Monografías Plus      Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Ángeles, Demonios y el Cerebro: La neurociencia aplicada

Enviado por Felix Larocca



Partes: 1, 2

  1. Nuestros pecados
  2. La tentación
  3. El aspecto darvinista considerado
  4. La lujuria
  5. La gula
  6. La soberbia
  7. El exceso de comida, reduce el control inhibitorio del cerebro: Por esa razón las dietas son tan difíciles de seguir…
  8. La ira
  9. La envidia
  10. En resumen
  11. Bibliografía
Investigadores en el campo de la neurociencia aplicada están empeñados en ubicar las áreas del encéfalo donde se localizan nuestras pasiones más secretas. Por ejemplo, se preguntan los científicos: ¿por qué razón ser malo se siente tan placentero?

Monografias.com

Los siete pecados

Nuestros pecados

La soberbia, la envidia, la avaricia, la ira, la lujuria, la gula y la pereza son clasificadas por la Iglesia Católica como los siete pecados capitales. Los que, a pesar de sus connotaciones negativas han inspirado las labores artistas y escritores por muchos años. En el siglo XIV Dante, en su Divina Comedia, describe los eternos sufrimientos de las almas condenadas por el Señor Todopoderoso. Mientras que los muralistas medievales imponían la idea de la rabia divina en los fieles, pintando escenarios de diablos y demonios regoldándose luego de haber consumido la carne de los pecadores. Estas proclividades al placer --- consideradas flaquezas del alma --- actualmente, están inspirando muchas investigaciones, que hoy tratan de establecer el origen de estos comportamientos y las razones por las que no parece ser que resulte fácil evitarlos. Ya que, continuamos cometiéndolos y, a menudo los celebramos, aun cuando expresamos que son maléficos. Nuestros nuevos instrumentos de investigación El uso de la exploración de resonancia magnética funcional (fMRI), que destaca áreas metabólicas activas en el cerebro, ahora permite a los neurocientíficos explorar la biología detrás de nuestras malas intenciones. Los pecados más deleitables envuelven los circuitos de la recompensa cerebral, incluyendo regiones evolucionarías antiguas, como son el núcleo accumbens y el hipotálamo, ambas localizadas profundamente en el cerebro. Monografias.com Éstas proveen información acerca de sentimientos fundamentales como son el dolor, el placer, la recompensa y el castigo. Formas de pecado más desagradables, como son la ira y la envidia, enlistan la corteza cingular anterior dorsal (CCAd). Esta ultima área, incrustada en la parte anterior del cerebro, a menudo se la reconoce como la "detectora cerebral de conflictos", porque se activa cuando se confronta información contradictoria, o simplemente cuando se siente el dolor. Los pecados más sociales de la soberbia, la envidia, la lujuria y la ira, activan la corteza prefrontal media (CPFm) que está localizada detrás de la frente, y que asiste en formular la consciencia del ego.

La tentación

Mientras se lucha para resistir los pecados, una red de conexiones de controles inhibitorios que involucran la parte frontal del cerebro se activan para apagar el impulso reduciendo su atracción. Mientras tanto, las investigaciones sugieren que regiones como el núcleo caudado --- en parte responsable por la coordinación de los movimientos del cuerpo --- suprime el impulso físico, resultado de la tentación. Parece ser que este mecanismo funciona de igual manera si lo que se siente es una chispa de lujuria, un ataque de celos, o el deseo de propinarle una bofetada a otra persona. Los dos lados batallan entre ellos: el lado diabólico vs el angelical para mantenernos libre de pecado.

El aspecto darvinista considerado

Resultaría extremo sugerir que la evolución nos programó para ser pecadores, pero el exceso de lujuria y la avaricia, ciertamente nos colocan en una condición precaria, sólo por su prevalencia en casi todas las culturas.

Monografias.com

Pompeya (Año 70 AEC)

Partes: 1, 2

Página siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Psicologia

 
 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.