Monografias.com > Religión
Descargar Imprimir Comentar Ver trabajos relacionados

El templo de Salomón



  1. El
    Tabernáculo
  2. Características del
    templo
  3. La
    construcción del templo
  4. Otras
    construcciones
  5. Fuentes

El
Tabernáculo

El tabernáculo se utilizó desde el
Éxodo como lugar de reunión y de culto a Jehovah.
Desde los tiempos del Éxodo del pueblo judío, el
Arca estuvo oculta en el tabernáculo de Hebrón, y
fue finalmente llevada al tabernáculo de Jerusalén
por el rey David. Según la descripción de la
Torá, las murallas de Jericó se derrumbaron al
pasar los judíos ante ellas con el Arca. La presencia de
Jehovah se hacía visible, mediante la columna de humo que
salía del tabernáculo.

Monografias.com

Tabernáculo de David

Monografias.com

El traslado del arca de la alianza por
David

En el Antiguo Testamento, y en el Corán, se
señala:

  • El edificio se situó en la cima del monte
    Moriá, en una explanada de aproximadamente
    40×100 metros.

  • El rey David envió a ese monte un gran
    número de materiales y trabajadores a lo largo de su
    gobierno.

  • Gastó 3.000 talentos de oro (180 toneladas) y
    7.000 talentos de plata (420 toneladas) de sus propias
    posesiones en la construcción del Tabernáculo.
    Dado que en esa época un talento pesaba 60 kilos,
    está claro que el edificio ya en el tiempo de David
    necesitó de una grandísima cantidad de
    dinero.

El Primer Templo

  • El rey David tuvo a su disposición muchos
    dibujos del templo, en que los que se incluían hasta
    los más pequeños detalles. El rey David
    también tuvo los primeros contactos con Hiram y sus
    consejeros. Por ello, el rey Salomón sólo se
    encargó de la ejecución y pago de trabajos ya
    dispuestos por su padre.

  • El templo de Jerusalén fue un santuario del
    pueblo de Israel, situado en la explanada del Monte
    Moriá, en la ciudad de Jerusalén donde se
    ubicaba el Tabernáculo y en la actualidad la
    Cúpula de la Roca y la mezquita de Al
    -Aqsa.

  • Según lo escrito en la Torá, la
    construcción del templo de Salomón se
    realizó en el siglo X a.C. (960 a.C.).

Características del templo

El templo propiamente dicho, según la
descripción de la Torá:

  • Edificio. Fue un edificio pequeño,
    orientado sobre un eje longitudinal en dirección
    Este-Oeste.

Monografias.com

  • Debió tener una longitud interior de
    aproximadamente 27 metros, 9 metros de ancho y una altura de
    13,5 metros (60×20×30 codos). Sus dimensiones,
    por tanto, eran más bien las de una capilla palatina,
    ya que el culto se hacía desde su exterior.

  • Columnas. A ambos lados de su entrada se
    erigieron dos columnas, llamadas Jaquín y
    Boaz.

  • Puerta enchapada en oro. Los sacerdotes y el
    rey entraban en el templo a través de una gran puerta
    enchapada en oro, de aproximadamente 10 metros de alto y 4 de
    ancho.

Monografias.com

  • Vestíbulo de entrada. Tras de esa
    puerta se encontraba el vestíbulo de
    entrada.

Monografias.com

  • Sancto Sanctórum. Después de
    este vestíbulo, se encontraba la estancia principal,
    el Hajal o Santo, iluminado a través de unas ventanas
    altas. La anchura y longitud guardaban una proporción
    de 1:2, lo que significa que la planta del Hajal estaba
    compuesta por un doble cuadrado.

Monografias.com

  • El forjado de piedra se cubrió con madera de
    cedro.

  • Las paredes del Hajal se cubrieron con
    láminas de cedro, traídas de las
    montañas del Líbano, el mismo material de las
    vigas del forjado.

  • La tercera cámara, el Pemir, Kodet HaKodasht,
    se encontraba en la parte trasera, a un nivel más alto
    que el Heijal, y sólo podía accederse a
    él subiendo por una escalera.

  • El Pemir tenía la forma de un cubo de
    aproximadamente 10×10×10 metros
    (20×20×20 codos), y en su centro se ubicó
    el Arca de la Alianza. Éste era un arcón
    grande, hecho de madera de acacia, cubierta con planchas de
    oro y con cuatro anillas a las esquinas en las que se
    ponían varas para transportarla. Dentro del Arca se
    guardaron las Tablas de la Ley, entregadas por Jehovah a
    Moisés, en que estaban grabados los Diez Mandamientos,
    que sirvieron de conexión entre Jehovah y los
    israelitas.

Monografias.com

  • La explanada en el monte Moriá durante el
    reinado de Salomón se agrandó.

  • El patio interior del templo se rodeó
    por un muro formado por tres capas de bloques de piedra
    cubiertas por vigas de madera de cedro.

  • En este patio interior podían entrar los
    peregrinos y las masas de fieles, pero el Santuario del
    templo sólo era accesible al rey y a los
    sacerdotes.

  • Durante las fiestas, las ofrendas en la hoguera se
    hacían en el patio interior, para lo que se
    construyeron utensilios especiales.

  • El gran altar de hierro donde se
    encendía la hoguera y se realizaban las ofrendas, se
    colocó en medio del patio interior, con una llama que
    se mantenía encendida día y noche. Las cenizas
    se dejaban caer a través de una reja sobre la Piedra
    Santa.

Monografias.com

Según la acertada reconstrucción de T.A.
Busink:

  • La obra fue muy similar a las construcciones
    religiosas del mismo tipo en aquella área
    geográfica, aunque para Israel, que
    prácticamente acababa de salir del nomadismo, fue una
    obra de proporciones colosales.

  • Decenas de miles de israelitas fueron reclutados al
    estilo egipcio. El trabajo en el templo como lo fue en las
    pirámides era obligatorio para todos como si fuera un
    servicio militar.

  • El templo y el Palacio de Salomón resultaron
    ser obras faraónicas en las que se invirtieron todos
    los recursos de Israel: dinero, materiales, mano de obra… y
    que necesitaron de la ayuda de las ciudades fenicias, sobre
    todo de Tiro, que aportaron materiales como la madera de
    cedro y la gran cantidad de bronce y oro empleados, y el
    personal especializado para la construcción a cambio
    de trigo y otros productos.

Monografias.com
Monografias.com

Maqueta de la reconstrucción
del segundo templo de Jerusalén

La primera figura muestra el plano de Jerusalén
en tiempos de Salomón con la ciudadela a la derecha en la
que destaca el recinto cuadrangular que encierra el templo y el
palacio. Nótese la gran similitud de esta ciudadela con la
micénica de Tirinto.

La
construcción del templo

  • En la época del rey David y su hijo
    Salomón, el pueblo de Israel estaba convencido de que
    el monte del templo estaba situado exactamente en el centro
    de la Tierra. Por lo tanto, el que orase en ese lugar
    estaría en contacto directo con Jehovah, que moraba
    justo encima de las esferas celestiales.

  • Podría decirse sin exageración que los
    diez primeros años del reinado de Salomón
    estuvieron dominados por la organización para la
    construcción del templo, tal y como fue planeado por
    David.

  • Toda la política del reinado de
    Salomón se supeditó a la enorme cantidad de
    dinero que se necesitaba para la construcción del
    templo.

  • Éste, además de ser la Casa de Dios,
    debía expresar la unidad entre el estado y la
    religión, para librar el reino del separatismo de las
    tribus y disminuir la importancia de los viejos
    santuarios.

  • Sin embargo, después de la
    construcción del templo de Salomón, los altares
    de Canaán continuaron existiendo a lo largo y ancho
    del territorio israelita: el templo de Jerusalén se
    convirtió en la más hermosa y cara residencia
    de Yahvé, pero no en la única.

  • La importancia del templo aumentó durante los
    siglos siguientes, pero fue sobre todo tras su
    destrucción en el año 586 a.C. cuando el templo
    pasó de ser algo real a convertirse en una
    leyenda.

  • Lo más importante en el vasto y extenso
    programa de construcciones del rey Salomón, fue el
    templo. Mientras que otros edificios apenas si son
    mencionados, aproximadamente el 50% del relato bíblico
    del reinado de Salomón, se dedicó a la
    descripción de la construcción y del uso de
    este centro focal en Israel.

  • Los arreglos del tratado que David había
    hecho con Hiram, el rey de Tiro, fueron continuados por
    Salomón. Como "rey de los sidonios", Hiram
    gobernó sobre Tiro y Sidón, que
    constituían una unidad política procedente de
    los siglos XII al VII a.C.

  • Hiram era un rico y poderoso gobernante con extensos
    contactos comerciales por todo el Mediterráneo. Como
    los fenicios tenían una gran flota, resultaba de mutuo
    beneficio mantener relaciones amistosas. Además los
    fenicios se hallaban muy avanzados en construcciones
    arquitectónicas y en el manejo de costosos materiales
    de construcción, que controlaban con su
    comercio.

  • Fue particularmente un acto de sabiduría
    política de David y Salomón atraer el favor de
    Hiram. Arquitectos y técnicos de Fenicia fueron
    enviados a Jerusalén. El jefe de todos ellos era el
    rey Hiram cuyo padre procedía de Tiro y cuya madre era
    una israelita de la tribu de Dan. Los hábiles
    trabajadores y talladores de madera fueron del Líbano.
    Salomón efectuó los pagos en grano, aceite y
    vino.

  • La labor para la construcción del templo fue
    cuidadosamente organizada:

  • 30.000 israelitas para preparar los cedros del
    Líbano, con destino al templo.

  • 10.000 hombres trabajaban cada mes, y volvían
    a sus hogares durante dos meses. De los extranjeros
    residentes en Israel, se utilizaron un total de 150.000
    hombres:

  • 70.000 como transportadores de carga

  • 80.000 cortadores de piedra.

  • 3.600 capataces

  • 250 gobernadores fueron israelitas.

  • 3.300 encargados de los cuales 550 fueron oficiales
    jefes y 250 fueron israelitas. Los relatos tienen un total de
    3.850 hombres para supervisar la ingente labor de 150.000
    trabajadores.

  • No quedan restos del templo salomónico
    conocidos por las modernas excavaciones. Ni un simple templo
    ha sido descubierto en Palestina que date de las cuatro
    centurias durante las cuales la dinastía
    davídica gobernó en Jerusalén (1000-600
    a. de C.).

  • La cima del monte Moríah, situada al norte de
    Jerusalén fue explanada por David, nivelada
    suficientemente para el templo de Salomón.

  • El Templo fue destruido en el año 586 a. C,
    por el rey de Babilonia. Reconstruido en el 520 a. C, de
    nuevo demolido en el año 70 de nuestra era.

  • Desde el siglo VII de la era cristiana, la mezquita
    mahometana, la Cúpula de la Roca, ha permanecido en
    ese lugar, y es considerada como el sitio más sagrado
    de la historia del mundo musulmán.

  • El templo fue dos veces mayor que el
    tabernáculo de David en su área básica
    de emplazamiento.

  • Como estructura permanente fue mucho más
    elaborado y espacioso con apropiadas adiciones y una corte de
    entorno mucho más grande.

  • El templo daba cara al este, con un porche o entrada
    de casi cinco metros de profundidad que se extendía a
    través de su parte frontal.

  • Una doble puerta de cinco metros de anchura
    recubierta de oro y decorada con flores, palmeras y
    querubines daba acceso al santo lugar.

  • El santo lugar fue una habitación de
    nueve metros de anchura y catorce de alto, se extendía
    dieciocho metros en longitud, tenía el suelo, el techo
    y el contorno en madera de ciprés tallada y chapeada
    con oro fino con figuras labradas de querubines que adornaban
    los muros.

Monografias.com

  • La iluminación natural se lograba mediante
    ventanas en cada lado de la parte más alta. A lo largo
    de cada lado, había cinco mesas de oro para los panes
    de la proposición y cinco candeleros de siete brazos,
    todo ello hecho de oro puro. Al fondo estaba el altar del
    incienso hecho de madera de cedro, chapeada de
    oro.

Más allá del altar, existían dos
puertas plegables que daban acceso al lugar más sagrado.
Esta habitación también tenía nueve metros
de anchura, nueve metros de profundidad y nueve de altura.
Incluso, con aquellas puertas abiertas, un velo azul,
púrpura y carmesí de linos finos, obscurecía
la vista del objeto más sagrado.

A cada lado se elevaba un enorme querubín que con
las alas abiertas de 4,5 metros de longitud cubrían la
totalidad de la habitación.

  • Tres series de cámaras se hallaban adheridas
    a las paredes del exterior del templo, en los lados norte,
    sur, y al final de la parte oeste. Esas cámaras, para
    almacenar objetos y uso oficial.

  • A cada lado de la entrada del templo, surgían
    dos enormes columnas, una llamada Boaz y la otra
    Jaquín. Tenían casi ocho metros de altura,
    cinco metros y medio de circunferencia, hechas de bronce y
    adornadas con granadas. Por encima terminaban con un capitel
    hecho de bronce fundido de poco más de dos metros de
    altura.

  • Hacia la parte oriental, en frente del templo
    habían dos áreas abiertas.

El atrio de los sacerdotes. La primera llamada el
atrio de los sacerdotes, tenía 46 metros de anchura y 9
metros de longitud.

  • El altar de los sacrificios. Allí se
    levantaba el altar de los sacrificios de cara al templo.
    Hecho de bronce con una base de 9 metros cuadrados y 5 metros
    de altura, aquel altar era aproximadamente cuatro veces
    más grande que el portátil, utilizado en
    tiempos del nomadismo.

El mar de bronce fundido en tierra arcillosa del
valle del Jordán, se levantaba al sudeste de la entrada y
era igualmente impresionante en aquel atrio. En forma de copa
tenía dos metros de altura, cinco metros de
diámetro y un perímetro de catorce metros. Estaba
hecho de bronce fundido de 7,6 centímetros de espesor y
descansaba sobre 12 bueyes, cada tres de los cuales miraban en
una dirección. Una estimación razonable del peso de
aquella gigantesca fuente era de aproximadamente 25
toneladas.

  • Además de esta enorme fuente, que
    proveía de agua a los sacerdotes y levitas en su
    servicio del templo, había diez fuentes más
    pequeñas de bronce, cinco a cada lado del templo.
    Estas eran de casi dos metros de alto y se apoyaban sobre
    ruedas, con objeto de desplazarlas en el curso del
    sacrificio, donde se necesitaran para el lavado de varias
    partes del animal sacrificado.

  • La plataforma de bronce. Además en el
    atrio de los sacerdotes, se hallaba la plataforma de bronce.
    Era el lugar donde el rey Salomón permanecía
    durante las ceremonias religiosas.

  • El gran atrio exterior. Hacia el este, unos
    escalones hacia abajo conducían desde el atrio de los
    sacerdotes al gran atrio exterior. El gran atrio tenía
    91 mts de ancho y 182 de largo, estaba rodeado por una
    sólida muralla de piedra con cuatro puertas macizas,
    chapadas en bronce, para regular la entrada de las personas
    al lugar del templo. La puerta oriental servía como
    entrada principal.

Grandes columnatas y cámaras en esta parte
servían de espacio de almacenamiento de útiles a
sacerdotes y levitas, necesarios para realizar sus respectivos
deberes y servicios.

  • Es de general consenso de los arqueólogos de
    hoy de que el arte y la arquitectura del templo de
    Jerusalén eran básicamente fenicios.
    Está claramente indicado en la Escritura que David
    empleó arquitectos y técnicos de Hiram, rey de
    Tiro, mientras que Israel suministraba los trabajadores. Los
    fenicios suplían además artesanos y
    supervisores de la construcción real. El tipo de arte
    y arquitectura del templo de Jerusalén era
    común en Fenicia en el siglo X a. C.

Otras
construcciones

  • El palacio de Salomón, o casa del bosque
    del Líbano
    , está brevemente mencionado. Fue
    completado en trece años, habiendo un período
    de construcción de veinte años para el templo y
    el palacio.

  • Muy verosímilmente estaba situado en la falda
    meridional del monte Moríah entre el templo y
    Sión, la ciudad de David. Este palacio con un
    área de 46 por 23 por 14 metros era complejo y
    elaborado, contenía oficinas de gobierno, habitaciones
    para la hija de Faraón, y la residencia privada del
    propio rey Salomón.

Monografias.com

  • Las murallas de Sión en
    Jerusalén
    rodeaban el palacio y el templo de
    Salomón.

  • Ciudades de almacenamiento para
    propósitos administrativos y de sistemas de defensa.
    Una impresionante lista de ciudades construidas, sugiere el
    extenso programa de construcciones de
    Salomón.

Gezer, que había sido una plaza fuerte
cananea, fue capturada por el faraón de Egipto y utilizada
como fuerte por Salomón, tras haberla recibido como
dote.

5,8 hectáreas de Meguido, indican que
Salomón las había adecuado allí para alojar
450 caballos y 150 carros de batalla.

  • La fortaleza guardaba la importante zona de
    Meguido o el valle de Esdraelón a través del
    cual se encontraba la calzada más importante entre
    Egipto y Siria. Desde los puntos de vista militar y
    comercial, este camino era vital para Israel.

Otras ciudades mencionadas en la Torá son
Hazor, Bet-horón, Baalat, Tamar, Hamat-zobah y Tadmor.
Hallazgos arqueológicos en Betsemes y Laquis indican que
existían edificios con grandes habitaciones en esas
ciudades para ser utilizados como almacenes.

Fuentes

http://es.wikipedia.org/wiki/Templo_de_Jerusal%C3%A9n

http://www.esquinamagica.com/articulos.php?idar=90&id1=23

http://seminarioabierto.com/historiaat08.htm

 

 

Autor:

Rafael Bolívar Grimaldos.

 

Nota al lector: es posible que esta página no contenga todos los componentes del trabajo original (pies de página, avanzadas formulas matemáticas, esquemas o tablas complejas, etc.). Recuerde que para ver el trabajo en su versión original completa, puede descargarlo desde el menú superior.

Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.

Categorias
Newsletter
Comments
All comments.
Comments