Monografías Plus      Agregar a favoritos      Ayuda      Português      Ingles     
 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

La ortografía en la puntuación en inglés (página 2)




Partes: 1, 2

La ortografía ocupa un lugar destacado en la enseñanza de la lengua, porque mediante ella el estudiante aprende a escribir las palabras de una lengua determinada y a usar los signos de puntuación de acuerdo con las normas vigentes que le permiten decodificar y codificar textos. Sin el dominio de la habilidad ortográfica aumenta la probabilidad de que el estudiante comprenda y/ o redacte textos con significados dudosos y oscuros. Se ha planteado que en el acatamiento a las normas ortográficas subyace un acto de disciplina y una actitud de amor y respeto por el idioma. Tal es la importancia que se le concede a esta materia que muchas personas –incluidos directivos, docentes y figuras políticas- tienden a juzgar la calidad del aprendizaje de la lengua según la competencia ortográfica alcanzada por los estudiantes.

Los resultados de una encuesta aplicada a padres de estudiantes en los EE.UU. pusieron de manifiesto que la Ortografía como materia aparte, sigue en importancia a la Lectura y a las Matemáticas.[3] En nuestro país se aplicó una encuesta similar a padres de estudiantes de diferentes educaciones los cuales afirmaron que la Ortografía estaba algo olvidada y corroboraron que esta era tan importante como la Historia , el Español y la Matemática.

Aprender las reglas referentes a la puntuación y la mayúscula en inglés es siempre una construcción individual, por cuanto no constituye jamás una copia pasiva de la realidad, por el contrario dado el carácter activo del reflejo psíquico humano, el paso de lo externo a lo interno siempre implica la transformación del objeto, que al interiorizarse adquiere forma ideal y subjetiva.

Para que sea duradero el aprendizaje de lo antes expuesto se debe partir de los conocimientos, actitudes motivaciones, intereses, y experiencia previa del estudiante y así el nuevo contenido adquiere para él un determinado sentido, por lo que el aprendizaje se convierte en significativo.

Se necesita para que este aprendizaje sea eficaz y con calidad responder a las necesidades, motivos e intereses de los estudiantes. Las motivaciones de la actividad de estudio pueden ser diversas (intrísicas o extrínsecas), y determinan el enfoque (superficial, reproductivo; profundo, significativo) del aprendizaje y por ende, los resultados del mismo.

La enseñanza de la temática reseñada está mediada por la existencia de los profesores, el grupo y la cultura expresada además de la actividad de comunicación que constituye una característica esencial de este proceso.Aprender significa siempre interactuar y comunicarse con otros apoyarse en ellos para construir y perfeccionar los propios conocimientos, y para transitar gradualmente hacia formas de actuación autorreguladas, pero que siguen siendo, en esencia colaborativas.

Los métodos en la enseñanza de la ortografía

La enseñanza de la Ortografía tiene sus propios métodos. La imagen de materia árida, monótona, esquemática e inútil que de ella ha prevalecido durante mucho tiempo se debe, en buena medida, a los métodos empleados en su enseñanza muy parecidos a los dogmáticos medievales, pues se han caracterizado, de manera general, por propender a la memorización mecánica, más que a incentivar el interés por saber, y a incitar el espíritu de indagación en los estudiantes, tan necesario para dominar cualquier esfera del conocimiento e imprescindible en el caso de la Ortografía.

Otro problema que se manifiesta en el empleo de los métodos cuando se enseña o ejercita el tema abordado es el divorcio con los otros componentes del proceso. Es de gran importancia que se utilicen los métodos teniendo en cuenta los objetivos propuestos, el contenido, el desarrollo alcanzado por el estudiante. Este es un factor determinante en las clases destinadas a la enseñanza de la puntuación y la mayúscula en inglés.

La enseñanza de la Ortografía ha atravesado por diferentes etapas, que pueden ser caracterizadas atendiendo a la forma en la que el alumno asimila el conocimiento o la teoría que sirve de sustento al profesor para organizar el proceso docente. Las formas de actuar correspondientes a esta etapa o tendencias no se dan con independencia total unas de otras, pues en algunos casos, coexisten y sus procedimientos se emplean, solapándose, sin perjuicio del sistema metodológico con que se trabaje.

  • La etapa empírica o tradicional, se caracteriza porque en ella hay un predominio de la reproducción memorística; los métodos que se emplean están dirigidos a lograr estereotipos, fundamentalmente sobre la base de la repetición; le son propios: la copia , el dictado, la memorización de reglas, la etimología y el deletreo.

La autora considera que la metodología de esta etapa es insuficiente ya que no tiene en cuenta todos los procesos mentales que intervienen en el conocimiento ortográfico, ni las necesidades individuales del aprendizaje. Por lo que no se asevera con lo antes explicitado lo que planteaba Juan Amos Comenio cuando afirmaba que: ¨Para aprender todo con mayor facilidad deben utilizarse cuantos más sentidos se pueda (…) de manera que no se deje nada sin que haya impresionado suficientemente los oídos, los ojos, entendimiento y memoria¨ [4]

En las fuentes consultadas acerca de la ortografía en su totalidad refieren solamente el trabajo con la palabra para alcanzar una buena ortografía se desatiende casi completamente el trabajo con la Puntuación y la mayúscula.

Comenio sugirió en el siglo XV la copia interminable de largas listas de vocablos o párrafos extensos que contenía las palabras que el alumno escribía mal o con probabilidades de errar en su uso, según el criterio del docente; este método viso –motor, empleado así no concibe la ortografía como un complejo asociativo en el que la retención de imágenes de palabras es solo parte del problema.

Sin embargo, una utilización consecuente de la copia, mediante la selección de breves partes, atendiendo a las palabras que se ejercitan, al gusto y al Interés del alumno, puede resultar beneficiosa, sobre todo si el maestro llama la atención sobre el objetivo de la tarea. En este caso debe incluirse que se tenga en cuenta la puntuación y la Mayúscula a razonamiento de la autora. El profesor e investigador Augusto Lay, en sus experimentos realizados en la primera mitad del siglo XX, confirmó que la utilización de la copia en sus resultados es dos veces superior al deletreo, dos o tres veces a la lectura y seis al dictado. La autora considera que sería más efectivo si al copiar se ahondara en los componentes de la actividad verbal por consiguiente los signos que ayudan a que el texto sea mejor comprendido

Todas las aseveraciones anteriores incluyen solamente las palabras, la autora considera que se puede incluir en el dictado o en la copia la puntuación y la mayúscula por ser esta tan importante como la ortografía de la palabra pero este es un aspecto algo olvidado en las clases de lengua materna o extranjera.

La autora valora que el método viso –audio –motor, debe contener que el alumno vea y lea en el texto no solo la palabra sola sino el sistema donde está incluido por lo que debe pronunciar su contenido en voz alta, o debe oírlo como pronunciar, para luego escribirlo y determinar además la puntuación y la mayúscula a utilizar.

La memorización mecánica de las reglas ortográficas sigue el curso contrario del camino dialéctico del conocimiento: "de la contemplación viva al pensamiento abstracto, y de éste a la práctica," pues va de lo general a lo particular; al respecto, José de la Luz y Caballero insistía en que "no debe comenzarse generalizando, pues hay que explicar entonces primero lo más difícil, antes que lo más fácil ¨;[5] el resultado de esa práctica, en la inmensa mayoría, es que el estudiante aprende el enunciado, pero no llega a interiorizarlo, por lo que es incapaz de llevarlo a la práctica material; en las pocas veces que tiene éxito se debe no a la aplicación de la regla misma, sino a la experiencia que se obtiene al leer y escribir la abundante cantidad de casos que contiene. He ahí la gran importancia que tiene que el profesor cuente con materiales que contengan ejercicios para el trabajo con el tema de la investigación. Estos ejercicios que se necesitan están en diferentes publicaciones, en algunos casos el profesor desconoce de su existencia por lo que el material que se aporta será de gran utilidad.

  • La etapa o tendencia del aprendizaje sensorial o intuitivo surge de los aportes de la Psicología, en particular de los provenientes de las investigaciones de los trastornos del lenguaje (afasias agrafias) realizadas a partir de la segunda mitad del siglo XIX y que derivaron en la teoría de la existencia de cuatro tipos mentales: verbo –motor, motor –gráfico, auditivo y visual que originaban los cuatro grandes grupos de afecciones o afasias; condujeron a un nuevo procedimiento metodológico sobre una base psicológica del lenguaje y que aún ejerce una extraordinaria influencia en las aulas contemporáneas.

El argentino Víctor Mercante definió los tres momentos del lenguaje que debían cumplirse en el aprendizaje de la ortografía: centrípeto o receptivo, central o asociativo y centrífugo o ejecutivo .. bajo el influjo de la idea behaviorista de que esta tesis psicológica ofrecía el método de enseñanza ortográfica, el viso- audio- motor- gnósico, que ha prevalecido casi por unanimidad.

Los aspectos positivos que pueden señalarse de esta etapa, sobre todo si se compara con la anterior, son el carácter consciente de la actividad del alumno, la revelación de la importancia que tiene el interés por aprender Ortografía y la ejercitación de los órganos motores.

Clasificación de los ejercicios ortográficos[6]

  • 1- Por la finalidad:

  • Ejercicios de familiarización.

  • Ejercicios preparatorios.

  • Ejercicios de fijación o consolidación.

  • Ejercicios de control.

  • 2- Por la complejidad:

- Ejercicios reproductivos

- Ejercicios asociativos y referativos.

- Ejercicios activos, reproductivos y heurísticos o problémicos.

3- Por la manifestación externa.

  • Ejercicios de deletreo.

  • Ejercicios de copia.

  • Ejercicios de dictado.

  • Ejercicios de reglas.

  • Ejercicios cacográficos.

Ejercicios lúdicos.

4.2 La ortografía en la lengua inglesa

La escritura implica más actividad externa que la lectura y a la vez requiere un ritmo más lento. La combinación de elementos –el material especialmente preparado, la intensidad de la actividad y la lentitud- ayuda a fijar la forma escrita del inglés. Es por esto que el primer vínculo entre las formas orales y las escritas debe consistir en el aprendizaje de la correspondencia sonido- grafía y su aplicación en los ejercicios de dictado. Se deben enseñar primero los patrones ortográficos más regulares de cada sonido, evitándose la presentación de excepciones en la etapa inicial

Cuando aún los elementos aparentemente más sencillos de la escritura se enseñan sistemáticamente, se deben organizar para ello pequeñas sesiones de una duración que puede variar según el nivel de los estudiantes, a fin de cubrir todo el sistema gráfico de la lengua. Es estas pequeñas prácticas de escritura, los educandos deben primeramente escuchar el material que se ha preparado para cada una, luego deben pronunciarlo, ver las grafías correspondientes, escribirlas y leerlas de nuevo a partir de lo escrito.

El contenido de las prácticas de escritura debe basarse sólo en el léxico que los estudiantes hayan aprendido oralmente de forma previa, y la ejercitación sistemática debe tener los siguientes elementos: [7]

  • Grafemas: para que los estudiantes los estudien, a fin de establecer la relación sonido- grafía.

  • Palabras- clave: son las que contienen cada relación sonido –grafía y sirven como modelo.

  • Adquisiciones globales: Cada lección de escritura debe incluir palabras y expresiones que son necesarias para contextualizar el material que se dicta y no son objeto de estudio en ese momento o que presentan irregularidades ortográficas.

  • Ortografía gramatical: Se deben incluir para que los estudiantes profundicen una o dos reglas ortográficas que reflejen los aspectos gramaticales que han aprendido oralmente.

  • Elementos de puntuación: Los signos de puntuación que se usan con mayor frecuencia deben formar parte de las lecciones y su uso debe explicarse. Durante el dictado, la puntuación no debe dictarse, sino que se debe indicar a través de la entonación y enseñar los signos según lo que escuchan.

El conocimiento de las reglas ortográficas y específicamente de la puntuación y la mayúscula en inglés por los estudiantes de primer año de la carrera de Lengua inglesa es de gran importancia ya que ellos comienzan la adquisición de una nueva lengua con características que difieren en algunos casos a la propia. Sus profesores deben accionar correctamente sobre ellos para lograr un correcto aprendizaje.

Estos estudiantes en formación en el segundo año inician su práctica profesional influenciando directamente sobre la nueva generación que se está formando por lo que deben dominar determinados contenidos, demostrando la veracidad de los consideraciones de nuestro Apóstol ya que el reconocía a la educación como un derecho humano un derecho que además, conduce a la solidaridad: ¨Al venir a la tierra, todo hombre tiene derecho a que se le eduque, y después en pago, el deber de contribuir a la educación de los demás¨ [8]Si no se posee el correcto dominio sobre el tema abordado se puede fijar un conocimiento errado por lo que no se cumpliría su objetivo en el nuevo proceso educativo

Nuestro Héroe Nacional aconsejaba ¨Saber leer es saber andar. Saber escribir es saber ascender…¨[9]. La autora valora que este consejo es muy positivo para alcanzar la corrección en la puntuación y la mayúscula ya que la práctica tanto de la lectura como de la escritura potencian sus conocimientos del idioma inglés además de mostrar sus nociones al mantener una exitosa comunicación escrita expresando correctamente lo que piensa.

En la enseñanza de la ortografía se distinguen dos aspectos: la enseñanza de la ortografía gramatical, y de las reglas de ortografía.

La asimilación de la ortografía gramatical tiene lugar en las lecciones donde se introducen nuevas estructuras y vocabulario. Las reglas de ortografía resultan más difíciles, pues tienen origen histórico evolutivo, se debe enunciar la regla siempre que sea posible.

La puntuación en inglés

El desarrollo de la puntuación ha sido más lento que el desarrollo del alfabeto. Autores antiguos escribían todo junto, pero eventualmente aprendieron a separar palabras y después a marcar unidades en la oración.

Junto a esto creció el hábito de usar letras largas o mayúsculas al inicio de las oraciones y esto comenzó a estandarizarse. Así la oración comenzó a marcarse por la letra mayúscula al inicio y el punto al final.

El uso de las comas y otras marcas como los puntos y coma, comas, apóstrofe, signos de exclamación, signos de interrogación fueron desarrollados después, poco antes de la invención de la imprenta.

El uso de estos signos surge del uso de la entonación, aunque la correspondencia nunca fue y nunca será exacta. Cuando los signos de puntuación emergieron nadie tenía conocimiento exacto de la entonación. Los escritores solamente sabían que algo le sucedía a sus voces en varios lugares de sus discursos, y ellos incluyeron algunas marcas para indicar estos sucesos.

Se debe recordar que muchos de los primeros escritos eran para ser leídas en voz alta. Los signos de puntuación fueron consecuentemente direcciones para hacer determinadas acciones durante la lectura- alzar la voz, o bajarla, mostrar que algo había culminado o no, para indicar una inserción después de la cual la oración fundamental continua.

Cuando la imprenta fue inventada a mediados del siglo XV, la puntuación era abundante y un caos. Cada autor tenía su propio sistema. Las primeras imprentas tenían también sus sistemas propios, algunas imprentas imitaban la modalidad que más le gustaba. Pero la imprenta fue un gran paso hacia la creación de standards porque simplemente eran menos las imprentas que los autores. Una imprenta haciendo cientos de libros de los autores tendería a imponer ortografías y puntuación similares. Por eso los lectores se familiarizaban con ciertas ortografías y puntuaciones mientras otras cayeron en desuso.

Las imprentas del siglo XVI y XVII fueron las creadoras de las principales características de la puntuación moderna. Desde 1700, los cambios que ha sufrido la puntuación han sido menos, pero aún ocurren. En general a partir de este último siglo la tendencia se dirige hacia la disminución de la puntuación. Esto refleja un aumento en la velocidad de la lectura.

La Puntuación es el arte que ayuda a dilucidar el significado del autor para traer a la luz sus ideas con mayor facilidad. Es especialmente importante enseñar con énfasis el uso de los signos de puntuación en inglés por lo que estos deben formar parte de las lecciones y su uso debe explicarse detalladamente. Durante el dictado, la puntuación no debe dictarse, sino que debe indicarse a través de la entonación y enseñar a los estudiantes a escribir los signos según lo escuchan.

Como mismo la lengua oral tiene sus tonos e inflexiones, sus pausas, sus énfasis y otras variaciones de voz para brindar mayor expresividad a los pensamientos que las palabras habladas representan, la lengua escrita está usualmente acompañada por marcas o puntos para ayudar al lector a comprender a primera vista el preciso y determinado sentido del autor, un sentido el cual sin estas marcas, puede en muchos casos ser entendido mediante elaborados y profundos procesos y muchas ocasiones malinterpretado.

"En la música, la puntuación es totalmente estricta. Los compases y los descansos están puntualmente definidos. Pero nuestra puntuación no puede ser tan estricta porque debe ir relacionada a nuestra audiencia. En otras palabras, estamos constantemente cambiando la partitura."[10].

Es indiscutible que la puntuación sí ayuda a que la lengua escrita sea más afectiva, ponderando con gran precisión y definición las ideas, sentimientos y emociones del autor, que bien escogidas y correctamente punteadas transmiten la información deseada.

Aunque en el lenguaje común y corriente los tiempos no son tan estrictos como en la música, si ponemos atención, nos daremos cuenta que al hablar también seguimos cierta cadencia. Este "ritmo" se traduce en el lenguaje escrito por medio de la puntuación.

Cada estilo musical tiene sus reglas de "puntuación" y cada idioma también tiene sus propias reglas de puntuación. Así como en los diferentes géneros musicales, la puntuación en los diferentes idiomas no necesariamente se usa de igual manera, aunque si existen algunas coincidencias.

La enciclopedia Encarta en su diccionario define Puntuación como el conjunto de signos que sirven para puntuar.

La Puntuación es el arte de dividir una composición literaria en oraciones partes de la oración mediante el uso de puntos, con el propósito de demostrar las variadas combinaciones, conexiones y dependencias de palabras. [11]

La Puntuación está íntimamente conectada con los principios de la gramática, esencial en la aclaración de ambigüedades, las cuales algunas veces oscurecen la composición. Esta no ha recibido la atención que su importancia requiere. Ha sido considerada el juguete del pedante, o como la función peculiar del printer. Refriéndose a la educación de la Puntuación García Arzola señalaba muy acertadamente que esta "es parte de la redacción escrita y está tan unida a todo el proceso de expresar el pensamiento, que tratarla como materia para enseñar unas reglas, además de un disparate es una pérdida de tiempo". [12]Teniendo en cuenta tal punto de vista, se concibe esta enseñanza unida al estudio del párrafo y a la corrección de la composición y se considera en este caso que el estudiante debe darse cuenta por sí mismo de que existan signos que son obligatorios y otros que pueden tener un uso opcional según los matices de entonación y la intención que se desee transmitir a través del escrito.

Cualquier gramática elemental brinda suficientes reglas de puntuación. Existen reglas para puntuar, aunque leyendo a buenos escritores se observan diferencias de puntuación. A pesar de que esta sea materia un tanto elástica conviene tener en cuenta sus reglas. Estos pequeños signos –puntos y comas- intercalados en la escritura son a modo de hitos que ayudan a nuestra mente a seguir el pensamiento del que escribe. Si se suprime en una página literaria todo signo de puntuación, se puede comprobar que cuesta gran trabajo seguir el hilo del discurso.

Es especialmente importante enseñar con énfasis el uso de los signos de puntuación que difieren de la lengua materna de los estudiantes. La observación de esos ejemplos propicia en ellos una mayor sensibilidad respecto al fenómeno de la puntuación en general.

Para fortalecer este conocimiento las explicaciones deben ir seguidas de preguntas que muestren de una forma sencilla las comparaciones y los contrastes entre la lengua materna del estudiante y la lengua extranjera que se aprende.

Ejemplos que comprenden las causas fundamentales de la disortografía en la puntuación y la mayúscula en inglés por diferir de la lengua materna de los estudiantes.

  • La omisión en inglés al comienzo de la frase de los signos de interrogación y admiración.

  • El comienzo de las cartas en inglés puede llevar coma o dos puntos y en español sólo dos puntos: Dear Sir, /"Muy señor mío:".

  • En inglés se utilizan los dos puntos para expresar las horas, pero en español se prefiere sólo un punto: At 10:15 / "A las 10.15".

  • En inglés se usa el guión para formar palabras compuestas, y el español lo evita: anti-freezer / "anticongelante".

  • Las conjunciones copulativas suelen ir precedidas de coma, pero no así en español: He turned his bed over, and shook it / "Revolvió su cama de arriba a abajo y la sacudió".

  • Los números enteros se separan con coma y los decimales con punto mientras que en español ocurre lo contrario: 1, 340 / "1.340".

  • Los dos puntos (colon): - Uso parecido al español en que se usa para introducir una lista de elementos en una frase: These are the main issues: politics, social well-being, climate and the geography of the area. (Estos son los temas principales: la política, el bienestar social, el clima, y la geografía de la zona.)

En resumen, al comparar las dos lenguas se revela una serie de similitudes y diferencias en cada uno de los niveles de la lengua cuyo desconocimiento lleva a una comunicación defectuosa, de ahí que sea necesario incidir en dichos aspectos y desarrollar materiales o métodos que faciliten su incorporación. En definitiva, no se trata sólo de dos lenguas diferentes, sino también de dos concepciones diferentes del mundo. O como dijo Julián Marías: "Ser español es una manera de instalarse en la vida"[13], lo mismo que ser inglés es una manera distinta de instalarse en la vida.

Conclusiones

La ortografía en la puntuación en inglés es de gran importancia para poder comunicar escritos con calidad

Bibliografía

  • 1. Alvero Francés, Francisco. Lo esencial en la Ortografía. _ La Habana. Ed. Pueblo y Educación, 1999.

  • 2. Antich de León, Rosa, et al, Metodología de la Enseñanza de las Lenguas Extranjeras, Editorial Pueblo y Educación, La Habana, 1986.

  • 3. Colectivo de Autores. Lingüística I. Editorial Pueblo y Educación. La Habana, 1974.

  • 4. Colectivo de Autores. Lingüística III. Editorial Pueblo y Educación. La Habana, 1974

  • 5. Ortega, Evangelina; Redacción y composición, Editorial Pueblo y Educación,1991

  • 6. LEE Icy. Helping the Students to Develop Coherence in Writing. English teaching Forum. July 2002. volume 40 Number 3. –p 32-39

  • 7. Cleveland, Ceil.2002.Better Punctuation in 30 minutes a day. Career Press. Franklin Lakes.

  • 8. Cuba Ministerio de Educación. Ortografía. . _ La Habana. Ed. Pueblo y Educación, 1970.

 

 

 

 

Autor:

Autora principal

Lic. Ana Elvira Quesada Sotolongo

Centro de Trabajo: ISP ¨Juan Marinello¨ Dpto. Lengua Inglesa

Lic. Alina Medina Valdés

Centro de trabajo: ISP ¨Juan Marinello¨. Dpto. Lengua Inglesa.

[1] “Escuela de electricidad”. La América. Nueva York, noviembre de 1883, t. 8, p. 281.

[2] Ortografía, reglas y comentarios, p.5

[3] Donald H. Graves. Didáctica de la escritura, p.173.

[4] Comenius, Juan A: Didáctica magna, p102.

[5] José de la Luz y Caballero: Filosofía y Pedagogía, p.94.

[6] Balmaseda Noyra, Osvaldo: Enseñar y aprender Ortografía

[7] Metodología de la enseñanza de lenguas extranjeras. Rosa Antich de León. 1988.

[8] José Martí,. Obras Completas, t19, p. 375

[9] José Martí,. Obras Completas, t7, p. 156

[10] Sir Ralph David Richardson - Actor Inglés (1902–1983)

[11] Wilson, John (2005)

[12] García Alzola, Ernesto: Lengua y Literatura. Edición Revolucionaria. La Habana, 1971, p. 96

[13] ABC, 6 febrero 2000

Partes: 1, 2


 Página anterior Volver al principio del trabajoPágina siguiente 

Comentarios


Trabajos relacionados

Ver mas trabajos de Lengua y Literatura

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.


Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.