Monografías Plus      Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Tripartitamente, ¿qué es el espíritu, que es alma y que es el cuerpo?




  1. Concepto de la condición dualista del hombre, alma-cuerpo o espíritu-carne
  2. Referencia del libro citado, en esta Sección

("La belleza del cuerpo es un viajero que pasa;

pero la del alma es un amigo que queda."

(Saavedra Fajardo)

TODO ser humano, por gracia inmerecida, regenerado por Dios, redimido por la Sangre de Cristo, su condición es Tripartita, o sea es espíritu-alma-cuerpo, ya que tiene tres organismos o elementos: espíritu, alma y cuerpo, por consiguiente el redimido es un ser Tripartito, (1ª Tes. 5: 23; 2ª Cor. 5: 17; Juan 3: 6), compuesto por dos organismos inmateriales: espíritu y alma y un organismo material: el cuerpo humano. Estos tres elementos son entes vivos, fusionados armoniosamente en el ser integral del hombre redimido. Con facultades y funciones propias cada una de ellas. Este veraz concepto bíblico deriva de la autoridad de la Palabra de Dios, que es la fuente inagotable de todo conocimiento, (1ª. Tes. 5: 23 y afines).

Hay otros conceptos bíblicos al respecto, cuales sean sus bases van mis respetos, ya que cualesquiera que sean sus nociones, el fin es entender en dar salud y desasosiego al interior y al exterior de nuestro cuerpo en forma permanente, asimismo que se sienta la anhelada Esperanza Bienaventurada de un mañana mejor. Ante esto, hay que tener en cuenta que aparte que existen enfermedades y síndromes benignos como malignos corpóreos, que no solo hacen sufrir endógena y exógenamente, también hay dolencias espirituales inexplicables y explicables, difíciles y fáciles de interpretar, que hacen como no hacen sufrir y asimismo difíciles de apaciguar y poco probable de curar que las enfermedades corpóreas. Por ende afirmo, cuáles sean los otros conceptos de este fascinante tema, que así como hay dolencias espirituales inexplicables y explicables, así también hay una maravillosa salud espiritual enigmática, arraigada con una profunda paz y confianza que da desahogo al cuerpo, siendo ese bienestar divino mucho más elevado que la salud del cuerpo.

En todo lo que se ha mencionado -tripartitamente, en este grupo de redimidos por la Sangre de Cristo- se ratifica que los dos organismos incorpóreos (espíritu y alma) que habitan en el cuerpo humano tienen constante actividad. La función del alma es dar vida al cuerpo y la función del espíritu (en donde habita Dios) es dar vida espiritual al alma.

Hay que resaltar que si hablamos dualmente, en la mayoría de las personas no activa el espíritu, solo actúa el alma y el cuerpo. Esto es, porque la mayoría de las personas no dan lugar a las cosas espirituales en el Dios de la Biblia, el contacto con el Creador, ya que no ejercen el ente del espíritu, conforme el diseño bíblico, porque no hay ningún interés, en este campo inmaterial; solo están centrados en los sucesos del cuerpo y del alma, sin tener contacto con el Dios de la Biblia, ya que no hay redención realizada por la Sangre de Cristo.

A continuación citaré los apoyos bíblicos sobre la vida tripartita que tienen los redimidos por la Sangre de Cristo, veamos Isaías 53: 4-5: "Ciertamente llevó Él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros Le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido. Mas Él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados, el castigo de nuestra paz fue sobre Él, y por Su llaga fuimos nosotros curados"; 1ª Tesalonicenses 5: 23-24, RV1909 "Y el Dios de paz os santifique en todo (por completo); para que vuestro espíritu y alma y cuerpo sea guardado entero sin reprensión para la venida de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es el que os ha llamado; el cual también lo hará."; Hebreos 4: 12, RV1909, "Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más penetrante que toda espada de dos filos: y que alcanza hasta partir el alma, y aun el espíritu, y las coyunturas y tuétanos(cuerpo), y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón."; Lucas 1: 46-47, RV1909: "Entonces María dijo: Engrandece mi alma al Señor; Y mi espíritu se alegró en Dios mi Salvador, porque ha mirado a la bajeza de su criada(cuerpo); Porque he aquí, desde ahora me dirán bienaventurada todas las generaciones.", todos estos versículos aseveran que el ser humano, redimido por la Sangre de Cristo, es armoniosamente Tripartito.

He aquí una explicación somera: Cuando Dios creó al hombre en el

Principio lo formó del polvo de la tierra, y luego sopló "el aliento de vida" en su nariz. En cuanto el aliento de vida, que se convirtió en el espíritu del hombre, entró en contacto con el cuerpo del hombre, tuvo origen el alma. De ahí que el alma es la combinación del cuerpo y el espíritu del hombre, Génesis 2: 7, RV1909: "Formó, pues, El Señor Dios al hombre del polvo de la tierra (cuerpo), y alentó en su nariz soplo de vida (espíritu); y fue el hombre en alma viviente." La fusión del cuerpo y espíritu da resultado el alma. Una combinación perfecta. El espíritu da vida, da energía al alma y el alma da movimiento y luz al cuerpo. Los tres actúan inseparablemente. Dentro del cuerpo está el alma, dentro del alma está el espíritu.

Pero tenemos que lamentar que muchas veces solo actúa el alma y el cuerpo, en aquellos que un día pusieron su confianza en Cristo, la pregunta es ¿dónde está en ellos la función de su espíritu? Por eso hay vidas apagadas sin la energía de Dios en su espíritu. Anulado el espíritu, no hay contacto entre el Espíritu de Dios y el espíritu del hombre. Por eso siempre, a través de generaciones, ha actuado solo el alma y el cuerpo, siendo sus resultados catastróficos, sin la comunión con Dios que solo se da por medio del espíritu que habita en el hombre.

Se entiende que hay una serie de definiciones inexactas, confusas y tímidas, asimismo otras fuentes y corrientes religiosas sobre la composición del ser humano, que en lugar de aclarar se prestan a confusión sobre esta cuestión.

En la virtud de la enseñanza que nos da la unción del Santo (1ª Juan 2: 20, 27) -tanto al siervo de Dios (Watchman Nee, en su libro EL HOMBRE ESPIRITUAL, y a vuestro servidor- ya que por Su gracia esa UNCIÓN lo tenemos actuando dentro de nosotros mismos, "…la unción misma os enseña de todas cosas, y es verdadera…" (1ª Juan 2: 27, RV1909), nos enseña con claridad las funciones que tienen el espíritu, el alma y el cuerpo. Para mayor convicción y autoridad de la definición de estos dos entes inmateriales -espíritu y alma-, que forman parte de nuestro ser, a continuación citaré referencias bíblicas (en donde a iniciativa propia cambiaré las citas bíblicas de la Versión que utiliza este hombre de Dios, con la (Versión Reina-Valera 1909, ya que a criterio personal es la versión más apropiada, y otras citadas versiones)del libro de este célebre autor chino, en esta presente obra médica que pongo a vuestra disposición:

Espíritu: La voz hebrea de espíritu es "ruakh" = "es la señal y el hálito

de vida" y la griega "pneuma" = "aire en movimiento", "viento" o "aliento".

Al espíritu se le llama "el hombre interior", porque habita en lo profundo, oculto, en la intimidad del ser humano redimido; su principal actividad es tener contacto con Dios. Recibir calor y favor divino, y la Voz del Creador. Siempre y cuando esa persona sea consciente de ese celestial privilegio.

Pero muchos cristianos no disciernen su propio espíritu, por eso siempre ignorarán la manera de comunicarse con Dios por intermedio del espíritu. Perdiendo de esa manera grandes privilegios divinos.

La persona que no ha tenido un encuentro personal con Cristo, cuando desee adorar guiado por las emociones de su alma, su sincera adoración puede ser interceptada por espíritus malignos, quienes conducirán esa veneración a ídolos, a dioses extraños o deidades humanas, como estos dioses no dan respuestas que satisfacen el alma, entonces ocurre que el ánimo, las emociones, sufren decepciones, entonces ocurren contrastes negativos en el ser; he aquí las evidencias bíblicas:"(Faraón)...estaba agitado su espíritu." (Génesis 41: 8, RV1909); "Más el que es impaciente de espíritu enaltece la necedad." (Proverbios 14: 29, RVR60); "Mas el espíritu triste seca los huesos." (Proverbios 17: 22, RV1909);"Y los (extraviados) errados de espíritu..." (Isaías 29: 24, SB1602); "...Y por quebrantamiento (por la angustia) de espíritu aullaréis." (Isaías 65: 14, SB1602); "...Y su espíritu (de Nabucodonosor) se endureció en (su orgullo) altivez..." (Daniel 5: 20, SB1602). Podemos evidenciar con estos versículos, las anomalías que ocurren cuando el alma se decepciona en su religión; creyendo que Dios no les ha respondido. Ante esto están prestos en caer en influencias de espíritus demoníacos, que tratarán de desviar su creencia en cosas ocultas y demoníacas.

Ahora tratando el campo Tripartito, el organismo del ESPÍRITU HUMANO, en las personas regeneradas, está constituido por las principales funciones: 1) La Conciencia, 2) La Intuición, 3) La Comunión. Estas funciones en su principio fueron instituidas para tener total actividad, plena armonía y comunicación con Dios. A continuación la definición y detalles de cada función:

1) La Concienciase define como propiedad del ente del espíritu de reconocerse en sus atributos esenciales y en todas las modificaciones que en sí mismo experimenta. Además la conciencia es el conocimiento interior del bien y del mal. En la conciencia se da el conocimiento reflexivo de las cosas. La conciencia actúa en la actividad mental a la que solo puede tener acceso el propio sujeto. Además la conciencia es el acto psíquico por el que un sujeto se percibe a sí mismo en el mundo. Según la Biblia la función de la conciencia actúa así: "El Señor tu Dios había endurecido su espíritu..." (Deuteronomio 2: 30, SB1602); "...Salvará a los contritos de espíritu." (Salmo 34: 18, SB1602); "...Renueva un espíritu recto dentro de mí." (Salmo 51: 10, SB1602); "Cuando hubo dicho el Señor Jesús esto, fue conmovido en el Espíritu..." (Juan 13: 21, SB1602); "...su espíritu se deshacía en él viendo la ciudad dada a la idolatría." (Hechos 17: 16, SB1602); "Porque el mismo Espíritu da testimonio a nuestro espíritu que somos hijos de Dios." (Romanos 8: 16, SB1602); "...Más presente en espíritu, ya como presente he juzgado al que esto así ha cometido." (1ª Corintios 5: 3, SB1602); "No tuve reposo en mi espíritu..." (2ª Corintios 2: 13, SB1602); "Porque no nos ha dado Dios el espíritu de temor..." (2ª Timoteo 1: 7, SB1602).

2) La Intuición: Se define como la facultad de comprender las cosas instantáneamente, sin necesidad de razonamiento. La intuición es el resultado de saber si estamos en armonía con Dios, si andamos en Su Voluntad. Intuir es sinónimo de percibir, discernir, presentir, la Presencia o ausencia del Señor, etc. La Biblia detalla la función de la intuición en el espíritu del hombre: "(El Señor Jesús dijo) El espíritu a la verdad está presto..."(Mateo 26: 41, SB1602); "Y conociendo luego (el Señor) Jesús en Su espíritu..." (Marcos 2: 8, SB1602); "Y gimiendo (suspiró) en su espíritu..." (Marcos 8: 12, SB1602); "...Se conmovió (el Señor Jesús) en Su espíritu..." (Juan 11: 33, SB1602); "...Pablo en Atenas, su espíritu se deshacía..." (Hechos 17: 16, RV1909); "...Ferviente de espíritu..." (Hechos 18: 25, SB1602); "......Ligado yo en espíritu, voy a Jerusalén..." (Hechos 20: 22, SB1602); "... ¿Quién de los hombres sabe las cosas del hombre, sino el espíritu del hombre que está en él?..." (1ª Corintios 2: 11, SB1602); "...Recrearon mi espíritu y el vuestro..." (1ª Corintios 16: 18, SB1602); "...Nos gozamos por el gozo de Tito, que haya sido recreado su espíritu..." (2ª Corintios 7: 13, SB1602).

3) La Comunión: Se define como la plena armonía que tiene el ente del espíritu con Dios, en la intimidad profunda con Él. He aquí versículos de la función de la comunión en el espíritu del hombre: "Y mi espíritu se alegró en Dios mi Salvador..." (Lucas 1: 47, SB1602); "...Los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad..." (Juan 4: 23); "...Al cual sirvo en mi espíritu..." (Romanos 1: 9); "...Sirvamos en novedad de espíritu, y no en vejez de letra." (Romanos 7: 6, SB1602); "...Habéis recibido el espíritu de adopción, por el cual clamamos, Abba, Padre...el mismo Espíritu de testimonio a nuestro espíritu..." (Romanos 8: 15-16; "...El que se junta con el Señor, un espíritu es." (1ª Corintios 6: 17, SB1602); "...Oraré con el espíritu...cantaré con el espíritu...si bendijereis con el espíritu..." (1ª Corintios 14: 15-16).

En cuanto al ALMA, deriva de la voz hebrea "néfesh adám"= "persona humana" o "vida humana" y la voz griega "psyche"= "viviente", "sentimientos", "alma" y "vida del alma". El alma no sólo es uno de los tres organismos o elementos del hombre, sino que también es la vida del hombre, su vida natural.

Un hombre sin alma no vive. La vida es el fenómeno del alma. La vida del hombre es una expresión del compuesto de sus energías volitivas (voluntad), mentales y emocionales. En el mundo natural la "personalidad" abarca estas diferentes partes del alma. La vida del alma es la vida natural del hombre. El alma es la sede de nuestra personalidad, el organismo de la voluntad y la vida natural; el alma es el "auténtico yo", yo mismo. Nuestro yo es el alma. Los elementos que nos hacen humanos pertenecen al alma. El intelecto, los ideales, el amor, la emoción, el discernimiento, la capacidad de elegir, la cesación, etc., no son sino diferentes experiencias del alma. Al alma se le llama "hombre exterior" porque tiene contacto con las cosas externas que provienen del cuerpo exterior.

Lo que constituye la personalidad del hombre, Alma, son las tres facultades principales: 1) Voluntad; 2) Intelecto (pensamientos, mente); 3) Emociones. A continuación definiré y detallaré cada facultad principal del alma:

1) Voluntad: Es el instrumento de nuestras decisiones y revela nuestro poder de elección. Expresa nuestro consentimiento o nuestra negativa, nuestro "sí" o nuestro "no". Sin la voluntad el hombre queda reducido a ser un autómata. La Voluntad determina nuestro accionar, sea bueno o sea malo. A continuación los versículos bíblicos que describen la facultad de la voluntad del hombre: "No me entregues a la voluntad de mis enemigos" (Salmo 27: 12, RV1909); "...No lo entregues a la voluntad de sus enemigos." (Salmo 41: 2, RV1909); "...Y te entregue a la voluntad de las hijas de los filisteos..." (Ezequiel 16: 27, RV1909).

2) Intelecto (Pensamientos, Mente):Es el instrumento de nuestras ideologías, manifiesta nuestro poder intelectual. Es la fuente de sabiduría, el conocimiento y el razonamiento. Su ausencia hace que un hombre sea tonto e inepto, irresoluto en sus actos. La facultad del Intelecto (Pensamientos, Mente) es un gran privilegio que Dios le ha dado al hombre, para que todo lo haga con juicio e inteligencia. A continuación los versículos bíblicos de la facultad del intelecto del alma: "El alma sin ciencia no es buena..." (Proverbios 19: 2, RV1909); "...Maravillosas son Tus obras: Estoy maravillado, y mi alma lo conoce mucho." (Salmo 139: 14, RV1909); "Tendrálo aún en memoria mi alma..." (Lamentaciones 3: 20, RV1909); "...La ciencia fuere dulce a tu alma..." (Proverbios 2: 10, RV1909); "Guarda la ley y el consejo, y serán vida a tu alma..." (Proverbios 3: 21-22, RVR60); "Así será a tu alma el conocimiento de la sabiduría." (Proverbios 24: 14, RVR60).

3) Emociones: Es la facultad de nuestras simpatías y antipatías. Por medio de ella podemos expresar amor u odio y sentirnos alegres, enojados, tristes o felices. La emoción determina nuestro estado anímico en el presente de nuestra existencia en el mundo. Su escasez hará al hombre insensible como la madera o la piedra. A continuación una breve selección, de los abundantes versículos, sobre la facultad de la emoción del alma, que se le dividirá en tres partes, a) Emociones de afecto; b) Emociones de deseo; c) Emociones de sentimientos y sensaciones:

a) Emociones de afecto:"...El alma de Jonatán fue ligada con la de David, y amólo Jonatán como a su alma." (1º Samuel 18: 1, BS1602); "...Tú quien ama mi alma..." (Cantares 1: 7, SB1602); "...Engrandece mi alma al Señor..." (Lucas 1: 46, SB1602); "...Su vida aborrece el pan, y su alma la comida suave." (Job 33: 20, SB1602); "¿...A los cuales el alma de David aborrece? (2º Samuel 5: 8, SB1602); "....Mi alma se angustió con ellos, y también el alma de ellos me aborreció a mí." (Zacarías 11: 8, SB1602); "Amarás al Señor tu Dios...de toda tu alma..." (Deuteronomio 6: 5, SB1602); "Está mi alma aburrida de mi vida..." (Job 10: 1, SB1602); "Su alma abominó toda vianda..." (Salmo 107: 18, SB1602).

b) Emociones de deseo: "...Todo lo que desearé tu alma....que tu alma te demandaré..." (Deuteronomio 14:26, SB1602); "... ¿Qué discurre tu alma, y harélo por ti? (1º Samuel 20: 4, SB1602); "Codicia y aun ardientemente desea mi alma los atrios del Señor..." (Salmo 84: 2, SB1602); "...Y el regalo de vuestra alma..." (Ezequiel 24: 21, SB1602); "...Así clama por Ti, oh Dios, el alma mía..." (Salmo 42: 1, SB1602); "Con mi alma te he deseado en la noche..." (Isaías 26: 9, SB1602); "Mi amado, en el cual se agrada mi alma." (Mateo 12: 18, SB1602).

c) Emociones de sentimientos y sensaciones: "Y una espada traspasará tu alma de ti misma..." (Lucas 2: 35, SB1602); "...Todo el pueblo estaba en amargura de alma..." (1º Samuel 30: 6, VRV60); "...Su alma está en amargura... (y atormentada en su interior)" (2º Reyes 4: 27); "Y su alma fue angustiada a causa del trabajo de Israel" (Jueces 10: 16, SB1602); "¿Hasta cuándo angustiaréis mi alma...?" (Job 19: 2, SB1602); "...Mi alma se alegrará en mi Dios..." (Isaías 61: 10, SB1602); "Alegra el alma de tu siervo." (Salmo 86: 4); "...Su alma desfallecía en ellos." (Salmo 107: 5, SB1602); "¿Por qué te abates, oh alma mía...? (Salmo 42: 5); "Vuelve, oh alma mía, a tu reposo." (Salmo 116: 7, SB1602); "Quebrantada está mi alma de desear Tus juicios en todo tiempo." (Salmo 119: 20, SB1602); "Suavidad (dulzura) al alma..." (Proverbios 16: 24, SB1602); "...Deleitaráse vuestra alma con grosura." (Isaías 55: 2, SB1602); "Cuando mi alma desfallecía en mí..." (Jonás 2: 8, SB1602); "Mi Alma está muy triste hasta la muerte..." (Mateo 26: 38, SB1602); "ahora está turbada mi alma." (Juan 12: 27, SB1602); "...Afligía cada día Su alma justa..." (2ª Pedro 2: 8, SB1602). Hasta aquí los conceptos bíblicos del libro "El Hombre Espiritual" del siervo de Dios Watchman Nee, sobre la definiciones del espíritu y alma. Definidos los conceptos lacónicamente de estos dos entes inmateriales, a continuación van los conceptos concisos del ente material o sea el Cuerpo.

En relación al CUERPO, Dios uso el polvo de la tierra en el cual sopló el aliento de vida. Esto causó que el hombre fuera un ser animado. La misma frase ("un ser viviente") se usa también en el caso de los animales (Génesis 1: 21, 24; 2: 19, RVR60), pero, puesto que los animales no fueron creados a la imagen de Dios, como lo fue el hombre, existe una clara distinción entre los animales y el hombre. En el caso de Eva, Dios primero tomó una costilla con la carne que la rodeaba del costado de Adán y entonces la formó o la transformó en una mujer (Génesis 2: 21-23). El cuerpo es necesario e importante; de otro modo Dios habría creado al hombre sin este elemento material. Tengamos en cuenta que el cuerpo es vestidura, y cubre el alma, y a la vez el alma es vestidura, y cubre al espíritu. Estos tres elementos se complementan armoniosamente.

Lo más singular y tremendo es el hecho de que el Hijo de Dios tomó sobre sí mismo un cuerpo de carne y sangre (complementado con espíritu y alma), y, aunque murió y resucitó, lleva esa vestidura, llamado cuerpo, para siempre. Y esto es una honra para el ser humano.

Permítanme describir algo de lo que realmente fue Adán, quién tuvo armonía en su cuerpo, investido de espíritu y alma -tomándolo como ejemplo de lo que pudo haber sido el hombre, en su capacidad intelectual-. Adán fue el punto culminante de la creación de Dios. Con respecto a su capacidad intelectual, se ha estimado que aún los más brillantes genios usan un porcentaje muy pequeño del potencial total de su cerebro. Esto quiere decir que Adán era al menos mil veces superior a los intelectuales de hoy. Nosotros, a comparación de Adán, probablemente somos un noventa y cinco por ciento ciegos a toda la riqueza de colores desplegados por la naturaleza, y un noventa y ocho por ciento sordos a su gran variedad de sonidos. Los sentidos de Adán estaban afinados con la absoluta perfección. Incluso tuvo percepción extrasensorial. Él se entendía perfectamente a sí mismo y a su medio. Para ponerle nombre a la sin fin de especies de animales de los cielos, tierra y aguas, tenía que tener una capacidad intelectual extraordinaria, fuera de lo común. Como señor y administrador de lo creado, estaba capacitado para comunicarse con los animales y toda la naturaleza en sí, Génesis 1: 26, 28; 2: 15, ese era el destino de todos los seres humanos, de ser una raza superior. En las investigaciones que se han realizado, sobre este fenómeno, se ha demostrado que el ser humano únicamente utiliza el 25% o 30% de su cerebro, en otras investigaciones se menciona cantidades inferiores -a excepción de los llamados superdotados que sobresalieron en la historia de la humanidad, personas que supieron utilizar el potencial de su cerebro-,ante esto el ser humano muere sin haber utilizado las dos terceras partes de su capacidad cerebral. De los trece mil millones de células o neuronas que tiene el cerebro, casi diez mil millones de neuronas irán al sepulcro sin que se le haya dado utilidad. El ser humano tiene miles de millones de colaboradores cerebrales listos para ser empleados, pero como la mayoría no tiene la mente de Cristo (1ª Corintios 2: 16), obstruidos por el nefasto pecado no le es permitido el fluir de la sabiduría y del genio innato que tuvo Adán; ante esto opacado se vive y luego se muere sin haber hecho nada grande, y desaparece de la tierra sin haber triunfado, que es el anhelo natural que tiene todo ser vivo. La Biblia afirma que el cristiano, consciente de su

valor espiritual y fe, recupera lo que perdió el hombre -la imagen y semejanza que tuvo con Dios en sus inicios-, en los méritos de Cristo, pero para esto tiene que haber una constante renovación espiritual, cambio de mente, que se dará en un proceso paulatino, en la labor divina que Dios hace espiritualmente con cada creyente -tengamos bien presente que toda persona es candidata a ser creyente, acorde a las indicaciones bíblicas-, conforme sea su fe y su consagración al Señor, veamos varias afirmaciones bíblicas sobre ese proceso: Josué 1: 8: "Nunca se apartará de tu boca este libro de la Ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien."; Salmo 4: 4: "Temblad y no pequéis; meditad en vuestro corazón estando en vuestra cama, y callad."; Salmo 19: 14: "Sean gratos los dichos de mi boca y la meditación de mi corazón delante de Ti, oh Señor, Roca mía, y Redentor mío."; Salmo 119: 148: "Se anticiparon mis ojos a las vigilias de la noche. Para meditar en Tus mandatos."; Salmo 143: 5: "Me acordé de los días antiguos; meditaba en todas Tus obras; reflexionaba en las obras de Tus manos." Romanos 12: 2: "No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento(mente), para que comprobéis (hagáis experiencia) cual sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta."; 2ª Corintios 5: 17: "De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas."; Efesios 4: 24: "Y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad."; Filipenses 4: 8: "….Todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad."

El Cuerpo es el elemento material del mortal -entendiéndose que se complementa con el espíritu y alma-, se define como el conjunto de los sistemas y aparatos orgánicos y caracterizados por sus sentidos naturales. Debemos tener en cuenta que el cuerpo humano funciona como un complemento total. En el cuerpo humano todo es coherente. Por lo tanto tenemos que pensar que, aunque estudiemos el cuerpo por partes: aparatos y sistemas, estos se comportan como un conjunto homogéneo. Algo que afecte a un órgano de seguro

que afectará a muchos otros aunque sean de distinta función. Asimismo podemos afirmar cuán valiosos son nuestros dones naturales o sea nuestros cinco sentidos, en el cual particularmente le puedo agregar tres sentidos adicionales más en este tratado: Olfato, Gusto, Tacto, Visual y Audición; más los tres sentidos que particularmente agrego: Sentido Muscular; Sentido del Equilibrio y Sentido de Receptores Internos; estos sentidos figuradamente valen más que cualquier cosa preciada, figuradamente más que oro y plata y perlas preciosas juntas.

La unidad de estos dones que tiene el cuerpo, trabajan armoniosamente

a favor del ser humano. Si alguno de ellos se atrofiara, por el tiempo, diversas circunstancias o por enfermedad, los otros sentidos multiplican sus funciones para suplir la pérdida de aquel sentido en desuso.

Voy a describir los cinco sentidos más los tres sentidos que particularmente agrego: 1. Sentido del Olfato; 2. Sentido del Gusto; 3. Sentido del Tacto; 4. Sentido Visual y5. Sentido de Audición; además le puedo agregar: 6. Sentido Muscular; 7. Sentido del Equilibrio y 8. Sentido de Receptores Internos:

1.Sentido del Olfato: Es un sentido "químico", es decir que la percepción de los olores se da cuando una partícula gaseosa se disuelve en la mucosa nasal. Cuando esto ocurre, se produce la sensación, que, llevada a los centros cerebrales correspondientes, será registrada y decodificada. Por lo tanto este sentido tiene la virtud de indicarnos los distintos olores por más complicados que sean.

2. Sentido del Gusto: Al igual que el olfato, el gusto es un sentido "químico", es decir que, para que los sabores sean percibidos, es necesario que una partícula sólida se disuelva en la saliva. Este sentido da sabor a nuestra existencia, sea agria, sea dulce o bien agridulce. El sentido del gusto mal empleado lleva a la decepción en cualquier cosa; entendiendo que bien usado es el sentido de la superación del hombre, ya que empuja a mejorar en la existencia.

3. Sentido del Tacto: La sensibilidad es el resultado de la transmisión de los impulsos nerviosos al cerebro desde la superficie corporal, la piel (sensibilidad superficial); desde los músculos, las articulaciones y los órganos internos del cuerpo (sensibilidad profunda). El sentido del tacto reside en la piel, que recubre todas las partes externas del cuerpo. Este maravilloso sentido ayuda mucho a los otros sentidos. A este sentido también le llaman "la vista del ciego".

4.Sentido Visual: Es un sentido de carácter físico, ya que responde al estímulo de la luz. La visión se realiza a través del ojo, órgano situado en la cavidad orbitaria de la cara. La visión hace que nos ubiquemos en nuestra realidad, si estamos o no estamos. Potencializados y cuidados nuestros ojos pueden distinguir lo que quizás otros no distingan. La vista es el luminoso faro de nuestro ente corporal. Nuestro par de ojos son regalos de nuestro Dios Creador, para poder distinguir todas las cosas que nos rodean, apreciar y admirar la belleza de toda la faustuosa creación y el orden que el Dios Todopoderoso dispuso en Su soberanía.

5. Sentido de Audición: Es el encargado de percibir las sondas sonoras y transformarlas en sensaciones auditivas. Nos pone en alerta de ruidos cercanos y lejanos. Nos hace estar guardianes en alerta. Gracias a este sentido es posible la comunicación. Permite a los seres humanos controlar el equilibrio en armonía con el sentido del equilibrio (que detallamos más adelante).Asimismo por el oído tenemos la facultad de escuchar a Dios cuando nos habla, en Sus distintos lenguajes. Este sentido es uno de los baluartes de la comunicación. Hermoso es saber que nuestros oídos son tan necesarios, así como todos, los otros sentidos. Demos gracias a Dios por este maravilloso sentido, que nos hace que disfrutemos de los distintos sonidos que existen a nuestro alrededor.

Además las descripción de los tres sentidos que particularmente agrego:

6. Sentido Muscular: ¿Qué sería del cuerpo si el sentido de los músculos no funcionara?, este órgano está compuesto principalmente de fibras contráctiles, principal para el movimiento de la cabeza, compuesto de fibras y tendones entrelazados, que se extiende desde las apófisis transversas de las vértebras de la cerviz hasta el hueso occipital. Está formado por fibras musculares estriadas y lisas, que concurren al movimiento de la pierna, del glúteo, de los dedos. Hace que el músculo lateral del abdomen, desde las últimas costillas hasta la cadera, intervenga en la espiración, en la flexión y rotación del tronco y en la compresión de las vísceras. Asimismo mueve originalmente el músculo en forma de anillo, que rodea una cavidad o abertura, como la boca o la órbita del ojo. Hace actuar el músculo del hombro, desde el borde externo del omóplato hasta el húmero, que interviene en la flexión y rotación del brazo. Como en la extensión de la pierna del músculo del muslo, desde la articulación de la cadera hasta la rótula, que hace que se tenga movimiento.

7. Sentido del Equilibrio: Hace que se mantenga firme, en posición recta el cuerpo, nos mantiene sin hacernos caer. El sentido de equilibrio hace que tenga contrapeso, que tenga armonía estable el cuerpo. Hace que tenga ecuanimidad, mesura, sensatez en los actos y juicios. Este sentido es tan importante, como los demás sentidos, ya que si no funciona bien este sentido andaríamos desequilibrados y sin tener firmeza nuestro ente corpóreo.

8. Sentido de Receptores Internos: Este sentido pone en precaución ante eminentes peligros. Pone en alerta, en sobre-aviso. Es una estructura especializada del organismo, que recibe estímulos y los transmite a los órganos nerviosos correspondientes.Bioquímicamente es una organización molecular compleja, localizada por lo general en la membrana celular, cuya interacción específica con sustancias como neurotransmisoras, hormonas, toxinas, medicamentos, etc. Inicia los correspondientes mecanismos de respuesta.Comparándole con un motor de una maquinaria, los receptores son canales de recepción de la energía de un generador instalado a distancia. Si se coteja con un aparato de comunicación, sirve para recepcionar las señales internas, eléctricas, electromagnéticas, telegráficas o telefónicas, comunicando determinados mensajes, como enla radiodifusión, televisión, Internet, celular, etc.

Y asimismo el Cuerpo está constituido por conjuntos de Sistemas Orgánicos, los principales son: 1. Sistema Nervioso; 2. Circulatorio; 3. Cardiovascular y Linfático; 4. Respiratorio; 5. Digestivo; 6. Excretor o Urinario; 7. Hormonal o Endocrino; 8. Reproductor; 9. Locomotor (Esquelético, Articular y Muscular); 10. Tegumentario (Cubre y protege el cuerpo mediante la piel, uñas y pelo); 11. Inmunológico.

Definidos en forma escueta:

01. Sistema Nervioso: coordinan los demás sistemas, captan estímulos medioambientales y elaboran respuestas y comportamientos. Recogida, transferencia y procesado de información,

02. Sistema Circulatorio (Cardiovascular y Linfático): Conjunto de los sistemas cardiovascular y linfático. Se encarga del transporte de sustancias y de la defensa frente a las infecciones. Cardiovascular: Formado por el corazón, arterias, venas y capilares. Linfático: Formado por los capilares, vasos y ganglios linfáticos, bazo, timo y médula ósea.

03. Sistema Respiratorio: Capta el oxígeno para el cuerpo y expulsa dióxido de carbono. Los órganos empleados para la respiración son los pulmones. Dentro de los cuales podemos encontrar la tráquea, bronquios, bronquiolos, cilios, etc.

04. Sistema Digestivo: Transforma el alimento, absorbe los nutrientes y elimina los residuos. Procesado de la comida, boca, esófago, estómago, intestinos y glándulas anexas.

05. Sistema Excretor o Urinario: Filtra la sangre y elimina sustancias residuales. Eliminación de residuos del cuerpo mediante la orina.

06. Sistema Hormonal o Endocrino: Comunicación dentro del cuerpo mediante hormonas.

07. Sistema Reproductor: Se encarga de la reproducción y el desarrollo. Los órganos sexuales (masculinos y femeninos).

08. Sistema Locomotor (Conjunto de los Sistemas Esquelético, Articular y Muscular): Permiten el movimiento y proporcionan soporte al resto de los órganos. Estos sistemas coordinados por el sistema nervioso permiten la locomoción. (206 huesos individuales y 650 músculos). Esquelético: Apoyo estructural y protección mediante huesos. Articular: Formado por las articulaciones y ligamentos asociados que unen el sistema esquelético y permiten los movimientos corporales. Muscular: Movimiento del cuerpo.

09. Sistema Tegumentario: Cubre y protege el cuerpo mediante la piel, uñas y pelo.

10. Sistema Inmunológico o Inmunitario: Defensa contra agentes causantes de enfermedades.

---------------------------

Hasta aquí, en forma somera, la explicación, conceptos, detalles, definiciones y pormenores de lo que es tripartitamente, el espíritu, el alma y el cuerpo.

A continuación veremos la condición Dualista del ser humano normal, o sea los regidos por alma y cuerpo ó espíritu y carne.

Concepto de la condición dualista del hombre, alma-cuerpo o espíritu-carne

LA RAZA humana en general se desenvuelve dualísticamente, alma y cuerpo ó espíritu y carne, por generaciones sobre generaciones, en todas las razas, lenguas y lugar. Es la posición normal que tiene todo ser humano por naturaleza. Ya que esto es lo que se vive, se siente, se toca, se huele y se mira. Es guiado por todas las múltiples manifestaciones del alma y asimismo por el sentir del cuerpo. En esos dos entes gira su existencia. La filosofía Dualista es ver para creer. Es vivir para sentir. Y en este desenvolvimiento prima lo religioso, porque todo ser humano es religioso por excelencia. Siempre la raza humana ha tenido la tendencia en creer en algo superior a sus fuerzas, por eso siempre ha erigido deidades, dioses, fetichismo, según sea su cultura; -pero tengamos bien en claro que esto no es ejercer en absoluto el ente espiritual, ya que este ejercicio es en contacto directo con el Dios Viviente conforme al diseño bíblico-.Pero damos gracias al Dios Vivo, que Él no está lejos de toda persona, que valora y toma en cuenta el sacrificio que realizó Cristo en la cruz del calvario, (Marcos 12: 34; Hechos 17: 27; Efesios 2: 13, 17-18).¡Hermoso es saber y valorar que todo ser humano tiene Esperanza, y que en esa virtud divina Dios es lento en airarse pero es grande en bondad y misericordia, y en esa premisa Él desea que toda persona, cual sea su condición, se acerque a Él, y ante este acercamiento ya se verán los resultados!

Muchas cosas quisiera agregar sobre este interesante tema, de la condición Dualista, en que se encuentra la raza humana en general, pero me permitiré en transcribir el esclarecedor artículo, del eminente sabio teólogo inglés (Percy W. Heward, sobre esta demostrativa noción con base bíblica, en su artículo ALMA Y ESPÍRITU publicado en la revista PENSAMIENTOS DE LA PALABRA DE DIOS, de enero 2006, Pág. 51-52:

"Leamos en Génesis 2: 7 que Dios alentó en el hombre "soplo de vida" y así vino a ser "alma viviente". Luego, en 6: 3, 13 dice Dios: No contenderá Mi Espíritu con el hombre para siempre, porque él es carne... El fin de toda carne ha venido delante de Mí."

¿Y qué ocurrió con aquellos que eran "carne" entonces? Por el diluvio Dios destruiría "toda carne en que hay espíritu de vida". (Gén. 6: 17.) Y Pedro nos muestra que vinieron a ser "espíritus encarcelados". (1ª Pedro 3: 19.) El hombre era, pues, carne y espíritu; la carne fue destruida y el espíritu encerrado en consciente prisión. (Pedro revela que "el Espíritu de Cristo" que estaba en Noé había predicado a los que luego fueron espíritus encarcelados. (1ª Ped. 1: 11; 3: 18-20).

En Mateo 10: 28 el Señor habla de destruir "alma y cuerpo" en el infierno, es decir, separando eternamente alma y cuerpo del Señor. Se habla del hombre natural, en consecuencia, como "carne y espíritu" o "alma y cuerpo", siempre sólo dos partes.

En la Escritura no hay contradicción; nunca se menciona al ser humano no regenerado como tres partes, o sea, alma cuerpo y espíritu. Siempre que se habla de su parte interior se emplea la palabra "alma" o "espíritu"; cuando se refiere a su exterior, es el "cuerpo", su "carne".

Es verdad que el hombre fue creado "a imagen de Dios", pero perdió esa "imagen" por el pecado: por eso leemos que el hijo de Adán fue engendrado "a semejanza" de éste. (Gén. 5: 3). Cuando se habla de perdición significa que todo su ser está bajo el juicio, en estado de muerte espiritual. (Véase Judas 19). Pero Dios que es "rico en misericordia", vivifica (da vida) al creyente; pero ¿se refiere esto al cuerpo? ¡No! "Si Cristo está en vosotros, el cuerpo a la verdad está muerto (sujeto a la muerte); más el espíritu vive. (Rom. 8: 10-11). ¿Qué es lo que fue vivificado? ¿La nueva naturaleza? No, porque ella nunca muere. Es el ser, la personalidad. (Efes. 2: 1, 5, 10).

"De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es" (una nueva creación); pues sólo "lo que es nacido del Espíritu, espíritu es". (2ª Cor. 5: 17; Juan 3: 6). Conocedor de esta verdad, Pablo ruega por los Tesalonicenses "Que vuestro espíritu y alma y cuerpo (tres partes) sea guardado entero sin reprensión para la Venida de nuestro Señor Jesu-Cristo". (1ª Tes. 5: 23).

La dádiva que recibe de Dios el vivificado es esta nueva creación; y su futuro es que aun su cuerpo será redimido al ser resucitado, glorificado y hecho a semejanza del Señor. "Y como trajimos la imagen del terreno (de Adán), traeremos también la Imagen del Celestial." (Rom. 8: 23; 1ª Juan 3: 2; Filip. 3: 21; 1ª Cor. 15: 49)."

Hasta aquí el concepto esclarecedor de esta confusa noción para teólogos, intelectuales, pensadores y público en general, que nos comparte, en su artículo, este sabio hombre de Dios.

Con estas aclaraciones con base bíblica, podemos apreciar cuando rigió y el porqué de la condición Dualista que tiene la raza humana, o sea por qué rige el concepto alma y cuerpo ó espíritu y carne.

((((

Referencia del libro citado, en esta Sección

( Pensamientos Seleccionados (Palabras que Guían);

Décima Edición 1980, impreso en el Perú, año 1970.

(Watchman Nee, El Hombre Espiritual, Pág. 33-39, Editorial Clie,

Impreso en Colombia, año 2005.

(La Santa Biblia, RV1909 y 1602, en citas bíblicas variadas,

Sociedades Bíblicas Unidas, impreso en Corea, año 1992.

( Percy W. Heward, Pensamientos de la Palabra de Dios,

"Alma y Espíritu", pág. 51-52, año LIV, N° 5, enero 2006,

Corrientes-Argentina.

 

 

Autor:

Dr. Israel Condori Curo

 


Comentarios


Trabajos relacionados

  • The Islam

    Believes of Islam. Khalila and Dimna. Islam in Spain. Primitive religions have their origins in the search of God by th...

  • El pan de la proposición y su aplicación hoy en día

    La siguiente información se basa en una extensa investigación realizada por algunos testigos de Jehová en la república m...

  • Las virtudes y la prudencia

    Areté. Las virtudes. De la gracia del Espíritu Santo a las virtudes. Este trabajo está organizado de la siguiente maner...

Ver mas trabajos de Religion

 
 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda