Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Los instrumentos financieros en la gestión optima de las empresas del sector construcción




Partes: 1, 2, 3, 4

  1. Descripción del proyecto
  2. Objetivos
  3. Metodología
  4. Bibliografía

Un Sector, como el de Construcción, que moviliza a otros sectores, que es fuente de rentabilidad para inversionistas, directivos, funcionarios, empleados y obreros, que además aporta con sus tributos al desarrollo nacional y además actualmente está en su punto más alto de crecimiento, no puede pasar desapercibido, por el contrario tiene que ser motivo de un tratamiento especializado, de modo que los profesionales podamos aportar nuestros conocimientos y experiencias para el fortalecimiento integral y sostenido de dicho sector de nuestra economía.

El tratamiento de los instrumentos financieros, de financiamiento e inversión del sector construcción tienen que ser motivo de una diagnosis para identificar sus fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas; en base a lo cual podamos inferir resultados que nos conduzcan a la gestión óptima de sus actividades.

4.1 ANTECEDENTES BIBLIOGRÁFICOS

La investigación previa sobre el tema, ha permitido determinar los siguientes antecedentes bibliográficos:

La Revista Actualidad Empresarial (2003), en denominado Manual del Sistema de Tributación Sectorial, Páginas 153 a 189, trata del aspecto tributario del Sector Construcción y Vivienda. De acuerdo con este documento, la actividad de construcción es considerada como renta de tercera categoría, estando afecta al Impuesto a la Renta, además el Impuesto General a las Ventas y otros tributos por las remuneraciones de sus trabajadores. En este documento, no se trata el aspecto financiero ni la gestión empresarial de las empresas de este sector.

El Instituto de Investigación El Pacífico y la Revista Actualidad Empresarial (2004), editan el documento denominado: Manual del Sistema de Tributación Sectorial. Este documento en sus páginas 217 a 261, realiza un diagnóstico de la actividad de construcción correspondiente al año 2003 y ensaya la perspectiva económica para el 2004. Además este documento trata del aspecto tributario del sector construcción.

El Ministerio de Economía y Finanzas (2005), en el Marco Macroeconómico Multianual 2005-2007, presenta las estadísticas del Instituto Nacional de Estadística e Informática sobre los diferentes sectores de la economía peruana. En relación con el Sector Construcción se estima un crecimiento en el Producto Bruto Interno que va del año 2003=4.8, 2004=6.1, 2005=5.7, 2006=5.9 y 2007=6.0. Por lo demás este documento se centra en el tratamiento de las normas tributarias del sector.

El estudio Caballero Bustamante(2004), en su Revista especializada, presenta varios casos del tratamiento de las remuneraciones del Sector Construcción, lo cual de alguna manera incide en la gestión de las empresas constructores y por tanto será tomado en cuenta.

Vizcarra Moscol, Juan (2003), en su Tesis: Costos de las empresas de Construcción, realiza un enfoque muy didáctico al costeo de este tipo de actividad empresarial.

Campos Choquehuanca, Pedro (2004), en su Tesis Contabilidad de las empresas de Construcción, se refiere al proceso de contabilización de las transacciones de este tipo de empresas.

Asenjo Castro, Víctor Manuel (2000), en su tesis Financiamiento de las micro y pequeñas empresas por instituciones no financiera en Lima Metropolitana, analiza las fuentes que pueden utilizar las Pymes, entre otras, las del sector construcción, para financiar inversiones que necesitan para realizar sus actividades en el corto y largo plazo.

Chu Rubio, Jesús Manuel (2000), presenta su tesis denominada acceso de las empresas peruanas al mercado de capitales internacionales via ADR"s. El autor en una parte de su trabajo se refiere al acceso que pueden tener las grandes empresas constructoras a los mercados internacionales para poder desarrollar su actividad en forma competitiva.

Cruzado Ribeyro, Víctor Raúl (1999), en su tesis Aspecto contable y tributarios de los contratos de Joint Ventures; en una parte de dicho trabajo se refiere a la posibilidad que las empresas del sector construcción puedan concretar este tipo de contrato de colaboración empresarial para poder financiar sus actividades en las mejores condiciones.

Por otro lado se ha determinado gran cantidad de trabajos de tipo general que se refieren al uso de instrumentos financieros para desarrollar actividades empresariales; sin embargo ninguno de estos está referido al sector construcción. Así por ejemplo existen trabajos sobre administración financiera, finanzas empresariales, dirección y gestión financiera, análisis financiero, organización financiera, planeamiento financiero y otros más.

También existen trabajos sobre contratos de colaboración empresarial, financiamiento a través del mercado de capitales, financiamiento con arrendamiento financiero, financiamiento con créditos de proveedores, financiamiento con aporte de los propios clientes, etc, etc; sin embargo ninguno de los mismos esta referida directamente a las empresas del sector construcción.

4.2. DELIMITACION DE LA INVESTIGACIÓN

Para que la investigación sea eficiente y efectiva, debe delimitarse adecuadamente, de lo contrario lo que se va a obtener serían generalidades, que no favorecerían ni al sector empresarial ni a los académicos.

  • DELIMITACION ESPACIAL

Esta investigación comprenderá a las empresas del sector construcción, el mismo que está marcando las pautas del crecimiento en nuestra economía y por tanto merece ser analizada para establecer la prospectiva del caso.

  • DELIMITACION TEMPORAL

Esta investigación comprenderá la coyuntura actual. Sin embargo para fines de diagnosticar su situación y proyectar sus resultados futuros se tomará en cuenta los ejercicios gravables: 2003, 2004 y 2005.

  • DELIMITACION SOCIAL

Abarcará a inversionistas (propietarios, titulares, socios y accionistas), funcionarios y trabajadores de las empresas del sector construcción. Además tendrá en cuenta a los representantes legales de las empresas proveedoras, de los clientes, funcionarios públicos, funcionarios de los órganos gremiales del sector y otros interesados.

  • DELIMITACION CONCEPTUAL

  • INSTRUMENTOS FINANCIEROS: Variable Independiente

  • EMPRESAS DEL SECTOR CONSTRUCCION: Variable interviniente

  • GESTION OPTIMA : Variable Dependiente

  • OTROS CONCEPTOS:

  • Eficiencia

  • Eficacia

  • Economía

  • Productividad

  • Competitividad

  • 4.3. PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

    En el año 2003, el sector construcción creció 4.0% del Producto Bruto Interno, en el año 2004 se incrementó a 6% este crecimiento, debido al desarrollo de programas habitacionales promovidos por el Estado, como Mivivienda, Techo Propio y otros.

    Pese al desarrollo del sector, las empresas del sector construcción vienen experimentado serios problemas en cuanto a la determinación de las fuentes de financiamiento y su aplicación eficiente, efectiva y económica en las inversiones que requieren para llevar a cabo los grandes, medianos y pequeños contratos de construcción privados; los contratos enmarcados dentro de los programas que auspicia el Ministerio de Vivienda y Construcción; los contratos con el Estado Peruano para la construcción de Carreteras, puentes, caminos, canales de irrigación, represas, colegios, comisarías y demás dependencias públicas.

    En varios casos analizados, se ha determinado que las empresas constructoras tienen limitaciones para acceder a los instrumentos de financiamiento, debido a que tienen procesos administrativos, civiles y hasta judiciales por las deudas contraídas de las entidades del sistema financiero y otras. Esta situación ha originado que las empresas estén identificadas en las Centrales de Riesgo del Sistema financiero y otras lo que no les permite ser consideradas para el otorgamiento de los instrumentos de financiamiento para aplicarlo en las inversiones que necesitan.

    En el mismo contexto de los instrumentos financieros, se ha determinado el uso inadecuado de los créditos; al haber sido utilizado en la compra de vehículos para uso de los funcionarios, antes que en maquinaria y equipo para llevar a cabo los contratos de construcción. Otro aspecto es la obtención de créditos con muy altos intereses en instituciones donde algunos funcionarios de las constructoras tienen intereses financieros, lo que no permite el cumplimiento de las deudas contraídas. También se ha determinado la falta de olfato financiero para utilizar los instrumentos más adecuados y convenientes para las empresas constructoras, existen varios casos donde se recurre a instrumentos de alto costo financiero, dejando de lado instrumentos que no representan costo alguno, todo esto debido a la falta de manejo de los instrumentos.

    En cuanto a los instrumentos de inversión de las empresas constructoras, se ha determinado que varias empresas disponen de excesos de liquidez, el mismo que permanece sin ser utilizado ventajosamente por las empresas.

    Las empresas del sector no vienen utilizando adecuadamente los títulos valores en el corto ni largo plazo, lo que no les permite obtener mejores beneficios y tener predominio sobre otras empresas. Las carteras de valores negociables e inversiones permanentes, no se encuentran adecuadamente diversificados, lo que origina un alto riesgo y no siempre la mejor rentabilidad.

    Se ha determinado, el uso excesivo de inversiones temporales, frente a las inversiones permanentes, que deberían predominar en las empresas del sector, lo que ocasiona pérdidas por acción de la naturaleza, robos, etc.

    A estos aspectos financieros, debemos agregar algunos aspectos económicos, como son los altos costos y gastos operativos; altos gastos financieros que no permiten obtener la rentabilidad que requiere una empresa del sector para ser competitiva con empresas transnacionales de la construcción.

    Todos estos aspectos negativos en la utilización de los instrumentos financieros en las inversiones empresariales del sector construcción, no permite el desarrollo óptimo de la gestión institucional de este tipo de entidades.

    4.3.1. PROBLEMA GENERAL

    ¿ DE QUE MANERA UTILIZAR LOS INSTRUMENTOS FINANCIEROS, DE MODO QUE LAS EMPRESAS DEL SECTOR CONSTRUCCIÓN PUEDAN OPTIMIZAR SU GESTION ?

    4.3.2. PROBLEMAS ESPECÍFICOS

    1.- ¿ QUE INSTRUMENTOS DE INVERSIÓN DEBEN CONSIDERARSE EN EL PLANEAMIENTO TACTICO Y ESTRATÉGICO DE LAS EMPRESAS DEL SECTOR CONSTRUCCIÓN; DE MANERA QUE FACILITEN EL PROCESO DE GESTION DE ESTE IMPORTANTE SECTOR DE NUESTRA ECONOMIA .?

    2.- ¿ QUE INSTRUMENTOS DE FINANCIAMIENTO DEBEN UTILIZAR LAS EMPRESAS DEL SECTOR CONSTRUCCIÓN, PARA QUE LA GESTION ALCANCE EFICIENCIA, EFICACIA Y ECONOMIA COMO PASO PREVIO A LA COMPETITIVIDAD QUE SE NECESITA EN EL MARCO DE LA GLOBALIZACIÓN ECONOMICA ?

    4.4. MARCO TEÓRICO

    4.4.1. EMPRESAS DEL SECTOR CONSTRUCCION

    La Construcción, es una actividad compuesta por un conjunto de procedimientos llevados a cabo para levantar diversos tipos de estructuras. Las principales tendencias actuales en la construcción se alejan del trabajo manual a pie de obra y se orientan hacia el montaje en el lugar de la obra de componentes mayores y más integrados, fabricados en origen. Otra característica de la construcción moderna relacionada con las mencionadas tendencias es la mayor coordinación de las dimensiones, lo que significa que las edificaciones se diseñan, y los componentes se fabrican en una variedad de módulos estándar, lo que reduce mucho las operaciones de corte y ajuste a pie de obra. Otra tendencia es la construcción o rediseño de grandes complejos y estructuras como los centros comerciales, ciudades dormitorio, campus universitarios y ciudades enteras o sectores de las mismas.

    ELEMENTOS DE UNA CONSTRUCCIÓN (EDIFICIOS):

    Los principales elementos de un edificio son los siguientes: 1) los cimientos, que soportan y dan estabilidad al edificio; 2) la estructura, que resiste las cargas y las trasmite a los cimientos; 3) los muros exteriores que pueden o no ser parte de la estructura principal de soporte; 4) las separaciones interiores, que también pueden o no pertenecer a la estructura básica; 5) los sistemas de control ambiental, como iluminación, sistemas de reducción acústica, calefacción, ventilación y aire acondicionado; 6) los sistemas de transporte vertical, como ascensores o elevadores, escaleras mecánicas y escaleras convencionales; 7) los sistemas de comunicación como pueden ser intercomunicadores, megafonía y televisión por circuito cerrado, o los más usados sistemas de televisión por cable, y 8) los sistemas de suministro de electricidad, agua y eliminación de residuos.

    Estructura

    Los elementos básicos de una estructura ordinaria son suelos y cubierta (incluidos los elementos de apoyo horizontal), pilares y muros (soportes verticales) y el arriostramiento (elementos diagonales) o conexiones rígidas para dar estabilidad a la estructura.

    Edificios de una o dos plantas

    En el caso de edificios bajos es posible una mayor variedad de formas y estilos que en los edificios grandes. Además del sistema de pórticos —también utilizado en grandes edificios—, las pequeñas edificaciones pueden tener cubiertas a dos aguas, bóvedas y cúpulas. Una estructura de un solo piso puede consistir en una solera de hormigón directamente sobre el suelo, muros exteriores de albañilería soportados por una losa (o por zapatas continuas, alrededor del perímetro del edificio) y una cubierta. En edificios bajos, el uso de pilares interiores entre los muros de carga es un método muy común. También pueden emplearse pilares espaciados, apoyados en losas o zapatas, pero en este caso los muros exteriores se soportan por los pilares o están colocados entre éstos. Si la luz de cubierta del tejado es corta, se utilizan entarimados de apoyo, hechos de madera, acero u hormigón para formar la estructura del techo.

    Cada material de la estructura tiene su propia relación peso-resistencia, costo y durabilidad. Como regla general, cuanto mayor sea la luz de cubierta o techo, más complicada será la estructura que lo soporte y habrá menos posibilidades para escoger los materiales apropiados. Los apuntaladores son sustituibles por cualquiera de esos métodos y pueden tener una profundidad de menos de 30 cm o más de 9 m, y se forman entrelazando los elementos de tensión y compresión en forma de triángulos. Suelen ser de madera o acero, aunque también se pueden hacer de hormigón armado. La estructura de un edificio de una sola planta también puede consistir en un armazón de techo y muros en combinación, afirmados entre ellos o hechos de una sola pieza.

    La estructura básica y los muros exteriores, suelos y techo pueden estar hechos como un todo unido, muy parecido a una tubería rectangular con los extremos abiertos o cerrados. Estas formas pueden moldearse en plástico.

    Edificios de varias plantas

    La forma más frecuente de construcción de edificaciones es el entramado reticular metálico. Se trata en esencia de los elementos verticales, combinados con una estructura horizontal. En los edificios altos ya no se emplean muros de carga con elementos horizontales de la estructura, sino que se utilizan generalmente muros-cortina, es decir, fachadas ligeras no portantes.

    La estructura metálica más común consiste en múltiples elementos de construcción. Para estructuras de más de 40 plantas se emplean diversas formas de hormigón armado, acero o mezcla de estos dos. Los elementos básicos de la estructura metálica son los pilares verticales o pies derechos, las vigas horizontales que abarcan la luz en su mayor distancia entre los pilares y las viguetas que cubren la luz de distancias más cortas. La estructura se refuerza para evitar distorsiones y posibles derrumbes debidos a pesos desiguales o fuerzas vibratorias. La estabilidad lateral se consigue conectando entre sí los pilares, vigas y viguetas maestras, por el soporte que proporcionan a la estructura los suelos y los muros interiores, y por las conexiones rígidas en diagonal entre pilares y entre vigas. El hormigón armado puede emplearse de un modo similar, pero en este caso se deben utilizar muros de hormigón en lugar de riostras, para dar una mayor estabilidad lateral.

    Entre las nuevas técnicas de construcción de edificios de cierta altura se encuentran la inserción de paneles prefabricados dentro del entramado metálico, las estructuras suspendidas o colgantes y las estructuras estáticas compuestas.

    En la técnica de inserción se construye una estructura metálica con un núcleo central que incluye escaleras de incendios, ascensores, fontanería, tuberías y cableado eléctrico. En los huecos entre las estructuras horizontales y verticales se insertan paneles prefabricados en forma de cajón. Éstos permitirán efectuar transformaciones posteriores en el edificio.

    En la técnica colgante, se construye un núcleo central vertical, y en su parte superior se fija una fuerte estructura horizontal de cubierta. Todos los pisos a excepción de la planta baja quedan sujetos al núcleo y a los elementos de tensión que cuelgan de la estructura de la cubierta. Una vez terminado el núcleo central, las plantas se van construyendo de arriba a abajo.

    En la técnica de apilamiento o estructura estática compuesta se colocan paneles prefabricados en forma de cajón con la ayuda de grúas especiales, unos sobre otros, y posteriormente se fijan entre ellos.

    En edificios de más de 40 plantas el acero se considera el material más adecuado. Sin embargo, los últimos avances en el desarrollo de nuevos tipos de hormigón compiten con el acero. Los edificios de gran altura a menudo requieren soluciones estructurales más elaboradas para resistir la fuerza del viento y, en ciertos países, la fuerza de terremotos. Uno de los sistemas de estructura más habituales es el tubo exterior estructural, empleado en la construcción del World Trade Center (411 m) en Nueva York. En él, con pilares separados y conectados firmemente a vigas de carrera horizontales sobre el perímetro del edificio, se conseguía la fuerza suficiente para soportar las cargas y la rigidez necesaria para reducir las desviaciones laterales. En este caso, para el tubo estructural se empleó una mezcla de hormigón y materiales de construcción compuestos, hechos de elementos estructurales de acero encofrados con hormigón armado.

    En los edificios de gran altura se suele utilizar una combinación de acero y hormigón armado. La elevada relación resistencia-peso del acero es excelente para los elementos de luz horizontal. Los hormigones de alta dureza pueden aportar de un modo económico la resistencia a la fuerza de compresión necesaria en los elementos verticales. Además, las propiedades de la masa interna y la humedad del hormigón ayudan a reducir los efectos de las vibraciones, uno de los problemas más usuales en los edificios de gran altura.

    Control ambiental

    En muchos países se han desarrollado importantes avances en sistemas de control de calefacción, refrigeración, ventilación, iluminación y de sonidos. En la mayoría de los grandes edificios se ha estandarizado el aire acondicionado para todo el año. Algunas zonas de los edificios se refrigeran incluso en invierno, dependiendo de la distancia entre los muros exteriores y del calor que pueden generar la iluminación, los equipos eléctricos o la actividad humana dentro del edificio. Al mejorar el nivel y la calidad de la iluminación, el coste de los sistemas mecánicos y eléctricos en los edificios grandes ha crecido en mayor medida que en las casas familiares. Estos costes pueden llegar a suponer un tercio o un cuarto del coste total de la construcción.

    Sistemas eléctricos y de comunicación

    La extensión del uso de electricidad, teléfono, equipos de transmisión por fax, circuitos cerrados de televisión, intercomunicaciones, alarmas y sistemas de seguridad, ha supuesto un aumento en la cantidad de cableado que se instala en los edificios. Los cables principales se tienden verticalmente en conductos abiertos que se ramifican por cada planta a través de los techos de las mismas o debajo de las baldosas.

    La electricidad que necesitan los edificios ha aumentado a causa de los numerosos y complejos equipos que se instalan. Para evitar las consecuencias de fallos en el suministro se suelen instalar equipos generadores de emergencia en muchos edificios, que en algunos casos, como en zonas alejadas, disponen de sus propios sistemas para generar energía. Cuando se utilizan generadores diesel o de turbina de gas, el calor que producen las máquinas puede aprovecharse para otros usos del edificio.

    Transporte vertical

    Los ascensores por cable, de control automático y alta velocidad, son el tipo de transporte vertical más utilizado en edificaciones de altura. Los edificios bajos y las plantas inferiores de los edificios comerciales suelen tener escaleras mecánicas. En caso de incendio debería contarse al menos con dos vías de salida de la zona principal del edificio. Por ello, además de los ascensores y las escaleras mecánicas, todos los edificios, incluso los más altos, deben disponer de dos escaleras protegidas a lo largo de todo el edificio.

    Suministro de agua y eliminación de residuos

    Los edificios deben contar con un sistema de tuberías de suministro de agua para beber, lavado, cocinado, instalaciones sanitarias, sistemas internos de extinción de incendios (ya sea con tuberías y mangueras fijas o por aspersores automáticos), sistemas de aire acondicionado y calderas.

    La eliminación de los desperdicios secos y húmedos en los edificios se lleva a cabo por medio de una gran variedad de sistemas. Un método muy usual es verter los desperdicios líquidos a tuberías conectadas a la red de alcantarillado (Biblioteca de Consulta Microsoft ® Encarta ® 2005. © 1993-2004 Microsoft Corporation. Reservados todos los derechos).

    4.4.1.1. PROCESO DE GESTION

    Según Chiavenato (2000), la gestión empresarial es un proceso de aplicación de principios y de funciones para la consecución de objetivos. Según el autor, las diversas funciones del responsable de la gestión empresarial, conforman el proceso administrativo; por ejemplo, la planeación, organización, dirección y control consideradas por separado, constituyen las funciones administrativas; cuando se toman como una totalidad para conseguir objetivos, conforman el proceso administrativo o proceso de gestión empresarial.

    El proceso de gestión implica que los acontecimientos y las relaciones sean dinámicas, estén en evolución y en cambio permanente y sean continuos.

    El proceso de gestión no puede ser inmutable, estático; por el contrario es móvil, no tiene comienzo ni final, ni secuencia fija de acontecimientos; además los elementos del proceso de gestión actúan entre sí; cada uno de ellos afecta a los demás.

    Chiavenato, dice que una función administrativa no es una entidad aislada, sino una parte integral de un conjunto mayor constituido por varias funciones que se relacionan entre sí, así como con todo el conjunto. El todo así considerado es mayor que la suma de las partes.

    Las empresas del sector construcción, para que puedan utilizar los instrumentos de financiamiento en las inversiones temporales y permanentes que necesitan para operar, deben aplicar el planeamiento, organización, dirección, coordinación y el control de sus actividades en el marco de su proceso de gestión

    El planeamiento puede ser táctico y estratégico. El planeamiento táctico es el conjunto de políticas y medidas que se aplican en el corto plazo, vale decir en el día a día de estas empresas. Las actividades y rutinas cotidianas requieren de tácticas gerenciales apropiadas para llevarse a cabo y enlazarse con la planeación estratégica institucional.

    El planeamiento estratégico es la actividad que diagnostica para establecer las fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas de la empresa. Luego en base a dicha examen establece la respectiva prospectiva, cuando considera los objetivos específicos, objetivos generales, misión y visión de la empresa. Para el establecimiento de cada hecho, preponderantemente se toma en cuenta los instrumentos financieros que van a facilitar la consecución de los elementos de la prospectiva.

    La organización, dirección, coordinación y control empresarial, son fases del proceso de gestión donde se establece la estructura organizaciones, se decide las políticas, se formula la sinergia de trabajo y se establece el monitoreo de las actividades respectivamente. Ninguna de estas fases de la gestión empresarial se puede llevar a cabo si no se cuenta con los respectivos instrumentos financieros.

    4.4.1.2. COMPETITIVIDAD

    En el contexto económico actual, predomina la libre iniciativa de los individuos para elegir los bienes y servicios que satisfagan sus necesidades primarias y secundarias.

    En una economía de libre mercado, con la excepción de determinadas actividades consideradas propias del Estado (como la defensa nacional, la promulgación de leyes o el mantenimiento del orden público), todas las actividades y transacciones económicas dependen exclusivamente de la libre competencia. Una economía de libre mercado es aquella que genera un entorno en el que los individuos son libres de intentar alcanzar sus objetivos económicos en la forma que consideren más adecuada, sin la intervención del Gobierno. En este contexto económico, los individuos toman con libertad decisiones sobre su empleo, la utilización de su capital y el destino de sus recursos; por ejemplo, cómo distribuyen sus ingresos entre ahorro y consumo o cómo distribuyen su consumo entre los distintos bienes disponibles.

    La tradición política occidental establece que la mejor sociedad es aquélla en la que el individuo se responsabiliza de sus propios actos, lo que implica que debe tener la máxima libertad posible para poder tomar decisiones económicas. Supone además que la libertad económica es esencial para que exista libertad política. También se piensa que las economías de mercado son más rentables en términos económicos, pues los mercados crean incentivos para que las personas asignen sus recursos (como el trabajo y el capital) entre las distintas actividades posibles, y también incentiva a los empresarios para que produzcan los bienes y servicios que demandan los consumidores y para que utilicen las técnicas de producción más eficientes. La experiencia de las últimas décadas, sobre todo la caída de los regímenes comunistas del bloque soviético, ha demostrado los efectos negativos de una excesiva intervención del Estado[1]

    Según Encarta (2005), competir es contender entre sí, aspirando unas y otras con empeño a una misma cosa. También es igualar a otra entidad análoga, en la perfección o en las propiedades.

    Para Porter (1996), competitividad, puede interpretarse como la creación y sostenimiento de un desempeño superior. Dice el autor, la competencia, está en el centro del éxito o en fracaso de las empresas. La competencia determina la propiedad de las actividades de una empresa que pueden contribuir a su desempeño, como las innovaciones, una cultura cohesiva o una buena implementación. La estrategia competitiva es la búsqueda de una posición favorable en un sector socioeconómico. La estrategia competitiva trata de establecer una posición provechosa y sostenible contra las fuerzas que determinan la competencia en el sector.

    En el marco de la competitividad, el punto central de este trabajo de investigación es como una empresa constructora puede elegir instrumentos financieros eficientes y eficaces que influyan en su desarrollo, creando y manteniendo una ventaja competitiva en su sector; es decir la intención es construir un puente entre instrumentos financieros y la gestión óptima para alcanzar competitividad.

    4.4.2. INSTRUMENTOS FINANCIEROS

    4.4.2.1. ISTRUMENTOS DE IVNERSION

    Las inversiones se definen como gastos para aumentar la riqueza futura y posibilitar el crecimiento de la producción de una empresa. La materialización de la inversión depende de los instrumentos de inversión que la empresa utilice. Los instrumentos temporales dan una orientación a las actividades empresariales, mientras que los permanentes le dan otra tónica. Estas últimas son las que predominan en las empresas del sector construcción.

    La definición de cuáles son los factores determinantes del nivel de inversión y la composición de sus respectivos instrumentos, son cuestiones polémicas en las finanzas empresariales y es allí donde debe trabajar el tecnicismo y el buen olfato para tomar las decisiones financieras que permitan disponer de los instrumentos que más convengan para la optimización de la gestión de la empresa.

    La denominada 'teoría del acelerador' vincula el nivel de inversión anual a los cambios necesarios en la estructura del capital de una empresa debidos a los cambios en la producción. Otro planteamiento, es la 'teoría neoclásica de la inversión', se centra en el estudio de la fijación del equilibrio del stock de capitales en función de variables como el nivel de actividad, los precios de los bienes finales, los costos de los bienes de capital y el costo de oportunidad del capital (determinado por el tipo de interés que podría haberse obtenido invirtiendo el mismo dinero en otros activos financieros). El nivel de inversión estará determinado por los instrumentos financieros y por el deseo de eliminar la diferencia entre el stock de capital disponible y el deseado para unos valores fijos de las variables que determinan este último.

    Las variables que determinan este nivel de capital cambian de modo constante, y en tanto en cuanto la inversión puede realizarse a lo largo de varios años. Otros planteamientos subrayan la importancia de las expectativas de la empresa y la de la incertidumbre asociada con cualquier inversión; otras teorías se centran en las necesidades de liquidez de la empresa. Todas estas teorías no se excluyen entre sí; puesto que las empresas varían sus ritmos de inversión, así como la cuantía de ésta, el análisis de los determinantes de la inversión depende de cuándo y en qué circunstancias se tomen determinados instrumentos de inversión en las empresas[2]

    4.4.2.2. INSTRUMENTOS DE FINANCIAMIENTO

    Los instrumentos de financiamiento de una empresa del sector construcción puede ser a corto o a largo plazo. La emisión de instrumentos de deuda a corto plazo tiene como principal característica la amortización en menos de un año. Los avances en cuenta corriente, crédito de proveedores, anticipos de clientes y los prestamos concedidos por bancos comerciales son ejemplos frecuentes de deudas a corto plazo. Estas líneas de crédito no suelen estar respaldadas por una garantía. Los bancos también ofrecen préstamos a dos o tres años, pero éstos suelen estar avalados por los instrumentos de inversión de la empresa (inventarios o los activos exigibles de la empresa) si no se devuelven en el plazo determinado.

    Existen otros tres tipos de financiación a corto plazo, que son los pagarés de empresas, las pignoraciones y el factoring. Los pagarés de empresas son una deuda emitida por una empresa. Sólo los emiten grandes empresas, financieramente solventes, y tienen un costo en interés ligeramente inferior al de los préstamos bancarios concedidos para las inversiones con menores riesgos. La pignoración y el factoring son utilizados por empresas más pequeñas con menor solidez financiera. El factoring es la venta física de las cuentas a cobrar a los clientes. La pignoración es un préstamo garantizado con las cuentas a cobrar a clientes de la empresa. Dado que comportan un mayor riesgo, la pignoración y el factoring obligan a la empresa a pagar mayores intereses que los que se pagan por los pagarés de empresa.

    Normalmente, la financiación a largo plazo se lleva a cabo mediante la emisión de bonos o mediante arrendamientos con opción de compra. Los bonos que no están avalados por algún activo se suelen denominar obligaciones. Dado el riesgo que comportan, las obligaciones implican una mayor tasa de rendimiento. Las emisiones de bonos garantizados implican que éstos están avalados por algún instrumento de inversión ( activo), por lo que rinden menores intereses. El arrendamiento con opción de compra es parecido a la emisión de una deuda, con la diferencia de que el título de propiedad del activo no se cede a la empresa que efectúa el arrendamiento. Este tipo de financiación está aumentando gracias a sus mayores ventajas impositivas, que no poseen los demás medios de financiación.

    En algunas ocasiones, la emisión de bonos a largo plazo permite al comprador adquirir posteriormente acciones ordinarias de la empresa. Estos bonos convertibles permiten que el poseedor de los bonos los intercambie por un determinado número de acciones ordinarias. Algunas obligaciones permiten que el poseedor de los bonos compre acciones ordinarias a un precio inferior. Desde el punto de vista de la empresa, los bonos convertibles dan lugar, a su vencimiento, a una ampliación de capital, mientras que las obligaciones preferentes seguirán siendo una deuda pero también supondrán una ampliación de capital en el futuro.

    Las acciones preferentes son, de alguna manera, parecidas a los bonos. Se venden con un determinado valor (a la par), se paga una cantidad determinada anualmente y, en caso de quiebra, otorgan el derecho de acudir a la liquidación de los activos por delante de los propietarios de acciones ordinarias. En otros aspectos son análogas a las acciones ordinarias: no hay que pagar dividendos si la empresa no tiene suficiente efectivo, y los dividendos que se pagan pueden ser mayores en caso de que los beneficios de la empresa aumenten. Por su parte, los bonos rinden un cupón fijo y obligatorio todos los años.

    Los auténticos propietarios de una empresa son los tenedores de acciones ordinarias; reciben la totalidad de los beneficios, descontados los pagos de intereses de las deudas y el pago de dividendos a las acciones preferentes. Estos beneficios se distribuyen de dos formas: como efectivo, en forma de dividendos a los accionistas, y como incremento del valor de las acciones ordinarias. Este aumento (o disminución) del precio de las acciones ordinarias puede tener dos causas: 1) La reinversión de los beneficios, para aumentar el crecimiento de la empresa o permitir el logro de otros objetivos, aumenta el valor total de los activos de la empresa, y por tanto, el valor de sus acciones. Si, por ejemplo, se retiene una determinada cuantía de los ingresos por cada acción de la empresa, el valor de cada acción debe aumentar en la misma cuantía. 2) El cambio en las expectativas de los accionistas sobre los beneficios potenciales futuros de la empresa hará que el precio de las acciones varíe. El rendimiento obtenido por un accionista viene dado por el dividendo percibido más las ganancias (pérdidas) del valor de las acciones

    Lo que debe tenerse en cuenta en cada acto que se realice en relación con los instrumentos de financiamiento a corto o largo plazo, lo que se debe hacer es tomar las decisiones financieros más efectivas, de modo que esto se refleje en la eficiencia, eficacia y economía de los recursos que la empresa del sector construcción necesita, para tener la máxima productividad, competitividad y alcanzar la optimización de su gestión.

    4.4.3. GESTION OPTIMA

    La gestión óptima de las empresas del sector construcción, se da en el marco del planeamiento táctico y estratégico; la eficiencia, eficacia y economía de los recursos escasos de las empresas, la productividad y competitividad.

    Según la Enciclopedia Encarta® 2005. optimizar, es buscar la mejor manera de realizar una actividad.

    Para los empresarios y los economistas, optimizar es sinónimo de productividad.

    Encarta, dice que la productividad, es la Capacidad o grado de producción por unidad de trabajo, superficie construída, equipo industrial utilizado, etc. También es la relación entre lo producido y los medios empleados, tales como mano de obra, materiales, energía, etc.

    Para efectos de este trabajo, la optimización, la vamos a entender en términos de eficiencia, eficacia y economía de los recursos que utiliza las empresas del sector construcción.

    4.4.3.1. PLANEAMIENTO TACTICO Y ESTRATEGICO

    Existen muchos documentos que hablan sobre estos términos. Según la Directiva para la Formulación de los Planes Estratégicos Institucionales del Ministerio de Economía y Finanzas; la programación estratégica es una herramienta para orientar la ejecución de los recursos al cumplimiento de las funciones primordiales. También, se indica, que es una manera de enfrentar y resolver los problemas críticos de las empresas. Se formulan en términos medibles, verificables, cuantificados en términos de costos y resultados esperados, y que se integran en un Plan de Desarrollo Institucional, acorde con la disponibilidad global de recursos establecida en el escenario micro y macroeconómico previsto.

    Los planes institucionales tendrán la estructura siguiente:

    • 1. Diagnóstico, que sirve para identificar la situación institucional, análisis de hechos y tendencias al interior de la entidad y del ambiente externo en el cual se desenvuelve.

    • 2. Perspectivas a mediano y largo plazo, comprende la visión y misión institucional, como indicadores para la medición del desempeño a nivel de impacto al final del periodo del Plan.

    • 3. Programación multianual, comprende los objetivos estratégicos generales, objetivos estratégicos específicos, acciones permanentes o temporales y la programación multianual de las inversiones de la institución.

    Partes: 1, 2, 3, 4

Página siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Finanzas

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda