derechos de azogue o mercurio, la composición de tierras, noveno real. La iglesia se beneficia con los derechos de diezmos y primicias. El comercio estuvo gravado con el almojarifazgo, derecho del consulado, alcabala, impuesto sobre el vino, negros, vicuñas, pimienta.

Asimismo, se cobraron otros impuestos como el papel sellado, la casa de gallos, corrida de toros, sisa, bienes vacantes, oficios, naipes, pulperías, salitre, presas, bulas, estancos y otros. A los siervos (indígenas) se les impuso el tributo real o tributo indígena.

Los ingresos fiscales fueron decepcionados en las Cajas Reales que se instalaron a partir de 1572 en todas las ciudades del virreinato y donde los oficiales reales custodian el ingreso percibido por el pago del tributo y de los impuestos.

El Tributo

Fue la base de la recaudación colonial, era una obligación impuesta a los indios que beneficia a los encomenderos y a la corona. A través del tiempo fue variando su composición; se entregaba en trabajo, especies y dinero; sin medida, por eso los beneficiarios de esta contribución exageran en su recaudación, hasta que durante el gobierno de Toledo se estableció una tasa tributaria que de alguna manera pone fin a esta situación, aunque en el siglo XVII se haya retomado la costumbre de exigir un monto mayor al que se había fijado.

Esta contribución fue una carga onerosa para el indígena ya que se le exigía el pago completo, sin contemplar que muchos tributarios habían muerto o huido de su pueblo originario y lo que les demanda un esfuerzo mayor de la comunidad para cubrir el monto completo del tributo.

El Diezmo

Un impuesto eclesiástico que grava a la producción agropecuaria y que proviene de las tierras decimales que pertenecen a particulares y de las tierras tomadas en arriendo pertenecientes a la corona. En el siglo XVIII se hizo extensivo el pago de este impuesto a los indígenas[25]

La entidad administradora de la recaudación del diezmo fue la Junta Real de Diezmos, integrado por representantes de la iglesia y del estado, con sede en el obispado.

Los ingresos generado por este impuesto sirvieron para solventar los gastos del obispado, para pagar el emolumento del obispo y de las altas dignidades eclesiásticas, para la catedral, los colegios, seminarios, hospitales y se reserva la novena parte para el Rey (noveno real).

El Almojarifazgo

Impuesto marítimo que se paga por el uso de los puertos, grava a toda mercadería que constituye tráfico comercial. Quedaron exentos de esta obligación los objetos personales de particulares y eclesiásticos.

En cada puerto se instalaron los oficiales reales encargados de su recaudación. Los productos que ingresan al virreinato debían pagar 5% como derecho real de almojarifazgo y los que salen 2.5%.

La Alcabala

Impuesto de origen árabe que grava a todas las transacciones comerciales, exceptuándose de su pago a los indios y eclesiásticos. El vendedor asume el pago de la alcabala reservándose el derecho de incluir el pago en el precio del bien o producto a vender, en algunos casos lo asume el comprador. Los ingresos se guardan en las cajas reales hasta 1773, cuando se dispuso la creación de las aduanas, institución que asume la recaudación y administración directa del impuesto.

En el siglo XVIII los ingresos fiscales se consumía casi en su totalidad al interior del virreinato, a través de un gran proceso de redistribución a cargo del estado, porque se debe pagar sueldos, provisiones militares, gastos de defensa y otros.

La estructura social y política del Perú colonial

ORGANIZACIÓN POLÍTICA Y ADMINISTRATIVA

La incursión de los españoles en el Perú trajo consigo la imposición de un modelo político y administrativo propio y en algunos casos se nota la supervivencia de instituciones andinas.

El objetivo metropolitano era establecer un control centralizado para obtener un mayor beneficio y evitar que los colonos optaran por separarse del poder central y conseguir su autonomía.


Partes: 1, 2, 3


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Historia

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.