Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

El secuestro (Venezuela y Colombia) (página 2)

Enviado por Edgar Tovar



Partes: 1, 2, 3, 4

El secuestro no es único ni particular a una región, nación o período de tiempo. Desde hace siglos ésta forma de agresión ha sido usada para extorsionar a la sociedad. Podemos citar que las tribus vikingas, las céticas y germanas usaban constantemente el secuestro y rapto de mujeres o bienes, para conseguir sus propósitos.

A lo largo de la historia encontramos un sin número de ejemplos de todo tipo de secuestros. Aún la Biblia contiene anécdotas referentes al tema, tal es así el secuestro de José, hijo favorito de Jacobo, quien por celos es secuestrado y vendido por sus propios hermanos. Más tarde el "Exodo" de los hebreos quienes conducidos por Moisés y guiados por Dios escapan de la esclavitud, recibiendo en el proceso los mandamientos que dictaminan las raíces del origen divino del hombre, así como también el principio de un solo Dios único y verdadero.

En las grandes obras griegas de Homero también encontramos varios relatos referentes al secuestro tanto en la Iliada como en la Odisea. De hecho el tema central de la Iliada es el rescate de la bella Elena llevado a cabo por Aquiles en contra de la ciudad de Troya. Es importante destacar que el gran poeta griego acepta la violencia sin sentimentalismos, como un factor de la vida humana. Tres mil años no han cambiado esta condición humana en este respecto.

Igualmente el gran poeta Romano Ovid, nos da varias referencias del secuestro en su Obra Metamorfosis. Los romanos usaron el secuestro como política interna para acabar con las rebeliones al secuestrar tribus enteras enviándolos a otros países y regiones.

El famoso autor de Don Quijote, Miguel de Cervantes Saavedra participó heroicamente en la batalla de los cristianos en contra de los turcos en Lepánto, luego continuó sus hazañas militares en Palermo y Nápoles. A su regreso a España fue tomado prisionero por piratas de Argelia quienes demandaban un alto rescate creyéndolo de noble linaje. Miguel de Cervantes intentó escapar varias veces, finalmente el Virrey de Argelia, Hassan Pasha le dio la libertad en 1580 después de cinco años de cautiverio.

En Shanghaiiing fue usado en China hasta inicios del siglo XX: los hombres eran drogados en una cantina, raptados por los llamados "crimps" y forzados a trabajar y vivir secuestrados por varios años en barcos mercantes.

En mayo de 1932 una noticia conmovió a los Estados Unidos por el secuestro del niño Charles Augustus Lindbergh, hijo del famoso aviador Norteamericano Charles Lindberrgh.

La Alemania de Adolf Hitler estuvo caracterizada en la persecución y secuestro de todos los judíos. Aquellos que no pudieron escapar fueron recluidos en campos de concentración donde cerca de seis millones de ellos, fueron asesinados bajo torturas, en cámaras de gas o simplemente de hambre.

Eventualmente esta circunstancia conjuntamente con la agresión bélica de Alemania hacia sus vecinos Europeos, condujo al mundo a la Segunda Guerra Mundial.

En España, la Organización Terrorista ETA secuestró al industrial vasco Lorenzo Zavala, el 18 de enero de 1.972. El plagio se produjo durante los conflictos laborales de la empresa: Precicontrol, de la cual él era el director. ETA secuestró a Lorenzo Zavala tras el despido de 200 trabajadores y exigió la reincorporación inmediata de los despedidos. Tras varios días de gestiones la empresa llegó a un acuerdo con los trabajadores y readmitió a los despedidos.

El 05 de septiembre de 1.972, el grupo de terroristas árabe Septiembre Negro, ingresó en la ciudad olímpica de Munich e invadió los departamentos ocupados por los miembros de la delegación Israelita. Se retienen a nueve israelíes como rehenes y dos mueren en el atentado, sus exigencias eran la liberación de 250 palestinos presos en cárceles de Israel. El gobierno de Israel anunció que no cederá al chantaje. Todos los secuestrados y cinco terroristas murieron en un fallido intento de rescate por parte de la policía Alemana.

El 15 de julio de 1.973, Paul Getty III, nieto del millonario del petróleo Jean Paul Getty, considerado en ese tiempo como el hombre más rico del planeta, fue secuestrado en Roma. Doce días después sus captores hicieron llegar a los padres de la víctima, una petición de rescate de 10 millones de libras esterlinas. Getty fue liberado el 14 de Diciembre de 1.973, después de haber cortado una oreja para que finalmente se pagara cerca de un millón de dólares por su rescate.

En 1.973 en Venezuela se pueden citar el caso del secuestro del niño "Vegas Pérez", quien falleciera a manos de sus captores durante el secuestro.

El 4 de febrero de 1974 tuvo lugar en Berkeley, California – EE.UU el secuestro de Patty Hearst, la nieta de Willian Randolph Hearst, magnate de la prensa estadounidense. Cuatro días más tarde su familia recibe una comunicación firmada por el auto denominado grupo terrorista "Ejército Simbiótico de Liberación", quienes se atribuían el plagio. Los captores acusaban a la familia Hearst de haber acumulado su riqueza robando al pueblo estadounidense, por lo cual debía purgar con "el pago de setenta dólares en alimentos a cada pobre de California, durante las siguientes cuatro semanas".

El valor estimado de la exigencia se calculó, en ese entonces en 133 millones de dólares. El 3 de abril, a los 58 días del secuestro, el planeta se conmocionó con la declaración de rebeldía de Patty Hearst: "Estoy libre, pero voluntariamente me he unido al Ejército Simbiótico de Liberación" se explicaba en el mensaje que la joven había adoptado como nombre de combate el de Tania, en homenaje a la guerrillera que acompañó al Che Guevara en su fatal misión en Bolivia.

El 16 de marzo de 1978, el dirigente político Italiano Aldo Moro, de 62 años, Presidente del Partido Democracia Cristiana cae en manos de las Brigadas Rojas. En el momento del secuestro mueren cinco de sus guardaespaldas. Sus exigencias fueron la liberación de 13 integrantes del grupo izquierdista.

El propio Papa Pablo VI intervino ante los secuestradores para que lo liberaran, pero todo fue inútil, puesto que sus captores lo asesinaron.

En Latinoamérica, la subversión empieza al secuestro en los años setenta. Luego del triunfo de la revolución cubana se desató una corriente de simpatías y de solidaridad con la gesta revolucionaria, especialmente entre la juventud de inclinación Marxista y Comunista.

Estas corrientes dieron paso a hechos con los que se buscaba emular a sus modelos cubanos.

Desde 1968 el terrorismo se ha ido internacionalizando cada vez más, con el crecimiento hasta proporciones de epidemia de los secuestros aéreos y el rapto de diplomáticos, especialmente en Latinoamérica. Cuba por desgracia fue en muchas ocasiones el final de los secuestros de aviones que sobre todo los grupos guerrilleros protagonizaron.

En Venezuela, el 05 de diciembre de 1980, ocurrió un secuestro con delito conexo, se llevo a cabo esta Interferencia Ilícita (Secuestro Aéreo) del avión DC-9 de Aeropostal que fue desviado de su ruta Porlamar – Maiquetía y llevado a la psita de aterrizaje de Higuerote con la finalidad de robar una remesa de dinero que transportaba la empresa Valores Panamericanas, dicho hecho fue cometido por 8 elementos (Subversivos y Hampa Común) y puso en peligro de muerte a los 104 pasajeros y tripulantes de la aeronave al hacerla aterrizar en una pequeña pista del viejo aeroclub local de esa época.

Un año después, el mismo 05 de diciembre de 1981, ocurrió uno de los casos más sonados de Interferencia Ilícita como lo fue el secuestro simultáneo de tres aviones, dos (02) Douglas DC-9 de Aeropostal y un (01) Boeing B-727 de Avensa transportando en conjunto 248 pasajeros. Venticuatro horas después regresaron a Venezuela los tres aviones y todos sus pasajeros y tripulantes, no así los aeropiratas que permanecieron en Cuba, en el hecho se vieron envueltos 6 países, siendo el autor intelectual: Máximo Rojas Luzardo, subversivo de esa época.

En los últimos tiempos esta modalidad ha disminuido, quedando el secuestro individual con fines económicos y para utilizar las aeronaves para el uso del narcotráfico en el transporte de sustancias estupefacientes.

De esta manera el secuestro en Latinoamérica ha alcanzado cifras aterradoras, ya que estos grupos criminales y extremistas lo usan como medio de lucha que cumplen dos propósitos: causar impacto psicológico y financiar sus causas políticas o delictivas.

Naturaleza y causas.

El secuestro al igual que cualquier otro crimen refleja el carácter de la gente.

Esta es una penosa realidad que a la sociedad no le gusta confrontar. Debido a que otras premisas son más fáciles de aceptar, y otras más fáciles de controlar. No hay simples soluciones para reformar el carácter delictivo en ciertos miembros de la sociedad.

Todas aquellas cualidades que determinan quienes somos también son en parte las que causan nuestra capacidad de cometer crímenes. Herencia y ambiente, la interacción del individuo y la sociedad, las totalidades de las experiencias humanas y su naturaleza humana, hacen de estos elementos la base para el origen del crimen. Ninguno de estos elementos por si solos nos pueden dar la respuesta ara prevenir efectivamente las conductas antisociales, especialmente aquellas que llevan al individuo a cometer un secuestro.

El secuestro al igual que cualquier otro crimen no son acontecimientos esporádicos. Son parte del comportamiento humano a través de la historia. Algunos filósofos consideran que el hombre es esencialmente bueno y que, dotado de oportunidades, él desarrollará en una buena persona. Otros conciben que el hombre es esencialmente malo y creen que debe ser controlado para su propia protección y la existencia de una sociedad ordenada. Para los primeros, la libertad es esencial como medio de l desarrollo integral del hombre.

Para los últimos, la libertad solo traerá las debilidades básicas, el egoísmo y ambición inherente en el hombre, quien por ende debe ser disciplinado y controlado de sus instintos más básicos. Al final lo que la mayoría de nosotros creemos es que hay gente buena y hay gente mala. Los filósofos han debatido el tema desde que el hombre empezó a reflexionar.

Sin embargo lo único claro es que las respuestas emitidas por los sociólogos, psiquiatras y filósofos nos confunden más que nunca, por ser un ejercicio de la inutilidad.

Lo que sabemos a ciencia cierta es que el secuestro es perpetuado por individuos a quienes les importa muy poco la vida de otros, tienen tan poco respeto al sistema legal y normativo de la sociedad en la que se desenvuelven, o quienes tienen tan poco control sobre si mismos que son capaces de tomar a una persona a la fuerza, robar vehículos para este propósito, tomar propiedades que no son de ellos y violar la ley.

En tanto, la sociedad que tenga individuos así, los secuestros continuaran. Sin importar la efectividad del gobierno en combatir y controlar este tipo de crimen, mientras existan ciudadanos dispuestos a violar la ley, la sociedad está en una competencia que nunca podrá ganar. Jamás puede existir la convicción de seguridad por parte de sus ciudadanos de depender en la fuerza pública, pues la policía no puede ser omnipresente.

¿Qué sucede cuando ellos no están allí?

¿Cuándo el crimen ocurre constantemente?

Podemos citar caso de México, Colombia y Venezuela en donde la policía se ha visto involucrada en varios secuestros de sus propios ciudadanos y extranjeros.

Entonces los ciudadanos empiezan a ver con miedo al prójimo, al igual que a las Autoridades.

En Latinoamérica bien se puede concluir que la naturaleza conspiró para hacer la inestabilidad social y el crimen del secuestro parte de la historia y la sociedad.

Los españoles encontraron civilizaciones extrañas a sus conocimientos, así como también tribus sin civilización alguna. Los europeos institucionalizaron el secuestro para conquistar el continente, pronto esclavizaron a los nativos e importaron esclavos negros del África para, a través de la brutalidad y crueldad establecer ciudades con un sistema de explotación de las riquezas.

Pero en el proceso establecieron una mezcla de religiones, culturas, razas, y gentes quienes tuvieron que enfrentar el trauma de asimilar ideologías e idiosincrasias de diferentes países y continentes con amplias disparidades sociales, culturales y raciales.

Esto eventualmente ha creado un nuevo ambiente de inestabilidad social, económica y racial que a su vez debe enfrentarse a los problemas inherentes de las poblaciones masivas, alta urbanización y desarrollo tecnológico. Al considerar todas las presiones de cambio en el continente Latinoamericano y en cierto grado Norteamericano; se puede asegurar que nuestras sociedades han soportado la tormenta del cambio y turbulencia histórica mas allá de lo que ninguna otra gente ha tenido que soportar en toda la historia de la humanidad.

El secuestro refleja el carácter de los delincuentes que la cometen. Pero en cierto grado; refleja el carácter de la sociedad. Por eso debemos preguntarnos ¿Cómo un individuo llega a ser capaz de robar un auto, para secuestrar a una persona a quien le va a forzar a entregar grandes cantidades de dinero, que esa persona trabajó arduamente para conseguirlos?, ¿Qué maneja a un individuo a cometer este tipo de crimen?, ¿Si todo lo que es un individuo proviene de la sociedad y sui influencia?, ¿Cómo llega este individuo a sentir que sus experiencias y sentimientos tienen mayor validez que todas las leyes y reglas que están establecidas para evitar que realice estas acciones?. Estas son las preguntas que en el proceso de este estudio intentaremos responder.

El síndrome de Estocolmo

En 1973 en la ciudad de Estocolmo, en un asalto bancario, los ladrones retuvieron a los empleados del banco durante varios días. Al momento de la liberación un periodista fotografió el instante en que una de las rehén y uno de los captores se besaban. Este hecho sirvió para bautizar como "Síndrome de Estocolmo" ciertas conductas "extrañas" que demuestran afecto entre los captores y sus rehenes.

Este fenómeno ha sido tan tergiversado, que se piensa que es una "enfermedad" que les pasa a "todas" las personas que atraviesan por una situación de cautiverio. Con frecuencia se convierte en una de las mayores preocupaciones expresadas por los familiares y secuestrados después de la liberación.

Tanto él ex – secuestrado como sus allegados se preguntan con temor si algunos de los sentimientos de gratitud o aprecio hacia sus captores, forman parte de la sintomatología del síndrome y se suele creer, equivocadamente, que el ex – secuestrado lo está padeciendo.

Desde la perspectiva psicológica, este síndrome es considerado como una de las múltiples respuestas emocionales que puede presentar el secuestrado a raíz de la vulnerabilidad y extrema indefensión que produce el cautiverio, y aunque es una respuesta poco usual, es importante entenderla y saber cuándo se presenta y cuándo no.

En realidad este síndrome sólo se presenta cuando el plagiado se "identifica inconscientemente con su agresor, ya sea asumiendo la responsabilidad de la agresión de que es objeto, ya sea imitando física o moralmente la persona del agresor, o adoptando ciertos símbolos de poder que lo caracterizan". Por ser un proceso inconsciente la víctima del secuestro siente y cree que es razonable su actitud, sin percatarse de la identificación misma ni asumirla como tal.

Cuando alguien es retenido contra su voluntad y permanece por un tiempo en condiciones de aislamiento y sólo se encuentra en compañía de sus captores, puede desarrollar, para sobrevivir, una corriente afectiva favorable hacia ellos.

Esta corriente se puede establecer, bien como un nexo consciente y voluntario por parte de la víctima para obtener cierto dominio de la situación o algunos beneficios de sus captores, o bien como un mecanismo inconsciente que ayuda a la persona a negar y no sentir la amenaza de la situación y/o la agresión de los secuestradores. En esta última situación se está hablando de Síndrome de Estocolmo.

Lo que se observa en la mayoría de los casos es una especie de gratitud consciente hacia los secuestradores, tanto en los familiares como en los individuos. Agradecen el hecho de haberlos dejado salir con vida, sanos y salvos y a veces recuerdan – sobre todo en las primeras semanas posteriores al regreso- a quienes fueron considerados durante ese trance, o tuvieron gestos de compasión y ayuda. Es comprensible, bajo estas circunstancias, que cualquier acto humano (no necesariamente humanitario) de los captores pueda ser recibido con un componente de gratitud y alivio apenas natural.

Para detectar y diagnosticar el Síndrome de Estocolmo, se hacen necesarias dos condiciones:

  • 1) Que la persona haya asumido inconscientemente, una notable identificación en las actitudes, comportamientos o modos de pensar de los captores, casi como si fueran suyos.

  • 2) Que las manifestaciones iniciales de agradecimiento y aprecio, se prolonguen a lo largo del tiempo, aún cuando la persona ya se encuentra integrada a sus rutinas habituales y han interiorizado la finalización del cautiverio.

Recomendación Final:

Es importante que no sólo la persona secuestrada sino su familia, puedan reconocer lo que les está sucediendo y entiendan tanto racional como emocionalmente cuáles son las posibles reacciones, que surgen como respuesta a un evento avasallador. Reacciones como el mal llamado "Síndrome" de Estocolmo, comprendidas y manejadas con ayuda profesional, pueden ser superadas.

CAPÍTULO II

Semblanza del secuestro en el continente americano

El Secuestro en Latinoamérica

Es indudable que el secuestro por rescate ha alcanzado una cifra escandalosa en Latinoamérica. Extranjeros, técnicos especializados, misioneros, ejecutivos adinerados, jefes de policía y sus respectivas familias están especialmente a riesgo. Oficialmente hubo más de 6.500 secuestros en 1995. Sin embargo, los números actuales pudiesen ser tres o cuatro veces esa cifra.

En las décadas anteriores el secuestro estuvo confinado en gran parte a los grupos izquierdistas que buscaban financiar sus actividades revolucionarias. En la actualidad el secuestro se ha convertido en una industria criminal multimillonaria.

Los secuestradores de hoy en día son varios: guerrillas, ex – guerrillas, pandillas criminales, carteles de la droga, criminales comunes y policías corruptos.

La apertura de los mercados Latinoamericanos, conjuntamente con la búsqueda de inversión extranjera, trajo el flujo de extranjeros y locales en busca de oportunidades de negocio, esto a su vez ha traído oportunidades para los secuestradores. Al mismo tiempo la creciente disparidad entre los ricos y los pobres crean un ambiente de inestabilidad socio – económica que se refleja en la escalada de estadísticas criminales.

Sin embargo, las estadísticas existentes con respecto al secuestro no son un reflejo de la realidad debido a que la mayoría de casos no son reportados. Aun así el total de 6.500 secuestros en el año de 1995 es un número mayor que en cualquier otra región del mundo. Siendo Colombia el líder de este mercado, con mas de 1.500 secuestros al año, seguido por Brasil y México.

Si bien es cierto que el secuestro ya se había convertido en un problema grave en varios países Latinoamericanos desde los años 80`s. En esta década el miedo al secuestro se ha convertido en terror general debido a la variedad de secuestros y a la organización criminal de los mismos. Los secuestradores operan de una manera más amplia y sofisticada. Uno de los cambios más notables es el secuestro de ciudadanos no tan adinerados, tal como empresarios o industriales de la pequeña industria quienes tienen acceso a dinero efectivo, y quienes por naturaleza son más fáciles de secuestrar por no contar con guardaespaldas, como los ejecutivos de alto rango de empresas multinacionales. Así los rescates pueden ser de tan solo $ 2.500 Dólares.

En Perú, Brasil, Argentina y Venezuela esta modalidad se ha vuelto la mas frecuente; las víctimas son secuestradas por breves periodos de tiempo, solamente él suficiente para vaciar sus cuentas bancarias a través de una máquina automática del banco o una caja fuerte en su casa u oficina.

En Venezuela los secuestradores son adeptos a crear bandas criminales que siguen a los niños de familias adineradas, estos son tomados a la fuerza en parques o supermercados. Los padres son contactados y los niños son puestos en libertad en pocas horas por sumas de $ 1.000 a $ 3.000 dólares.

En México el secuestro ha adquirido un grado virulento de aproximadamente 1.500 a 2.000 secuestros de ejecutivos en 1995, en consecuencia muchas Corporaciones emplean personal de seguridad altamente entrenado a un costo muy elevado. Los pagos de rescate son tan variados que pueden ser de apenas $ 1.000 dólares a los varios millones de dólares.

El ejecutivo Japonés Mamoru Konno de la Corporación Sanyo Video Components fue secuestrado en las afueras de la ciudad fronteriza de Tijuana. Su compañía, una subsidiaria de la compañía Japonesa Sanyo Electronics pagó la demanda de $ 2.7 millones de rescate para su liberación.

El drama vivido por el ejecutivo japonés envió un mensaje paralizador a los altos funcionarios de compañías extranjeras y locales en México. El crimen del secuestro se ha convertido en una de las industrias de mayor progreso en al país Azteca que sufre una de sus peores recesiones económicas.

En Marzo de 1996 cuatro nietas del prominente banquero Antonio Ortiz Mena fueron secuestradas de camino a sus colegios, por seis hombres armados con ametralladoras y pistolas semi – automáticas. Las chicas fueron puestas en libertad seis días mas tarde después del pago de una cuantiosa cifra en dólares. Igualmente en 1994, el Presidente del Banco Banamex – Accival, Alfredo Harp Helú, pagó la cuantiosa suma de cuarenta millones de dólares por su liberación después de 106 días de captura.

En Colombia se reconoce que la industria criminal del secuestro sobrepasa los 200 millones de dólares, dominada teóricamente por los grupos guerrilleros de izquierda; las autoridades los culpan de dos quintos de todos los secuestros. Su habilidad de mantener a las víctimas por varios meses en regiones remotas en las montañas o la selva antes de negociar el rescate les da una superioridad sobre otros criminales de la misma índole en otros países latinoamericanos es de hacer resaltar los secuestros masivos realizados últimamente como lo son el secuestro del avión de Avianca con (39) ocupantes realizado el 12 de abril del 1999, el secuestro de los (186) feligreses de la iglesia La María hecho ocurrido el domingo 30 de mayo de 2000 al Sur de Cali y los 30 viajeros del Km. 18 de la vía entre Cali y Buenaventura, Costa del Pacífico donde aún permanecen retenidos desde el 17 de septiembre de 2000 y en algunos casos han fallecido varios de estos rehenes por problemas de salud dado a las precarias condiciones en que se les mantiene.

En Ecuador, el día 12 de octubre de 2000, fueron secuestrados 10 técnicos petroleros de Estados Unidos, Francia, Chile y Argentina que prestaban servicios a empresa petrolera Repsol-YPF que realizaba exploraciones en el sector de Pompeya, Ecuador, los mismos fueron sorprendidos en el campamento por 30 elementos fuertemente armados de la subversión colombiana (FARC) que los trasladaron en un helicóptero Super Puma perteneciente a la empresa Aero Master llevándolos hacia la frontera colombiana en cercanías del río San Miguel, donde dejaron abandonado el helicóptero de un costo de $ 9 millones, los secuestradores mantiene como rehenes a los técnicos (ver: gráfico del secuestro).

Esto ha hecho que las cifras que demandan sean aun más extraordinarias, alcanzando fácilmente en sus demandas más de dos millones de dólares.

En años anteriores el Presidente colombiano Ernesto Samper lanzó una fuerte campaña en contra del secuestro. Por medio de una nueva ley anti-secuestro.

Un "Fondo de liberación" que sobrepasa los veinte millones servirá para financiar unidades especiales de inteligencia, y una base de datos centrales. Recate para informantes, y un número telefónico especial para quienes informen del delito.

Las penalidades han sido reducidas para aquellos secuestradores que se arrepienten y ayudan a liberar a los secuestrados. Estas medidas han dado buenos resultados y el número de secuestros han bajado considerablemente en este año.

Aún así, se debe admitir que parte del problema en Latinoamérica es la desconfianza de la población en la policía y el sistema judicial. Varios expertos sospechan que miembros corruptos de la misma policía han estado involucrados en varios secuestros. Estos casos son más notorios en México. Por esta razón familias y empleadores tienden a negociar directamente con los secuestradores.

Este crimen es "Una desgracia nacional", dice Alberto Villamizar, quien fue nombrado el Zar anti – secuestro de Colombia en 1995. Su esposa y hermana vivieron en carne propia el secuestro en manos de traficantes de droga en 1990, y vivieron secuestradas por cuatro meses. Su experiencia es relatada elocuentemente por el galardonado autor Gabriel García Márquez, en su obra "Noticia de un Secuestro".

Uno de los factores debatidos en el Capitolo Norteamericano en noviembre del año pasado (2001) y en reacción al reporte del Comité de Relaciones Internacionales del Congreso estimaba que la falta de una respuesta firme por parte del gobierno Norteamericano pudo haber empeorado la situación e incrementado los peligros para los ciudadanos Norteamericanos trabajando en Colombia y en otros países latinoamericanos.

El mismo reporte concluye que cuarenta por ciento del presupuesto multimillonario de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia FARC, el cual es el grupo insurgente de izquierda más antiguo de Colombia, proviene del secuestro.

En el año de 1996 llegaron a secuestrar al menos 400 personas, de las cuales algunos fueron puestos en libertad después del pago de sus demandas, otros fueron asesinados en cautividad y otros todavía pudiesen estar capturados o muertos.

Se debe aludir que la prensa internacional igualmente ha ignorado la precaria situación y la difícil tarea de las fuerzas policiales en Colombia y otros países que han pagado con sus vidas tratando de rescatar a las víctimas.

En la década de los años ochenta la toma de rehenes en el medio oriente fue un tema de suma importancia política y de graves consecuencias para los países involucrados, especialmente Líbano y Libia. Pero para los misioneros secuestrados en Colombia David Mankins, Mark Rich y Rich Tenenoff quienes fueron secuestrados por las FARC en Enero 31 de 1993 apenas dignaron una mínima cobertura y casi ninguna acción por parte del gobierno Norteamericano para asegurar su liberación.

Esta apatía por parte del gobierno Norteamericano han enviado la señal a los secuestradores que el gobierno Norteamericano no quiere involucrarse y que en menor grado ignora su responsabilidad hacia sus ciudadanos dejando esta en los hombros del gobierno colombiano.

De acuerdo a la Académica colombiana Lía Posada en su libro: "La Industria del Secuestro en Colombia", las víctimas secuestradas viven en precarias condiciones; "Encadenados a árboles, durmiendo en camas de ramas "ramadas" y comiendo una taza de arroz de desayuno y de almuerzo.

En 1987, las Autoridades colombianas reportaron 259 secuestros. Para 1991, la cifra alcanzó un alarmante número de 1.717 casos. Entre 1990 y 1995, el número oficial de secuestros en Colombia alcanzó la cifra de 7.771, de los cuales 804 personas fueron ejecutadas por sus secuestradores y 2.745 personas todavía están perdidas. Por ello los periodistas y académicos colombianos debaten que estas cifras deben ser superiores.

En Colombia, el secuestro empezó a ser realizado por la guerrilla con las acciones del Movimiento 19 de Abril (M-19), hoy reintegrado a la vida civil tras un proceso de paz.

Este grupo subversivo logró montar una sofisticada infraestructura terrorista, cuyos hechos más importantes fueron la toma de la embajada de República Dominicana y la trágica toma del Palacio de Justicia. Los innumerables secuestros que el M-19 realizó, especialmente en las ciudades, fueron una réplica de las tácticas utilizadas por los grupos guerrilleros del cono ser, como los Montoneros de Argentina y los Tupamaros del Uruguay.

Con gran astucia el M-19 utilizó el secuestro no solo para financiarse, sino para espectaculares golpes de opinión.

Es importante anotar que los guerrilleros latinoamericanos, entre ellos los colombianos, proceden fundamentalmente de grupos de estudiantes y graduados universitarios, acostumbrados a un próspero nivel de vida, que en ocasiones reaccionan contra él, resentidos por la falta de oportunidades que sus respectivas sociedades les ofrecen.

Debido a su educación, son los más prolíficos en la producción de literatura terrorista.

Organizaciones Criminales del Secuestro:

  • a) Grupos subversivos: UC/ELN, FARC/EP, EPL.

  • b) Bandas de Delincuencia Organizada.

  • c) Grupos Paramilitares.

  • d) Otras organizaciones.

Por otras organizaciones se entienden aquellas que en forma esporádica realizan secuestros, como son los narcotraficantes para asegurar el cobro de cuentas, pequeños grupos terroristas urbanos y grupos de delincuentes temporales que se unen únicamente para efectuar un secuestro, generalmente con la participación de familiares muy allegados de la víctima.

1993

1994

1995

1996

1997

Colombia

1.014

1.378

1.060

1.493

1.693

México

900

1.000

1.500

1.100

790

Brasil

1.200

1.030

1.000

230

430

Venezuela

200

925

650

360

250

1998

1999

2000

2001

2002

Colombia

2.216

2.945

1.490

México

Brasil

Venezuela

29**

** Cifras parciales del 01ENE00 al 15NOV00.

BALANCE TRAGICO. Un total de 1.490 personas fueron secuestradas durante los primeros seis meses del año 2000 en Colombia, de las cuales 120 son niños, refiere el texto de un informe de la policía nacional. De acuerdo con el balance, del total de plagiados, las autoridades lograron rescatar a 212 personas, otros 575 fueron puestos en libertad después de pagar rescate, 10 más por "presiones", en tanto que 113 murieron, 25 se fugaron y 555 permanecen en cautiverio.

Según la policía, la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) es la agrupación a la que se le atribuye la mayoría de los secuestros, 408, seguida por el Ejército de Liberación Nacional (ELN) con 318. El Ejército Popular de Liberación (EPL) contabiliza 152 plagios, la delincuencia común 135, los paramilitares Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) 103 y el Ejército Revolucionario del Pueblo.

Cuadro Estadístico de Secuestros en Colombia

Desde 1988 al 2000

Monografias.com

En Venezuela, desde el día 01 de enero al 15 de noviembre de 2000, se han reportado 29** secuestros típicos, con 5 rehenes muertos, 1 frustrado cuando la victima se batió a tiros con el grupo de aprehensión, y un número de 10 a 15 Secuestros Express diarios, pero si se toma en cuenta que no se reportan a las autoridades policiales y militares todas estas acciones motivados al temor de las represalias por parte del grupo secuestrador en contra de familiares de la victima y la desconfianza cada día mayor en los cuadros bajos y medios policiales.

Todas estas circunstancias han causado graves consecuencias políticas y económicas para los países citados. La inversión extranjera es reducida debido a que las Corporaciones multinacionales se ven forzadas a tomar medidas que les permita estar preparados en caso de sufrir problemas relacionados con el secuestro.

En vista de lo cual han creado políticas claras que tratan de delinear como realizar pagos de rescate y los efectos que conllevan estos incidentes. Además de crear presupuestos que les permita gastar en seguridad adicional y medidas preventivas tales como carros blindados, guarda espaldas, sistemas sofisticados de seguridad, etc.

El Secuestro en los Estados Unidos

En los Estados Unidos el secuestro es castigado con la pena de muerte o cadena perpetua por ser un crimen federal. Sin embargo, cada Estado tiene su propia ley anti-secuestro. En Norteamérica, al igual que en el resto del mundo el secuestro se ha presentado para causar conmoción en la sociedad. Sería muy extenso hacer un recuento histórico y nos atenemos a analizar la situación actual.

En los Estados Unidos uno de los retos más grandes que enfrenta la sociedad es el alarmante incremento en el secuestro de niños. Cada año miles de niños son víctimas del secuestro, raptados en jardines de infancia o en parques de recreación, a veces a la fuerza y otras con artimañas tales como solicitudes a que les ayuden a buscar un cachorro perdido, o con promesas de llevarlos al cine o comprarles algo.

A pesar de los esfuerzos de los padres de familia, y de las autoridades, el número de niños secuestrados y perdidos en los Estados Unidos ha alcanzado cifras sin paralelo en el resto del mundo. De acuerdo a Louis R, Anzell Jr., un experto en seguridad y autor del libro: "Street Sense for Parents", mas de 125.000 niños sufrieron atentados de rapto en 1996.

En un estudio dirigido por David Finkelhor de la Universidad de New Hampshire para el Congreso de los Estados Unidos estimó que en la actualidad existen 354.100 casos de niños raptados por miembros de su familia; 4.600 raptados por gente que no sean familiares y 300 que fueron víctimas del secuestro por rescate. Sin contar con 114.600 reportes de intentos de raptos en 1997.

Varios libros y publicaciones han permitido educar a la sociedad en la necesidad de enseñar a los niños Norteamericanos a protegerse a sí mismos del secuestro y abuso. Algunos psicólogos creen que estas enseñanzas no deben estar basadas en el miedo que muchas veces esto inspira en las masas, ni tampoco debe amedrentar los instintos de los niños. La educación debe estar basada en un nivel positivo de comprensión y entendimiento de los peligros existentes y la confianza en las autoridades.

Otro de los fenómenos en los Estados Unidos es el secuestro de carros o Carjacking. Este crimen es cometido por personas de poca educación y generalmente adictos a las drogas, o pandilleros que secuestran a la persona en el momento que esta sube a su auto, la víctima es forzada a manejar a un cajero automático en donde se le pide vaciar su cuenta bancaria. Uno de los casos más notorios y una versión de este fenómeno ocurrió con el padre del Súper-estrella Michael Jordán de los Bulls de Chicago. James Jordán fue secuestrado mientras tomaba un descanso al filo de la autopista en Norte Carolina. Su cadáver fue encontrado días después en una quebrada.

La mayoría de los secuestros en los Estados Unidos, no son a largo plazo ni son muy bien planificados. Al mismo tiempo que son perpetrados por pandillas callejeras conocidas como Gangs, o por personas adictas a la droga, desatinados mentales y criminales principiantes.

Lamentablemente el índice de peligro y mortalidad es más elevado que en otros países debido precisamente a estas circunstancias. Un ejemplo claro de esta situación se hizo evidente cuando en un periodo de menos de diez días una ola de secuestros sacudió al mundo cuando varios turistas fueron secuestrados en Los Ángeles, Miami, Chicago y Nueva York. A pesar de no estar ligados de ninguna manera otra que el factor común del secuestro. Las víctimas fueron secuestradas en sus carros rentados, robadas del dinero y aun así miembros de las distintas familias murieron en los atentados.

Un dato poco conocido, sobre todo por el índice astronómico de delitos que existe en la mayoría de las principales ciudades de los Estados Unidos, es que este país es uno de los líderes mundiales en el número de secuestros y extorsiones que se cometen. Estadísticas recientes del F.B.I, revelan que ocurren aproximadamente 500 secuestros al año, la mayoría para exigir rescate y aproximadamente 2.000 extorsiones por año.

Ejecutivos de Negocios no están inmunes de la amenaza de secuestros. Aunque ocurren con menor frecuencia en USA. Los casos como el ejecutivo de la Exxon Sidney Reso, del Ejecutivo de Mtel Jai Bhaghat y del dueño de una compañía de Tuxedos Harvey Weinstein, nos demuestran claramente que el secuestro es un problema universal.

Datos de acuerdo al FBI (Federal Bureau of Investigation)

Se deben citar todas las cifras debido a que los estados Unidos clasifica el secuestro como una de las causas del crimen y no como crimen de primer orden. Así un secuestro de varias personas en un restaurante se lo considera bajo asalto a mano armada.

En Miami, Florida se dio un caso de secuestro perpetrado por tres venezolanos involucrados en secuestro del empresario brasileño se hace alusión a lo publicado del caso:

Miami.- Septiembre 2000. Un jurado federal de acusación emitió nuevos cargos contra tres venezolanos presuntamente implicados en el secuestro de la esposa y los niños de un acaudalado empresario brasileño a los que retuvieron para obtener un rescate, informó AP.

000000000000, 00000000000000 y 0000000000000 Martínez fueron acusados de toma de rehenes, secuestro de vehículo y conspiración para cometer secuestro de vehículo.

Los tres habían sido previamente acusados de toma de rehenes y de uso indebido de armas de fuego por el secuestro de Christine Aragao y de sus dos hijos, de uno y nueve años de edad respectivamente, ocurrido el 13 de diciembre de 1999.

Los investigadores dijeron que los hombres torturaron a Aragao y a su hijo mayor durante sus cuatro días de cautiverio.

CAPÍTULO III

Clasificación del delito del secuestro

Las instituciones de Justicia han debido establecer varios cambios que permitan combatir más efectivamente contra el secuestro. Para en primer lugar castigar severamente a quienes la cometen y en segunda instancia tratar de prevenir el secuestro. Con ese fin los varios gobiernos Latinoamericanos ya han realizado cambios a sus Códigos Penales y de Justicia.

En este capítulo nos concretamos a reseñar de la clasificación del delito. La Legislación Penal generalmente establece dos grandes clases de secuestro:

  • A. Secuestro Simple:

  • Rapto.

  • Simple, propiamente dicho.

  • B. Secuestro Extorsivo:

  • Político.

  • Económico.

Según sus Autores:

  • A. Por Subversión.

  • B. Por Delincuencia organizada.

  • C. Narcotraficantes u otros motivos.

Según las circunstancias:

  • A. Secuestro individual.

  • B. Secuestro colectivo o de rehenes.

Esta sub – clasificación, nace de acuerdo al conjunto y género de intenciones que los secuestradores pretenden alcanzar con la comisión del hecho en particular, que determina los métodos aplicados y por ende, hacen que determinen las técnicas de trabajo policial en el tratamiento de investigación y el manejo en la negociación.

Las intenciones, que por sus características desde el punto de vista legal son iguales, pues el hecho se concreta simplemente en extorsionar. Aun cuando las causas sean de índole político, económico, emocionales, venganzas, etc., que hacen cada caso muy particular, ya que tanto el teatro de los acontecimientos, como sus actores, siempre son diferentes en su forma de concebir, pensar, percibir, sentir, junto con circunstancias educativas, de carácter y hasta de potencial económico.

En relación con secuestro simple, este puede variar a secuestro extorsivo en algunas circunstancias específicas.

En los casos concretos del secuestro de rehenes por circunstancias tan variadas como puede ser, delincuentes perseguidos que se refugian en un almacén y toman a clientes y empleados como rehenes para garantizar su huida, o bandoleros que son atrapados en el momento de un asalto bancario y no pueden huir, pero tampoco son dominados, entran en hechos clasificados como toma de rehenes, y su tratamiento también difiere en el proceder de tipo policial.

Además existen acciones donde el ejecutor o ejecutores no es ni perseguido, ni bandolero atrapado en flagrancia, sino un trastornado mental armado que amenaza con suicidarse después de aniquilar a sus rehenes.

Estos hechos generalmente se presentan en los Estados Unidos, son generados por causas totalmente diferentes a las anteriores y está caracterizada por presiones y situaciones que han desembocado en neurosis insoportables para un determinado individuo al nivel de alcanzar y superar, su propio límite posible de tolerancia psicológica.

Secuestro Simple: Esta figura se establece en el caso de arrebatar, sustraer, retener o ocultar a una persona, pero con fines o propósitos diferentes a la exigencia de un rescate. Este fenómeno se clasifica así:

Rapto: Ejecutado normalmente por familiares, sobre todo cuando se trata de menores de edad y son arrebatados por uno de sus adres, abuelos y empleadas del servicio. Es frecuente, igualmente el caso de amantes cuando uno de ellos es menor de edad.

Simple, propiamente dicho: Cuando se trata de ocultar a una persona con fines distintos a los extorsivos.

Secuestro Extorsivo: Consiste en arrebatar, sustraer, retener u ocultar a una persona con el propósito de exigir por su libertad un provecho o cualquier utilidad, para que se haga o se omita algo, con fines publicitarios o políticos. El secuestro extorsivo a su vez se subdivide en económico y político.

Económico: Llevado a cabo por los delincuentes con fines absolutamente de orden pecuniario, siendo en la actualidad el de mayor comisión por parte de bandas organizadas, grupos rebeldes o delincuentes que se unen solamente para ejecutar la acción delictiva.

Político: Secuestros que son realizados con un propósito exclusivo y con demandas específicas, ya sea para darle publicidad a una acción de carácter político, para exigir la acción u omisión con respecto a políticas o acciones de un gobierno. Igualmente los que demandan la abolición de una medida de carácter gubernamental.

Este delito generalmente es ejecutado por parte de grupos izquierdistas subversivos y políticos. Tal es así la ETA en España, el IRA en Irlanda, el grupo de extrema palestino Hamás. Los varios grupos guerrilleros en Colombia, Perú, México, etc.

Se debe reconocer que también ha habido secuestros motivados por las políticas existentes mas que por motivos políticos. Ejemplos de este fenómeno son aquellos secuestros llevados a cabo por estudiantes, o por gremios sindicalistas. Estos actos son cometidos como única alternativa de sus requerimientos y toman como rehenes a los directivos de una empresa, funcionarios o profesores en caso de establecimientos educativos.

En cuanto a la idoneidad de los autores, el secuestro puede ser:

Secuestro profesional: Ejecutado por grupos entrenados y bien organizados que trabajan con un plan diseñado. La víctima igualmente ha sido bien seleccionada por reunir ciertos factores. Estos casos se presentan en áreas urbanas y semi – urbanas, aun cuando la víctima puede ser trasladada a una zona rural.

Secuestro Improvisado y/o Secuestro Express: Efectuados por criminales sin experiencia y generalmente sin mucha educación quienes llevados por la ambición e ignorancia creen que las acciones son fáciles para el logro de sus objetivos.

Los criminales de esta categoría son muy variados y se encuentran desde campesinos a menores de edad.

En Venezuela se están dando estos casos con mucha más frecuencia entre los que podemos citar como ejemplo uno de estos Secuestros Express ocurrido el 25 de Agosto de 2000, transcribimos textualmente el texto de la noticia.

La Policía de Chacao detuvo a dos menores incursos en el delito.

Muerto un delincuente cuando perpetraba un secuestro Express.

Dos de los secuestradores, de 15 y 16 años, intentaron huir infructuosamente.

El tercero tomó la fatal decisión de enfrentarse a la fuerza pública.

Isaías Díaz-Zurita

Diario: "El Universal"

Caracas.- 25 de Agosto de 2000, Un sujeto de 20 años murió durante un enfrentamiento con funcionarios de la Policía de Chacao, luego de que intentara perpetrar un secuestro "express2 en ese municipio del este capitalino.

El hecho ocurrió este jueves 25, a las 4:30 de la tarde, cuando tres delincuentes abordaron a Ramón Rodríguez, de 58 años de edad, en la esquina diagonal a la Bolsa de Valores en la Av. Venezuela de El Rosal y lo conminaron a conducir su auto, un Neón Blanco.

Mientras conducía, Rodríguez forcejeaba con los asaltantes: uno de los maleantes intentaba estrangularlo, otro lo golpeaba y el tercero pretendía arrebatarle el volante.

A pesar de que el auto del secuestrado tiene vidrios ahumados, la acuciosa vigilancia de Julio Rodríguez, Policía de Circulación de Chacao destacado en ele lugar, pudo percatarse del hecho delictivo justo cuando el carro entraba a la Av. Sorocaima de El Rosal, casi ya saliendo hacia la Av. Libertador con calle Trincheras.

El Policía comenzó a perseguir el auto, mientras daba parte a los funcionarios de Poli chacao, quienes interceptaron el vehículo en la Av. Libertador, cruce con La Joya, frente al Banco de Venezuela. El rehén recibió heridas leves y magulladuras, pero está a salvo.

Secuestro de Aviones.

Esta modalidad delictiva del terrorismo aéreo (Interferencia Ilícita) expone al peligro a un número mayor de personas. Su ejecución siempre ha estado bajo la autoría de grupos extremistas, que con sus acciones espectaculares han puesto al mundo a la expectativa. Lamentablemente la mayoría de estos incidentes han contado con el respaldo de algún Estado: notoriamente Libia, Siria y Cuba.

Terroristas del Medio Oriente han sido los más osados en estas aventuras y todavía en la actualidad continúan llevándose a cabo los secuestros. El Continente Americano no escapó a esta clase de riesgos y fue así, como a lo largo y ancho se llevaron a cabo plagios de aviones de pasajeros, todos en su gran mayoría realizados por grupos rebeldes que bajo el pretexto de amenazas graves contra la nave y sus ocupantes, culminaban sus objetivos, muchas veces con destino final a la Isla de Cuba, que en tiempos atrás se constituía en cuna de la Revolución del Continente Americano.

El organismo oficial de los Estados Unidos, encargado del control del tráfico aéreo, la Federal Aviation Agency (FAA) tiene registrados los secuestros aéreos o apoderamientos de aeronaves y la primera Interferencia Ilícita de este tipo en el mundo sucedió el 21 de febrero de 1931, en Perú, específicamente en Arequipa, durante un alzamiento militar contra el gobierno; los rebeldes se apoderaron de un trimotor Ford de la Pan American Grace. El piloto Cap. Byron Daque Richards, junto con 13 pasajeros fueron llevados por dos militares rebeldes que huían, hasta Chile aterrizando después de 5 horas de vuelo en Ichique. El avión retorna luego a Lima con los pasajeros.

Desde esa fecha hasta agosto de 1970 fueron secuestrados 189 aviones, de los cuales 102 fueron desviados hacia Cuba, Dicho Departamento establece que en el año de 1971 hubo 26 tentativas de secuestros de aviones, de las cuales 15 resultaron fallidas, ya fuera por la intervención de los organismos de seguridad o bien porque los terroristas fueron descubiertos por los dispositivos electrónicos.

Esta avalancha de secuestros aéreos (aviones y helicópteros) obligó a las autoridades aeronáuticas a imponer extremas medidas de seguridad en los terminales, en las aeronaves y al ingreso de los pasajeros, mas la astucia de los secuestradores los llevo a ser creativos en los métodos de aprehensión.

Es de hacer resaltar el caso del ganadero venezolano Roque Heredia y su hijo Pedro cuando el 11 de enero de 1990 fue secuestrado del Hato "La Victoria", Estado Apure – Venezuela, por subversivos colombianos que llegaron en una avioneta monomotor Cessna, C-206, aterrizando en la pista del hato, el ganadero se acercó a ver quien había llegado en la aeronave y lo secuestraron llevándolo en ella hasta Colombia; la aeronave fue utilizada como un medio de transporte tenia las siglas YV-1569P, y había sido entregada con anterioridad como parte de pago de un rescate por el ganadero Domingo González Vageom quien había sido secuestrado anteriormente.

Otro caso digno de mencionar es el caso de la doctora Ana María Antelo Mariño, de 27 años para ese momento, médico de la Medicatura de Maroa, Estado Amazonas – venezuela, resultó ser plagiada el 07 de agosto de 1999, al ser secuestrada la avioneta YV-O-TFA-5 cuando cubría la ruta Puerto Ayacucho – Maroa, dicha profesional de la medicina estuvo a punto de ser lanzada al vacio en dos oportunidades por sus captores de no ser por el piloto que se negaba a que los captores la lanzaran enfilando en barrenas la avioneta, para la doctora fue toda una odisea ya que 15 días después fue liberada sana y salva junto al piloto a una cuadra de la embajada de Venezuela en Santa Fe de Bogotá, Colombia, los autores del secuestro eran mercenarios del narcotráfico colombiano que tan solo querían la aeronave para utilizarla como medio de transporte de sustancias ilícitas.

En Venezuela han sido secuestradas desde el 01 de enero de 1958 hasta el 15 de julio de 2000 un total de 65 aeronaves, ganaderos y productores agropecuarios han sido secuestrados y utilizados su propia avioneta como medio de traslado de la victima hacia los sitios de cautiverio podemos reseñar los siguientes casos: la avioneta YV-2335P, el 09 de enero de 1987 de Alfred Armin de Fries Skene del Hato "El Porvenir" en Bruzual, Edo. Apure; la YV-1465P de José Antonio Lavieri, el 10 de mayo de 1989 del Hato "Buena Vista", Bruzual, Edo. Apure, la YV-1569P (*) Roque y Pedro Heredia el 14 de enero de 1991 del Hato "La Victoria", Edo. Apure, el 10 de noviembre de 1990 la YV-2063P de Heriberto Fuentes Casanova del Fundo "Las Brisas", la YV-830P de Glauco Palai Rossi del Hato "Los Matapalos", Edo. Portuguesa, la YV-1474P de Hernán Abilio Arocha de Calabozo, Edo. Guárico, la YV-546P de Héctor Virgilio Penso Raven, el 25 de Agosto de 1996 del Hato "San Antonio", Edo. Bolívar, el 10 de enero de 1997 un doble secuestro del Hato "El Clavo" del Edo. Apure se llevaron a Eduardo Lander en su avioneta YV-1830P y a Miguel Issa en la YV-1809P, y así otros casos más esto sin mencionar a las empresas aéreas y mineras que también han sido secuestrados sus pilotos anexamos listado de aeronaves secuestradas y el ultimo caso de la YV-465CP, marca Beechcraft BE-90 del Caso: Richard Boulton siendo este secuestrado en la Hacienda "Tocuyito" Haras "San Francisco", Estado Carabobo, Venezuela y llevado en su propia avioneta hacia Colombia (ver: Listado de secuestro de aeronaves).

Operaciones de secuestro fuera de control.-

En Venezuela se han presentado la mayoría de los casos de Interferencia Ilícitas de aeronaves comerciales secuestrados por elementos subversivos que carecen de la experiencia en el equipo secuestrado, estos grupos de aprehensión generalmente cuenta con uno o dos pilotos de monomotores o bimotores, más ellos no están en la capacidad de operar equipos superiores carecen de la información: relación velocidad, peso y otras especificaciones técnicas para aterrizar lo que hace el piloto secuestrador al tomar los mandos crean una operación altamente riesgosa en algunos casos como en los secuestros de las aeronaves de empresa aérea Avior C.A. Express en ambos casos las aeronaves fueron aprehendidas por elementos inexpertos en el primer caso el 25 de julio de 1998 la YV-404C un Beechcrafft BE-1900, con 11 personas abordo (7 pasajeros y 4 secuestradores) perdieron referencia de la pista clandestina en Colombia a donde debían llegar viéndose obligados a aterrizar en la Sabana de manera donde no tenían contacto con nadie de la organización delictiva y sin la debida asistencia logística de combustible y comunicaciones no pudieron establecer contacto y el secuestro se les complicó a tal punto que fueron capturados por el ejército colombiano, en el segundo caso ocurrió el 30 de julio de 1999, el YV-466C otro Beechcrafft BE-1900, con 16 personas abordo (7 pasajeros y 5 secuestradores), aterrizo en una pista clandestina en Colombia, al posarse y corretear en ella por no tener la suficiente longitud y encontrarse parcialmente anegada de agua la aeronave quedo varada en el barro existente en la pista, a pesar de que el grupo secuestrador contaba con apoyo de la subversión colombiana FARC, no lograron sacarla del barro complicándole la situación, posteriormente en ambos casos las aeronaves fueron devueltas a Venezuela con todos los pasajeros y tripulación ilesa, en dichas situaciones los secuestradores llegaron al extremo de que casi producen un grave siniestro en tierra al aterrizar.

Ardid o engaños a la Vigilancia en los aeropuertos.-

Los grupos de aprensión han utilizado la técnica de uniformar correctamente a sus elementos haciéndose pasar en algunos caos por efectivos militares en otros por simples turistas podemos citar el caso del YV-223CP, un (01) Beechcrafft BE-90C, cuando el 29 de Abril de 1994, el grupo de aprehensión haciéndose pasar por una comisión de la Guardia Nacional, conformado por Un Coronel y cinco elementos correctamente uniformados entre al aeropuerto y burló la seguridad, posteriormente se llegaron al hangar de la empresa Protinal secuestró al piloto y lo obligaron a despegar con ellos enteres los captores se encontraba una mujer que resultó ser la piloto del grupo secuestrado esta avioneta fue llevada a Colombia y el piloto abandonado en la Vichada en la Sabana donde aterrizaron para reaestablecer combustible, en la modalidad de hacerse pasar por efectivos de la Guardia Nacional se encuentra el caso del YV-465CP (Richard Boulton) donde llegaron a la Hacienda y engañando a la Seguridad Interna de la misma pidieron permiso para entrar alegando estar en la persecución de presos fugados del Centro Penintenciario de Tocuyito.

Secuestro de Vehículos y otros bienes.-

Se diferencia al robo común de vehículos en el sentido que el auto es arrebatado del propietario del vehículo a quien se le exige el pago de una cierta cantidad de dinero para la devolución del mismo, sobre esto se ha masificado tanto este tipo de delito que ya no se tiene cifras reales ya que las victimas en la mayoría de los casos no denuncian ser victimas de este "modus operandi", para evitar represalias de los plagiarios y este tipo de delito de pedir rescate por el vehículo se da con mayor frecuencia en camiones o transporte de carga mercancía seca, electrodomésticos, etc, que luego de llevar secuestrado al conductor es robada la mercancía y posteriormente solicitan rescate por el camión dado el valor de este bajo amenaza de incendiarlos o desvalijarlo totalmente llegando el caso de robar hasta 7 camiones en un día.

Secuestro de Embarcaciones.-

Poco común pero se ha dado ciertos casos de grupos rebeldes y/o subversivos que buscan notoriedad (propaganda para su causa), han realizado este tipo de apoderamiento entre estos se puede citar el caso de la motonave "Santa María" secuestro ocurrido el 24 de enero de 1962, realizado por un grupo subversivo venezolano y otro más sucedido el 14 de febrero de 1963 con el "Anzoátegui", con 35 tripulantes, la autoría correspondió a las FALN, en Venezuela y de igual manera el 19 de octubre de 2000, fueron secuestrados y posteriormente lanzados a las aguas del Golfo de Venezuela, los cinco ocupantes de un peñero de bandera venezolana que fue secuestrado por piratas del mar (presuntamente narcotraficantes colombianos) que al final de cuentas lo que querían era la embarcación para dedicarla a actividades ilícitas, los pescadores fueron posteriormente rescatados por una lancha de patrullaje de la Guardia Nacional Venezolana.

Rescate de rehenes secuestrados en aeronaves.-

Una cátedra magistral en esta materia dictaron los Israelitas cuando un comando de guerrilleros pro – palestinos, dirigidos por el Alemán Wilfried Boese, secuestró un avión de la compañía Air France. Los 250 pasajeros que se dirigían desde Tel – Aviv a París, a los pocos minutos de partir de Atenas; una de las escalas normales de vuelo y donde al parecer subieron los secuestradores; se encontraron dominados por guerrilleros pertenecientes al Frente Popular de Liberación de Palestina rumbo del aerobús sería el aeropuerto libio de Bengasi donde después de repostar combustible continuó hasta el de Entebbe, en Uganda. Su presidente, Idi Amin estaba claramente inclinado por los países árabes y los intereses palestinos.

Las condiciones exigidas para la liberación de los rehenes fueron especificadas por los secuestradores a través de la radio Ugandesa: la liberación de 53 guerrilleros presos en las cárceles de Israel (40), Alemania (6) integrantes del Grupo Baader – Meinhoff y del Movimiento 2 de Junio), Kenia (5), Francia (1) y Suiza (1). El plazo para la liberación se fijó el 01 de julio, y pese a que poco antes los secuestradores habían dejado marchar a 47 rehenes, advirtieron claramente que cualquier intento de liberación por la fuerza sería motivo para hacer volar el aerobús con todos sus pasajeros. En unclima cada vez más tenso, mientras se sostenían las conversaciones entre Uganda, Israel y Francia para llegar a un acuerdo, se produjo la primera sorpresa: Gazit, Embajador Israelí en París, anunció que por vez primera su Gobierno estaba dispuesto a entablar negociaciones. Aparentemente Israel había cedido. Con esta hábil estratagema consiguió que los secuestradores dejaran en libertad a 101 rehenes y concedieran una nueva prórroga hasta el 4 de julio. Estos dos hechos fueron decisivos para el éxito de una de las acciones político – militares más asombrosas de la historia.

En efecto, en la madrugada del domingo, un comando aerotransportado israelí liberó a los 104 rehenes restantes en el brevísimo tiempo de 40 minutos. El primer Ministro Rabin, en absoluto secreto, había decidido la operación dos días antes. El Gobierno de Tel – Aviv debía enfrentarse a las críticas de la oposición y de sectores populares descontentos por los impuestos cada vez mayores, y en el plano internacional, las próximas elecciones de Estados Unidos amenazaban el futuro entendimiento con la superpotencia. De tal modo, en la Operación Pidyom, tal como se la bautizó, Israel ponía en juego su prestigio internacional y la estabilidad de su Gobierno.

Tres aviones, uno de ellos gigante, despegaron de Israel, y, salvando una distancia de 3.500 kilómetros se presentaron en el cielo de Uganda, comunicando desde el aire que traían a los 50 prisioneros exigidos por el Comando Palestino. La torre de control autorizó el aterrizaje sin problemas. Sólo un centenar de soldados custodiaban el aeropuerto. Ala una de la madrugada los aviones israelíes, antes de tomatr tierra, dejaron caer algunas bombas para sembrar el pánico entre los defensores. Inmediatamente, numerosos jeep salían del vientre del mayor de los aviones israelíes, dirigiéndose unos a la torre de control, otro hacia el avión secuestrado y el resto de dispersaron por todo el aeropuerto. El Teniente Coronel que mandaba el primer grupo murió al entrar en el edificio del terminal víctima de una granada lanzada por los secuestradores. Pero sus soldados abatieron a la mayoría de los Ugandeses de guardia, a los secuestradores y liberaron a los rehenes, inmediatamente trasladados a los aparatos de Israel. Otro Comando destruyó once (11) aparatos Mig de fabricación soviética, así como algunos aviones civiles. A los 35 minutos de tomar tierra, los Comandos israelíes iniciaban el despegue y el vuelo hacia Israel.

En total habían muerto dos rehenes, todos o casi todos los guerrilleros pro – palestinos, 20 soldados Ugandeses y un oficial Israelí.

En Israel los Comandos eran acogidos como héroes de una gesta inigualada. Evidentemente, la hazaña aumentó el prestigio militar del Ejército Israelí, si bien, por otra parte, no supuso un real desprestigio para la causa palestina, pues la O.L.P de Arafat había descalificado, poco antes, el secuestro. Desde 1973 los palestinos dejaron un poco de lado los secuestros de aviones como método de lucha por considerarlos más perjudiciales que beneficiosos para su causa.

El Raid Israelí sobre Entebbe fue un recurso inesperado, una respuesta sin antecedentes en el ámbito internacional. Fue en parte una maniobra de rescate, pero fue también una clara advertencia: Israel no negocia ni negociará.

CAPÍTULO IV

El secuestro ante la justicia

De acuerdo a la causa

Las causas del secuestro son varias, como ya citamos a breves rasgos en el primer capítulo. Siendo principalmente causas sociales, psicológicas, económicas, culturales y aun religiosas. Indudablemente que la causa más común es el dinero, el cual se encuentra generalmente en las raíces de todo crimen. Las ganancias ostentosas obtenidas por os delincuentes, han hecho de éste delito, junto con el narcotráfico, uno de los de mayor impacto y daño social.

Es difícil realizar una clasificación de los secuestradores debido a lo variado del crimen. Sin lugar a dudas los factores comunes que estos individuos comparten son la falta de ética y valores morales, combinado con la falta de respeto a la vida y dignidad humana. La magnitud de estas fuerzas o la falta de las mismas son quizás los factores determinantes que conducen a estos individuos a cometer este crimen.

También debemos admitir que algunos secuestros son llevados a cabo por presiones de la sociedad o su situación especifica sea económica y mental, lo cual maneja a ciertos individuos a cometer actos sin pleno control de sus facultades, e ignorando sus principios morales y éticos. Los casos más comunes de este tipo de secuestro son aquellos perpetuados por padres o madres que secuestran a sus hijos después de haber perdido la custodia. En otros casos de esta índole se puede citar aquellos secuestros de ex – empleados que secuestran a quien les despidió con demandas de que se les devuelvan sus empleos.

Indudablemente que la justicia ha establecido mecanismos para castigar este crimen, con ello ha debido establecer y definir claramente penas para quienes la cometen, tomando en cuenta algunas atenuantes. Encontramos por tanto la siguiente clasificación de acuerdo a las causas del delito.

De acuerdo a los autores:

  • A. La Delincuencia Común

La delincuencia común tiene su origen en la actitud apática por el trabajo honesto junto con la ausencia de los principios morales que debieron ser inculcados desde la niñez por la educación recibida.

Los delincuentes que tienen aspiraciones a vivir que al resto de la sociedad sin trabajar honradamente obviamente encuentran en el secuestro una actividad que les permite obtener sumas cuantiosas de dinero en un tiempo corto y con pocos riesgos. A la vez existen factores cómplices que les motivan a cometer el delito; siendo principalmente el satisfacer vicios como el consumo de drogas. Además de combinarse con sus ansias de poder social mediante el derroche de dinero.

  • B. Grupos alzados en armas (Subversión)

Aquellos grupos guerrilleros como la FARC, el ELN, Sendero Luminoso, Tupac Amaro y el Movimiento Zapatista, quienes usan el secuestro con fines políticos y económicos, para lograr sus objetivos de autofinanciación de sus operaciones, a la vez que cumplen con estrategias políticas de chantaje al Estado por la publicidad y alarma que causan estos atentados.

  • C. Delincuencia Profesional

En cuanto a la delincuencia profesional se refiere a los grupos organizados del crimen, dedicados al narcotráfico y que utilizan el secuestro de personas de connotada importancia nacional o sus familiares con el propósito de presionar en la toma de importantes decisiones en el ámbito gubernamental. También utilizan éste delito, para efectuar cobro de cuentas empleando como "Modus Operandi" la retención de un familiar o del deudor hasta la obtención de sus fines.

  • D. Simbiosis guerrilla / delincuencia común en Colombia

Los grupos anti – secuestro de la Policía Nacional Colombiana han detectado, en los últimos años, la complicidad de las bandas de secuestradores comunes con los grupos subversivos, en el sentido de hacer un compromiso pecuniario, de tal manera que la delincuencia común se encarga de escoger la víctima, hacer la respectiva inteligencia y ejecutar el secuestro para luego entregar al secuestrado a la facción guerrillera encargada de la custodia y de la negociación. Este "trabajo" representa una cantidad de dinero o porcentaje del monto total del valor exigido, cantidad cancelada generalmente por adelantado por parte de la guerrilla, hacia los secuestradores comunes.

Esta actitud totalmente inmoral de los grupos guerrilleros, especialmente de las FAR y del ELN han estimulado el delito del secuestro, puesto que los organismos de seguridad no cuentan con los mecanismos para combatir contra las guerrillas. Debido a que los guerrilleros poseen entrenamiento y técnicas de una mayor dificultad de detección y rastreo. Indudablemente en este País la Policía ha avanzado en el esclarecimiento de secuestros perpetrados por bandas comunes, aspecto que en la actualidad se dificulta por la complicidad entre guerrilla y delincuencia.

  • E. Guerrilla /delincuencia común actuando en Venezuela.

Partes: 1, 2, 3, 4


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Politica

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.