Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Correlación de lo biológico y lo social en el hombre




  1. Resumen
  2. Introducción
  3. Desarrollo
  4. Conclusiones
  5. Bibliografía

Resumen

La relación de lo biológico y lo social tiene una extraordinaria actualidad en el mundo científico de nuestros días, época en la que los cambios climáticos, ambientales, socioeconómicos, estructurales son impredecibles por lo que el especialista en salud tiene que estar actualizado para enfrentar esos retos. Este trabajo tiene el objetivo de profundizar en la relación existente entre lo biológico y lo social, y cómo influye lo social en el individuo e identificar la aplicación de estos conceptos en nuestra especialidad de Estomatología. La sociedad actual ha sido transformada por el impetuoso desarrollo de la ciencia y la tecnología, esto ha modificado también el lugar y el papel del hombre en el mundo, como resultado de los avances de su propia actividad. El postulado marxista de que el hombre vive física y espiritualmente de la naturaleza se ha hecho evidente. Pero hoy día esta concepción tiene que ser cambiada por el rápido deterioro del medio ambiente, es decir el hombre tiene que vivir con la naturaleza y no de ella.

Palabras claves: Biológico-social, biosicosocial, estomatólogo, salud comunitaria

Introducción

Lo biológico y lo social, constituye aún en nuestros días un problema no solo de las ciencias médicas, sino de todas las ciencias que estudian el origen, formación y desarrollo del hombre. Desde tiempos remotos se ha separado al hombre de su medio social cuando se estudia su enfermedad. Los investigadores de la medicina pocas veces pusieron interés en observar la influencia del medio sobre la conducta de los individuos en aquellas épocas. Nadie se preocupaba del creciente desarrollo industrial, la urbanización acelerada sin una infraestructura sanitaria adecuada; todo al margen del estudio de sus consecuencias para la salud de las personas.(1,2)

Después de que los trabajos de Charles Darwin atrajeran la atención del mundo científico hacia las leyes del desarrollo de todo lo vivo, leyes que explican el origen de las especies actuales de animales y vegetales; originando una marcha triunfal en muchas ramas del conocimiento, entre ellas la medicina.(2)

EL origen "biológico" de la idea del desarrollo acarreó un enfoque biológico en el estudio del hombre; se intentó ver en la formación y desarrollo de éste, solamente, la manifestación de las leyes que actúan en el mundo animal, o sea, las leyes de la herencia; surgiendo así las concepciones biologicistas del desarrollo humano.

El desarrollo científico hizo cada vez más evidente la necesidad de considerar el factor social en la explicación del desarrollo humano, surgiendo así las teorías que, en una u otra medida, tuvieron en cuenta el medio en que el hombre vive y la interacción de éste con su medio especifico, dando lugar a diferentes explicaciones.

Se pusieron de manifiesto muchas de sus inconsistencias y en medio de esas luchas biologicistas y sociologisistas surge una teoría más completa y abarcadora: la teoría del desarrollo histórico-cultural, donde se integran de forma peculiar lo biológico, lo ambiental y lo específicamente socio-cultural en el desarrollo del hombre, identificado a plenitud con los postulados de la filosofía materialista-dialéctica, parte de ella para su explicación del desarrollo del hombre. (3)

Lo expuesto nos permiten formular algunas interrogantes ¿Podemos definir al hombre como un ser biosicosocial ¿Cómo influye lo social en el individuo? ¿Se forman nuestros profesionales con concepciones integrales acerca de la relación de lo biológico y lo social?

La relación de lo biológico y lo social tiene una extraordinaria actualidad en el mundo científico de nuestros días, época en la que los cambios climáticos, ambientales, socioeconómicos, estructurales son impredecibles por lo que el especialista en salud tiene que estar actualizado para enfrentar esos retos. Es por eso que nos decidimos a realizar este trabajo con el objetivo de profundizar en la relación existente entre lo biológico y lo social, y cómo influye lo social en el individuo e identificar la aplicación de estos conceptos en nuestra especialidad de Estomatología.

Desarrollo

El hombre por su esencia social posee rasgos fundamentales y particularidades específicas que lo diferencian radicalmente de otros seres vivos. Esto obliga a enfocar la salud de las personas no sólo desde posiciones biológicas, sino considerando las características sociales y culturales. Dos de las categorías fundamentales para interpretar los fenómenos concretos de las ciencias médicas y de la salud de la población son lo biológico y lo social.

Toda la actividad vital del hombre es un constante proceso de interacción biológica y social. De ahí que las categorías de lo biológico y lo social estén relacionadas con los problemas metodológicos fundamentales de las ciencias médicas y con la interpretación de los problemas concretos de la práctica médica. Debemos considerar que ambos aspectos están presentes en todo problema relacionado con la salud del hombre y la sociedad, pues el hombre es el único ser vivo que convive en sociedad y que es portador de las relaciones sociales, su salud está condicionada por los fenómenos y factores sociales, más aún, si lo que valoramos es la salud de familias, de grupos de población y de la sociedad en su conjunto.

Para el estudio de la relación de lo biológico y lo social hay que partir de ideas filosóficas generales: primero, que el mundo es único y en esta unidad radica su materialidad, o sea que de allí se desprende que lo biológico y lo social son realidades objetivas independientes de la conciencia de los hombres y son formas de existencia de la materia. Segundo, este mundo por su materialidad está en constante cambio y movimiento. (1,2)

Lo social surgió sobre la base de lo biológico y en los orígenes del hombre el desarrollo social estuvo condicionado por leyes biológicas como la necesidad de comer, defenderse, después agruparse, comunicarse y de trabajar, de manera que lo biológico fue transformándose en social.

Es lógico expresar la relación existente entre las leyes biológicas y sociales y su influencia al actuar sobre el hombre ya desarrollado y su estado de salud. Quiere decir que en la interrelación dialéctica de lo biológico y lo social, están relacionadas leyes que actúan sobre el estado de salud y se hace más evidente cuando valoramos el estado de salud de los individuos y la sociedad.(3,5)

En la categoría de lo biológico y lo social debemos enfocar tres leyes fundamentales: 1. Leyes biológicas generales (comunes a todos los seres vivos), tales como reproducción, herencia, envejecimiento. 2. Leyes biológicas específicas(las que están presentes y actúan solo sobre el ser humano), rigen algunos procesos biológicos, exclusivos del hombre.3. Leyes socioeconómicas,( rigen la vida social y el desarrollo de la sociedad, condicionan la manera de obtener los medios materiales y espirituales de la sociedad, para poder vivir y desarrollarse.(3)

Estas leyes predominan según el nivel en que se produzca el fenómeno de salud, en los niveles inferiores (células ,tejidos) predominan las leyes biológicas y en las superiores las sociales.(2)

Lo anteriormente expresado se manifiesta con ejemplos evidentes, en la cavidad bucal y nuestra saliva conviven una serie de microorganismos que en determinadas situaciones frente a factores etiológicos locales como la formación de la placa dentobacteriana favorecen la aparición de la caries dental y enfermedades periodontales (ley biológica), si mantenemos una higiene bucal adecuada mediante el cepillado correcto, el control de la placa dentobacteriana a través de medios mecánicos, químicos como uso de antisépticos y sustancias reveladoras, alimentación adecuada y eliminando factores de riesgo generales y locales se puede preservar o mejorar la salud bucal.(7,8) todo esto dependerá de la percepción de riesgo de cada individuo, situación económica para la adquisición de cepillos y dentríficos, su trabajo, modo y estilo de vida y accesibilidad y disponibilidad de los servicios estomatológicos, en dependencia de una adecuada educación para la salud del individuo , es decir la influencia de las políticas sociales del estado al respecto(9) .

Múltiples son las fuentes prácticas de análisis científico que pudieran enriquecer la explicación que pretendemos y que tan necesaria resulta a la teoría y a la acción práctica; la existencia de una biología por excelencia flexible, con amplias posibilidades y capacidad de cambio, reestructuración y compensación, una biología que revela la enorme responsabilidad ética que descansa en nuestras manos.

La comprensión correcta de la relación que existe entre lo biológico y lo social tiene gran importancia teórica y práctica en la profesión médica en el ejercicio de ésta y en la construcción de una nueva sociedad. Otro ejemplo importante que podemos citar en el trabajo del estomatólogo general integral y comunidad realizando acciones de promoción, prevención, curación y rehabilitación de la salud bucal, representado por el bienestar de la población, accesibilidad, carácter gratuito y participación de las organizaciones de masas de la comunidad, pues al enfocar la relación dialéctica que existe entre las leyes y categorías biológicas y sociales, los trabajadores de la salud pueden estudiar y manejar adecuadamente los factores socio-económicos y biológicos que influyen sobre el estado de salud de las personas, la familia y la sociedad. "De la misma manera que la sociedad produce a la persona como tal, esta produce a la sociedad" (9). La actividad social determina otras cualidades de la persona: el saber razonar, sentir, valorar estéticamente la realidad, entre tantas.

La ciencia ha comprobado que el hombre puede llegar a realizarse plenamente como persona sólo en presencia de determinadas premisas biológicas, un mínimo de factores biológicos resulta indispensable para que el hombre pueda incluso establecer las más elementales relaciones sociales a nivel de grupo, colectivos, familia. No basta con afirmar que la sociedad o el hombre son parte de la naturaleza, incluso su expresión, hay que considerar que en las leyes sociales la participación del factor conciente es necesario.(6) Por eso Fidel señaló que el socialismo se construye con conciencia.

Es muy interesante la idea de Marx contenida en sus manuscritos económicos-filosóficos 1844, cuando plantea que la universalidad del hombre se revela de un modo práctico. La naturaleza es un medio de vida y le aporta los medios con que el hombre vive, pues es su cuerpo inorgánico, con el que debe mantenerse en proceso constante para no morir.

Marx recalca la afirmación de que la vida física y espiritual del hombre se haya entroncada con la naturaleza. Una vez que el hombre comienza a vivir en sociedad, lo social subordina a lo biológico y se convierte en el elemento rector, comienza a surgir de la naturaleza, la naturaleza social y con el proceso histórico a medida que transcurre se produce un salto de la sociedad sin clase a las diferentes sociedades de clase.

Lo explicado hasta ahora justifica la importancia de la interpretación científica de la relación de lo biológico y lo social, problema metodológico central de las ciencias médicas.

La sociedad actual ha sido transformada por el impetuoso desarrollo de la ciencia y la tecnología, esto ha modificado también el lugar y el papel del hombre en el mundo, como resultado de los avances de su propia actividad. El postulado marxista de que el hombre vive física y espiritualmente de la naturaleza se ha hecho evidente. Pero hoy día esta concepción tiene que ser cambiada por el rápido deterioro del medio ambiente, es decir el hombre tiene que vivir con la naturaleza y no de ella.

También los clásicos del marxismo-leninismo sometieron a crítica las tendencias biologicistas en la interpretación del hombre, para desarrollar una composición dialéctica de este en contraposición al campo de las ciencias sociales calificadas por Lenin como palabrería (11). Tesis que mantiene toda su actualidad porque los retos que enfrenta la medicina para el presente siglo auguran un inevitable proceso de síntesis de los conocimientos acerca del hombre, al campo de los procesos sociales y de otras ciencias que lo estudian. Por otro lado se debe evitar también toda sociologización e interpretación de la vida y salud humana, pues también sería nocivo para el nuevo paradigma del proceso salud-enfermedad que hoy se requiere, señala al respecto el Dr. Aldeguería (12). La medicina debe sintetizar las bondades del enfoque higiénico-social y epidemiológico desde las posiciones de la esencia social del hombre, su naturaleza, sociobiológica y la estructura biopsicosocial del individuo contribuyendo así a la conformación de la ciencia única del hombre como avizoró Marx.

Dentro de este contexto, debe ser planteado y resuelto el problema de lo biológico y lo social, para no caer en exposiciones divorciadas de las condiciones reales de existencia humana; para las ciencias biomédicas este problema resulta medular en el plano teórico y práctico, pues de su solución depende uno u otro enfoque del proceso salud enfermedad y su enfrentamiento concreto.

En la relación entre lo biológico y lo social, lo social no sustituye a lo biológico y el proceso salud-enfermedad tiene como uno de sus elementos esenciales la biología humana, aunque esta está socialmente determinada. "Ambos planos del desarrollo, el natural y el cultural coinciden y se regulan uno con el otro… como el desarrollo orgánico tiene lugar en un medio cultural, se convierte en un proceso biológico condicionado históricamente. Por otro lado el desarrollo cultural adquiere un carácter particular e incomparable, ya que se realiza simultáneamente y funcionalmente en la maduración orgánica". (13) "El desarrollo cultural y biológico no representan en la filogénesis humana líneas libres e independientes sino que conforman un espiral entrelazándose ambos en una hélice ascendente, de tal forma que se interrelacionan y determinan dialécticamente".(14)

De manera que en la actividad del hombre los procesos biológicos, sociales y psicológicos se entrelazan e interactúan entre sí. Donde tradicionalmente se han destacado en primer plano lo biológico y lo social y en menos medida lo psicológico.

La medicina debe sintetizar las bondades del enfoque higiénico-social y epidemiológico desde las posiciones de la esencia social del hombre, su naturaleza, socio biológica y la estructura biopsicosocial del individuo contribuyendo así a la conformación de la ciencia única del hombre como avizoró Marx.

Por otra parte, la concepción marxista del proceso salud-enfermedad del individuo reconoce las diferencias entre la psiquis y el SOMA, pero sobre la base de su unidad. lo psíquico no es más que un reflejo de cerebro, cuyo órgano es la materia altamente organizada en determinadas condiciones sociales. (5)Si enfocamos al hombre como una unidad total de todos los factores podemos concluir que: el hombre es un ser biopsicosocial.

Este aspecto debe ser tenido en cuenta por todos los profesionales de la salud que al tratar solo la enfermedad el tratamiento que estamos realizando es biológico, no social, deshumanizando la medicina, no ven al hombre como ser social y no aparece tratamiento como ser social. La salud del hombre exige que su cuidado se proyecte hacia la investigación de las fuerzas sociales que existen en la comunidad y que inciden de una u otra forma en la salud de la población.(5)

La estomatología comunitaria basada en el programa nacional de atención integral a la población y la formación de profesionales de perfil ancho dirige sus objetivos a mejorar el estado de salud bucal de la comunidad mediante la ejecución de acciones integrales de atención Estomatológica alcanzando resultados positivos en el medio higiénico _ sanitario y social del individuo, la familia y la comunidad mediante el control de factores biopsicosociales que favorecen la incidencia de enfermedades del complejo bucal.(8,10)

Para alcanzar dichas metas es necesario que el futuro profesional de la salud se eduque con una concepción científica y social de la Estomatología con enfoque higiénico _ epidemiológico mediante la correlación de los factores biopsicosociales y la aplicación de métodos epidemiológicos, psicológicos y estadísticos para la realización de investigaciones científicas orientadas a la determinación del estado de salud de la población, desarrollen capacidades intelectuales, personalidad y actitudes que le permitan profundizar en la correlación de los factores biosipcosociales.(11) Por ello una comprensión holística del mundo actual.

El estudio de la Estomatología Integral esta compuesta por la asignatura Integral I,II,III VI y V mediante las cuales el futuro profesional es capaz de comprender la relación inseparable entre lo biológico y lo social y como este puede influir sobre la herencia, procesos que ocurren a nivel celular, la psiquis humana, etc., así como relacionar e identificar otros factores biológicos (edad, sexo ,raza);factores sociales (educación, hábitos alimentarios, tradiciones, desarrollo cultural), y factores psicológico (necesidades, valores motivaciones, adaptación y capacidad de aprendizaje) que interactúan entre si influyendo en las categorías biológico y social.(9,11) Decía Marx …Si el hombre es social por su naturaleza desarrollara su verdadera naturaleza en el seno de la sociedad…Crea su segunda naturaleza , la naturaleza humanizada. (12)

Este hombre biosocial se desarrolla y vive en un medio natural; que el hombre vive en la naturaleza quiere decir que la naturaleza es su cuerpo inorgánico por donde también coexiste otros seres vivos y todos de una forma u otra interactúan, la concepción marxista de que la vida física y espiritual del hombre se haya encontrada con la naturaleza no tiene más sentido que el que la naturaleza se haya encontrado consigo misma.(1) Al proteger, conservar y cuidar el medio natural, estamos protegiendo la vida. En consonancia con esto hoy el hombre debe cambia su enfoque al respecto, es urgente que el hombre aprenda a vivir con la naturaleza y no de ella como lo ha hecho hasta ahora.

Estos factores se identifican y determinan al realizar el análisis de la situación de salud de una comunidad (13,14) a su cargo, lo que da el marco adecuado para una correcta estrategia de intervención que abarque el individuo, la familia, la comunidad y la naturaleza de forma integral, es decir tener una visión holística del mundo que nos rodea, de esta manera el profesional de la salud con su accionar, promueve y fortalece condiciones saludables de vida que desempeñan un destacado papel en el mantenimiento de la salud.(15)

La salud no es solo privativa del médico, siempre está relacionada con el ambiente de la población y del individuo, con su cultura y educación, con los comportamientos sociales y con el nivel de desarrollo social. Tiene gran importancia la aplicación de las políticas estatales para este desarrollo humano sostenible que preconiza el mundo actual.

Conclusiones

Que existen leyes generales de la naturaleza, biológicas y socioeconómicas que rigen la vida social del individuo en determinadas etapas de su estadio, por las ciencias médicas no pueden tratar al hombre como una unidad biológica aislada sino, considerarlo como un ser biopsicosocial, su relación con la naturaleza, con lo ambiental y el desarrollo científico técnico alcanzado por la sociedad que le permite actuar en función de sus necesidades y aspiraciones.

Todo lo anterior lo podemos enmarcar desde una perspectiva integradora, en las que se apliquen las políticas estatales de desarrollo y contengan lo humano en su estrategia de dirección, tal como lo aplica la dirección de nuestra Revolución basada en objetivos propuestos por la UNESCO donde se logren: crecimiento económico, distribución con equidad y sostenibilidad ambiental para garantizar el bienestar y la salud de las futuras generaciones donde el ser humano sea el destinatario y el beneficiario del crecimiento económico ; por ello se relaciona lo biológico y lo social y su aplicación a la Estomatología y fundamento de Calidad de Vida.

Bibliografía

  • Ramos Domínguez BN, Aldereguía Enríquez J. Medicina social y salud pública en Cuba. La Habana: Editorial Pueblo y educación, 1990: p.2-3, 12-20.

  • Ramos Domínguez BN, Aldereguía Enríquez J. Higiene social y organización de la salud pública. Guantánamo: Editorial Pueblo y Educación; 1988. p. 21-32.

  • Cuba. Ministerio de Salud Pública. Dirección Nacional de Docencia Médica Superior. Sociedad y salud. La Habana: Editorial Pueblo y Educación; 1989. p. 1-10.

  • Aldereguía Enríquez J. Temas de higiene social. La Habana: Ministerio de Salud Pública; 1983: p. 14, 83.

  • Quintana Torres JL. La naturaleza y esencia social del hombre (correlación de lo biológico y lo social). Material didáctico complementario para el estudio de formas fundamentales de movimiento de la materia. Camagüey: Instituto Superior de Ciencias Médicas. Departamento de Filosofía.

  • Cuba. Ministerio de Salud Pública. Complicación de temas para la asignatura Filosofía y Salud. TI. La Habana: Instituto Superior de Ciencias Médicas; 1994. p. 19-29.

  • Cuba. Ministerio de Salud Pública. Dirección Nacional de estomatología. Programa Nacional de Atención Estomatológica Integral a la Población; 1992: p. 48.

  • Rodríguez Calzadilla A, Delgado Méndez L. Vigilancia y evaluación de la salud bucal. Método de observación y control. Rev. Cubana Estomatol 1995;32(1):9-15.

  • Muñoz de Villavicencio Porro F. Psicología médica. TI Guantánamo: Editorial Pueblo y Educación, 1990; p.168-71.

  • Rodríguez Calzadilla A. Delgado Méndez L. Programa nacional de Atención Estomatológica Integral a la Población. Rev. Cubana Estomatol 1995;32(2):85-94.

  • Cuba. Ministerio de salud Pública. Dirección Nacional de Docencia Médica Superior. Programa de la Disciplina Estomatología Social. Facultad de estomatología.

  • Serenko A.F, Ermukov W. Higiene Social y organización de la salud pública. Moscú: Editorial MIR, 1986: p.15.

  • Rodríguez Calzadilla A, Delgado Méndez L. Diagnóstico de salud bucal. Rev. Cubana Estomatol 1996;33(1):5-11.

  • Sosa Rosales M, Mojáiber de la Peña A. Análisis de la situación de salud en las comunidades. "Componente bucal": una guía para su ejecución. La Habana : Ministerio de Salud Pública. Dirección Nacional de Estomatología; 1998:p.1-3.

  • Proyecto editorial del centro de Humanidades y ética en Ciencias de la salud. Filosofía y salud. Camagüey: (s.n.),199: p. 18-9.

 

 

Autor:

Lic. María E Boentes Ruiz

Enviado por:

Mario E. Dorta Polier

 


Comentarios


Trabajos relacionados

  • Métodos de esterilización

    Comprende todos los procedimientos físicos, mecánicos y preferentemente químicos, que se emplean para destruir gérmenes ...

  • Calculo de plantilla de medicina interna

    Datos, criterios y variables. Cálculos y resultados. Resumen, conclusiones y recomendaciones. La dotación en recursos ...

  • Colas animales

    Colágeno. Gelatina. Propiedades del colágeno. Uso cosmético del colágeno. Uso médico del colágeno. Aspectos básicos sobr...

Ver mas trabajos de Salud

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda