Monografías Plus      Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     

Negocios y Contabilidad

Enviado por Luis Olmos M.



Partes: 1, 2

  1. Realidad y medición de la realidad
  2. Capital, activos y pasivos
  3. Ecuación fundamental del capital
  4. Balance general
  5. Medición de los beneficios
  6. Período de tiempo
  7. Movimientos económicos
  8. Objetivos de negocio
  9. La explotación del capital
  10. Estado de resultados
  11. La relación "costo - gasto - pérdida"

Es el aspecto económico del término riqueza el que guía este análisis. La riqueza tiene su origen, básicamente, en los ingresos que las personas perciben como compensación por el compromiso que éstos hacen de su capacidad de trabajo ya sea física o intelectual. Los ingresos, una vez percibidos, pueden ser destinados al consumo, al ahorro o a la inversión. El consumo representa aquella parte de los ingresos que una persona utiliza para financiar sus gastos de subsistencia como alimento, vestido y vivienda. Cuando los ingresos sobrepasan al gasto por consumo se origina un exceso de ingresos que puede ser destinado al ahorro o a la inversión. Se considera que existe ahorro cuando los ingresos se destinan al atesoramiento. Por otra parte, se considera que existe inversión cuando los ingresos que exceden al consumo se destinan a formar parte de los recursos disponibles para generar mayores riquezas.

Los inversionista, es decir aquellos que invierten, pueden destinar sus recursos a las diferentes alternativas de inversión las que van desde las inversiones financieras; adquisición de instrumentos financieros, a la inversión de capital; formación de capitales para la producción de bienes o prestación de servicios.

Las inversiones financieras generan intereses. Las inversiones de capital generan derechos de propiedad sobre los resultados obtenidos por aquellas empresas que explotan el capital que se les ha cedido. La decisión de un inversionista de destinar recursos a inversiones financieras o de capital responde, más bien, a intereses particulares. Sin embargo, los inversionistas consideran básicamente tres aspectos a la hora de decidir sobre una alternativa de inversión; el horizonte de tiempo - involucrado entre el momento en que se ceden los recursos y aquel en que se obtienen los beneficios -, la rentabilidad[1]y el riesgo[2]involucrados en la operación.

Cuando un inversionista realiza inversiones financieras cede sus recursos a otros quienes los requieren para financiar proyectos de negocios, constituyéndose los primeros en acreedores de los segundos. Cuando un inversionista realiza inversiones de capital se constituye en dueño de aquella empresa que percibe el capital.

Las inversiones de capital constituyen el centro de esta exposición.

Inversiones de capital

Debemos considerar que las empresas requieren recursos para financiar la explotación de alguna actividad económica - que se espera sea rentable -, y son los inversionistas los que lo proveen. Las inversiones de capital constituyen, por lo tanto, el flujo de recursos desde aquellos que los poseen a aquellos que los requieren. Sin embargo, los inversionistas deben ser retribuidos por los recursos cedidos. La retribución que las empresas hacen a los inversionistas dependerá, a su vez, de cuan rentable sea la actividad a las cuales las empresas destinan dichos capitales. Por lo mismo, los inversionistas de capital razonables destinarán sus recursos propios a aquellas empresas que le brinden los mayores beneficios económicos como retribución por los capitales cedidos. Por este motivo, la medición de tales beneficios deben ser medidos. El concepto de rentabilidad relaciona los recursos comprometidos con los beneficios generados por la explotación del mismo.

Sin embargo, al conocer la capacidad de una empresa para beneficiar un cierto capital, los inversionistas no sólo cuentan con bases sólidas para dirigir sus recursos a aquellas unidades productivas más eficientes sino que también provee alguna evidencia sobre lo efectivo del trabajo de aquellos que tienen la responsabilidad de dirigir los negocio hacia esos beneficios.

El proceso por el cual las organizaciones proporcionan información relevante a los inversionistas de los cuales esperan obtener capitales, en cuanto a los recursos comprometidos y beneficios logrados, es lo que continúa.

Realidad y medición de la realidad

Los hechos reales múltiples, y ciertos deben ser seleccionados, capturados, acumulados y resumidos para que éstos resulten de utilidad para la actividad económica. Sin embargo, no todos los hechos reales resultan ser fácilmente evidenciables y, en algunos casos, resulta ser improductiva la determinación del impacto económico de ciertos hechos en la actividad económica.


Partes: 1, 2

Página siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Contabilidad

 
 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.